Page 1

RE

dr a

Pi e

er gi o

:S

Po r

Cu

MIX

lt

ur a

Cuando se ejerce la profesión de diseño en cualquier campo se nos hace saber la importancia de ser creativos. Si buscamos la definición de “creatividad” en diccionarios, encontraremos que su definición siempre va ligada con la palabra originalidad, auténticidad. El ser original es crear nuevas ideas, algo que no haya sido copiado ni imitado por otro, sino fruto de la creación. Algunos profesionales del diseño nos hacen creer que son mejores que otros por el hecho de que sus ideas son originales y nadie lo pensó antes que ellos, criticando el trabajo de otros, pero nunca admitirán haber tomado referencias para su propia creación. Sin embargo, si analizamos una idea innovadora, muchas veces vamos a encontrar que tuvo el inicio referenciada por otra idea. Entonces, ¿existe la originalidad absoluta? El término remix (combinar o editar material existente para producir algo nuevo) se refería originalmente a la música. Se volvió prominente en la década de los ochenta durante la explosión del Hip Hop, la primera forma de música

que incorporó la combinación de grabaciones ya existentes. William Burroughs, inventó el término “Heavy Metal”, en su novela “The Soft Machine” un libro compuesto usando la técnica de cortar y pegar tomando escritos ya existentes, cortarlos y reorganizarlos. En 1961, Burroughs no solo inventó el término Heavy Metal, genero del que bandas como Led Zeppelin y otros serían pioneros, sino que también produjo una de las primeros “remixes”. A mediados de los 70’s, Led Zeppelin era una de la bandas inglesas más reconocidas en E.E.U.U. Aún así, muchos críticos y colegas los etiquetaban como “estafadores” ya que muchas de sus canciones usaban la misma letra de otras. La primera y última parte de “Bring it on Home”, fue sacada de una canción de Willie Dixon llamada de la misma manera. “The Lemon Song” usa letras de “Killing Floor” de Howlin’ Wolf y “Stairway to Heaven” toma su intro instrumental de “Taurus” de Spirit con quienes estuvieron de gira en 1968, o sea tres años antes

de que saliera “Stairway…”. Zeppelin claramente copió mucho material de otras personas pero eso no es tan raro. Sólo dos cosas distinguen a Zeppelin de sus colegas. Primero, cuando usaba el material de otros no atribuyeron la composición del artista original. La mayoría de los grupos de blues británicos, estaban grabando covers. Pero, a diferencia de Zeppelin, no se atribuían las canciones como propias. Segundo, Zeppelin no modificaba las canciones lo suficiente como para decir que eran originales. Muchas bandas que imitaban existieron antes que ellos, pero ellas tendían a imitar el sonido general, más que letras o melodías; en cambio Zeppelin copiaba sin hacer cambios fundamentales. Entonces, los “covers” interpretaciones de otras personas y “ Knock offs”, que son copias que están dentro de los limites legales, son ejemplos clásicos de remixes legales que constituyen la mayoría de lo que la industria del entretenimiento produce hoy en día.

El ser original es crear nuevas ideas, algo que no haya sido copiado ni imitado por otro, sino fruto de la creacion.


Led Zeppelin

George Lucas tomó referencias de otras películas como “Flash Gordon” de los años 30 para “Star Wars” y sus climáticas escenas de vuelo son similares a las “The Dambusters” y “633 Squadron”. Quentin Tarantino también lo hizo con “Kill Bill”; por ejemplo, las peleas y el atuendo de motocilcista que usa Uma Thurman son muy similares a lo que se ve en “Game of Death” de 1978 con Bruce Lee o la escena de la enfermera asesina es en particular, casi enteramente un remix de filmes existentes. La acción básica es la misma que la de “Black Sunday” de 1977 donde una mujer disfrazada de enfermera, intenta asesinar a un paciente con una jeringa que contiene un líquido rojo. Además, la melodía que silba Daryl Hannah fue tomada del thriller de 1968 “Twisted Nerve”. Es decir la creación depende de la influencia. Todo lo que hacemos es un remix de creaciones existentes de nuestras vidas y de las vidas de otros. Pero hay que saber diferenciar entre esa línea difusa de lo que se podría llegar a acercar a algo original y no original.

Henry Ford

Kill Bill

El acto de la creatividad fue tapado por una gran nube de mitos que dicen que esta viene vía inspiración divina. Creaciones originales que rompen el molde que son productos de genios, y aparecen tan rápido como encender un bombillo. Pero la creatividad no es mágica, ocurre cuando aplicamos herramientas comunes de pensamiento sobre materias existentes, y el terreno desde el cual cultivamos nuestras creaciones es algo que no apreciamos ni entendemos aunque nos entrega tanto y eso es copiar. Es algo normal: por ejemplo, para aprender otro lenguaje, tenemos que dominar el conocimiento de otro que ya lo sabe. Tenemos que leer e imitar su sonido; en otras palabras, copiando es como aprendemos.

No podemos entregar nada nuevo hasta ser fluidos en el lenguaje que dominamos, y eso es a través de la emulación. Los artistas pasan sus años de formación produciendo obras imitativas. Nadie comienza siendo original, necesitamos copiar para construir las bases del conocimiento y la comprensión. Henry Ford y su compañía no inventaron la línea de ensamblaje, las partes intercambiables, o siquiera el automóvil. Pero combinaron todos los elementos en 1908, para producir el primer automóvil masivo el modelo “T”. O sea, fue una línea continua de inventos que en su punto de encuentro, al conectar esas ideas, dio un gran salto creativo produciendo uno de los más importantes avances de la historia.

Así que en nuestra sociedad vivimos en una cultura remix donde la mejor técnica para expandir nuestra creatividad es la de buscar las referencias, transformar y combinar. La esencia de nuestra creatividad es una fusión de lo que percibimos externamente con lo que somos internamente. No estamos solos o aislados. Dependemos unos de otros y admitirlo no quiere decir aceptar la mediocridad y la derivación. Es una liberación de nuestros prejuicios y un incentivo para no esperar demasiado de nosotros mismos y simplemente empezar. Diseño: José Ricardo Simón


Articulo cultura remix  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you