Page 1

UNIVERSIDAD PRIVADA DE TACNA FACULTAD DE CIENCIAS DE LA SALUD ESCUELA DE ODONTOLOGÌA

Jonathan Cacho Mendoza Tacna – 2011 1


INDICE:

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 10. 11. 12. 13. 14. 15. 16. 17. 18. 19. 20. 21. 22. 23. 24. 25.

Introducción………………………………………………………………………….3 Dedicatoria……………………………………………………………………………4 Enfermedades mas comunes de la boca ……………………………………………5 Los dientes………………………………………………………………………….…7 La boca y sus partes ………………………………………………………………….9 Blanqueamiento dental………………………………………………………………11 Enfermedad periodontal y osteoporosis …………………………………………….14 El flúor en odontología ………………………………………………………………15 Prevención en boca de todos ………………………………………………………..18 Caries dentales ……………………………………………………………………….20 La encía ………………………………………………………………………………21 Sida y odontología ……………………………………………………………………23 Importancia de los dientes de leche …………………………………………………25 Tratamiento el diente avulsionado …………………………………………………..26 Síndrome de biberón ………………………………………………………………….27 Recomendaciones para los padres de familia sobre la primera consulta odontológica de los niños ……………………………………………………………………………….29 Medicamentos preventivos en odontología…………………………………………30 Mal posición dentaria…………………………………………………………………31 Que es la endodoncia…………………………………………………………………33 Que hacer para el dolor y la infección dental………………………………………..34 Los dentífricos y cepillos dentales……………………………………………………36 Que hacer cuando un diente se sale del alveolo por un golpe……………………….39 Odontología bioenergética……………………………………………………………41 La caries rampante o enfermedad del biberón………………………………………43 El embarazo y las encías……………………………………………………………..44

2


INTRODUCCION:

El presente libro tiene como funci贸n dar a conocer de manera sencilla y simple los diversos temas b谩sicos, principales dudas e inquietudes, y preguntas que las personas en general se hacen ante diversos temas odontol贸gicos o accidentes o mitos que se tejen en el quehacer popular.

3


DEDICATORIA:

Dedicado a mis padres y familia, en especial a mi madre, por ser una gran persona en todo sentido, un ejemplo de vida.

4


Enfermedades mas comunes de la boca Enfermedades bucales La boca es una de las partes más importantes del cuerpo. Cualquier problema que afecte la boca puede dificultarle comer, beber o hasta sonreír. Entre los problemas comunes de la boca se encuentran: •Herpes labial: El herpes labial es causado por un virus muy contagioso llamado herpes simple. Existen dos tipos del virus del herpes simple. El virus del herpes tipo 1 que generalmente causa herpes orales o labiales. Este virus infecta a más de la mitad de la población de los EE.UU. para cuando llega a los 20 años. El virus del herpes tipo 2 generalmente afecta el área genital. Algunas personas no tienen síntomas de la infección. Sin embargo, otras desarrollan llagas dolorosas y desagradables que duran una semana o más. El herpes labial suele aparecer fuera de la boca: en los labios, en el mentón, en las mejillas o en las fosas nasales. Cuando aparece dentro de la boca, suele hacerlo en las encías o en el paladar. No existe una cura para el herpes labial. Algunas medicinas pueden aliviar el dolor y la molestia que causan. Estos incluyen ungüentos que adormecen las llagas, antibióticos que controlan infecciones bacterianas secundarias y ungüentos que ablandan las costras de las llagas.

•Úlceras bucales: úlceras dolorosas en la boca, causadas por bacterias o virus •Muguet o candidiasis oral: una infección por cándida que causa manchas blancuzcas en la boca. •Leucoplaquia: parches blancos formados por exceso de crecimiento celular en la mucosa de las mejillas, las encías o la lengua, común en los fumadores •Boca seca: Boca seca es la sensación de que no hay suficiente saliva en su boca. Muchas personas sienten la boca seca en algún momento, sobre todo si están nerviosas, enojadas o estresadas. Pero si usted siente la boca seca todo o la mayor parte del tiempo, puede ser incómodo y puede ocasionar serios problemas de salud. Los síntomas de la boca seca incluyen 1.

•Sensación pegajosa y seca en la boca

2.

•Problemas para masticar, tragar, degustar o hablar

3.

•Sensación de ardor en la boca

4.

•Sensación de sequedad en la garganta

5.

•Labios resecos

6.

•Lengua seca y áspera 5


7.

•Llagas en la boca

8.

•Infecciones en la boca

La boca seca no es una parte normal del envejecimiento. Las causas pueden ser algunas medicinas, radioterapia, quimioterapia y daños a los nervios. Algunas enfermedades como los trastornos de las glándulas salivales, el síndrome de Sjögren, VIH/SIDA y diabetes también pueden causar sequedad bucal. El tratamiento depende de la causa. Lo que puede hacer es tomar sorbos frecuentes de agua o de bebidas sin azúcar, evitar bebidas con cafeína, el tabaco y el alcohol y masticar goma de mascar sin azúcar o chupar caramelos duros sin azúcar.

•Problemas en las encías o los dientes El tratamiento de los trastornos de la boca varía dependiendo del problema. Es importante mantener la boca limpia mediante el cepillado frecuente y el uso del hilo dental. •Mal aliento (Halitosis) ¿Cuál es la causa del mal aliento? Lo que usted come afecta el aire que exhala. Ciertos alimentos, como el ajo y la cebolla, contribuyen al aliento desagradable. Una vez los alimentos son absorbidos en el torrente sanguíneo, sus productos metabólicos son transferidos a los pulmones, donde son expulsados. El cepillado, el uso del hilo dental y los enjuagues bucales solamente ocultan el olor temporalmente. Los olores continúan hasta que el cuerpo elimina el alimento. Las personas a dieta pueden desarrollar aliento desagradable por comer con poca frecuencia. Si no se cepilla ni usa el hilo dental diariamente, las partículas de alimentos se quedan en la boca, lo que puede causar mal aliento. Los alimentos que se acumulan entre los dientes, en la lengua y alrededor de las encías se pueden descomponer, dejando un olor desagradable. Si las dentaduras no se limpian correctamente, pueden albergar las bacterias y los alimentos que causan el olor. Una de las señales de aviso de la enfermedad periodontal (de las encías) es el mal aliento persistente o un mal sabor en la boca. La enfermedad periodontal es causada por la placa dental, una película pegajosa e incolora de bacterias que se forma constantemente en los dientes. Las bacterias crean unas toxinas que irritan las encías. En las etapas avanzadas de la enfermedad, las encías, el hueso y otras estructuras de soporte de los dientes se dañan. En las visitas para los chequeos regulares, su dentista puede detectar y tratar temprano la enfermedad periodontal.

6


LOS DIENTES El diente es un órgano anatómico duro, enclavado en los alvéolos de los huesos maxilares a través de un tipo especial de articulación denominada gonfosis y en la que intervienen diferentes estructuras que lo conforman: cemento dentario y hueso alveolar ambos unidos por el ligamento periodontal. El diente está compuesto por calcio y fósforo, que le otorgan la dureza. Los dientes son estructuras de tejido mineralizado que comienzan a desarrollarse desde pronta edad y los cuales nos ayudan a masticar alimentos para una buena digestión. El diente realiza la primera etapa de la digestión y participa también en la comunicación oral. Básicamente en el diente se pueden reconocer dos partes, la corona, parte visible recubierta por esmalte dental y la raíz no visible en una boca sana. Los dientes, ordenados desde el centro hacia las mandíbulas son: incisivos que cortan, los caninos que desgarran, los premolares que trituran y los molares que muelen.

Tipos de dientes definitivos Según la forma de la corona y por lo tanto su función, hay cuatro tipos de dientes:

Incisivos (8 dientes): dientes anteriores con borde afilado. Su función principal es cortar los alimentos. Poseen una corona cónica y una raíz solamente. Los incisivos superiores son más grandes que los inferiores. Caninos (4 dientes): con forma de cúspide puntiaguda. Son llamados colmillos en los demás animales. Están situados al lado de los incisivos y su función es desgarrar los alimentos. Premolares (8 dientes): poseen dos cúspides puntiagudas. Facilitan la trituración de los alimentos. Molares (12 dientes): cúspides anchas. Tienen la misma función de los premolares. La corona de este tipo de dientes puede tener cuatro o cinco prominencias, al igual que dos, tres o cuatro raíces. Son los más grandes.

Funciones de los dientes: Las funciones de los dientes son: 1.

Masticatoria

2.

Fonética

3.

Estética

4.

Expresión facial

La forma dentaria determina la función de cada diente dentro de los movimientos mandibulares. Para una buena función los dientes deberán estar bien posicionados, son tan importantes los contactos entre dientes de diferentes arcadas, superior e inferior, como los contactos entre los 7


dientes adyacentes, estos últimos se llaman contactos interproximales y protegen a la papila dental ya que impiden que al masticar la comida se almacene en está evitando un empaquetamiento, traumatismo gingival por alimentos duros y, por lo tanto, el aumento de la placa bacteriana.

Funciones del punto de contacto interproximal: Estabiliza al diente en su alvéolo y a las arcadas dentarias. Previene el empaquetamiento de comida y, por lo tanto, protegiendo de posibles gingivitis, periodontitis, caries, etc. Protege a la papila dental al desviar a los alimentos que en la masticación van hacia la papila dental. Las malposiciones dentarias presentan unos puntos de contacto alterados que es un factor de riesgo para diversas patologías bucodentales. Porcentajes de la función según el diente: Masticatoria: Incisivos: 10%, Caninos 20%, premolares 60%, molares +90% Fonética y Estética: Incisivos: 90%, Caninos 80%, Premolares 40%, Molares 10% Partes del diente Esmalte dental: es un tejido formado por hidroxiapatita y proteínas (en muy baja proporción). Es el tejido más duro del cuerpo humano. En zonas donde el esmalte es más delgado o se ha desgastado totalmente, puede ser sumamente sensible. El esmalte es translúcido, insensible al dolor pues en el no existen terminaciones nerviosas. Con el flúor se forman cristales de fluorhidroxiapatita que es mucho más resistente que la hidroxiapatita al ataque de la caries dental. Dentina: tejido mineralizado, pero en menor tamaño que el esmalte. Es el responsable del color de los dientes. Contiene túbulos en donde se proyectan prolongaciones de los odontoblastos. La dentina proporciona elasticidad al frágil pero duro esmalte.

Cemento dental: tejido conectivo altamente especializado. Es una capa dura, opaca y amarillenta que recubre la dentina a nivel de la raíz del diente. Se encarga de unir la pieza dental con el resto de la mandíbula o maxila.

Pulpa dentaria: de tejido mesodérmico está constituida por un tejido suave que contiene vasos sanguíneos (arteria y vena) que conducen la sangre hacia el diente y por fibras nerviosas que otorgan sensibilidad al diente. Dichos nervios atraviesan la raíz (del diente) por medio de finos canales. Su célula principal son los odontoblastos (son células tanto de la pulpa como de la 8


dentina), éstos fabrican dentina y son los que mantienen la vitalidad de la dentina. Los odontoblastos poseen prolongaciones conocidas como Proceso de Tomes que se alojan en los túbulos dentinarios.

LA BOCA Y SUS PARTES La boca, también conocida como cavidad bucal o cavidad oral, es la abertura corporal por la que se ingieren los alimentos. Está ubicada en la cabeza y constituye en su mayor parte el aparato estomatognático, así como la primera parte del sistema digestivo. La boca se abre a un espacio previo a la faringe llamado cavidad oral, o cavidad bucal.

La boca humana está cubierta por los labios superior e inferior y desempeña funciones importantes en diversas actividades como el lenguaje y en expresiones faciales, como la sonrisa. La boca es un gran indicador de la salud del individuo. La mucosa, por ejemplo, puede verse más clara, pálida o con manchas blancas, indicador de proliferaciones epiteliales. En la boca se pueden distinguir tres tipos de mucosa: Simple de revestimiento: Presenta submucosa. Masticatoria: Con probable ausencia de submucosa, queratinizada o paraqueratinizada y en contacto directo con el tejido óseo. Especializada: Se presenta en ciertas regiones de la lengua. Se refiere a la mucosa relacionada a los receptores de gusto. Funciones de la boca. Masticar: Gracias a los movimientos de la mandíbula y a la presión de los dientes se produce este tratamiento mecánico que degrada los alimentos. La mandíbula es la que proporciona la fuerza para que los molares inferiores ocluyan contra los superiores. (Actúa como un martillo).

Salivar: Gracias a la desembocadura de los conductos de las glándulas salivales, se produce el primer jugo digestivo (saliva), que realiza una degradación química de los alimentos. En el caso de los carbohidratos lo hace a través de la amilasa salival, que se encarga de destruir los enlaces alfa-1,4 que están presentes en los polisacáridos, y después seguirían degradándose a nivel intestinal.

Sentido del gusto: En la boca se encuentran los receptores sensoriales del gusto, sobre todo en la lengua, llamadas Papilas gustativas. Habla: En la boca se encuentran gran parte de las estructuras que modifican el sonido laríngeo y producen la voz articulada gracias a sus cavidades especiales.

9


Deglución: Se divide en dos: -Fase voluntaria: La lengua se eleva hacia el techo de la cavidad bucal, impulsando el bolo alimenticio para que entre en la faringe. -Fase involuntaria: La epiglotis va hacia atrás y cierra el orificio superior de la laringe. Por causa de este reflejo, la faringe queda convertida solo en una vía digestiva transitoria, impidiendo así el ingreso de trozos a la vía aérea laringe. Estructura de la boca en humanos La cavidad oral está situada en la parte inferior de la cara, entre las fosas nasales y la región suprahioidea. Tiene forma de óvalo con diámetro mayor anteroposterior. Los arcos alveolodentarios dividen la boca en dos partes: una parte anterior y lateral, situada fuera de estos arcos, que es el vestíbulo de la boca y otra parte situada hacia dentro de estos arcos que es la boca propiamente dicha. La boca propiamente dicha y el vestíbulo bucal se comunican entre sí por numerosos intersticios que separan los dientes unos de otros (espacios interdentarios), y también por un espacio más ancho situado entre los últimos molares y la rama ascendente de la mandícula (espacio retrodentario o trígono retromolar).

Cuando la boca está cerrada, es decir, cuando ambos maxilares están aproximados y no existe alimentos o cuerpos extraños en su interior, la cavidad oral es una cavidad virtual. La boca se convierte en una cavidad real y adquiere unas dimensiones considerables debido a: 1. La separación de las mejillas, agrandando el vestíbulo bucal transversalmente, por ejemplo cuando se sopla. 2. La proyección de los labios hacia delante, ampliando el vestíbulo en sentido anteroposterior. 3. La separación de la mandíbula del maxilar superior, aumentando el diámetro vertical de la cavidad.

Pericoronaritis La pericoronaritis es un enfermedad bucal. Se trata de un proceso infeccioso, que se observa en pacientes jóvenes, entre la segunda y tercera década de la vida por erupción de cualquier diente, fundamentalmente en los terceros molares. Esta caracterizada por la inflamación del tejido blando que rodea el diente retenido. Algunos autores definen la pericoronaritis como la infección de la cavidad pericoronaria del molar del juicio y de sus paredes, siendo el más frecuente de los accidentes infecciosos. 10


Esta enfermedad es producida por el crecimiento bacteriano activo en un medio ideal, que es el espacio de tejido blando que cubre la corona del molar. Debajo de la mucosa peridentaria existe un espacio donde hay humedad, tibieza, protección, alimentos y oscuridad, con tal ambiente el crecimiento bacteriano florece. Origen Su origen infeccioso se produce a partir de los elementos infecciosos que circulan por la sangre o de los que ya existen en la cavidad; se admite actualmente que el punto de partida de la infección se sitúa en el espacio pericoronario: el saco que rodea la corona forma una cavidad virtual que puede infectarse al ponerse en comunicación con el medio bucal, bien directamente, por penetración a nivel del saco pericoronario. Características Algunas de las manifestaciones más comunes de esta enfermedad son: Se presenta la mayoría de las veces en la infancia, la niñez y en los comienzos de la edad adulta, de 20 a 30 años de edad y más frecuente en zona de terceros molares inferiores. Un fuerte dolor. La inflamación se extiende a los tejidos blandos adyacentes. Amigdalitis y absceso peritonsilar o faríngeo. Puede observarse presencia de pus. Dificultad a la masticación. Escalofrío, hipertermia o fiebre Los principios en el tratamiento de las pericoronaritis que se instauraron desde los orígenes de la humanidad, fueron la utilización de piedras, lancetas de madera, etc; para su drenaje, siguen aún vigentes en la actualidad, solo que la técnica ha mejorado.

Los pilares básicos a considerar en el tratamiento de las infecciones odontógenas se concretan en dos: uso de antimicrobianos y el tratamiento quirúrgico. Con este tratamiento los objetivos a conseguir consisten en: Reponer la salud del paciente y evitar la aparición de secuelas y complicaciones. Manifestaciones clínicas comunes La pericoronaritis tiene manifestaciones clínicas comunes, independiente de su forma clínica de presentación: -Se observa en la infancia, la niñez y en los comienzos de la edad adulta, de 20 a 30 años de edad y más frecuente en zona de terceros molares inferiores. -Dolor punzante. 11


-La inflamación se extiende a los tejidos blandos adyacentes. -Amigdalitis y absceso peritonsilar o faríngeo. -Puede observarse presencia de pus. -Dificultad a la masticación. -Toma del estado general (escalofrío, hipertermia o fiebre)

Blanqueamiento dental El blanqueamiento dental es un tratamiento dental estético (Odontología estética o cosmética) revolucionario (tanto por su demanda enorme como en cuanto ha supuesto un paso enorme en el mundo de la estética dental) que logra reducir varios tonos el color original de las piezas dentales, dejando los dientes más blancos y brillantes. Las personas están mucho más interesadas en tener los dientes bonitos y muchas consideran que es una necesidad tanto para triunfar en la vida profesional como social. Por ello, muchas se cuidan mucho más los dientes y hay un interés creciente por tener los dientes blancos, hasta el punto que un color o tono que antes se consideraba normal, ahora resulta oscuro; unos dientes blancos dan un aspecto más limpio, sano y juvenil (ello deriva de que las personas a partir de los 50 años tienen paulatinamente un tono más oscuro y un color generalmente más amarillento). El blanqueamiento dental se puede realizar en consultorio o en el hogar, aunque no es posible comprar los mismos tratamientos (sobre todo en cuanto a concentraciones de los principios activos) para uso personal y algunos especialistas alertan sobre el posible daño a las piezas dentales si se utilizan éstos en alta concentración sin la prescripción ni el seguimiento de un odontólogo especialista. El blanqueamiento de los dientes permite eliminar la mayoría de las manchas producidas por medicamentos como las (tetraciclinas) o bien por causas extrínsecas como el té, café y otras infusiones, cigarrillos y vino tinto, entre otras sustancias y alimentos. Sin embargo, no todas la manchas u oscurecimientos dentales son eliminables o mejorables a través del blanqueamiento dental y pueden requerir de otro tipo de tratamientos odontológicos estéticos como el uso de carillas de porcelana o fundas. Ningún tratamiento de blanqueamiento dental efectuado por un odontólogo especialista provoca dolor, abrasión dentaria (desgaste), como así tampoco debilita los dientes si se efectúa de manera correcta; simplemente se utilizan geles que actúan químicamente a través del oxigeno que contienen, pudiendo reducir varios tonos dentro del mismo color de la pieza dentaria, aunque la adición del uso de luces especiales mejora considerablemente el resultado y por ello muchos especialistas consideran imprescindible su uso. Generalmente se realiza un blanqueamiento en el consultorio, con las respectivas indicaciones del odontólogo.

12


Este tratamiento a altas concentraciones puede repetirse a modo de mantenimiento después de 6 meses a 1 año, según la severidad de las manchas o pigmentaciones que el paciente presente. En general, aunque depende del estado de la dentadura de cada paciente, es importante y necesario realizar una limpieza dental profesional (ultrasonidos + cepillado profesional) completa previa a la realización del blanqueamiento dental. El blanqueamiento no tiene efecto sobre ningún tipo de restauraciones, siendo estas: amalgamas, restauraciones realizadas con luz halógena (resinas o rellenos blancos), incrustaciones y coronas o puentes. En el caso que el paciente presente este tipo de arreglos en el sector anterior sobre todo, se le realiza el blanqueamiento y posteriormente a ello se procede a hacer el recambio de las restauraciones que no han modificado su color. Para poder realizar el recambio de estas restauraciones es necesario esperar 15 días aproximadamente para que el color obtenido con el blanqueamiento se estabilice.

El blanqueamiento efectuado por un odontólogo especialista El tratamiento que mejor resultado produce es una sesión en consulta con luz fría de arco completo y peróxido de hidrógeno al 35%. Después, un tratamiento en el hogar con férulas hechas a medida y peróxido de carbamida con concentraciones entre el 10% al 30% según las necesidades de cada paciente, todo ello proporcionado por el especialista y según sus indicaciones, durante dos semanas y con una duración de 40 minutos diarios; es la única forma de garantizar el mejor resultado posible. Para que el blanqueamiento sea duradero es necesario hacer un mantenimiento en casa de 40 minutos un día al mes con la férula a medida y peróxido de carbamida durante algún tiempo o de manera periódica, a determinar por el especialista. De esta manera los dientes permanecerán blancos independientemente de lo que coma o beba el paciente. Blanqueamiento dental en el consultorio: Ventajas: Dientes más blancos. Controlado por el profesional Menores o ningunos efectos colaterales Mayor liberación y penetración del gel

13


Enfermedad periodontal y osteoporosis INTRODUCCION La cavidad oral tiene funciones muy importantes en el ser humano que vienen desde el nacimiento (capacidad sensorial, afectiva, succión, etc); hasta funciones específicas tales como fonación, masticación, deglución y estética. Por tener la cavidad oral un medio húmedo con la temperatura y unos rangos de pH específicos es lugar para el desarrollo de múltiples patologías de origen bacteriano, viral, tumoral, etc. Sin embargo, las enfermedades más comunes que se presentan en la cavidad oral son la caries dental y la enfermedad periodontal. Estudios recientes justifican la importante relación que existe entre la enfermedad periodontal y la salud general de los pacientes. Investigaciones médicas han trabajado firmemente por décadas en identificar los factores de riesgo para enfermedades tales como cáncer, enfermedad cardiaca, osteoporosis, etc. Pero sólo en los últimos 5 a 10 años se ha comenzado a considerar que existen otros factores de riesgo diferentes a una mala higiene oral, los cuales pueden predisponer a una persona a desarrollar enfermedad periodontal severa. OSTEOPOROSIS Y ENFERMEDAD PERIODONTAL La osteoporosis y la enfermedad periodontal afecta a buen número de hombres y mujeres con una incidencia que oscila entre un 5 a 30 % de los adultos. Entendiendo la osteoporosis como una enfermedad caracterizada por pérdida y fragilidad de la masa ósea con el consecuente aumento de riesgo de fractura; la Osteopenia como una disminución en la masa ósea debido a un imbalance entre la resorción y la formación ósea que lleva a osteoporosis y a Enfermedad Periodontal como la inflamación (alteración) de los tejidos del diente, resultando en una resorción del hueso alveolar con pérdida de los tejidos de sostén alveolar y la mayor causa de pérdida dentaria en el adulto, recientemente se ha visto su relación y su prevención con la terapia hormonal de reemplazo.

La osteoporosis y la enfermedad periodontal se ha convertido en un problema de salud pública, que afecta a un gran número de hombres y mujeres con una incidencia que va aumentando directamente con la edad. Reportes de la literatura concuerdan en que la osteoporosis generalizada afecta la velocidad de reabsorción y la densidad ósea del maxilar y la mandíbula. La difusión de patologías como la enfermedad periodontal en los Estados Unidos revelan el 50% de la población adulta sufre de gingivitis, cerca del 30% de la población padece de periodontits moderada, el 5% de periodontitis severa y 0.5% de periodontitis de establecimiento templano. Epidemiólogos han dado nuevas ideas a la incidencia, prevalencia, historia natural y riesgo para enfermedad periodontal. Los investigadores en microbiología oral han dado grandes ideas del rol de los tipos específicos bacterianos causantes de enfermedad periodontal, además otros 14


investigadores han explicado el papel del huésped susceptible en la progresión de la enfermedad periodontal. E investigadores clínicos han sido capaces de demostrar que es posible disminuir o detener el progreso de la enfermedad periodontal y reconstruir las estructuras periodontales perdidas con nuevas y exitosas estrategias de tratamiento.

EL APARATO DE INSERCION PERIODONTAL

Anatómicamente los dientes constan de una corona y una raíz, la unión entre ambos es el cuello dentario, están constituidos por esmalte, dentina y pulpa. Se encuentran rodeados por el aparato de inserción periodontal que fija los dientes en los maxilares y está compuesto por ligamento periodontal, cemento y hueso alveolar. Los dientes se unen al alvéolo por haces de colágena (fibras principales), separadas por tejido conectivo laxo que contiene vasos sanguíneos y nervio. Dicho ligamento funciona como mecanismo de soporte y fijación dental y se denomina ligamento periodontal. La unidad dentoalveolar comprende cemento, ligamento periodontal y hueso alveolar. El ligamento periodontal es el tejido que rodea las raíces dentales y se une al hueso alveolar. El cemento es el tejido duro parecido al hueso que cubre las raíces anatómicas del diente. El hueso alveolar propiamente dicho es una placa del hueso compacto que por su imagen radiográfica se denomina lámina dura.

La función principal de la unidad dentoalveolar es el soporte, adémas de la formativa, nutritiva y sensitiva. La función de soporte consiste en el mantenimiento y retención del diente; la formativa es necesaria para la restitución de tejidos: cemento, ligamento periodontal y hueso alveolar. A esta función se vinculan tres células especializadas cementoblastos, fibroblastos y osteoblastos. Los vasos sanguíneos y los nervios se encargan de llevar a cabo las funciones nutritiva y sensitiva, respectivamente, por tanto, el aparato de inserción es el mecanismo suspensorio dental y actúa como pericemento para mantener la cubierta radicular y como periostio del hueso alveolar.

El flúor en odontología El flúor es el más electronegativo de todos los elementos químicos, el flúor no se encuentra en su forma elemental, siempre será observado combinado con fluoretos, siendo el más común la Criolita y la Apatita. •Consideraciones Generales: 15


La profilaxis de la caries dental por el flúor es consecuencia de una serie de observaciones: -En las regiones geográficas donde el agua de bebida contiene cantidades importantes de flúor, una parte importante de los sujetos muestran manchas blancas y opacas sobre el esmalte, que caracterizan la fluorosis dental. -Los individuos que padecen fluorosis dental presentan sin embargo, menos caries que los demás, sobre todo comparándolos con los que beben agua sin flúor. •Mecanismo de Acción: El mecanismo de acción exacto del flúor no es del todo conocido; como consecuencia de ello, se han emitido varias hipótesis en trabajos que sustentan la actividad preventiva del flúor frente a la caries. En principio se podrían establecer cuatro grandes grupos: -Accion sobre la hidroxiapatita: 1. Disminuye la solubilidad 2. Aumenta la cristalinidad. 3. Promueve la remineralizacion. -Accion sobre las bacterias de la placa bacteriana: 1. Inhibidor enzimatico 2. Reduce la flora cariogena (antibacteriano directo). -Accion sobre la superficie del esmalte: 1.Inhibe la union de proteinas y bacterias. 2.Disminuye la energia superficial libre.

-Acción sobre el tamaño y estructura del diente: 1. Morfologia de la corona. 2. Retraso en la erupción. Otros investigadores han descrito dos categorías básicas de mecanismo de acción anticariógena del flúor, que se corresponden: •A los Aspectos fisicoquímicos del esmalte por un lado. •Al estudio de la microbiología y bioquímica de la placa bacteriana.

16


En tal sentido, Pinkham (1.991), establece que aunque no se conoce del todo el mecanismo, el carácter preventivo del flúor se puede deber al aumento de la resistencia de la estructura dental a la disolución de los ácidos, fomento de la remineralizacion y disminución del potencial cariogénico de la placa bacteriana.

Vías de Administración: El flúor puede llegar a la estructura dentaria a través de dos vías: En la que los fluoruros son ingeridos y vehiculados a través del torrente circulatorio depositándose fundamentalmente a nivel óseo y en menor medida en los dientes. El máximo beneficio de esta aportación se obtiene en el periodo pre-eruptivo tanto en la fase de mineralización como en la de postmineralización. La administración por vía sistémica de fluoruros supone la aportación de dosis continuadas y bajas del mismo, siendo por tanto los riesgos de toxicidad prácticamente inexistentes. b. Vía Sistémica: -Fluoracion de la aguas de consumo publico: Es, con mucho,la medida mas eficaz de todos los metodos conocidos para la prevencion de la caries. La fluoracion es el proceso de anadir un elemento de aparicion natural, el fluor, al agua de consumo con el proposito de reducir la caries dental. Los compuestos usados son el fluoruro sodico, silico fluoruro de sodio y el acido hexafluorsilicico. La dosis adecuada oscila entre 0,1-0,2 partes por millon, siendo variable en funcion de las condiciones climatologicas. -Fluoracion de las aguas en las en las escuelas: En este caso el agua debe estar fluorada a un nivel de varias veces superior al que seria recommendable para ese area, ya que los ninos beberian esta agua durante un reducido numero de horas del dia. Ahora si la institucion alberga ninos menores de 6 anos se debe asegurar que estos no reciban fluor por ninguna otra via, ante el riesgo de estar aportando dosis excesiva.

-Aguas de mesa con Fluor: El agua embotellada constituye otra formula de aporte de Fluor, siendo muy variable la dosis en funcion de la fuente natural. -Suplementos de los Alimentos con Fluor: Otra alternativa es incorporar el Fluor en determinados alimentos tal como, la sal, la leche, la harina o los cereales. Su dosificacion oscila entre los 200-250 mg. En los anos setenta, segun Maier(1.971), se consideraba que no existian suficientes pruebas ni la cantidad exacta de fluor que debe incorporarse en la leche, sal y pan -Suplementos Dieteticos Fluorados: Existen otras vias de administrar fluor por via sistemica, como son las gotas, tabletas y/o preparaciones vitaminicas que pueden constituir una alternativa o complementacion a la ingestion de fluor a traves del agua, pudiendose utilizar de forma individual o communal en las escuelas. Los suplementos dieteticos de fluor pueden prescribirse desde el nacimiento a los 13 anos a los ninos que vivan en areas en las que el agua contenga 0,7ppm de fluor o menos . El gran incoveniente de estos metodos es que requieren un alto grado de motivacion para que el suministro se realice de forma continuada y correcta durante anos. El metodo para administrar estos suplementos, dependera de la edad, en ninos pequenos se 17


utilizaran en fluor en gotas o las preparaciones vitaminicas, colocandolas directamente en la lengua o bien mezclandolas con agua o zumos, o en la propia comida del nino. Hay que tener en cuenta que estos preparados no deben mezclarse con leche, pues se retarda su absorcion. En ninos con capacidad de masticar se pueden utilizar las tabletas, que deben ser masticadas y mezcladas con saliva durante un minuto, para posteriormente ser ingeridas, de esta forma conseguiremos un efecto topico y un efecto sistemico. c. Vía Tópica: Las formas de presentacion mas comunes existentes para la aplicacion topica de fluor son: -Barnices. -Geles. -Dentrificos. -Colutorios. -Seda Dental Fluorada. -Pasta Profilactica. -Chicles con Fluor.

Prevencion en boca de todos Es posible reducir simultáneamente la carga de enfermedades bucodentales y la de otras enfermedades crónicas si se abordan los factores de riesgo comunes, como el consumo de tabaco y las dietas malsanas: La reducción de la ingesta de azúcares y una alimentación bien equilibrada previenen la caries dental y la pérdida prematura de dientes. Dejar de fumar y reducir el consumo de alcohol disminuyen el riesgo de cánceres de la cavidad bucal, periodontopatías y pérdida de dientes. El consumo de frutas y verduras protege contra el cáncer de la cavidad bucal. El uso de equipos eficaces de protección en la práctica de deportes y el uso de vehículos automóviles reduce las lesiones faciales. Las caries dentales pueden prevenirse manteniendo de forma constante una alta concentración de fluoruro en la cavidad bucal. Ello puede conseguirse mediante la fluoración del agua de bebida, la sal, la leche, los colutorios o la pasta dentífrica, o bien mediante la aplicación de fluoruros por profesionales. La exposición a largo plazo a niveles óptimos de fluoruros reduce el número de caries tanto en los niños como en los adultos. Usando esas estrategias de prevención se pueden evitar tratamientos dentales muy onerosos.

18


LA PREVENCIÓN INTEGRADA DE LAS ENFERMEDADES BUCODENTALES Y LA PROMOCIÓN DE LA SALUD La eficacia de las soluciones de salud pública contra las enfermedades bucodentales es máxima cuando se integran con otras enfermedades crónicas y con los programas nacionales de salud pública. Las actividades de la Organización Mundial de la Salud (OMS) abarcan la promoción, la prevención y el tratamiento: La promoción de un enfoque basado en los factores de riesgo comunes para prevenir simultáneamente las enfermedades bucodentales y otras enfermedades crónicas; Los programas de fluoración para mejorar el acceso a los fluoruros en los países de bajos ingresos; y El apoyo técnico a los países que están integrando la salud bucodental en sus sistemas de salud pública. Eliminando la placa dental Para prevenir las caries, necesitas eliminar la placa dental, la capa transparente de bacteria que recubre los dientes. La mejor manera de hacer esto es cepillándote los dientes dos veces al día y utilizando el hilo dental como mínimo una vez al día. Cepillarse los dientes también estimula a las encías, lo cual ayuda a mantenerlas saludables previniendo enfermedades. Cepillarse los dientes y utilizar el hilo dental son los pasos más importantes que puedes tomar para mantener tus dientes y tus encías sanos. Los dentífricos o pasta dental contienen abrasivos, detergentes y agentes espumantes. El flúor, el ingrediente activo más común en los dentífricos, es el elemento que previene la caries. Por ello, debes de asegurarte que tu dentífrico contenga flúor. Aproximadamente una de cada diez personas tiene tendencia a acumular sarro rápidamente. El sarro es una placa endurecida más nociva y más difícil de eliminar. Utilizar dentífricos y enjuagues bucales que combaten el sarro, así como dedicar algunos minutos adicionales para cepillarte los dientes cerca de las glándulas salivales (la parte interior de los dientes delanteros de la mandíbula inferior y la parte exterior de los dientes ubicados al fondo de la mandíbula superior), puede que retrase el desarrollo del sarro. Si tu dentadura es sensible al calor, al frío y a la presión, puede que quieras comprar un dentífrico para dientes sensibles. Pero puede que necesites hablar con tu dentista sobre tu sensibilidad dental porque puede que indique un problema más serio -una caries o un nervio inflamado (irritado).

19


Caries dentales Son perforaciones o daño estructural en los dientes. Causas, incidencia y factores de riesgo: Las caries dentales son uno de los trastornos más comunes, después del resfriado común. Suelen aparecer en los niños y en los adultos jóvenes, pero pueden afectar a cualquier persona y son la causa más importante de pérdida de los dientes en las personas más jóvenes. Las bacterias suelen estar presentes en la boca y convierten todos los alimentos, especialmente los azúcares y almidones, en ácidos. Las bacterias, el ácido, los residuos de comida y la saliva se combinan en la boca para formar una sustancia pegajosa llamada placa que se adhiere a los dientes y que es más prominente en los molares posteriores, justo encima de la línea de la encía en todos los dientes y en los bordes de las obturaciones. La placa que no es eliminada de los dientes se mineraliza y se convierte en sarro. La placa y el sarro irritan las encías, produciendo gingivitis y en últimas periodontitis. La placa comienza a acumularse en los dientes a los 20 minutos de la ingestión de alimentos, que es el tiempo en el que se presenta la mayor actividad bacteriana. Si la placa no se remueve por completo y en forma rutinaria, las caries no sólo comienzan sino que prosperan. Los ácidos de la placa disuelven la superficie del esmalte del diente y crean orificios en el diente (caries). Las caries no suelen producir dolor hasta que se tornan muy grandes y afectan los nervios o causan una fractura del diente. Si se dejan sin tratamiento, se puede producir un absceso dental. La caries dental que no se trata también destruye las estructuras internas del diente (pulpa) y finalmente causa la pérdida de éste. Los carbohidratos (azúcares y almidones) aumentan el riesgo de caries dentales. Los alimentos pegajosos son más dañinos que los no pegajosos, ya que permanecen en la superficie de los dientes. Los refrigerios frecuentes aumentan el tiempo en que los ácidos están en contacto con la superficie del diente.

Síntomas Puede no haber síntomas, pero si se presentan, pueden abarcar:

•Dolor de muela o sensación dolorosa en los dientes, sobre todo después de consumir bebidas o alimentos dulces, fríos o calientes •Hoyuelos o agujeros visibles en los dientes Signos y exámenes

20


La mayoría de las caries son descubiertas en sus fases preliminares durante los controles de rutina. La superficie dental puede estar suave al hurgarla con un instrumento puntiagudo. El dolor puede no presentarse hasta las etapas avanzadas de la caries dental. Las radiografías dentales pueden mostrar algunas caries antes de que sean visibles para el ojo. Tratamiento El tratamiento puede ayudar a impedir que el daño a los dientes lleve a caries dentales. El tratamiento puede involucrar:

•Obturaciones •Coronas •Tratamiento de conductos Los odontólogos obturan los dientes eliminando el material dental cariado con el uso de una fresa dental y reemplazándolo con un material como las aleaciones de plata, oro, porcelana o resina compuesta. Estos dos últimos materiales son los que más se asemejan a la apariencia natural del diente y pueden preferirse para los dientes frontales. Muchos odontólogos consideran que las amalgamas (aleaciones) de plata y de oro son más resistentes y suelen usarlas para los dientes posteriores, aunque hay una tendencia a utilizar la resina compuesta altamente resistente también en los dientes posteriores.

Las coronas o "fundas dentales" se usan cuando la caries es muy extensa y hay una estructura dental limitada, la cual puede ocasionar un diente debilitado. Las obturaciones grandes y la debilidad del diente aumentan el riesgo de ruptura del mismo. El área cariada o debilitada se elimina y se coloca una corona sobre la parte del diente que queda. Dichas coronas suelen estar hechas de oro, porcelana o porcelana pegada a metal. Un tratamiento de conductos se recomienda si el nervio del diente muere como consecuencia de una caries o de una lesión. Se extrae el centro del diente, incluidos el nervio y el tejido (pulpa) vascular (vasos sanguíneos), junto con la porción cariada del diente y las raíces se rellenan con un material sellante. El diente se rellena y se le puede colocar una corona por encima en caso de ser necesario.

La encía Es una fibromucosa formada por tejido conectivo denso con una cubierta de epitelio escamoso queratinizado que cubre los procesos alveolares y rodea a los dientes. La encía es contigua al ligamento periodontal y, en su exterior, con los tejidos mucosos de la cavidad oral. 21


La encía tiene por lo general un color rosa pálido y al encontrase adherido a los cuellos de los dientes (epitelio de unión) e insertado con fibras colágenas (inserción conectiva) forma un sellado que protege al hueso y demás tejidos de soporte. Se habla de encía marginal, encía insertada y encía alveolar, según la zona bucal donde se encuentra. La encía es componente del periodonto.

Las encías son un tejido del interior de la boca, que cubre la mandíbula y el maxilar, protegiendo y ayudando a sujetar los dientes. Las encías son visibles al levantar los labios, su coloración, si están sanas, es entre rosácea y rojo pálido con los dientes firmemente sujetos. Una higiene inadecuada o insuficiente puede producir enfermedades peridontales, incluida la gingivitis. La encía se divide en dos regiones, la encía libre (marginal) y la encía insertada. estas dos regiones se combinan para formar la punta de la encía, que se extiende en sentido coronal entre los dientes, lo que se conoce como papila interdentaria. Esta evita el impacto de la comida en la zona interproximal bajo el área de contacto de los dientes y el establecimiento de una irritación que podría finalmente originar alguna patología periodontal.

Enfermedad de las encías La encía puede llegar a inflamarse debido a una mala higiene dental, pudiendo afectar el tejido gingival y en un caso más severo al hueso que sostiene los dientes. La inflamación de la encía consta de tres etapas: 1. Gingivitis: en ésta primera etapa la inflamación se da por la acumulación de placa, sin embargo el daño es reversible, ya que el hueso y el tejido conectivo aún no han sido afectados. 2. Periodontitis: es una gingivitis avanzada, en donde el hueso y el tejido conectivo han sido dañados de forma irreversible. 3. Periodontitis avanzada: en ésta etapa final las fibras se encuentran destruidas al igual que el hueso que sostiene los dientes, por lo que se requiere de un tratamiento mucho más profundo realizado por un dentista. Detección de la enfermedad Pueden presentarse problemas en la encía si se observan algunos de éstos síntomas en la misma: ·

Enrojecimiento, inflamación o sensibilidad.

·

Sangrado en el cepillado. 22


·

Retracción de las encías.

·

Mal aliento.

Cuidados en el hogar: Se debe mejorar la nutrición si ésta es deficiente. Se recomienda evitar los irritantes de las encías como los enjuagues bucales comerciales, el alcohol y el tabaco. Se recomienda cambiar la marca de la pasta dental y evitar el uso de los enjuagues bucales, si las encías inflamadas son causadas por una sensibilidad a la pasta dental o al enjuague bucal. Asimismo, se debe tener una buena higiene oral y visitar a un periodoncista u odontólogo al menos cada seis meses. Si las encías inflamadas son causadas por una reacción a un fármaco, se debe consultar con el médico acerca del uso de un tipo de medicamento diferente. Nunca se deben cambiar los medicamentos sin hablar primero con el médico. Se debe llamar al médico si •La inflamación es severa, persistente o está acompañada de otros síntomas inexplicables. •La molestia está asociada con la inflamación.

SIDA Y ODONTOLOGIA El sida es una enfermedad causada por un virus VIH, que ocasiona la destrucción del sistema inmunitario de la persona que la adquiere. Existen tres modos fundamentales de transmisión del VIH: la transmisión sexual; la parenteral, por el uso compartido de agujas o jeringuillas, transfusión sanguínea, etc., y la transmisión vertical o de la madre al feto. Algunos efectos del SIDA Perdida de peso rápida y repentinamente; el paciente llega a perder del 10 al 15 % de su peso en un mes. Debilidad extrema, cansancio y fatiga crónica, sin causa aparente.

23


Durante un mes aproximadamente, fiebres de más de 39º, principalmente por las noches, y diarrea liquidas o semilíquidas. Infecciones en la piel, herpes o micosis en la boca y las encías, problemas de gingivitis, ulceras o candidiasis. Infecciones que afectan las vías respiratorias y causan tuberculosis o neumonías. Hipersensibilidad en alguna parte del cuerpo, movimientos involuntarios, convulsiones o, por el contrario, ausencia total de sensibilidad e incapacidad de movimiento. Además, el enfermo interpone mecanismos de defensa, negándose a aceptar consciente e inconscientemente su condición de infectado por el virus. Siente temor a enfrentarse a la inminencia de la angustia llega hasta el pánico.

“muerte social”, después de la física, y la

Medidas para prevenir el SIDA en consultorios y clínicas dentales. El cuidado dental rutinario involucra exposición a saliva y sangre, por lo tanto la posibilidad de exposición a la infección por el VIH. El personal que labora en el consultorio odontológico debe adoptar los siguientes procedimientos con todos los pacientes. Procedimientos en el consultorio. El odontólogo y el personal auxiliar de odontología deben usar mandil, mascarilla y lentes protectores, así como guantes durante todos los exámenes que realice. Los guantes deben ser usados solo una vez, utilizando guantes nuevos con cada paciente, estos guantes no deben ser lavados. Esterilización Debe utilizarse la mayor cantidad de dispositivos desechables. Las autoclaves de vapor, esterilizadores de vapor o las unidades de calor, pueden ser utilizadas para esterilizar todas las piezas de mano y sus partes no pueden ser esterilizadas en frío y deben ser esterilizadas con calor de acuerdo a las instrucciones del fabricante. Deben lavarse los instrumentos con agua por 20-30 segundos antes de ser sometidos a esterilización. Cuando no es posible la esterilización, deben usarse soluciones de glutaraldehido como desinfectante. Estas soluciones deben cambiarse de acuerdo a las recomendaciones del fabricante para mantener su efectividad.

24


Las superficies en contacto con sangre o saliva deben ser desinfectadas con soluciones diluidas de hipoclorito de sodio (1/10 a 1/100), dependiendo de la cantidad de material presente en la superficie y con soluciones yodadas. Las aplicaciones repetidas de soluciones cloradas pueden dañar algunas superficies. El personal auxiliar no debe manejar agujas y solo deben colocarlas en los contenedores especiales para objetos punzo-cortantes. Todo el material de desperdicio deberá ser colocado en bolsas de plástico, las cuales se manejaran de acuerdo a las leyes locales. También el ambiente de los consultorios debería estar acondicionado con equipos que purifiquen el aire.

IMPORTANCIA DE LOS DIENTES DE LECHE Los dientes de leche son más importantes de lo que se cree, sin embargo muchos padres no le prestan la debida atención a la dentadura temporal porque son dientes que el niño perderá entre los 6 y 8 años de edad. Según los especialistas, los dientes de leche no sólo permiten que el niño pueda comer distintos alimentos sin atragantarse, sino que además son necesarios para que pueda aprender a emitir sonidos, hablar y cantar. Son los padres quienes tienen la responsabilidad de enseñar a sus hijos a adoptar hábitos saludables para su dentición desde una temprana edad. El cuidado de los dientes debe iniciarse desde que aparece el primer dientecito de leche. Incluso se sugiere que los padres limpien por las noches las encías de sus bebés con un paño humedecido con agua. Según los expertos, la primera cita con el dentista debe ser cuando el niño haya cumplido su primer año de vida. Desafortunadamente, muchos padres no llevan a sus niños a visitas periódicas con el dentista. También se recomienda que los padres enseñen a sus niños a cepillarse los dientes tan pronto puedan sostener y usar un cepillo dental. Estos son algunos consejos:

25


• Enseñe a su niño a cepillarse los dientes dos veces al día. Por lo general en las mañanas, después del desayuno; y antes de irse a dormir. • Cepíllese los dientes junto con su niño; así él o ella aprenderá mejor cómo hacerlo. • Cómprele a su hijo un cepillo de dientes para niños que sea suave. • Ponga en el cepillo de dientes de su niño sólo un poquito de pasta dental, más o menos del tamaño de un guisante. Mucha pasta podría dañarle los dientes. •

Enseñe a su niño a escupir la pasta una vez que ya se haya cepillado.

Los odontólogos opinan que lo mejor es darles de beber agua a los niños entre las comidas, y limitar las bebidas azucaradas como sodas y refrescos deportivos. También recomiendan planear aperitivos y meriendas saludables tales como: rebanadas de manzana, plátano, naranja, kiwi o pera; rodajas de zanahoria y licuados a base de frutas. Otro punto importante es que los niños deben tener un horario regular para disfrutar de estos bocadillos, pues si comen todo el tiempo, pueden resultar con caries, debido a que los dientes están constantemente expuestos a alimentos y líquidos en los que crecen las bacterias que causan esta lesión.

TRATAMIENTO EL DIENTE AVULSIONADO

Los dientes que han estado fuera de boca por 15 minutos o más no deberán ser reimplantados inmediatamente, pero deberán ser embebidos en un medio con un pH balanceado que reconstituya las células, se deberá dejar por 30 minutos antes de la reimplantación. Trope y Friedman demostraron que los dientes guardados en solución demostraron que los dientes guardados en solución salina balanceada de Hank (HBSS) no incrementaron la incidencia de reabsorción. Se observó una ligera reabsorción de los dientes guardados en solución de Hank por 4 días. Si el diente avulsionado ha sido guardado en solución salina normal o leche en el momento del accidente, el diente deberá ser embebido por media hora en HBSS antes de la reimplantación, debido a que la leche ni la solución salina, son capaces de restablecer los metabolitos de las células del PDL. Los dientes con raíz inmadura avulsionados están sujetos a losmismos problemas de reabsorción radicular, pero poseen un potencial para la revascularización pulpar. Sin embargo, no es solamente el grosor del forámen apical el factor crítico, sino también los procedimientos prereimplantación. Si un diente avulsionado inmaduro ha estado por fuera por menos de 15 minutos, no deberá ser reimplantado sin antes haber sido reimplantado sin antes haber sido embebido por 5 minutos en una solución de 1 mg/20 ml de Doxiciclina. 26


Si el diente ha estado extraoralmente por 15 a 20 minutos, no deberá ser reimplantado inmediatamente, pero deberá ser embebido inmediatamente en HBSS por 30 minutos y luego cincos minutos en Doxiciclina antes de la reimplantación. En cada uno de estos casos el diente con ápice inmaduro deberá ser monitoreado semanalmente durante los primeros 30 días, para evaluar los signos de revascularización pulpar y reabsorción. Si hay signos de reabsorción la pulpa deberá ser extirpada inmediatamente y los procedimientos de apexificación normal deberán ser instituidos. Selvig y cols y Bjorvatn y cols, demostraron que los dientes que han tenido un período extraoral largo han incrementado su incidencia de éxito con el uso de un régimen de Acido, Cítrico, Fluoruro de Estaño y aplicación tópica de Doxiciclina. En casos donde el diente ha estado en seco por mas de 120 minutos o más, normalmente el chance de éxito es muy pobre (1%). Debido a que las células del ligamiento periodontal están necróticas, no se deberá intentar reconstituir estas. Por lo tanto el ligamento periodontal se deberá raspar y la superficie radicular deberá ser tratada con una serie de químicos. Primero el diente deberá ser humedecido con NOCL, lavado, ácido cítrico, lavado, luego será colocado en Fluoruro de Estaño al 1%, lavado, y por último será sumergido en solución de Doxiciclina 1mg/20ml.

SINDROME DE BIBERON Las bebidas que contienen azúcares y/o sustancias ácidas y que son consumidas aún después del primer año de vida del niño con biberón, con bastante frecuencia y en grandes cantidades, tienen como consecuencia la aparición de trastornos cariosos en todos los dientes del niño o “Síndrome del biberón”. En los lactantes, la lesión más frecuente es la caries por biberón, que aparece como consecuencia de la continua succión de azúcares. También los chupetes con miel o endulzados provocan múltiples caries. Frecuentemente los padres pasan por alto las lesiones cariosas provocadas por la succión del biberón, porque las cavidades están cubiertas habitualmente por placa bacteriana y recién se dan cuenta y se sorprenden cuando un diente se fractura tan sólo por el efecto de la fuerza de la masticación. Las caries por biberón se manifiestan primero en los dientes y molares del maxilar superior, porque el niño al succionar baña primero toda esta zona, y posteriormente aparecen en los del maxilar inferior, que resisten más tiempo por la protección de la lengua y la saliva.

27


En el síndrome de la caries por biberón están alterados no sólo las estructuras dentarias, sino todo el organismo. El estado general se ve perjudicado y aparece fiebre. Se produce la invasión de los tejidos corporales por parte de los microorganismos procedentes de dientes afectados por la caries y con abscesos. Otro síntoma es la pérdida del apetito y la nutrición deficiente como consecuencia de la sobrecarga de bebidas dulces. El exceso de líquido que conlleva estar bebiendo permanentemente del biberón sobrecarga, además, los riñones del niño. Los jugos de fruta, la leche, los jugos vitaminados, las infusiones instantáneas, las bebidas cola o limonadas y las leches con cacao instantáneo, son algunas de las causantes responsables de la caries por biberón, pues todas ellas contienen azúcar y se consumen día y noche. Por ello debe evitarse dar a los niños bebidas infantiles de manera permanente e ilimitada. Los padres deben saber que si le entregan al niño en su cuna el biberón con leche u otro líquido azucarado y el bebé tiene edad para sostenerlo, llevarlo y retirarlo de su boca, el niño jugará con él durante horas, succionando y descansando a intervalos que él mismo regulará. Como el lactante está acostado, el líquido quedará estacionado en la parte posterior y anterior, sobre los dientes del maxilar superior. Si esto sucede, las caries aparecerán antes del año; son caries de proceso rápido y, dejadas libremente a su evolución, destruyen primero el esmalte y luego la corona del diente. Cómo cuidar los dientes del lactante: Se debe eliminar el hábito del biberón nocturno, chupete con miel o azucarado para tranquilizar al niño. La mejor indicación es pasar directamente de la lactancia materna a la taza. Incorporar la higiene a temprana edad, después de cada comida, con gasa humedecida enrollada en el dedo de la mamá, desde que comienza a alimentarse el bebé, sin importar si posee dientes o no. Incorporar el cepillado al bebé después de cada comida, aún cuando el niño tenga sólo un diente. El cepillado lo debe efectuar la mamá con cepillo adecuado y técnica sencilla. Si el niño no se alimenta con leche materna y lo hace con biberón, se debe colocar al bebé en la misma posición que cuando tiene que aprehender el pezón, y no agrandar el agujero de la tetina; de esta manera el niño desarrollará al succionar con fuerza correctamente los músculos de su boca. Cuando el niño toma medicamentos en forma de jarabes edulcorados con una cierta regularidad, se debe higienizar la boca con una gasa húmeda enrollada en el dedo de la mamá después de cada ingesta. 28


Los niños deben ser llevados a consulta desde 0 a 3 años. Esperar a que cumplan 4 años para comenzar con las medidas preventivas es una pérdida de tiempo y, algunas veces, de dientes. Por tratarse las caries de biberón de una enfermedad nutricional, los padres deben recibir información sobre hábitos dietéticos y ser entrenados para que cepillen los dientes de sus hijos tan pronto como puedan.

Recomendaciones para los Padres de Familia sobre la Primera Consulta Odontológica de los Niños Estas son algunas recomendaciones importantes para entender cómo debemos manejar el tema de la Primera Consulta Odontológica de nuestro pequeño hijo, para no incurrir en errores que luego sean causa de temores y rechazo por parte del niño. La primera visita al Odontólogo debe hacerse entre el año y año y medio de edad. En la primera visita al Consultorio Odontológico, es recomendable hacerle al niño solamente el Examen Clínico y su Historia Clínica; con el objeto de que el niño se vaya adaptando a todo lo que en ese momento es nuevo para él. La primera visita al Odontólogo debe ser para el niño lo más tranquila y agradable posible. Es deseable que ambos padres acompañen al niño durante su primera visita al Consultorio Odontológico. Sin embargo, deben permanecer en absoluto silencio y no intervenir cuando el Odontólogo habla con su hijo. Si habla usted mientras lo hace el Doctor, el niño no escuchará a ninguno de los dos y su tranquilidad y colaboración se verán afectadas. Durante las visitas sucesivas los padres NO deben permanecer en el consultorio, con el fin de que el Odontólogo pueda establecer una relación estrecha y directa con el paciente.

Mientras haya otras personas en el consultorio, la atención del niño estará dividida y será difícil lograr su confianza y colaboración. Si en las primeras citas su hijo no colabora y no se le puede hacer nada, no lo regañe o reprenda. Comprenda que es un comportamiento normal, y debido probablemente al comportamiento de los padres. Le rogamos que no se inquiete si escucha llorar o gritar a su hijo en el transcurso de la consulta. Estas son reacciones normales ante el miedo. Los niños suelen austarse ante cualquier cosa nueva o extraña.

29


NO traiga a su hijo mediante engaños o mentiras, o con promesas de regalos si se porta bien. El niño debe acostumbrarse a venir voluntariamente al consultorio. NO amenace a su hijo con llevarlo donde el Odontólogo si se porta mal en la casa o el colegio, ni con llevarlo a que le pongan una inyección si sigue llorando. Esto no es una sala de castigos. No siembre temores en su hijo. No espere a que su hijo manifieste dolor en algún diente, o tenga la cara inflamada para llevarlo donde el Odontólogo. Las consultas de Urgencias crean más temor y trauma. De la observación juiciosa de lo anteriormente expuesto, depende que su hijo adopte una conducta colaboradora y tranquila; y que en su vida adulta esté libre de traumas y sentimientos de angustia innecesarios respecto a la Odontología, a sus dientes y boca; y seguramente tendrá muy buen cuidado de ellos y permanecerá en perfecta y completa Salud Oral.

Medicamentos Preventivos en Odontologia Un tema de milenaria tradición es el impulso del hombre de buscar calmar sus dolores, heridas o problemas con la autoadministración de medicamentos basado inicialmente en una tentativa personal y luego inspirado en la tradición gestual y oral. En la antiguedad reciente el doliente recurría a hierbas, minerales, extractos animales y/o vegetales, pócimas que le facilitaban los consejeros mas allegados, que generalmente eran parientes o vecinos. Cuando ya la situación era irremediable, valga la expresión, recurrían a chamanes o a los doctos de la época. Es decir cuando el problema sugería una peor evolución se recurría en la instancia de los experimentados o conocedores farmacéuticos del lugar y de la época. Si existían efectos indeseados provocados por la medicación, éstos no eran identificados o eran raramente vinculados con los medicamentos, sino con la evolución natural de la afección. “Era incurable” decían. Luego de tres milenios sigue encarnado profundamente en la genética del ser humano, el impulso de la automedicación. No ha cambiado nada. Es pertinente recordar que los medicamentos más utilizados empíricamente incluyen los analgésicos, antibióticos y antirreumáticos por citar a los mas frecuentes.

30


Hay muchísimos analgésicos, generalmente con propiedades antifebriles, antirreumáticas, antiinflamatorias e incluso con la propiedad de evitar el espesamiento sanguíneo, técnicamente denominados antiagregantes plaquetarios. Algunos provocan gastritis, ulceras y hemorragias digestivas de diversa magnitud. Demás esta decir que asociados al alcohol en sus diversas formas son potenciados en sus efectos deletéreos. Otros puede afectar a los riñones con variada severidad más aun si la ingesta de agua es reducida en el individuo, la deshidratación mínima más el efecto tóxico renal de medicamentos se sinergizan para provocar un daño evitable. La ingesta de medicamentos con leche, alimentos, antiácidos, bebidas con cafeína, con agregados artificiales pueden inactivar, anular o potenciar a ciertas drogas y derivar en efectos inesperados similares a la falta de acción o a la intoxicación. Existen analgésicos o antibióticos que pueden provocar reacciones alérgicas graves o trastornos hepáticos irreversibles, incluso individualmente cada uno de ellos y ni que decir si se asocian un analgésico y antibiótico potencialmente alergénicos. Esta reflexión es con el propósito no de atemorizar, sino de educar. El profesional de la salud cuando prescribe un medicamento generalmente ya conoce las llamadas reacciones adversas o efectos colaterales de cada medicamento y las llamadas interacciones, que se refiere a la compatibilidad o no de ingerir una combinación de medicamentos, que solos no producen daño indeseado pero que asociados con otros, disparan la aparición de efectos negativos, a veces de manejo mas costoso que la enfermedad que inspiró su uso. Conclusión, la automedicación tiene que ser muy limitada a un cierto número de medicamentos de experiencia exclusivamente personal y no está demás leer el prospecto de los mismos antes de ingerirlas. Su organismo le agradecerá y tal vez se evite muchas situaciones inesperadas y desagradables.

Malposición dentaria Para que una dentadura se considere ideal, debe cumplir diversos requisitos: ha de tener una dimensión proporcionada a la de los maxilares, y las piezas que la componen tienen que encontrarse al mismo nivel, en una posición uniforme, sin entrecruzarse y dispuestas simétricamente en ambas arcadas dentarias, de tal modo que la superior cubra ligeramente la inferior cuando se cierra la boca. Son muchos requisitos, y por ello es difícil ver dentaduras perfectas. En cambio, es bastante común que los dientes estén desviados, exageradamente separados o, por el contrario, superpuestos, apiñados. Estas son formas habituales de malposición, aunque no las únicas porque los defectos pueden ser muy variados y más o menos acentuados. 31


Aparentemente se trata de un problema estético, pero en realidad la malposición puede implicar algunos problemas más graves. Por ejemplo, puede haber también una maloclusión, es decir, un contacto anómalo entre los dientes de la arcada superior y los de la arcada inferior, que produzca dificultades en la masticación o incluso en el habla; o que propicie la retención de alimentos y la aparición de caries dental, o una enfermedad periodontal, inflamaciones, etc. Por todo ello deben corregirse los defectos de posición de los dientes, y de este aspecto se ocupa la rama de la odontología denominada ortodoncia. Malos hábitos En el origen de la malposición de los dientes pueden estar involucrados diversos factores. algunos de los cuales son constitucionales 0 hereditarios y no se pueden prevenir. Pero lo más común es que el defecto se deba a la persistencia de malos hábitos durante la infancia de conductas que dificultan la salida normal de los dientes o que provocan su desplazamiento: por ejemplo que el niño se chupe el dedo repetidamente hasta edades avanzadas que use durante demasiado tiempo chupetes no anatómicos que respire habitualmente por la boca que se acostumbre a meter la lengua entre ambas arcadas dentarias. Se trata pues de factores que pueden evitarse fácilmente antes de que den lugar a desviaciones de los dientes que después requerirán un tratamiento más o menos complejo. Vale la pena que los padres lo tengan en cuenta por ejemplo eligiendo un chupete de forma adecuada o controlando que los niños respiren bien. Cuándo iniciar el tratamiento La corrección de la malposición de los dientes es mucho más fácil y efectiva en la infancia o en la primera juventud que durante la edad adulta, cuando ya la movilización de los dientes mediante el uso de aparatos de ortodoncia resulta más difícil e incluso más molesta. Sin embargo, tampoco conviene iniciarla a edades muy precoces, cuando todavía no se ha completado la sustitución de los dientes temporales por los permanentes, ni los huesos maxilares han completado su desarrollo. Por lo general, el tratamiento se inicia cuando el especialista decide el momento más oportuno tras estudiar cada caso. Las radiografías resultan muy útiles para precisar las relaciones entre los distintos dientes, comprobar su inserción en los maxilares y advertir el motivo de su desviación, factor fundamental para decidir las pautas de tratamiento Aparatos de ortodoncia La técnica de ortodoncia se basa en la utilización de aparatos que ejercen una presión ligera pero constante sobre los dientes, a fin de que se desplacen y se sitúen en la posición que les corresponde. Los aparatos pueden ser de distinto tipo, y siempre se confeccionan según las necesidades particulares de cada caso y la "estrategia" que decida el especialista: lograr la debida alineación, 32


separar unos dientes o aproximar otros, girar los que están torcidos, adelantar los que están desviados hacia adentro, etc. En ocasiones se usan aparatos removibles, que pueden retirarse y volverse a poner fácilmente. Están constituidos por una placa de plástico, que cubre el techo o el suelo de la boca, a la que se incorporan fijaciones, resortes o lazos de alambre que efectúan la presión correspondiente sobre la dentadura. En otros casos se confeccionan aparatos fijos que se dejan puestos durante un tiempo más o menos prolongado y que sólo puede colocar y quitar el dentista. Éstos están formados básicamente por una serie de abrazaderas que se pegan a los dientes y sobre las cuales se fija un arco de alambre de acero que ejerce cierta tensión sobre determinadas piezas.

QUE ES LA ENDODONCIA Es el tratamiento que consiste en la extracción de la pulpa del diente, un tejido pequeño en forma de hebra, que se encuentra en el centro del conducto del diente. Una vez que la pulpa muerta, se enferma o es dañada, se extrae; el espacio que queda se limpia, se vuelve a dar forma y se rellena. Este procedimiento sella el conducto radicular. Años atrás, los dientes con pulpas dañadas o enfermas se extraían. En la actualidad, el tratamiento de conducto salva dientes que de otro modo se hubieran perdido. Las causas más comunes de daños o muerte de la pulpa son: Dientes fracturados Caries profundas Lesiones, como golpes severos en la raíz (recientes o pasados) Una vez que la pulpa está infectada o muerta; si no se trata, se crea un depósito de pus en la punta de la raíz y se forma un absceso por infección. Un absceso puede destruir el hueso circundante al diente y provocar dolor. El tratamiento consiste en varios pasos que se realizarán durante visitas sucesivas al odontólogo, según cada situación. Los pasos son los siguientes: Primero, se realiza una perforación en la parte de atrás, en el caso de dientes anteriores; o en la corona, para molares o premolares.

33


Después de retirar la pulpa enferma (pulpectomía); se limpia, se agranda y se da forma a la cámara de la pulpa y a los conductos de la raíz para, luego, proceder a rellenarlos. En el caso de tratamientos que demanden más de una visita, se restaura la abertura de la corona, en forma temporaria, para proteger al diente hasta la próxima consulta. En la siguiente visita, se retira el material temporario y se procede a restaurar en forma permanente, la cámara pulpar y el conducto radicular. El próximo paso consiste en insertar un material cónico de goma denominado gutapercha en cada uno de los conductos y sellarlo en el lugar con cemento. En algunas oportunidades se coloca una varilla plástica en el conducto a modo de soporte estructural. El paso final es colocar una corona sobre el diente para devolverle su forma y aspecto natural. Este procedemiento se realiza en dientes permanentes, ya que en el caso de la dentición primaria, el conducto es llenado con un material reabsorbible. El o los dientes tratados y restaurados de este modo pueden durar toda la vida si se les cuida correctamente. Los dientes tratados pueden sufrir caries, en consecuencia, es esencial adoptar buenos hábitos de higiene bucal y acudir a exámenes odontológicos regulares para evitar problemas futuros. Como estos dientes tratados ya no tienen la pulpa que los mantenía vivos, se vuelven quebradizos y son más propensos a la fractura. Esto es importante para decidir colocar una corona en lugar de obturar el diente después del tratamiento del conductos. Para determinar el éxito o fracaso del tratamiento radicular, el método más confiable es comparar las nuevas radiografías con las tomadas antes del tratamiento. Esta comparación establecerá si la pérdida de hueso continúa o si el hueso se está regenerando.

QUE HACER PARA EL DOLOR Y LA INFECCION DENTAL El dolor dental es uno de los dolores más molestos que sufre el ser humano, y es la causa más frecuente por la que los pacientes acuden a la clínica dental. La sensación de dolor dentario se origina en los receptores situados en la pulpa (que está dotada de fibras nerviosas) o la dentina. El cemento y el esmalte, son insensibles. Cuando se observa el dolor producida por ejemplo por un diente cariado, vemos que no se muestra claramente la localización del dolor, ya que puede que el paciente lo sienta referido a otras áreas. El dolor dental presenta una gran variabilidad en sus características y su intensidad. 34


¿Qué dolores dentales puede haber? Dolor dentinario. Es un tipo de dolor intenso y que dura unos pocos segundos, y se produce ante estímulos extrernos. (Estos estímulos pueden ser bebidas frías o calientes, ácidos o dulces etc.) Los estímulos naturales, como los cambios extremos de temperatura, pueden ser notables en dientes muy sensibles, pero no tiene porqué indicar una alteración dentinaria. Es un dolor que no está muy bien localizado; el paciente no sabe decir qué diente le duele, e indica un área y no un diente como el afectado por el dolor. Casi siempre, la causa de este dolor es la caries. Una restauración en mal estado, la pérdida de un empaste, abrasiones del esmalte etc. son situaciones que pueden hacer que el diente esté más sensible al dolor.

Dolor pulpar. La respuesta de la pulpa a un estímulo externo depende de la intensidad del estímulo que se aplica, y del estado de ésta. La pulpa sufre modificaciones con la edad y con otras situaciones no fisiológicas etc. y es difícil valorar en cada momento el estado, por lo que el diagnóstico del tipo de proceso patológico que sufre la pulpa no es sencillo. El dolor puede variar desde ligero a insoportable, puede aparecer de manera espontánea sin que haya estímulos externos, o ante estímulos térmicos o químicos. Puede ser intermitente, con periodos sin dolor, o continuo. Vemos por tanto, que es un tipo de dolor con un amplio margen de variabilidad. Ante un dolor en el área bucal, el odontólogo por lo general pensará que se trata de un dolor dental, y posiblemente será el primer tipo de dolor que tenderá a descartar. El dolor pulpar que podemos encontrar puede ser agudo o crónico. El dolor pulpar agudo puede aparecer de manera espontánea, como un pinchazo breve e intenso que altera al individuo momentáneamente, o ante diversos estímulos, dándose el caso de aumentar ante el frío y el calor, o aumentando con el calor y disminuyendo por el frío. Puede ser continuo o intermitente, momentáneo o mantenido. Aumenta generalmente al acostarse porque aumenta la presión sanguínea del cráneo. Cesa cuando el diente recibe el tratamiento adecuado o al pasar un tiempo, ya que tras esta inflamación aguda de la pulpa, ésta muere produciéndose su necrosis. Al igual que en el dolor dentinario, es difícil localizar el diente que sufre el dolor, sobre todo cuando el dolor es leve. El dolor pulpar crónico suele ser la consecuencia por la continuidad en el tiempo de una alteración aguda. 35


El dolor puede variar de intenso, como en una lesión aguda, a ser simplemente un malestar que no cesa El dolor mixto se produciría en dos ocasiones; o bien cuando se ha afectado el periodonto porque la inflamación aguda de la pulpa con afectación del periápice (la parte final de la raíz del diente) es rápida, o cuando la pulpa se afecta de manera secundaria (de manera ascendente) desde un proceso patológico que ocurre inicialmente en el periodonto. Ya hemos dicho que prácticamente lo primero que busca el odontólogo cuando el paciente refiere un dolor bucal, es una lesión o una posible causa que afecte al diente. La causa más frecuente que produce dolor dental es la caries. El odontólogo buscará lesiones cariosas. Para saber si ha afectado al periodonto, el paciente referirá dolor al masticar o ante la presión, por lo que el diagnóstico será más fácil. Cuando el paciente muestre una gran sensibilidad a los estímulos térmico y eléctricos (los provocados por el odontólogo), se tratará generalmente de una pulpitis aguda. Si los estímulos son ligeros aumentando la respuesta dolorosa en el tiempo, se tratará de un proceso crónico. Anestesiando el diente observaremos si cesa el dolor que se trataba de un dolor dental, buscaremos la causa y realizaremos el tratamiento oportuno. A medida que la caries, que suele ser la causa más frecuente de dolor dental, progresa, habrá que realizar tratamientos más drásticos para el diente (como puede ser una endodoncia -matar el nervio), por lo que es importante localizar el dolor y tratarlo lo antes posible.

LOS DENTIFRICOS Y CEPILLOS DENTALES Las tres razones por las cuales se consulta más al odontólogo, son la caries dental, la enfermedad periodontal y los cálculos. Esto puede ser evitado ya que todas estas enfermedades son causadas por el acúmulo de restos alimenticios que forman la placa bacteriana, la cual puede ser removida con algunos métodos sencillos de higiene oral. Muchas veces, no se dedica ni el tiempo ni la atención suficiente a los cuidados de la boca. A través de la historia, se han desarrollado diferentes métodos para realizar la higiene oral, desde hierbas o raíces hasta cabello de animales. Hoy se cuenta con diferentes opciones como el cepillo dental, la seda dental, y diferentes enjuagues bucales. El objetivo principal de los cepillos dentales, es remover adecuadamente la placa dental que se encuentra por encima del borde de las encías. En busca de resolver las diferentes necesidades de cada persona, en la actualidad existen numerosas formas, tamaños y presentaciones de cepillos de dientes. 36


Es importante en el momento de escoger un cepillo dental tener en cuenta el tipo de dentición, si es decidua, es decir dientes temporales o de leche, si es permanente o se está en el recambio de dientes. También deben considerarse factores como la destreza o habilidad manual, el uso de prótesis dentales o de algún tipo de aparatología, removible o fija. Para la etapa de la infancia, existen diversas recomendaciones para comprar un cepillo dental adecuado para cada niño. Es importante que los padres consulten durante el primer año al odontopediatra, para recibir asesoría sobre la limpieza de la boca del niño, aún antes de tener dientes. Los restos de la lecha materna o del biberón, pueden causar en las encías del bebé enfermedades que pueden prevenirse, realizando diariamente una completa limpieza de los rodetes o rebordes de las encías con el dedo cubierto por una gasa humedecida, esto también sirve de adaptación y puede posteriormente facilitar el uso del cepillo dental.

Para los niños que tengan dientes temporales o deciduos, se recomienda utilizar un cepillo manual con las siguientes características: Cabezas con bordes protectores, fabricadas con un material plástico, preferiblemente caucho. Estas cabezas evitan las lesiones que pueden causarse, por la mala utilización del cepillo, con movimientos bruscos o fuerzas exageradas. Las cerdas deben ser extrasuaves pues en esta etapa, se esta limpiando más tejidos blandos como las encías, que los dientes. Algunos de estos cepillos tienen filamentos o cerdas con bandas indicadoras, estas se utilizan para saber el momento justo en que se deba reemplazar el cepillo dental y también para colocar la cantidad adecuada de crema dental en el cepillo. Los mangos de los cepillos deben ser antideslizantes, para que permitan un mejor agarre aun cuando el cepillo o la mano del operador estén mojados. Algunos cepillos tienen una base estabilizadora para que al colocarlo sobre una superficie plana, como el lavamanos del baño, no se caiga y se contamine. Es importante también que los mangos sean lo suficientemente largos y gruesos para que los adultos puedan sostenerlo fácilmente al cepillar los dientes de los niños. La cabeza del cepillo dental no debe ser muy grande y podría tener idealmente una forma ovalada o de diamante, para que permita fácil acceso a las zonas posteriores de la cavidad oral.

El momento de cambiar de cepillo dental, varía según la fuerza o la frecuencia del cepillado.

37


En promedio se sugiere cambiar cada 3 meses el cepillo dental, o cada vez que las cerdas se vean desgastadas, lo que puede ser un problema para los padres de los niños que muerden los cepillos o juegan con ellos. Es importante mantener el cepillo, con un protector de la cabeza, o en un lugar fresco y seguro, para evitar la contaminación de éste. También existen los cepillos eléctricos, que tienen como ventaja, la facilidad del uso y la disminución de la necesidad de destrezas, ya que tiene un movimiento automático de su cabeza o de los penachos de las cerdas. Existen de diferentes velocidades y pueden ser desechables, que duran 3 meses aproximadamente, algunos son de pilas otros de baterías recargables. No se ha demostrado que sean mejores que los cepillos manuales, sin embargo muchas veces sirven de estímulo o motivación, para mejorar los hábitos de higiene oral en los niños. Es recomendable utilizar los dos, no simplemente reemplazar el cepillo manual por el eléctrico. Estos cepillos son muy útiles en pacientes discapacitados o con dificultades en la motricidad. Es fundamental usar la seda dental, mínimo una vez al día, para eliminar los restos de placa alimenticia que se quedan entre los dientes. Preferiblemente se deben usar sedas dentales con cera, para que pase con más suavidad por los espacios entre los dientes y según los gustos del niño, escoger un sabor u olor especial, como menta, tutifrutti, etc. En zonas donde la encía sangre, al usar la seda dental, existe inflamación de las encías lo que se conoce como gingivitis, este sangrado solamente desaparece cuando mejoramos nuestro cepillado y continuamos con el uso de la seda dental. Si el sangrado continúa debe consultar. Se han sugerido además los cepillos interproximales, que son una especie de escobilla, y se utilizan para eliminar también los restos de placa entre diente y diente. Este cepillo es recomendado para pacientes con enfermedad periodontal, que usan prótesis fijas, o aparatología como ortodoncia y férulas.

Al utilizar la crema dental, se debe tener en cuenta la cantidad de flúor y la concentración de éste, para evitar una alteración en los dientes permanentes conocida como fluorosis, causada por la ingesta excesiva del flúor. Actualmente se recomienda el uso de una crema dental de bajo contenido de flúor después de los 3 años. Antes de esta edad, se debe realizar el cepillado sin crema.

38


Al hablar de los enjuagues bucales, es muy importante mirar bien su contenido, algunos tienen flúor, otros algún medicamento antiséptico y también existen aquellos que solamente tienen componentes refrescantes, como alcoholes. Ningún menor de 6 años debe usar los enjuagues, excepto cuando el odontopediatra lo indique, porque existe el riesgo de que ingiera parte de este y se puedan producir daños irreversibles en los dientes permanentes. Para concluir, es importante poner en consideración todas las recomendaciones anteriores para mantener una excelente higiene oral, sin embargo más importante que el tipo de cepillo dental es la técnica del cepillado, que debe ser especial para cada niño según sus condiciones particulares. Los dentífricos son conocidos como pastas de dientes y desde antaño se han usado para contribuir a la limpieza de los dientes. Hasta hace pocos años, de los dentífricos, el efecto cosmético era el más considerado, pero los avances tecnológicos ha hecho que en ellos se incluyan substancias con efectos terapéuticos. Por ello, hoy en día existen en el mercado gran cantidad de dentífricos con efectos diversos sobre las piezas dentarias y las encías. La eliminación de la placa bacteriana se realiza por medios mecánicos. Hemos visto que está adherida y con un cepillado adecuado la desprenderemos de la superficie dentaria. Podemos obviar los dentífricos en algunas ocasiones, pero debido a los efectos terapéuticos que poseen, creemos que se deben usar en la mayoría de los casos.

QUE HACER CUANDO UN DIENTE SE SALE DEL ALVEOLO POR UN GOLPE l. Manejo en el sitio de la injuria. Reimplantar inmediatamente después de un lavado suave si es posible con HBSS. Si la reimplantación no se practica, guardar el diente en el mejor medio posible. El de preferencia es la HBSS, después la leche. El agua es el medio menos deseable para guardar los dientes. II. Medios de Transporte. A. Solución Salina Balanceada de Hank (HBSS) B. Leche C. Solución Salina. Se deberá evitar de cualquier manera la utilización de agua corriente como medio de almacenamiento. 39


III. Manejo en el Consultorio. Cita de emergencia. Colocar el diente en HBSS mientras se realiza el examen y se realiza la historia. La HBSS es capaz de presentar y reconstruir las células del PDL in vitro por más de 120 horas. Proporciona un medio ambiente químico y de protección mecánica. Preparar el alvéolo para reposicionar suavemente el diente. Preparar la raíz* A. Reimplantación del diente: 1. Si el tiempo extraoral en seco es menor de 1 hora, reimplantar inmediatamente luego de lavar con HBSS. 2. Si el diente ha sido almacenado en un medio fisiológico (HBSS, Leche) reimplante inmediatamente. Este tratamiento se deberá realizar tanto para dientes temporales como para permanentes. La decisión de reimplantar un diente temporal es tomada por el clínico, el cuál tendrá en cuenta una variedad de factores. Sin embargo si considera realizar el reimplante del diente temporal, la misma filosofía se deberá aplicar. B. Manejo de la superficie radicular: 1. Mantenga el diente húmedo todo el tiempo. (HBSS) 2. No manipule con los dedos la superficie radicular. 3. No raspe o bruña la superficie radicular o remueva el ápice de la raíz. 4. Si la raíz parece limpia, reimplante después de lavar con solución salina balanceada de Hank o Solución Salina. 5. Si la superficie radicular está contaminada, lave con HBSS o Solución Salina. Si persisten los restos sobre la raíz, utilice suavemente un aplicador de algodón para remover los restos y/o suavemente quite los restos con una grasa o Utilice la canasta de la HBSS para agitarla suavemente.

C. Manejo del alvéolo: 1. Suavemente aspire el alvéolo sin entrar en él. Si el coágulo está presente irrigue con Solución Salina. 2. No curetee el alvéolo. 40


3. No abra el alvéolo. 4. No realice colgajo quirúrgico a menos que el fragmento óseo evite la reimplantación. 5. Si el hueso alveolar esta colapsado, cuidadosamente inserte un instrumento entre el alvéolo y reposicione el hueso a su estado original. 6. Después de la reimplantación, comprima manualmente, las caras vestibulares y linguales óseas. D. Manejo de los tejidos: Suture suavemente alguna laceración del tejido, particularmente en cervical.

ODONTOLOGÍA BIOENERGÉTICA La Odontología Neurofocal es la que se realiza teniendo en cuenta la relación de los dientes con el sistema nervioso y los demás órganos del cuerpo humano. Esta visión de la Odontología propone atender al paciente buscando un bienestar integral, buscando las causas primeras de los síntomas, de manera en que la dolencia se cure desde la raíz del problema, enfocando los tratamientos más allá del diente. No es extraño encontrar personas que padecen de desórdenes, dolores y molestias bucales que responden a problemas generales del organismo Además de tener una importancia científica, tiene un beneficio para el paciente y es la integración de la odontología y la medicina, A través de la boca pueden curarse muchas enfermedades y prevenir otras mas, logrando una medicina preventiva. Existe Relación de la Odontología Neurofocal con los diferentes tratamientos médicos El organismo humano se puede enfermar debido al uso de algunos materiales utilizados en los diferentes tratamientos odontológicos, Pues no es un secreto que las amalgamas con mercurio, los metales que contienen níquel, cromo, cobalto entre otro, intoxican los organismos llevándolo a estados de enfermedad. Cicatrices, cordales en mala posición, acrílicos con cadmio, enfermedades periodontales, y otras mas impiden la respuesta de los pacientes hacia la recuperación de la salud. Los médicos necesitan que los odontólogos eliminen todos estos tóxicos de la boca de los pacientes, cambiándolos por materiales de mejor comportamiento biológico, Estructurales, tienen que ver con la parte esqueletomuscular y la postura Puede nacer en la boca y repercutir en el resto del cuerpo o viceversa,

41


· Bioquímicas, como carencias de distintos elementos y alimentos, intoxicaciones con sustancias diversas en especial el Mercurio tan difundido en el medio bucal a través de las amalgamas dentales, intolerancias alimentarias, de contacto, entre otros.

· Geopáticas, que se refiere a los campos electromagnéticos a los que las personas estamos expuestas.

· Emocionales, como situaciones de stress, miedo, fobias.

Los odontólogos, como especialistas de la salud, jugamos un papel importante en los procesos de curación y sanación de las diferentes enfermedades. Las interferencias producidas desde la boca, generan patologías en todo el organismo, hasta el punto que muchos tratamientos médicos fracasarán si no se corrigen dichas interferencias.

Para esto es fundamental, realizar trabajos que respeten la armonía de la persona, y corregir de manera integral las dificultades que se presentan. Es sabido que los dentistas utilizamos, materiales y medicamentos en las sesiones clínicas. Por esto la odontología bioenergética propone estudiar la biocompatibilidad de los materiales para cada persona, y el uso de medicamentos naturales como la Fitoterapia en sus distintas presentaciones, y la sustitución de algunos metales por materiales más compatibles bilógicamente. Si no hay un buen balance entre los dientes, porque falta alguno de ellos, por la presencia de dentaduras viejas, contactos prematuros, o apiñamiento de los dientes, se generan disfunciones oclusales. Las disfunciones oclusales pueden traer consecuencias que muchas veces no se asocian con tal motivo. Algunos de los síntomas que suelen aparecer son: dolor de cabeza, contracturas musculares, dolor de espalda, adormecimiento de las manos, dolor de oídos, vértigo, o náuseas.

Al igual que en otras partes del cuerpo (las manos, el ojo, los pies ), la dentadura tiene una correspondencia con órganos y partes del cuerpo, Con lo cual cada pieza dental tiene una relación de reciprocidad que es conveniente tener en cuenta a la hora de diagnosticar y tratar los dientes.

Es prioritario que la persona que acude en busca de ayuda se sienta atendida y valorada. 42


Por lo tanto, intentamos brindar al paciente toda la información de forma que tenga poder de decisión acerca de qué tratamiento le es más conveniente.

Es frecuente el temor relacionado a la atención odontológica, por diferentes motivos: anestesias, instrumentos, turbinas, experiencias traumáticas, entre otros detonantes.

LA CARIES RAMPANTE O ENFERMEDAD DEL BIBERON La caries del biberón es un tipo de caries que afecta a los dientes primarios (también llamados dientes de leche) de los lactantes y los niños y se caracteriza por ser rápidamente progresiva y muy destructiva. Afecta principalmente a niños desde el inicio de la erupción dentaria (sobre los 6 meses) hasta los 4 o 5 años. Comienza destruyendo el esmalte y avanza rápidamente destruyendo la dentina y provocando la pérdida del diente que se rompe por el cuello dentario. Las caries en un principio se aprecian como manchas de color blanco que van haciéndose amarillentas y se van extendiendo y haciendo cada vez más oscuras. Estas manchas aparecen generalmente en la cara lingual o interna de los incisivos centrales superiores, cerca de la encía y van avanzando rodeando el diente como un anillo hasta acabar decapitando al diente, que pierde la corona o parte superior, quedando solo la raíz dentaria. Por ello reciben también el nombre de "caries circunferenciales". Afecta fundamentalmente a los incisivos superiores, aunque también se afectan los primeros molares inferiores y superiores. Los incisivos inferiores generalmente no se ven afectados ya que están protegidos la lengua y el labio inferior, y a este nivel actúa el efecto limpiador de la saliva que procede de las glándulas salivares sublinguales. Cuando afecta también a estos recibe el nombre de "caries rampante". La causa es un contacto prolongado de los líquidos azucarados con los dientes del bebe, fundamentalmente cuando este duerme. Esto se produce cuando se ofrece al bebe el chupete mojado en azúcar u otras sustancias azucaradas como mermelada, leche condensada o miel y sobre todo cuando se le deja dormir con el biberón lleno de leche o zumos azucarados en la boca. La cantidad de tiempo que el azúcar permanece en la boca, añadida a la circunstancia de que durante el sueño disminuye la salivación, favorecen el contacto prolongado de los azúcares con los dientes del bebé.

43


Los azúcares proporcionan un medio idóneo para la proliferación de la caries. También influye la distinta susceptibilidad de cada bebé a la caries y el tipo de flora bacteriana que se encuentre en su boca. Se ha visto que los niños afectados por caries del biberón tienen altos niveles del microorganismo llamado Streptococcus Mutans en boca. Cuanto más dura el hábito, mayor es la afectación dentaria. Estas caries suelen pasar desapercibidas para los padres que no reparan en ellas hasta que las lesiones están ya muy avanzadas. La pérdida de estos dientes, aunque son primarios o también llamados de leche y deben ser sustituidos por los definitivos, ocasiona al niño múltiples problemas como: - Dificultad para masticar y hablar, - Alteración de la estética, - Pérdida del espacio adecuado para la erupción de los dientes permanentes con las consiguientes malposiciones dentarias de los mismos, - Alteración del germen dentario de los dientes definitivos que esta debajo de los primarios, - Instauración de malos hábitos como la interposición lingual o labial, infecciones, etc. Distintos autores además encontraron que los niños con caries rampantes tenían menor peso y menor talla que los niños que no tenían caries, con lo que se podría deducir que las caries del biberón pueden afectar al crecimiento de los niños. Cuanto más afecta a la estructura del diente y cuanto más sea el número de dientes afectados más caro y complicado es su tratamiento. Por ello lo ideal es la prevención.

EL EMBARAZO Y LAS ENCIAS Cambios en las encías y los dientes Durante el embarazo, sus encías son más propensas a inflamarse o infectarse. A la mayoría de las embarazadas les sangran las encías, en particular cuando se cepillan los dientes o se pasan el hilo dental. “Gingivitis” es la inflamación de las encías. “Enfermedad periodontal” es la infección de las encías. También puede notar que la boca produce más saliva durante el embarazo. Las encías y los dientes posiblemente cambien durante el embarazo debido a:

44


Los cambios hormonales Mayor flujo de sangre por el cuerpo que puede causar hinchazón, sensibilidad y malestar en las encías Qué puede hacer Es importante que mantenga las encías y los dientes sanos durante el embarazo. Mantenga sus dientes y encías limpios. De ser posible, cepíllese después de cada comida por lo menos cinco minutos por vez. Use hilo dental a diario, de ser posible, después de cada comida. Cepíllese con suavidad. Use un cepillo de cerdas suaves y cepíllese suavemente. Si tiene mucha sensibilidad, trate de usar pasta dentífrica especial para encías sensibles. Si le duelen las encías después de cepillarse, aplíquese hielo para aliviar el dolor. No coma demasiados dulces. Los dulces, las galletas, los pasteles o bizcochos, las sodas y otros dulces pueden contribuir a la enfermedad de las encías y a las caries. Opte por comer fruta fresca para satisfacer su deseo de comer algo dulce. Visite al dentista regularmente. Si no son revisadas, algunas condiciones como la gingivitis, pueden causar enfermedades de las encías más serias. Cerciórese de hacerse un examen dental al principio del embarazo para conservar la salud de los dientes. Quizás le convenga ver al dentista con más frecuencia. No deje los arreglos dentales para después del parto. Los dientes deteroriados puede causar infecciones dañinas para el bebé. Informe siempre a su dentista que está embarazada y cuánto tiempo tiene. Cuándo hablar con el profesional de la salud Las encías le sangran mucho Las encías le duelen Tiene mal aliento que no desaparece Pierde un diente 45


Tiene un bulto o crecimiento en la boca Siente dolor en un diente

46

Hablemos entre Dientes  

Este libro trata temas simples en los cuales la poblacion en general presenta dudas las cuales seran despejadas, y muchos mitos y verdades...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you