__MAIN_TEXT__
feature-image

Page 1

Volumen 34 No. 1

Enero-Marzo 2021 ISSN:2007-610X

SIE-CAÑA, una Herramienta para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar Análisis de Marcos de Sostenibilidad de la Agroindustria Azucarera Mexicana Aspectos Normativos Relacionados con la Agroindustria de la Caña de Azúcar Alternativas para Aminorar los Impactos Medioambientales en la Producción Agrícola


Índice

2

Consejo Directivo 2018-2021

3

Editorial

4

Alternativas para Aminorar los Impactos Medioambientales en la Producción Agrícola

6

Trabajos Técnicos SIE-CAÑA, una Herramienta para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar

11

Análisis de Marcos de Sostenibilidad de la Agroindustria Azucarera Mexicana

22

Informes y Reportes Reporte de Normalización para la Agroindustria Nacional de la Caña de Azúcar

Nuestra portada: “Bomba de Vacío Accionada por Vapor.” Museo Obispo Colombres. Tucumán, Argentina

Autor: SYRUP MAN

Comité Técnico de Normalización Nacional de la Industria Azucarera y Alcoholera

Edición trimestral Volumen 34 Número 1 Enero-Marzo 2021 Publicación y distribución:

Enero/Marzo 2021

24

Eventos Virtuales ATAM Aspectos Normativos Relacionados con la Agroindustria de la Caña de Azúcar

26

La Industria Azucarera y su Gente José Luis Bueno y Horna

27

Crónicas de mi Pueblo Un Libro Electrónico Reciente sobre la Industria Azucarera Mexicana desde Diversas Disciplinas

35

Clásicos de la Revista ATAM Agridulces Memorias de un Peregrino LIII Margarita Septién Rul

42

IN MEMORIAN Dr. Jorge Aurelio Lois Correa

Asociación de Técnicos Azucareros de México, A.C. Año 34, No. 1, ENERO-MARZO 2021, es una publicación trimestral editada por la Asociación de Técnicos Azucareros de México, A.C. Río Niágara 11 Colonia Cuauhtémoc México, D.F. C.P. 06500 Tel.: +52 (55) 55145121 y (55) 55142567

www.atamexico.com.mx

atam@atamexico.com.mx Editor responsable: Ing Fernando Martínez Reservas de Derechos al Uso Exclusivo No. 04-2017-062019091400-102, ISSN:2007-610X, otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor, Licitud de Título y contenido en trámite. Permiso SEPOMEX en trámite. Queda estrictamente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos e imágenes de la publicación sin previa autorización de la Asociación de Técnicos Azucareros de México, A.C.

LAS OPINIONES EXPRESADAS POR LOS AUTORES Y ESCRITORES, NO REFLEJAN LA POSTURA DE ATAM Y DEL EDITOR DE LA PUBLICACIÓN.

2


3

www.atamexico.com.mx


Editorial Gracias al esfuerzo consistente de todo el personal en campos y fábricas la zafra continúa bajo condiciones de excepción; afortunadamente con un razonable control de la grave pandemia del SARS 2-COVID 19. La estrategia trazada por las autoridades de salud se ha respetado, lo cual aunado a las prácticas sanitarias establecidas para la protección del personal de corte, cosecha, transporte y operación en los ingenios ha mantenido el virus con impacto reducido; aunque lamentablemente se registraron algunos decesos de queridos compañeros. Vaya nuestra memoria y reconocimiento para quienes se nos adelantaron en el viaje sin retorno. Al mes de marzo, se reporta un significativo avance de operaciones con una franca recuperación si se le compara con la campaña inmediata anterior, gracias al régimen termo-pluviométrico registrado, por lo que se infiere que la producción del dulce pudiera acercarse a los seis millones de toneladas métricas, significativamente menor a lo pronosticado por el CONADESUCA originalmente. Pero no todo es miel sobre hojuelas, continúan manifestándose diferencias entre los factores de la producción, lo que se ha traducido de nueva cuenta en acciones unilaterales para frenar la caída de los precios por sobre oferta del producto en el mercado interno; esto solamente refleja la falta de cohesión y unidad que han provocado la anarquía en la comercialización, aunado al retraso y/o incumplimiento de las exportaciones por algunos grupos industriales. Hasta cuando se entenderá que el cumplimiento de los compromisos será el antídoto para mantener una relación racional y equilibrada para mantener derroteros claros en beneficio de la agroindustria toda. Muchos son los retos en adelante, principalmente el tema pendiente de renovación de cepas con baja productividad, pues todo lo ocurrido obedece sin duda al denominado “cambio climático” , lo cuál más que preocuparnos requiere ocuparnos para contrarrestarlo mediante la aplicación del método científico, sin desatender la experiencia ancestral acumulada por los propios agricultores. Aunque nuestra industria ha demostrado ya haber producido cerca de siete millones de toneladas métricas, debemos reflexionar acerca de los niveles de producción razonables, en tanto no se puedan parar las arteras campañas de desinformación sobre el consumo de azúcar “sacarosa”, sin discriminar los impactos negativos principalmente de la fructosa de maíz. En este sentido, no debemos omitir el porqué la industria ha decidido optar por el monosacárido, por las fluctuaciones irracionales de precio, además del privilegio no compensado con la importación de maíz amarillo y jarabes fructosados; urge entonces un verdadero pacto de honor entre los diversos jugadores en el tablero azucarero para asegurar un futuro más próspero para todos. ¡UNA AGROINDUSTRIA MEJOR ES POSIBLE, LOGRÉMOSLA!


Alternativas para Aminorar los Impactos Medioambientales en la Producción Agrícola El Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT) promueve prácticas sustentables orientadas a mitigar el cambio climático como lo es la Agricultura de Conservación (AC) que permite disminuir la erosión del suelo con labranza mínima, diversificación o intercalado de cultivos en una misma superficie, y cobertura de residuos, que en su conjunto mejoran la calidad de la tierra y el rendimiento de los cultivos sin impactos adversos sobre el medio ambiente. Estas prácticas que permiten además tomar mejores decisiones en los sistemas de producción son una constante en organizaciones de productores e instituciones públicas y privadas, interesadas y comprometidas con la conservación de los recursos naturales. En esta línea, la agricultura cañera manejada desde una perspectiva ecológica está cobrando especial atención a escala mundial. La tendencia parte de la idea que cuando se realiza la cosecha de la caña de azúcar sin la quema, se logra una cobertura de residuos agrícolas que apunta a favorecer los rendimientos de los ciclos posteriores. Alternativamente a la práctica de la quema, se considera un modelo de cosecha de caña de azúcar en verde y “a partir de estas valoraciones establecer un sistema de producción viable, justo, rentable, sano y en armonía con la naturaleza” (Toledo, 2008). La Asociación de Técnicos Azucareros de México (ATAM), ha dejado claro que el reto más importante para la industria azucarera es lograr la sustentabilidad, lo que implica entre otras muchas acciones, mejorar los procesos tanto en la producción de caña como en la industrialización de la misma; de esta forma se ha planteado que la caña sea cosechada sin quema previa como se realizaba anteriormente, es decir en verde. De igual forma se propone evitar el retiro de los residuos de cosecha e incorporarlos para no perder la materia orgánica de los suelos. En México, la quema del cultivo de caña es una labor tradicional que se ha realizado desde hace varias décadas en distintas zonas productoras del país, en este sentido, el Dr. Israel Gómez Juárez, ex dirigente de la ATAM considera que “Lo ideal, es que se coseche todo sin quema previa, en verde, como era hace 60 años, sumado a esto, debemos evitar también la quema de residuos de cosecha” de esta forma y como mencionan estudiosos en el tema, se podrían enfrentar los impactos ambientales que provoca la quema de este cultivo, entre los que destacan, la contaminación del aire, destrucción de microorganismos en las capas superficiales del suelo, pérdida de materia orgánica y dificultad en el control biológico, entre otras. Existen diversos estudios sobre los efectos que provoca esta actividad y la consecuente afectación de la fertilidad del suelo y el potencial productivo a largo plazo. Ante el debate sobre el uso o no de la quema, la cosecha en verde se presenta como una alternativa que permite reducir la contaminación e incorporar materia orgánica al suelo para incrementar la cantidad de carbono orgánico y la fertilidad. “Cuando se realiza la cosecha de la caña de azúcar sin hacer uso de la quema, se logra una cobertura de residuos agrícolas que no afecta los rendimientos de los ciclos posteriores. La cantidad de residuos agrícolas aumenta en forma lineal con el incremento de los rendimientos cañeros. La relación residuos/tallos permanece constante en cada cosecha” (Toledo, 2008).


Realizar la cosecha en verde ofrece ventajas como: protección del suelo contra la erosión; recuperación física y biológica del suelo, mayor control de malezas y una serie de beneficios ambientales que pueden lograrse implementando prácticas sustentables como la Agricultura de Conservación. COMPONENTES DE LA AGRICULTURA DE CONSERVACIÓN El CIMMYT a través de sus plataformas de investigación y de su red de innovación impulsa nuevas tecnologías que han permitido que la agricultura de cada región sea más productiva, sustentable y rentable. A través de la Agricultura de Conservación se ha logrado la adopción de sistemas de producción sustentable y la reducción de los efectos negativos en el ambiente. Los componentes de la Agricultura de Conservación son los siguientes: Diversificación de cultivos: Consiste en la alternancia de dos o más cultivos en la misma parcela y de forma simultánea a través de los ciclos agrícolas; contribuye a reducir la aparición de plagas y enfermedades, facilita el control de malezas, distribuye de manera adecuada los nutrientes en el perfil del suelo, permite balancear la producción de residuos y reduce los riesgos económicos en caso de alguna eventualidad que afecte ciertos cultivos. Movimiento mínimo del suelo: Previene la compactación del suelo y su encostre, reduce la erosión y los gases de efecto invernadero, además de mejorar la calidad física del suelo. Cobertura de residuos: Permite el ahorro de agua de riego, aumenta gradualmente la materia orgánica del suelo y suprime las malezas, además de reducir los costos de maquinaria, combustible y tiempo. Dejar el suelo intacto con cobertura, aumenta la infiltración de agua, mantiene la humedad del suelo y ayuda a prevenir la erosión de su capa superior. Estas prácticas son favorables para los sistemas de producción de diversos cultivos y representan una opción para que el sector cañero contribuya al cuidado del medio ambiente en colaboración con instituciones cuya amplia experiencia ha dado resultados en México y en otros países. REFERENCIAS COLPOS (2017) Revista Agroproductividad. Año 10, Vol. 10, Número 11, Noviembre, 2017. https://www.colpos.mx/wb_pdf/Agroproductividad/2017/AP-10-11-2017_ISSN-e.pdf CIMMYT (2020) ¿Qué es la Agricultura de Conservación? https://www.cimmyt.org/es/noticias/que-es-la-agricultura-de-conservacion/ INIFAP (2019) Medidas de adaptación de la caña de azúcar ante el cambio climático. https://www.gob.mx/inifap/prensa/medidas-de-adaptacion-de-la-cana-de-azucar-ante-el-cambio-climatico Jarquín, R. Rojas, M. & Ramírez, H. (2015). Efecto de la quema de caña de azúcar en las propiedades del suelo en San Luis Potosí, México. V Congreso Latinoamericano de Agroecología -SOCLA. La Plata. http://sedici.unlp.edu.ar/handle/10915/52158 Ramos A. (2020) Es necesario impulsar una agricultura más responsable: Víctor Villalobos Arámbula. 24 HORAS. https://www.24-horas.mx/2020/02/26/es-necesario-impulsar-una-agricultura-mas-respondable-victor-villalobos-arambula/ Toledo, E. (2008) La cosecha "en verde" y conservación in situ de los residuos de la caña de azúcar (saccharum spp.). Impacto en la sostenibilidad y restauración del agroecosistema en Huixtla Chiapas, México. https://agris.fao.org/agris-search/search.do?recordID=CU2010400079

5


Trabajos Técnicos SIE-CAÑA, una Herramienta para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar Por: Noe Hernández Z., Berenice Peláez P., Fernando García Y., Erika Jasso L., José Fernández B. Comité Nacional para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar (CONADESUCA) geo.espacial@conadesuca.gob.mx, geo.siecana@conadesuca.gob.mx, geo.clima@conadesuca.gob.mx, geo.meteoro@conadesuca.gob.mx, jose.fernandez@conadesuca.gob.mx

RESUMEN La agroindustria de la caña en México se desarrolla en 15 entidades federativas, con una superficie industrializada de 804, 060 ha para la producción de azúcar en la zafra 2018/19, las cuales se encuentran condicionadas por factores como son variaciones climáticas, ubicación fisiográfica, labores culturales, entre otros. Por ello, el Comité Nacional para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar (CONADESUCA) a través de la herramienta geográfica denominada Sistema de Información Estratégica de la Caña de Azúcar (SIE-Caña), busca contribuir con la planeación de actividades agrícolas de crecimiento, cosecha y transporte de caña en ingenios azucareros. El funcionamiento óptimo del SIE-Caña depende del trabajo conjunto entre el CONADESUCA y el Comité de Producción y Calidad Cañera (CPCC) de cada ingenio. Consiste en la identificación y validación de información georreferenciada actualizada a escala parcelaria y en la incorporación de variables básicas que permitan el análisis del comportamiento del cultivo. A partir de esta información se desarrollan metodologías basadas en Percepción Remota que facilitan el monitoreo del campo cañero frente a condiciones ambientales. Como resultado de la implementación del SIE-Caña es posible conocer la cobertura de caña de azúcar de un ingenio e identificar patrones espaciales asociados a variables como el rendimiento de campo, fragmentación de superficie parcelaria, superficie cosechada o por cosechar, madurez, entre otros. La información obtenida a escala parcelaria puede ser visualizada, procesada y actualizada en un Sistema de Información Geográfica (SIG) en línea. La integración de capas georreferenciadas y su relación con los datos obtenidos por Percepción Remota, permiten el seguimiento de las actividades de campo y fábrica, por ello, es necesario contar con el trabajo colaborativo entre el CONADESUCA y el CPCC de los ingenios para seguir desarrollando métodos que generen información relacionada con la agroindustria de la caña de azúcar a escala parcelaria. Palabras clave: SIE-Caña, información georreferenciada, integración, planeación, agroindustria. INTRODUCCIÓN México es un país con una posición geográfica privilegiada, en la cual los elementos climáticos como la precipitación, temperatura, viento, humedad y presión atmosférica propician las condiciones ideales para el desarrollo del cultivo de la caña de azúcar, por ello, nuestro país es el séptimo productor a nivel mundial con una producción en la zafra 2018/19 de 6,425,919 t de azúcar. El comportamiento de la superficie cañera a industrializarse en nuestro país ha variado de una zafra a otra (Figura 1). Actualmente el Comité Nacional para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar (CONADESUCA), considera las cifras proporcionadas por el Comité de Producción y Calidad Cañera (CPCC) de cada ingenio para estimar la superficie ocupada por el cultivo de caña de azúcar durante cada zafra, sin embargo, es necesario contar con herramientas adicionales de carácter espacial que complementen la información disponible.

6

Por lo anterior, el CONADESUCA ha desarrollado el Sistema de Información Estratégica de la Caña de Azúcar (SIE-Caña), el cual es una herramienta geográfica basada en un SIG web, que permite concentrar, procesar y actualizar la información geoespacial relacionada con la producción nacional de la caña de azúcar, a fin de mejorar la organización y el análisis de información georreferenciada.


Figura 1. Variación de la superficie cañera industrializada a través del tiempo.

MATERIALES Y MÉTODO La implementación del SIE-Caña parte de una capa base en la que se han identificado 912,968 ha distribuidas en 341,815 polígonos, esta información es actualizada constantemente con apoyo de los CPCC que integran al SIE-Caña y de percepción remota, a través de escenas de los satélites Landsat 8 y Sentinel 2. La incorporación de un ingenio al SIE-Caña se sustenta en un contrato entre el CONADESUCA y cada CPCC, a partir del cual se define un plan de trabajo conjunto para la integración de información georreferenciada y de variables básicas asociadas a cada parcela (superficie, régimen hídrico, tipo de madurez, tipo de suelo, variedad, ciclo, fechas de barbecho, siembra, fertilización y corte, rendimiento de campo y volumen de caña producida), que permitirán conocer el grado de crecimiento de la caña, así como identificar labores culturales y de cosecha, información útil antes, durante y después de la zafra. La información georreferenciada pasa por un proceso de validación de la geometría de cada polígono y posteriormente se visualiza sobre una capa base definida por el usuario como relieve, imagen satelital, etc. (Figura 2), por medio de un Sistema de Información Geográfica (SIG) web accesible al CPCC en donde es posible controlar características y escalas de visualización, así como los permisos de acceso a la información. La información georreferenciada y validada es utilizada como base para el monitoreo de la precipitación y su impacto en el campo cañero, análisis de índices agroclimáticos y monitoreo de sequía.

Figura 2. Ejemplo de visualización de información a escala parcelaria en el SIG web.

RESULTADOS Actualmente el SIE-Caña opera en nueve ingenios: Atencingo, Central Progreso, Huixtla, La Gloria, Mahuixtlán, Melchor Ocampo, La Margarita, Plan de San Luis, y Tres Valles, en los que se encuentran en proceso de digitalización y validación aproximadamente 158,000 ha. Es necesario considerar que los resultados de la implementación del SIE-Caña están en función de la información compartida, la fecha de integración y las necesidades de cada ingenio. Entre los resultados derivados de la implementación del SIE-Caña en los ingenios se encuentra el envío periódico de información asociada a índices agroclimáticos para monitorear las condiciones ambientales del cultivo, principalmente la presencia y densidad de vegetación, grado de vigorosidad, madurez y contenido de humedad, a fin de generar escenarios de desarrollo de cada zafra; y la actualización de información de variables básicas en aplicaciones web.

7


A continuación, se presentan algunos ejemplos de las aplicaciones del SIE-Caña: a) Monitoreo del impacto de la lluvia en el crecimiento de la caña de azúcar. En el ingenio Plan de San Luis en el periodo del 28 de mayo al 31 de agosto (posterior al término de la zafra 2018/19), se registraron 288.7 mm de lluvia lo que representaba un déficit del 53.6% en comparación con la normal climatológica (1981-2010) estimada en 622.8 mm. Con base en la información georreferenciada disponible se pudo ver reflejado este déficit a través del mapa “Incremento de la vigorosidad asociada al ingenio Plan de San Luis” (Figura 3) en el que se muestran valores negativos de vigorosidad asociados a las parcelas de la zona de abasto, evidenciado sequía reportada por el ingenio.

Figura 3. Incremento de la vigorosidad asociada al ingenio Plan de San Luis.

b) Grado de vigorosidad de la caña de azúcar para la gestión de cosecha A partir de imágenes satelitales se realiza el cálculo del NDVI con el objetivo de monitorear el grado de vigorosidad de la superficie cañera e identificar zonas con mejores condiciones de desarrollo, para ello, se extrae el NDVI para cada una de las parcelas que componen la zona de abasto (Figura 4), y si es de interés para el ingenio se realiza el seguimiento de un conjunto de parcelas control con el objetivo de proporcionar a los ingenios elementos para una optimización de los recursos.

Figura 4. Cálculo del NDVI a escala parcelaria

8


c) Monitoreo del impacto de la sequía Con base en la información georreferenciada del ingenio Central Progreso, se realizó una integración multitemporal del NDVI, los datos derivados del monitoreo de la sequía emitidos por el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) e información meteorológica del periodo comprendido entre el 8 de mayo y el 31 de agosto de 2019. El resultado muestra un déficit del 28.6% de precipitación con respecto a la normal climatológica (1981-2010). Además, fue posible identificar espacialmente las parcelas con diferentes grados afectación (Figura 5), siendo un total de superficie afectada de aproximadamente 2,700 ha.

Figura 5. Parcelas afectadas por sequía en el ingenio Central Progreso

d) Seguimiento del avance de cosecha A fin de dar seguimiento a la superficie que fue industrializada durante la zafra 2017/18 en el ingenio Aszuremex, dado que no se contaba con información proveniente del ingenio, se identificó a partir del procesamiento de imágenes de satélite la superficie que pudo ser cosechada (Figura 6). Los resultados arrojaron que probablemente 2,483.15 hectáreas fueron industrializadas, este resultado fue comparado con el valor reportado al Sinfocaña y la estimación quedó únicamente 80.15 ha por arriba de lo reportado.

Figura 6. Identificación de la superficie probablemente cosechada del ingenio Aszuremex

9


CONCLUSIONES El SIE-Caña es una herramienta de gran utilidad para la gestión de información georreferenciada y responde a la necesidad de dar seguimiento permanente del cultivo de la caña de azúcar, debido a que, a través de ella, es posible conocer la cobertura de la zona de abasto de los ingenios e identificar patrones espaciales asociados a variables como el rendimiento de campo, fragmentación de superficie parcelaria, superficie cosechada o por cosechar, madurez, entre otros. La implementación del SIE-Caña se basa en un trabajo colaborativo entre CONADESUCA y los CPCC de cada ingenio por lo que el avance y los productos generados se relacionan directamente con las características y necesidades de cada ingenio, garantizando con ello, que los resultados obtenidos sean realmente útiles. La integración de capas georreferenciadas y su relación con los datos obtenidos por Percepción Remota permiten el seguimiento de las actividades de campo y fábrica por lo que el uso de los métodos y la tecnología que proporciona el SIE-Caña contribuyen a la toma de decisiones oportunas que beneficien al sector agroindustrial de la caña de azúcar. Con base en la información georreferenciada del ingenio Central Progreso, se realizó una integración multitemporal del NDVI, los datos derivados del monitoreo de la sequía emitidos por el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) e información meteorológica del periodo comprendido entre el 8 de mayo y el 31 de agosto de 2019. El resultado muestra un déficit del 28.6% de precipitación con respecto a la normal climatológica (1981-2010). Además, fue posible identificar espacialmente las parcelas con diferentes grados afectación (Figura 5), siendo un total de superficie afectada de aproximadamente 2,700 ha. LITERATURA CITADA Aguilar, N. (S.F.). Ficha Técnica del cultivo de Caña de Azúcar. SIVICAÑA. Consultado el 18 de junio de 2020. Disponible en: http://nutriciondebovinos.com.ar/MD_upload/nutriciondebovnos_com_ar/Archivos/File/CA%C3%91A_DE_AZ%C3%9ACAR,_FICHA_T%C3%89CNICA.pdf CONADESUCA (2015). Ficha Técnica del Cultivo de la Caña de Azúcar (Saccharum officinarum L.). SAGARPA. Consultado el 10 de junio de 2020. Disponible en: http://conadesuca.gob.mx/DocumentosEficProductiva/1.%20Campo/Ficha%20T%C3%A9cnica%20Ca%C3%B1a%20de%20Az%C3%BAcar.pdf CONADESUCA (2015). Atlas de la Agroindustria de la caña de azúcar 2015. SAGARPA. Consultado el 16 de junio de 2020. Disponible en: http://www.conadesuca.gob.mx/atlas/Atlas_HD.pdf Murillo, P. (2012). Principios y aplicaciones de la percepción remota en el cultivo de la caña de azúcar en Colombia. CENICAÑA. Colombia.



DE DESCUENTO EN:

Medalla Conmemorativa

     

PRECIO DE PROMOCIÓN

Edición limitada, emitida por la Casa de Moneda de México

Venta e informes:

10

javier.toledo@atamexico.com.mx

atam@atamexico.com.mx


Análisis de Marcos de Sostenibilidad de la Agroindustria Azucarera Mexicana Por: Noé Aguilar-Rivera, Elda del Carmen Fernández-Juárez Universidad Veracruzana. Facultad de Ciencias Biológicas y Agropecuarias. Amatlán de los Reyes, Veracruz. México. C.P.94945 naguilar@uv.mx

RESUMEN En México, la agroindustria, y los productores de caña de azúcar se encuentran distribuidos en 15 estados, y en más de 230 municipios, aunque su presencia se localiza en varios municipios y localidades productoras de caña para alimento pecuario, trapiches, alambiques, fruta de temporada etc., lo cual incide en que la nación mexicana sea el sexto productor más grande en el mundo de sacarosa, elaborada 100% a base de caña de azúcar, lo cual conlleva a dimensiones significativas a sus distintos impactos socioeconómicos y ambientales. Por lo tanto, para alcanzar la competitividad basada en principios de sostenibilidad como la agenda 2030 de desarrollo sostenible o el acuerdo de Paris para la reducción de gases de efecto invernadero la agroindustria azucarera debe llevar a cabo evaluaciones periódicas que le permitan mejorar sus indicadores ambientales y no solo productivos. Aunque existen diversos estándares nacionales e internacionales, la literatura internacional recomienda evaluar las industrias, productoras de bienes y servicios a través del análisis de ciclo de vida. Este trabajo llevo a cabo una revisión de esta herramienta de análisis y toma de decisiones y su aplicación a la agroindustria azucarera Palabras clave: Agroindustria azucarera, estándares ambientales, ciclo de vida INTRODUCCIÓN Actualmente la agroindustria de la caña de azúcar en México y en el mundo en su transitar hacia sistemas diversificados con la finalidad de reconvertirse y garantizar su sostenibilidad como sistema productivo debido al uso excesivo e insostenible de recursos naturales; requiere encontrar nuevas alternativas eficaces de producción para lograr ser sostenible desde el punto de vista energético y de conservación del medio ambiente. La búsqueda del aumento de eficiencia tanto en la producción de caña, como de sacarosa extraída; ha puesto miras en la utilización de diferentes técnicas, metodologías y herramientas, con el propósito de lograr el adecuado uso de recursos, energía, aumento de calidad en sus procesos y productos, así como el medio ambiente (Figura 1).

Figura 1. Factores económicos de sostenibilidad y competitividad (adaptado de Aguilar, 2014 a.; Aguilar et al. 2011).

11


Este último existen diversas formas de medir la sostenibilidad como el estándar internacional BONSUCRO o estándares nacionales como el desarrollado por CONADESUCA denominado Sistema de Indicadores de Sustentabilidad (https://www.siiba.conadesuca.gob.mx/SiCostosSustentabilidad/ConsultaPublica/IndicadoresPublico.aspx?app=sustenta), ZAFRANET (https://www.zafranet.com/2021/02/reporte-anual-indice-de-sustentabilidad-zafranet-2019-2020/) o el reportado por Aguilar, (2014 b), sin embargo, es necesario considerar diversas metodologías para la toma de decisiones y la formulación de eficaces políticas públicas. En este sentido, El Análisis de Ciclo de Vida o Life Cycle Assessment (LCA por siglas en ingles), en sus primeros años de aplicación como herramienta medioambiental durante la década de 1990 fue utilizado primordialmente como herramienta de toma de decisiones en sistemas industriales, sistemas y procesos agrícolas, (López, 2011). En la actualidad, LCA es considerado la metodología más adoptada para evaluar los impactos ambientales principalmente los indicadores relacionados con el cambio climático y la generación de gases de efecto invernadero (GEIs). LCA evalúa cada uno de los procesos productivos inherentes a lo largo del ciclo de vida de la producción de bienes y servicios en múltiples categorías de impacto tal como lo son: cambio climático, disminución de la capa de ozono, acidificación y eutrofización, toxicidad humana, eco toxicidad, fertilidad del suelo, agotamiento de recursos bióticos y abióticos (Hauschild et al. 2018). La evaluación de las distintas categorías conlleva a la determinación de los impactos ambientales más significativos del servicio o producto para así proponer la implementación de planes de mejoramiento y/o rutas productivas que obedezcan a un menor impacto ambiental, reducción de la huella ecológica de carbono y agua las cuales sirvan para el control o mitigación de dichos impactos generados por el sistema agroindustrial, así como de sus subsistemas límites y adyacentes, en los cuales se considera la producción, explotación, procesamiento y transformación de caña de azúcar, así como la comercialización de sacarosa (Linnenlueckeet al. (2018). Por ello, la evaluación de la sostenibilidad de la agroindustria de la caña de azúcar analizada mediante un enfoque de Análisis de Ciclo de Vida, coadyuva en la generación del cambio de diversas operaciones y procesos que actualmente rigen la forma de producción y elaboración, minimizando así algunos de los impactos ambientales negativos generados dentro de la cadena productiva. Siendo resultante que el empleo del Análisis de Ciclo de Vida es demasiado apropiado para esta agroindustria debido a la objetividad de dicha metodología, así como por la visión holística y aceptación científica denotada en la serie de normas de la ISO 14040 e ISO 14044 (2006) (NAGUS, 2009). La Organización Internacional de Normalización, por sus siglas en inglés: ISO, al ser una federación mundial de organismos nacionales de normalización prepara y elabora normas internacionales a través de los comités técnicos de ISO. La Norma internacional ISO 14040 ha sido preparada y elaborada por el Comité Técnico ISO/TC 207, Gestión Ambiental, Subcomité SC 5, Análisis de Ciclo de Vida (ACV). La segunda edición de esta Norma (ISO 14040:2006), anula y remplaza a la Norma ISO 14041:1998, ISO 14042:2000 e ISO 14043:2000 que han sido revisadas técnicamente. La norma ISO 14040:2006 define al Análisis de Ciclo de Vida como una herramienta que determina los aspectos ambientales e impactos potenciales asociados con un producto, compilando un inventario de las entradas y salidas relevantes del sistema; evaluando los impactos ambientales potenciales asociados a dichas entradas y salidas, e interpretando los resultados de las fases de inventario e impacto en relación con los objetivos del estudio, (NAGUS. Normenausschuss Grundlagen des Umweltschutzes., 2009). Análisis de Ciclo de Vida, es un método utilizado para comprender y tratar los posibles impactos asociados con los productos y servicios manufacturados como consumidos. Surge debido a la creciente conciencia adquirida con respecto a la importancia de la protección ambiental, para ayudar en la identificación de oportunidades para el mejoramiento del desempeño ambiental de productos y/o servicios en las distintas etapas de su ciclo de vida. Güereca, (2006); describe al Análisis del Ciclo de Vida (ACV) como una herramienta que permite evaluar los impactos ambientales de productos o servicios de una forma global porque considera todas las etapas del ciclo de vida, desde la extracción de las materias primas hasta su disposición final y todos los vectores involucrados. ACV, ha sido reconocido como una de las mejores y más potentes herramientas de evaluación de impacto ambiental. El Análisis de Ciclo de Vida, aporta información a los tomadores de decisiones tanto en industrias, organizaciones gubernamentales o no gubernamentales en cuestiones de planificación estratégica, establecimiento de prioridades, así como en la diversificación, diseño y/o rediseño de productos o procesos. Coadyuva en la selección de indicadores de desempeño ambiental y de técnicas de medición; así como en el marketing mediante la implementación de eco etiquetado o de declaraciones ambientales de producto. La realización de un ACV, abarca todo el ciclo de vida de un producto o servicio, es decir desde la adquisición de materias primas, la producción, el uso el tratamiento final, el reciclado hasta su disposición final; a lo cual se le denomina: de la cuna a la tumba. Aranda et al. (2006), señalan que la minimización del impacto medioambiental debe realizarse con una visión global del proceso; desde la cuna hasta la tumba (Cradle to Cradle, C2C), con la finalidad de conocer todos los recursos consumidos por unidad de producto, así como los residuos que generan.

12

Autores como Moni et al. (2020); Fröhling & Hiete, (2020); Khandelwal etal. (2019); Geng et al. (2017), se refieren al ACV como un enfoque metodológico utilizado para la evaluación de procesos químicos, bioquímicos, biológicos y biotecnológicos en relación con su desempeño material, energético y/o ambiental.


Con las herramientas adecuadas, permite evaluar el impacto ambiental del producto en todas las etapas (desde la extracción hasta su desecho) con el objetivo de conocer más las negativas y aplicar en ellas la reducción o eliminación del daño y conseguir minimizar el consumo de recursos materiales, energía y emisiones al medio ambiente. Las actuales normas que describen el seguimiento y aplicación dividen el análisis en cuatro etapas no secuenciales, que interactúan durante todo el proceso, pudiendo ser modificadas y actualizadas durante la realización del LCA. (Thonemann et al. 2020). Además, de permitir un seguimiento sobre cada uno de los pasos del proceso, determina cuáles son los impactos más significativos, los cuantifica y les asigna un ecopuntaje para facilitar así una comparación de desempeño ambiental entre procesos similares. La realización de un estudio de LCA implica 4 fases o etapas, las cuales trataran los aspectos ambientales e impactos potenciales de estos mismos, de forma general se encuentran de la siguiente manera: 1. Definición y objetivo y alcance. 2. Análisis de inventario. 3. Evaluación de impacto ambiental. 4. Interpretación. El marco de LCA propuesto en la Norma ISO 14.040:2006, está compuesto por cuatro elementos básicos (Definición del objetivo y alcance, Análisis de inventario, Evaluación del impacto e Interpretación) (Chauhan et al. 2011) (Figura 2).

Figura 2. Marco general de un LCA para la agroindustria azucarera 3

De acuerdo con la Norma Internacional ISO 14040:2006, el alcance de un ACV, incluyendo los límites del sistema y el nivel de detalle, dependerá del tema y del uso previsto del estudio. La profundidad y amplitud del ACV puede diferir considerablemente dependiendo del objetivo de un ACV en particular. El objetivo, principalmente expone los motivos y el uso previsto del estudio y hacia a quien va dirigido, el alcance (definición de amplitud, profundidad y detalle del estudio, sustentabilidad de procesos, minimización de impactos ambientales, bienestar social etc) será dado de acuerdo con los límites del sistema, la unidad funcional y los flujos dentro del ciclo de vida, la calidad exigida a los datos, y los parámetros tecnológicos y de evaluación (Peña et al. 2021). La fase de análisis del inventario del ciclo de vida (ICV) es la segunda fase del ACV, y consiste en la generación de un inventario con datos de entradas y salidas en relación con el sistema de estudio, el cual implica la recopilación de los datos necesarios para cumplir los objetivos del estudio definido. Por lo cual, identifica el consumo de recursos y las emisiones al aire, suelo y aguas así como la generación de residuos del sistema del producto. Por sistema del producto se entiende el conjunto de procesos unitarios conectados material y energéticamente que realizan una o más funciones idénticas. La fase de evaluación del impacto del ciclo de vida (EICV) es la tercera fase del ACV, siendo su objetivo el de proporcionar información adicional para ayudar a evaluar los resultados del inventario del ciclo de vida (ICV) de un sistema del producto a fin de comprender mejor su importancia ambiental. El inventario de entradas y salidas es traspasado a indicadores ambientales de alto impacto al medio ambiente, a la salud humana y a la de recursos naturales. La interpretación del ciclo de vida es la fase final del ACV, en la cual se resumen y discuten los resultados del ICV o del EICV o de ambos como base para las conclusiones, recomendaciones y toma de decisiones de acuerdo con el objetivo y alcance definidos. Los resultados del ICV y el EICV son interpretados de acuerdo al objetivo y alcance marcados inicialmente (Sharma & Gupta, 2020).

13


LCA EN LA AGROINDUSTRIA AZUCARERA En la agroindustria azucarera estudios internacionales de Análisis de Ciclo de Vida han sido realizado con la finalidad de evaluar los impactos ambientales de diferentes métodos de cultivo y de cosecha de la gramínea son pioneros los trabajo de Renouf et al. 2010, 2011 y otros autores (Patcharaporn, Shabbir H., & Thapat, 2016), de igual modo; ha sido evaluada la obtención de metanol y bioenergía a partir de la caña de azúcar (Grillo Renó, y otros, 2011; Luo, van der Voet, & Huppes, 2009), al igual como en la producción de azúcar a partir de caña de azúcar (Contreras, Rosa, Pérez, Van Langenhove, & Dewulf, 2009). Saavedra, et. al. (2000), determina y presenta la comparación y evaluación ambiental del ciclo de vida del cultivo de caña de azúcar, a través de la implementación de la metodología de Análisis de Ciclo de Vida (LCA). El propósito fue examinar cada uno de los procesos del cultivo y determinar para cada caso los impactos ambientales más significativos que deberían ser tomados en cuenta al proponer planes de mejoramiento ambiental. Lo cual propicio no solo el análisis de cada uno de los procesos que se llevan a cabo en los cultivos, sino también cuantificar los impactos ambientales a lo largo del proceso de crecimiento y cosecha de la planta con el fin de determinar estrategias de mejoramiento. Valencia, et. al. (2013); evaluó el potencial para la obtención de productos con gran valor agregado dentro de la industria creciente de los biocombustibles, lleva a cabo el análisis de ciclo de vida (LCA) para el glicerol y el bagazo de caña de azúcar durante su producción y para su uso como materia prima en cuatro procesos diferentes. El objetivo fue determinar el impacto ambiental de los cuatro procesos, por medio de la cuantificación de gases de efecto invernadero (GEI) asociadas a los procesos que utilizan el glicerol como materia prima y a los procesos que involucran bagazo de caña de azúcar determinando así mediante el análisis de ciclo de vida que el aprovechamiento del glicerol podría considerarse más eficiente, ya que las emisiones por unidad de masa en el uso del glicerol son 75% inferiores a las emisiones calculadas para los procedimientos utilizando bagazo de caña como materia prima. Los trabajos de García et. al. , (2011) e Islas, (2007) en México, Contreras et al., (2009) de Cuba, referentes a LCA, ofrecen una aproximación conceptual y metodológica del análisis del balance de emisiones de la producción de azúcar crudo (estándar) de forma individual y Renouf et. al., (2013) en forma paralela azúcar y etanol combustible para identificar los puntos críticos del sistema con fines de diversificación productiva. Contreras et. al., (2013) cita que la evaluación de la sostenibilidad ambiental mediante una opción tecnológica requiere la consideración del ciclo de vida del producto con el uso de la metodología de un ciclo de vida medioambiental (LCA), ya que es posible analizar los problemas ambientales de la industria azucarera a través de todas las etapas del proceso completo, incluyendo las distintas opciones para la valorización de los subproductos. Los trabajos de Contreras et. al. (2009); Hiloidhari et al (2017); Cardoso et al. (2018); Maga et al. (2019); Nieder-Heitmann et. al. (2019) se refieren a aplicaciones prácticas de LCA principalmente en la cadena de valor producción de caña, trasporte, producción de azúcar, etanol y cogeneración Por lo tanto, el proceso agroindustrial del azúcar de caña se puede analizar por partes para determinar puntos clave de análisis para mejorar la sostenibilidad de acuerdo también a las características de los sistemas de producción de materia prima y las etapas fenológicas (Tabla 1 y Figuras 2 y 3) Tipo de manejo Convencional manual

.

Convencional semimecanizado

Convencional mecanizado

14

Equipo o maquinaria Las actividades de siembra, fertilización, manejo de fitosanidad (plagas, malezas y enfermedades), cosecha y recolección son con familiares sin el uso de maquinaria. Generalmente es para pequeños productores (≈ 1 o 2 ha) Las actividades de siembra, fertilización, manejo de fitosanidad (plagas, malezas y enfermedades), son con trabajadores y familiares y el uso de maquinaria (tractor e implementos). La cosecha es manual y la caña se coloca en los camiones mediante alzadoras. Generalmente es para productores intermedios (≈ 3 a 5 ha) Las actividades de siembra, fertilización, manejo de fitosanidad (plagas, malezas y enfermedades), son con trabajadores y el uso de maquinaria (tractor e implementos y otros equipos). La cosecha es mecanizada Generalmente es para productores empresariales (mayor a 5 ha)

Tabla 1. Características generales de los sistemas de producción cañera

Características Baja productividad, cultivo en secano, bajo o nulo uso de agroquímicos, cosecha suele ser con quema o verde y entregarse a el ingenio o trapiches y las puntas de caña se venden para alimento ganadero Media productividad, cultivo en secano o riego por gravedad solo de auxilio, uso de agroquímicos, cosecha suele ser con quema o verde y entregarse totalmente a el ingenio y las puntas de caña se venden para alimento ganadero

Alta productividad, cultivo con riego de alta eficiencia, uso de agroquímicos, cosecha suele ser con quema o verde y entregarse totalmente a el ingenio y las puntas de caña y el residuo de cosecha se venden para alimento ganadero o se embalan en el campo


6

Figura 2. Ciclo fenológico de la caña de azúcar

Figura 3. Proceso general de producción de azúcar (adaptado de Rein, 2012). 7

Las actividades a realizar en el manejo convencional para ciclo planta (cultivo nuevo) son relacionadas con la siembra de plántulas o estacas y son las que se requieren para la preparación del terreno, plantación, labores culturales e insumos a utilizar; cuando son socas (caña de rebrote) solo se realizan labores culturales e insumos, es por ello que los costos de producción disminuyen de siembra a soca Cabe mencionar que los costos de producción y prácticas de manejo varían de acuerdo a la zona productora y de productor a productor porque aunque tengan el mismo tipo de manejo no aplican los mismos insumos, prefieren omitir alguna actividad o realizarla de manera distinta. El costo en el manejo orgánico o agroecológico es más bajo por actividades que se omiten y que se realizan en el manejo convencional como la limpia, junta y quema, además de los fertilizantes que utilizan, debido a que en el manejo orgánico los productores fabrican sus propios fertilizantes reduciendo así sus costos de producción los cuales son descritos en figuras 4 a 6.

15 .


SUBSISTEMA CAMPO Agua Combustible

Emisiones

Semillas

Cultivo y producción

Productos químicos (agroquímicos, fertilizantes, etc.)

Preparación del suelo

Control químico

Siembra

Residuos

Fertilización química

Irrigación

Nomenclatura Nomenclatura

Residuos

Quema

Combustible

Proceso

Emisiones Subproceso Entrada

Residuos Agrícolas de Cosecha

Cosecha

Combustible

Salida

Emisiones

Transporte

Combustible

Emisiones

Figura 4. Esquema del subsistema campo empresarial de caña de azúcar

9

SUBSISTEMA FABRICA Estibas Energía

Energía

1. Recepción y almacenamiento

Emisiones

9. Distribución

Combustible Costales Energía

2. Preparación de la caña

Residuos Vapor

Energía

8. Secado y embazado

Vapor

Aire Cal

Agua

3. Molienda y extracción

Bagazo Azúcar Refinado

Vapor Miel

Ácido fosfórico

Floculante

Vapor

Energía Vapor

7.1. Refinación 4. Clarificación

Ácido fosfórico

Cachaza

Agua Energía

Cal Energía

Vapor

Azúcar estándar

Azúcar Mascabado

Vapor Agua

5. Evaporación

6. Cristalización

7. Centrifugado

Agua Energía

Energía Mieles

Figura 5. Proceso productivo del azúcar de caña para 3 clases de azúcar producida (estándar, mascabado, refinado). Nomenclatura: Procesos (recuadros verdes), Productos (recuadros morados), Entradas (Recuadros azules) y Salidas (recuadros naranja).

18

1


PRODUCCIÓN DE VAPOR: PROCESO PARALELO

Energía eléctrica

Producción

Energía Agua

Turbogeneradores

Vapor

Bagazo Combustible

Emisiones

Generación de vapor (calderas)

Residuos

Aceites y grasas Químicos 2

Figura 6. Descripción del proceso de generación de vapor. Nomenclatura: Procesos (recuadros verdes), Productos (recuadros morados), Entradas (Recuadros azules) y Salidas (recuadros naranja).

Por lo tanto, para llevar a cabo un análisis de sostenibilidad de la agroindustria azucarera considerando el LCA es necesario considerar las zonas de abastecimiento de los ingenios que operaron en los últimos 3 a 5 años en determinada región cañera. El análisis para la evaluación del subsistema productivo caña de azúcar debe considera 3 escenarios en los cuales se produce la materia prima: • Escenario1. Tradicional y/o convencional. • Escenario 2. De transición. • Escenario 3. Empresarial. En cada escenario, se consideran las diversas etapas de la cadena productiva tal como lo son: • Obtención de semilla • Preparación del terreno. • Siembra. • Requerimiento nutrimental. • Requerimiento hídrico. • Control químico. • Quema. • Cosecha • Transporte. Para cada una de estas etapas, son considerados los siguientes elementos: • Requerimiento de semilla de caña de azúcar. • Corte de materia prima. • Alce de materia prima. • Arrastre de materia prima. • Superficie proyectada de siembra. • Superficie proyectada de cosecha. • Superficie proyectada para irrigación. • Requerimiento de agua de Irrigación. • Requerimiento de fertilizantes. • Requerimiento de pesticidas. • Rendimientos en campo T.Caña/ha-1. • Rendimientos agroindustriales T. Azúcar./ha-1. • Rendimientos agroindustriales ha-1/T. Azúcar. • Superficie proyectada de quema. • Distancia recorrida por el transporte. • No son incluidos la producción y mantenimiento de los bienes capital (edificios, maquinaria, etc). CONCLUSIONES El LCA es una de las metodologías más ampliamente empleadas y validadas a nivel mundial, sin embargo, para su aplicación en l agroindustria azucarera mexicana es necesario el consenso de los actores para su análisis y aplicación con datos reales y precisos que permitan evaluar la sostenibilidad y los puntos clave para llevar a cabo los cambio y la toma de decisiones

19


REFERENCIAS Aguilar, N. (2014 a.). Índice de Diversificación de la Agroindustria Azucarera en México. Agricultura, Sociedad y Desarrollo, 11(4), 441-462. Obtenido de http://www.colpos.mx/asyd/volumen11/numero4/asd-13-007.pdf Aguilar, N. (2014 b). Biorefinería de la Caña de Azúcar en México en el Siglo XXI. En I. d. Histórico-Sociales, Ulúa 23 (págs. 181-204). Xalapa, Ver: Universidad Veracruzana. Obtenido de http://revistas.uv.mx/index.php/ulua/article/viewFile/1168/2130 Chauhan, M. K., Varun, S., Chaudhary, S., & Kumar, S. (2011). Life cycle assessment of sugar industry: A review. Renewable and Sustainable Energy Reviews, 3445–3453. Cardoso, T. F., Watanabe, M. D., Souza, A., Chagas, M. F., Cavalett, O., Morais, E. R., ... & Bonomi, A. (2018). Economic, environmental, and social impacts of different sugarcane production systems. Biofuels, Bioproducts and Biorefining, 12(1), 68-82. Contreras, A. M., Rosa, E., Pérez, M., Van Langenhove, H., & Dewulf, J. (2009). Comparative life cycle assessment of four alternatives for using by-products of cane sugar production. Journal of Cleaner Production, 17(8), 772-779. Fröhling, M., & Hiete, M. (2020). Sustainability and life cycle assessment in industrial biotechnology: A review of current approaches and future needs. Sustainability and Life Cycle Assessment in Industrial Biotechnology, 143-203. García, C. A., García-Trevino, E. S., Aguilar-Rivera, N., & Armendariz, C. (2016). Carbon footprint of sugar production in Mexico. Journal of Cleaner Production, 2632-2641. Garcia, E. (1984). Manual de Campo en Caña de Azúcar. (IMPA, Ed.) México, D.F.: Serie Divulgación Técnica. Geng, S., Wang, Y., Zuo, J., Zhou, Z., Du, H., & Mao, G. (2017). Building life cycle assessment research: A review by bibliometric analysis. Renewable and Sustainable Energy Reviews, 76, 176-184. Grillo Renó, M. L., Silva Lora, E. E., Escobar Palacio, J. C., Venturini, O. J., Buchgeister, J., & Almazan, O. (2011). A LCA (life cycle assessment) of the methanol production from sugarcane bagasse. Energy, 3716-3726. Güereca, L. (2006). Desarrollo de una Metodología para la Valoración en el Análisis del Ciclo de Vida aplicada a la Gestión Integral de Residuos Municipales. Universidat Politècnica de Catalunya., Catalunya. Obtenido de http://tdx.cat/handle/10803/6846 Hauschild, M. Z., Rosenbaum, R. K., & Olsen, S. I. (2018). Life cycle assessment (Vol. 2018). Springer International Publishing, Cham. https://doi. org/10.1007/978-3-319-56475-3. Hiloidhari, M., Baruah, D. C., Singh, A., Kataki, S., Medhi, K., Kumari, S., ... & Thakur, I. S. (2017). Emerging role of Geographical Information System (GIS), Life Cycle Assessment (LCA) and spatial LCA (GIS-LCA) in sustainable bioenergy planning. Bioresource technology, 242, 218-226. Khandelwal, H., Dhar, H., Thalla, A. K., & Kumar, S. (2019); Application of life cycle assessment in municipal solid waste management: A worldwide critical review. Journal of cleaner production, 209, 630-654. Linnenluecke, M. K., Nucifora, N., & Thompson, N. (2018). Implications of climate change for the sugarcane industry. Wiley Interdisciplinary Reviews: Climate Change, 9(1), e498. Luo, L., van der Voet, E., & Huppes, G. (2009). Life cycle assessment and life cycle costing of bioethanol from sugarcane in Brazil. Renewable and Sustainable Energy Reviews, 1613–1619. Maga, D., Thonemann, N., Hiebel, M., Sebastião, D., Lopes, T. F., Fonseca, C., & Gírio, F. (2019). Comparative life cycle assessment of first-and second-generation ethanol from sugarcane in Brazil. The International Journal of Life Cycle Assessment, 24(2), 266-280. Mellor , W., Wright, E., Clift, R., Azapagic, A., & Stevens, G. (2002). A mathematical model and decision-support framework for material recovery, recycling and cascaded use. Chemical Engineering Science. Vol. 57, 4697 - 4713. Recuperado el 11 de Mayo de 2014, de A mathematical model and decision-support framework for material recovery, recycling and cascaded use Moni, S. M., Mahmud, R., High, K., & Carbajales-Dale, M. (2020). Life cycle assessment of emerging technologies: A review. Journal of Industrial Ecology, 24(1), 52-63. NAGUS. Normenausschuss Grundlagen des Umweltschutzes. (2009). DIN EN ISO14040. Environmental Management. Life Cycle Assessment. Principles and Framework. (ISO 14040:2006); German and English version EN ISO 14040:2006. Bruselas, Bélgica.: Comité Europeén de Normalisation (CEN). Nieder-Heitmann, M., Haigh, K. F., & Görgens, J. F. (2019). Life cycle assessment and multi-criteria analysis of sugarcane biorefinery scenarios: Finding a sustainable solution for the South African sugar industry. Journal of Cleaner Production, 239, 118039. Patcharaporn, P., Shabbir H., G., & Thapat, S. (2016). An assessment of harvesting practices of sugarcane in the central region of Thailand. Journal of Cleaner Production, 1-10. Peña, C., Civit, B., Gallego-Schmid, A., Druckman, A., Caldeira-Pires, A., Weidema, B., ... & Motta, W. (2021). Using life cycle assessment to achieve a circular economy. The International Journal of Life Cycle Assessment, 26(2), 215-220. Rein, P. (2012). Ingeniería de la Caña de Azúcar. Berlín, Alemania: Bartens. Renouf, M. A., Wegener, M. K., & Pagan, R. J. (2010). Life cycle assessment of Australian sugarcane production with a focus on sugarcane growing. The International Journal of Life Cycle Assessment, 15(9), 927-937. Renouf, M. A., Pagan, R. J., & Wegener, M. K. (2011). Life cycle assessment of Australian sugarcane products with a focus on cane processing. The International Journal of Life Cycle Assessment, 16(2), 125-137. Sharma, R., & Gupta, K. (2020). Life cycle modeling for environmental management: a review of trends and linkages. Environmental monitoring and assessment, 192(1), 1-21. Tillman, A. M. (2000). Significance of decision-making for LCA methodology. Environmental Impact Assessment Review, 20(1), 113-123. Thonemann, N., Schulte, A., & Maga, D. (2020). How to conduct prospective life cycle assessment for emerging technologies? A systematic review and methodological guidance. Sustainability, 12(3), 1192.

20


Informes y Reportes “Reporte de Normalización para la Agroindustria Nacional de la Caña de Azúcar” Enero-Marzo 2021 Comité Técnico de Normalización Nacional de la Industria Azucarera y Alcoholera Por: Cinthya Selene Díaz Aguirre* *Secretaria Técnica del Comité Técnico de Normalización Nacional de la Industria Azucarera y Alcoholera

EL ÍNDICE DE PRECIOS DEL AZÚCAR DE LA FAO El índice de precios del azúcar de la FAO registró un promedio de 100,2 puntos en febrero, esto es, 6 puntos (un 6,4 %) más que en enero, lo que representa el segundo aumento mensual consecutivo y el nivel más elevado desde abril de 2017. La última subida de las cotizaciones internacionales del azúcar se debió a la continua preocupación por la disminución de la oferta mundial en 2020/21, como resultado del descenso de la producción en los principales países productores y una fuerte demanda de importaciones de Asia. Las limitaciones logísticas que dificultaron los envíos de la India y el repunte de los precios del crudo, que podría hacer que se destine más molienda de caña de azúcar a la producción de etanol en el Brasil, el mayor exportador de azúcar del mundo, contribuyeron a empujar los precios al alza. Sin embargo, las expectativas de una recuperación de la producción en Tailandia y de una excelente cosecha en la India en 2021/22 frenaron un aumento mensual posiblemente mayor de los precios. Para mayor información consultar: http://www.fao.org/fao-who-codexalimentarius/es/ CODEX ALIMENTARIUS LA FAO PUBLICO UN FOLLETO INFORMATIVO SOBRE ALERGENOS EN LOS ALIMENTOS Las alergias alimentarias pueden afectar solo a partes de la población mundial, pero ese impacto puede ser letal. Las personas con alergias alimentarias solo tienen opciones limitadas para prevenir reacciones alérgicas, sabiendo exactamente qué causa las alergias y evitando el alimento en particular. En marzo de 2021, la Oficina Regional de la FAO para Asia y el Pacífico publicó “Alergias alimentarias: no dejar a nadie atrás”. El folleto explica que es importante gestionar las alergias alimentarias dentro de los contextos locales. Es fundamental que los países comprendan qué alérgenos son comunes en una población en particular, qué alimentos deben etiquetarse y cómo determinar las cantidades permitidas de alérgenos alimentarios. El texto también destaca la importancia de los debates internacionales sobre el tema, como los que se están llevando a cabo actualmente en el Codex, con aportaciones científicas de la FAO y la OMS. El Codex ha considerado alérgenos en los alimentos en numerosas ocasiones desde principios de la década de 1990. La Norma General para el Etiquetado de Alimentos Envasados (GSLPF, 1991) incluyó la lista de alimentos e ingredientes que se sabe que causan hipersensibilidad y desde entonces ha habido muchos avances científicos en la comprensión de los alérgenos alimentarios y su manejo. El Codex también desarrolla tarjetas informativas para los técnicos de empresas alimentarias, como el Código de prácticas sobre gestión de alérgenos alimentarios para técnicos de empresas alimenta, adoptado en 2020. Para mayor información consultar: http://www.fao.org/fao-who-codexalimentarius/news-and-events/news-details/es/c/1391897/ http://www.fao.org/fao-who-codexalimentarius/news-and-events/news-details/en/c/1310284/#allergen https://soundcloud.com/unfao/codex-ep7

22


ORGANIZACIÓN INTERNACIONAL DE NORMALIZACIÓN (ISO). La ISO ha anunciado el lanzamiento de la Plataforma de aprendizaje digital ISO, desarrollada para brindar oportunidades de capacitación remota respecto a la estandarización. La plataforma está disponible para el personal de la ISO, miembros y las partes interesadas. Esta plataforma se refiere a un conjunto de herramientas que ofrecen información básica y plantillas que facilitan la colaboración e intercambio. La plataforma presenta una selección de cursos sobre contenido personalizado ISO y habilidades comerciales generales. Se informa que se agregarán nuevos cursos regularmente durante todo el año. Para mayor información consultar: ISO - Digital learning platform, Autenticar - ISO Connect “ASPECTOS NORMATIVOS RELACIONADOS CON LA AGROINDUSTRIA DE LA CAÑA DE AZÚCAR” El pasado 25 de febrero de 2021, se llevó a cabo la mesa de trabajo sobre aspectos normativos relacionados con la agroindustria de la caña de azúcar, entre los temas destacados que se comentaron durante la mesa fueron los relacionados con: I. LA AGRICULTURA CAÑERA. II. EL PROCESO INDUSTRIAL. III. LA COMERCIALIZACIÓN. IV. SEGURIDAD EN EL TRABAJO. V. ASPECTOS FISCALES. En la sesión se resaltaron la importancia de mantener el seguimiento a los temas mencionados considerando que la agroindustria se enfrenta un sin número de retos para el cumplimiento de las diversas normativas y debe avanzar en el entorno internacional. ATAM resaltó que mediante la organización de estos foros se encuentran comprometidos con la difusión del conocimiento y las mejores prácticas para los Técnicos Azucareros Mexicanos, se sugirió ampliar dichos temas en una segunda sesión dada la importancia de los mismos y que serán de seguimiento puntual para diversas esferas del Agrosector.

23


Eventos Virtuales ATAM “Aspectos Normativos Relacionados con la Agroindustria de la Caña de Azúcar” Por: Syrup Man

Con el fin de actualizar a nuestros asociados y personas interesadas en el tema de referencia se programó este evento virtual interactivo el 25 de febrero último, mismo que congregara un nutrido grupo de participantes, vía zoom y a través de la plataforma YouTube. La intención estuvo orientada hacia la revisión de temas relacionados con los principales instrumentos normativos que atañen a nuestro agrosector, tanto agrícola, como industrial. La bienvenida y comentario sobre los objetivos de la mesa de trabajo corrieron a cargo de nuestro Presidente, Ing. Fernando Martínez, quién manifestó la importancia que para la ATAM tiene el mantener estas actividades de acercamiento y promoción de temas torales para la industria de la caña de azúcar en general. Señaló que para el efecto, se diseñó un bien balanceado programa con temática diversa que cubriera aquellos renglones pendientes de atender, a pesar de lo polémico de muchos de ellos; abriéndose hoy un foro de análisis y discusión sin limitación alguna para las exposiciones. Los temas presentados, distribuidos por bloques de interés, fueron los siguientes: I. CON REFERENCIA A LA AGRICULTURA CAÑERA: Eliminación de productos químicos “glifosato”. Tema polémico de gran actualidad que mereció la confrontación de posiciones, quienes objetan su aplicación y los que acusan la necesidad de mantenerlo dentro del portafolio de agroquímicos, pues no hay aún sustituto de corte biológico con la efectividad del químico tradicional. El Dr. Francisco Hernández Rosas y el Dr. Eduardo Pérez Pico, ambos del COLPOS, Campus Córdoba, Ver. Hicieron una amplia explicación científica sobre las características del producto, su empleo y efectos secundarios sobre el medio ambiente. Con gran conocimiento de causa, externó la necesidad de dar cumplimiento a las nuevas reglas establecidas por SEMARNAT y SADER, para la eliminación del glifosato en un tiempo prudente; para ello, será menester impulsar trabajos de investigación orientados hacia la sostenibilidad de los cultivos, aprovechando técnicas ancestrales, e incorporando nuevas. Por su parte, Nery Echeverría , Director Comercial de Bayer Crop Science en México, quien también es miembro del Consejo directivo de PROCCYT, defendió el uso del glifosato, pues se emplea sin sustituto en prácticamente todo el globo terráqueo. Con relación a la elevada toxicidad esgrimida por las autoridades, manifestó su preocupación por tales aseveraciones, pues ha sido un producto aprobado por agencias internacionales desde hace mucho tiempo. En síntesis, la polémica queda en el aire, aunque es preciso reflexionar sobre el período de tiempo restante para su eliminación de la agricultura en el país. Aplicación de productos biológicos Gran defensor de la biología para establecer métodos de control de vectores intrusivos en los cultivos el Dr. Francisco Hernández Rosas del COLPOS participó de nueva cuenta, señalando las experiencias que conjuntamente con los cañeros e ingenios se han instrumentado para el combate del gusano barrenador, la mosca pinta y el gusano soldado entre otros insectos nocivos para la caña. Es preciso significar el apoyo de los Comités de Producción y Calidad de varios de los ingenios para este fin, ejemplo que se multiplicará seguramente en el resto de las zonas de abastecimiento de la gramínea para beneficio de la ecología del país. II. CON RELACIÓN AL PROCESO INDUSTRIAL: Cambio de normas mexicanas “NMX” a estándares. Cinthya Selene Díaz Aguirre, de la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera, y entusiasta colaboradora de ATAM se refirió a la modificación que instrumenta la DGN para cambiar las actuales NMX, convirtiéndolas en estándares más afines a otros instrumentos de corte internacional. Por lo que respecta al COTENNIA, Comité Nacional de Normalización para nuestro agrosector, su operación y funciones permanecen inalterables. Permanecemos atentos a cualquier cambio más allá de su estructura, para obrar en consecuencia.

24


Revisión de normas relacionadas con análisis de laboratorio Andrés Schramm Flores y José Luis Apolinar Cabrera de la Unión Nacional de Cañeros A.C, CNPR, presentaron el portafolios de Normas mexicanas “NMX” relacionadas con la fórmula del KARBE, indicando los métodos de análisis seguidos en los laboratorios de campo y fábrica. Expusieron también algunas inquietudes del sector cañero, tema que está ventilándose en el seno del COTENNIA y CONADESUCA. Participación de México en ICUMSA Resultaba inexplicable el porqué nuestro país estuvo fuera del más reconocido organismo internacional de estandarización de métodos de análisis azucareros; por ese motivo, el COTENNIA se acercó al CONADESUCA y con él a los ingenios para promover la participación de México en dicho foro. Al efecto, se integró un Comité Nacional con presencia de los diferentes sectores productivos, incluida la academia y empresas fabricantes de instrumental de laboratorio. El tema fue expuesto por Manuel Enríquez Poy, Presidente del Comité Nacional. Proyecto de NOM 170 SEMARNAT-2017 VÍctor Isaac Caín Lascano de la CNIAA, indicó que esta “NOM” elaborada desde hace unos años, no ha entrado en función aún; indicó que ya se ha tenido contacto con las nuevas autoridades de SEMARNAT exponiéndole las inquietudes de la industria azucarera dada la importancia y trascendencia económica para los ingenios. III. RELACIONADAS CON LA COMERCIALIZACIÓN: TMEC acuerdos de suspensión con E.U Ildefonso Mendoza Pantoja del grupo Motzorongo hizo una recopilación en la línea del tiempo desde la suscripción del TLCAN original, hasta los acuerdos que suspenden temporalmente (que no suprimen) la imposición de aranceles a la importación de azúcar mexicana en los E.U. Mercado mundial Fue el propio contador Mendoza el que expuso las experiencias con las exportaciones hacia el mercado mundial, demandante cada vez de producto con mayor calidad, aunque menor precio. Nuevo etiquetado de alimentos La siempre grata y esperada conferencia de nuestra colaboradora, Dra. María del Carmen Durán Domínguez de Bazúa, investigadora de excelencia de la Facultad de Química de la UNAM, ilustró ampliamente sobre las modificaciones al etiquetado de alimentos, que deslegitima los objetivos trazados originalmente, creando un sesgo de intereses con dudosa efectividad. Señaló que no se tomaron en cuenta algunas observaciones presentadas por su grupo de trabajo, y lo que es peor, no se alerta contra otras sustancias con clara afectación para la salud. IV. SEGURIDAD EN EL TRABAJO Información sobre el SARS 2-COVID 19 Isaí Salvador Juárez e Ivonne Nataly Ramos Sandoval del CONADESUCA hizo un recuento de las acciones emprendidas por la agroindustria para la prevención del letal virus. Presentó los trípticos para difusión previa a la zafra, documentos de gran utilidad por su fácil lectura e interpretación gráfica. NOM “Regulaciones correspondientes al manejo de materiales y cargas máximas permisibles” Jorge Martínez Licona, asesor jurídico de ATAM. Se refirió a la norma oficial mexicana que pretende limitar las cargas permisibles y la edad de los estibadores, la cual deberá entrar en vigencia próximamente; manifestó su preocupación porque a la fecha, no se han tomado previsiones sobre el impacto que seguramente tendrá su implantación en los ingenios. Alertó sobre posibles consecuencias (impacto económico y fricciones con los sindicatos), exhortando a los responsables administrativos a preparar las condiciones para modificar patrones de trabajo tradicionales. V. ASPECTOS FISCALES Deducibilidad de la materia prima y gastos de cosecha Guillermo Gómez Sánchez, Vicepresidente de ATAM tocó un tema toral para la economía de los ingenios, causante de infinidad de revisiones de la Sría. de Hacienda y del SAT, situación en que han caído prácticamente todos los ingenios, pues resulta cuesta arriba pretender justificar muchos gastos de cosecha con documentos no validados por la autoridad, lo cual choca con la dinámica que impone la operación en el campo. Recomendó que la industria conjuntamente con el sector cañero presenten un plan de acción efectivo para demostrar las dificultades para cumplimentar en tiempo y forma los compromisos que impone la ley sobre la materia. Para refrendar el agradecimiento a los ponentes por su invaluable apoyo, se extendieron sendos diplomas virtuales, ofreciéndoles. Enviar a vuelta de correo los documentos en original.

25


La Industria Azucarera y su Gente José Luis Bueno y Horna

Ing. José Luis Bueno y Horna, es de nacionalidad mexicana, Ingeniero Mecánico por ESIME del Instituto Politécnico Nacional. Los primeros años de carrera laboró en áreas de Ingeniería y Producción. Equipos para Ingenios, se fundó hace 22 años, empresa 100% capital Mexicano. Manejamos de forma exclusiva varias representaciones de empresas Alemanas, principalmente BMA quien diseña y fabrica equipos de proceso para la producción de azúcar. En este contexto de pandemia y cambio de situaciones para toda la agroindustria azucarera del país, para Equipos Para Ingenios (EPI): ¿Cuáles son los retos y/o cambios más importantes para actualizarse a las necesidades de la industria azucarera en México? Normalmente la industria azucarera siempre esta en evolución; nuestro reto es innovar con los equipos que se requieren, con la finalidad de ahorrar energía en los procesos y siempre estar ofreciendo los equipos con la mejor tecnología. Además de ofrecer equipos con las últimas tecnologías ¿Han cambiado las necesidades de los ingenios en México? Es un constante desarrollo, siempre hay tecnologías modernas, hay que estar actualizado, porque si no tanto los ingenios como nosotros los proveedores de servicio nos vamos quedando atrás. Tenemos que estar renovados con las nuevas tecnologías y los nuevos procesos, sobre todo encaminados al ahorro de energía. Por ejemplo, Equipos para Ingenios representa varias tecnologías alemanas que a su vez desarrollan la tecnología más moderna para que los procesos se desarrollen de la mejor forma con el objetivo del ahorro de energía, eficientar y modernizar los equipos actuales. ¿De que forma instituciones como ATAM contribuyen y/o mejoran la interacción entre Equipos Para Ingenios (EPI) y los ingenios azucareros? Tanto la ATAM como las Cámaras siempre están en contacto con los proveedores para actualizar e informar las tendencias que tiene el mercado, las mejoras que se pueden realizar y avances que se podamos lograr con base a la tecnología, que están desarrollando nuestros proveedores en otros países como Alemania. ¿Actualmente Equipos Para Ingenios (EPI) se encuentra desarrollando estrategias y/o productos que deban llamar el interés de industriales, técnicos y productores para hacer más rentable y sustentable la industria azucarera? Si desde luego, las tecnologías modernas se tienen que basar en procesos que permitan la eficiencia en la producción de los equipos y mejoren las tecnologías de los mismos; eso es para lograr un mejor desarrollo y un mejor producto final, desde luego. ¿Cómo participa Equipos Para Ingenios (EPI), en propuestas, productos, ante acuerdos comerciales con otros países, como el T-MEC? Nosotros dependemos del mercado, la tecnología alemana y el mercado mundial, estamos fuera del T- MEC; sin embargo, seguimos con la Unión Europea que es igual de exigente, en cuanto a tecnologías de desarrollo, ahorro de energía, equipos que contaminen menos, etc. Es prioridad mejorar y cuidar el medio ambiente. Equipos para Ingenios ¿cuenta con distintivos y/o certificaciones nacionales e internacionales? por ejemplo: Distintivo Empresa Socialmente Responsable. Actualmente no, pero cubrimos todos los aspectos regulatorios, normativos que nos pide nuestro país. Desde su perspectiva, ¿Cómo se ha desarrollado el crecimiento de ATAM a través de los años? Siempre nos ha gustado la presencia de ATAM, estando a la vanguardia; sobre todo porque es la liga entre los ingenios y proveedores; constantemente nos mantiene enterados de todos los proyectos y tendencias que se están realizando tanto a nivel nacional como internacional; ya que nuestro producto, nuestra azúcar también va al mercado internacional.

26

¿Qué anécdota recuerda especialmente de su relación estratégica con la ATAM? Dentro de los 20 años o más que llevamos participando con ATAM, siempre nos sentimos alagados de que nos inviten a las convenciones, siendo un foro para la interacción e intercambio con todos los actores de la agroindustria azucarera; nos gusta participar con ATAM y las cámaras correspondientes. Con conferencias y participación de nuestros representados.


Crónicas de mi Pueblo Un Libro Electrónico Reciente sobre la Industria Azucarera Mexicana desde Diversas Disciplinas1 Por: Noé Aguilar Rivera Universidad Veracruzana

La caña de azúcar es una gramínea originaria del sureste asiático que realizó un largo recorrido, en tiempo y espacio, transitando entre guerras, conquistadores, territorios, religiones y zonas comerciales por el mundo antiguo hasta llegar a México desde las manos de los conquistadores españoles, donde inicialmente se estableció en los Tuxtlas y de ahí se difundió casi todo el territorio de la Nueva España y luego en el México independiente en las llamadas haciendas azucareras y trapiches productores de azúcar de diversos tipos, aguardiente y bagazo combustible y en el último cuarto del siglo XIX el declive de los trapiches y la hegemonía del azúcar blanca. En este proceso, la agroindustria de la caña de azúcar en México se destaca por su alta superficie cultivable como resultado de las diversas actividades productivas incorporadas en el territorio —a fines del siglo XVI y principios del siglo XVII y hasta el día de hoy—, produjeron en el mismo importantes transformaciones sociales y espaciales. Específicamente la instalación de los sistemas productivos representados por la hacienda y el trapiche o el ingenio como importantes agentes en la transformación social y han sido responsables de nuevas relaciones sociales y organización productivas y costumbres en la economía doméstica y la vida cotidiana. Por lo tanto, la historiografía de un producto como la caña de azúcar, el azúcar, el piloncillo y el aguardiente ofrece materiales de interés para la comprensión del pasado y presente de la sociedad desde muy variadas disciplinas. El análisis del origen de la industria azucarera en una región puede aportar elementos para conocer la relación que a través de los años tuvieron los grupos humanos con su entorno natural, el aprovechamiento de los jugos de la caña y su integración a la cultura, el conocimiento de la elaboración del azúcar, de las condiciones de trabajo y de los cambios tecnológicos que ocurrieron en el tiempo y puede reflejar como ocurrió el desarrollo económico y social en la sociedad, en relación con este ramo productivo, debido a que cuando se han investigado una o varias empresas productoras de azúcar en otros espacios, su comercio a escala nacional o internacional o una región o nación productora con frecuencia se han encontrado respuestas a preguntas muy heterogéneas. En este sentido, el libro de reciente aparición en su versión digital: Campo cañero e industria azucarera de los siglos XIX a XXI Historia y territorios, coordinado por la geógrafa Virginie Thiébaut y el historiador Luis Alberto Montero García —ambos con una amplia trayectoria en la investigación histórica y contemporánea sobre la industria azucarera mexicana y en especial de la veracruzana—, presenta una visión global del impacto de este cultivo y los cambios en las relaciones sociales y no solo productivas que han resultado de su presencia y explotación en diversos espacios geográficos aborda el campo en toda su complejidad debido a que el sector cañero-azucarero, que tiene la característica de vincular el sector industrial con el agrario y a pesar de que existen una gran cantidad de investigaciones de índole multidisciplinaria todavía existen muchos aspectos por abordar relacionados con la modernización y las innovaciones del sector en los siglos XIX y XX. La obra está dividida en dos líneas de análisis e integrada por siete capítulos. Una primera constituida por estudios históricos, basados en documentos, bibliografía e informes oficiales; mientras que la segunda aborda aspectos espaciales actuales, donde las entrevistas, el trabajo de campo y observación participante fueron esenciales para la escritura de los textos. En el libro se hace referencia a factorías azucareras, sociedades mercantiles y anónimas como Compañía Francesa Azucarera de Pánuco (El Higo), Compañía Francesa Azucarera de Paraíso Novillero (Cosamaloapan), Compañía Agrícola Francesa de Ojo de Agua Grande (Córdoba), Central Francisco J. Fournier (Huimanguillo), San José de Abajo (Cuitláhuac), El Potrero (Atoyac), San Cristóbal (Carlos A. Carrillo), La Concepción (Jilotepec), las haciendas Tuxpango (Orizaba), La Defensa y San Alejo (Paso del Macho), Puga (Tepic), Los Otates (Michoacán), Buenavista y El Labrador Normando (Tehuacán) y destiladoras de aguardiente Constancia, Sihuapan, Lortigue Hermanos, La Guadalupe y Tocuila (los dos primeras en Los Tuxtlas y las últimas tres en Orizaba). Entre todos ellos destaca el central Jobabo, provincia de La Tunas, en el oriente de la isla de Cuba, que cerró sus puertas en 2002. En sus capítulos los autores presentan aspectos poco conocidos o dejados de lado por los investigadores de esta agroindustria, a manera de ejemplo nos centraremos en dos casos representativos: en el primero se menciona el interés de los inmigrantes franceses establecidos en el estado de Veracruz por la construcción de trapiches y destiladores, en una primera etapa, y como inversionistas en sociedades familiares y anónimas, después. Precisamente, la innovación tecnológica es 1. Luis Alberto Montero García y Virginie Thiébaut (coordinadores) Campo cañero e industria azucarera de los siglos XIX a XXI Historia y territorios, México, INAH, 2020 (versión ePub).

27


abordada de manera bastante detallada, cuya descripción se daba a este equipo de molienda y estaba conformado por “dos grandes cilindros, de ocho o diez pies de alto, fijado uno contra otro como los de las laminadoras, pero perpendicularmente. Así se le llama a la prensa y por extensión, a todos los demás instrumentos y utensilios que sirven para fabricar azúcar. Se aplica el mismo nombre al propio cañal, si en él se encuentra un trapiche”. Es decir, a la parte superior de los dos cilindros se ha adaptado una larga barra de madera a la que se atan los bueyes o los caballos destinados a hacerlos girar para aplastar la caña de azúcar. El licor destilado cae en un recipiente, de donde se le lleva a dos calderas colocadas en un cobertizo vecino. Cuando el licor que viene de la prensa está cocido y a punto, se le echa en vasos de forma cilíndrica; al solidificarse se envuelve el azúcar bruto en largas hojas y se venden estas piezas de azúcar, así cubiertas, con el nombre de panella. Es la panella que se hace fermentar en agua con arroz para obtener el aguardiente de caña. Por otra parte, alambique se trataba simplemente de un cántaro, de tamaño común, apoyado sobre varios ladrillos grandes, entre los cuales ardía el fuego. Sobre este primer vaso había otro más pequeño, volteado, que le servía de tapadera y que se cerraba herméticamente con barro. A esta especie de capelo, que tenía encima otro vaso lleno de agua fresca, se había adaptado una caña de bambú, de cuyo extremo caía, gota a gota, el licor destilado, que se recogía en un cántaro pequeñito. El cántaro contenía agua fermentada preparada con panela y arroz. En este popular alambique familiar la cantidad obtenida de aguardiente era “tan pequeña” que satisfacía el consumo diario de algunas familias. Ahora bien, cabe señalar que para cultivar caña de azúcar y destilar sus derivados no necesariamente se tenía que ser propietario del terreno; bastaba con arrendarlo, adquirir un alambique, comprar panela y procesarla en el campo o en la ciudad. Tampoco era necesario contar con un establecimiento construido para tal fin, siempre y cuando el destilador no sembrara su propia caña. Lo sorprendente es que las destilerías no requerían más de un operario. Por otra parte, y en el segundo caso, el ingeniero agrónomo Felipe Ruiz de Velasco publicó una obra intitulada Historia y evoluciones del cultivo de caña y de la industria azucarera en México hasta el año de 1910, en la cual mostraba, en primera instancia, el desarrollo de la industria azucarera en México desde la época virreinal hasta las postrimerías de la Revolución y, en segundo lugar, hacía una propuesta sobre cómo se podría incentivar el cultivo de la caña de azúcar en Morelos y en el país llegando a las conclusiones: es necesario intensificar la producción cañera por medio de la elección de terrenos que contaran con mano de obra suficiente, un buen clima, agua de riego, vías de comunicación y grande centros de consumo ya que existían ingenios que contaban con las condiciones para elaborar azúcar de buena calidad, mas no sucedía lo mismo en el rubro de la producción agrícola que mostraba grandes deficiencias, en virtud de que los agricultores preferían continuar por las “veredas de la rutina, del pesimismo y de la inercia” antes que emprender “obras de progreso real” sustentadas en “bases lógicas”. Ruiz de Velasco se lamentaba de que la mayoría de los cañeros desconociera aquellas “operaciones”, que tenían el objetivo de mejorar la tierra arable, circunstancia inexplicable si se tomaba en cuenta que éstas se encontraban en boga en las “naciones más adelantadas”. Por este motivo sugería prestar atención a la instrucción agrícola como un medio eficaz de fomentar la “producción abundante” y de “bajo costo”. Su experiencia le había demostrado que existían “rápidos progresos” en aquellos lugares donde la industria agrícola estaba “iluminada por la ciencia” y se realizaba un trabajo “consciente” e “inteligente” con los “elementos propios”. En este sentido, aconsejaba establecer granjas modelo, escuelas y estaciones agronómicas que permitieran difundir esos conocimientos entre los agricultores. Además, la obra se enfoca a aspectos regionales pocas veces discutidos en otros textos como el papel de la mujer en el proceso agroindustrial en los ingenios San Cristóbal y El Potrero, el uso de tecnologías antiguas como el arado y el impacto de la caña en las economías regionales en el ingenio San José de Abajo, por otra parte, se abordan temas contemporáneos como la agroindustria cañera en el reparto agrario se consolidó como una agroindustria de gran impacto social en el ingenio La Concepción, ejemplificando a Veracruz como el estado líder en producción cañero-azucarera, además de ser el que tiene el mayor número de ingenios y alcoholeras, como las ubicadas en Atoyac, Cuitláhuac, Chocamán y Orizaba, motivo de uno de los textos del libro reseñado en relación a los efectos socioambientales en los territorios establecidos. Sin embargo, en los últimos años, esta agroindustria ha decaído como resultado de las políticas económicas neoliberales impuestas en México a finales del siglo pasado; al haber sido vendidas a particulares inexpertos en el ramo, algunas fábricas quebraron como el caso del ingenio La Concepción y el Central Jobabo en Cuba. Esto dio lugar a una conclusión de gran impacto esta agroindustria prevalece desde que se introdujo el Seguro Social y la pensión para cañeros; como consecuencia, el cultivo de caña se consolidó como un negocio tal vez no muy rentable o estable económicamente, pero sí beneficios en el ámbito social, sobre todo para los campesinos que tenían pocos medios para acceder a servicios de salud. Además, los factores físicos, sociales, económicos y políticos en sinergia muestran diferentes escenarios, incluso en áreas relativamente pequeñas donde se podría pensar que existe una dinámica espacial homogénea. Dicho lo anterior, la importancia de los estudios territoriales desde la mirada geográfica radica en que la transversalidad de esta perspectiva permite identificar los diferentes factores que intervienen en la conformación del espacio. Este libro es resultado de un esfuerzo colectivo de historiadores, geógrafos y sociólogos sobre la industria azucarera mexicana, cubana y, en particular, veracruzana, cuyas investigaciones inéditas fueron presentadas en el III Coloquio La caña de azúcar: dinámicas territoriales y espaciales ayer y hoy, celebrado en Xalapa, Veracruz en 2017. Búscalo por el título y adquiérelo en versión digital (fácil de leer en cualquier tableta, celular o computadora) en Amazon, iBooks, Kobo y Play Book.

28


AGROINDUSTRIA MEXICANA DE LA CAÑA DE AZÚCAR La producción de azúcar de caña, genera cerca de 500 mil empleos directos a lo largo de 800 mil hectáreas en 15 estados de la República Mexicana.

Estados productores de azúcar de caña

SINDICATO DE TRABAJADORES DE LA INDUSTRIA AZUCARERA Y SIMILARES DE LA R.M. Unión Nacional de Productores de Caña de Azucar, A.C. - UNPCA

gob.mx/conadesuca


PUNTOS PRINCIPALES EN DEFENSA DEL AZÚCAR DE CAÑA 1

EL AZÚCAR DE CAÑA SE HA CONSUMIDO EN MÉXICO POR 500 AÑOS SIN QUE HUBIERA PROBLEMAS DE SALUD No puede ser la causa del fenómeno de obesidad y diabetes y otros males que se incrementaron de manera exponencial a mediados de la década de los noventa.

2

EL CONSUMO PER CÁPITA DE AZÚCAR DE CAÑA EN MÉXICO HA CAIDO 36% EN LOS ÚLTIMOS 25 AÑOS


3

LA AGROINDUSTRIA DEL AZÚCAR DE CAÑA GENERA 500 MIL EMPLEOS DIRECTOS Y 2.4 MILLONES DE INDIRECTOS EN ZONAS RURALES DE 267 MUNICIPIOS DE NUESTRO PAÍS La población que vive de actividad cañera, no es la responsable de los problemas de salud que se le atribuyen sin fundamento científico al consumo de azúcar, por lo que la campaña en contra de su consumo podría dejar sin empleo a muchas familias que dependen de la agroindustria. EL AZÚCAR DE CAÑA ES NATURAL

4

Los sustitutos del azúcar natural de caña son productos sintéticos y obtenidos en su mayoría por procesos químicos y enzimáticos, en cambio, el azúcar

de caña (la sacarosa) se produce en el campo y no sufre alteraciones químicas para llegar al ƬȒȇɀɖȅǣƳȒȸˡȇƏǼِ


5

LA ALIMENTACIÓN SALUDABLE DE LOS NIÑOS SE BASA EN CANTIDADES ADECUADAS Y BALANCEADAS DE PRODUCTOS DEL CAMPO Sustituir productos que provienen del campo mexicano por productos sintéticos o procesados químicamente no lleva a una mejor alimentación infantil. En los últimos años se ha dejado de consumir anualmente cerca de 2 millones de toneladas de azúcar de caña en México, por efecto sustitución; en términos prácticos, se siguen consumiendo las mismas calorzas pero menos saludables.


CONSIDERACIONES »

No existen elementos científicos que sustenten que el azúcar de caña es causa particular de mayor sobrepeso, obesidad o diabetes.

»

Se habla de azúcar sin considerar la gran cantidad de sustitutos que han surgido en los últimos 25 años, que es cuando el problema de salud se ha agravado.

»

No existe evidencia que apoye que una reformulación hacia una dieta con mayor uso de edulcorantes químicos sintéticos es más sana, particularmente en niños.

»

Nuestro sector está en favor de encontrar soluciones de fondo ante un problema multifactorial que debe atenderse con: educación, alimentación sana y natural, proporciones adecuadas, hacer ejercicio, entre otros.


»

Tener mucho cuidado en las políticas, para que no se tengan consecuencias que agraven la situación de algún sector nacional.

QUEREMOS ETIQUETADOS CLAROS Y TRANSPARENTES Azúcares no es lo mismo que azúcar de caña No todos los edulcorantes son naturales Solo el azúcar de caña es 100% natural El azúcar de caña se reemplaza con químicos

500,000 FAMILIAS 182,379 abastecedores de caña 153,714 jornaleros 69,971 cortadores 31,318 transportistas 34,916 trabajadores sindicalizados 7,689 trabajadores de confianza 11,822 jubilados

¿QUIERES SABER MÁS? VISITA: hablemosdeazucar.com


Clásicos de la Revista ATAM 7073

AGRIDULCES MEMORIAS DE UN PEREGRINO LIII MARGARITA SEPTIÉN RUL

Por Sergio Villa Godoy “Mirar al Cielo con los Pies en la Tierra…” --Invítame al futbol; quiero ver a Brasil contra Inglaterra.-- Margarita estaba por abordar su pequeño automóvil, cuando me lo dijo… Era casi la media noche… Fue al término de una áspera y prolongada sesión con el Patronato del Instituto Vasco de Quiroga… Ella todavía tendría que atravesar la Ciudad de Colima, cruzar el Municipio de Villa de Álvarez y por el angosto y accidentado camino vecinal de terracería que comunicaba a Comala, (el Pueblo Blanco de América… Blanquísimo que era… ¡Ni una pared, que no fuera blanca…!) con la Hacienda de Nogueras, donde vivía… Conduciría sin miedo y como casi siempre, sin compañía… Había la confianza necesaria… Margarita Septién Rul estaba casada con el talentoso Artista colimense Alejandro Rangel Hidalgo, y yo, lo estaba con María Eugenia Escobosa Haas; Menia para todo mundo y consentida que fue de la Sociedad colimense… Nuestras respectivas suegras: Doña Concha Hidalgo, la de Margarita y Doña Rafaelita Haas, la mía, fueron amigas y descendientes de familias amigas originarias de Mazatlán… Doña Rafaela Haas (mi suegra) y Doña Concha Hidalgo, (suegra de Margarita) se trataron como hermanas… Ninguna de las dos tenía hermanos varones y fueron compañeras desde la Primaria, hasta su graduación en Menlo Park, USA… Curiosamente se volvieron a encontrar en el Estado de Colima, por haberse casado ambas con hacendados de propiedades rurales y pequeños ingenios azucareros, Nogueras en el Municipio de Comala, el de Rangel y Quesería en el municipio de Cuauhtémoc, el de Escobosa… Sus respectivos hijos, los Rangel Hidalgo y los Escobosa Haas, crecieron como primos y cuando adultos, se trataron como hermanos; de esa clase de hermanos que se quieren, se respetan y se ayudan… Así pues, Margarita y yo éramos como concuños y tuve la gran suerte de que me regalara su confianza… Me siento contento y orgulloso cuando como ahora, ante el teclado, la recuerdo sencilla y abierta en nuestra mutua amistad y afecto… Fue visionaria, eficiente, generosa… En éstos y en otros atributos me llevaba una ventaja que podríamos calcular en años luz… En ese caluroso Junio de 1970, se disputaba en nuestro país el Campeonato Mundial de Futbol… Yo había adquirido varias series de boletos para todos los partidos que se jugarían en el Estadio Jalisco de la Ciudad de Guadalajara… El representativo de Inglaterra portaba el título de Campeón del Mundo desde el último torneo celebrado en 1966 y según los expertos en la materia, su equipo del momento evidenciaba un nivel futbolístico superior al demostrado cuando ganó el mencionado Título… Por su parte, Brasil se había instalado como el favorito en el corazón de la mayoría de los aficionados jaliscienses... Margarita, que no era conocedora de este deporte, había escogido el partido más importante de la primera ronda… Los dos matrimonios: Margarita y Alejandro, Menia y yo, acudimos el domingo al Estadio… Nos incorporamos en ese mediodía de sol radiante, al futbolero público jalisciense, que lo mismo cantaba al son de los mariachis que bailaba la samba, identificado así en su gran mayoría, con la bullanguera multitud brasileña… Ninguno de mis tres compañeros sabía de futbol; entendían, claro, lo que es un gol, pero casi nada fuera de eso… De todas maneras nos contagiamos del entusiasmo 

ͳ

35


colectivo; es casi imposible sustraerse de la emoción de la muchedumbre… Margarita observó el juego con profunda atención… Brasil ganó con gol de Jairzinho a pase de Pelé… En cuanto salimos del Estadio, surgieron los comentarios… Alejandro, descriptivo por excelencia y ameno por naturaleza, se refirió a lo formidable del espectáculo; Menia, contenta y alegre como casi siempre, reforzó lo ya dicho… Ninguno de los dos emitió un comentario propiamente deportivo… Por mi parte, que siempre he sido aficionado al futbol, pretendí condescender hablando también de las entusiastas y espectaculares circunstancias… Decidimos comer en Guadalajara… En cuanto estuvimos sentados en el restaurante, Margarita, quién en el trayecto había guardado silencio, dijo más o menos lo siguiente: --Yo vine a ver a Pelé. No le despegué la mirada. Es muy famoso y le dicen el Rey. Quise saber el porqué de su fama… Ahora lo sé--… Y continuó, --La coordinación de sus movimientos es armoniosa, por lo que se trata de un individuo inteligente. Sus reflejos son más rápidos que los de los demás. Comienza su carrera a velocidad inmediata, sacándoles ventaja a sus contrincantes; lo acosan, pero por esos reflejos rápidos y por su inteligencia, se les escapa o le pasa la pelota a un compañero, como cuando metieron el gol los brasileños; así ganaron el partido. Los del otro equipo lo atropellan, lo empujan; de vez en cuando lo tiran al suelo, y aunque los ingleses están más grandotes que Pelé, él salta más alto o más pronto, dando la impresión de que lo hace sin esfuerzo. He confirmado que se trata de un personaje excepcional… Pienso que Pelé es al futbol, lo que la Pavlova fue al Ballet--; lo dijo sencilla y apaciblemente. Había expresado, sin saber de este deporte y sin esforzarse, un análisis breve y objetivo sobre el mejor futbolista del mundo. Rumié varias veces lo que dijo; tal vez por ello lo recuerdo con razonable claridad… Fuimos espectadores de un magnífico partido; cuidadoso, táctico, tenso, con pocos lances vistosos… El análisis de Margarita fue certero a pesar de que la ocasión no fue favorable para el acostumbrado lucimiento personal de Pelé; los ingleses se propusieron sofocarlo por todos los medios… En realidad no lo consiguieron; Pelé participó como actor principal en las dos jugadas de mayor espectacularidad, que por relevantes, dieron la vuelta al mundo televisivo y que todavía, cincuenta años después, por el video tape son distinguidas por los especialistas, como jugadas excepcionales. (El primero y más espectacular, fue a partir de un

centro al área inglesa: Pelé saltó =antes o más alto que los demás= y clavó la pelota en la esquina izquierda de la portería; en otro espectacular lance, Banks, el portero inglés, alcanzó a evitar el gol… La otra muy espectacular jugada, fue el pase preciso de un Pelé bien custodiado por sus contrarios, a Jair, para el único gol del partido)… Margarita vio, naturalmente, estas dos acciones, pero no

mencionó a ninguna de las dos… Sus conceptos hubieran sido los mismos sin estas dos jugadas; cada una de ellas requirió de uno o dos segundos como máximo, lo cual no es materia para normar un criterio; cuando menos no el criterio de Margarita… Ella lo sustentó en hora y media de atenta concentración, observando cada movimiento del jugador. Los cercanos a Margarita, sabemos que fue una mujer de notable inteligencia… Su percepción sobre Pelé, es un ejemplo… Lo que quiero destacar, es que Margarita iba al fondo de las cosas... No era influenciable por un chispazo; por una descarga de adrenalina; por un acto espectacular o por un bien leído discurso… Ella valoraba la diligencia; el carácter; el esfuerzo; los valores humanos, tales como la

36



ʹ


valentía, la generosidad, la perseverancia… Su credo estaba enmarcado en el Civismo; en la Moral. Margarita Septién reía con facilidad y su sonrisa, con aquellos dientes alineados, blanquísimos, era cálida; agradable; muy agradable… Con esa cálida sonrisa o sin ella, utilizó su clara inteligencia y su disciplinada capacidad de análisis, para vivir en serio… Digo que vivió en serio, porque eligió responsabilizarse de sus actos y se atrevió a correr riesgos… Ejerció su libertad asumiendo una postura ante la vida… Utilizó su tiempo, sus facultades y sus bienes materiales, en orientar, capacitar, instruir y fomentar el desarrollo integral de personas cuyas circunstancias les eran desfavorables, pero en las que se podía despertar una aspiración; un deseo intenso de ser mejores… Supo trasmitir a otros su pasión por el mejoramiento y el desarrollo de las comunidades rurales… Incorporó a mujeres y varones, más numerosas las primeras que los segundos, en la importante labor de aplicar conocimientos, tiempo y esfuerzo, en el auxilio para los más necesitados… Inculcó en sus alumnos la importancia de administrar la economía; el aprovechamiento de los recursos materiales; pero muy especialmente, fue enfática en que la esencia de la vida está en el desarrollo de las virtudes y de los valores humanos; en que hay que mantener sí, los pies en el suelo, pero siempre mirando a las alturas… Sus propósitos tuvieron un carácter piramidal… Creó, con la debida acreditación ante las autoridades educativas, la Carrera de Técnico Sociólogo especializado en el desarrollo de las comunidades rurales y capacitó a muchos de sus alumnos para que fueran maestros… Su biógrafa, Dely Palomar, apoya sus investigaciones con diversos y numerosos testimonios y anécdotas… Margarita trabajó para el desarrollo integral de la persona humana; por la salud del cuerpo, de la mente y del espíritu… Ángela Escobosa Haas, personaje de quien también tenemos cosas importantes que contar, quien fue la más cercana de sus colaboradoras y colaboradores; que también fue y lo sigue siendo, la Directora del Instituto Vasco de Quiroga, aporta por escrito el primero de esos testimonios... Es importante mencionar que actualmente, los egresados de la Institución Vasco de Quiroga ubicada en Comala, obtienen el Título en Licenciatura… Pienso que Margarita nació con esta vocación y que la consolidó ejerciendo su libertad… Estudió las condiciones de vida de las comunidades rurales necesitadas… Las de las familias campesinas alejadas de los centros de población… De los ejidatarios que con sus disminuidas parcelas, no pueden sostener a su familia… Legó en su alumnado la pasión por capacitar a la gente en el aprovechamiento integral de los recursos; en como enseñar a preparar embutidos o confeccionar prendas de vestir… Había que enseñar a administrarse; a mejorar los sistemas de limpieza e infinidad de cosas más… Para todo esto preparó a sus alumnos y a los maestros… Construyó un edificó para tal efecto y fundó una Institución formal que sigue operando treinta y tres años después de su muerte… Vivió sus éxitos sin actitudes triunfalistas y sus fracasos sin quejarse… Ambos resultados, aunque por motivos diferentes, la impulsaban a redoblar sus esfuerzos… No cejaba de un propósito en tanto que considerara otra nueva posibilidad… Por eso, cuando le faltaron recursos económicos para la realización de lo que consideró importante, como por ejemplo: Cuando consideró necesario traer a especialistas extranjeros, para preparar mejor a sus maestros; o para construir baños o aulas 

͵

37


necesarias, no titubeó en rematar sus joyas heredadas sin comunicárselo a nadie…. Tuvo que morir para que su esposo, Alejandro, supiera de su discreta generosidad: Encontró un altero de estuches con solamente letreritos que indicaban en qué se había utilizado el dinero obtenido con su venta. Para que sus egresados fueran capaces de ganarse la vida en su condición de sociólogos especializados en el servicio de las comunidades rurales, (actualmente, la Licenciatura incluye los problemas sociales y económicos de las ciudades y muy especialmente, los llamados “cinturones de miseria) cubrió puntualmente los requisitos de la Secretaría de

Educación y se esmeró en dotar a sus alumnos y a los maestros de la localidad, con los mejores profesores especializados que pudo conseguir. Por sus trascendentes decisiones, soportó críticas… Personajes respetables de la Sociedad colimense; amigos allegados; hombres y mujeres de buena fe; conservadores un tanto desinformados; hasta algunos de los invitados por la propia Margarita, a participar en las juntas de su Patronato, consideraron que algunas de sus decisiones eran de tendencia comunista… En momentos agrios, que los hubo, la vi serena, convencida de que su alumnado debía de salir del Vasco de Quiroga en actitud y con aptitudes sólidas, para competir en los ambientes para los que se estaban preparando… Tan serena, que a la salida de una de esas reuniones largas y agrias, me dijo que quería que la invitara al futbol. --¿Cómo se va a impartir Materialismo Dialéctico con un Cura?-- Decía, --Es como pretender que un ateo predique el Evangelio. Los sociólogos nuestros deben capacitarse plenamente en las diversas teorías sociales; deben ser competitivos--. Ella aportó la organización; realizó los trámites burocráticos; y la capacitación de los maestros… Había conseguido de su suegro, Don Francisco Rangel, el terreno rural en el que construyó el edificio de la Institución… Todo lo demás, ella lo aportó o lo obtuvo de donativos; estos últimos generalmente procedentes de organizaciones católicas del extranjero… Católica por tradición, fue de intensa, íntima vida cristiana por vocación y de mente abierta por convicción… Creció en su Fe respetando a los demás… Vivió su Religión en su acepción original: Católica… Es decir, Universal. La penúltima vez que la vi, conversamos largamente en el sencillo y pequeño restaurante que ella propuso, frente al jardín de Santa Catarina de esta Ciudad de México… Corría el segundo semestre de 1986… Me platicó de sus tiempos perdidos en eventos políticos nacionales… Proyectos sin sustento… Inútil derroche financiero, aderezado por copiosa información inútil; testimonio de realidades ignoradas… Ella había terminado su gestión como Presidenta y Directora General del DIF en el Estado de Colima, función que realizó con todos los honores, aplicando su vocación de servicio en actividades públicas que merecieron reconocimientos de carácter nacional… ¡Esto último, ni siquiera se mencionó aquella tarde…! La sentí cansada… Como triste… Su acostumbrado optimismo no afloró… Me dio la impresión de que quería compartir los desencantos que acumuló durante los últimos seis años… Su incursión en el medio político nacional, no había sido en vano… Le permitió, entre otras cosas, entender los motivos por lo que muchas buenas intenciones, no prosperan… Hay intereses creados… Compromisos políticos… Burocracia… Con este fardo tan pesado, las buenas intenciones y las promesas suelen olvidarse… La sociedad es, finalmente, la que menos cuenta… A diferencia de casi siempre, esta vez fuimos cómplices del pesimismo: Hablamos de políticos

38



Ͷ


ambiciosos… De erráticos conductores sociales o espirituales… Se nos fue la tarde… Al día siguiente, Margarita volaría a Madrid. Sus conceptos fueron claros; apegados como era su costumbre, a la observación, al análisis… Bordamos alrededor de las lecciones sobre la psicología del carácter, recopiladas por José Ingenieros, el sociólogo, brillante pensador argentino de principios del Siglo XX… Nos reconocimos miembros de una sociedad mediocre, conducida y gobernada por valores simulados y logros inventados… De una sociedad que confunde la hipocresía con la discreción; el cinismo con la sinceridad; que se dice tolerante cuando es cobarde y que se comporta complaciente hasta la indignidad… La preocupación de Margarita era por el futuro de México… Compartí su opinión… Hace más de treinta años que sostuvimos esta conversación… Margarita me decía entonces que la solución estaba en la Sociedad misma… En que debemos participar en Política, pero que esta participación debe comenzar con un comportamiento individual cívico. Que el Civismo tiene tanta importancia para la niñez y la juventud, como la salud misma… Que nuestro país, nuestra sociedad, nosotros pues, de continuar desairando la conducta cívica como lo veníamos haciendo, pasaríamos de la desconfianza a la inseguridad; de una democracia de discurso al desorden; al fracaso social… Fue recurrente afirmando que un pueblo sin Civismo, es un pueblo sin Moral, porque ambos se componen del mismo código; son normas útiles para preservar el bienestar de los individuos y como consecuencia, de la Sociedad… Margarita voló a Madrid, España, sin mencionar que iba acompañada de una enfermedad incurable. Las reflexiones de Margarita fueron proféticas… Sexenio a sexenio, han crecido los robos, los asaltos, la inseguridad, los crímenes… Actualmente, bajo los repetidos discursos de “la no represión” y “está prohibido prohibir”, vivimos desconcertados… La conducta cívica es concepto olvidado… Convivimos bajo una amoralidad social sin normas claras; sin respeto a los compromisos; adicta al conflicto, más que a la conciliación… La degradación acelerada prevista por Margarita, se ha convertido en realidad… La salud y la cultura, son los dos pilares del desarrollo… Nuestras autoridades se han olvidado de ellos… Los maestros pesan en el ánimo de nuestros gobernantes, por su habilidad política, no por su preparación académica… ¿La salud...? Basta con preguntarles a los papás de los niños con cáncer; es un asunto del dominio público.

Pero podemos hablar de cuestiones más amables… El esposo de Margarita, Alejandro Rangel Hidalgo, fue el más importante coleccionista privado, de cerámica prehispánica del Occidente de la República…. Era profundo conocedor y exitoso promotor… Sabía comprar y no recibía obra rota o mutilada… En mayo de 1972, se publicó la

Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicas, Artísticas e Históricas… Su Artículo 27 dice que “Son propiedad de la Nación, inalienables e imprescriptibles, los monumentos arqueológicos, muebles e inmuebles…” Alejandro se asustó y metió sus piezas en cajas; a mí me dijo que las había enterrado… --¿Todo lo metiste en cajas?-Le pregunté… --Sí-- Me contestó: --Con excepción de los dos guerreros que tengo en mi Estudio y una pieza que me pidió Margarita--. (Actualmente hay en Nogueras, Municipio de

Comala, Colima, un museo en el que se exhiben las piezas arqueológicas de Alejandro).

Mucho tiempo después, frente al escritorio de Margarita, vi sobre sus papeles, una pequeña pieza de piedra maciza muy bien tallada… --¡Curioso pisa papel! ¿De 

ͷ

39


donde lo sacaste?-- Le pregunté... --Me lo regaló Alejandro-- Me contestó… Recordé entonces aquello y le pregunté la razón por la que había escogido esa pieza y no otra, habiendo tantas más trabajadas… Me contestó: --Esta es la mejor… Obsérvala bien… Tiene la mirada al cielo, pero los pies en la Tierra--. Efectivamente así es la pieza y así era Margarita… Cuestión de saberlo ver. Margarita la conservó en su escritorio el resto de su vida… Se trata de una piedra de un gris verdoso, maciza, muy bien tallada; de 12 centímetros de largo y 5.6 centímetros de diámetro en su parte más gruesa… Simula una figura humana con un pie; sus cinco dedos bien marcados con pequeñas hendiduras; en el otro extremo, tallada en oposición a la planta del pie, una carita redonda; los dos extremos están conectados por un tronco, que se interpreta fácilmente como una gruesa pierna en la sección inferior y un tórax partido en la superior… No soy experto en la materia, pero pienso que es una pieza que honraría a cualquier escultor moderno… Además, al igual que Margarita, ver al Cielo, pero con los pies en la Tierra. El casco de la Hacienda de Nogueras era hermoso… De feraz y bien cuidada vegetación, con piñanonas gigantes; muchas flores; árboles añejos, frondosos; y su rumorosa caída de agua… Ahí trabajaba, desde en vida del papá de Alejandro, un fontanero que estaba encargado de mantener en orden lo concerniente al manejo del agua… Un hombre trabajador, eficiente, poco comunicativo, pero de relación amable con los demás… No se le conocían vicios, ni se ausentaba con frecuencia, por lo que se deducía que era un ahorrador empedernido… Murió intempestivamente de un infarto o algo parecido… Alejandro y Margarita, acompañados por algunos trabajadores de la Hacienda, lo sepultarlo con el debido decoro… Nadie tenía referencias de algún familiar… Alejandro y Margarita buscaron en la pequeña casa que le tenían asignada…. Encontraron todo limpio, con solo lo necesario… No había dinero en cantidades dignas de mención; ni chequera, ni libreta bancaria… En el cajón más accesible encontraron un cancionero Picot y una Biblia, ambos muy desgastados por el uso… También había diversos comprobantes de remesas efectuadas por medio del telégrafo… Todas las remesas telegráficas, estaban dirigidas a la misma persona… Había también un paquete de cartas atado con un listón… Las cartas eran de una sobrina que le escribía con cariño; le informaba cosas; y le agradecía su permanente apoyo moral y económico… En la carta de fecha más reciente, la sobrina le comunicaba que había terminado sus estudios universitarios y que estaba muy agradecida por su apoyo… El análisis de Margarita fue cautivador: --“La desgastada Biblia, nos dice que perteneció a un hombre que buscaba a Dios. Las cartas de su sobrina son un testimonio de que vivió para servir a su prójimo. Un hombre que ama al prójimo y busca a Dios, tiene ganas de cantar; por eso el cancionero Picot, tan desgastado como la Biblia”--. Margarita no repartía limosnas… Ella invirtió pasión, tiempo y dinero, en “enseñar al que no sabe”; en aplicar su vocación al servicio de la mujer campesina y los grupos marginados… Adelina Palomar Romo, escribió orientada por los archivos privados de Margarita; por su legado, que está a la vista; y por el testimonio de las y los que la conocieron, una interesante Biografía (Margarita Septién Rul, Con los pies en la tierra; Ediciones “B” México; 2009). De ahí selecciono y copio a la letra, algunas reflexiones de entre las que escribió para sí misma, en junio de 1944 (dos meses antes de cumplir 21 años de edad). Es una pequeña muestra, de lo que supongo que corresponde a una disciplina auto impuesta, para que con el paso del tiempo, pudiera, sin depender de la memoria, 40



͸


compararse con la evolución de sus valores; sus nuevas inquietudes; sus sentimientos; su actualizada realidad… Copio a continuación lo seleccionado: =“Mi pensamiento tiende siempre a lo profundo, inquiriendo las causas y la conexión de las cosas, el porqué de los hechos y costumbres. No hay materia y cosa que no me interese. En el estudio me gusta investigar y completar la clase por mí misma.” =“Deseo adivinar el porvenir, lo eterno me atrae, como todo lo desconocido.” =“No me siento bien donde hay muchas personas. En presencia de extraños me cohíbo, distraigo y sueño con los ojos abiertos. En la soledad soy feliz y nunca me siento más serena y acompañada.” =“Cualquier diversión, gusto o satisfacción, son disminuidos en el acto por el pensamiento que otros no lo tienen. Por ejemplo, al salir de un concierto, película, etc que me ha gustado mucho, veo a los que piden limosna y basta para que reproche mi felicidad.” =“Siento y me entusiasmo por lo grande, huyo de lo vulgar y grosero. Aspiro a lo grandioso y escogido, pero sin pompa (subrayado en el original). Tiendo a lo alto, ya sea en cosas temporales, ambicionando fortuna para hacer mucho bien.” =“No me importan los sacrificios y me obsesiona consolar y salvar muchas almas. Detesto las vulgaridades en la oración, tomar la religión como una formalidad de buen tono.” =“Todo aquel que sufre tiene mi simpatía y cariño aunque sea un criminal. Las necesidades y sufrimientos de los demás despiertan en mi alma gran ternura, sobre todo aquellos que han sido engañados y decepcionados por la maldad. Quisiera ayudarlos, pero como esto no siempre está en mi mano, me entristezco y desespero viendo mi impotencia. Me consuela pedirle a Dios por aquella persona y confiar que Él hará lo que yo no puedo.” =“Uso de todo mi tacto y prudencia para no hacer sentir el favor que hago. Siempre pienso que de haber estado yo en las circunstancias de tal alma, hubiera caído igual o peor. Me indigno hasta querer matar (subrayado en el original) ante una escena de despotismo o crueldad, sobre todo si el verdugo se aprovecha de su superioridad física o social.” =“No puedo estar sin hacer algo. Sin embargo, lo que hago es sin apresuramiento y acabo lo que empiezo. Casi siempre trabajo en silencio. Lo que no me sale bien, con fuerza de voluntad llego a dominarlo. No me gusta que me azucen o vigilen, he de estar sola o por lo menos sin que se ocupen de mí.” =“Tengo muchas ideas y sentimientos que rara vez exteriorizo. Son como el santuario de mi alma. Sin embargo, con las personas que me comprenden, me desahogo, lo hago con toda sinceridad y amplitud. Pueden confiarme secretos que los guardo como una roca.” =“Los accidentes, disgustos, contrariedades, no me turban, conservo ante ellos, el control de mí misma.” =“Mi alegría, si no es ruidosa, es contagiosa y duradera.” Esta selección que he copiado, es una prueba de la consistencia en el carácter, la vocación y las aspiraciones de Margarita Septién Rul… El documento privado al que pertenecen, consta de nueve páginas escritas a mano, con letra clara. <<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Margarita me habló por teléfono temprano… Había llegado a la Ciudad de México procedente de Londres, la tarde/noche del día anterior… Del Aeropuerto, en



͹

41


taxi, se fue directamente al Hospital… Me dijo que ya había hablado con Alejandro y con Ángela; que ambos estaban saliendo para acá. Fui a verla de inmediato… Ella tenía programado su viaje para mayor tiempo, pero se regresó intempestivamente, sin comunicarse con México, porque se sintió mal; simplemente tomó el primer avión que pudo… Me dijo que quería morir aquí… Yo no la veía tan mal y se lo dije; nada más sonrió…

Estuve largo rato con ella… Esta vez conversamos de su cáncer; habló de ese tema como la cosa más natural; como si se tratara de una gripa…

El médico llegaría; ella no se veía apremiada… Nos reímos ante la poca delicadeza del personal del Hospital: Me contó que en la noche, cada dos o tres horas, entraba una enfermera a tomarle la temperatura y la presión; les pidió que no la molestaran; que quisiera descansar… Cuando se dio cuenta de que no le harían caso, cambió las sábanas y demás cosas al sofá/cama… Estaba encantada de haber engañado a las enfermeras de guardia, que ya no la despertaron; sucedió lo que ella buscaba; se confundieron al ver la cama vacía, como cuando se llevan al paciente para algo especial; seguramente los cambios de turno colaboraron para que alguien pensara que había un acompañante… Al día siguiente volví al Hospital; no pude verla… Como en sueños recuerdo haber estado un rato con un Alejandro sumamente nervioso… Ese mismo día me tuve que ir al Ingenio Motzorongo, en la sierra veracruzana... A mi regreso, dos o tres días después, fui uno más de los que participamos en una misa que se celebró en casa de María Teresa Olivera, en la Colonia Roma, para orar en silencio como a Margarita le gustaba… Lo hicimos en compañía de sus cenizas y pienso que de su Espíritu también. Ciudad de México; Marzo de 2021 sergiovillagodoy@yahoo.com.mx

IN MEMORIAN Dr. Jorge Aurelio Lois Correa

42

Graduado 1965 de Ingeniería Mecánica Univ. Nacional Politécnica de Odessa , República de Ucrania. Realizó su posgrado en la Escuela Superior Forestal y de la Madera de Zvolen, Rep. de Eslovaquia obtuvo el grado de Doctor en Ciencias Técnicas en 1982. De 1966 a 1995 fue Investigador del Instituto Cubano de Investigaciones de los Derivados de la Caña de Azúcar ICIDCA desarrollando o ejecutando Problemas y Temas de I+D+I en el campo de la utilización integral de la caña de azúcar y sus sub-productos. Ha sido galardonado por la Academia de Ciencias de Cuba, en 1994 y 1995 con la distinción “Logro Científico-Técnico Destacado de la Ciencia y la Tecnología” de la República de Cuba. De 1997 al 2000 trabajó en calidad de Asesor en Investigación y Docencia en la Universidad Central del Valle del Cauca, UCEVA, en la República de Colombia, donde, además, dirigió el Centro de Investigaciones de dicha institución. Durante 10 años fungió como Comisionado Internacional de Co-Productos de la Caña en la ISSCT (International Society of Sugar Cane Technologists). Ha recibido numerosos galardones y reconocimientos nacionales e internacionales. Desde el año 2000 hasta su fallecimiento el 7 de enero del 2021 trabajó como Investigador y Profesor Titular C en el Centro de Investigaciones de Ciencia Aplicada y Tecnología de Avanzada CICATA-IPN, Unidad Altamira, Tamaulipas donde además fue Coordinador en la Red Nacional de Biotecnología del IPN Es autor de 2 libros y co-autor de otros 4. Ha dirigido incontables tesis de licenciatura, maestría y de doctorado. Es autor de cuatro patentes y se encuentran en proceso 9 nuevas patentes. Además, es autor de 45 artículos científicos y más de 50 ponencias en congresos y eventos internacionales y árbitro de varias publicaciones internacionales; adicionalmente, ha impartido varias conferencias por invitación  y ha brindado asistencia técnica y consultorías en ͺ 13 países y visitado en funciones de trabajo 36.


Profile for ATAM

Revista ATAM Vol. 34 No. 1  

Advertisement

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded