Page 1

Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Santo Entierro Mancha Real (Jaén)

Nazareno


NAZARENO

SUMARIO

Nº 10 - Año IX Semana Santa 2007

Mensaje de Benedicto XVI................................4

Publicación GRATUITA de difusión interna.

EDITA:

Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Santo Entierro de Mancha Real (Jaén) NAZARENO no se hace responsable de las opiniones expuestas por los colaboradores de esta publicación. Queda Prohibida la reproducción total o parcial de textos, fotografías e ilustraciones sin que se cite la procedencia.

IMPRIME:

GESTGRAF Avda. Andalucía, 32 23006 - Jaén 953 084 678 www.gestgraf.com

Saludo del Obispo a las cofradías.......................7 Carta del Párroco y Capellán.............................9 Saluda del Hermano Mayor............................11 Entrevista al pregonero....................................12 Actos y Cultos de Cuaresma............................15 Actos y Cultos de Semana Santa......................16 Nuestros Hermanos.........................................17 BESAPIÉ........................................................23 VI Campaña “RECOGIDA DE MEDICINAS”....24 Sacerdote de cuerpo entero..............................25 CIBERCOFRADÍA........................................30 ...para dar vida................................................31 Nuestro Padre Jesús y la Santa Vera Cruz.........34 Siempre Semana Santa. Siempre Pascua...........36 Tablón de anuncios.........................................37 Hermanos Mayores de las Fiestas.....................38


Mensaje del Santo Padre Benedicto XVI para la Cuaresma 2007 “Mirarán al que traspasaron” (Jn 19, 37)

¡Queridos hermanos y hermanas!

«M

irarán al que traspasaron» (Jn 19,37). Éste es el tema bíblico que guía este año nuestra reflexión cuaresmal. La Cuaresma es un tiempo propicio para aprender a permanecer con María y Juan, el discípulo predilecto, junto a Aquel que en la Cruz consuma el sacrificio de su vida para toda la humanidad (cf. Jn 19,25). Por tanto, con una atención más viva, dirijamos nuestra mirada, en este tiempo de penitencia y de oración, a Cristo crucificado que, muriendo en el Calvario, nos ha revelado plenamente el amor de Dios. En la Encíclica Deus caritas est he tratado con detenimiento el tema del amor, destacando sus dos formas fundamentales: el agapé y el eros. El amor de Dios: agapé y eros El término agapé , que aparece muchas veces en el Nuevo Testamento,

indica el amor oblativo de quien busca exclusivamente el bien del otro; la palabra eros denota, en cambio, el amor de quien desea poseer lo que le falta y anhela la unión con el amado. El amor con el que Dios nos envuelve es sin duda agapé . En efecto, ¿acaso puede el hombre dar a Dios algo bueno que Él no posea ya? Todo lo que la criatura humana es y tiene es don divino: por tanto, es la criatura la que tiene necesidad de Dios en todo. Pero el amor de Dios es también eros.

- página  -


En el Antiguo Testamento el Creador del universo muestra hacia el pueblo que ha elegido una predilección que trasciende toda motivación humana. El profeta Oseas expresa esta pasión divina con imágenes audaces como la del amor de un hombre por una mujer adúltera (cf. 3,13); Ezequiel, por su parte, hablando de la relación de Dios con el pueblo de Israel, no tiene miedo de usar un lenguaje ardiente y apasionado (cf. 16,1-22). Estos textos bíblicos indican que el eros forma parte del corazón de Dios: el Todopoderoso espera el «sí» de sus criaturas como un joven esposo el de su esposa. Desgraciadamente, desde sus orígenes la humanidad, seducida por las mentiras del Maligno, se ha cerrado al amor de Dios, con la ilusión de una autosuficiencia que es imposible (cf. Gn 3,1-7). Replegándose en sí mismo, Adán se alejó de la fuente de la vida que es Dios mismo, y se convirtió en el primero de «los que, por temor a la muerte, estaban de por vida sometidos a esclavitud» (Hb 2,15). Dios, sin embargo, no se dio por vencido, es más, el «no» del hombre fue como el empujón decisivo que le indujo a manifestar su amor en toda su fuerza redentora. La Cruz revela la plenitud del amor de Dios. En el misterio de la Cruz se revela enteramente el poder irrefrenable de la misericordia del Padre celeste. Para reconquistar el amor de su criatura, Él aceptó pagar un precio muy alto: la

sangre de su Hijo Unigénito. La muerte, que para el primer Adán era signo extremo de soledad y de impotencia, se transformó de este modo en el acto supremo de amor y de libertad del nuevo Adán. Bien podemos entonces afirmar, con san Máximo el Confesor, que Cristo «murió, si así puede decirse, divinamente, porque murió libremente» (Ambigua, 91, 1956). En la Cruz se manifiesta el eros de Dios por nosotros. Efectivamente, eros es —como expresa Pseudo-Dionisio Areopagita— esa fuerza «que hace que los amantes no lo sean de sí mismos, sino de aquellos a los que aman» (De divinis nominibus, IV, 13: PG 3, 712). ¿Qué mayor «eros loco» (N. Cabasilas, Vida en Cristo, 648) que el que trajo el Hijo de Dios al unirse a nosotros hasta tal punto que sufrió las consecuencias de nuestros delitos como si fueran propias? «Al que traspasaron» Queridos hermanos y hermanas, ¡miremos a Cristo traspasado en la Cruz! Él es la revelación más impresionante del amor de Dios, un amor en el que eros y agapé, lejos de contraponerse, se iluminan mutuamente. En la Cruz, Dios mismo mendiga el amor de su criatura: Él tiene sed del amor de cada uno de nosotros. El apóstol Tomás reconoció a Jesús como «Señor y Dios» cuando puso la mano en la herida de su costado. No es de extrañar que, entre los santos, muchos hayan encontrado en el Corazón de Jesús la expresión más conmovedora de este misterio de amor.

- página  -


Se podría incluso decir que la revelación del eros de Dios hacia el hombre es, en realidad, la expresión suprema de su agapé. En verdad, sólo el amor en el que se unen el don gratuito de uno mismo y el deseo apasionado de reciprocidad infunde un gozo tan intenso que convierte en leves incluso los sacrificios más duros. Jesús dijo: «Yo cuando sea elevado de la tierra, atraeré a todos hacia mí» (Jn 12,32). La respuesta que el Señor desea ardientemente de nosotros es ante todo que aceptemos su amor y nos dejemos atraer por Él. Aceptar su amor, sin embargo, no es suficiente. Hay que corresponder a ese amor y luego comprometerse a comunicarlo a los demás: Cristo «me atrae hacia sí» para unirse a mí, para que aprenda a amar a los hermanos con su mismo amor. Sangre y agua «Mirarán al que traspasaron». ¡Miremos con confianza el costado traspasado de Jesús, del que salió «sangre y agua» (Jn 19,34)! Los Padres de la Iglesia consideraron estos elementos como símbolos de los sacramentos del Bautismo y de la Eucaristía. Con el agua del Bautismo, gracias a la acción del Espíritu Santo, se nos revela la intimidad del amor trinitario. En el camino cuaresmal, haciendo memoria de nuestro Bautismo, se nos exhorta a salir de nosotros mismos para abrirnos, con un confiado abandono, al abrazo misericordioso del Padre (cf. S. Juan Crisóstomo, Catequesis, 3,14 ss.). La sangre, símbolo del amor del Buen

Pastor, llega a nosotros especialmente en el misterio eucarístico: «La Eucaristía nos adentra en el acto oblativo de Jesús… nos implicamos en la dinámica de su entrega» (Enc. Deus caritas est, 13). Vivamos, pues, la Cuaresma como un tiempo ‘eucarístico’, en el que, aceptando el amor de Jesús, aprendamos a difundirlo a nuestro alrededor con cada gesto y palabra. De ese modo contemplar «al que traspasaron» nos llevará a abrir el corazón a los demás reconociendo las heridas infligidas a la dignidad del ser humano; nos llevará, particularmente, a luchar contra toda forma de desprecio de la vida y de explotación de la persona y a aliviar los dramas de la soledad y del abandono de muchas personas. Que la Cuaresma sea para todos los cristianos una experiencia renovada del amor de Dios que se nos ha dado en Cristo, amor que por nuestra parte cada día debemos «volver a dar» al prójimo, especialmente al que sufre y al necesitado. Sólo así podremos participar plenamente de la alegría de la Pascua. Que María, la Madre del Amor Hermoso, nos guíe en este itinerario cuaresmal, camino de auténtica conversión al amor de Cristo. A vosotros, queridos hermanos y hermanas, os deseo un provechoso camino cuaresmal y, con afecto, os envío a todos una especial Bendición Apostólica.

- página  -

Vaticano, 21 de noviembre de 2006


Carta Pastoral del Obispo para la Cuaresma del 2007 UNA NUEVA CUARESMA

M

uy queridos sacerdotes y fieles diocesanos:

1.- El próximo día 21 iniciaremos un año más, aunque de forma “nueva” el camino de los cristianos para la celebración actualizada de la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, la Pascua. Lo haremos con el rito sencillo pero impresionante de la imposición de la ceniza. La palabra de Dios nos invitará a la conversión y a la penitencia personal y comunitaria mediante la oración, limosna y ayuno. Será un “subir de nuevo con Jesús a Jerusalén” como lo hizo rodeado de los primeros discípulos. “Mirad, nos dice como a ellos, subimos a Jerusalén y el Hijo del Hombre va a ser entregado a los sumos sacerdotes y a los escribas, lo condenarán a muerte y lo entregarán a los gentiles, se burlarán de Él, le escupirán, le azotarán y le matarán; y a los tres días resucitará.” (Mc 10, 33- 34)

Lejos de asustarnos, como ocurrió entonces al grupo de discípulos, diremos con decisión al Señor que estamos dispuestos, también en esta cuaresma y de forma nueva, a “no echar en saco roto” la salvación que nos ofrece. Es una oportunidad más. Un nuevo gesto de su amor misericordioso por todos nosotros. 2.- Como el año anterior, el Santo Padre Benedicto XVI, nos regala y propone un Mensaje denso y claro para nuestro caminar cuaresmal y pascual bajo el título

- página  -


“MIRARÁN AL QUE TRASPASARON” (Jn 19, 37)

el hermano que camina junto a mi y lejos, también, de nosotros.

Es para nosotros y ojalá llegue a todos los fieles diocesanos. “¡Miremos a Cristo traspasado en la Cruz!”, nos dice Su Santidad el Papa. “Él es la revelación más impresionante del amor de Dios... En la Cruz Dios mismo mendiga el amor de su criatura: Él tiene sed del amor de cada uno de nosotros”.

Convertirse es mirar “al que traspasaron”, poner rumbo en nuestro corazón, enderezar el timón hacia el Dios comprensivo y misericordioso de brazos abiertos en la cruz, y lleno de nueva vida pascual para quien le busca.

Como podemos apreciar el Santo Padre insiste en el enfoque también del camino cuaresmal hacia la Pascual desde el amor que Dios nos tiene y que se revela en plenitud desde la cruz. Buena ocasión para reflexionar de nuevo este Mensaje a la luz de su Carta Encíclica “Dios es amor”, ya que las raíces del Mensaje se encuentran en el Documento citado. “Convertios y creed en el Evangelio”, se nos dirá el Miércoles de Ceniza. “Recuerda que eres polvo y en polvo te has de convertir”. (Rito de la imposición) 3.- “Convertios...” Esta invitación es muy personal y siempre nueva cada año. Nos la dice el Señor en la liturgia e incluye mucho más que un cambio de fachada, de costumbres, de ocupaciones. Supone un cambio profundo de criterios, de nuestro modo de pensar y de actuar, de afrontar el trabajo y el descanso, la vida de familia y la vida social. Se trata de una conversión del corazón, desde nuestra cercanía real y afectiva a Jesucristo que sufre y muere por nosotros para “con su sangre y agua” introducirnos en el misterio del amor de Dios misericordioso, que se extiende hasta

4.- “Creed en el Evangelio” El Apóstol Pedro quiso hacer este recorrido él solo, fiado de su ímpetu, pero se hundía. Oyó entonces la voz de su Maestro. Sólo con su ayuda, porque le invocó, caminó serenamente sobre las olas movedizas del lago. Necesitamos invocar la ayuda del señor en el recorrido cuaresmal para llegar al pie de la Cruz y al Huerto de la Resurrección; escuchar su voz, recibir su perdón, alimentarnos de su Palabra y del Pan de la Eucaristía, darnos la mano unos a otros con caridad. Es creer en el Evangelio de las Bienaventuranzas, leer de nuevo su pasión, muerte y resurrección. Tenerlo en tu casa y abierto sobre tu mesa, para que sea como el Sol que ilumine y oriente nuestros pasos. Que ocupe un lugar destacado como sagrario en la Iglesia doméstica. Es norte y guía para todos. “Convertíos y creed en el Evangelio”. Que nuestra Madre dolorosa y de la esperanza nos acompañe. Con mi saludo y bendición + RAMÓN DEL HOYO LÓPEZ - OBISPO DE JAÉN

- página  -


Saluda del Parroco y Capellan de la Cofradía LA ORACIÓN DE UN COFRADE

M

is queridos cofrades, Junta de Gobierno y cristianos laicos. Estamos ya inmersos en el tiempo litúrgico fuerte de Cuaresma, que la Iglesia Católica nos invita para celebrar la Semana Santa, la Pascua de Resurrección de Jesucristo. Y deseo, brevemente, reflexionar junto con vosotros, sobre el tema de la oración en la vida del cristiano, y como no, en el vivir del cofrade en estos momentos en que os afanáis santamente en la preparación de todos los cultos y procesiones de vuestra cofradía. Cuando alguien nos habla de oración, nos echamos a temblar, o bien porque ignoramos lo que eso significa o a lo que nos responsabiliza, o bien porque creemos que nos invitan a rezar oraciones vocales en el templo. Y no es del todo cierto. Siempre se le ha llamado “oración” a esa forma de plegaria que consiste en ponerse delante de Dios

–en su presencia- durante un rato, con el deseo de entrar en una íntima comunión de amor con Él, en la soledad, en el silencio. Es una manera auténtica de conocer y amar a Dios, para poder responder a la llamada a la santidad que Él nos dirige a cada una, a cada uno de nosotros. En nuestra vida diaria, allí donde se desarrollan nuestras tareas habituales, si estamos atentos a mirar a nuestro alrededor, nos damos cuenta –casi con toda seguridad- de que existen personas que tienen sed de Dios, que sienten el deseo de tener, ellos también, una vida de oración personal, intensa y profunda; simplemente, que dicen con otras palabras, que ellos quieren “hacer oración”; pero que nadie les ha enseñado cómo hacerla. Hay cristianos, amigos nuestros, que nos miran y se fijan en nosotros que

- página  -


quisieran comprometerse en la vida de la Iglesia, en la vida cristiana; que quieren conocer y amar a Jesucristo. Pero, también te lo dicen en su lenguaje directo, que les faltan el valor necesario por no saber muy bien cómo hacerlo. Quizás algunos, después de algunos intentos, se descorazonan y terminan por arrojar la toalla y dejarlo para otra ocasión más propicia. Los cofrades, que tenemos alguna experiencia en la oración –al menos en la cantidad de peticiones que acercamos a nuestra sagrada imagen en los preparativos, en el triduo o quinario, en el besamanos o besapié, o en la procesión estacional- sabemos que la oración es la “puerta estrecha” que nos abre el Reino de los cielos; por ella, y sólo por ella, recibimos todos los bienes. Es la fuente de la auténtica felicidad, pues quien la práctica no dejará de “gustar y ver qué bueno es el Señor” (Salmo 34) y encontrará el agua viva prometida por Jesús: “Quien beba del agua que yo le daré, no tendrá sed jamás” (Jn. 4, 14).

dejarse vencer por los dificultades, los sufrimientos, las contrariedades que conlleva el vivir cristianamente en medio del mundo y de la sociedad. Hagámonos el propósito, mis queridos cofrades, en esta próxima Semana Santa, de ayudar a nuestros amigos a descubrir a Cristo, que muere por nosotros y que resucita para devolvernos a la vida eterna de los hijos de Dios.

Si estamos convencido de esta verdad –no me cabe la menor duda, al menos en mis cofradías- hemos de desear ofrecer este medio a nuestros amigos, a nuestros familiares, a nuestros compañeros… Para así ayudar a éstos –como a todos los demás, que así lo deseen- a encontrar en la oración y en el marco de la Iglesia el deseo de no

- página 10 -

José Antonio García Romero Párroco de S. Juan Evangelista


Saluda del Hermano Mayor

Q

ueridos hermanos cofrades: Se nos presenta en el horizonte una nueva Semana Santa precedida como siempre del tiempo de Cuaresma que nos debe servir de preparación para la Pascua de Resurrección. Para los cristianos esta época del año debe servirnos de profunda reflexión y meditación sobre el devenir de nuestra vida y de la sociedad en la que nos ha tocado vivir. Días atrás me sobrecogieron las palabras del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, secuestrado hace unos años, explicando en una entrevista concedida a la televisión que dentro del zulo le daba mucha fortaleza rezar el Santo Rosario varias veces al día, de esa forma sobrellevó el peso de su cruz en cautiverio. Creo que es un claro ejemplo de la importancia que tiene la oración en cualquier momento y circunstancia de nuestras vidas.

al respeto intentando coartar nuestra libertad de credo, utilizándose con mucha frecuencia símbolos eclesiales para escarnio público. Seamos valientes, no nos escondamos y demos la cara cada vez que veamos un ataque sin sentido hacia la Iglesia, pues no olvidemos que la Iglesia la formamos todos los cristianos. Por eso os invito a que os forméis e informéis sobre las actividades e inversiones que desde la iglesia se realizan en caritas o en misiones, por poner dos ejemplos, y no os quedéis en lo superficial. Por otra parte quiero insistir en la necesidad de que participéis en los actos y cultos que se programan desde la cofradía pues la hermandad no es patrimonio mío ni de mi familia ni de la junta de gobierno, sino que la formamos todos los cofrades. Recibid un abrazo en Jesús Nazareno

Cada día que pasa se nos ataca por el solo hecho de ser creyentes y desde los medios de comunicación se nos falta - página 11 -

Juan de Dios Gómez Jiménez Hermano Mayor - Presidente


Entrevista al pregonero de la Semana Santa 2007

J

osé Francisco Morillas Fernández nació el 4 de mayo de 1949 en Mancha Real. Hijo de Manuel Morillas (practicante) y de Bibiana Fernández y hermano de Diego “el practicante”, personas las tres muy conocidas y queridas en el ámbito de nuestro pueblo. En sus estudios primarios recibió las enseñanzas de D. Juan Quero, D. Miguel Palomares, D. Felipe Vela y D. Laureano Sigler, maestros de los que guarda un recuerdo imborrable. Realizó estudios de Magisterio en las Escuelas Profesionales de la Sagrada Familia de Úbeda, revalidándolos posteriormente en la Escuela de Magisterio de Granada (julio de 1967) con la calificación de Sobresaliente. Lleva más de 39 años dedicado a la enseñanza. Ejerció como maestro interino durante unos meses en

Torreperogil, aprobando las oposiciones en la primera convocatoria a la que pudo acceder. Desde ese momento ejerció durante 6 años en Osuna (Sevilla), 2 años en Pegalajar (Jaén), y desde 1976 en nuestro pueblo. Ha sido durante 9 años Jefe de Estudios del Colegio Sixto Sigler (cuando

- página 12 -


era el único Colegio de Mancha Real), y desde 1.995 ejerce como Secretario del CEIP San Marcos. Desde la constitución del Consejo Escolar Municipal (1.996) ejerció como Secretario de dicho Organismo por nombramiento de la Delegación Provincial de Educación hasta 2.004. Fue miembro del Patronato de la Casa de la Cultura, participando de modo activo en la elaboración de la revista “Manchuela”, como también redactor jefe de la revista “Mancha Real Información” en la que publicó diversos artículos. Del mismo modo, ha escrito en varias ocasiones artículos sobre diferentes temas en los diarios “Ideal” y “Jaén”, así como en la revista parroquial “La Plaza”, de la que es corrector. Prologó el libro “Mancha Real” de D. José Luis Quero, y durante varios años ha ejercido como Jurado del Concurso Literario “Villa de Mancha Real”. En el ámbito escolar ha sido promotor de muchas revistas, tales como “Colegio” y “Nuestras Pilas”, dirigiendo también el DVD titulado “Nuestro Colegio, San Marcos”. Cofrade de Nuestro Padre Jesús desde 1955, a partir de mayo de 1.978 es tesorero de Cáritas Parroquial. Ha dirigido la realización del DVD “Nuestra Parroquia, S. Juan Evangelista”

Sus aficiones son variadas, desde la informática a la fotografía pasando por la música y todo tipo de actividades literarias, aunque su principal afición coincide con su trabajo puesto que es un maestro vocacional. 1) ¿Por qué eres cofrade de Nuestro Padre Jesús Nazareno y el Santo Entierro? Porque lo era mi padre y, al morir a los 34 años de edad, mi madre quiso que yo ocupara su lugar. Después, ya adulto, me mantuve como tal por devoción a la Sagrada Imagen. 2) ¿Cuál es tu primer recuerdo de la Semana Santa mancharrealeña? Es un recuerdo vago por la lejanía en el tiempo. Pero tengo grabada la imagen de Nuestro Padre Jesús saliendo por la puerta lateral del templo y, ante el trono, mi padre con D. Luis el practicante y Juan Chica. Es algo que no se me olvida a pesar de que por aquel entonces yo tenía muy corta edad. 3) ¿Qué otros recuerdos tienes de la Semana Santa de tu infancia? La impresión de recogimiento y los sentimientos de tristeza, potenciados por el entorno familiar y también el social: en efecto; el Viernes Santo era un día sin cine, con música sacra en la radio

- página 13 -


y posteriormente en la televisión y que en muchas casas conllevaba la típica comida “penitencial” de espinacas con garbanzos. 4) ¿Qué cambiarías, si fuese posible, de nuestra Semana Santa? En primer lugar, me gustaría unificar las celebraciones religiosas de las dos Parroquias para dar un mayor sentido de unidad ( tal como se hace el día del Corpus); todas las procesiones establecerían un recorrido que abarcase calles de ambas y volvería a la noche del Sábado Santo la procesión de la Soledad. 5) ¿Qué opinas sobre el florecimiento actual de las Cofradías y la aparición de nuevos Grupos de Pasión? La verdad es que emociona el contemplar cada Viernes Santo la enorme cantidad de cofrades con su túnica penitencial, y especialmente de jóvenes del Cristo de la Piedad. También es bueno recuperar antiguos Grupos de Pasión como se está haciendo actualmente. Y todo ello, no lo digo únicamente como tradición (que ya de por sí sería importante) sino especialmente como manifestación de fe y religiosidad popular : si no creemos, no tiene sentido.

6) ¿Qué sentiste al ser nombrado pregonero de la Semana Santa 2.007? Emoción, miedo y responsabilidad. Porque es un honor inmerecido, porque no sé si estaré a la altura requerida (el listón está muy alto) y porque en ese momento me sentiré representante de gran parte del pueblo de Mancha Real. Pero sí sé que voy a poner en ello todo mi empeño, porque amo a mi pueblo, venero nuestras Sagradas Imágenes y deseo agradar a mis familiares tanto vivos como difuntos. 7) ¿A quiénes recordaste en ese momento tan especial? A mis queridos padres, ¿cómo no?, que lo veían desde el cielo. También desde allí lo veía mi buen amigo y consejero, nuestro querido D. Francisco Moreno. 8) ¿Podrías anticiparnos algunas líneas de lo que va a ser tu pregón? Quisiera hacer un poco de mezcla entre la historia y la actualidad, expresar mis ideas en orden a la mejora de nuestra Semana Santa y relacionar también la Pasión de Nuestro Hermano Mayor, Jesucristo, con la pasión de tantos hermanos nuestros en el mundo actual

- página 14 -

Manuel Morillas Sánchez


Actos y Cultos de Cuaresma MIÉRCOLES DE CENIZA 21 de Febrero 18:00 IMPOSICIÓN DE LA CENIZA A LOS NIÑOS 19:30 SANTA MISA E IMPOSICIÓN DE CENIZA 1º VIERNES DE CUARESMA 23 de Febrero 20:00 VÍA CRUCIS Presidido por la Pro-Hermandad de la Vera Cruz 2º VIERNES DE CUARESMA 2 de Marzo 20:00 VÍA CRUCIS Presidido por la cofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno 3º VIERNES DE CUARESMA 9 de Marzo 20:00 VÍA CRUCIS Presidido por la cofradía del Stmo. Cristo de la Piedad 4º VIERNES DE CUARESMA 16 de Marzo 20:00 VÍA CRUCIS Presidido por la cofradía de Ntra. Sra. de los Dolores SÁBADO DE PASIÓN 24 de Marzo PREGÓN DE SEMANA SANTA PREGONERO: José F. Morillas Fernández 21:00 Salón de actos Casa de la Cultura Actuación Banda de Música DOMINGO DE PASIÓN 25 de Marzo BESAPIE a NTRO. PADRE JESÚS NAZARENO Tras la Misa de 12:30 Para los niños Tras la Misa de 20:00 Para los adultos VIERNES DE DOLORES 30 de Marzo 20:00 Misa y Via Crucis Cristo de la Piedad

- página 15 -


Cultos de Semana Santa DOMINGO DE RAMOS 1 DE ABRIL 11:00 Bendición de los Ramos en la Hornacina del Cristo de la Yedra (calle La Cruz) y Procesión hasta la Parroquia para dar comienzo la celebración de la Eucaristía LUNES SANTO 2 DE ABRIL 9:00 SANTA MISA MARTES SANTO 3 DE ABRIL 20:00 SANTA MISA 21:00 CELEBRACIÓN COMUNITARIA DE LA PENITENCIA MIÉRCOLES SANTO 12 DE ABRIL 20:00 SANTA MISA 21:00 Procesión de la Vera Cruz JUEVES SANTO 5 DE ABRIL 19:30 Oficios de la CENA DEL SEÑOR 23:00 HORA SANTA VIERNES SANTO 6 DE ABRIL 5:30 PROCESIÓN DE NTRO. PADRE JESÚS NAZARENO 11:00 TRASLADO Y RESERVA DEL SANTÍSIMO 18:00 OFICIOS DE LA PASIÓN Y MUERTE 20:00 PROCESIÓN DEL SANTO ENTIERRO 23:00 PROCESIÓN DE LA SOLEDAD SÁBADO DE GLORIA 7 DE ABRIL 23:00 SOLEMNE VIGILIA PASCUAL DOMINGO DE RESURRECCIÓN 8 DE ABRIL 11:30 PROCESIÓN DEL RESUCITADO 12:00 SANTA MISA 20:00 SANTA MISA Se ruega a todos los hermanos que asistan a los actos que organiza la Cofradía con su medalla de cofrade

- página 16 -


Nuestros Hermanos

D

ecía un famoso historiador británico, que solo hay una historia y esa nos pertenece a todos. Es la historia de las migraciones por las que la especie humana se diseminó por la tierra siempre en busca de mejores condiciones de vida, o en otras obligados por causas climatológicas, alimentarias, culturales, religiosas, etc. Un ir y venir de gentes que han marcado la historia de pueblos enteros, éxodos que vemos en la lejanía y que están pasando delante de nuestros ojos. Así, los tiempos presentes no escapan a esa nómada aventura humana en este mundo globalizado donde se nos define más que como habitantes como vecinos de un mundo global. Mancha Real, al abrigo de los olivos y de sus gentes emprendedoras, también es una parte de esa historia. Pero los protagonistas, hoy por hoy, son los llamados inmigrantes, esos recién llegados de África, América Latina y Ásia, que no son turistas de tres meses, sino personas que buscando trabajo están configurando un pueblo multiétnico con rasgos magrebíes, ecuatorianos, chinos, etc... - página 17 -


Esta realidad migratoria que atraviesa de arriba a bajo y de un lado a otro nuestra sociedad es realmente distinta a aquella de final de los cincuenta y principio de los sesenta de las maletas de cartón y trenes abarrotados de nuestros compatriotas hacia la prospera Europa, que debieron, también buscando trabajo y mejores condiciones para sus familias, dejar la tierra que los vio nacer y a aquellos que los vieron criarse. Sin embargo, hay también cosas comunes, cuestiones que se repiten, asuntos que hacen que no se nos olvide aquella memoria migratoria, como la inseguridad de no tener papeles y aceptar trabajos que los nativos no querían. No es cierto que los nuestros iban todos con el contrato debajo del brazo, ni que vivían en condiciones dignas. Por eso veo un cierto paralelismo entre ambos procesos migratorios en lo que respecta a sufrimiento, marginación y olvido. En la Andalucía del turismo y la prosperidad, y en nuestro pueblo concretamente, no se ven ingleses ni alemanes en la plaza ni en la calle Maestra. Se ven esos grupos de inmigrantes que buscan trabajo para subsistir y enviar a sus hogares de origen esos euros que a la postre son fundamentales para el sustento de sus hogares. En nuestra cultura y fe cristiana debemos ver la inmigración como un viaje a la reciprocidad, por eso el

nosotros en relación a los otros se debe plantear como el reto de que no sean sólo vecinos, sino ciudadanos. Desde la iglesia debemos promover la dignificación de la vivienda y del trabajo, a una sociedad con valores donde las personas más vulnerables puedan tener también un lugar privilegiado. Apostar, por tanto, por lo que ha sido esa historia de mestizaje y convivencia en la diversidad. No estamos mirando con lupa (una lágrima debajo de una lupa es un torrente de agua), es lo que vemos todos los días, y deberíamos pararnos a pensar cuanto sufrimiento, apartándonos de los meramente material, puede haber en muchas de estas personas. Como se puede medir el dolor de una madre que tiene a sus hijos a diez mil kilómetros de distancia y cuanta alegría ilusión tiene por volar a su país para ver a hombres que hace seis años dejó niños. O el padre que en las mismas circunstancias es conocedor que su país está en guerra y los suyos están sufriendo. Igual que nosotros son hijos de Dios, quizás con otro nombre, pero sus hijos, y nosotros como tales y hermanos nuestros, así los vamos a tratar y así van a convivir con nosotros.

- página 18 -

Jesús Pérez Martínez


Besapie DOMINGO DE PASIÓN 25 de Marzo

Tras la Santa Misa de 11’30 (Destinado a los niños y jovenes)

Tras la Santa Misa de 20’00 (Destinado a los adultos)

- página 23 -


VI Campaña Recogida de Medicinas

U

n año mas ponemos en marcha esta campaña solidaria de recogida de medicinas usadas.

¿Cómo medicinas?

hacernos

llegar

las

Los alumnos de los centros educativos llevarán a sus respectivos colegios e institutos las medicinas durante la semana del 26 al 30 de marzo de 2007. La cofradía recogerá en estos centros educativos todas las medicinas el Viernes de Dolores (30 de marzo). El resto de personas las puede hacer llegar el Jueves Santo por la mañana en la Capilla de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Vocalía de Caridad

- página 24 -


Sacerdote de cuerpo entero Abril de 1.937, destacando determinados aspectos de su personalidad y ejercicio sacerdotal. Por haber nacido con posterioridad a su muerte no tuve el privilegio de conocer personalmente al Prior Solís, pero pervive en mí el respeto, cariño y veneración que, sobre este gran hombre, me inculcaron mis padres.

A

nte el septuagésimo aniversario del martirio –4 -IV-1937 - 4IV-2007- y estando abierto su proceso de beatificación, no puedo substraerme a la tentación –tal vez osadíade escribir este artículo sobre la vida y obra del Siervo de Dios DON FRANCISCO SOLIS PEDRAJAS, Párroco que fué de Mancha Real, desde Febrero de 1.914 hasta

Don Francisco Solís fue un Sacerdote ejemplar; gran devoto de la Eucaristía y de una espiritualidad nada común, como lo definen quienes lo conocieron. Persona inteligente, muy amable y de sonrisa permanente. Junto con la Eucaristía, la Santísima Virgen y el Rosario completan la trilogía devocional que contagiaba a sus feligreses. Su pobreza y desprendimiento fueron totales, hasta el punto que, a su muerte,

- página 25 -


los familiares no encontraron bienes ni dinero alguno; todo lo había repartido. Hasta la ropa interior que vestía cuando lo asesinaron y por la que fué identificado su cadáver, estaba marcada con las iniciales V.S., correspondiente a un primo suyo, Valentín Solís. Siempre iba rodeado de menesterosos a los que socorría. Estaba adornado con todas las virtudes necesarias para ser Sacerdote de cuerpo entero, como lo define D. Bartolomé Pérez, testigo en la causa de beatificación. Su compromiso con la justicia social fue total. Siempre fué la Iglesia sensible ante los problemas sociales; prueba de ello es la publicación por el Papa León XIII en Mayo de 1.891, de la Encíclica “Rerum Novarum”, que vino a marcar la doctrina de la Iglesia en materia de justicia social, con motivo de los desajustes derivados de la revolución industrial. Siguiendo este magisterio, el antecesor de D. Francisco en la Parroquia, el Rvdo. Rodríguez, había fundado un sindicato católico al que el Sr. Prior Solís dió gran impulso, no solo impartiendo formación, según la doctrina social de la Iglesia, a los obreros afiliados, sino parcelando la finca “los cuartos”, que tomó en arrendamiento y distribuyó entre familias campesinas. Quiso ampliar estas parcelaciones a otras fincas colindantes pero no fue

posible porque sus propietarios prefirieron venderlas. Cuentan que fueron bastantes los obreros que abandonaron el socialismo para afiliarse a este sindicato obrero católico. Es de destacar el sermón predicado el 9 de Octubre de 1.915, con motivo de las fiestas del Rosario y que fué editado a petición de numerosos fieles. En él expone su preocupación y pena por la dolorosa realidad de que las ofertas, soluciones y promesas a favor de los más desprotegidos, que podrían haberse hecho desde la Iglesia, se estuvieran haciendo desde las filas de los que luchan contra Ella. Don Francisco Solís realizó una importante labor social para mejorar la situación de la clase obrera. Igualmente sintió gran preocupación por la enseñanza religiosa. Cuando el Gobierno republicano, en 1.931, suprimió la enseñanza de la religión en las escuelas, muchos padres se lamentaban de la medida adoptada y del daño que ello supondría para la formación de los jóvenes. Inmediatamente se hace eco de estos lamentos y, como siempre, de las palabras pasa a la acción.

- página 26 -


Convoca a un grupo de padres de los de más prestigio ante la feligresía, les expone la idea, que éstos trasladarán a otros –familiares y amigos-, cundiendo rápidamente el entusiasmo entre muchas familias que, según sus posibilidades económicas, suscribieron unos bonos ó acciones de la Sociedad Anónima de Enseñanza Libre, que permitió la financiación necesaria para que un colegio, adscrito a dicha Sociedad, se estableciera en Mancha Real. Fue el colegio “San Juan de la Cruz” –las recordadas escuelas S.A.D.E.L. -, que abrieron sus puertas en 1.934. Componían el profesorado: Don Bartolomé Pérez del Moral, de Jaén, anteriormente mencionado, que era el Director y se encargaba de la clase de los niños; Doña Isabela Ordoñez y su hermana Doña Asunción, venidas de Madrid, que se ocupaban de la clase de las niñas y de los más pequeños.

Aunque era colegio “de pago” no fué clasista, pues en él también tuvieron plaza los hijos de familias no pudientes pero que deseaban para sus hijos una formación cristiana. Seguro que alguno de los que me leais, ya mayorcitos, recordareis con cariño estos nombres ¿verdad?. Nunca hubo fricciones entre D. Francisco y las autoridades municipales y, aunque el Párroco siempre supo defender a la Iglesia con fortaleza y prudencia, sin dejarse llevar de intimidaciones y respetos humanos, su prudencia y el respeto que inspiraba, evitaron roces tan normales como poco deseados y que se prodigaban en aquéllos tiempos y circunstancias. La situación socio-política empeoraba por momentos y la agresividad de las masas aumentaba vertiginosamente. Cual sería la preocupación ó, tal vez, miedo del entonces Alcalde, Blas Ruiz

- página 27 -


Romero, que envió escrito al Sr. Prior manifestándole su preocupación por la situación tan delicada que se estaba atravesando y, ante la imposibilidad material de controlar a la gente, le sugería la conveniencia de que abandonase el pueblo, a fín de preservar su integridad física. La contestación del Párroco no se hizo esperar y, a vuelta de correo, expresó el ferviente deseo de permanecer junto a sus feligreses, pasara lo que pasara, dejando su destino a la voluntad del Altísimo. A finales de Julio de 1.936 es detenido y encarcelado en la prisión del partido, siendo, en Agosto del mismo año, trasladado a la Catedral de Jaén, convertida en prisión. Del cautiverio, de su vida ejemplar durante el mismo, así como de la salida de la cárcel-catedral, el viaje hacia Mancha Real y de su martirio, consumado en la madrugada del 3 al 4 de Abril de 1.937, a las puertas del cementerio, da cumplida información D. José Antonio del Rio Alados, Sacerdote y compañero de presidio, en los artículos publicados en la revista “Paisaje” los años 1.951 y 1.953, en sus números de Noviembre y abril, respectivamente. Terminada la guerra, cuando se rescataron los cadáveres de los asesinados de la fosa común dónde habían sido enterrados, relata D. Francisco Cavallé en

su publicación “Hombre de Dios” que, por razones de higiene no se permitió el traslado de éstos a la Iglesia parroquial para celebrar el oficio de sepultura, pero el clamor popular consiguió se hiciera la excepción con su Párroco Mártir y, en efecto, los restos mortales de Don Francisco Solís, fueron trasladados en una impresionante manifestación popular desde el cementerio hasta el templo parroquial, dónde se celebraron las correspondientes exequias. Finalizado el oficio religioso, el cortejo, formado por multitud de hombres y mujeres de todas las edades y clases sociales, regresó al cementerio para dar sepultura al Siervo de Dios que, desde entonces, reposa en la Capilla del Camposanto. Mancha Real siempre estará en deuda con Don Francisco Solís y para aminorarla, que no cancelarla, se me ocurre una idea que lanzo a “quien corresponda”, que bien pudiera ser el actual Párroco de San Juan Evangelista y la Junta de Gobierno de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareo y Santo Entierro. ¿Por qué, aprovechando la circunstancia de la necesaria exhumación de los restos mortales de Don Francisco que, con motivo del proceso de beatificación, hay que hacer, no se prepara su definitiva sepultura en la Iglesia donde sirvió durante más de veinte años?. Para ello propongo que, tras los trámites burocráticos que correspondan, mediante

- página 28 -


suscripción popular, que presumo de gran acogida, y con la colaboración de la Cofradía, se proyecte y realice una mesa de altar en la Capilla de Nuestro Padre Jesús, con una urna funeraria a los piés, dónde se pueda venerar y rendir culto al Siervo de Dios que tanto hizo por nuestro pueblo.

definitiva, lo que se pretende es ir al Padre siguiendo el camino de su ejemplo.

Recibid la idea con cariño; estudiadla y, una vez madurada, ¡¡¡manos a la obra!!!.

D. Francisco Cavallé Cobo.- Hombre de Dios.- Apuntes biográficos sobre el Rvdo. D. Francisco Solís D. Francisco Solís Pedrajas.- Sermón predicado el 9-X-1.915 D. José Antonio del Rio Alados.Escritos varios * Positio super martyrio relativa al Siervo de Dios Francisco Solís Pedrajas

Yo, desde estas páginas ofrezco toda la colaboración que se me requiera para llevar a buen puerto este proyecto y no dudo que, desde el cielo, también Don Francisco pondrá su granito de arena y, pese a su humildad, bien probada en la tierra, -nunca admitió homenajes ni distinciones- facilitará las cosas porque, en

Juan Jesús Gómez y Gómez Jaén, a 17 de Febrero de 2007. BIBLIOGRAFIA CONSULTADA

- página 29 -


Cibercofradía

Os recordamos que nuestra web www.amsystem,es/nazareno sigue estando

operativa. La web se suele actualizar con relativa frecuencia y ahí podeis encontrar todas las novedades, horarios, cultos, enlaces de interés e incluso este mismo boletín. En esta ocasión os recomendamos este sitio para visitar: El

Santo

Rosario,

Modo de Rezarlo: www. devocionario.com/maria/ rosario_1.html Todos aquellos que tengáis dirección de correo electrónico

enviadla

a la dirección de la codradía jesusnazareno@ amsystem.es para que os hagamos llegar por este medio las noticias de última hora.

- página 30 -


…para dar vida

D

espués de la Cuaresma, entraremos en lo que es la Semana Santa propiamente dicha, Semana de Pasión, o “Semana Grande”, así debería de ser para los cristianos, por concurrir en ella los grandes misterios que dan sentido y razón a nuestra fe.

Destaco dos aspectos a través de los cuales se puede explicar lo que significa este tiempo de gracia. Por una parte, veo en ella, algo así como “tradición” (y más situándonos en Andalucía), con toda la carga que conlleva de vivencias familiares. Siempre movidos por la religiosidad popu-lar, aquí entraría el pertenecer a esta o aquella cofradía, vestirse de Nazareno, mantener las tradiciones familiares.

A través de este escrito pretendo reflexionar con vosotros sobre el significado de la Sema-na Santa. Así pues, me pregunto y os pregunto: ¿Qué es la Semana Santa? ¿Qué nos dice este Por otra parte, y fundamentalmente, tiempo?. para mí, como creyente, la Semana Santa

- página 31 -


vivida des-pués de una cuaresma profunda, es mucho más, y, en contra de lo que pueda parecer, vivirla co-mo cristiano, no lo puedo identificar con tiempo de tristeza y desolación, sino con un tiempo de alegría, esperanza y compromiso, ya que lo que rememoramos es la entrega por AMOR de Jesu-cristo para nuestra salvación, lo cual nos ha llenar de alegría y esperanza, y, también llevarnos hacia el compromiso, en la forma de vivir la vida, como nos lo muestra Jesucristo a través de su Evangelio.

Hijo de Dios en muerte, expiatoria por cada uno de nosotros. Desfile procesional. El Viernes Santo, de madrugada, Nuestro Padre Jesús cargado con la cruz, sale del templo de San Juan Evangelista, Jesús carga con la cruz, es el patíbulo donde mori-rá el condenado. Va a ser conducido al suplicio en pleno día para que todos puedan verle. Jesús se inclina, agarra la cruz y la carga sobre sus hombros, sigue adelante, a medida que avanza va per-diendo fuerza. Está extenuado por la terrible noche, los interrogatorios, las bofetadas, los insultos las espinas… desfigurado por la sangre, los salivazos, el sudor... ya no parece un joven valiente que se enfrenta solo contra todos.

Me parece que sería bueno aprovechar estos días para vivir desde la oración, la reflexión y la contemplación, aprovechando este tiempo para mirar intensamente en nuestro interior, para plantearnos e intentar confrontar nuestras Jesús lleva la cruz, es la cruz de la acciones, nuestros interrogantes, y dar redención. No podemos nadie con ella. respuesta con se-renidad, a las preguntas Cristo la abraza y vuelve a invitarnos “Si que, la prisa de la vida, no nos deja alguno quiere venir detrás de mí, que plantearnos en el quehacer cotidiano. cargue con su cruz cada día y me siga-” Vosotros, los hermanos de la Cofradía (Lc. 9, 23). Jesús abraza la cruz y anda. de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nosotros vamos detrás para aprender Santo Entierro, el Viernes Santo, nos cómo se aga-rra, como se lleva una cruz, vais a recordar y hacer vivir los últimos porque no sabemos. momentos de la vida de Jesús, con-vertidos Por la tarde, procesionáis a Jesús en el en compendio de la manifestación del Hijo de Dios y del mensaje de salvación sepulcro. Este anochecer es un anochecer por Él anunciado. Es un día propicio de silen-cio, penitencia y meditación, para pararse a repensar sobre nuestra emotivo y sobrecogedor, mensaje en el fe, y reflexionar sobre el mis-terio de la ocaso de la Semana Santa. Jesús yacente Redención, obrada por la entrega del dispuesto para la sepultura. - página 32 -


Va a terminar el último acto de la tragedia divina. Terminó el sufrimiento de Él. Todo se acabó. La vida se toma un compás de espera. Tres días para el descanso. Tres días para la espe-ranza. La muerte no será la última palabra, Un poco más y todo será nuevo.

pasión, muer-te y resurrección de Jesús, a asistir y participar activamente en todos los actos litúrgicos que hay programados en la Parroquia, después, a manifestar la fe públicamente de manera ordenada, digna y hermosamente por nuestras calles, y a vivirla profundamente en nuestro corazón para que podamos lograr un estilo de vida Normalmente, si vemos una sepultura cristiano que sólo es entendible desde la leemos: “Aquí yace...”. Sólo hay uno sobre Palabra de Dios. el que se dijo: “Aquí no está. Resucitó”. Os animo a que nuestra piedad hacia Su cuerpo está destinado a dar mucho fruto. Ahora es cuando co-mienza todo. Ntro. Padre Jesús Nazareno provoque Es hora de la esperanza. Resucitará, habrá en nosotros una revocación de la fe que, una vida nueva y una humanidad nueva. mantenga vivas las raíces cristianas de nuestro pueblo de Mancha Real. La muerte no es el final. Os invito a reflexionar en estos días sobre los textos bíblicos que tratan de la

- página 33 -

Casilda Ortiz Misionera de Acción Parroquial


Nuestro Padre Jesús y la Santa Vera Cruz Dos devociones hermanas

A

unque cofrade de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Santo Entierro de Cristo, escribo este año estas líneas desde mi vertiente de fundador y presidente del recientemente constituido Grupo Parroquial de la Santa Vera Cruz, mediante el cual se ha rescatado esta antigua devoción pasionista en nuestra Parroquia, que tiene el honor de haber sido la primera cofradía de pasión, y de haber compartido mucha historia con la Cofradía Hermana de Jesús Nazareno. Antes de continuar, quiero dar las gracias públicamente a la Junta de Gobierno de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús, y en especial a su Presidente, mi buen amigo Juan de Dios Gómez, por haber dado cobijo durante casi un año en la capilla de Jesús, a la imagen de Nuestra Señora de la Salud, cotitular de este Grupo Parroquial junto con el Santísimo Cristo, Jesús Resucitado y San Juan Evangelista. En estos gestos, se demuestra verdaderamente la hermandad entre cofradías.

Una diferencia de 15 años solamente separa la historia de ambas Cofradías; la Hermandad de la Santa Vera Cruz, fue fundada en 1580 en la parroquia bajo la protección y tutela de la Orden Tercera Franciscana, con sede en la tristemente desaparecida Ermita de San Francisco, siendo todas las Hermandades de la Vera Cruz, protegidas por la Orden Franciscana. Entre sus diversas ocupaciones estaba el cuidado de los Hospitales de la Vera Cruz o de pobres; este era uno de los que estaban bajo la órbita franciscana al igual que las casas del Patronato de Santa Ana, o el Hospital de la Encarnación. La Cofradía de Jesús Nazareno, nació bajo la protección de otra Orden, la Carmelita, en el Convento fundado por San Juan de la Cruz, en el año de 1595, si bien es cierto que los primeros años estuvieron marcados por cierta polémica, ya que no fue del agrado de la Vera Cruz la nueva Cofradía; sin embargo esa necia pretensión se disipó enseguida y durante

- página 34 -


muchos años convivieron cada una en su sede sin ningún problema.

el 3 de mayo al Cristo de la Vera Cruz y el 14 de septiembre a Nuestro Padre Jesús.

Pero, lo que marcará la vida de ambas será la exclaustración de Mendizábal de 1837, que obliga a la Cofradía de Jesús a buscar refugio en la Parroquia. Desde ese momento, el destino de ambas Cofradías se une, formando lo que se llamaría “Congregación de la Santa Vera Cruz y Nuestro Padre Jesús Nazareno”, en definitiva una federación de cofradías, que manteniendo sus propios cultos y cierta autonomía dependía de un único gobierno.

Después de la Guerra Civil, y aunque retorna una imagen de Jesús crucificado, no se la pone bajo ninguna advocación concreta, ni se refunda la Cofradía de la Vera Cruz; solo renace la de Nuestro Padre Jesús, a la que se le une el Cristo Yacente, en recuerdo de aquella primitiva Congregación cuando ambas estaban fusionadas. No obstante, al Cofradía de Jesús Nazareno seguirá manteniendo el recuerdo de la Vera Cruz, procesionando como segundo paso del Santo Entierro lo que se llamó “La Santa Cruz desnuda”, y que rescataba uno de los antiguos pasos.

Durante muchos años, hasta la construcción de la actual capilla, la imagen de Jesús estuvo expuesta al culto en la capilla de la Vera Cruz, capilla del Corazón de Jesús, junto con las imágenes del Santísimo Cristo de la Vera Cruz, San Juan y la Virgen de los Dolores de la Vera Cruz. Esta Congregación llegó a tener a su cargo un total de 9 imágenes, a saber, Jesús atado a la Columna, Nuestro Padre Jesús Nazareno, el Santísimo Cristo de la Vera Cruz, La Vera Cruz desnuda, Santa María Magdalena, el Santo Sepulcro, San Juan, La Virgen de los Dolores, (que nada tiene que ver con la Cofradía del mismo título y que solo sacaba la procesión de la Soledad) y Jesús Resucitado. Ambos titulares compartían los cultos del 14 de septiembre, hasta que la propia cofradía decidió separarlos, consagrando

Ese cariño especial que durante tantos años se profesaron las dos Hermandades, se plasmó el año pasado, durante la Estación de Penitencia de la recién creada Vera Cruz, parando el trono a la altura del domicilio del que fue Hermano Mayor de Jesús Nazareno, Don Luis Gómez y girando hacia el mismo las imágenes titulares, para rezar allí una de las estaciones del Via Crucis. Ahora que la Vera Cruz ha renacido, vuelve la Semana Santa de Mancha Real a estar más completa que nunca, pues muy cerquita uno del otro están las devociones decanas de la Semana Mayor; Nuestro Padre Jesús y la Santa Vera Cruz.

- página 35 -

Francisco Manuel del Águila Ayllón


Siempre Semana Santa. Siempre Pascua. -¿Otra vez Semana Santa? Siempre Semana Santa. Jesús recorrió el camino del Calvario, una vez, hace unos 2.000 años como demostración máxima de amor. Desde que el hombre es hombre, este mundo sigue siendo un “camino del calvario” imprescindible para llegar a la Resurrección. Unos tratando de evadir el peso de la Cruz buscando la fuerza en su carne, otros poniendo su confianza en el Señor.

del pecado: odio, envidia, avaricia, mentira, egoísmo…..Él ha puesto en el corazón de cada ser humano Su Ley para protegernos de la infelicidad. Solo cumpliéndola podremos sentir la verdadera alegría.

- Dios vino a este mundo, (obra de sus manos) , hecho hombre, a enseñarnos el camino de REGRESO caminando: amando, curando, llorando, riendo, perdonando, gozando de la amistad, rezando a su Padre, obedeciendo a su -Semana Santa hoy: unos procesionan madre, haciendo milagros, defendiendo por pasar un rato “diferente” que les dé a los más débiles……cargando una oportunidad de mofarse de lo más sagrado; cruz, muriendo y resucitando. Antes nos otros, sintiéndose “otro Cristo” haciendo mandó:” Id y Enseñad”. el Camino. -Para los que no ven más allá de lo que sus ojos de carne les permite y no quieren entender el camino de las Bienaventuranzas (por la Cruz a la Luz), esta bien recordarles que Dios no quiere “masocas”. El sufrimiento es consecuencia

-Qué en cada “gesto” de esta Semana Santa, se cumpla este mandato; siendo seguidores fieles a nuestro Maestro y siempre atentos a la voz de María corredentora: “Haced lo que ÉL os diga”

- página 36 -

Margarita Rodríguez Llano


Tablón de anuncios * La Procesión de la MADRUGADA saldrá con las FILAS DE NAZARENOS ORGANIZADAS DESDE DENTRO DE LA IGLESIA, por lo tanto si tienes intención de acompañar a Nuestro Padre Jesús vestido con el Traje de Estatutos debes estar dentro de la Iglesia antes de las 5’10 horas de la madrugada, pues a las 5’15 tendremos un acto de reflexión y oración previo a la Estación de Penitencia * La vela para las procesiones se recogerán como es habitual el JUEVES SANTO en la Iglesia en horario de 10’00 a 13’00 horas (Sólo en este horario, si no puedes ir personalmente manda a alguien con tu recibo para que la recoja por ti). En este mismo horario y día se recogerán las medicinas para enviarlas a Ecuador. * Se han comprado nuevas velas de mayor tamaño y de color morado, lo que supone un gran gasto para la cofradía, por lo tanto solo se dará una vela por cofrade para las dos procesiones. Si no sales alumbrando a Jesús con tu vela no tiene mucho sentido que la recojas. * Los escudos para la túnica y para la capa los puedes adquirir en el estanco de Concha al precio de 6 € la pareja. También se pueden adquirir insignias y pillacorbatas. * Los costaleros serán citados por carta para las mediciones y realizar los ensayos, que este año tendrán lugar en la Casa de Hermandad sita en la c/ Ánimas, 41. * Si quieres ser costalero de Jesús Nazareno o del Santo Entierro, ponte en contacto con cualquier miembro de la cofradía.

Aquellos hermanos que cambien de dirección les rogamos nos lo hagan saber para modificar sus datos, así mismo aquellos cuya dirección habitual sea fuera de la localidad y quieran recibir información en su domicilio rogamos nos lo comuniquen bien a traves de e-mail a: jesusnazareno@amsystem.es o bien por carta a la casa de Hermandad sita en c/ Ánimas, 41 23100 Mancha Real.

- página 37 -


Hermanos Mayores de Fiestas

C

omo es habitual en esta sección presidir los actos y cultos que organice os comunicamos los nombres la cofradía. de los cofrades a los que les ha

correspondido por riguroso orden de antigüedad ser Hermanos Mayores de Fiestas para el presente año 2.007. Por tanto les corresponde el honor de

D. Juan Ignacio Blanco Morillas D. Francisco José Blanco Morillas D. Miguel Ángel Blanco Morillas

Hermanos Mayores 2006 - página 38 -


Boletin 2007 Jesus Nazareno  

Cofradia de Nuestro Padre Jesus Nazareno y Santo Entierro de Mancha Real