Page 40

PERSONAJES

tengo que salir a visualizar las vías con gafas de asegurar. No puedo mirar hacia arriba. Hago noveno y vigésimo cuarto. Tengo hasta las caderas reventadas. Al volver, por un seguro médico que tengo como sponsor, me hago una resonancia, y un 3 o 4 de diciembre me siento delante de un médico que me dice que tengo una hernia discal que me comprime un nervio. Tienes suerte de que no te pilla los brazos. La operación no es necesaria, pero igual se ha acabado tu vida profesional. No me lo creo. Yo me digo que a mí eso no me para. Empiezo una pelea constante conmigo de cada puto día de ir a fisioterapeutas y médicos. No hay nada que hacer. Está todo claro. Me dicen que me tengo que acostumbrar a otra forma de vida. Estáis locos. ¿Cómo voy a hacer eso? No entendéis lo que estáis diciendo. Quien no entendía era yo”.

LUCHA | ACEPTACIÓN | RETIRADA | SURF | ADIÓS A LA ESCALADA “Lucho durante meses y en marzo de 2011 decido que ya no puedo seguir, que es suficiente. Es una decisión que se toma poco a poco y que anuncio el 19 de octubre. Llevo ya dos meses sin ponerme los pies de gato. No sé si voy a poder volver a escalar. Esto supone que se acaban todos los contratos con los sponsors. Sólo La Sportiva y Black Diamond me siguen ayudando con el material. Si ahora sigo con ellos es porque me soportan en esos momentos. Te quedas como en pelotas. Pero bueno… La capacidad que tenemos de reinventarnos... Me cojo la auto caravana, unas tablas y empiezo a surfear cada día. Mayo o junio de 2011. De nuevo de forma obsesiva. Ese es mi patrón. Me salva de no perder la sonrisa. Lo duro del proceso es darme cuenta de que se ha acabado. Mentalizarme de que no soy escalador. Me

40 KISSTHEMOUNTAIN

REVISTA DE MONTAÑA

convenzo. ¿Qué hago cuando una chica no quiere estar conmigo? Ciao. Adiós. Desaparece de mi vida. Esto es igual. ¿No puedo escalar? Pues lo quito y ya no soy escalador. Soy ciego y quiero ver. Pues no. No se puede. ¿Qué hago? Pues surfeo. No es bueno para la hernia, pero me da igual. Tengo dolor cada día pero me acostumbro a vivir con él. Incluso dejo de ver a amigos. No soporto oír hablar de vías y grados. No es que rompa con ellos. Siempre he pensado que las amistades de verdad, están. Pero me separo. No quiero saber nada de este mundo”.

PIES DE GATO | 7C Y 8A | ASPIRACIONES DE NORMALIDAD | ABRAZO AL SURF | VIDA EN LA PLAYA En septiembre de 2012, con 32 años, arranco con PUC Training. Ese año no escalo nada. En 2013, en agosto, un amigo al que entreno me empieza a dar la vara para que le acompañe. Un día voy a asegurar. Otro día, en Zarautz, me pongo los gatos. Al día siguiente, y al siguiente, y al siguiente estoy de nuevo allí. No puedo parar. Trabajo en una escuela de surf y en los tiempos muertos me voy a escalar. Hay algo de dolor pero el nivel de exigencia es muy bajo. Siento que puedo agarrarme a la roca, que puedo moverme. Luego empiezo a ir a escalar con cuerda. En una semana estoy haciendo 7c; en dos, 8a. Entro en esa dinámica. Pero hay algo que me hace no meterme de nuevo de una forma obsesiva. O lo doy todo o no doy nada. No quiero dar el paso. También he conocido el surf que me gusta mucho. Realmente pienso que puedo convertirme en una persona normal que puede combinar escalada, el surf... Pero con el tiempo me doy cuenta de que no. Hoy ya no soy una persona normal. Pero en esos días vivo con la ilusión

Kissthemountain #17. Tormenta  

Revista digital de montaña.