Issuu on Google+

}

16{

Esa pasión que no debemos perder, ahí la encontramos, en los jóvenes estudiantes que después de la Universidad van a “la Roja” a salvar vidas sin otro interés que el de ayudar

E

n estos tiempos, cuesta creer en el sistema político, económico, electoral, en el vecino, el amigo, la familia, en el socio, en la pareja o en los hijos. Pareciera que la credibilidad y la lealtad están en vías de extinción, sin que haya de por medio, obviamente un interés. Sin embargo, de acuerdo a estudios nacionales, hoy la Cruz Roja Mexicana es la institución con mayor credibilidad en el país. Y como lo dijo Margarita Zavala, Presidenta del DIF en México y Primera Dama, durante la inauguración de los festejos por los 100 años de la benemérita, “lograr la confianza en México no es algo menor, porque si algo nos cuesta a los mexicanos es creer, y deberíamos de trabajar en ello”. Y ¿cómo le hace la institución en la que el 80 por ciento de sus integrantes son voluntarios no pagados? ¿cómo puede lograrlo una organización que vive de las donaciones, de la credibilidad de los ciudadanos?. Basta

conocer a algunos de estos héroes anónimos para darse cuenta que el servicio es una vocación humana que no requiere de otra cosa más que pasión. Esa pasión que Carlos Fuentes, tantas veces nos ha dicho que no debemos perder, ahí la encontramos, en los jóvenes estudiantes que los viernes después de la Universidad van a “la Roja” a salvar vidas sin otro interés que el de ayudar. Jesús Carlos Ángel García, Coordinador estatal de Socorros de la Cruz Roja en Guanajuato, sabe de esto. Sabe lo que es cuando una persona en sus últimos minutos le deposita la confianza de salvar su vida. Por eso, no importa la hora, el lugar o la situación, basta una alerta en su radio para salir a ayudar. Rescatar vidas no es cosa sencilla, se requiere fuerza física y anímica para llegar, solucionar problemas en segundos que son vitales para quien está entre la vida y la muerte. A sus 26 años, con 13 años de servicio, tiene a su cargo a todos los paramédicos y ambulancias de la Cruz Roja en el estado. Las 24 horas al día, los 365 días del año, está al pendiente de todo lo que sucede en el estado, eso le ha permitido participar en situaciones de rescate

» • JUNIO • 2010 •


16