Issuu on Google+

Diario de la Antigua Roma ­ num. 2 ­ Que Mercurio nos proteja ­ Diciembre 2012

DESASTRE EN TREBIA

- Los primeros datos situan las bajas romanas en unos 30.000 hombres. - El cónsul Sempronio ha sido llamado a Roma para declarar en una comisión de investigación. - Desde el Senado llaman a la tranquilidad y anuncian que reunirán un poderoso ejército para frenar definitivamente al cartaginés Aníbal.


www.laromapedia.com

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

En defensa de las Humanidades

No son buenos momentos para las humanidades y no es que hace unos años, con las vacas gordas, la situación fuese para tirar cohetes, pero es que ahora, escudados en las necesidades económicas, se han convertido en el chivo expiatorio del sistema educativo. El anuncio del borrador de la reforma en Educación (¿cuántas llevamos en treinta años de democracia en España?) que el ministro Wert defiende estipula la eliminación de la asignatura de Cultura Clásica en Secundaria y el paso de la asignatura de Griego de obligatoria a optativa en la rama de Humanidades de Bachillerato. Un enorme paso atrás en asignaturas imprescindibles para la comprensión de la llamada cultura occidental. Un retroceso basado en un concepto mercantilista de la Educación que desgraciadamente está salpicando todos los aspectos de la vida política y social en Europa. Un impulso que desde hace años – pues ésta reforma no hace más que dar un paso enorme en el mismo sentido – favorece las llamadas materias más técnicas sospechosas de garantizar un mejor futuro a los estudiantes, pasando por encima, o a expensas cómo es el caso que nos ocupa, de las asignaturas de humanidades que auguraban a sus alumnos un futuro

incierto.

No es concebible que, en un estado que se llame moderno, las perspectivas en materia educativa concuerden mejor con ideas del siglo XIX o principios del siglo XX. Las asignaturas de humanidades juegan un papel fundamental en la formación del alumnado como ciudadanos y ciudadanas capaces y responsables, base de un sistema democrático saludable. La Historia, la Filosofía y la Cultura Clásica son asignaturas necesarias, no vestigios de la educación anterior. Formar personas criticas, capaces de mirar más allá de sí mismos es (o debería ser) un objetivo fundamental para cualquier sistema educativo que aspire realmente a la calidad. Y no es este ataque algo que el Gobierno lleva en solitario; amplios sectores de la sociedad acepta esta persecución cómo algo normal, unas medidas necesarias pues, entienden estos sectores, no está la economía pública cómo para florituras. Una opinión triste, aunque en ocasiones incluso los que nos dedicamos a una de las ramas de las llamadas Humanidades hemos favorecido al aislar nuestro trabajo del conjunto de la sociedad. Hemos de ser

capaces de reinventar nuestro papel, hacer valer nuestro trabajo y fomentar el valor de nuestra labor, tanto en el campo educativo cómo en el social. Abandonar los modelos tradicionales, buscar nuevas formas de hacer llegar nuestro trabajo al conjunto de la sociedad se hace paso imprescindible si queremos que valoren nuestra importancia. Y esto a la vez que desistimos de nuestro modelo pedagógico actual – un problema compartido en ocasiones con el resto de asignaturas – para adaptarnos al siglo XXI. Las Humanidades son imprescindibles para el propio desarrollo humano y no podemos dejar que nos apeen del camino. Son fundamentales para disfrutar de una sociedad critica y libre, que sienta realmente los valores de la democracia. Somos imprescindibles ahora, como lo fuimos en el pasado y cómo lo seremos en un futuro, porque mientras haya sociedad, esta necesitará conocerse, y para conocerse necesita de las Humanidades, desde Historia hasta Latín y Griego. Álvaro Díaz CEO de La Romapedia

Editorial ¡Saludos! Ya está aquí el segundo número de La RomaPedia Tempus, correspondiente al mes de diciembre de 2012. En principio seguiremos la misma fórmula que en el primer número, imitando las formas de un periódico convencional, que es la idea. En este número, como novedad principal, hemos querido añadir una sección para publicitar – de manera completamente altruista – cualquier actividad o evento que nos habéis hecho llegar. De esta manera, La RomaPedia Tempus empezará también, con vuestra ayuda, a ser una agenda cultural sobre Historia de Roma, mientras mantiene su objetivo principal que no es otro que servir cómo recurso pedagógico para las clases de Historia de Roma, y de pasatiempo, esperamos que divertido, para los y las amantes de la Antigua Roma y de la Historia en general. Con estos objetivos claros nos lanzamos a escribir artículos que contengan la máxima cantidad de información importante, grandes dosis de imaginación, y, cómo ya pudisteis ver en el primer número, una clara parcialidad que intenta mostrar la forma de ver la situación que

los propios escritores romanos nos han dejado en sus escritos. No es tarea fácil, y a veces es posible que no consigamos trasmitir esa visión que nos acerque de manera adecuada a la realidad de hace, en ocasiones, más de dos mil años. Conceptos cómo Ciudadanía, Costumbres o la misma idea de Patria han sufrido una evolución difícil de explicar en un artículo periodístico de tamaño limitado. Es verdad, cómo muchos nos hicisteis llegar, que no están todas las noticias importantes del mes, en la redacción hacemos una criba sobre qué sucesos pueden ser mejores para los objetivos y cuales pueden suponer una repetición aburrida de los mismos elemento.

Nada más, esperamos que paséis un buen rato con La RomaPedia Tempus en vuestras pantallas y que aprendáis lo máximo posible. Nosotros, por nuestra parte, nos hemos divertido trabajando en ella y hemos pasado horas delante de la pantalla escribiendo, corrigiendo y ajustando espacios para que el producto final tenga ese acabado que estáis viendo, que pese a ser muy mejorable, es a nuestro juicio, cómodo de leer. El Equipo de La RomaPedia


www.laromapedia.com

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

El Edificio del Mes Año 7-1 0

El Templo de Concordia Ya han terminado las obras de rehabilitación del Templo de la Divina Concordia, una obra necesaria para pedir el favor de la divinidad que ayude al pueblo romano a vivir en paz bajo el gobierno de nuestro amado Princeps César Augusto. El encargado de llevarla a cabo ha sido Tiberio, hijo de César Augusto, quien no ha escatimado en gastos como prueba de su amor por Roma y su deseo en que la paz en la cual ahora vivimos se mantenga por muchos tiempo, y sobre todo después de tantos años en el que innumerables males se han cernido sobre nuestra querida República. Hermosos mármoles adornan ahora este querido templo que el propio Senado ha utilizado como sede para sus reuniones en épocas oscuras, cuando los enemigos internos de Roma conspiraban contra los intereses del pueblo romano. Tiberio ha

anunciado su intención de seguir mejorando el edificio con bellas obras de arte que mandará traer desde Grecia como tributo a Concordia. Tanto César Augusto como los miembros del Senado han declarado su satisfacción por el resultado de las obras, las cuales han catalogado como una de las joyas del Foro. Recordemos que este edificio fue mandado construir por primera vez bajo el consulado de Furio Camilo como exvoto a la diosa Concordia por apaciguar los ánimos entre el pueblo romano en las luchas internas que la República sufrió como consecuencia de los intentos

patricios para gobernar por encima de los plebeyos. Un nuevo orgullo para el poderoso pueblo romano que desde ahora, por los siglos, presidirá el Foro como muestra de la superioridad de la civilización romana.

La Opinión del Lector Es intolerable las continuas peleas en los alrededores del circo al término de cada carrera; los vecinos estamos hartos de aguantar broncas y violencia a las puertas de nuestras propias casas. El pasado día mi hijo pequeño tuvo que huir porque dos hinchadas se estaban peleando y casi le dan con una piedra. Es lamentable. Una situación que abochorna a los romanos de bien. Los pretores de la ciudad siempre anuncian que tomarán medidas, pero nunca hacen nada, es más, la cosa va a peor cuando ellos mismos se convierten en fanáticos de alguno de los equipos. Los vecinos nos estamos planteando formas nuestra propia milicia para protegernos de estos maleantes que dañan la imagen de Roma yendo borrachos por las calles y

enfrentándose en absurdas peleas sin motivo civilizado. No queremos llegar a esas medidas drásticas, por eso pedimos una vez más a los pretores de Roma que cumplan con su sagrada obligación y protejan a los ciudadanos romanos. El circo es un entretenimiento saludable y no debería quedar empañado por unos hinchas que no saben comportarse, unos bandidos borrachos que solo buscan tener a la ciudad atemorizadas. ¡Por Júpiter! Q.Luco


www.laromapedia.com

El traidor Vespasiano La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

20 de Diciembre del 69

- Un ejército comandado por Marco Antonio Primo se acerca a Roma. - Vespasiano retiene el trigo de Egipto provocando el hambre en la ciudad. - Vitelo está preparando la defensa con sus colaboradores. Q. Luco Redacción

Nada ni nadie parece poder frenar al general Vespasiano en su impetu por alzarse con el poder en Roma; ni los intentos del emperador Vitelo quien ha enviado emisarios acompañados de vírgenes vestales han frenado el avance del general rebelde. Las fuerzas insurgentes han acampado a escasa distancia de Roma y es conocido que planean tomar la capital pronto, derrocar al emperador y obligar al Senado a nombrar a Vespasiano emperador. En un comunicado de prensa, Marco Antonio Primo, comandante de la avanzadilla vespasiana ha declarado que el gobierno de Vitelo es ilegítimo, tachándole de usurpador y exigiendo la rendición incondicional de la ciudad y la entrega del emperador para ser procesado por sus crímenes contra Roma. Ante estas acusaciones el portavoz del gabinete de Vitelo ha declarado que el emperador ha sido nombrado por el propio Senado y que goza del apoyo del pueblo de Roma, por lo que exige al general romano que entregue el mando de su ejército y acepte las propuestas de negociación que Vitelo le está ofreciendo.

ocasión, destacaba que el propio Vespasiano no está al frente de su ejército “como haría un buen comandante”. Denunció que mientras arrasa Italia con un ejército, Vespasiano juega con el hambre del pueblo de Roma reteniendo los barcos cargados de grano en Egipto, volviendo la situación en la capital insostenible. “Un chantaje político de un hombre indigno que pisotea los derechos de los propios romanos” ha añadido el portavoz.

Vitelo

Por su parte los portavoces del Senado lanzan mensajes contradictorios, intentando no tomar partido, y recuerdan que ellos son la legitimidad del poder en Roma y a la vez los que más han sufrido en este año turbulento. En palabras de uno de los senadores que prefiere guardar el anonimato, la guerra civil continua que Roma está sufriendo “debe acabar cuanto antes por el bien del Imperio y somos los senadores los únicos que podemos manejar las negociaciones de paz”. Sin embargo, cuando se le pregunta sobre la posición del Senado sí Vespasiano finalmente toma Roma, los senadores se limitan a responder con evasivas; “el Senado hará lo mejor para Roma, cómo ha hecho siempre”.

posibles tumultos que se pueden producir en la ciudad, y los que se han quedado se refugian en sus casas, muchos de ellos armados. Pese a los llamamientos a la calma por parte de ambos bandos, nadie parece fiarse de ellos, y menos tras un año en el que Roma ha sufrido tantos revueltas. Hay quien incluye en esta lista de huidos al propio Vitelo, el cual hace días que no hace ninguna aparición pública. Cuestionado a este respecto, el portavoz del gabinete ha quitado hierro al asunto: “El emperador está muy ocupado Roma está desierta, muchos de los Roma entera está pendiente de su preparando la defensa de la ciudad contra ciudadanos más prominentes han huido emperador Vitelo para contrarrestar esta las tropas rebeldes del general de la ciudad ante el temor de los más que traición de un comandante capaz como Vespasiano” a la vez que, aprovechando la

Ecos de Sociedad Espectacular fue la fiesta que, con motivo de las Saturnalias, dio el cónsul Licinio Lúculo en su casa. Numerosos invitados acudieron a una cita que empieza a convertirse en una costumbre para la sociedad romana. Las esposas de los invitados acudieron con sus mejores galas, dejando claro que la mujer romana es la más elegante, pero la que deslumbró a todos fue la anfitriona, Clodia Pulcra, una verdadera matrona romana, que deleitó a los invitados con algunos versos escritos por ella misma. En la fiesta, que se alargó hasta altas horas de la noche, no faltó de nada, incluso hubo una pequeña pantomima que provocó las risas de los

74 a.C. hombres y el sonrojo de algunas mujeres. No faltaron a la cita casi ninguno de los grandes hombres del momento, incluido el joven Cornelio Sila, hijo del que fuera nombrado dictador de Roma. No podía faltar a la cita el compañero del cónsul, Aurelio Cota, o el célebre orador Cicerón e incluso el jóven abogado Julio César disfrutó de una fiesta por todo lo alto en el que el mismísimo Dioniso habría estado en su salsa. Y es que no faltó en ningún momento vino para los invitados, muchos de los cuales necesitaron la ayuda de sus esclavos para poder volver a casa. Y tampoco comida; bandejas llenas de los más suculentos manjares venidos de todas

las provincias y regiones del mediterraneo acompañaron las ingentes cantidades de vino. Una fiesta la del cónsul Licinio Lúculo que será difícil de superar; comida, bebida, música y baile... e incluso romances; parece ser que el joven Julio César está dispuesto a disipar los rumores sobre su comportamiento en Bitinia y se le vio muy animado conversando con Servilia Cepionis, aunque de momento nada se sabe. Quien no fue es Porcio Catón el Joven, que siempre desiste de asistir a estas fiestas, a las que considera una tradición poco romana.


www.laromapedia.com

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

Vespasiano, libertador de Roma

21 de diciembre del 69

­ Antonio Primo ha comandado con acierto las tropas de Vespasiano en Italia. ­ Licinio Murciano asumirá el gobierno ayudado por Domiciano. ­ Vespasiano ha sido elegido por los dioses para enderezar el rumbo del Imperio. Finalmente la cordura ha vuelto al Senado que reunido ha nombrado a Vespasiano como nuevo emperador tras la muerte del usurpador Vitelo quien, según se ha sabido con posterioridad, habría obligado a los senadores con amenazas y sobornos a nombrarlo emperador. Recordemos que Vespasiano, comandante laureado en sus campañas contra los britanos, permanece en Egipto, garantizando la estabilidad en la zona y los envíos de grano a Roma, mientras que parte de sus fuerzas al mando de Marco Antonio Primo, se han establecido en la capital para acabar con la deleznable dictadura impuesta por Vitelo. Según fuentes cercanas al nuevo emperador, de momento el gobierno de Roma será asumido por el, hasta ahora, gobernador de Siria, Cayo Licinio Murciano, acompañado por el hijo menor del emperador, Domiciano, quienes empezaran con las duras inevitables reformas que el Imperio necesita. En palabras del propio Licinio Murciano “la situación económica del Imperio es complicada; tras los desmanes de Nerón y la repetida usurpación del trono” es el momento de sanear la economía, y eso – ha añadido - “supondrá sacrificios para todos los ciudadanos”. Por su parte, Domiciano ha querido aclarar que, tras el ataque sufrido por parte de lo que él mismo ha denominado “cobardes exaltados enemigos de Roma” del cual escapó por poco, la limpieza del Imperio necesita empezar por eliminar cualquier oposición al nuevo y legítimo

emperador, pues estos indeseables no pueden ser corregidos y son un componente constante de inestabilidad inaceptable. No corrió tanta suerte el pretor de la ciudad y hermano del mismo Vespasiano, que murió a manos de esta turba incontrolada. Para empezar a mejorar la situación, Vespasiano a despachado varios barcos cargados de grano desde Egipto y ha derogado la triste legislación de Nerón sobre la traición, que era una clara vulneración de la tradición de libertad de la ciudadanía romana. Según fuentes cercanas al emperador, tras estas disposiciones Vespasiano iniciará el camino a Roma para asumir el poder de forma completa, pero primero tiene intención de visitar algunos de los lugares más importantes del Imperio para trasladar desde ahí su deseo de restablecer la situación y su intención de devolver a Roma la gloria de la que gozó bajo el gobierno del divino Claudio. Llega con este cambio de gobierno lo que esperamos sea un periodo de calma y estabilidad que haga florecer de nuevo la economía del Imperio y restablezca el temor a Roma a nuestros enemigos, que aprovechando las traiciones internas, han iniciado incursiones dentro de nuestro territorio. Vespasiano, que siempre ha tenido nuestra confianza, es la personificación de lo que Roma necesita, un enviado de los dioses. Fuentes cercanas al propio emperador nos comentan que el mismísimo Serapis le

Vespasiano

habló directamente y le encomendó la dura tarea de enderezar el rumbo del Imperio.

Vitelo, el Cobarde

Cómo no podía ser de otra forma, el usurpador Vitelo fue hallado escondido por los soldados de Vespasiano. Según sus captores, el propio Vitelo prometió riquezas y poder a los soldados que lo encontraron demostrando una vez más su baja moral y la cobardía de un usurpador que se convirtió en tirano usando para ello las amenazas y el soborno. Poco después de encontrarlo y siguiendo las órdenes de sus superiores, los soldados dieron muerte al usurpador como castigo por sus crímenes contra el pueblo de Roma y contra el Imperio.


www.laromapedia.com

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

Desastre en Trebia

1 8 de diciembre de 21 8 a.C.

- Se calculan que unos 30.000 romanos han muertos o están heridos. Desastre a orillas del rio Trebia; tras una corta batalla las fuerzas de la República, a las órdenes del cónsul Sempronio, han sufrido una humillante derrota que permite al invasor cartaginés campar a sus anchas por el norte de Italia. Según fuentes cercanas al mando militar, Sempronio no hizo caso a los consejos de su colega consular Cornelio Escipión que, aún impedido por las heridas recibidas en la batalla anterior, le aconsejaba prudencia antes de enfrentarse al ejército enemigo. Estas diferencias de criterios entre los cónsules no han pasado desapercibidas a los miembros del Senado que, según indican algunos de los senadores más destacados, abrirán diligencias para depurar las responsabilidades que sean necesarias. Al ver el desarrollo y resultado de las acciones, no cabe duda que muchos en Roma esperan ver rodar la cabeza de Sempronio. Sin embargo, y pese a las discrepancias evidentes a la hora de desarrollar la acción antes mecionadas, fuentes cercanas al propio Cornelio Escipión han declarado a este periódico que el cónsul no baraja la posibilidad de declarar en contra de su colega. Expertos militares consultados por La RomaPedia Tempus han destacado que la batalla se desarrolló a una velocidad alarmante, y que la escasa preparación de la misma pudo ser la causa de la rápida derrota del ejército de la República. El vil Aníbal, comandante del ejército cartagínes, aprovechó las ansias de venganza que los corazones de nuestros aguerridos soldados albergaban para,

mediante el engaño, atraerlos a una trampa que había preparado. Un error de novato por parte de Sempronio que ha costado la vida de miles de valerosos jóvenes y que infla de moral a un ejército invasor que ha iniciado esta guerra ilegal que viola todos los sagrados acuerdos entre Roma y Cartago. “La exposición de la primera línea romana de infantería ligera – nos dice un testigo presencial enfrentada a la propia infantería pesada cartaginesa fue un desastre” como muestra de la improvisación de la batalla

Aníbal por parte del cónsul Sempronio. Y es ese comportamiento impetuoso, indigno de un cónsul de la República de Roma, lo que pesa a la hora de querer llevar a Sempronio ante los tribunales. Pero no todo está perdido, según indica fuentes cercanas a ambos cónsules,

el ejército romano aún conserva fuerzas suficientes para expulsar al ejército cartaginés de Italia y poner fin a esta guerra ilegal. De momento descansarán en Plasencia desde donde planearan los próximos movimientos, sabedores que el indigno Aníbal es un comandante hábil y que su ejército de bárbaros puede causar daño. No podrá planificar Sempronio, que ante las acusaciones ha recibido la orden de volver a Roma para dar parte de sus acciones en la comisión senatorial que investiga lo ocurrido. Además, con la llegada del invierno, las campañas se retrasarán unos meses, el tiempo necesario para reclutar nuevos hombres y organizar un poderoso ejército. Desgraciadamente estos meses de invierno serán aprovechados por nuestros enemigos para recuperarse de sus heridas y romper la armonía entre nuestros aliados y amigos del norte de Italia, algunos de los cuales ya han dado signos de ambigüedad ante las peticiones de ayuda de Roma. El Senado se muestra confiado, y así lo han declarado en repetidas ocasiones varios de los senadores entrevistados. El poder de Roma, la ciudad preferida de los dioses, es superior a la de cualquier ciudad de la tierra. Pero a la vez se aconseja hacer sacrificios a los dioses pues, según muchos colegios sacerdotales, es posible que la falta de la debida sumisión a las divinidades haya provocado el enfado de algunas y que este malestar se haya manifestado en las derrotas de nuestro ejército.

La Estrategia en Trebia Como podemos observar en este pequeño croquis de la batalla, Anibal ocultó a parte de su caballería e infanteria para, cuando el ejército romano estuviera en la refriega, atacar por la retaguardia. Si a esto le sumamos que la infantería ligera romana fue la primera en entrar en combate y fue rapidamente dispersada, que los aliados galos huyeron cobardemente ante la visión de los elefantes del ejército cartagines y que la improvisasión de Sempronio obligó a los romanos a luchar sin apenas alimento en sus estómagos y poco abrigados - no olvidemos el frio -, el resultado de la batalla fue el lógico. Una derrota del ejército romano que se suma a la otra derrota cerca del rio Tesino.


www.laromapedia.com

Diciembre 2012

La RomaPedia Tempus

Nueva oleada invasora en las Galias

31 de Diciembre del 406

- La primera linea de defensa la componen nuestros aliados francos instalados en la región.

Aprovechando que el Rin está congelado un nutrido grupo de bárbaros ha cruzado las fronteras del Imperio con la intención de asentarse dentro de nuestras tierras. Según nos informan varias agencias, esta invasión está encabezada por los Alanos, los Suevos y los Vándalos, viejos conocidos de los guardianes del limes romano. Y es que no es la primera vez que aprovechan que el Rin está congelado para trasgredir nuestras fronteras, y hay quien empieza a tachar estos actos como una de las costumbres de los bárbaros. Fuentes cercanas al emperador en Occidente Honorio llaman a la calma y anuncian que ya se han movilizado a las fuerzas para acabar con la amenaza, como han hecho otras veces. Afortunadamente nuestros aliados Francos, asentados dentro del Imperio en base a un acuerdo, serán los primeros en enfrentarse con el problema. El malestar por los continuos ataques por parte de los pueblos

bárbaros, que no respetan las fronteras, empieza a quebrar la paciencia de muchos romanos que exigen un poder imperial mucho más fuerte y capacitado. Importantes hombres de la zona afectada claman por una seguridad acorde a la carga fiscal que soportan, y amenazan con crear un fisco propio, independiente de la capital, para poder sufragar los costes de una defensa real de la zona. Ante estas amenazas, el emperador Honorio ha declarado, por boca de su jefe de gabinete, que no permitirá ningún tipo de “sublevación fiscal” y que cualquier intento en ese sentido será entendido como una traición a Roma. Al punto, anuncia que están teniendo contactos con los principales portavoces de la región para llegar a un acuerdo que garantice una defensa más efectiva, pero “que no se pueden olvidar del principio de solidaridad entre las regiones del Imperio”, pieza clave para el funcionamiento de Roma. Sea cómo sea, la realidad es que

El Hundimiento de Roma

Una nueva invasión asola nuestras fronteras ante la mirada impasible de nuestro emperador en Roma más preocupado por sus juguetes que por las necesidades del Estado. Un emperador niño, manejado en la sombra por quien sabe cuántos viles consejeros, que sólo buscan perpetuarse en el poder y ganar riquezas, aún a costa de un pueblo al que prometieron defender. Desgraciadamente Roma empieza a ser un recuerdo, una idea distorsionada oculta tras miles de luchas intestinas que sólo Dios sabe cuando acabarán. De momento lo único que podemos hacer es defender cada uno lo nuestro, a la espera que llegue al trono algún gobernante capaz que restablezca el orden en el Imperio. Ya empiezan a surgir voces que proponen dividir el Imperio para mejorar la administración y, sobre todo, su defensa, pero ¿no es mejor permanecer unidos? ¿No es dividirnos perder fuerza?

mientras los bárbaros campan a sus anchas en territorio romano, los magistrados se enzarzan en peleas infructuosas, y en muchos casos personales, que no benefician para nada al pueblo romano. La defensa de las fronteras es, por definición, uno de los pilares fundamentales para la continuidad del Imperio, y estas disputas entre regiones solo llevará al desastre. Que Dios todopoderoso nos proteja, pues nuestros magistrados no parecen por la labor.

Meus Anguluus.... Cayo Bibulo Presco

abandonarlo todo, organizar nuestros propios ejércitos y defender nuestras propias casas, mejor que esperar a que desde la capital se preocupen por nuestra seguridad. Y eso es lo que muchos de los hombres más importantes de algunas regiones están haciendo; acuerdan con sus campesinos que, a cambio del trabajo en el campo, ellos se ocuparán de su seguridad y la de sus familias. Un tipo de patronazgo que es bien conocido y es tradición de Roma, pero que empieza a tomar tintes algo más dramáticos, llegando casos aislados en el que muchos de estos son utilizados para luchas internas entre las propias familias romanas. ¿Hasta donde vamos a llegar?

Ya no podemos pedirle ayuda ni siquiera a nuestros hermanos de Oriente, pues ellos siempre dicen que tienen sus propios problemas, olvidando que Roma es todo, y que su autonomía no es independencia. No sé cuanto aguantaremos esta situación; fronteras son violadas Es cierto que antes la falta de actitud nuestras desde Roma, en ocasiones dan ganas de constantemente, nuestras familias más

nobles se pelean entre ellos y nuestros hermanos de Oriente nos tratan cómo extraños. Y, para vergüenza nuestra, la solución para la defensa de nuestra frontera es aceptar la ayuda de los bárbaros francos, que imitando nuestra forma de vida han ocupado con la conveniencia de las clases altas de la zona y el visto bueno de Roma, parte de la Galia. El Imperio se desmorona, ya apenas hay voces que se alcen clamando la necesaria fuerza y valor para reparar la situación. Ya no hay fe entre el pueblo romano en que el emperador, nuestro señor, sea capaz ni siquiera de defendernos. Roma se hunde mientras todos miramos más preocupados a nuestros ombligos, esperando vivir al menos un día más con las condiciones más cómoda posibles. El Imperio necesita más Nosotros y menos Yo, Roma necesita solidaridad entre regiones.


www.laromapedia.com

A solas con...

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

Q. Fabio Máximo, Princeps Senatus

"Cornelio Escipión es demasiado joven para su cargo"

31 de diciembre de 204 a.C.

Con motivo de su cumpleaños, nos encontramos con el “Gran Dictador” Quinto Fabio Máximo. Con 76 años, el veterano senador ha cosechado tantos aplausos como abucheos, pero siempre ha sabido permanecer inquebrantable en sus decisiones, y un protagonista fundamental para entender la guerra contra Cartago que casi ha acabado con la República. LaRomaPediaTempus - Gran Dictador, Princeps Senatus... Su labor por la República ha sido reconocida. Quinto Fabio Máximo - Bueno, los títulos son honoríficos y yo me limité ha hacer lo que creí mejor para la República. Es un honor para mí, pero no soy más que un ciudadano. LRPT – Además de cinco veces cónsul e incluso censor... QFM – Han sido circunstancias especiales en el que el pueblo ha confiado en mi. Ha sido un honor llegar a ocupar el cargo tantas veces, una demostración de que las cosas se estaban haciendo bien. LRPT – Al principio no fue bien recibido... QFM – Es difícil convencer a un romano que, en ocasiones, el mejor ataque es mantenerse a la defensiva. LRPT – Su Magister Equitum, Minucio Rufo, aprendió por las malas... QFM – Todos aprendimos por las malas; Trasimeno primero y luego Cannas nos enseñó que Aníbal no era un general cualquiera y que su ejército bárbaro no era fácil de derrotar. Minucio Rufo es un romano orgulloso, cómo debe ser, pero a veces hay que saber esperar y escoger qué armas utilizar. LRPT – Cualquiera diría que no cree usted en la superioridad romana... QFM – Quien sabe escoger es también superior; cuando tu enemigo te ha derrotado varias veces de forma espantosa en campo abierto, seguir dándole oportunidades para que lo haga no es ni valentía, ni orgullo, es ceguera. LRPT – Sin embargo, muchos en Roma le acusaron de cobardía... QFM – Fueron momentos duros, toda mi familia sufría con los insultos, pero yo estaba convencido de que era la mejor táctica a seguir, y dio buen resultado. LRPT – Su relación con este conflicto es casi desde el principio, ¿verdad? QFM – Es cierto, tuve el honor de formar

parte de la comisión de senadores que nos desplazamos hasta Cartago y fui yo quien, formalmente, declaró la guerra tras la vulneración de los acuerdos establecidos por parte de los púnicos. LRPT - ¿Le gusta su nuevo cognomen Cuntactor? QFM – Para mi es bonito esta forma de reconocimiento que tiene el pueblo; me siento muy querido por el pueblo y de eso habla tanto el cognomen Cuntactor como los otros epítetos con el que me he visto relacionado. LRPT – Sin embargo, ahora, tras salvar a la República, su papel ha quedado reducido y el timón de la guerra la lleva el joven Cornelio Escipión. QFM – Ese joven es un militar capaz, lo ha demostrado en Hispania, de donde ha expulsado a los cartagineses. Sin embargo, creo que su agresiva táctica puede jugar con el factor sorpresa en un principio, pero ahora las cosas han cambiado, el enemigo ya lo conoce y está más preparado.

LRPT – No parece muy convencido de la victoria en África. QFM – No quiero vender la piel del lobo antes de cazarlo; recuerdo a todos los romanos que el joven Escipión aún no se ha enfrentado a un general tan brillante cómo Aníbal, que ha derrotado a comandantes muchos más experimentados. LRPT – Todo el mundo señala que el fin de Aníbal en Italia fue su conquista de Tarento ¿qué dice sobre eso? QFM – Creo que la reconquista de Tarento solo fue el colmen de todo el trabajo que realizamos los años anteriores, aprisionando a Aníbal y cortándole los

suministros. Con la caída de Tarento en nuestras manos, perdió una ciudad clave para su abastecimiento. LRPT – Bueno, dejemos la guerra... Se opone usted a nombrar senadores a los ciudadanos latinos. QFM – No es que me oponga, para ser ciudadano es un deber sagrado ser ciudadano romano. No digo que los ciudadanos latinos no sean honorables, simplemente va contra las costumbres de nuestra República, y por tanto me parece una propuesta, simplemente, absurda. LRPT – Pero, debido a la guerra, hay muchas vacantes en el Senado. QFM – Y muchos ciudadanos; además según sabemos, el número de senadores puede variar según las circunstancias. No podemos rellenar el Senado con cualquiera, no sería lógico. La República no puede seguir esta deriva demagógica. LRPT - ¿A qué se refiere? QFM – Sin ánimo de ser polémico; cada vez es más habitual ver cómo muchos magistrados usan sus cargos en beneficio personal, atacan sin miramientos a sus enemigos y se preocupan poco por la República. Esto, en tiempos de nuestros padres, no ocurría. LRPT – ¿Se refiere a alguien es especial? QFM – No, es un ambiente generalizado en toda Roma, el poder de la plebe es cada vez mayor. Espero que pronto volvamos al equilibrio y el Senado retome el papel que los dioses y la tradición le han otorgado. LRPT – Se le nota muy preocupado por la situación QFM – Olvidamos que seguimos en peligro externo y que ese peligro ha sido maximizado por nuestros propios errores internos. LRPT - ¿Qué nos deparará el futuro? QFM – Eso está en manos de las divinas hilanderas que son quienes conocen el futuro de todo ser mortal e inmortal. Yo veo una República fuerte que debe protegerse de los egos personales si quiere seguir creciendo. A mi no me queda mucho ya en el mundo de los vivos, así que es vuestra tarea cuidar la República según nos enseñaron nuestros padres, respetando las leyes divinas y las costumbres del pueblo romano.


www.laromapedia.com

La RomaPedia Tempus

Diciembre 2012

Actividades de Enero

Actualidad

Créditos

Todos los contenidos de este periódico han sido creados por La RomaPedia. Está permitida la difusión gratuita de todo o parte del presente periódico. Para cualquier duda, sugerencia o queja, contactar con laromapedia@gmail.com. Todas las imágenes están en la Wikipedia, cuya licencia permite compartirlas de manera gratuita.

Licencia.

Agradecimientos:

Un producto de La RomaPedia

Síguenos:


La RomaPedia Tempus Diciembre 12