Page 12

LUNES 8 DE FEBRERO DE 2010

n

12

Estará lista en 2011; hay interés de CMQ para entrenar para hacer cirugías cardiacas

Desarrollan estudiantes de la Bonaterra plataforma de entrenamiento para cirugías y para aviación n

Coordina el proyecto el desarrollador del convertidor a braile, nombrado Tactobook

Jennifer González

Gracias al trabajo del profesor Ramiro Velázquez Guerrero y tres de sus alumnos de la especialidad en robótica de la Universidad Panamericana Campus Bonaterra, para el próximo año los campos de la medicina, el arte y la aviación podrían contar con una herramienta de alta tecnología, 100 por ciento desarrollada en Aguascalientes. En exclusiva para La Jornada Aguascalientes, el coordinador del proyecto adelantó que “planeamos hacer simuladores de vuelo o líneas de producción donde realmente se pueden sentir las cosas, sin necesidad de tenerlas físicamente”, además de haber tenido ya acercamiento con personal de la Central Médico Quirúrgica (CMQ) para llevarlo al campo de ensayo de cirugías. Se trata de un dispositivo simulador de ambientes virtuales con el que Jaime García, Antonio Javier Aguilera y Diego Alberto Mercado buscan crear una plata-

Reyna Mora

La preferencia por estudiar en institutos tecnológicos ha venido a la baja desde hace ocho años, pese a que se ha promovido por los gobiernos como una opción de educación superior, ampliando la oferta del modelo técnico superior universitario según revela un estudio realizado por investigadores de Asociación de Universidades e Instituciones de la Educación Superior (ANUIES), donde se señala que mientras en el ciclo escolar 1997-1998 los institutos tecnológicos daban una cobertura del 21 por ciento de la matrícula total de estudiantes y para el 2006-2007 fue de 14.3 por ciento. El texto elaborado por la ANUIES, Cobertura de la Educación Superior en México. Tendencias, retos y perspectiva y publicado el año pasado, señala que en el periodo estudiado los tecnológicos sólo han trabajado a la mitad de su capacidad. En el ciclo escolar 1997-1998 la matrícula de educación superior en Aguascalientes era de 16 mil 558 alumnos, 3 mil 478 estaban ins-

forma de entrenamiento de bajo costo y que comenzaron a desarrollar desde hace cuatro meses, como un paso previo para entrar a la maestría, coordinados por quien encabezara el año pasado el proyectoTactobook. La mayor parte del trabajo consiste en la programación, mediante la cual se modelan diseñan los objetos, además de dárseles características como forma, textura, densidad y propiedades; asimismo, requiere de un “dispositivo óptico que lo que tiene es como un control en tercera dimensión, pero te retroalimenta fuerza” una vez que se conecta a la computadora, combinándose con el programa. A simple vista, el simulador no es más que una lap top a la que se conecta una especie de volante y joystick combinado, que es el control. Pero al tomar la esfera del control y observar el monitor de la computadora, la persona puede “tocar” la superficie del objeto, “sentir” su forma e incluso “decir” si es de arena o tiene otra textura, además de sentir cómo, al dársele

n

mediante programación ciertas propiedades, se convierte en un objeto imantado o que repele los intentos de tocarlo. “Creemos que es una buena solución: por ejemplo, máquinas muy caras, pues creo que vale la pena invertir 5 mil pesos de equipo a que los operarios las descompongan”, comentó el profesor. Y es que el primer prototipo, con el que por lo pronto se están explorando todas las capacidades de esta tecnología, tuvo un valor de poco más de 200 dólares que se pagaron por el dispositivo, al que habría que agregarle el costo de la programación y la computadora, en caso de que alguna institución estuviera interesada. Como proyecto de estudio, la universidad apoyó a este grupo de alumnos con la adquisición del control y cada uno de ellos tiene diferente porcentaje de beca, que es ajeno a los estudios. “Se considera bastante accesible porque, por ejemplo, el dispositivo que sigue de éste ya anda cerca de los 20 mil, 25 mil pesos”; además de los usos

que ya se han mencionado, los casi especialistas en robótica –lo serán al terminar este semestre-

comentaron que puede usarse como lápiz o cincel para producir moldes que pueden en el campo del arte y otras ciencias. “De aplicaciones inmediatas tenemos esa de máquinas industriales y de simular el cuerpo humano, pero realmente se puede hacer cualquier sistema”, aseguró Ramiro Velázquez. De las pláticas que se han tenido con los médicos, lo que va más avanzado es el proyecto de simulación de las propiedades del corazón.

Planean hacer simuladores de vuelo n Foto Jennifer González

En últimos diez ciclos escolares ha crecido la matrícula, pero ha decrecido cobertura global

Estudio de la ANUIES revela poco interés de la población en Instituto Tecnológicos n

En comparación, las universidades particulares han registrado mayor crecimiento en matrícula

critos en tecnológicos, es decir estas instituciones cubrían el 21 por ciento de la matrícula. Para el ciclo 2006-2007 la matrícula total de personas que cursaban la educación superior llegó a 29 mil 523 estudiantes, de los cuales 4 mil 214 eran de tecnológicos, equivalente al 14.3 por ciento de la cobertura total. Como se observa la matrícula creció sin embargo la cobertura bajo. El porcentaje de crecimiento en la matrícula fue de 5.7 por ciento —apenas 736 alumnos más en ocho años—, mientras que las instituciones particulares de educación superior tuvieron un crecimiento de 43.9 por ciento

en el mismo periodo, pasando de mil 925 a 5 mil 698. El investigador en temas educativos y catedrático de la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA) en el departamento de educación, Bonifacio Barba Casillas, atribuye la poca demanda de las carreras de técnico superior a una cuestión histórica de falta de prestigio social entre la población, por considerar que las universidades tienen un nivel superior a los institutos tecnológicos. “Los tecnológicos en México nacieron en tiempo del presidente Lázaro Cárdenas, abrió el Instituto Politécnico Nacional (IPN) una oportunidad que no

existía en 1937, las universidades eran insuficientes, siempre han sido insuficientes, y sobre todo para ofrecer una alternativa para las familias con menores recursos, porque a la UNAM y a las universidades estatales iban hijos de las familias con mayores recursos”. Apunta que desde los años 30 a la fecha se ha trabajado desde los gobiernos por democratizar la educación y parte del proceso fueron los institutos tecnológicos que se construyeron por todo el país, iniciando por los estados de Durango y Chihuahua. Señala que a dicho proyecto se le dio continuidad en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari, constru-

yendo tecnológicos nuevos con financiamiento federal y estatal. “En origen las universidades eran más prestigiadas socialmente hablando, las universidades ofrecían todas las carreras técnicas y las carreras humanísticas y los institutos tecnológicos empezaron a ocuparse solo de las carreras técnicas”. Cobertura de la Educación Superior en México, advierte que la modalidad de técnico superior universitario, en la que se ha decidido invertir para la ampliación de la oferta educativa, si ha registrado crecimiento, “pero sin capacidad de impactar de manera considerable la diversificación de niveles educativos”.

LJA 08022010  

LJA 08/02/2010

LJA 08022010  

LJA 08/02/2010

Advertisement