Issuu on Google+

Es el estudio científico del lenguaje humano La Lingüística

En el hablar corriente, el lenguaje designa propiamente la facultad que tienen los hombres de entenderse por medio de signos vocales. Desde hace algunos milenios se hace uso de signos pictóricos o gráficos que corresponden a los signos vocales del lenguaje. Esto es lo vocal del lenguaje que se Carácter llama escritura. Éstas ofrecen para cada signo una sucesión de letras, que la escuela ha enseñado a reconocer.

Las funciones del lenguaje El funcionalismo de André Martinet Lengua / nomenclatura

La doble articulación del lenguaje

Definición de la lengua

-Asegura la mutua comprensión, sirve de soporte al pensamiento, el hombre emplea la lengua para expresarse y además encuentra en ella, al mismo tiempo, el medio de afirmarse ante sí mismo y ante otros sin que en realidad tenga deseos de comunicar nada.

Para cada palabra le correspondería un repertorio particular, cada una de las cuales correspondería a una cosa. A un determinado animal, el caballo, por ejemplo, el repertorio particular conocido con el nombre de la lengua española haría corresponder una producción vocal determinada que la ortografía representa por la forma caballo. Aprender una nueva lengua consistiría en retener en la memoria una nueva nomenclatura

La primera articulación es la manera según la cual se dispone la experiencia común a todos los miembros de una comunidad lingüística determinada. La segunda articulación es aquella que permite analizar una palabra como un sucesión de unidades que le permitirá distinguirse de otras palabras. Es un instrumento de comunicación con arreglo al cual la experiencia humana se analiza, de modo diferente en cada comunidad, en unidades dotadas de un contenido semántico y de una expresión fónica, los monemas. Esta expresión fónica se articula a su vez en unidades distintivas y sucesivas, los fonemas, cuya naturaleza y relaciones difieren de una lengua a otra


2) Martinet considera a la lengua un medio de comunicación, ésta es doblemente articulada: las unidades de la primera las llama monemas, se trata de unidades significativas mínimas que pueden ser segmentadas en fonemas, las mismas conformaran las unidades de la segunda articulación. Esta característica de la lengua permitirá hacer posible la comunicación. Sin embargo, lo que le interesa a Martinet no es el uso concreto del lenguaje sino el sistema con sus unidades lingüísticas. Estas, vistas de manera aislada, no tienen ninguna significación. Cada una de ellas recibe su función únicamente por el hecho que se distingue de otra unidad y entra con los demás elementos en una red de relaciones y oposiciones tanto sintagmáticas como paradigmáticas.


El funcionalismo de andre martinet