Issuu on Google+

La marca de la Bestia: la educación del futuro Julio Severo Si nos preguntaran como sería la educación del futuro, tal vez diríamos que será una educación que finalmente eliminará por completo el analfabetismo y ofrecerá oportunidades de enseñanza a todos. Por lo menos, nuestro simple deseo es el bienestar de los niños incluso en el área educativa. La educación es parte importante de la vida. Así, la gran mayoría de los padres espera poder enviar a sus hijos a buenas escuelas. Sin embargo, ¿y si le hubieran preguntado a Abraham, Isaac y Jacob como sería la educación del futuro? Parece que ellos no tenían ninguna preocupación con este asunto, ya que estaban ocupados con la responsabilidad de educar a sus hijos a fin de que vivieran para Dios en este mundo. Dios también no estaba preocupado porque sabía que Abraham y sus descendientes cumplirían con esta responsabilidad. Incluso dijo: ―Porque yo lo he escogido para que mande a sus hijos y a su casa después de él que guarden el camino del SEÑOR, haciendo justicia y juicio, para que el SEÑOR cumpla en Abraham todo lo que Él ha dicho acerca de él‖ (Génesis18: 19 LBLA) Por lo tanto, Génesis el primer libro de la Biblia revela que Dios estaba plenamente consciente de que Abraham era capaz de dar una educación cimentada en las bases correctas: los mandamientos de Dios. Abraham, Isaac y Jacob no se preocupaban por la educación del futuro, pues su atención estaba centrada en la importante misión de educar sus hijos en los caminos del Señor. No existía para ellos mayor interés educativo que el de inculcar en sus hijos un modo de pensar con un profundo conocimiento y temor de Dios. ¿Y si preguntásemos a otros hombres y mujeres de la Biblia como sería la educación del futuro? Parece que pocos serían capaces de responder, pero hay dos hombres, que sabrían dar una respuesta pertinente: Moisés y Juan. Habiendo estudiado en las mejores universidades de Egipto, Moisés estaba en condiciones de ofrecer una perspectiva basada en su experiencia en el sistema educativo egipcio, que no era muy diferente de lo que hoy conocemos. Sin embargo, parece que en ninguna parte de la Palabra de Dios se puede ver una respuesta tan clara y directa como en la importante revelación que se encuentra en el último libro de la Biblia. En el libro de Apocalipsis el apóstol Juan vio por una revelación especial como sería el sistema educativo del futuro y que, probablemente, también incluye nuestra generación.


LO QUE EL APOCALIPSIS REVELA SOBRE EL FUTURO Entre las muchas visiones que recibió en el libro del Apocalipsis, Juan vio un sistema de gobierno mundial bajo el liderazgo de la Bestia, controlando la vida de todas las personas: ―Además exigió que a todos —pequeños y grandes; ricos y pobres; libres y esclavos— se les pusiera una marca en la mano derecha o en la frente. Y nadie podía comprar ni vender nada sin tener esa marca, que era el nombre de la bestia o bien el número que representa su nombre‖ (Apocalipsis13: 16, 17 - NTV). ¿Es difícil entender este pasaje? Dios ama a la gente sencilla que le ama y le presta atención. Él escribió su Palabra de tal manera, para que hasta la persona sin formación académica la pueda entender. "La exposición de tus palabras alumbra; hace entender a los simples" (Salmo119:130 RV60). ¿Cómo podemos entender lo que Dios nos está diciendo en algunos textos bíblicos? Lo que tenemos que hacer es comparar un pasaje espiritual con otro pasaje espiritual. De hecho, la propia palabra de Dios nos enseña que podemos aprender a distinguir los pensamientos, las intenciones y las revelaciones del Espíritu Santo en Su Palabra "acomodando lo espiritual a lo espiritual". (Véase 1Corintios 2:13 RV60) Así, comparando el texto de Apocalipsis con dos pasajes del Antiguo Testamento que registran indicación similar de marca en la mano y en la frente es posible entender lo que este simbolismo significa. ―Te será, pues, como una señal sobre tu mano, y por un memorial delante de tus ojos, por cuanto Jehová nos sacó de Egipto con mano fuerte‖. RV60. ―Esto será para ustedes como una marca distintiva en la mano o en la frente, de que el Señor nos sacó de Egipto desplegando su poder‖. NVI. ―Esta ceremonia servirá como una marca grabada en la mano o en la frente. Es un recordatorio de que el SEÑOR nos sacó de Egipto con la fuerza de su mano poderosa‖. NTV. ―Por lo tanto, como si tuvieran una marca en el brazo o en la frente, esta ceremonia les hará recordar a ustedes que el Señor nos sacó de Egipto con gran poder‖. DHH. La repetición de la fiesta, año tras año, ayudaría a educar al pueblo de Dios a fin de que nunca olvidasen la palabra de Dios. En pocas palabras, esta repetición era un método educativo utilizado para marcar profundamente la


mente de las personas de modo que siempre recordaran de recitar y estudiar la Palabra de Dios.

MARCAS PROFUNDAS "Además [La Bestia] logró que a todos, grandes y pequeños, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiera una marca en la mano derecha o en la frente, de modo que nadie pudiera comprar ni vender, a menos que llevara la marca, que es el nombre de la bestia o el número de ese nombre". (Apocalipsis13:16, 17 NVI). Comprar y vender es parte de la vida en sociedad. Para sobrevivir en este sistema, por lo menos el ciudadano necesita un trabajo. Especialmente en las grandes ciudades, casi todos los trabajos requieren algún grado de escolaridad. De hecho, una de las primeras preguntas que un empleador hace a alguien que quiere un trabajo es sobre la educación del aspirante. Más que nunca, el hombre de hoy necesita un diploma de escuela secundaria para poder lograr una ocupación en el mercado laboral, y las exigencias mínimas de escolaridad son cada vez más altas, obligando a niños y adolescentes a pasar el número máximo de años en las escuelas. Hoy el ser humano sólo es valorizado de acuerdo con el diploma oficial que le acredita haber pasado años estudiando en colegios y universidades. Se está haciendo casi imposible vivir sin un diploma escolar. Esta tendencia indica que pronto no se podrá conseguir un trabajo sin la escolaridad mínima establecida por el gobierno. Preocupados por sus hijos y a fin de ayudarlos a no sufrir las desventajas y puertas cerradas en el mercado laboral, los padres están dispuestos a obligarlos a pasar el máximo número de años en las instituciones educativas. Las presiones sociales, políticas y legales de hoy día no permiten que un joven pueda obtener una ocupación digna de trabajo sin un diploma escolar aprobado por el gobierno, reduciendo así sus posibilidades de supervivencia. Sin trabajo ¿cómo podrá alguien comprar y vender para ganarse la vida? Eso es lo que indica el texto de Apocalipsis: los que no han sido marcados en la mano o en la frente no podrán hacer nada para sobrevivir en el mercado de trabajo. ¿Cuál es entonces el significado de la mano y de la frente marcados? Marca en la mano: La mano es la parte del cuerpo que actúa, trabaja y realiza tareas. La marca en la mano es un símbolo de que la persona ha recibido una formación educativa tan amplia y abierta que todo lo que hace trae la marca de lo que aprendió. La persona ha sido enseñada a hacer las cosas de acuerdo a los ideales del sistema educativo del gobierno. Ella ha sido ―marcada" para actuar y conducirse de acuerdo a la educación que le fue implantada.


Marca en la frente: La frente es la parte del cuerpo donde está la mente. La marca en la frente es un símbolo de que la persona ha recibido una educación tan amplia y abierta que todo lo que piensa y habla trae la marca de lo que aprendió. Ha sido enseñada a pensar y a expresarse de acuerdo a los valores del sistema educativo del gobierno. Ella ha sido "marcada" para pensar conforme a la educación que le ha sido implantada. Si este simbolismo representa en realidad la influencia de un sistema educativo en la forma de pensar y actuar de las personas, entonces podemos considerar esta influencia como una marca muy fuerte, porque hoy en día un niño es obligado a pasar años en la escuela institucionalizada, estando marcado por muchas enseñanzas impuestas por la educación del gobierno.

El MISTERIO DE LA BESTIA Y SU SIGNIFICADO ¿Cuál es el significado del nombre y del número de la Bestia? Existe la posibilidad de que nombre y número puedan ser una simple referencia a los conceptos básicos y esenciales del lenguaje y de las matemáticas, que son los pilares fundamentales de la educación. Así, bajo el sistema de la Bestia todos los ciudadanos, cristianos o no, están obligados por la ley a ir a la escuela para que aprendan los conceptos básicos (leer y escribir) y en el proceso, absorber "otras enseñanzas" que la Bestia considere importante en la formación de niños y adolescentes. Por lo tanto, la Bestia mencionada en Apocalipsis no es un hombre, sino una especie de entidad espiritual detrás de un sistema social que controlará y dirigirá el curso y la vida de todos los ciudadanos. Así, la Bestia es un sistema operando en la tierra bajo el control y dirección demoníacos. ¿Exactamente de qué manera la Bestia controlará la vida de las personas? ¿Quién es la bestia? El término Bestia en el original griego significa animal salvaje o mala persona. A raíz de esta definición, es posible entender que todas las personas (de cualquier condición social, religión u origen étnico) recibirán una educación que las condicionará a pensar y a vivir sin la ayuda de los valores morales, así como lo hacen los animales salvajes y la gente mala. ¿En qué sentido las instituciones humanas de enseñanza podrían implantar en la mente de los niños una apertura para conductas similares a la conducta de los animales salvajes o de las malas personas?

SEXUALIDAD: UNO DE LOS TEMAS MÁS IMPORTANTES Acerca de la sexualidad humana dice Dios: "Por eso dejará el hombre a su padre ya su madre y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne" (Génesis 2:24 RV60). Por otra parte, el primero y más importante mandamiento positivo de Dios para la primera pareja humana fue exactamente sobre el sexo,


el matrimonio y la familia (véase Génesis 1:28). Aunque el hombre tenga un llamado especial de Dios para dejar padre y madre para unirse a su mujer, ser una sola carne, formar una familia y dominar el mundo, el moderno sistema educativo básicamente educa a los niños a pensar y actuar sin límites morales, exactamente como si el ser humano fuese un animal salvaje. Para combatir la amenaza de las enfermedades de transmisión sexual, el gobierno ofrece la solución de los condones. En las escuelas públicas los programas para la prevención de estas enfermedades tienen como ―principal objetivo permitir que niños y adolescentes tomen decisiones en el ámbito de la sexualidad de manera responsable y sin culpa, sin riesgos de embarazos no deseados y sin enfermedades de transmisión sexual‖[1]. A los niños y adolescentes se les enseña a tomar "decisiones" en el área sexual [que puedan aprender a decidir lo que quieren: sexo oral, vaginal, anal, etc.] con responsabilidad [siempre haciendo uso de condones y del control de la natalidad] y sin culpa [sin sentirse incómodos con el sexo sin compromiso matrimonial]. Esta es la forma en que el gobierno quiere que los niños de las escuelas públicas aprendan a "proteger" su placer sexual de posible "trastornos". Entre estos trastornos está el embarazo, que se coloca al mismo nivel de las enfermedades de transmisión sexual. Para el gobierno, el problema no es el sexo antes del matrimonio, sino el embarazo y el niño inocente ya concebido. El problema es todo (ya sea embarazo o enfermedad) lo que estorba al adolescente para obtener placer sexual, con o sin matrimonio, con o sin valores morales. Por lo tanto, el objetivo del gobierno es utilizar las escuelas para preparar a los jóvenes para tener relaciones sexuales no para contraer matrimonio. Su objetivo es educar a los jóvenes para prevenir el embarazo no el sexo fuera del matrimonio. Su objetivo es enseñar el "respeto" y la "tolerancia" hacia la libertad sexual, no respeto para con todos los compromisos morales involucradas con el sexo, incluyendo el matrimonio, familia y crianza de los hijos. Al excluir la importancia y el valor del compromiso matrimonial entre un hombre y una mujer como la única forma saludable y natural de relacionarse sexualmente, la educación en las escuelas acaba abriendo puertas para elecciones sexuales anormales, incluyendo la homosexualidad. El homosexualismo se ha presentado y enseñado en las aulas escolares no como un comportamiento sexual contra la naturaleza, sino como un estilo de vida diferente, que merece respeto y tolerancia. Básicamente, las escuelas ahora educan al niño a pensar y actuar como animal salvaje o mala persona en el área sexual. ¿El sistema educativo de la bestia lo haría diferente? Los gobernantes entienden muy bien la importancia de la educación en la formación de los futuros ciudadanos. En su gobierno socialista, Lula puso en marcha un inédito programa abarcador llamado Brasil Sin Homofobia, para


desarrollar en los ciudadanos actitudes favorables hacia el homosexualismo y, a través de campañas, implantar en sus mentes una programación ideológica hostil que los haga rechazar de manera espontánea cualquier opinión contraria a las prácticas homosexuales. Esta programación los acondicionará para que vean como prejuicio, discriminación y odio toda postura, incluyendo la de la Biblia, que considere la homosexualidad como pecado, perversión y anormalidad. ¿Cómo se dará este sutil lavado de cerebro? El plan del gobierno es, principalmente, entrenar a los profesores de las escuelas públicas para que hagan presentaciones exclusivamente positivas de la conducta homosexual a los estudiantes. Entonces, ¿será de extrañar ver y oír, dentro de pocos años, la mayoría de los jóvenes defendiendo la homosexualidad como algo natural? Tal defensa será la evidencia de que los años pasados en las escuelas dieron los resultados esperados por las campañas "educativas". Así, el gobierno ve la escuela como un elemento clave en su esfuerzo por educar y cambiar la mentalidad de los niños. ¿La Bestia verá las escuelas de manera diferente?

RIESGOS ESPIRITUALES DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA Además de la sexualidad, es la voluntad del gobierno, que la educación pública también incluya, encubiertamente, elementos religiosos. Aunque el Ministerio de Educación (MEC) no tiene el menor interés en enseñar a los niños a conocer, leer y respetar la Biblia, este no sucede en el caso de la práctica de la brujería. El MEC considera que el Candomblé y otras religiones ocultistas originarias de África son legítimas expresiones culturales de los negros brasileños y quiere adoctrinar sistemáticamente a los niños de las escuelas públicas a no despreciar ni rechazar las prácticas de estas religiones. Así, a los estudiantes se les enseña a respetar el ocultismo africano como cultura. Cualquiera oposición a esta "cultura" es vista como racismo. ¿El sistema educativo de la Bestia haría menos que esto? Una de las mayores preocupaciones de todo padre y madre que ama es garantizar la seguridad física, espiritual y moral de los hijos. Hasta los animales protegen a sus crías. Sin embargo, en muchas escuelas públicas el niño está expuesto a las drogas y otras situaciones que ponen en peligro la salud moral y espiritual y, a veces, la vida misma. Muchos estudiantes también están desprotegidos de las malas influencias y de enseñanzas que no respetan los principios morales y bíblicos aprendidos en el hogar y en la iglesia. Es en las escuelas donde muchas veces los adolescentes y niños están expuestos a modelos y ejemplos erróneos sobre noviazgo y comportamiento sexual. ¿Es de extrañar entonces, que tantos jóvenes evangélicos caigan bajo la presión de sus amistades y se aparten del Señor después de pasar años bajo tal influencia y socialización negativa? ¿El sistema educativo de la bestia lo haría diferente? En el sistema educativo de la Bestia, los niños estarán condicionados, en algunos aspectos, a vivir y verse a sí mismos como animales. Mientras que en


la Biblia el ser humano se muestra claramente como algo distinto, diferente y más importante que los animales, en las escuelas del sistema de la Bestia los niños aprenderán que el ser humano no se originó en Dios, pero en los animales. ¿No es esto exactamente lo que está sucediendo en nuestro tiempo? En las escuelas de hoy, los educadores reciben orden del gobierno para enseñar que el hombre provino del mono, igualando así el ser humano con los animales. La mente de niños inocentes se marca con una mentira contra Dios, el Creador. Si el hombre es esencialmente igual a los animales, entonces ¿por qué su comportamiento sexual no puede igualarse también al de los animales? Por lo tanto, si los animales no necesitan casarse antes de tener sexo, ¿por qué valorizar el matrimonio entre los seres humanos? ¿Por qué esperar hasta el matrimonio para tener relaciones sexuales? ¿Es de extrañar entonces, que la publicidad del gobierno en contra del SIDA y la educación en las escuelas públicas sólo hacen hincapié en la preparación para el sexo no para el matrimonio? ¿El sistema de la bestia lo haría de manera diferente?

LA VULNERABILIDAD DEL ESTUDIANTE EN LA ESCUELA La influencia que un niño recibe en la escuela puede marcarlo para el resto de la vida. Un ejemplo importante es lo que le ocurrió a un joven en Alemania. Se la pasaba bebiendo y gastando el dinero de su padre, un abogado descendiente de rabinos. Para el deleite de su padre, el joven se convirtió al cristianismo abandonando sus malos hábitos. Comenzó a escribir poemas sobre sus experiencias cristianas. Sin embargo, cuando estaba estudiando en una escuela cayó bajo la influencia de un profesor que lo introdujo en un nivel avanzado de satanismo y radicales ideas políticas. A partir de ahí, el joven adquiere una nueva mentalidad y un creciente interés en el satanismo. Su nueva inspiración le ha llevado a escribir poemas y libros sobre diferentes temas de las enseñanzas de Jesús. En su poema, El Jugador, escribió: Los vapores del infierno se levantan y llenan el cerebro Hasta que yo enloquezca y mi corazón cambie por completo. ¿Ves la espada? El príncipe de las tinieblas me la vendió a mí. Para mí él supera el tiempo y da las señales. Bailo cada vez con más audacia la danza de la muerte. [2] En otro escrito, declaró: Todas mis palabras son fuego y acción. [3]


El muchacho fue tan marcada por la influencia que recibió que se convirtió en el autor de obras que todavía influyen e inflaman naciones y líderes del mundo: El Capital y El Manifiesto Comunista. ¿El nombre del joven? Karl Marx, el fundador del socialismo un sistema de gobierno creado para tomar el lugar de Dios en la vida de los ciudadanos y controlar y decidir todo lo que hagan, especialmente en la educación y la familia. Tal vez ninguna ideología haya traído tanto derramamiento de sangre a la humanidad como las ideas socialistas. De hecho, las palabras de Marx se han convertido en el fuego y la acción, incendiando y matando. Millones de vidas inocentes han sido destruidas en Rusia y China Comunista. Millones de cristianos alrededor del mundo han sufrido y están sufriendo cruelmente en los países controlados por las radicales ideologías socialistas, como Cuba, China y Corea del Norte. En países donde florece un socialismo más "suave" — como Suecia, Holanda, Canadá y Alemania — las iglesias cristianas se están marchitando y los derechos fundamentales de los cristianos se están eliminando gradualmente en favor de privilegios y derechos especiales para el comportamiento homosexual, el aborto, y otras prácticas contrarias a los principios cristianos y morales más básicos. Padres evangélicos que obedecen a la Palabra de Dios y disciplinan físicamente a sus hijos son blancos de discriminación, prejuicios y hostilidad de las autoridades suecas y canadienses, mientras que radicales militantes homosexuales adoptan niños y reciben espacio y permiso legal para promover la homosexualidad a los infantes en las escuelas. ¿El sistema de la Bestia haría menos?

SOCIALISMO PARA TODOS, A TRAVÉS DE LA EDUCACIÓN A pesar de toda la cruel realidad que envuelve el comunismo, el socialismo, el liberalismo y todos sus parientes ideológicos en muchas escuelas y facultades de Brasil el socialismo es presentado de la forma más benigna y favorable posible. Un joven evangélico me dijo que al estudiar Informática en una universidad de Brasilia la lectura de El Capital de Karl Marx, y otros libros socialistas eran obligatoria, a pesar de que estas obras ideológicas no tienen nada que ver con el tema de la Informática. ¿Es posible que un joven estudiante pueda ser contaminado y marcado por las ideas e influencias equivocadas en un colegio? Karl Marx es un ejemplo trágico y real de lo que puede suceder a un joven en un ambiente escolar. Básicamente, el socialismo — en todas sus formas — predica la sumisión y total dependencia de cada ciudadano al gobierno y sus instituciones. En la mayoría de las naciones de Europa, la población ven siendo sistemáticamente condicionada, por diversas estrategias educativas, a no ser "intolerante", "discriminadora" y "prejuiciosa" contra el aborto, la homosexualidad y otras perversiones. Ellos están siendo condicionados para ver como algo natural al gobierno tomar el control de sus vidas control éste que sólo Dios debe tener.


Permiten que sus vidas sean controladas desde el nacimiento hasta la muerte. En el pasado, cuando había problemas nacionales y familiares, muchos europeos recurrían a Dios. Hoy en día, apelan al gobierno. Si necesitaban un empleo, buscaban más a Dios. Ahora, han sido ―enseñados‖ a pensar que es responsabilidad del gobierno proporcionar empleo para todos. El gobierno ha educado a los ciudadanos a verlo como el Gran Proveedor. ¿Es de extrañar, pues, que Europa esté olvidándose de Dios y experimentando una merma en sus iglesias cristianas? El acondicionamiento del socialismo "blando" en Europa a través de las escuelas y de los medios de comunicación, todos los programas para hacer pensar que es deber del gobierno proveer solución para todo y todos. En resumen, los europeos han aprendido a depender más del gobierno que de Dios para proveer para sus necesidades más básicas. Para los pervertidos el gobierno otorga leyes favorables al homosexualismo, en vez de proteger a los ciudadanos frente a comportamientos perjudiciales para la salud física y moral. Para las feministas, leyes pro-aborto, en lugar de tomar una posición firme contra el asesinato de bebés inocentes e indefensos. Para las esposas, condiciones para trabajar fuera del hogar, en lugar de proveer condiciones para que no se vean obligadas por las presiones económicas a dejar el hogar para tener que trabajar y así complementar el ingreso familiar. Para los niños, guarderías, en lugar de condiciones para que las madres puedan cuidar de sus propios hijos en casa. Para las personas mayores, hogares de ancianos, en vez de trabajar para promover el bienestar de la familia, que es el lugar más saludable para dar cabida a los seres humanos más vulnerables, incluidos los ancianos. Por no hablar de que las leyes de asistencia obligatoria a la escuela las cuales mantienen los niños, tan vulnerables, durante varias horas al día alejados de la familia y sus valores y cercana al gobierno y sus valores. Y toda la sociedad ve como normal el papel del gobierno y sus políticas socialistas que sustituyen las más esenciales funciones de la familia. Estas políticas hacen de la familia, en cierta medida, irrelevante y desechable. Piense en esto: ¿El sistema de la Bestia haría menos? Las escuelas de hoy, mediante la imposición de los conceptos de "tolerancia" y "multiculturalismo" del gobierno promueven el socialismo, la evolución, la homosexualidad y el sexo sin necesidad del matrimonio y sin responsabilidad moral. Después de pasar día tras día y año tras año bajo esta influencia "educativa" ¿cómo los niños podrán evitar el ser marcado? ¿El sistema educativo de la bestia lo haría diferente? Una pregunta curiosa es esta: ¿La educación del futuro ya está aquí? ¿¡La educación revelada en el Apocalipsis ya se está dando?


ESCUELA PARA TODOS VOLUNTARIA O A LA FORZA La cuestión de hoy no es solamente que una persona necesita recibir una buena educación, pero donde están todos obligados a recibirla. El único tipo de educación aceptada para que alguien obtenga un buen trabajo es la educación de las instituciones educativas que siguen los estándares del gobierno. Si un niño cristiano recibe una educación completa en casa, todo lo que se necesita es un justo reconocimiento. Pero el gobierno tiene sus intereses y razones para no dar ese reconocimiento. El gobierno ve la educación controlada por los padres como una amenaza para sus objetivos ideológicos. Este control sobre los niños en edad escolar persigue el rastro del socialismo y del nazismo. En el pasado, la educación pública nunca fue objeto de políticas gubernamentales coercitivas, pero las mayores dictaduras asesinas que el mundo ha conocido alguna vez han tenido intereses especiales. La Rusia socialista y la Alemania nazi se encuentran entre las primeras naciones modernas que controlaron por completo las escuelas no permitiendo una educación exclusivamente cristiana, forzando a los maestros y profesores a enseñar que el hombre provino del mono y a colocar el ser humano y su voluntad en el centro de todo en la educación y en la sociedad. En este sentido, hay una diferencia ideológica significativa entre nazismo y socialismo. De hecho, la mayoría de los miembros fundadores del nazismo eran ex militantes comunistas y se sabe, que el Partido Nazi — forma abreviada del Partido de los Trabajadores Nacional Socialista — fue un movimiento político mezclado, con Hitler y su élite, por muchos homosexuales ocultos. El mayor desastre en la historia humana — la Segunda Guerra Mundial — se inició cuando los socialistas rusos y los nacionalsocialistas alemanes llegaron a un acuerdo para repartir, invadir y saquear la indefensa Polonia. Después de eso, el mundo ha visto tragedias y destrucción en masa. Con este terrible ejemplo las naciones deberían haber aprendido que un sistema de gobierno que obliga a todos los niños a asistir solamente a escuelas aprobadas por el gobierno está, literalmente, en el camino de la destrucción. Sin duda alguna, las leyes de asistencia obligatoria a la escuela en la Alemania nazi y en la Rusia comunista habría recibido total aprobación de la bestia. Sin embargo, ¿el deseo del gobierno para controlar a niños en edad escolar se ha terminado? Por desgracia, no. Ya existen leyes coercitivas que obligan, en Brasil y en muchos otros países, a que todos los niños asistan a la escuela; y las tendencias sociales, legales y políticas indican que pronto ningún niño podrá estar fuera de las instituciones educativas aprobadas por el gobierno. ¿Podemos decir entonces, que la educación obligatoria revelada en el libro de Apocalipsis ya está empezando a convertirse en realidad? Hoy, todos los niños — sin importar su raza, religión o condición social — están obligados a asistir a la escuela y recibir una


educación acorde con los mandatos del gobierno. El niño puede estudiar muy bien y hasta adquirir una formación académica excelente, pero si no recibe su educación a través de las instituciones establecidas por el gobierno, las autoridades le negarán un reconocido diploma, para que las familias nunca tengan el valor de asumir la responsabilidad de controlar la educación de sus propios hijos a través de la educación en casa. Estas acciones del gobierno dejan al niño sin oportunidades y posibilidades de entrar en el mercado laboral más tarde. El punto clave no es sólo que el gobierno desea que los niños reciban una educación, sino que también reciban un diploma que demuestre que hayan sido adoctrinados en conformidad con los principios aceptados por el gobierno. Un importante efecto secundario causado por la posición de la educación en el pedestal social es que los jóvenes se ven obligados a pasar el máximo de años estudiando, sin ni siquiera poder pensar en el matrimonio. En los tiempos bíblicos y hasta hace poco, la gran mayoría de los jóvenes podían casarse tan pronto experimentaban la necesidad. Hoy, incluso en gran necesidad, se ven obligados a esperar muchos años para casarse debido a las presiones sociales en sus vidas, porque todo el mundo tiene miedo de que ellos no puedan mantener una familia sin un diploma aprobado por el gobierno. Sin mencionar que las presiones del entorno universitario para relacionamientos románticos tempranos y no casarse temprano son tan grandes, que se puede considerar un gran milagro si un muchacho o una muchacha logran terminar la universidad virgen. Investigaciones indican que debido a los estudios universitarios, hombres y mujeres jóvenes ahora se casan cada vez más tarde en la vida. Sin embargo, no dejan de sentir deseos sexuales. Mientras los jóvenes de la Biblia canalizaban estos deseos para el sexo dentro del matrimonio, los jóvenes de hoy también canalizan para el sexo, pero no en el matrimonio, en parte debido a la imposición social que les impide casarse antes de una graduación. Es un conflicto importante en el que, a menudo, uno u otro es sacrificado, aunque en la mayoría de las veces el sacrificado es la familia y el matrimonio. Así, hasta muchos jóvenes cristianos para dar prioridad a la educación frente a la boda, cuando sienten la necesidad urgente del sexo, se ven involucrados en situaciones muy similares a la de los jóvenes incrédulos: el sexo y el embarazo antes del matrimonio y, por desgracia, el aborto. El gobierno soluciona estos "problemas" entrenando a los maestros de las escuelas para que hablen de temas sexuales (incluidos los métodos de control de la natalidad, el condón y la homosexualidad) en un nivel lejos de los valores bíblicos y familiares. Todo lo que el gobierno ha hecho en sus esfuerzos para ayudar a "cuidar" de las necesidades sexuales de niños y adolescentes, ha sido enseñar a los estudiantes a tener relaciones sexuales sin embarazo y sin matrimonio.


No es novedad para nadie que el gobierno tiene un interés obsesivo en la educación de todos los niños. Su objetivo, por supuesto, es la de formar las mentes de los futuros ciudadanos tempranamente.

ALTERNATIVA DIVINA Sin embargo, la Palabra de Dios revela que Dios también tiene un profundo interés en el tema y sobre todo en la educación de los niños de familias cristianas. La orientación de Dios es que los padres tienen la responsabilidad de dar al niño una educación completa en el hogar, donde él pueda aprender mucho más que lectura, escritura y aritmética. Dios dice: ―Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; y las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes. Y las atarás como una señal en tu mano, y estarán como frontales entre tus ojos; y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas‖ (Deuteronomio 6: 5-9 - RV60) En Deuteronomio, atar las leyes y enseñanzas en los brazos y en la frente es una señal y símbolo que se utiliza para describir la completa educación que reciben los niños en el hogar, bajo la dirección del padre y la madre. Quién escribió este texto fue Moisés, y él sabía muy bien lo que era estar marcado por la educación, ya que él mismo había recibido dicha marca. El tema de la educación es tan importante que Dios, por medio de Moisés repite a las familias la misma orientación: ―Por tanto, pondréis estas mis palabras en vuestro corazón y en vuestra alma, y las ataréis como señal en vuestra mano, y serán por frontales entre vuestros ojos. Y las enseñaréis a vuestros hijos, hablando de ellas cuando te sientes en tu casa, cuando andes por el camino, cuando te acuestes, y cuando te levantes, y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas; para que sean vuestros días, y los días de vuestros hijos, tan numerosos sobre la tierra que Jehová juró a vuestros padres que les había de dar, como los días de los cielos sobre la tierra‖ (Deuteronomio11:18-21 RV60) Otra versión es aún más clara: ―Grábense estas palabras en el corazón y en la mente; átenlas en sus manos como un signo, y llévenlas en su frente como una marca. Enséñenselas a sus hijos y repítanselas cuando estén en su casa y cuando anden por el camino, cuando se acuesten y cuando se levanten; escríbanlas en los postes de su casa y en los portones de sus


ciudades. Así, mientras existan los cielos sobre la tierra, ustedes y sus descendientes prolongarán su vida sobre la tierra que el Señor juró a los antepasados de ustedes que les daría‖ (Deuteronomio11:18-21 NVI) Este pasaje deja claro que los niños y el ambiente del hogar en que vive la familia deben ser profundamente afectados por la educación. Por supuesto, el centro de esta educación son los mandamientos de Dios. Sin estos mandamientos, toda educación, dentro o fuera del hogar, es inútil. Los padres han sido puestos como maestros naturales de sus hijos, con la oportunidad y la responsabilidad de enseñar de forma espontánea desde el principio hasta el final del día, donde quiera que estén. Así, mientras que los niños estén en una etapa vulnerable, la presencia educativa más importante y cercana deben ser los propios padres y sus valores. Es el deseo de Dios que los niños estén el día entero, todos los días y en todos los lugares, expuestos al ejemplo e influencia educativa de los padres con el fin de imprimir completamente sus actitudes y pensamientos.

LA EDUCACIÓN DE DIOS VS. LA EDUCACIÓN DE LA BESTIA Cuando Dios utilizó a Moisés para orientar los padres a educar a sus hijos en casa, ya había un "excelente" sistema de educación fuera del ámbito familiar. Hoy, este sistema ocupa una posición de control y respeto social tan grande que nadie cree que en el hogar el niño pueda recibir un mínimo de educación adecuada. La idea general es que "nadie puede vivir dignamente sin pasar por una escuela institucional‖. Por lo tanto, la educación en las escuelas desempeña un pedestal de divinidad social que nadie se atreve a cuestionar. Aun cuando no asistían a las escuelas públicas, los niños de las familias de Dios en la Biblia recibían una excelente educación, principalmente en los mandamientos de Dios. Los profesores no eran personas ajenas, sino el padre y la madre. La escuela era el propio hogar. En aquella época no había pluma, lápiz, borrador, cuaderno, libros, etc. Hoy en día, con todos los recursos que tenemos los padres piensan que, frente a los maestros de las escuelas públicas están en desventaja para educar a sus hijos. Sin embargo, con sólo la palabra de Dios y siguiendo la orientación de Deuteronomio 11:18-21, los padres y madres de la Biblia pudieron educar y formar a hijos para el Señor. Si fue posible impartir clases en casa en aquel tiempo, ¿por qué no ahora? Hoy hay menos obstáculos para impartir clases escolares en casa. Hay computadoras, videos y muchas otras formas que facilitan enormemente la educación del niño. Por lo tanto, desde un punto de vista tecnológico, no hay barreras para que la educación del niño se dé en el propio hogar. La única barrera es el gobierno, que teme perder la oportunidad de marcar al niño con sus ideologías. Desde el punto de vista y el llamado de


Dios, los padres y las madres son los responsables, con o sin obstáculos, de asumir la total educación de sus hijos. La educación en casa no es imposible. Jesús mismo dijo: ―Lo que es imposible para los hombres es posible para Dios" (Lucas 18: 27 NVI). Mi esposa y yo educamos a nuestros hijos con este método, sacrificando todo para que Dios y sus proyectos sean la máxima prioridad en sus vidas. Hemos comprobado por experiencia propia que un niño aprende a escribir y leer mejor y más rápido bajo la instrucción directa de sus padres. Pero no estamos de ninguna manera solos. Hay muchas familias evangélicas en Brasil enseñando a sus hijos en el hogar, incluso sin el apoyo y la aceptación del gobierno. En USA el número de niños evangélicos con educación en el hogar – movimiento conocido como homeschooling – ya llega a dos millones y sigue creciendo. Sin embargo, aun si estuviéramos solos, ¿no valdría la pena? Después de todo, Dios es fiel y siempre honra a aquellos que lo honran por encima de todo. El objetivo de la educación pública es plasmar la mentalidad de los niños conforme a los valores aprobadas por el gobierno a fin de transmitirles todo lo que estos valores consideran importantes. El objetivo de Dios cuando dirige a los padres a educar en el hogar es transmitir al niño todo lo que la Palabra de Dios lo ve como importante. Naturalmente, el gobierno no está dispuesto a dejar que Dios y Su Palabra ocupen el centro de la educación en la vida de los niños. Por otra parte, la política y el sistema social de hoy nos quieren hacer creer que es posible educar al niño sin mezclar "religión", aunque en las escuelas públicas hay cada vez más mayor margen para la expresión de las religiones-afro-brasileñas bajo el pretexto de la apreciación de la cultura negra. La educación integral que el gobierno exige para los niños es obligatoria y no incluye la Palabra de Dios en el centro de todo, no muy diferente de la educación revelada en Apocalipsis: ―Y [La Bestia ] hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre‖. (Apocalipsis13:16-17NVI). Mientras que en Apocalipsis se menciona la "marca en la mano derecha o en la frente", Deuteronomio menciona la vinculación de las leyes de Dios "en los brazos y la frente." Este simbolismo bíblico se refiere a una educación completa y definida en la mente y en las actitudes de los niños, pero con una diferencia: Deuteronomio presenta el plan de Dios para educar a los hijos en casa, pero la formación futura de la humanidad que Apocalipsis revela se dará fuera de la influencia y control de la familia y sus valores. Su vínculo más importante serán los valores de la Bestia, y la forma más eficaz para transmitir estos valores es


aprovechar las oportunidades cuando los niños están lejos de la supervisión directa de los padres. ¿Cuál es el lugar dónde un niño y una niña pasan más horas al día, fuera de la vista y de la protección moral de la familia? ¿Cuál es el lugar que ellos, en sus años vulnerables, pasan más tiempo fuera de la esfera de influencia de los padres? ¿Cuál es el lugar dónde ellos permanecen, durante años, más cerca del gobierno y sus valores? Respuesta: el entorno institucional de la escuela. Apocalipsis muestra que, a través de la educación, los valores elegidos por la Bestia serán implantado en todos los niños y adolescentes: religiosos y ateos, ricos y pobres, negros y blancos, empleados y patrones, etc. Uno de estos valores, por ejemplo, es la tolerancia, respeto y aceptación hacia los comportamientos ―normales‖ como la homosexualidad. Esta educación será, en la opinión de los mayores educadores futuros, integral porque el ser humano y su voluntad estarán en el centro de todo. Sin embargo, ¿de qué le servirá a la humanidad alcanzar elevados niveles en "la educación‖ sin la Palabra de Dios? ―¿De qué sirve ganar el mundo entero si se pierde la vida? ¿O qué se puede dar a cambio de la vida?‖ (Mateo 16: 26 NVI). Noah Webster, autor del famoso Diccionario Webster dijo: "La educación es inútil sin la Biblia‖ [4]. ¿Una educación sin la Biblia valdría el sacrificio de las almas de nuestros hijos? Martín Lutero declaró: "Me temo que las escuelas terminen mostrando al final que son las grandes puertas del infierno a menos que, diligentemente, se dediquen a la tarea de explicar las Sagradas Escrituras, grabándolas en los corazones de los jóvenes‖. No aconsejaría a nadie que coloque a su hijo en un lugar donde la Biblia no reine de forma suprema. Toda institución en donde las personas no se ocupen más y más con la Palabra de Dios está condenada a corromperse. [5] ¿Estaba Lutero equivocado? Hoy día casi todos los ejemplos de familias evangélicas en donde los hijos se han desviado del Señor, los hijos comienzan a distanciarse de sus padres y sus valores durante el período en que asisten a una escuela institucional. Se desvían por la presión de grupo, sobre todo el entorno de convivencia escolar, donde a menudo no hay respeto por los valores morales de la Palabra de Dios. Por otra parte, en las instituciones escolares de hoy el niño y el adolescente aprenden y asimilan nuevos valores básicamente independencia de la familia y sus valores.


MOISÉS Y LAS MEJORES ESCUELAS, DESDE EL PUNTO DE VISTA HUMANO ¿Necesita Dios la educación controlada por el gobierno para edificar y utilizar un hombre o una mujer? Tal vez nadie haya experimentado tanto de una educación de este tipo como Moisés. Como hijo adoptivo de la hija de Faraón, el gobernante de Egipto, Moisés pasó una considerable parte de su vida recibiendo educación en las mejores universidades egipcias, que eran consideradas como las más avanzadas de la época. En términos modernos, sería como estudiar en las mejores universidades americanas. Los modernos libros de historia confirman que la educación en Egipto era adelantada: Muchos de los ideales y creencias modernas, así como una gran parte del conocimiento sobre el hombre, han tenido su origen en Egipto. Los antiguos egipcios desarrollaron el primer tipo de gobierno nacional en el mundo. Produjeron arte y literatura expresivos. Introdujeron la arquitectura basada en la piedra y fabricaron el primer material adecuado para la escritura, el papiro. Establecieron el año de 365 días, y los métodos básicos de geometría y cirugía. [6] ¡Moisés pasó casi 40 años de su vida estudiando! Su formación educativa en las universidades egipcias fue tan amplia que él se convirtió, con todo el conocimiento y entrenamiento adquirido, en un hombre con la capacidad de hablar con elocuencia y llevar a cabo grandes obras y empresas en la vida política, científica, social, filosófica y militar. "Moisés fue instruido en toda la sabiduría de los egipcios y era poderoso en palabras y en obra‖ (Hechos7:22 NVI). Mucho antes de que fuera usado por Dios, adquirió una gran reputación e influencia como pensador, filósofo, orador y empresario. Según los estándares humanos, que valorizan solamente los títulos académicos, él estaba destinado al éxito de las grandes carreras. Con toda la especial educación que recibió estaba más que preparado para dirigir una nación en la esfera política y militar. Uno de sus primeros actos, después de años de formación en las instituciones educativas de Egipto, fue matar a un egipcio que estaba maltratando a un hebreo. Aunque, muchas veces, Dios dirija militarmente a sus líderes, no necesitaba de la formación académica y militar egipcia para usar a Moisés para liderar al pueblo hebreo en su salida de Egipto. Por eso Dios lo llevó al desierto para remover su educación y preparación de Egipto y darle la educación y preparación del Señor. Allí, después de años trabajando con ovejas y sin acceso a libros y otros medios para alimentar el vasto conocimiento cultural que había adquirido en las universidades egipcias, perdió su capacidad de hablar con elocuencia y valentía para llevar a cabo grandes obras (véase Éxodo 4: 10, 13). ¡Cuarenta años de "entrenamiento" en el desierto, sin acceso al elevado conocimiento humano de Egipto al que estaba tan acostumbrado, lo hicieron humilde en sus


palabras y acciones! Los largos años que Moisés pasó en las universidades egipcias fueron también, en la misma proporción, los mismos largos años que Dios escogió para moldearlos y remover de él las marcas que la educación egipcia había dejado en su manera de pensar y actuar. Después de pasar 40 años en el desierto y ser "desmarcado" y "descontaminado" de la educación egipcia, Moisés pudo lograr lo que todos los años de estudio nunca le dieron: apertura y sensibilidad para escuchar y atender la voz de Dios. Para eliminar de él toda socialización negativa de las instituciones de enseñanza, Dios lo colocó en una situación en la que no tendría casi ningún contacto social, excepto su esposa, hijos y… la presencia de Dios. Su intensa búsqueda de Dios en la soledad del desierto le ayudó a llegar a ser un hombre sensible y abierto al Espíritu Santo. Oyendo la voz del Señor fue conociendo su voluntad y fue poderosamente usado por el Espíritu Santo para enseñar al pueblo de Dios. Además, fue por medio de él que Dios nos dio la orientación de Deuteronomio 6:5-9, donde los padres son llamados a asumir la educación completa de sus hijos preparando sus mentes para pensar y sus vidas para actuar conforme lo determinado por el Señor. Moisés conocía, por experiencia propia, la educación en las escuelas institucionalizadas. Según lo descrito por el escritor de la antigüedad Filón, Moisés estudió matemática, geometría, ciencia, astronomía, poesía, música, medicina, jeroglíficos, etc. Estudió todo lo que las universidades egipcias tenían para ofrecer. A pesar de que la instrucción recibida en Egipto lo capacitó para hablar y actuar de acuerdo con la educación de las mejores instituciones educativas de su época, el Apocalipsis nos advierte que el sistema de la Bestia superará la educación egipcia, marcando mucho más profundamente la manera de la gente hablar y actuar. Naturalmente, el acondicionamiento de la Bestia en la mente y la vida de la gente vendrá disfrazado de excelente educación humana. En Deuteronomio Dios utiliza a Moisés, un hombre que tenía una amplia experiencia en las instituciones humanas de enseñanza, para mostrar a los padres que la mejor educación se produce en el hogar. Según en el Apocalipsis la Bestia mostrará y obligará a todas las personas a que acepten como un hecho que la mejor educación se da en las escuelas institucionales, fuera de la esfera de la familia y sus valores. La señal o la marca en la mano o en la frente que la Biblia revela indica el poder de una educación sistemática que incide profundamente en la forma de pensar y de actuar de los estudiantes. La diferencia es dónde cada sistema opera para marcar la vida de las personas. La asistencia obligatoria a las escuelas institucionales es cada vez más la elección del gobierno para las familias. Sin embargo, la elección de Dios nos da la opción de elegir una mejor manera de educar académicamente a nuestros hijos, libre de la interferencia del gobierno.


La educación aprobada por Dios tiene el hogar como la principal escuela, pero la educación futura se llevará a cabo lejos de la familia y de su supervisión; lejos de la vigilancia moral y espiritual de los niños mantenidas por los padres. Esta educación futura se dará bajo la responsabilidad de los gobiernos y leyes impulsados por una potestad espiritual que busca acondicionar a los seres humanos para que piensen y actúen, en algunos aspectos, como animales o como personas malas que no siguen ni respetan los mandamientos de Dios, especialmente en las cuestiones de sexo, familia, hijos, aborto, homosexualidad, etc.

JUAN EL BAUTISTA Y LA MEJOR EDUCACIÓN DESDE EL PUNTO DE VISTA DE DIOS La generación actual necesita la visitación de Dios. Y la verdad es que él tiene el placer de visitar a personas para traerles sanidad, liberación, transformación y salvación. Si queremos criar y educar hijos que tengan una estructura de vida espiritualmente fuerte para preparar la visitación que el Señor desea hacer en este mundo desesperado y necesitado, debemos tener la voluntad y la disposición que hubo en Zacarías y Elizabeth. Ellos estaban dispuestos a sacrificarlo todo por Dios y sus designios divinos. Por esta misma razón, Dios les dio el honor y la oportunidad de convertirse en los padres de Juan el Bautista, el hombre que Dios utilizó para preparar los corazones de las personas para la venida de Jesucristo. Juan fue entrenado de un modo especial desde el comienzo de su vida. Nació casi en la época del nacimiento de Jesús y casi fue muerto por causa de la furia de Herodes en contra la llegada del niño Jesús. El rey Herodes lanzó una campaña de persecución contra las familias de la ciudad de Belén matando a todos los bebés en la esperanza de acabar con el Mesías que había nacido. Para salvar de la muerte a su bebé Zacarías y Elizabeth toman al niño Juan y huyen al desierto, donde vivieron ocultos de las autoridades. Ellos ya estaban muy viejos y probablemente pasaron sus últimos años en el desierto, protegiendo y entrenando su especial niño. Zacarías y Elizabeth eran personas muy dedicadas a Dios y provenían de familias de sacerdotes; estaban muy bien calificados para enseñar todo sobre Dios y su poderosa Palabra. Ellos implantaron fuertemente en Juan las verdades y los mandamientos de Dios y le dieron instrucciones básicas sobre cómo sobrevivir en el desierto. Por las actitudes toscas de Juan se puede pensar que él creció sin una vida social "normal". Pero Dios especialmente preparó estas circunstancias para entrenarlo y hacerlo crecer de forma diferente de las demás personas. Los hombres y las mujeres que tienen una misión especial de Dios para sus vidas, son entrenados desde la niñez en una forma de vida especial y diferente de las personas "normales". El entrenamiento especial de Juan cambió su vida, fortaleció su llamado y movió


al Espíritu Santo para que derramara en él la poderosa unción de Elías, un hombre de oración que vivió en el desierto con Dios, un hombre que fue utilizado proféticamente por el Señor para tocar una nación entera. Desde el punto de vista humano, Juan pudo haber perdido muchas oportunidades de contacto social, pero no hubo pérdidas reales como declara Jesús: "Si alguien quiere ser mi discípulo, tiene que negarse a sí mismo, tomar su cruz y seguirme. Porque el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mi causa, la encontrará. ¿De qué sirve ganar el mundo entero si se pierde la vida? ¿O qué se puede dar a cambio de la vida? Porque el Hijo del hombre ha de venir en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces recompensará a cada persona según lo que haya hecho" (Mateo 16: 24-27 NVI). Su falta de contacto social "normal" fue llenada por Dios con una formación especial que lo acercó a contactos muy especiales: la mayoría de los apóstoles de Jesús ya seguía a Juan mucho antes de que conocieran a Señor. ¡Juan tuvo el privilegio de dirigir la inicial formación espiritual de Pedro y de otros discípulos de Jesús! Desde el punto de vista espiritual la educación recibida por Juan le fue muy útil y le dio una fuerte estructura que le permitió preparar los corazones de hombres que serían parte importante del ministerio de Jesús. Dios decidió que era necesario que Juan fuera criado en el desierto, con muchos sacrificios para él y sus padres, a fin de que pudiera mantenerse alejado de todo tipo de socialización e influencia negativa que lo desviaran del llamado divino. La única educación que Juan recibió en el aislamiento del desierto fue la instrucción bíblica y personal que sus padres le dieron. No había nada más para distraerlo. No había otro tipo de influencia educativa. Sus contactos más importantes fueron la presencia del Espíritu Santo, sus padres y sus valores. Y él no ha sido el único hombre de Dios a "perderlo todo" a favor de objetivos más importantes. El propio apóstol Pablo dice: "Así es, todo lo demás no vale nada cuando se le compara con el infinito valor de conocer a Cristo Jesús, mi Señor. Por amor a él, he desechado todo lo demás y lo considero basura a fin de ganar a Cristo" (Filipenses 3: 8 NTV). Zacarías y Elizabeth murieron pronto, pero sus enseñanzas y valores espirituales nunca murieron. "Hijo mío, obedece el mandamiento de tu padre y no abandones la enseñanza de tu madre. Grábatelos en el corazón; cuélgatelos al cuello. Cuando camines, te servirán de guía; cuando duermas, vigilarán tu sueño; cuando despiertes, hablarán contigo. El mandamiento es una lámpara, la enseñanza es una luz y la disciplina es el camino a la vida" (Proverbios 6: 20-23 NVI). Ellos mismos dieron lecciones para su hijo. Estas lecciones se dieron junto con las enseñanzas de la Palabra de Dios. La educación diseñada por Dios tiene el hogar como escuela y la Palabra de Dios como el centro de la educación, bajo la supervisión y vigilancia


directa de los padres. Incluso hombres distinguidos han reconocido que la mejor educación viene de la Biblia. Theodore Roosevelt, presidente de EE.UU., dijo: "Un conocimiento profundo de la Biblia vale más que una educación universitaria [7]. Reconocer una verdad es una cosa, pagar el precio para vivirla es otra. Los padres de Juan el Bautista sacrificaron todo para dar prioridad a la Palabra de Dios en la educación de su hijo. Todo lo que Zacarías y Elizabeth enseñaron a Juan se mantuvo vivo en su alma, guiándole en su importante misión de anunciar y preparar la venida del Mesías. Con la educación en el hogar que recibió de sus padres Juan fue capaz de hacer lo que, a los ojos de Dios, es el objetivo más importante de todo ser humano: vivir la voluntad y el llamado de Dios en la tierra. La educación moderna y sus instituciones formales pueden parecer mucho más atractivas, sofisticadas e importantes que la formación cristiana en el hogar, pero la educación institucional es un oasis traicionero ––lleno de falsas promesas–– cada vez más controlado por los gobiernos para adoctrinar a los niños de forma sistemática. Este control y adoctrinamiento es la principal característica del sistema de la bestia revelado en el libro de Apocalipsis. En cambio, la educación escolar en el hogar ofrece libertad para que las familias fortalezcan y protejan a sus hijos moral y espiritualmente. ¿Se podrá lograr esta educación? En el ejemplo de Moisés y Juan el Bautista, Dios muestra que incluso en el desierto donde hay escasez de recursos educativos y donde nadie ve esperanzas de éxito Él puede educar y levantar a grandes hombres con carácter, integridad, sabiduría y valor para liderar una nación, entrenar líderes y, sobre todo, honrar el nombre de Jesucristo. Así que, si Dios puede obrar en el desierto para educar a un hombre o una mujer, ¡cuanto más en el hogar! Para las familias cristianas la educación en el hogar es esencial debido a que su control no pertenece al gobierno sino a los padres. La educación en el hogar ofrece a los padres la preciosa libertad de poner a Dios y su voluntad en el centro de todo y formar y capacitar a los niños a fin de convertirlos en adultos preparados para hacer la voluntad de Dios, glorificar a la persona de Jesús Cristo y ayudar en el avance, en la sociedad y en la vida de las personas, un gobierno superior: el reino de Dios y sus valores. Así, los niños cristianos educados en el hogar reciben una maravillosa oportunidad de conocer y obedecer a su Maestro, Guía, Señor y Rey y son capacitados, al igual que Juan el Bautista, para ayudar a hombres y mujeres a convertirse en apasionados seguidores de Jesús. Este tipo de educación es muy posible cuando se da libre espacio y claras oportunidades para que Dios sea su entrenador. Versiones bíblicas utilizadas:


RVI: Nueva Versión Internacional NTV: Nueva Traducción Viviente LBLA: Biblia de las Américas RV60: Reina Valera 1960 DHH: Dios Habla Hoy Traducción del portugués al español por María Valarini Fuente: Blog de Julio Severo en español: www.julioseveroenespanol.blogspot.com


La marca de la Bestia: la educación del futuro