Page 1


MEMORIA DEL 6TO ENCUENTRO CARACOL DE POESÍA 2011


Memoria del 6to Encuentro Caracol de Poesía 2011 (CC) Yohanna Jaramillo, Zaría Abreu Flores, Guadalupe Ángeles, Tadeus Argüello, Isabel Baboun, Patricia Binôme, Amaranta Caballero, Rojo Córdova, Costa sin mar, Esther Galindo, Lauri, García Dueñas, Jesús García Mora, Maiara Gouveia, Gerardo Grande, David H. Rambo, Ingrid Kuri, Antonio León, Diego Luján Díaz, YaxKin Melchy, David Meza, Daimary Moreno, Franco Narro, Javier Norambuena, Sidharta Ochoa, Celedonio, Ojuela Duarte, Moisés Ortega, Mara Pastor, Alberto Paz, Logan Timothy Phillips, Carlos Ascención Ramírez Méndez “Karloz Atl”, alicia revólver, Brian Schwarzschild, Jorge Sosa, Andrei Vásquez, Adrián Volt Saénz y Lydia Zárate (CC) 2011, Kodama cartonera Tijuana, B.C., México http://kodamacartonera.tumblr.com http://www.facebook.com/kodama.cartonera Síguenos en Twitter: @KodamaCartonera http://encuentrodepoesiacaracol.blogspot.com Diseño y portada: Gidi Loza Edición y correción: Yohanna Jaramillo, Gidi Loza y Mexa Logo de la colección: Careli Rojo, a partir de un personaje de Mononoke Hime creado por Hayao Miyazaki (Studio Ghibli, 1999) Los kodama son espíritus del bosque en la mitología japonesa. Su nombre puede significar “eco”, “espíritu de árbol”, “bola pequeña” o “pequeño espíritu”. En la película de Miyazaki, los kodama sólo se manifiestan cuando el bosque es puro y, al ser contaminado por el hombre, mueren y caen de los árboles como hojas fantasmas. Esta obra está protegida bajo una licencia Creative Commons Attribution-NonCommercialShareAlike 2.5 México. Algunos derechos reservados.


ÍNDICE Zaría Abreu Flores ........................................................................................................................................ Guadalupe Ángeles .................................................................................................................................... Tadeus Argüello .............................................................................................................................................. Isabel Baboun ................................................................................................................................................. Patricia Binôme .............................................................................................................................................. Amaranta Caballero ................................................................................................................................... Rojo Córdova .................................................................................................................................................... Costa sin mar ................................................................................................................................................. Esther Galindo ................................................................................................................................................. Lauri García Dueñas ................................................................................................................................... Jesús García Mora ....................................................................................................................................... Maiara Gouveia ............................................................................................................................................. Gerardo Grande .............................................................................................................................................. David H. Rambo ........................................................................................................................................... Ingrid Kuri ........................................................................................................................................................... Antonio León ................................................................................................................................................... Diego Luján Díaz .......................................................................................................................................... YaxKin Melchy ................................................................................................................................................ David Meza .................................................................................................................................................... Daimary Moreno .......................................................................................................................................... Franco Narro .................................................................................................................................................... Javier Norambuena ................................................................................................................................... Sidharta Ochoa .............................................................................................................................................. Celedonio Ojuela Duarte ...................................................................................................................... Moisés Ortega ................................................................................................................................................. Mara Pastor .................................................................................................................................................... Alberto Paz ......................................................................................................................................................... Logan Timothy Phillips ........................................................................................................................... Carlos Ascención Ramírez Méndez “Karloz Atl” ........................................................ alicia revólver (victor ibarra) ........................................................................................................... Brian Schwarzschild ................................................................................................................................. Jorge Sosa .......................................................................................................................................................... Andrei Vásquez ............................................................................................................................................. Adrián Volt Saénz ....................................................................................................................................... Lydia Zárate ....................................................................................................................................................

7 9 11 12 14 16 19 22 23 24 26 27 29 34 36 37 39 41 49 51 54 56 58 60 62 64 66 68 72 74 77 79 80 83 84


Somos poesía Caracol sigue su ruta, la ruta en las letras que al unirlas forman palabras y al verlas crean un holograma, una imagen universal de esas que paralizan humanos segundos, y se guardan como mapas antiguos en el chip cerebral; leer poesía es estar en el presente de todos los tiempos. Estos poemas, viajaron en archivos electrónicos, fueron transportados por esos satélites artificiales, aprovechados ahora para unirnos, llegaron sin envoltorio, todos a tinta negra y a fondo blanco. Hacía click en el ordenador y salía la mujer vodkita, llegaba otro hacía click y salía el Universo de Lauri, el archivo se abrió solo cuando V. Ibarra mandó EVIL DEVIL BLUES OF RUDOLF HESS. Muchos se quedaron sobrevolando por el planeta meses, pero llegaban remasterizados como los poemas de Mara para fomentar el turismo y los patios de una nación de Norambuena. Copypaste al archivo de Caracol-Kodama. Orden siguiente: Reenviar a editores. El objetivo de Caracol ha sido desde sus inicios: unir miradas, de libros a cuerpos, cuerpos a palabras, palabras a voces e infinito y ahora se logra una memoria de este año 2011, siguiendo la famosa “operación hormiga” vamos pasando palabras-libros, en este planeta donde todo evoluciona y se imprime. Caracol Tijuana.

5


Zaría Abreu Flores VODKITA 1. Mujer vodkita * * * al sumar mis ganas de matarme a tus ganas de morirte el ataúd se transformó en cama (follarte) de tus tetas salía vodka (durante esa hora ya no quería la muerte) * * * urbana hasta la madre ubres bienhechoras nodriza de mi angustia en el último trago la dulzura se me volvió veneno entre los labios 2. Vodkita-puebla ronroneante suave como luz de madrugada vodkita-puebla derroche cachondo de tus senos vodkita-puebla yo borracha misexocontusexo vodkita-puebla tacos perros callejeros la luz de la mañana 7


vodkita-puebla a tu lado pude haber vivido un siglo (y duró apenas unas horas) 3. Vodkita again papel de baño, papalote senos saliva soledad después juego danae eros, juego en soledad desarticúlame estas ganas desgárrame la lengua que busca tus pezones vodkita-again tacos de tres pesos anforita de metal a medio pecho enterrada como daga sangrante el coño después del beso-bala

8


Guadalupe Ángeles No en Blanco y Negro “Convertir los látigos en objetos sagrados” Alejandro Jodorowsky Cristo, de yeso al fin, asume con aplomo el cometido encomendado ¿hace milenios? Ha hecho del silencio su rutina pero no se reblandece fiel al rito cormorán se nombra (otra vez ¿cuántas más?) no sabe –él tampoco— en qué ha de mutar, de rojo sangre la seda desde donde, tendido, nos contempla, sobre su piel de nube ambigua como pitones los látigos pacen mientras, su sangre dormita bajo la máscara de lo que no es acaso sólo su nombre como pretexto pero las espinas enredándose en su cabello pétreo tampoco han de florecer. Resquebrajadura la imagen (A donde haya ido –tócame—) deriva la uña roja sobre su rodilla hambrienta no de eternidades ni derrumbes. Yuxtapuesta la claridad bajo sus ojos ciegos (así son los milagros: inexpresables) en amplio movimiento, como caricia inmune, de entre los espacios donde los látigos no ennegrecen su mansedumbre emerge, silenciosa, la única lágrima que desmiente su ausencia de manos Manco es él Manca la racionalidad que intenta (sin manotazo alguno) 9


resquebrajarle. No es su cuerpo de yeso el que naufraga (te quise como a un naufragio, lo sabes) es el instante donde se yergue y con su alba mano izquierda se despoja de los látigos, mientras con la derecha –a todos— nos bendice.

10


Tadeus Argüello (zapping zapping) 2:00 am después de la repetición del partido manchester vs juventus vuelves a esconderte en un bote de pollo frito en un refresco no retornable en la pantalla se proyecta tu cuerpo es una balacera en el viejo oeste dos capos al servicio de la mafia decomisaron 20 toneladas afirma el secretario de la defensa pero estás buscando un nuevo programa la nueva serie de un grupo de adolescentes y esa pareja se está besando en la ventana                                               apaga la luz                                                baja el volumen escena playboy naked plus para masturbarse para olvidar la renta el trabajo los niños llevan un calibre 9mm ¿has subido de peso en los últimos meses? una mujer rubia untándose crema en el cuerpo es pronóstico de un clima cálido en las costas del mediterráneo precipitaciones al norte de italia se confirma perdidas en el índice dow jones pero tú estás buscando bevis & butthead dont be a fucking vintage jean baudrillard ha muerto reuters

11


Isabel Baboun Un cuarto un nombre (fragmentos) En lugar de adoptar la expresión la presencia, ella adopta el lugar:

que no es otro.

Que no quiso. (Verle la cara era morir con ella) Verla era el trigo seco ¿Era eso? Ahí todos en el azul del ojo izquierdo maniobrando. *** Escribo del sueño recuerdo si conozco se me ocurre sacar con las manos de la mejilla las plumas vida que duerme pierde la cara. Niña es la noche durante el día marca de escribir en cuerpos si pudiera. *** El golpe, grito las rocas. De noche es mi cama. Entendí la cobardía y al mismo tiempo en la cama tuve que aceptar ir y conocer. *** (La tierra que termina es allá) Algo que distienda el hoy.

12


*** Le hablo

algo enciende

si en caída suceden las palabras.

Talló figuras. Fue una el pájaro otra el cazador, si la palabra que usa no convirtiera todo en muerte. Entretuvo lo que demoró en un jardín todo el viento de una vez, la voz le digo sí le digo yo es ahí donde estuve. Adentro un nombre aún si lo esencial no es. Allá estás. Allá

es donde sigues.

Le pido un modelo el bosquejo si quiere la imagen sin que nada mueva ni abandone. Sobre un mantel sobre una mesa sobre sí misma resistiendo me mira. Le dije lengua

para ti la conciencia el gusto de la sed de saber su nombre.

Lo que hice

sobre un mantel

de saberla en

sobre una mesa por debajo.

Lo que sigo leyendo es aquí. Padre, no sueñes que le dije ya todo y mi madre nos ha visto antes. Le dije, otra novedad sería dejarla y huir.

13

le dije


Patricia Binôme Perro sombra (fragmento) “Quando ci scorse Cerbero, il gran vermo, le bocche aperse, e mostrocci le saune: non avea membro, che tenesse fermo.” Dante Alighieri Llevo sombras en mi vestido y una florecita blanca que arranqué en el camino para adornar la caja de mi padre caen gotas mártir desde la mano del cura y el aire obeso se estanca al aspirar gusanos de agua enmohecen mis mejillas con garfios que estrangulan al mar oscuro cuando el féretro se apaga como un sol abuelo 3 Descorro el camino que conduce hasta mi casa desde el camposanto campoapóstol campomártir campo cerdo glotón de hocico gigantesco y voy girando espirales blancas en los ojos de un diluvio que brota como serpentina en la fiesta de un niño muerto voy cargando piedras de agua en la garganta, las retengo por debajo de los ojos, las suelto en fragmentos como astillas de hielo en pistolas de agua 14


de los ojos, las suelto en fragmentos como astillas de hielo en pistolas de agua escribo un nocturno en mis nudillos mientras un perro negro danza a la muerte en una calle arrumbada: ploc... ploc... ploc... ploc... bailotea en pausas regando su sarna

15


Amaranta Caballero La única persona Soy la uña rota, quebrada, sangrante, astillada. Soy la madre que carcome ésa, tu individualidad. Soy la madre, ésa, que aprisiona consume acaba transgrede (“con amor”) tu persona. Ésa cárcel. Esa que también fui yo. Pero tú puedes todo. (Porque yo lo sé) Tú haces, tú dices, tú eres, tú sabes. Demuéstramelo. Huye, sal, corre, múdate, saca la basura que te aprisiona. Tira a la basura todas las muñecas que has sido. Pero yo también soy la libertad, la sensualidad que pasa la lengua sobre todo lo que te conforma, te construye, 16


te deja vivir. Inhala. Exhala. Inhala. Exhala. Mi lengua entre tus muslos, la punta de mi lengua sobre tu sexo, la lengua y la saliva. Yo soy tú. Cuando todos los cuchillos como palabras. Cuando todas las palabras como personas. Cuando todas las personas como cuchillos. Lo oscuro que fagocita. Lo negro que pudre. Eso que me sangra, eso que me nace. Frágil. Atacar. Destruir. Matar. Atacar. Destruir. Matar. (No lo diré tres veces). Pero yo soy el cuchillo. Yo soy nadie. Yo soy el cuchillo. (No lo diré tres veces). Huye, sal, corre, múdate. No te dejes matar. Pero yo soy la amorosa madre que te contiene. Pero yo soy el maestro que te exige. Pero yo soy todas esas otras, a las que tanto temes. Pero yo soy lo que fagocita, lo que pudre. (El charco de sangre) Yo soy tu fragilidad: tu experiencia: tu luz. (El vidrio roto) Yo soy tu sombra. Tu espalda. Tu control. Tu perfección. Yo soy nada. 17


Soy la lengua que te excita. Soy la mano sobre tu sexo. Soy la uña rota que sangra. La única persona que se interpone en tu camino eres tú.

18


Rojo Córdova (((Escucha))) (((( breve recado para la lírica culta )))) Hoy se subieron al camión en el que venía 2 raperos con un micro y una bocina, improvisaron con las palabras que les daban los pasajeros y yo no podía dejar de ver en su semblante a Miguel Hernández Ellos eran Miguel Hernández, Ante el peor público, en el escenario más inclemente: Nada más y nada menos que ante la gente de a pie que no escucha ni ve nada, que solamente va adormilada soportando el estereo del conductor, ahí ellos agarraron su micro, le subieron a la rima e hicieron retumbar cual campana a ese camión justito antes de llegar a Insurgentes Ellos eran Miguel Hernández Porque hicieron retumbar sus versos en la gente de a pie porque saben que la rima se nace y se hace al andar, porque saben que la literatura (ellos le dicen rap) nace en el aparato fonador del poeta que la expresa en donde quiera que se encuentra Por lo cual, lírica culta occidental, quise escribirte el siguiente recado: Recuerda 19


que por muy letrada que seas, estás fundada en una transcripción de un documento oral llamado La Odisea así que no me vengas con que eso no es literatura porque lleva 5 días sin bañarse no me vengas con que ese poema es mejor que este otro porque acaba de ganarse un premio o publicarse (((escucha))) Que de tanto libro como que se te están secando los oídos, recuerda que tu quehacer no es mudo ((escucha)) Si está escrito es para que se oiga, No es

nada más

para tus amigos que leen mucho

((escucha)) Que de mucho rapear y poco comer se están llenando tus caminos de playeras holgadas pintando murales gigantes que para ti son nada más rayones de niños mugrosos ( tú ves nada más molinos graffiteados) (yo veo otra cosa) y si por ti fuera quemarías todos sus discos en la plancha del Zócalo, pero ellos siguen, nosotros seguimos porque si bien estoy diciendo hip hopero, también estoy diciendo: rockero, trovero, chorero, palabrero, poetoide, espokenwordero, poetuitero, poeta-performer, cuentero, lero lero o premio nacional de poesía En el camino vamos todos juntos contigo, lírica culta, porque somos lo mismo y no nos importan tus ladridos No, no pero no te encabrones, reina porque esto que tú estás Leyendoyendo 20


es un reclamo viejo, digo, un recado viejo, Te lo manda nuestra madre África desde los inicios de la Tierra con sus manos de magneto Te lo manda el Mahabarata y todas las gargantas de los bardos que serán, son y han sido Te lo manda todos los relatos cosmogónicos de todos los pueblos que han existido aunque no sepa cuántos han sido ni cómo se llamen Te lo manda John Miles Foley, en nombre de Albert Lord y Parry, montado en un kraken hecho del sonido de todas las canciones de cuna de todas las lenguas que en el mundo celebran un año más de vida Te lo manda Margit Frenk en mil ejércitos de tormentas que te vienen a tronar encima con todo y la parte final de “1812” de Tschaikowsky (Tatara tatata TA ta taaa) Pero tú no escuchas (Tatara tatata TA ta taaa) Y te tapas los oídos en tu bunker de Academias (Tataratatatatatata tAAAAA) Y te das cuenta que Margit está sentada junto a ti (Tataratatatatatata tAAAAA) y te regala sus corpus de lírica popular con la mecha encendida (KABUUUM!!) Y te explotan en la cara y eso que tú sientes, lírica culta, toda llena de pólvora eso que todavía te retumba en todo el cuerpo es lo que yo sentí cuando esos dos raperos se subieron a aventar sus versos al camión en el que yo venía hoy para acá

21


Costa sin mar Miro esas películas con De Niro joven, y resultan más demoledoras que cualquier espejo. Me percato de las horas desperdiciadas, de la obsesiva gordura, de la calvicia incipiente. De Niro pasó de ser Travis a esos personajes de ocasión: policía, amante, maestro; papeles que solo requieren leer adecuadamente las líneas. Debí hacer lo mismo: cumplir con mi obligación de pater familias y desmentir la felicidad de los otros cuerpos. Como él, debí aceptar que lo más difícil es hacer bien los papeles mediocres.

22


Esther Galindo Es el sabor blanco de la muerte Lo que entra inundando por La puerta, El otro origen no serán los hijos Decide el cuerpo, Abandona la luz en octubre A medias Se desliza de la cama, Los pies y su ritual De atestar la carne con orígenes Y luz vuelta polvo. No saben las manos si abrir El pecho Y sacar la infancia Que sigue adolorida, No fue “madre” lo que nació de mi Boca sin dientes, (Palabra enterrada en la maleza del útero) A donde mi genética y sus dobles filos Arrastraron el agua de las primeras reencarnaciones. El cuerpo que nos habita: Sus caídas y Ramificaciones Detienen al sol matinal con su sombra Y la dirigen hacia espejos de agua, Sin importar que tan grumosa y Llena de esquirlas La cubrí con flores artificiales, Le ofrende mis huesos. Aunque me escupa y se regocije No voy a nombrarte en vano. 23


Lauri García Dueñas aquí nació el universo hoy “Y sentí vértigo y lloré, porque mis ojos habían visto ese objeto secreto y conjetural, cuyo nombre usurpan los hombres, pero que ningún hombre ha mirado: el inconcebible universo” Jorge Luis Borges. este es el ruido que descansará en la línea de mi mano en tu perfil en mi pecho manchado por tus empuñaduras un solo recuerdo hace una noche el mareo el baño explotado de luces pegadas a mis párpados a mi costado, un hombre adormecido y lánguido el rastro de todas las cosas como miles de personas en un vagón la voz: rasguños de noches en vela sin ojos la superficie: un insomnio un año el aire: la revuelta de tus respiraciones una habitación que nos permite escribir el presente fatigado de las sábanas esas, las oscurecidas donde devorará el génesis todas sus semillas explota: el olor el tacto la subversión es la carne dormida no medir la dimensión de lo que habrá descansa la ciudad también ha cesado sus explosiones 24


ni gritos ni botellas que se quiebran inundan el movimiento de traslación de la Tierra o el cosmos de nuestras pieles lindantes presagio estoy contando tus granos de arena la muerte existe pero hoy está lejos de aquí yace la vida de las ciudades en nosotros: dos cuerpos agotados sus canciones sus acordes su pan en latas de metal olientes mordidas clímax sin dolor enrumbada la grafía escribir o callar para siempre tómame come la calma calla no digas paredes circundándonos ni tiempo el Yo insiste en deshacerse de sus cáscaras mi pecho marcado enrojecido me encuentro exhausta oscurecida por el contenido de las sábanas al lado, el roce de tus pies tu respiración el Aleph en su reducida lujuria un calor en el centro del cuerpo las ventanas empañadas palpita la masa que nos contiene y ay el universo esa palabra.

25


Jesús García Mora 8 de mayo Caen tus lágrimas como sables, golpeando sin cuidado, sin medir distancia, destazando mi pecho. Te veo desde lejos y eres la misma indecente de antes, ahora tienes arrugas y tus manos parecen cuerdas, y hablan y besan, pero no escuchan. Tus ojos me inquietan como una lápida, te lloro como en la primera vez huyendo del presente sin vivir en él. El cielo cae limpiando todo a su alrededor, esto es sufrir, es volar en la nada, es excitarme solo, esto es llorar juntos. Un terrible amanecer en los primeros días de mayo: amanecí en vela esperando que cayeran mis primeras palabras de un nuevo año, me hundía en mis pensamientos prestados por el diablo, ¡y esperaba y esperaba y nunca llegaron! No me tocaron ese día, no hubo luz ni oscuridad, ni tu infierno ni mi paraíso, sólo mi visión gris, mi almohada, el sueño despierto y tus manos pequeñas, aún sigo en vela. No tengo dientes, te lo llevaste todos, no mastico, no muerdo, me alimento de humo y de lodo. Imperfecto, mi mástil quebrado, mi lengua perforada por todas partes, mi inocencia machucada interminablemente; tú, lejos, y yo sentado en el fango. Hoy nazco y hoy muero.

26


Maiara Gouveia Shechiná “I am awake in the place where women die” Jenny Holzer 1. O próprio corpo, num flash, estala contra a parede E ela se levanta com a cara amassada Ainda sonâmbula, e o plá! sob a pele Bebês desabam, e a chuva ácida entorna a cidade Arame ao redor da vulva e transportes subterrâneos 2. Dúzias de escritoras enfiam a cabeça no forno (Bater claras em neve – bater Socar a mistura, até conseguir Massa espessa e homogênea) Socar na batedeira, com açúcar granulado Untar a fôrma. Meter O tiro entre as cordas vocais. E o rádio tem sons estridentes Mejor es la plata – no muro – em spray cor-de-rosa choque Bailarinas esbranquiçadas do pó-de-arroz Dizem estar na melhor fase da vida e requebram Dentro da luz azulada dos videoclipes 3. Vomitou a noite inteira. E caiu. Os seios pontudos perfuram o asfalto 27


Sobre a cidade Uns bebês Que se desmancham em poças escuras E ela derruba casas, espalha os cabelos sobre os carros E acorda de repente, num baque Ouve o barulho das batedeiras. Têm açúcar Nos olhos, nas duas meninas negras Que rolam do viaduto Ao plá! sob a pele

28


Gerardo Grande PASAJERO DE SONIDOS (LADO A DEL ELEPÉ “PASAJERO DE SONIDOS”) Ayer mientras me deslizaba en el viento miré muchachos en llamas busqué en el incendio de mi país una señal de otro planeta que sirviera de lazo o cohete y encontré el trayecto de tus pies desde las nubes hacia el fuego incendias Nueva luz a mi país Busqué contigo las vértebras de la luna para que no tocaras mi ciudad y aún así el planeta está en llamas Nueva luz del mundo cuando te hiciste en las pupilas de los Hombresgirasol estalló el cerebro y ahora caminan con barcos ciegos en la cabeza Cargados de pétalos de hielo navegaron en busca de árboles como brújulas en medio del mar Ellos hablan de peces cayendo de las nubes dicen que no hay árboles sino racimos de luz flotando en medio del mar El momento detenía sus cabezas yo pintaba arco iris en las noches para demostrarles a los Hombresgirasol que también existimos los 29


Muchachosgiraluna que un arco iris no tiene fórmula para nacer mucho menos los ritmos que nos despierta Nueva luz del mundo Sé que los hombres te inventaron más rápida más brillante más luz Y que en mis manos caes como mañana caerán los sesos de cristal y caramelo de los Hombresgirasol Por ahora intenta dejarme ciego dejaré que ellos quieran pintarme de Nueva luz No importa construiré una Kapital con acordes de satélites vagamundos ahí los árboles darán nuevas notas/música visual en otros ojos barcos mirando su vuelo delirando sobre las noches en mi cabeza barcos con Muchachosgiraluna en el arco iris de la Kapital pop Soy pasajero de sonidos y en mis botas las almas se descuartizan He gritado con mi boca de insecto para sacudir los animales que florecen en sus cabellos Me deslizo sobre la ciudad en su corazón/orquesta de miradas celestes que suenan a estrellas fugaces recién nacidas Hay un Mar en mi pecho por él vuelan todas las naves que van a otro mundo Dibujos de cien niños dibujando cien jardines Cien naves hacia otro mundo Hay un pozo en mi boca con la mano como bengala busco el tablero de los días coso noches y estrellas que se hacen párpados iluminados en ojos de niños que juegan con naves a la orilla del planeta Pasajero de sonidos de mis 19 años saco estambre con el que hago una elipse donde girarán otros planetas En mis 19 coinciden los engranes de máquina que mueven sus bocas y les sacude el cerebro Tejo un puente hacia el planeta de los monstruos celofán 30


ahí la Nueva luz no incendiará muchachos en el viento Tejo estos acordes estos cables que unen tu boca a mis ojos escribo en la hora en que inundas la ciudad y atraes Hombresgirasol con las entrañas colgando de sus labios pidiendo ser un animal y florecer en tus cabellos Hay sombras cayendo sobre mí Tengo un fantasma de botones bailándome el corazón Mi lengua es un ciempiés que baja todas las noches a mirar el corazón del mundo dormido en mi garganta desde que un planeta me descubrió temblar en una fotografía como tiembla la luz de las estrellas muertas Viajaré en sombreros de mujer alrededor del mundo mundo enamorado de ti de tu cuerpo de cristal Nueva luz invadiendo cabezas y corazones descubrí que soy una nave con animales invisibles en los huesos

y corté tu cabello del tiempo

lazo de un gusanito

para volver a la infancia 31


cuando habitaba un planeta donde los hombres eran sonidos caminando y las nubes ojos desparramados de árboles en llamas Vuelo hacia otro planeta desde hace tiempo me desplazo como la luz por el universo llevo un chip bajo la lengua

dibuja los cauces que dan vida a los ríos

de lentejuelas esparcidos tras tus pasos en mi camino he juntado el canto de las cigarras y los grillos desde que el hombre aprendió a escuchar su alma en el cantar de los animales Fui un niño que congeló caballos de papel en espera de revivirlos después de muchos meses de muchos años cuando fuera grande para regalar a mis hijos un fósil construido por su papá una melodía que llevaran cerca del corazón como la que me sembró mi padre la noche cuando todavía no era niño y la sembró con la certidumbre de que pintaría mi piel y su reflejo fuera despacio por mis pulmones

mis arterias mis

enjambres de arena y ritmos para revelar mi forma de cohete sideral y llenarme la sangre de puntos como sirenas/ecos de luz la historia del 32


planeta en el que viví y cuando llegara el día de irme a otro Universo arrastrara sirenas en mi sangre Para demostrar que también soñábamos que en nuestro planeta había metáforas y labios bicicletas con campanitas de colores rinocerontes púrpuras y miradas como transformadores de una ciudad fundida en la noche Pero nos convertimos en otras cosas unos piedras otros ceniza espejos abandonados en la oscuridad de mi voz lagartos sin ojos y el resto inventamos nuestro viaje como luz hacia otro Universo atrapados en el pentagrama de nubes y edificios con caballos y melodías pintando mi sangre Y así primero fui barquito de papel y sopló el viento y soplaron aves y sombras de un árbol en llamas Mi voz se terminará pero las plumas de luz serán cohetes que me busquen en el espacio Hay sombras cayendo sobre mí Un ojo dos ojos cien ojos que apenas despiertan Cae su envoltura y nace un poema

33


David H. Rambo Soy de una isla nublada por ideas y eternamente atormentada por lluvias de nostalgia, gotas constantemente contaminadas con crisis, paranoia y errores. Una isla flotante que parece producir más vueltas que líneas rectas. Soy de un barco que navega el mar de una existencia in-auto-gobernable, con un pirata al mando. “Disponibilidad para acoger y hasta para apropiarse lo que considera válido en el mundo de las otras culturas” -WestphalenSoy de (inédito e interminable) Soy de la semilla de una diáspora. Nací en cualquier hospital y por debajo de los puentes de la globalización, crecí en las vías del consumo global y sigo consumiendo las mismas vías en que crecí. Crecí por dos calles y me volví esquina. La Moneda esq. El Volado(estas dos calles nunca van en la misma dirección, pero siempre van). Soy el volado, la pregunta en el aire. Soy la moneda, que sólo hasta caer decide. Un autobús es la respuesta a varias preguntas. 34


¿Cómo ir? ¿Qué hacer? ¿Dónde dormir?, Del barrio nómada. Por las vías del tren y la terminal de buses, cerca el aeropuerto. De los que viajan solitos a tu lado en el metro, chiken-bus, avión, lancha, micro, pecera, en la misma vida, y sobre la acera en tenis. De una pregunta y de su respuesta. De los que buscan ambas. De donde existencial y absurdo. De donde tomar es ser, viajar es ser, escribir es ser. Si bien una patria propia andante y alternante: una colonia del imperio de la globalización. Pirata a todo lo otro ser de. Navegar la vereda de todo lo visto soy, El ¿qué hacer? sin respuesta, y pues, “voy por más palabras porque las que traía, se acabaron” -Payasa en el Metro, Línea 2Para ser poeta, ¿hay que estar donde los poetas? NO. La poesía tiene que estar dode yo, o por lo menos donde mi pluma besa el papel. Levanté la pluma. Rompí la pagina. Buscaba algo mas profundo, quizás alguna herida vieja, algo que yo he hecho mal, algo peor que mi mal escrito. ¡Sí! Mal escribir, porque decir requiere voz y mi voz mal escribia el decir de mi mal.

35


Ingrid Kuri I Cansada Cansada de tenerte a medias de amar tras el límite de la lluvia escaza de tus piernas imaginarias, cansada de la vagancia mental de tu verdad desgastada y la mía de fantasía del polvo que se acumula en cada sueño, cansada de tu nosotras cuando sólo eres tú, cansada de ti y de mi patético aguante, cansada de seducir con suspiros tu mirada eclipsada, cansada de mi insomnio sobrado del dolor autoinfringido, cansada de tu vida y mi suicidio

36


Antonio León El raite Estos vidrios trizados que tengo en vez de retinas… Ariel Dorfman Hay un vaivén de trenes en la abarrotera, oscuro y cuántico luce el cajón de los tiliches, reposa el otro viéndote las piernas, descalzo muñeco de manteca y paja, al fondo hay un refri sin ganas de frío, ni desaguadero para los quejidos. Madre árbol, su falda de adoquines madre seda, para que no te ensucies los zapatos, madre resolana de fuerte abrazo; niño-tallo, niño bueno. Mañana tendrás la culpa, pequeño, no alcanzabas los refrescos del fondo de aquella caja - tus manos de poca edad no proveen eficiencia el otro estaba solo y se pudría en el techo mientras lanzabas ángeles de porcelana. Madre árbol, su falda de adoquines madre seda, para que no te ensucies los zapatos, madre resolana de fuerte abrazo; 37


niño-tallo, niño bueno. Ibas a pie y el raite se hizo en paredón, la distancia se anudó las rayas del camino presión contra la tela brillante de mañanas tenazas nervudas, de espaldas brotaron, la ventana fue parpado compasivo, y te tapabas la cara al hablar solito, y en el sol había ventanas de madera blanca; y en casa de la abuela, la vieja cuadra, tu madre tenia postres de arroz y lava. Niño-tallo, su falda de adoquines, madre resolana de fuerte abrazo; madre arbol para que no te ensucies los zapatos, madre seda, niño bueno.

38


Diego Luján Díaz Ser velero y silencio, viento. Mecer el tiempo, yo. Tristes ojos mueven el mundo, míos. Todo es lento, todo es noche. Lejos, los pies del río en que me he convertido no conocen el niño que soy. Tristes dedos sostienen el cuerpo desnudos de pudor introducen recuerdos. El niño que fui se ríe del niño que soy. Triste niño, velero y silencio. *** El perro se rasca el corazón. Mira papá, le sangra la luna del ojo. Quiero acariciarle la tristeza. papá: ¿La tristeza muerde como el perro que extraña que se le acaricie? El corazón, cuerpo que camina, ojo que se pierde. Sombras, noches, deseos, palabras. Hay ausencia. Se dice que hay ausencia. ¿Será verdad que hay ausencia? El cuerpo que camina hasta perderse, antes de entrar en esa sombra voltea, 39


tiene espinas, tiene miedo en las espinas. Pregunta: 驴Ad贸nde van los ojos cuando se enamoran?

40


YaxKin Melchy Yo lírico rockeando en el fin del mundo rockeamos entre las palabras que son la música de los árboles muertos todo lo que es poesía es también tierra muerta hojarasca todo es lodo lo que se hizo con el esfuerzo de huracanes con los pulmones del advenimiento todo el movimiento de la tierra produce poemas como día y noche sin borde sin contorno ocurriendo simultáneos como las estrellas en redes de comunicación rockeamos entre las palabras desatados hambrientos subimos cantamos el poema de los ríos rockeamos 41


rockeamos entre las palabras desatados hambrientos subimos cantamos el poema de los ríos rockeamos drogamos bebemos salimos brincamos pintamos mantarrayas en el mantocielo colocamos pájaros en el nido de los dientes reímos a bardas y pescamos las sonrisas de las fiestas caminamos por la vía láctea con estrellas de mar nos ahogamos vomitamos en la arena que es el cuerpo y la ciudad el tiempo dislocado pedazos de un cuarto húmedo de paso gatos perros tijeras duermen y caminan en nuestros sueños y nuestro apellido son cuatro sílabas serpientes renovándose 42


y brotando en la tierra y el sueño el sol es mi casa rodante no sé despertar vendré a beber el licor de los bares herméticos orinaré cerveza beberé en el bosque de la lluvia que cae a mi espalda y en mis dedos de cristal de vidrio máquina de escribir dientes afuera meteoritos de escribir todo astro es una letra rodando en la pantalla todo astro es una letra manchas que son ángeles bajo los puentes o puentes que son manchas bajo banderas infinitas como estrellas invisibles ácidas viajantes oscuras buscando su iluminación explora la piel vampiro sol rueda coce 43


retrocede vuélvete serpiente estrellas dentro de estrellas conspira confusión del universo gira nube prisma cara de dios sentado recostado en el pasto en fuego secreto vuelan como cisnes tus pensamientos dentro de una caja negra di al descubierto productor de símbolos existió un poema un problema / antes / hola tú a los mástiles de mis ojos a los mástiles de mi boca me ato a los mástiles de mi concentración ja je ji ola tras ola ola tras ola mi cabeza está rodeada de orejas rastros de elegancia rostros de multitud 44


casas o estrellas azules ele pe A un tambor lo que silencio Es un tambor lo que silencio orino corro ladro nunca podré desaparecer ladrón de las estrellas ola tras ola yo surfeo entre todo peligro / entre todo milagro con las venas violetas y el corazón de oro pienso en ruedas en fantasmas y cómo un gusano vuelto mariposa se extiende como una cortina de los árboles o quizá sólo podría estar drogado ahogado 45


bajando de un librero enorme de una escalera de una pila de libros fuente o quizá este es el pasado del amanecer la libertad más excéntrica las uñas que rasgan una bandera de nylon bajo la cual se esconde mi cuerpo o quizá subo porque es la vida de mí lo que sabe de mí lo que calla de mí lo que se estrella de mí lo que se aburre de mí y subo hacia la estratósfera de preposiciones a ante bajo cabe con... rasgo y mi aparecimiento es como un apareamiento de las nubes mi rasgo es mi roca mi rasgo es mi piedra mi rasgo almácigo broto en el suelo de la podrida hojarasca fermento en luces nutriendo las raíces de los árboles crezco a dos pies ejército niño niño teñido de aserrín negro 46


mi brain mi novis mi onto tengo rayas en el cuerpo mi cuerpo raya un escenario llamo Cártago a mi libro llamo silencio a mi canción voy gordo e hinchado reventándome como la experiencia de un cielo que no cabe en el cielo me hielo al subir olvidado del fuego interno pero conozco mi tesauro tetraedro del tetraedro y no entiendas si lo que rompo son mis palabras o mis órganos órganos siglos siglos sin nombre de humanidades sin nombre de ciudades sin nombre cabezas sin nombre carasplanta sin nombre animoterrestres sin nombre animocelestes sin nombre velocimientos sin nombre carrocentellas sin nombre navíocélulas sin nombre broncoespacio sin nombre fractoéxtasis sin nombre o quizá Levo el 47


abismo para nosotros el atisbo que sólo sea el mar Y con mi tambor ola tras ola vendrå lo que silencio - ven poema– muere como el rock and roll

48


David Meza Mi vida. Mi vida no. Mi vida nunca. Mi vida nunca fue un pájaro sangrando estambre por las alas. Mi vida nunca llevó en el cráneo una corona de astillas. Mi vida nunca fue. Mi vida no fue ni será mañana una mariposa apresada en las trenzas de una chica. Mi vida no fue ni tampoco es hoy un viejo corazón de madera. Nací el 24 de junio de un año que se rehusó a ser éste. Mi padre estaba borracho de níquel y envuelto en aluminio. Mi madre me dio el nombre de Rebeca, y me talló los ojos con arena. Mi madre me dio el nombre de Rebeca, y me talló los ojos con arena. Tengo miedo. El miedo usa una corona de estrellas. Hace 3 días soñé que mi padre me golpeaba. Hace 2 días soñé que mi madre me cosía la boca. No me reconozco. Miro el espejo y encuentro a un ángel deshojando el mundo. Tengo el terrible deseo de gritar mi nombre. Tengo el abecedario tatuado en los tobillos. Nací el 24 de junio de mil novecientos violeta. Nací en una pradera de tuercas y filósofos llorando rocas y esquirlas y teorías astrogramaticales encima de una rosa. Mi vida nunca fue un pájaro con las entrañas llenas de estambre parado en la estructura ósea de una estrella. No tengo recuerdos de mi casa. Pienso que soy un caballo con la mandíbula rota. Pienso que soy una niña que lleva por grillete las estrellas del mundo. Pienso que he venido renaciendo los últimos 24 años, y que he transformado mi horario escolar en una placenta de pétalos. Pienso que mi vida es un pajarito con el corazón de estambre y una corona de huesos. Pero no es así. Mi vida no es un pájaro de estambre, ni violeta, ni rojo, ni verde, ni pluma, ni cieno, ni triste, ni roca, ni azulmente roca, ni estambremente roca. Mi vida es una nota al pie de mi obra. Y mi obra es un libro de geografía que se ha convertido en mariposa. Y mi mariposa lleva polen y ríos sobre las alas. Nací el 24 de junio de ningún año. Soy una mujer con 500 golondrinas dentro. No tengo recuerdos de mi pueblo. Me estoy soñando. No tengo recuerdos de mi infancia. Me estoy soñando. Mi vida nunca fue. He descubierto que la poesía es un cuadro que se pinta sin 49


usar pinceles, una danza que se baila sin usar el cuerpo, un beso que se da sin usar los labios. He descubierto que la poesía es un juego en el cual está prohibido seguir las reglas; que es entender que tenemos el pecho lleno de musgo, de nieve, de agua, de tierra y de semillas que florecen como soles; que la poesía es una parvada de golondrinas despedazándote el cuerpo de adentro hacia fuera; que la poesía es platicar con las palomas en el techo de las catedrales. He descubierto, que quizá, incluso, la poesía es. Nací el 24 de junio de mil novecientos madera y tres. Mi madre se rompió los dientes en el parto. Fui arrojada a una cuna de paja. Tenía las uñas de los pies azules y enrolladas como pergamino. Mi padre estuvo orgulloso de mi sexo, hasta que descubrió que mi sexo era una constelación de girasoles. Esta mañana he decidido escribir, no poesía, no tratados, no alfileres, no escritorios, no mi vida o una novela, sólo escribir. Sólo tallarme los ojos con la pluma, para ver al mundo lleno de rayones, y una de mis lágrimas sea tinta.

50


Daimary Moreno Sin(ciencia)... Me traje tu locura a casa y no sé qué hacer con ella, he llegado a pensar en guardarla en el armario, entre uno y otro libro o en la taza astillada que nadie escoge. Podría colocarla junto al polvo que la escoba no se lleva arrullarle la cuna evitándole el desplome fermentarle trozos de ser en la alcoba darle sorbos de leche o enraizarla en las paredes de este hogar maltrecho. Hablar de ella en términos de algo asumiendo la materia proteíca que le compone arrimándola a la condición de verbo, quizá encuentre cuerpo, cuerpo des(compuesto) pero cuerpo al fin, cosa palpable, moldeable, ajustable, asequible, cosa que se coloca, cosa con oportunidad de ocupar espacio concreto, no más asunto dejado al gusto o rumbo de los vientos, dicen padre, que las arañas guardan siempre un espacio cómodo para las neuronas muertas, haré de mi hogar entonces: tierra de depósito, telaraña de desquicios. Y extendiendo mi cuerpo invisible 51


para recogerle después a manera de concha hecha de mi mano, buscaré algún rincón en que tu mente macerada nos haga coincidencia de espacio y tiempo. Tu locura me acompaña hace días la cabeza, la espalda, el vestido, la garganta. La he puesto por la mañana en el tablero del auto, se la di a mi hija en leche. Se la arrojé a un transeúnte. La dibujé en un billete de a 20. La pegué con chicle en la llanta de un automovilista cuyo nombre prefiero no saber. La coloqué diez veces en mi lengua pronunciando la palabra madre pero vuelve vuelve uelve elve ve e vuelve, instalándose sin ánimo de dar marcha, vuelve. La olvidé hoy con intención en el supermercado, la dormí en 7 sueños distintos, rodé la cabeza sobre 700 superficies, acunando la intención de extraviarle pero esta locura sigue presente. No es locura perecedera se me ocurre hacerla letras, darle el infinito, hacerle saber que no es estrecha, que mi verso es su uni-verso que mis pies le ladran trascendencia, que sus límites son mis comienzos atarla a una palabra y darle mar abierto sin vela ni timón 52


des(prenderle) todo canon permitirle llegar lejos, encenderle una locura (sin)ciencia, madre, cuรกntas grandes verdades caben en la palabra lumbre, que nombrarla me quema.

53


Franco Narro Poema detestable # 12 (De Poemas detestables y balbuceos por triplicado) Te busqué busqué tu rostro entre los rostros que me observan desde el techo te busqué durante horas tirado en el suelo, boca arriba y desnudo, fumando y fumando los ojos frenéticos recorriendo en círculos en cuadrados en hexágonos en óvalos, el limitado espacio de mis órbitas oculares te seguí buscando y empecé a masturbarme como un chimpancé cocainómano y te seguí buscando eyaculé mientras te buscaba y mi semen derramado en mi panza o en el suelo probablemente me maldijo por no haberte encontrado aún después me hice de comer y comí mientras te buscaba y después lavé los trastes y barrí un poco todo el tiempo con la cabeza hacia el techo y los ojos como conejos en celo, desesperados, buscándote, buscándote 54


después no sé cómo me quedé dormido y ahora que despierto y escribo esto sólo puedo decir que si verdaderamente estás perdida no estás en mi techo y que tu amor más que llevarme a la poesía me va a llevar al manicomio con una tortícolis de mierda.

55


Javier Norambuena Los patios de la nación (fragmentos) * Será posible hacer la caricatura de una fosa cavada, desaparece el campo de la desaparición en el museo predeterminado con palabras, sin oros, ni mares, aires o ventoleras, reflujos, espasmos en sus cascadas, se cascan los huesos, tuércense al cisne que recuerda sus compañeros, no se ha visto el museo de los nombres ni la historia de los nombres escrita como borrador de un brazo insigne, aspira el vocablo el éxtasis que sube al aire el temblor, una vela, una luz, encastrar en los pajonales furiosos cada barro, cada mierda en la ingle, cada sopor de la bandera que ha sacado en nueva patria, con el cisne y la bandera basta para hacer nación, dice el compañero ¿has visto la peluca de los nuevos mariscales?. * la fosa de la cárcel imprime una caricatura, en la ciudad con barcos entremedio nos asaltan dos extranjeros, nadie es de la nación, navegar aquí es cuestión de golpe, ha caído la bastilla en el viaje novedoso, la cabeza del rey yace sobre la desaparición del museo que lamentó el brazo derecho, el rey ha muerto aunque su báculo se oye punzar ¿y las pelucas de los mariscales? ahí esquinábase el ojo al signo sobre ese cemento, de tutelar el paisaje de la ciudad y los ríos, el dolor de la cabeza de un muerto son donceles inseparables, rasguñan 56


una y otra vez el pedaleo del sopor, incrusta al ojo sus lugares en don, en esta patria del rĂ­o navegable el aire sobre un rostro centellea ruidos para desbordarse * superficie profunda: las rodillas del nadador estiran el dolor, de hacha se corta un ornamento, deglutir ahĂ­ el cristo es demonio.

57


Sidharta Ochoa Parataxis Parataxis es una serie de micropoemas experimentales. Narraciones sonoras escritas en los días oscuros de la frontera México – Estados Unidos que bien pudieron ser escritas en cualquier parte del mundo pero que entonces, serían diferentes.

Parar el dedo Para Fernando Contreras Le tuve que parar el dedo, al migra cuando íbamos a verte por última vez el bastardo sin rostro se atrevió a ponerse en el cerro como viendo para Tecate como viendo que íbamos a verte como vigilante como casi soberbio y le paré el dedo. No soy antiyanqui, ni al caso pero le quise parar el dedo por todos los algodones y fresas y bananos que piscaste por eso le paré el dedo yo exploto tu vivencia del migrante sin amargura 58


del self made man al escribir estas chingaderas, y sé que estás contento de que lo haga lo cierto es que mí me da miedo aún, la migra Te conté y te reíste cuando te dije que caminando por Fashion Valley rumbo a Nordtsrom Vi un migra y me sobresalté, y agarré al Victor del brazo fuertemente, hasta casi clavarle las uñas me vio con cara de molestia pensé que la migra me iba agarrar -le dijey me dio risa pero luego me dio coraje, como me dio coraje que el migra se asomara como viendo tu partida definitiva.

The mon ain´t Si la luna es aquello que dice Luis Felipe Fabre un plato roto entonces, el amor es un vaso imperturbable de esos de los que nunca ha comprado Bauman.

59


Celedonio Ojuela Duarte Bombero No es hermoso ser niños, es hermoso pensar de viejos en cuando eramos niños Cesare Pavese Para Hernando Hernández, bombero de mi infancia Cómo nos gusta el agua cuando niños verla a borbotones en las mangueras de las máquinas. Yo quería ser como esos malabaristas que la giraban en sus piernas en señal de arrojo. Muy tarde vine a ver las crestas de las olas y sus monstruos. Desempeñé el oficio de bombero en mis figuraciones por el fuego. En la infancia quería ser bombero un bombero auténtico. Mientras otros hablaban de Roy Rogers o Santo, “El enmascarado de Plata”. De las lecciones de historia o geografía. Yo quería ser bombero lo repetía en mis sueños coloreando con lápices la estación de las máquinas del bombero Celedonio. Así, me veía entre mangueras y cascos ideales destrozando el fuego. Despertaba con la fiebre de mi heroicidad mientras el sudor salía de mi cuerpo. 60


En las tardes me daba cuenta que apenas era un niño que retorna de la escuela con la mochila en la que venía la harina de los panes. Ahí llevaba mis cuadernos mientras jugueteaba en los desagües con mis zapatos de caucho. Imaginaba un río caudaloso en mis dominios como bombero de mi pueblo. O bien me trepaba de pie en la cola de la máquina bajo nubes que cubrían el territorio. Distribuía el agua con arrojo vencedor ante el fuego y el grito ¡bebo sangre de toro en las mañanas! Sobre el asfalto imaginaba la ciudad en la que sería capitán de bomberos y mi poder la manguera más soberbia la más brava de las serpientes la que me graduó de capitán. Llevaré a mi rancho noticias jubilosas sólo valentía de esperanza. La verdad sólo iba por los acantilados de mis calles creyendo ser bombero.

61


Moisés Ortega Peticiones Un día le pedí a mi madre que me arrancara el corazón, que lo cocinara como se hace con las sopas de tomate. De haberme hecho caso, se habrían solucionado dos cosas: El hambre de mis hermanos y esta sed letal de sentirme amado. Otro día ella me pidió que la matase “por ser tan sumisa como un pinche animal” de haberle hecho caso no quiero saber no sé todo aquello que se hubiera solucionado.

Enero 31 El número 457 de la calle Madero, es ahora una pequeña cafetería de corte boutique. Somos como las casas, amor, un momento servimos para que alguien nos habite, haciendo su vida íntima tras nuestras puertas y al otro somos centros públicos a los que la gente acude a beber café, contar historias, o simplemente a comer en compañía de extraños que ni siquiera voltean a verse entre sí. ¿Te acuerdas de nuestro último beso? Estoy seguro que fue en el balcón café de la casa aquella en que Clarita compartía su consultorio con un amigo al que amaba en silencio. 62


Hace tres años apenas una notita color turquesa decía: Me marcho a estudiar a Italia, los espero sin falta en Madero 457 a partir de las nueve. ¿Sigues viviendo en Pavía? ¿Hay alguien viviendo íntimamente tras tus puertas? ¿Sabes que Clarita está a punto de casarse?, ¿Has visto cómo se transforma todo cuando uno abandona el silencio? Quizá sólo te encuentras como yo ¿Yo? Yo soy un sitio público, con las puertas y las piernas abiertas.

63


Mara Pastor Los que vuelan (aves de rapiña, los pilotos, los turistas, las moscas, algunos globos, algunas balas perdidas en el aire, algunos en jaulas que vuelan pero no lo saben) tienen un avión por dentro lleno de japonesas y yo sentadas en la misma fila hablando como en una rama. Los que vuelan llevan en el aliento un pájaro. Todos mis despegues sólo quieren saber pico, ala, manubrio, asiento al lado de ventana, composta, helio. La sed en los aviones no se compara con la sed en las islas debajo del plumaje anidados la sed en los parques la sed de los conciertos la sed de los muertos de sed. En ese nido que flota en el agua se nombran aves que tampoco pensé 64


decir en tantas latitudes. A veces se tiene sed en el aire, y a veces en la escalera de una casa que no es la tuya, pero es tan nido. Afuera del pรกjaro digo los nombres

y

la lengua vuela.

65


Alberto Paz Como en cada esquina Nací semáforo Con tres colores en mi ojos Tres colores en el pecho Y otros tantos tres colores Que se acurrucan donde yacen Las luces de mi sexo Nací al revés En este tiempo en que todo nace al revés Y no intento acomodarme Por el contrario Me desbarato al triple potenciado Para estar más al revés de lo que nunca he estado Mi cabeza es roja Pero roja  por esta sangre Roja porque primero he muerto Y lo pienso bien Y dejo lo de nacer para otro día Cuando no haya tiempo Ni hombres Ni internet Ni cáncer Ni muertes súbitas O drogas favoritas Dejo lo de nacer para cuando Los semáforos estén vueltos locos Y la esquizofrenia se provoque Con ejercicios de respiración Y sus colores sean encendidos al mismo tiempo 66


Y mi ombligo se vuelva verdaderamente amarillo Para advertirme que estoy vivo Y dejarme crecer con enormes alas verdiazules Tan grandes como esta torpeza con que escribo Tan estúpidas como mis versos y yo mismo Y al hacerlo seré entonces tan verdad como un semáforo En tres sencillos colores Naceré con un verde tan brillante como la vida misma Y de mi ombligo amarillo y radiante nacerán todos los soles Entonces el pequeño tamaño de una llama de fuego que será mi corazón Bastará para hacer nacer nuevas estrellas Y las constelaciones temerosas escondidas tras el semáforo de mi piel Podrán encenderse Una a una Para iluminar todo mi cuerpo

67


Logan Timothy Phillips El Castellano (se me lengua la traba) Estimado público, señoritas y señoritos, jóvenes y jóvencitas, chavos y chavas, chulas y chulos, morras y morros, moros y cristianas, nuahuas y zapotecos, princesas y sapos, emos y chemas, darketas y skatos, hippies y yuppies, mexicanos todos, ya empezado este magno evento, me siento obligado por decoro y deber confesarles lo obvio: Que yo soy un gringo. O deja que les presumo en inglés: I am a gringo. Sí, proveniente de gringolandía, el gran imperio tal como ud. ha visto en el televisor, sí, yo vengo de ahí y luego aprendí a hablar el español como segunda lengua. Y dado tal hecho, siento la necesidad de pedirles perdón de antemano por cualquier falla gramática que seguramente soltaré en algun momento de la noche, o cualquier malestar cultural que en su caso podría ocasionarles siento la necesidad de explicar cómo es que llegué a hablar así, si uds. amablemente me permiten. Ahem. Es que se me lengua la traba, es que de repente hablo un gringañol espantoso, 68


es que lo cago constantemente, ¡y se rien de uno! Es decir: ¡Uds. se rien de mí pues! Pero es que no saben uds. lo que es llegar a México lindo siendo gringo pendejo. Déjanme contarles. Siendo estudiante gringüito inocente de 20 años, llego a Querétaro y los juniors me preguntan luego luego, ¿oye, my friend, a ti te gusta el chile? Pues sí, me gusta mucho el chile, en mi famila comemos mucho chile todos los días. ¡Y no me cae el viente hasta meses después de lo que es el chile! O andando con unas chulas por unas calles de malamuerte y suelto la frase Es que las noches solitarias me dan mierda. O sea que señoritas les aviso que soy un cobarde cagón. Y en las tardes con las mismas, se me occure confundir otras palabras y decir: No puedo comer con uds., es que tengo que ir a casa y tengo mucho hombre. O sea que señoritas les aviso que además soy jotito comelón. Y eso sí, luego me mandan al súper por queso panela y yo llego al super preguntando por queso pañuelo. Y sigo confundiendo los manteles por manantiales, los cubiertos por cubetas, el cuchillo por la cuchara, el papá de la casa con la papa de la torta, el piene por el pene, la jerga moderna por la verga morada, el incenso por el incesto, el pulmón por el plumon, la cancha del pueblo por la concha del pueblo, y acabando todo me disculpo diciendo lo siento, es que yo hablo ingles y ayer conocí a tu madre. Y uds. seguramente se preguntan como es posible que un pinche gringo se atreve a hablar ingles con sus madres, ¡pues así cabrones! ¡Con el purito gringañol! 69


Y sí, me dio mucha vergüenza hablar así, siempre estaba embarazado. Digo, embarazozo. El destino es así, ser gringo asesino matando la raza con la risa por hablar puras pendejadas, así pasé los primeros meses en la suave patria. Entre la venganza de Montezuma y la Real Academia Española ¡La neta es que está cabrón! ¡Pobre de mí! Pero van pasando los años, y es como dice el dicho, poco a poquito se anda quitando lo pendejo. Después de leer a Paz y Fuentes y Castellanos y Galeano y Monsi y Poniatowska y Rius y Vasconcelos y Marcos y Carballido y Asturias y Garro y Arreola y Rulfo y hablar al fondo con cada taxista y cada pinche bolero de cada ciudad mexicana visitada y por visitar, de preguntar de asuntos imprudentes, de aprender a gritar en lengua ajena, de no tener miedo llamar mierda a lo que es mierda, de conocer mi propio pais con ojos ajenos y darme cuenta de que como muchos mexicanos, me cuesta tener orgullo de mi pais, me cuesta reconocer que ya ni estoy comodo cuando estoy de ése lado y después de tanta chinga, me siento algo mexicano aunque no lo soy y nunca lo seré, pero es que voy dandome cuenta de la hermosura mexicana que ni uds. ven, de que tan lindo es poder decir que hoy me amanecí animado, es decir que hoy me levanté como el sol, dispuesto a calientar, algo que en mi lengua materna nunca podría decir, de que tan conveniente es poder decir que se me olvidaron las pinches llaves y como esas cabronas se me olvidaron a mí, no tengo nada de culpa, algo que allá no se puede, de que tan hondo es empezar a entender el mestizaje, el tiempo cíclico, el otro México, la gente de maiz, la larga noche de los últimos 500 años, aguantar bara y ni modo, 70


estos son regalos, riqueza que no se puede privatizar y exportar. Así es que mi estmadísimo público, uds. me disculparán si en algún momento le falto el respeto a lo que viene siendo la gramatica tal como uds. la usan. Pero la verdad es que se me lengua la traba, y una lengua es un poema que uno nunca termina de escribir, de otra forma, no me interesaría nada. Es una lucha entenderles y es una lucha entenderme a mí, y es una lucha de las buenas. Pero la neta ¡es que está bien cabrón aprender el pinche español mexicano chingá!

71


Carlos Ascención Ramírez Méndez “Karloz Atl” III Poema Mátame III Si me dejo llevar por ti me cubres todo y te cubres toda y no hay cobijo que tape nada sino la nada toda, el polvo que somos y que se junta: la arena, la tierra, la piedra deshecha vuelta una, una sola hasta que la mañana llega y no llega contigo, sino sintigo. Porque para decir te amo, para decir buen día, buenos días en un abrazo falta que alumbre el sol por la ventana y abras los ojos junto a mi boca, dándote gracias por amanecer a un lado y aceptar el abrazo nuestro que no es nada, sino los cuerpos juntos, desbocados y sin ropa fingiendo que se aman, amándose siendo nada. Porque en la oscuridad torcida por la lámpara NO te llamas carlos ni yo alicia o dahí o la chingada si no te llamas cómo te llamas y yo cómo me llamo. Si te nombro, si te amo o te maldigo poco importa, ya lo sabes todo, 72


que es casi nada, pero sabes cómo amo cuando amo siendo polvo o siendo nada. Ni el nombre que me corresponde calla las aventuras que tengo y que sabes, y que dices cuando sabes: Mátame en el mar de Alfonsina o yo te mato con mi mar y juntos nos ahogamos húmedos entre los cuerpos siendo el mar o siendo nada, siendo piedra negra esculpida húmeda, la única y la última que sabe de los tuyos y los míos, nuestros amantes, nuestros, nuestros amigos, amigos secretos o amantes o secretos que son el mar, que es la nada.

73


alicia revólver EVIL DEVIL BLUES OF RUDOLF HESS o las cámaras de gas de los mexicanísimos hombres topo [o las cámaras de gas de los mexicanísimos topos rólex o las cámaras de gas de los mexicanísimos hombres lobo hemofílicos o los mandriles prúrritos] i

74


ii

iii

75


iv

76


Brian Schwarzschild Ángeles Sus voces dulces se oyen, ellos juegan, ríen, dan consuelo, son voces de otro mundo, del mundo de los sueños, de los cielos, entonces los ves caminando, en el bosque, en los parques, en las iglesias, caminando por los senderos son ellos, son sus voces, son Ángeles, Ángeles del sueño.

Desierto En este desierto los pájaros cantan, las ilusiones vienen y se van, estás en un desierto, un desierto de colores, de sinfonías, de letras, soplan en el aire, te cantan, es un canto que te abraza, es dulce, y alegre, caminas sobre tierras rojizas, que se tornan amarillas, 77


ves vida, donde no la hay, ves agua, donde es escasa, eres tĂş, sueĂąas.

78


Jorge Sosa CcerĂ­ ne uan cidaud cousntrida cno emsobrcos dndoe lsa sbroams on crroepsonedn a lsa psrenoas y lso cmietnos ed tdaos lsa csaos sno drrubmees. Syo hjio ed nu tmeeorrto le paito ed jueogs ed msi hemnaors se uan cpaa ed pvolo ddnoequriea qeu es dteegna.

79


Andrei Vásquez V No exactamente de arena sino de reflejos en los cristales, cajas vacías con dibujos de gallos y tigres y botellas de shampoo puestas de cabeza. No exactamente de arena sino de manos y papeles agitándose en el aire, uñas enterradas en la piel y segundos como caspa en los hombros de la memoria. No exactamente de arena sino de brisa mientras el mar se levanta y las ciudades encienden su gesto perdido, sino de lluvia fría sobre el pasto que prendimos en un sueño mostaza. No exactamente de arena sino de noches con una sonrisa invisible, sino de dolores de muela y esas canciones que transforman al aire en cocaína.

] Al final de la trama vuelves a las calles que recuerdas caminar apenas, y la gente es distinta. Los autos, irreconocibles. Las tiendas y los aromas han cambiado de nombre y aparecen hormigas entre rayos de sol que deslumbran tu mirada. Los pasos se desvanecen en escenarios de luz blanca y te reconoces como el personaje de la secuencia de paredes verdes y 80


árboles negros. No eres más que la sombra de un desconocido que mira el periódico y avienta ceniza desde un terraza imposible de ubicar. Eres el hermano de un soldado perdido en el desierto. Al final de la trama eres quien flota y se aferra a pedazos de calles, siluetas desgastadas y estampas viejas de dinosaurios. Se encienden las luces y eres el resplandor naranja que se agita detrás de los ojos de un necio que intenta resolver la trama disuelta en la memoria. Pero sólo queda la neblina de imágenes que se convierten en pólvora

: Podría ocurrir frente al televisor con una rebanada de pizza en la boca, cuando miras las manos de tus padres o mientras escalas los pirineos. El movimiento de rotación se detiene el viento humedece los edificios las embarcaciones de tus venas paran el motor y las sombras se disuelven en la pared. Podría ocurrir al caminar hacia el banco con una bala en el vientre, cuando metes una hamburguesa al horno de microondas o mientras buscas una almohada amarilla. La música, los gritos, cada palabra, 81


permanece en la misma nota. Y los soldados que han pisado una mina contemplan sus agujetas desamarradas.

82


Adrián Volt Saénz Tú todas las puertas, yo no. Creo que una vez más te has ido. Has cruzado el marco hacia donde yo me pierdo. Un paso al frente es un paso a nada parte. (un paso al frente es…) Soy ahora, las gafas sobre el buró del ciego muerto. Soy sin mano la pluma de un poeta, porque la mano trae una pala ahora. Cava para sí una tumba. Has de cruzar tú todos los días todas las puertas, hacia donde yo no, yo me pierdo.

83


Lydia Zárate “He estado pendiente del caso de la señora que se dice asesinaron en Zongolica (tras violación y tortura tumultuaria por cuatro militares). […] falleció de gastritis crónica no atendida. No hay rastros de que haya sido violada”. Felipe de Jesús Calderón Hinojosa Presidente de México Que interroguen a la tierra Tu nombre (nuestro) empobrecido no alcanzó suerte de vida. No hay pancartas en las calles con tu nombre. Ni enardecidas procesiones por tus ojos agonizantes, por tus labios secos como frutos moribundos. Sólo un puño de odio asalariado en tu garganta. Las ningunas como tú no mueren de vida. Las nadies como tú no mueren de muerte. Las muertas como tú mueren de risa. De llanto intestinal. De cáncer de hambre. Ya los amos de los perros aclararon: Que no existe tu entraña apuñalada ni tus músculos ni tus huesos ni tu sangre invisible. Que no existe Tu Empobrecido Testimonio Agonizante ni la mancha rota, 84


ensangrentada de tu cuerpo. Ni el dictamen forense, ni tus horas de agonía, ni tu dolor flagrante… Sólo una oscura urdimbre de tu cuerpo ilusionista. Que no fueron sus perros. Que sus perros de caza -no tenían apetitos qué saciar por esos días-. Que no se encontró herida alguna -en sus faucespor el presunto arrancamiento de tu inocencia. Que no existe(s) prueba alguna, -que impensable, que imposibleque sus perros te hayan embestido las entrañas con su oscuro, crecido, avalado, encargo ancestral de muerte.

85


Ánuar Zúñiga Naime EN CASO DE QUE LA PERSONA A QUIEN VISITA MUERA ANTES DE HABER FORMULADO SU ÚLTIMA VOLUNTAD, POR FAVOR ESPERE INSTRUCCIONES DEL PERSONAL MÉDICO CALIFICADO Primero la turbulencia como señal de que toda fe ha sido abandonada. Mantenga la calma, libere la orina con olor a antibióticos Respire, déjese morir a través de la manguera de suero. Afuera está la sala de espera blanca y los muñecos de Lego representando el fastidio, afuera las Cosmopolitan de hace 6 años. Abra la boca grande y tráguese las píldoras. Póngase en manos de los guantes de látex, quédese con los relojes de manecillas negras y las tarjetas de colores, con el nombre de su primer hijo en la punta de la lengua. Quédese con el desinfectante. Deje que más allá de la ventana prosiga el juego que usted ya perdió. Deje que el contador de CONTINUE descienda hasta llegar a cero. No inserte otra moneda en la ranura, no tiene caso.

86


Zaría Abreu Flores (D.F. 1973). Dramaturga, directora y poeta, estudió la carrera de Literatura Dramática y Teatro en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM. Guadalupe Ángeles (Pachuca, 1962). Escribe narrativa y poesía. Sus libros publicados son: Souvenirs, Sobre objetos de madera, Suite de la duda, Devastación, Quieta, La elección de los fantasmas y Las virtudes esenciales. Tiene dos premios: Novela breve Rosario Castellanos (1999) Carmen Baez (cuento-2004). Ha publicado en diversas revistas y diarios de México. Ha participado en diversos encuentros de literatura en México y España. Tadeus Argüello (Querétaro, en 1983). Fue becario de la Escuela Escritores de Querétaro, SOGEM, así como del consejo Estatal para la Cultura y las Artes, del 2003, y del Centro Cervantinos Eulalio Ferrer. Ha publicado los libros Venus, La Patria más profunda en el 2006 y apareció en el libro Besar de lenguas, muestra de poetas en Querétaro, 2010. ISABEL BABOUN GARIB (Santiago de Chile, 1984) Actriz de la Pontificia Universidad Católica de Chile (PUC 2008). Algunos de sus poemas aparecieron en el IX número de la revista literaria Internacional Galerna (2011). Un cuarto un nombre (Nueva York, Pen Press 2011) es su primer poemario publicado. Patricia Binôme (Tijuana, 1985). Narradora y poeta. Autora de Perro Sombra, de un compendio inédito de haiku titulado Porno y de la novela corta Vaho de perro. Ha colaborado en las revistas Diez4, Punto de partida, Mono Magacín, Babel en prosa y en su blog personal. Actualmente se dedica a escribir una breve novela queer y su primer poema de largo aliento. Amaranta Caballero Prado (Guanajuato, 1973) Ha publicado los siguientes libros: Okupas (2009), Gatitos de Migajón (2009), Todas estas puertas (2008), Entre las líneas de las manos (en Tres tristes tigras, 2005) y Bravísimas Bravérrimas. Aforismos (2005). Ha sido incluida en varias antologías, festivales y revistas nacionales e internacionales. Desde el año 2001 vive en Tijuana. Rojo Córdova (Ciudad de México, 1986). Poeta-performer y escritor. Ha sido publicado en diversas revistas literarias del Distrito Federal y del interior de la República, así como en las antologías: El amor en cada esquina (Café Literario), Http:// PoesíaCero (Generación espontánea/Café Literario) y Cuarto Recital de Poesía Chilango Andaluz (Ultramarina editorial). Blog: http://rojoquerojo.blogspot.com. Costa sin mar nació en 1980. Pertenece al colectivo Los Kikín Fonsecas y el Gringo Castro. Es editor de la Revista Valderrama. Esther Galindo (Durango, 1984). Tiene publicado el poemario Una llaga entre los muros (editorial Torre de Babel, 2011)

87


Lauri García Dueñas (San Salvador, 1980) Escritora y periodista. Poemarios publicados: La primavera se amotina y Sucias palabras de amor. Ganó el XVII Premio Interamericano de Poesía Navachiste 2009, con el poemario Del mar es el ahogo. Ha fabricado con sus propias manos libros objetos y proyectos cartoneros. Jesús García Mora (Tijuana, 1986). Curso la licenciatura en Psicología y dos diplomados, uno en Intervención familiar y otro en Constelaciones familiares en el Centro Universitario de Tijuana (CUT). Actualmente se encuentra estudiando la licenciatura en Pedagogía en la Universidad Univer. Anteriormente escribía para la revista existir. Basquetbolista desde niño, poeta desde que tiene memoria, músico frustrado. Maiara Gouveia (Brasil, São Paulo: 1983). Escritora. Em 2006, foi finalista do Prêmio Nascente com o livro de poemas O Silêncio Encantado. A obra inaugural sofreu alterações e hoje se chama Pleno Deserto (Nephelibata: 2009). Dos livros à espera de uma publicação, menciona Antes que se rompa o fio de prata, disponível para download. Blogue: http://ocorpoestranho. wordpress.com. Gerardo Grande (Ciudad de México, 1991) Ha publicado en las revistas Mantarraya, Trifulca, La piedra, Piedras Papel y Tijeras, así como en la antología Los vali3nt3s 63r3brales y las flor3s 6inarias 6ajo el arcoíris p3rp3tuo y en Sinfonía de poemas para el universo y en la selección de 30 poetas nacidos del 85 a 91, en punto de partida. Ha publicado Circo de animales invisibles y Elepé de poemas digitales. Fundador del proyecto Orquesta Eléctrica. David H.Rambo, Nómada, escritor, poeta y pirata, selló de entrada al mundo el día 47 de 1983 en Estados Unidos, selló de nuevo unos cuantos años después en México, y así sucesivamente (según el rumbo de sus gustos) en Guatemala, Nicaragua, Panamá, Colombia, Venezuela, y Ecuador. Es director de (H)onda Nómada Ediciones y ha publicado el libro Diezmildías Malescritos (2010). Actualmente vive renovando sellos… Ingrid Kuri (Veracruz, 1975) Antonio León (Ensenada Baja California) Profesor de educación media superior, en las asignaturas del área de lenguas. Autor de “Prácticas de ping-pong neurolingistico” y “Caricia del velocímetro”. Diego Luján Díaz (Tijuana, 1984) Actor y escritor. Participaciones en el Festival Internacional Amado Nervo (Nayarit, 2008), IV Foro Multidisciplinario Conjugando Musas (Chihuahua, 2008), Encuentro Nacional de Escritores José Revueltas (Durango, 2008). V Encuentro Nacional de Escritores en la Región de los Ríos (Campeche, 2011). Actualmente radica en la Ciudad de México en dónde estudia la Licenciatura en Legua y Literaturas Modernas (Letras Inglesas).

88


YaxKin Melchy (1985) Escribe un libro que se llama El Nuevo Mundo, del cual ha publicado dos partes: El Nuevo Mundo I (2008), El Sol verde (2010) y un libro satélite en órbita que se llama Los poemas que vi por un telescopio. Ahora coedita el proyecto “Editorial 2.0.1.2”. Blog: http://2012editorial.blogspot.com. Daimary Moreno (Tecate, Baja California). Estudió la carrera de Lengua y Literatura de Hispanoamérica. Divide su tiempo entre la docencia, la escritura y la actuación. Ha publicado cuento y poesía en revistas y antologías nacionales y binacionales. Becada en el año 2010 por PECDA en el área de dramaturgia y miembro activo del grupo de teatro San Barullo. Javier Norambuena (Santiago de Chile, 1981) Ha publicado los libros de poesía Útil de cuerpo (Mantra, 2007) , Humedales (Cascahuesos, 2008) y Patios de una nación (Cuadernos del Sur). Sidharta Ochoa (Tecate, 1984). Autora de ensayo literario, crítica y narrativa. Su primer libro se titula Tatema y Tabú (Borrador Editores, 2011; Lima), escribe en las revistas Shandy (Hermosillo), Zarabanda (Ciudad de México), Generación (Ciudad de México) y Colaboratorio (Italia), entre otros. Radica en Tijuana. Blog: www.angelesidharta.blogspot.com. Celedonio Orjuela Duarte. Nació en Colombia. Autor de los libros Precario Equilibrio (poesía 1996). Visiones: Un inventario de afectos literarios (Ensayos: Premio Fondo Mixto de Cultura del Tolima,1998), Mujeres y otros cuentos de riesgo (compilación de cuentos, 1997), Ofrendas y tentaciones (compilación de cuentos,1998), Presencias (poesía 2004), Dónde estará lamelodía, (Novela 2005). La memoria a la orilla de los actos, (poesía, 2007). Moisés Ortega (Aguascalientes, 1988). Ha publicado en las antologías Luz Sangre y Tinta y Premios Universitarios 2007 y 2008 y en algunas ediciones del suplemento cultural  Guarda Agujas así como en la revista Parteaguas. Ha sido representante de su Estado en los Encuentros Carlos Pellicer Cámara de Villahermosa Tabasco y el Nacional de Escritores en la Región de los Ríos, en Palizada Campeche, en febrero y julio de este año, respectivamente.

Mara Pastor (Puerto Rico, 1980). Autora de los poemarios Alabalacera (Terranova, 2006), El origen de los párpados (Edición de autor, México-Puerto Rico, 2008) y Candada por error (edición de autor, México; Atarraya Cartonera, Puerto Rico, 2009). Es miembro del consejo editorial de Proyecto Literal (Ciudad de México). Su libro Poemas para fomentar el turismo será publicado por la editorial La secta de los perros (Puerto Rico). Blog: www.ohdiosarantza.blogspot.com. Alberto Paz (Tijuana) Estudiante en Lengua y Literatura de Hispanoamérica UABC, Poeta y promotor cultural (CECUT)

89


Carlos Ascención Ramírez Méndez “Karloz Atl” (Cd. de México, 1988). Coordinador del colectivo de poesía PoesíayTrayecto. Participación en distintos eventos individuales y colectivos en transporte y plazas públicas, radio, etc. mediante performance, lectura de poesía, interpretación e improvisación escénica y participante de los slam de poesía. Actualmente gestiona proyectos de difusión cultural y re-apropiación espacios públicos y patrimonio cultural. alicia revólver (Ciudad Gorila, 1992) x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x d x x x x x x x x x x x x xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx x x x xx x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x xx x xx x x xxxxxxxxxxxxxxx xxxxxxxxxx xxxxxxx xxxxxx xxxxx xxxxxxxxx xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx xxxxxxxx Jorge Sosa (Ciudad de México, 1981). Autor de sesenta y siete flyers de reparación de electrodomésticos a domicilio, colaborador en activo de semanarios eróticos de porno amateur, miembro fundador del equipo de futbol infantil La Pandilla. DJ de Los Kikín Fonsecas y el Gringo Castro. Ex-guardaespaldas. Andrei Vásquez (Oaxaca, 1982). Viaja en el 2000 a la Ciudad de México para convertirse en diseñador gráfico, pero se pierde entre los puentes que atraviesan Viaducto. Escribe, colabora en Shandy, edita Valderrama y es miembro de los Kikín Fonsecas y el Gringo Castro. Adrián Volt Saénz. Tijuana la céntrica. Poeta y fotógrafo organizado desde el 99. Todo lo que tiene que ver con él es a través del otro; con las personas y con las cosas y los lugares que le son atractivos. Su cámara es su seguro testigo también. Ánuar Zúñiga Naime (Ciudad MX, 1982) es poeta y narrador. Ha desempeñado distintos oficios entre los que destacan mesero, vendedor de películas piratas y repartidor de propaganda. Actualmente es miembro de Los Kikín Fonsecas y el Gringo Castro y tiene un blog: http://eccehumo.blogspot.com. Su teléfono está suspendido, no es necesario que lo reporte al cero cinco.

90


Profile for Kodama Cartonera

Memoria del 6to Encuentro Internacional de Poesía Caracol 2011, compilado por Yohanna Jaramillo  

Memoria del 6to Encuentro Internacional de Poesía Caracol 2011, compilado por Yohanna Jaramillo / An anthology of the 6th International Poet...

Memoria del 6to Encuentro Internacional de Poesía Caracol 2011, compilado por Yohanna Jaramillo  

Memoria del 6to Encuentro Internacional de Poesía Caracol 2011, compilado por Yohanna Jaramillo / An anthology of the 6th International Poet...