Issuu on Google+

año III • octubre / NOVIEMBRE 2012

Inversiones globales

Cómo se levantó la región después del huracán Karl.

17 oct / NOV

2012

17

Filipinas: descubra la otra puerta de Asia.

Los Tuxtlas

VA17_00_Portada.indd 3

10/3/12 4:00 PM


116 disfruta

arteycultura

Museo de Arte del Estado de Veracruz

Construcción artística El inmueble, que data del siglo XIX, se encuentra en el centro de Orizaba y, gracias al apoyo de Fomento Cultural Banamex, hoy luce como en sus mejores años tras una atinada restauración.

U

na brillante luz blanca surca el cielo, partiéndolo, y refleja su esplendor en el agua, iluminándolo todo. “¿Entonces no es el cometa Halley?” preguntamos ante el impresionante cuadro de José María Velasco. “No”, responde el guía, un amable chilango que en Orizaba encontró su segundo hogar: “El Halley pasó en 1910, mientras esta obra está fechada 28 años antes; se trata de otro cometa”. El Gran cometa de 1882 es una de las seis piezas del pintor mexiquense que engalanan esta sala. Y, desde luego, es una de las más valiosas de la colección permanente de este museo veracruzano. Orizaba, la Ciudad de las aguas alegres, enclavada en la región cosmopolita y cultural de Veracruz, siempre ha gozado de una posición estratégica que ha atraído negocios e industria extranjeros. Aquí se encuentra El Palacio de Hierro, ahora biblioteca pública, fue diseñado por Alexandre Gustav Eiffel, el constructor de la torre emblema de París, pero ningún edificio habla tanto de la historia de la ciudad como el Oratorio de San Felipe Neri, que desde 1992, aloja al Museo de Arte del Estado de Veracruz.

VA17_116-119_MuseoVeracruz.indd 116

Lo primero que salta a la vista es el frontispicio: las columnas, los elementos que decoran y enmarcan la fachada dorada. Ya en el interior, y viendo desde un pasillo del claustro principal, las palmeras, en lugar de los naranjos típicos de las construcciones del altiplano, sorprenden al visitante. “La arquitectura es reflejo fiel de la sociedad en un momento y en un lugar determinado”, afirma Flavio Salamanca, arquitecto e historiador, quien se encargó de la restauración del museo después de que en 1973 un temblor hiciera que se derrumbara una parte considerable del recinto, dejándolo en ruinas. Dieciséis años quedó en el abandono. Fomento Cultural Banamex, A.C., junto con TAMSA A.C., la Universidad Veracruzana y el Instituto Veracruzano de la Cultura participaron de forma activa en la restauración del inmueble, respetando el diseño e intenciones originales. Una primera etapa, iniciada en 1989, se encargó de recuperar el claustro y el edificio principal. La segunda etapa, que actualmente se lleva a cabo, tiene como objetivo rehabilitar el antiguo patio de servicio para poder construir más salas para agrado de todos los amantes del arte.

Eduardo ISlas

Por Jonás Alpízar

9/28/12 5:08 PM


VA17_116-119_MuseoVeracruz.indd 117

9/28/12 5:08 PM


arteycultura

D.R. © 2012 Banco de méxico, “fiduciario” en el fideicomiso relativo a los museos diego rivera y frida kahlo. Av. 5 De mayo no. 2, Col. Centro, del. Cuauhtémoc 06059, méxico df. Reproduccion autorizada por el instituto nacional de bellas artes y literatura, 2012.

118 disfruta

Rafael Doniz

1

Algo tiene esta ciudad veracruzana que todos los fuereños se sienten como en casa y, después de adoptar las costumbres de los locales, se empiezan a referir a sí mismos como orizabeños. La regiomontana Milena Koprivitza, historiadora de arte y nueva directora del museo, no es la excepción. “Éste es un lugar en el que se puede respirar mucha armonía; se siente con la gente, con el entorno, con la historia y con su cultura”, dice mientras busca las palabras en los trazos de un cuadro del pintor veracruzano Salvador Ferrando. La construcción del edificio empezó en 1767 para alojar el Oratorio de San Felipe Neri y concluyó en 1776; está formado por dos claustros y tres patios. Como explica la directora del museo, se trata de una arquitectura severa, con la austeridad que las construcciones eclesiásticas dictaban y que se distingue por un estilo barroco tardío, con resabios de neoclásico. El Oratorio dejó de serlo después de que las Leyes de Reforma dictaron la entrega a la nación de todos los bienes que eran de la Iglesia. De ahí

VA17_116-119_MuseoVeracruz.indd 118

en adelante albergó varios hospitales, hasta que el terremoto del 28 de agosto de 1973 detuvo momentáneamente la vida útil del recinto.

Arte de primera En las ocho salas que conforman el museo desfilan nombres como José Justo Montiel, Casimiro Castro, Alexander von Humboldt e Ignacio Rojas, repartidos –junto con otros artistas– en más de 700 obras. La colección abarca desde la época virreinal hasta la plástica contemporánea. Veracruz, su historia, sus habitantes y sus parajes son un tema recurrente. La serie de litografías con motivos naturales, como el Pico de Orizaba; o industriales, como el ferrocarril, cruzan implacablemente la línea del arte para convertirse también en piezas de importancia histórica y documental. El arte contemporáneo también posee un espacio importante. Las obras del tamaulipeco Pedro Banda, así como las de Fernando Morales y Jaime Palacios, muestran con trazos y colores expresionistas su propia versión de Veracruz.

9/28/12 5:08 PM


1 Naturaleza muerta – Bodegón con vaso y botella, Diego Rivera. 2 Retrato de doña Isabel Vivanco Patiño, José Justo Montiel. 3 El cometa de 1882, José María Velasco.

3

Rafael Doniz

Eduardo ISlas

2

En palabras de Milena, el Museo de Arte del Estado de Veracruz tiene obras que son la envidia de muchos museos, como la amplia colección de cuadros de Diego Rivera. “Tenemos obras de su primera etapa y el último boceto que dibujó; prácticamente cubrimos todas sus pinturas”, asegura orgullosa. Todas las etapas del artista guanajuatense están registradas en estas paredes. Entre los 33 cuadros de Rivera destacan El Escultor y Naturaleza muerta con botella, ambas pertenecientes a su temprano periodo cubista. Cuando se aparta la vista de las pinturas, se constata que el antiguo Oratorio de San Felipe Neri es una creación admirable: los silenciosos pasillos hacen eco a los sonidos de la fuente central. En sitios como éste se confirma que los museos son una obra de arte en sí mismos.

VA17_116-119_MuseoVeracruz.indd 119

Los usos del recinto El ahora museo ha vivido varias etapas: 1776. Oratorio de San Felipe Neri. 1859. Los sacerdotes deben abandonar el recinto durante la Guerra de Reforma. 1865. Tras un temblor, se reconstruye el lugar para habilitar un hospicio de niños. 1938. Se convierte en hospital. 1973. Un nuevo temblor inhabilita el lugar hasta 1989, cuando inicia su reconstrucción para servir de recinto cultural.

Jonás Alpízar se ha dedicado a escribir sobre viajes y estilo de vida.

9/28/12 5:08 PM


Museo de Arte del Estado de Veracruz. Construcción artística