a product message image
{' '} {' '}
Limited time offer
SAVE % on your upgrade

Page 1

UFT ESCUELA DE DERECHO

JESUS PEREZ C.I.17.852.286 100% SAIA B

DERECHO SUCESORAL • Tema 12. La Aceptación de la Herencia • Tema 14. Separación del Patrimonio Del Cujus y Del Heredero • Tema 16. Comunidad Hereditaria • Tema 17. La Institución del Albacea


La Aceptación de la Herencia Es el acto voluntario y libre por el cual una persona llamada a una herencia manifiesta su voluntad de aceptarla. Es un acto individual y no precisa de la intervención de los demás coherederos. Una vez aceptada la herencia, el llamado a la misma adquiere la condición de heredero, pero no de titular de bienes concretos del caudal hereditario. A partir de la aceptación, el heredero entra a formar parte del patrimonio hereditario que está integrado por los bienes, derechos y deudas del causante. La aceptación de la herencia no podrá hacerse en parte, a plazo, ni condicionalmente. Es decir, no puedes aceptar una parte de la herencia y rechazar otra (las deudas Formas de aceptación de la herencia

La herencia podrá ser aceptada pura y simplemente, o a beneficio de inventario.


La aceptación pura y simple tiene efectos ilimitados, ya que se aceptan los bienes del causante y también todas sus deudas y responsabilidades. El heredero responde de todas las deL causante, no solo con los bienes de la herencia, sino también con sus propios

La aceptación pura y simple puede ser: > Expresa: la aceptación expresa se podrá hacer de forma verbal o por escrito, en documento público o privado. Técita: es la que se hace mediante actos que suponen necesariamente la voluntad de aceptar, o que no se podrían hacer sino con la cualidad óe heredero.se entiende aceptada tácitamente la herencia cuando el llamado a la misma paga deudas de la herencia con bienes hereditarios. Otros casos serían el cobro de créditos de la herencia, la venta de bienes hereditarios La aceptación a beneficio de inventario tiene efectos limitados ya que el heredero responde de las deudas del causante hasta donde alcance el patrimonio hereditario, Es decir, no responderá con sus propios bienes.


Qué ocurre si un heredero se niega a aceptar la herencia? Para poder repartir los bienes de la herencia es preciso que los herederos acepten o renuncien a la misma. Puede darse el caso de que uno de los herederos no manifieste, en forma alguna, su voluntad de aceptar o repudiar la herencia, impidiendo con ello al resto de coherederos llevar a cabo la partición de los bienes hereditarios. En el art.1005 del C.C.V: Transcurridos 9 días después de la muerte óel causante, cualquier interesado en la herencia podrá requerir notarialmente al heredero para que acepte o repudie la herencia en un plazo breve.


Capacidad para aceptar una herencia Tienen capacidad para manifestar su voluntad de aceptar la herencia quienes tengan la libre disposición de sus bienes. Es decir, quienes tengan capacidad de obrar. Por tanto, tratándose de personas que carezcan de dicha capacidad serán sus representantes legales quienes acepten la herencia en su nombre. Menores de edad sujetos a patria potestad: La herencia dejada a los mismos será aceptada por el titular o titulares de la patria potestad. La aceptación se entenderá hecha a beneficio de inventario. Para la aceptación pura y simple será precisa autorización judicial. Menores de edad sujetos a tutela: La aceptación se hará por el tutor y se entenderá hecha a beneficio de inventario. Para la aceptación pura y simple el tutor necesitará autorización judicial.


Menores emancipados: Podrán aceptar la herencia por sí mismos a beneficio de inventario. Para la aceptación pura y simple necesitarán el consentimiento de sus representantes legales. luca paptadoo: La capacidad para aceptar una herencia será la que determine la sentencia correspondiente. En cualquier caso, para aceptar la herencia simplemente el tutor o curador necesitará autorización judicial, pero no para aceptar a beneficio de inventario. Personas casadas: Si una persona casada acepta una herencia sin beneficio de inventario y no concurre el otro cónyuge para prestar su consentimiento, no responderán de las deudas hereditaria los bienes de la sociedad conyugal.


Asociaciones, corporaciones y fundaciones con capacidad para adquirir: aceptarán la herencia dejada a las mismas sus legítimos representantes. Establecimientos públicos oficiales: necesitarán la aprobación del Gobierno.

La aceptación de la herencia dejada a los pobres corresponderá a las personas designadas por el testador para calificarlos y distribuir sus bienes y se entenderá hecha a beneficio de inventario. La principal consecuencia de la aceptación de una herencia es la sucesión del heredero en todos los bienes, derechos y obligaciones del difunto. A excepción del supuesto de beneficio de inventario, el patrimonio del causante y el patrimonio del heredero pasan a ser La aceptación se entenderá realizada en el momento de la muerte del causante, por lo que sus efectos se retrotraen a la fecha del fallecimiento. o por quien tenga la cualidad de heredero.


Caracteres de la Aceptación de la Herencia Ha de ser enteramente voluntaria y libre. Ha de ser realizada siendo conocida la delación. Ha de ser un acto individual. Es total y sin condiciones Ha de ser un acto realizado personalmente o por representante legal o voluntario. Es irrevocable y de efectos retroactivos. Puede ser expresa o tácita. Debe reunir los requisitos de un acto jurídico válido. Tiene que ser con posterioridad al fallecimiento del titular.

El plazo es de 10 años que se cuentan desde que se abre la sucesion. Si el heredero no la acepta en ese plazo, se considera que renunció a la herencia. Los efectos de la aceptación y de la repudiación se retrotraen siempre al momento de la muerte de la persona a quien se hereda. La aceptación de la herencia no podrá atacarme a menos que haya sido consecuencia de violencia o dolo


La Separación del Patrimonio del de Cujus y del Heredero Es un derecho de preferencia que otorga la ley a los acreedores de la herencia, y a los legatarios con relación a los acreedores del heredero, de modo de poder hacer efectivos sus créditos o legados con el patrimonio del de cujus. Es un beneficio o institución de protección de los acreedores y legatarios del de cujus contra la concurrencia de los acreedores personales del heredero, con el objeto de impedir que los bienes hereditarios se confundan con los bienes patrimoniales del heredero.


Características Opera a favor de los acreedores. Solo beneficia a los acreedores y legatarios del de cujus que hayan solicitado la separación de patrimonios. Los acreedores de la herencia y los legatarios, de conformidad con el artículo 1.409 del CCV, pueden pedir la separación del patrimonio del de cujus y del heredero, aún cuando tengan una garantía especial sobre los bienes de la herencia. No supone beneficio alguno para el heredero del de cujus. Constituye una derogación al principio de la confusión patrimonial. Es un beneficio personal del acreedor o del legatario hereditarios.


Requisitos y Condiciones para la Procedencia de la Solicitud Para que la separación de patrimonios del de cujus y del heredero sea procedente y surta efecto es necesario el cumplimiento de tres requisitos fundamentales: Se presente solicitud formal ante el Juez de Primera Instancia en lo Civil, del lugar donde se haya aperturado la sucesión: Con el fin de que todos los interesados tengan conocimiento de cuáles son las acciones que se están intentando contra la sucesión. Además, quedan obligados dentro de los mismos cuatro meses a realizar un inventario completo de los bienes que componen el caudal hereditario. Que los acreedores y legatarios no hayan aceptado al heredero como deudor (Art.1.051 del CCV): De lo contrario, estarían aceptándolo tácitamente como heredero puro y simple, en consecuencia, estarían aceptando la unión de patrimonios y tendrían que entrar con el resto de los acreedores a cobrar sus acreencias. Que se solicite dentro del plazo de cuatro meses a partir de la apertura de la sucesion, tal y como lo dispone el art.1.052 del CCV.


Procedimiento La solicitud: Debe realizarla el acreedor o legatario ante el Tribunal de Primera Instancia en lo Civil del lugar donde se abrió la sucesión, dentro de los 4 meses siguientes a la apertura de la sucesión. Dicha solicitud debe contener el pedimento de que se efectúe un inventario de todos los bienes del caudal hereditario. Asimismo, deberá contener las acreencias, legados en cuya garantía se solicite la separación, el nombre de los acreedores o legatarios que la soliciten (no es necesario presentar el documento ni el título), deben contener, el nombre del heredero, salvo el caso de la herencia vacante y el nombre del causante. Inventario de los bienes: Art.1 052 C C V, el inventario versará sobre todos los bienes del causal hereditario, sean mueles o inmuebles, y una vez efectuado debe enviarse una copia auténtica de las partidas del mismo, junto con la solicitud del peticionario al Registro Subalterno (Inmobiliario) donde estén ubicados los bienes de la sucesión, a fin de que las mismas sean protocolizadas en los protocolos de hipotecas correspondientes. Es preciso tener en cuenta que, de acuerdo al art.1.058 del CCV, el heredero puede impedir o hacer cesar la separación, pagando a los acreedores y a los legatarios, o dando canción suficiente para el pago de aquellos cuyo derecho estuviere pendiente de alguna condición o de algún plazo, o fuere controvertido.


Efectos Todos los acreedores separatistas pueden cobrar sus créditos en primer lugar con el patrimonio hereditario y subsidiariamente con el patrimonio del heredero, salvo que éste haya aceptado la herencia a beneficio de inventario. Los derechos, deudas y acciones del causante contra el heredero no se extinguen.

Condiciones Solicitud formal ante el juez de la apertura de la sucesión efectuada por los acreedores de la herencia o legatarios. Que los acreedores de la herencia o legatarios no hayan aceptado al heredero por deudor. (Art. 1.051 ccv) Presentar la solicitud antes de que transcurran 4 meses contados a partir de la apertura de la sucesión. (Art. 1.052 ccv). La separación de los patrirnonios tienen por objeto el pago, con el patrimonio del de cujus, a los acreedores y a los legatarios que la han pedido, en especial a los acreedores del heredero.

Fundamento Legal La separación del patrimonio del de cujus y del heredero encuentra su fundamento en nuestro ordenamiento jurídico en los art. 1.049 al 1.059 del Código Civil de Venezuela. Surge cuando varias personas llamadas conjuntamente a la herencia de un mismo causante, la aceptan, pasando todas a compartir el título de heredero y a ser cotitulares del caudal relicto, sin que ello suponga derecho concreto alguno sobre las cosas de la herencia consideradas individualmente.


La Comunidad Hereditaria La existencia de coherederos que han aceptado la herencia, ya sea que ésta se hubiera abierto por testamento o por ley (sucesión testamentaria o ab intestato). La comunidad hereditaria nace para extinguirse ante el pedido de cualquiera de los coherederos, por sí, o por sus representantes legales, o de quienes ejercieran derecho de representación por algún heredero fallecido, o de algún acreedor de la herencia o tercero interesado. No hay acuerdo de partes ni disposición testamentaria que pueda impedir la partición. Tiene carácter de situación transitoria, pues comienza con la aceptación de la herencia y termina con su partición y la adjudicación de bienes determinados SUJETOS que la forman: Todos los llamados a una cuota de la herencia: Los herederos, legales o testamentarios. Los legatarios de parte alícuota. Los legitimarios, salvo en aquellos Derechos forales donde la legitima es ’hrs valoris ” y puede satisfacerse con bienes extra herenciales. El cónyuge viudo, cuya cualidad de partícipe resulta de su condición de “heredero forzoso”, o de su carácter de usufructuario de cuota. Y también el cesionario de cuota.


Extinción de la Comunidad Hereditaria La comunidad hereditaria subsiste hasta tanto no se practique la partición total de los bienes que conforman el as hereditario. La destrucción de ta cosa comite : al desaparecer el bien o todos los bienes que conforman el objeto sobre el cual recaía la comunidad de herederos, no obstante quedarán vigentes las obligaciones que hayan podido surgir entre comuneros por causa o con ocasión de la comunidad. Se habla de pérdida del bien o de los bienes para los herederos por las más disímiles causas como un supuesto de fuerza mayor o la usucapión de los bienes por un tercero, ajeno al ámbito comunitario. El agotamiento de toda la herencia: al tener que invertir los bienes que la integran en el pago de las deudas, no hay nada que repartir. De este modo quede extinguida la comunidad habrá que suponer que todos los bienes de la herencia han sido suficientes para pagar las deudas o que fue aceptada a beneficio de inventario (segün la doctrina sustentada por el Código Civil español, que en esencia supone la responsabilidad intravires), ya que si los herederos aceptaron pura y simplemente (en los ordenamientos que admiten una responsabilidad ultravires) y pese haber desaparecido todo el activo queda sin cubrir una parte del pasivo habrá que admitir que el vínculo comunitario subsiste por la obligación conjunta de las deudas no satisfechas, con sus propios bienes. W concentración de todo ef derecho sobre fu 6ereacín en uno sol› de lis epmpzteros: Puede ocurrir que fallecidos los otros coherederos, hubiera heredado sus cuotas este último sobreviviente.


La Institución del Albacea Se ocupa de mantener el patrimonio sin que sufra deterioros o pérdidas, defendiendo los derechos que tenía el causante. litigando contra un vecino que se inmiscuye en la finca, reclamando el pago de los arrendamientos o desahuciando al incumplidor, siendo parte en expedientes de expropiación o cualquier otro, reclamando la ejecución de los contratos a favor del causante, y también ejecutando todos los encargos o cláusulas que contenga el propio testamento

Es discutida la naturaleza jurídica del cargo de albacea. En la jurisprudencia, de una forma expresa o implícita, se da a entender que es un mandatario del testador, aunque se reconozca incidentalmente que esta tesis no es enteramente correcta (Sentencia. de 18 de diciembre de 1959). En efecto, no lo es en tanto la designación del albacea es producto de un acto jurídico unilatera1yn.ii rtortem, no de un mandato propiamente dicho, ya que no estamos en presencia de un contrato, como es el mandato. El albacea, si acepta el cargo, no responde a la eventual oferta que se le hiciera, pues no se hace en vida del oferente (art.1262 del C.C).


Características Es un cargo Voluntario Es un cargo Personalísimo Es un cargo Gratuito Es un cargo Temporal El párrafo 1º del art.894 CC «el albacea puede ser universal o particular». Será universal si el testador lo llama así, o le encomienda el cumplimiento de su voluntad testamentaria total hasta la adjudicación y entrega de bienes, con facultades para partirlo. Será particular si el encargo se limita a una parte de ella, o no le señala ninguna misión en concreto, o le da facultades limitadas o específicas en relación con la herencia. El albaceazgo recaer en una persona o varias. En este último supuesto, es admisible que el nombramiento se haga mancornunado, sucesivo o solidario (art.894 CC). Si el testador no establece claramente la solidaridad ni fija el orden, se entenderán mancomunados (art. 897 CC).


DERECHO SUCESORAL

Profile for jesusjpereza23

Revt Dig  

Revt Dig  

Advertisement