Issuu on Google+

La Virtualización Reduce El Consumo de Energía

Una Reforma Que no Alumbra el Futuro

Por fin hemos conocido la reforma eléctrica del Gobierno. Ha sido ratificada en el Parlamento cuatro días después de ser aprobada por el Consejo de Ministros, antes de que apenas hayamos tenido tiempo de leerla, mucho menos de analizar sus implicaciones. Una circunstancia inaudita en una democracia avanzada.

56

E

scribí aquí mismo (Luz entre tinieblas, EL PAÍS, 13-6-2013) sobre la calidad de nuestras instituciones a la luz de la opacidad y la arbitrariedad de las decisiones regulatorias en el sector eléctrico, casi todas tan urgentes como contradictorias. Parece oportuno hacer algunas consideraciones sobre la nueva regulación.

Su procedimiento de elaboración es relevante para legitimar su resultado, pero sobre todo es clave para que funcionen las señales de alerta ante las consecuencias de decisiones no suficientemente reflexionadas y contrastadas. Esta vez el Gobierno decidió desconectar las balizas de alerta para, se supone, evitar presiones de los grupos de interés, aunque parece que trataba de tomar decisiones opacas para que nadie pudiera esquivar el golpe. capacidad, para dotarlas de sistemas inteligentes que permitan avanzar en el desarrollo de la generación intermitente distribuida y en la contribución de la demanda, incluida la recarga de los vehículos eléctricos, al equilibrio del sistema.


Si a este evidente desfase se le agregan dos ingredientes, es absolutamente comprensible la gran prioridad que hoy América Latina le otorga a este tipo de inversiones. Más y mejor infraestructura y mayor crecimiento económico, se ha vuelto una especie de dogma entre los economistas y hacedores de políticas públicas. Pero a lo anterior se le agrega un elemento que también figura como uno de los grandes retos de la región, la equidad.

La reforma agrava el problema de competitividad de las empresas y aumenta la factura de las familias La retroactividad aplicada a las energías renovables quiebra la seguridad jurídica

De manera creciente se empieza a plantear y a tratar de demostrar, que las inversiones en infraestructura pueden convertirse en ‘aliada. Con el objeto de contribuir a este debate, el Centro Internacional de Pensamiento Económico y Social (CISoe), con el apoyo de la CAF, ha realizado una investigación en tres países, Chile, Colombia y Perú, sobre el impacto macro y social de shocks de inversión en infraestructura para el periodo 2014-2025. Asimismo, se consideró como un caso piloto, la reparación de pequeñas obras de infraestr uctura realizadas por Colombia Humanitaria, para evaluar su impacto sobre el bienestar de los damnificados por el fenómeno de ‘La Niña’ (2010-2011). Ahora bien, tratar de reducir el gran rezago en infraestructura de los países de América Latina implica necesariamente un volumen muy significativo de recursos tanto públicos como privados. Por ello ,el CiSoe, en su propósito de encontrar caminos para un crecimiento compartido, consideró oportuno y de gran importancia realizar un análisis riguroso sobre las implicaciones que inversiones de esta magnitud tienen sobre el resto de la economía, y sobre otro rezago inmenso en esta región: la desigualdad económica y social de su población, aspectos que parecieran no estar entre las principales preocupaciones de quienes, desde el Estado, tienen que asumir esta responsabilidad. El equipo de investigadores de este proyecto, que contó con la asesoría de José Antonio Ocampo, socio fundador del CISoe y consultor de la CAF, decidió que esta evaluación debía tratar de medir cuantitativamente, de manera rigurosa, los impactos que producirían las inversiones necesarias para cerrar las

brechas en infraestructura, tanto en las principales variables macroeconómicas, crecimiento del P I B, c o m p o r t a m i e n t o d e l a s exportaciones y de la inversión privada, así como de variables distributivas como el empleo y la pobreza. Se trabajó con un modelo de equilibrio general, que permite medir de forma precisa el impacto que producen los shocks que generan diversos escenarios de inversión en infraestructura. Estos resultados alimentan un modelo de micro simulaciones que identifican fenómenos distributivos. A su vez, como se mencionó, se tomó como piloto la estrategia pública de Colombia Humanitaria, para lo cual se recogió información a través de un sondeo hecho en las zonas de damnificados. Varias de las conclusiones de esta investigación ameritan su divulgación y discusión, especialmente en un país como Colombia, que ha reconocido los inmensos problemas que han surgido por su rezago en infraestructura. Por ello, la CAF, el CISoe y Colombia Humanitaria han organizado para el 21 de agosto, en el hotel JW Marriot, un seminario Internacional sobre ‘Infraestructura y equidad’. Su conferencista principal es el señor Ricardo Lagos, expresidente de Chile, quien ha sido artífice de los mayores avances en esta área en su país, si se le compara con otros como Colombia y Perú. Una Reforma Que no Alumbra el Futuro

El precio de los ajustes fiscales impulsados por los organismos multilaterales en las décadas de los 80 y 90, no lo pagó el sector social, sino las inversiones públicas en infraestructura (ver gráfica). Varios supuestos errados se plantearon. El primero y más grave se refirió al convencimiento de que la retirada del Estado del sector de infraestructura se iba a compensar plenamente con la entrada masiva de inversiones del sector privado, lo cual evidentemente no solo no sucedió, sino que estos recursos se concentraron en telecomunicaciones y energía, y, en algo, en el sector agua. Es decir, donde las utilidades eran evidentes. El segundo error consistió en presumir que era fácil reponer en el corto o mediano plazo, semejante caída en un tema absolutamente prioritario, la infraestructura.

57


Costo de Energía le Pega a Industriales Colombianos

Costos de Energía Le Paga a Industriales Colombianos

Para las industrias, el único dolor de cabeza no ha sido el ritmo flojo que ha tenido la economía este año, ni la difícil coyuntura internacional que vive el mercado. Los precios de la energía también han golpeado a las empresas de varios sectores, pues las tarifas clasifican como las más caras de Suramérica.

58


Con el recorrido que hizo ayer en la mañana Jorge Iván Duque, magistrado del Tribunal Administrativo de Antioquia, continúa el proceso con el que se decidirá qué pasará con el ‘túnel verde’ de Envigado, lugar por donde atravesará el tramo 2B del Metroplús. La comunidad de este sector, representada por el comité pro-Túnel Verde ha protestado pacíficamente desde junio pasado haciendo campamentos, marchas y actividades culturales. Según Fabio Martínez, vocero del comité, la idea no es oponerse a la obra de construcción del sistema de transporte masivo sino hacer que se respete el túnel. En un principio se talarían 172 árboles, pero luego de múltiples propuestas por parte de los integrantes del comité y de Metroplús se decidió que serían talados 132 y trasladados 28. No obstante, los grupos de-fensores del túnel interpusieron una acción popular con la que lograron que se decretara la medida cau-telar para sus-pender la tala, decisión que Metro-plús acató. Sin embargo, la entidad continuó con el traslado. Según Camilo Quintero, abogado del comité, se ha hecho con algunas irregularidades, situación que fue comunicada al magistrado del cual la comunidad espera respuesta. En un principio se talarían 172 árboles, pero luego de múltiples propuestas por parte de los integrantes del comité y de Metroplús se decidió que serían talados 132 y trasladados 28. Por su parte, Maurice Armitage, presidente de Siderúrgica de Occidente (Sidoc), dijo que en Colombia los precios energéticos son tan altos que para la industria siderúrgica estos representan los segundos costos más altos después de la materia prima. El empresario también señaló que los precios por hora en el sector industria pueden llegar a ser el doble que los de Estados Unidos. Para las industrias, el único dolor de cabeza no ha sido el ritmo flojo que ha tenido la economía este año, ni la difícil coyuntura internacional que vive el mercado. Los precios de la energía también han golpeado a las empresas de varios sectores, pues las tarifas clasifican como las más caras de Suramérica.

Los habitantes de Vegas de Zúñiga están unidos en contra de la construcción de una vía que conectaría la avenida El Poblado y la Regional, por la lateral norte de la quebrada Zúñiga. La obra de infraestructura, contemplada dentro del paquete de las que se harán por valorización, prevé la tala de 89 árboles. Ana María Suárez, habitante de la zona, dijo que el proyecto no cuenta con una investigación hidráulica, ni un inventario de fauna que mida las consecuencias medio ambientales. Lo paradójico, agregó Suárez, es que en el Plan de Ordenamiento Territorial está incluido este sector como Parque Lineal Quebrada Zúñiga para conservar el sistema hidrográfico del río Medellín. Luis Alberto García, director del Fondo de Valorización, dijo que se está evaluando un replanteamiento de la obra. Agregó que la evaluación de la fauna, y la verificación del cauce de la quebrada, se hará con la presencia de la comunidad. e acuerdo a una investigación de Cementos Argos, 8% de los costos de producción de las firmas cementeras del de Colombia provienen de la electricidad y 11% son energéticos. Los empresarios de la industria siderúrgica.

Costos de Energía Le Paga a Industriales Colombianos

Energía Actual Y Precios

59


Diagramacion energia no 3