Page 253

HISTORIA DE DA AROUITECTURA CRISTIANA ESPAÑODA

615

D) Iglesia de cuatro naves; — Este singular tipo de iglesia no se presenta, que yo sepa, más que en un ejemplar español, pero no por forma inicial, sino por modificaciones sucesivas que alteraron su planta primitiva; el ejemplar es Santa María, de Laredo (Santander). E) Iglesia de cinco naves con tres ábsides de frente. — También este tipo es anómalo, y el monumento que lo presenta lo debe a alteraciones repetidas. La Seo de Zaragoza, que es el monumento a que me refiero, tiene boy una planta sensiblemente cuadrada, con cinco naves y otras dos de capillas (entre los contrafuertes) y tres ábsides semicirculares (uno desaparecido y los otros dos muy modificados). La historia de la catedral zaragozana, que se hará en otro lugar, hace ver que estos ábsides son restos de una iglesia románica, y que la quintuple nave es debida a agregaciones hechas en el siglo xvi a una iglesia gótica de tres, construida sobre la cimentación de otra románica.

II.

Iglesias con giróla

La giróla (o vuelta de las naves bajas alrededor del santuario), cuyo probable origen y primeros pasos en la arquitectura románica ya he analizado (tomo I, pág. 523), adquiere toda su inmensa importancia en el estilo ojival. Como más adelante voy a dedicar páginas especiales a los detalles de las girólas españolas, sólo como conjunto la estudiaré aquí. La planta de iglesia gótica con giróla es la de mayor magnificencia que han concebido los arquitectos cristianos de todas las edades. Por la amplitud efectiva que con la giróla adquieren los templos, y al par por el alto sentido simbólico que parece tener aquella aureola formada alrededor del santuario, es la giróla gótica elemento que completa por modo notabilísimo la hermosa disposición de los templos cristianos. A esta forma ya lo he dicho, aspiraron constantemente los maestros medievales. Mas su implantación no se hacía sino a costa de grandes gastos y no menores dificultades técnicas. Por eso en España, donde los recursos no abundaron hasta la época de la unidad nacional, la iglesia con giróla es la excepción, sólo reservada a los grandes monumentos levantados por la esplendidez de prelados o nobles. Equivocado está, en mi concepto, un autor extranjero que sienta que en ningún país de la Europa occidental adquirió la giróla más importancia que en España si con ello quiere referirse al número de iglesias que la tienen; aunque más acertado estará si su opinión se refiere a la variedad de tipos de giróla y a la importancia de alguno de ellos en nuestro suelo. Pero, en general, la forma tradicional románica de las capillas en el frente de la cabecera es la que domina en nuestras iglesias ojivales desde las del siglo x n i (catedrales del Burgo de Osma y Cuenca) hasta las del xvi (catedrales de Astorga y Plasencia) . Así se puede hacer notar que entre las grandes iglesias episcopales de tres o cinco naves aparece equilibrado el número de las que tienen giróla con el de las que no la tienen (Tudela, Tarragona, Sigüenza, Cuenca, Lérida, Badajoz, Mondoñedo, Palma, Osma, Santander, Zaragoza, Oviedo, Huesca, Plasencia, Astorga,

FUNDACION JUANELO TURRIAN.O

Profile for FUNDACIÓN JUANELO TURRIANO

HISTORIA DE LA ARQUITECTURA CRISTIANA_VOL_02_ParteII_OPT  

Historia de la arquitectura cristiana según el estudio de los elementos y los monumentos / por Vicente Lampérez y Romea

HISTORIA DE LA ARQUITECTURA CRISTIANA_VOL_02_ParteII_OPT  

Historia de la arquitectura cristiana según el estudio de los elementos y los monumentos / por Vicente Lampérez y Romea