Page 1

El Llano es una Palabra Edición y Cuidado a Cargo de : Daciel Pérez y Miguel Pérez http://lapoesiaylosdias.blogspot.com

No alces vuelo aprieta el pecho a la intima desmesura (Luis Alberto Crespo) Viajero La nube, la nube que anda conmigo por todo esto, y un viento para llegar: la cara hecha tuna, hecha miedo, y la boca un pito, contando, contando el cuento de mi viaje, flaco de andar la carretera rota, y la sombra que yo daba, agarrada a los pajones, a las patas de los animales, pasaba mi cara por las paredes. Mucho quedó de mí en los postigos y todavía miro como aquella muchacha, al irme. El polvo me lleva y nadie sabe nada, y todos tienen los ojos en las cenizas, en las nubes.

Confesión Nada tengo que ver con la ceniza no soy de los suyos ni de su justicia

La visita El tiempo tuyo y mio Nudos

No es áspera nuestra mano sobre lo que nos contempla sino la herida de su nombre

Lo que decíamos: un hilo

No ha sido la puerta la que nos encierra sino su hendija

La aguja e las palabras. Espejos De qué aguas las tejas O más de noche, en lo último El paso del lino por las manos, el paño mojándonos Y las palabras de agua entre los dientes con que hablábamos por última vez. La casa de aqui Como decían en otras partes cuando odo se va de las ventanas Es lo mismo después Y nos parábamos Y volvíamos a empezar La casa, aqui, igual: su rajadura.

Si uso su nombre es para ocultar que viví Me gusta sí recorrer su camino que sabe adonde vamos pero no el color de su viaje no su polvo que es de corazón afuera Y amo su jardín — su flor suelta imaginaria — porque queda lejos. Revelaciones iLa culebra no avanza entre las hojas sino entre las palabras

La rapiña no es pájaro de sequía es ocre No somos nosotros los que alcanzamos la edad de oro en el crepúsculo es el alma después de la lluvia

Sobre Luis Alberto Crespo: “El paraje caroreño de aridez, polvo, espinas y cabras no pretender ser el registro de un amor platónico por su tierra. Al contrario, el poeta siente un profundo desarraigo por Carora, una especie de desapego, en parte involuntario, por un pueblo del que se fue y al que retorna de forma incompleta, como la sensación, siempre confidencial, que sufre el desterrado que vuelve a su país” Indira Rojas “La querencia del autor por escenarios polvorientos, caliginosos y despojados, y por cierta delectación en lo yermo constituye la recurrencia temática sobre la que basculará toda su escritura, pero que no es óbice para que el poeta caroreño otee nuevos horizontes creativos y reformule sus planteamientos,” José Manuel Conzalez Álvarez “Al igual que Giuseppe Ungaretti, Luis Alberto Crespo es un hijo del desierto. En este caso, el desierto es ese lugar privilegiado que permite poner a prueba la calidad de un alma. Un viejo adagio griego dice: “Tierra seca: el alma más sabia y la mejor”. Luis Alberto parece haber interiorizado de una manera personalísima esta lección.” Gonzalo Ramírez “En un acercamiento a la poesía bucólica de Jorge Manrique, Crespo busca el silencio en un sitio terrenal, rodeado de cardos, donde el mar se encuentra cerca de una llanura: en fin, en un desierto que tenga el mar a su lado. Si de veras Crespo pudiese vivir allí, no escribiría nunca más: y es justamente la carencia física de este lugar inalcanzable lo que le hace posible escribir, escribir y fantasear sobre este paraíso perdido. ” Giuseppe Gatti

y es estrecha la extensión que nos distancia pero no en el destino. Verdad Abandono mi ser en el polvo sobre el pecho Espero por mí y me pierdo esperándome Si no me encuentro es porque estoy mirando un río Sólo de espaldas eres real. XV Efraín: ponte la mano en el corazón así es la llanura.

“Desconfío de la poesía de pancarta y de consigna” (Luis Alberto Crespo)

Luis Alberto Crespo, es autor de numerosos guiones literarios y textos para libros sobre el paisaje y la geografía de todas las regiones de Venezuela/ FOTO: GUILLERMO RAMOS FLAMERICH

El llano es una palabra Nº 25  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you