Page 1

cmyk

2

b

E N

DOMINGO FEBRERO 12 DEL 2006

D O M I N G O

www.lapatria.com

NO SOLO LA TOPOGRAFÍA SINO LA ESCASA INFRAESTRUCTURA LA HACEN UNA CIUDAD AGRESIVA CON LOS DISCAPACITADOS

Manizales,

discapacitada para los limitados físicos

La ayuda es vital en estas condiciones. Doña Luz Amanda Martínez, debe llevar en sus brazos a su hijo José Darío hasta la silla de ruedas, pues la estrecha vivienda no brinda espacio para que se movilicen libremente dentro de ella.

El esfuerzo físico para alcanzar el ascenso de las empinadas calles manizaleñas, se convierten en uno de los retos para los discapacitados. Así mismo, puesto que la ciudad carece de espacios especiales para ellos, deben tener cuidado con el tránsito de los vehículos.

FOTO/DARÍO AUGUSTO CARDONA/LA PATRIA

Las personas con alguna discapacidad física se deben enfrentar no sólo a su propio problema, sino también a aquellos obstáculos que les pone la ciudad. Falta de infraestructura y de un transporte, son algunas de las mayores deficiencias. La administración promete desarrollar proyectos y programas. Freno. JUAN PABLO GALLO EDITOR FIN DE SEMANA/LA PATRIA MANIZALES

Jueves 3:00 p.m. José Darío Londoño Martínez mira al cielo y dice: “hoy sí vamos a poder salir al entrenamiento de atletismo”. Toma el teléfono para llamar a Jorge Iván López y como es costumbre confirma su encuentro en la Avenida del Río, cerca a su casa en el barrio Villahermosa, de Manizales. Hasta esta parte la historia parece cotidiana. Lo que la hace diferente es que José Darío padece desde su nacimiento una distrofia muscular, la misma que año tras año sortea con habilidad para llegar a coronarse tres veces campeón nacional de atletismo, pero montado sobre una silla de ruedas. Pero esto no es el único obstáculo al que se ha tenido que enfrentar. Como si fuera poco también debe sortear la barrera topográfica que le pone la ciudad para acudir a sus entrenamientos tres veces por semana, y la escasa infraestructura que ofrece Manizales para personas que como él cuentan con limitaciones para movilizarse con libertad. “Nos toca irnos ‘rodando’ porque nuestra situación económica no me permite pagar un taxi desde mi casa hasta el estadio. Pero si lo vemos por el lado positivo nos sirve como parte del entrenamiento y creo que eso me ha permitido llegar hasta este nivel”, dice José Darío, que entre risas parece disimular el tono un poco irónico de sus palabras.

Desconocen la ley

Según el senador Jairo Clopatofsky, que se caracteriza por defender los derechos de los discapacitados en Colombia y por impulsar las políticas del gobierno para este sector poblacional, el mayor problema es que existe un desconocimiento de la Ley 361 de 1997, que busca favorecer a las personas que como él padecen alguna limitación. (Ver ley en www.secretariasenado.gov.co/ leyes /L0361_97.HTM). “Lo que pasa es que la gente con discapacidad todavía no la conoce o si la conoce no la lee. En reiteradas ocasiones les he dicho que le ley por sí misma no funciona sino hay quienes las estén empujando para el cumplimiento de la norma”, añadió Clopatofsky. El Senador considera que Colombia ha avanzado progresivamente para atender a las personas con alguna discapacidad porque se está generando una cultura y una filosofía frente al tema. “Creo que no obstante falta mucho porque las mismas asociaciones de discapacitados se tienen que organizar al unísono para que luchen por lo que realmente ofrece la ley”, concluyó Clopatofsky.

En la Avenida Kevin Ángel, José Darío debe movilizarse por la misma zona de los carros, pues la falta de rampas y el andén adoquinado dificultan el libre tránsito para personas que como él, tiene que batallar diariamente con alguna discapacidad física.

tras espera el cambio de luz para cruzar los dos carriles de la avenida y luego emprender el ascenso por el mismo lugar donde transitan los vehículos. “Ese es el principal problema. Los andenes no tienen rampas para que podamos circular sobre ellos y nos toca arriesgar nuestra integridad física por plena avenida”, comenta. Decide emprender el recorrido solo, pues su compañero falló esta vez a la cita.

Obstáculos

Aún sin salir de su casa, José Darío encuentra el primer obstáculo. Su madre, doña Luz Amanda, y Luisa, su sobrina, deben armar la silla de ruedas al frente de su vivienda, en la empinada calle 54b con carrera 12a, porque el poco espacio dentro de su vivienda no permite el tránsito del aparato, que durante varios años se ha convertido en el único medio de movilización. Hasta para una persona sin discapacidad provoca una sensación de vértigo observar aquel empinado descenso. Ahí sale a relucir la pericia obtenida luego de seis años de entrenamiento. Zigzageando de andén a andén en la estrecha calle desciende cuadra y media hasta llegar a la Avenida Kevin Ángel, otro sitio que se comporta de una manera agreste con las personas con limitaciones físicas. “Nosotros tardamos entre 45 minutos y una hora en hacer el recorrido desde aquí hasta el estadio Palogrande en donde entrenamos”, dice José Darío, mien-

Avanza el recorrido

Los delgados antebrazos, por la distrofia muscular, se convierten en los únicos frenos de José Darío que pese a la dificultad que le dan las empinadas pendientes del barrio Villahermosa logra sortear con pericia para acudir a los entrenamientos tres veces por semana.

El reloj marca las 3:10 de la tarde y solo son 900 metros recorridos, y como si la pendiente fuera poco también le toca esquivar una volqueta, seis busetas y un sinnúmero de vehículos particulares que por su lado pasan con el espacio preciso para no provocar una tragedia. La ruta requiere de una desviación. Una cuadra antes de llegar a la sede de Aguas de Manizales, gira a la derecha para dejar atrás la Kevin Ángel y emprende lo que en esas condiciones se podría denominar como el segundo premio de montaña: la Avenida Santander. El ascenso no parece ser inconveniente para este guerrero de las dos ruedas. cmyk


cmyk

www.lapatria.com

E N

D O M I N G O

DOMINGO FEBRERO 12 DEL 2006

3

b

El transporte, la mayor dificultad A sus 30 años, Héctor Castañeda Ossa señala que los medios de transporte que ofrece Manizales para personas discapacitadas es inadecuada. “Hace seis años quedé en situación de discapacidad. Nunca la había tenido y nunca me había importado. Siempre me subía a las busetas, común y corriente. Tenía mi moto y todo. Me morí y volví a nacer”. Para Héctor, la situación más difícil, además de tener que enfrentarse a sus propios problemas físicos, fue el hecho de que la sociedad es totalmente ausente y apática a la situación de discapacidad que viven las personas. “Piense usted como discapacitado y que viva en Aranjuez, ¿cómo hace para ir hasta el centro? Dígale a un conductor de una buseta que lo lleve y la respuesta que obtiene es: ‘esto no es para eso. Le toca coger taxi, amigo’. Por eso los taxis son el medio de transporte de los discapacitados, pero ni así tenemos tarifas preferenciales en este servicio”, agrega Héctor. Luego de un accidente laboral en la Chec, no pudo volver a caminar. La ventaja, si se puede llamar así, con la que cuenta Héctor es que luego de la indemnización que obtuvo de la empresa por su accidente decidió invertir y adecuar un carro para movilizarse con mayor facilidad. “Yo por lo menos tuve esa posibilidad, pero es algo que también cuesta. FOTOS/MARTA MONROY/LAPATRIA Ahora piense en aquellos que no tienen ni Pese a su limitación física, Héctor Castañeda Ossa, para pagar un servicio de taxi”. Héctor, además de la oportunidad de tener cuenta con la posibilidad de tener un empleo. Él es el su propio medio de transporte, también encargado de atender las llamadas entrantes en la cuenta, como él mismo lo afirma, con la for- Chec, empresa en donde se desempeñaba cuando tuna de tener un empleo atendiendo el con- por un accidente laboral perdió la movilidad de sus mutador de llamadas en la misma empresa extremidades inferiores. donde hace seis años tuvo el accidente. “Si usted quiere ver una persona contenta, brín- licé las rampas de acceso y llegué hasta la puerdele la oportunidad de trabajar. Ahora dele em- ta de la entidad que no tiene rampas para enpleo a una persona con discapacidad y verá a trar. Le pedí colaboración a una persona que una persona realmente feliz. Afortunadamente pasaba y me dijo: ‘no tengo un solo peso’. ¿Dónla Chec cuenta con planes de reinserción labo- de está la cultura?”. ral para trabajadores en mi situación. Creo que es de las únicas empresas con esto”, añade HécPlan diseñado tor, quien además es campeón nacional de te- Al parecer la preocupación principal de Hécnis de mesa en sillas de ruedas. tor por el transporte público para discapacitaAdemás la empresa obtiene beneficios extras, dos será algo del pasado al término de la acsegún el artículo 31 la Ley 361 de 1997 (ver tual administración municipal, pues según Anrecuadro “Desconocen la ley”) en el que señala cízar Neira Estrada, Secretario de Tránsito de deducciones hasta del 200% del valor de los Manizales, ya se tienen varios proyectos en los salarios y prestaciones sociales pagados duran- cuales la prioridad es este tipo de población te el año o periodo gravable a los trabajadores “Nosotros tenemos diseñado y estructurado un con limitación. cronograma de trabajo en el que queremos imAunque Héctor tiene algunas ventajas con res- plementar, antes de que esta administración pecto a otras personas discapacitadas, en mu- termine, un sistema de transporte multimodal chas ocasiones tiene que sortear las barreras y la prioridad es el acceso. Aún es un proceso que la ciudad le pone para su óptima moviliza- que apenas está en este momento en desarroción. “A mí me pasó algo muy particular. Me llo”, dijo Neira Estrada. dirigía a Bancafé a realizar una diligencia, uti- Según el funcionario, para el diseño del sistema se solicitó la asesoría del Transmilenio de Bogotá, y del Metro de Medellín. Así mismo, se tendrá en cuenta la implementación de 10 propuestas que resultaron en un consejo comunal realizado con discapacitados. Por ahora, Héctor tendrá que continuar con su preocupación, pero por lo menos existe la esperanza de que algún día las personas discapacitadas sean más tenidas en cuenta y que la ciudad deje de ser tan agresiva, en cuanto a infraLas arduas horas de entrenamiento son las que han llevado a Héctor estructura y transporte se Castañeda a coronarse como campeón nacional de tenis de mesa refiere, para este tipo de población. sobre silla de ruedas.

Lento, pero firme, atrás deja tres talleres de autos, dos lavaderos de carros, dos iglesias cristianas y el parque de La Leonora hasta lograr por fin el tan anhelado premio: la Avenida Santander que, como se ha visto durante todo el recorrido, tampoco ofrece tránsito adecuado para personas discapacitadas. “Solo desde Las Palmas, luego de las obras que se realizaron, podemos tener un tránsito tranquilo”. A lo que se refiere José Darío es al denominado Bulevar de El Cable, que son de los escasos lugares que cuenta con rampas en cada calle. Pero seis cuadras más adelante la felicidad se termina y deben regresar a exponer su vida para llegar a su destino final: el Estadio. Un leve descenso en la calle 62 y ya se ve cerca la culminación de los cuatro mil metros exactos que tiene el recorrido. El cálculo no falla. 50 minutos más tarde llega hasta el Coliseo Mayor, en donde hace una corta estación obligada para dejar su silla de ruedas y cambiarla por otra, esta vez con tres llantas, la que según él es la reglamentaria para estas competencias que, técnicamente, se

denomina T-51. “Yo estoy en la T-51, que es una competencia para personas que pueden doblar los codos con normalidad, pero tiene capacidad limitada para extenderlos y que no tienen movimiento de dedos”, señala José Darío al recordar que en esta categoría ha obtenido sus tres triunfos nacionales en el 2001, en Medellín; en el 2002, en Manizales, y en el 2003, en Bogotá. El reloj marca las 9:15 de la noche. Atrás quedaron la hora y media de “rodar y rodar” por la pista del estadio, y dos horas de práctica de baloncesto en el Coliseo Mayor. “La vuelta es más fácil. Me toma entre 25 y 30 minutos, pues solo hay que ‘rodar’, porque son muy pocas las subidas”. En medio de la soledad y de la oscuridad que cobija la Avenida Santander este luchador de la vida deja rodar las ilusiones, las mismas que le permiten mantener viva la esperanza de que algún día la sociedad piense un poco más en ellos y así poder acudir a sus únicas tres citas semanales, que le dan un impulso para seguir luchando por la vida.

FOTO/COLPRENSA/LA PATRIA

Esta es la obra ganadora de la segunda versión del Premio Fernando Botero, realizada por la joven María Celin.

PREMIO FERNANDO BOTERO

Tributo al arte joven colombiano El jurado internacional dio a conocer el nombre del ganador de la segunda versión de este galardón. 36 obras concursaron. Plástica. COLPRENSA/LA PATRIA BOGOTÁ

Un premio y una mención de honor entregaron la Fundación Jóvenes Artistas Colombianos y la Embajada de Francia en Colombia en la segunda versión del Premio Fernando Botero. Un jurado internacional, encabezado por el novelista e historiador francés Pascal Bonafoux, se reunió en Colombia durante una semana, para apreciar cada una de las 36 obras que se presentaron a esta convocatoria, para escoger y exaltar solamente dos. Este premio, creado el año pasado, cuenta con el apoyo y la generosidad del maestro Fernando Botero, quien aportó cien millones de pesos que es el premio para el ganador de este concurso, donde participaron obras como instalaciones, ensambles, fotografías, esculturas y pinturas. Este galardón lo obtuvo la joven Ana María Celin, una artista de 25 años de edad, quien hace sólo algunos meses se graduó de la Universidad Nacional, y que presentó al concurso, una parte de lo que fue su tesis. «Son dos pinturas trabajadas en laminas de acrílico, donde usé transparencias para crear imágenes en tercera dimensión. En ellas intenté mostrar la cotidianidad de la vida familiar, el ambiente con elementos arquitectónicos», comentó la feliz ganadora, quien aseguró que era la primera vez que

Esta era la primera vez que María Celin se presentaba a un concurso de arte y logró el primer lugar.

participaba en un concurso. Para el curador Julián Zugazagoitia, miembro del jurado, fue placenteramente difícil escoger un ganador en este concurso. «Fue difícil, de mucho tiempo de trabajo y discusiones, por la variedad y calidad de cada una de las 36 obras que se presentaron», comentó. La Embajada de Francia en Colombia se unió a este concurso otorgando una Mención de Honor al creador de la obra que ocupara el segundo lugar, el cual fue para Julián Gamboa, egresado

de la Universidad de Los Andes, quien a sus 22 años de edad es una apasionado por las instalaciones, donde unió el video, la fotografía y el sonido, para poder mostrar el arte como un acto de fe. Gamboa, gracias a esta mención de honor, podrá empacar maletas y viajar rumbo a Francia, donde tendrá la oportunidad de especializarse en la rama del arte que él prefiera. Las 36 obras participantes harán parte del segundo Salón Fernando Botero, el cual estará dentro de la Feria Internacional del Libro de Bogotá 2006.

En Manizales Claudia Piedad Estrada Rodríguez, Coordinadora del programa de discapacidad (Paid), de la Secretaría de Salud y Seguridad Social de la Alcaldía de Manizales, en la ciudad se ha avanzado mucho en servicios en la parte educativa y en salud, aunque es consciente en las deficiencias que existen por causa de la topografía, ya que no permiten muchas adecuaciones como sí ocurre en otras ciudades. “Nosotros tenemos un programa que abarca distintos componentes y entre ellos pretendemos involucrar más a la comunidad con esta parte de la población. Así mismo, tenemos otros para la rehabilitación funcional que busca atención oportuna en terapia o radiología, dependiendo del tipo de discapacidad”, afirmó Estrada Rodríguez. De igual forma, para el 2006 el Paid busca continuar con el proceso de investigación para caracterizar la situación de discapacidad en la ciudad que se adelantó con la Universidad Autónoma y en el cual se identificaron 1.515 personas

con discapacidad, solo en el área urbana. Así mismo, Estrada Rodríguez señaló que se estará pendiente de las propuestas de las entidades que atienden a personas en situación de discapacidad y con base en esas respuestas y en los recursos que se dispongan se pretende adelantar, reforzar e implementar algunas acciones. Ante la queja realizada por algunos discapacitados de que la buseta que compró la Alcaldía para movilizar personas con limitaciones físicas no funcionaba de una manera óptima, la funcionaria señaló que por esto se encuentra en un mantenimiento correctivo porque se ha deteriorado con los años y en las próximas semanas reiniciará actividades. “En diciembre se terminó el comodato que se tenía con una asociación de discapacitados. La idea es seguir entregándola bajo esta figura, pero solo a las instituciones que presten los servicios a las personas discapacitadas para así darle un correcto uso”, concluyó.

FOTOS/ÓSCAR PÉREZ/COLPRENSA/LA PATRIA

Julián Gamboa logró el segundo lugar en la versión 2006 del Premio Fernando Botero al arte joven colombiano. cmyk

06-02-12-Discapacitados  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you