Issuu on Google+

LIBRO AMBIENTAL TOMO I: ENERGIA

DEPARTAMENTO ADMINISTRATIVO DEL SERVICIO CIVIL DISTRITAL

“PARA DISMINUIR EL CONSUMO DE ENERGIA EN LA ENTIDAD Y EN NUESTROS HOGARES”


ALCALDÍA MAYOR DE BOGOTÁ GESTIÓN PÚBLICA Departamento Administrativo del Servicio Civil Distrital Alcalde Mayor de Bogotá Gustavo Petro Director Cesar Augusto Manrique Soacha Jefe Oficina Asesora de Planeación Ayde Sánchez Corredor Asesor Despacho Edgar Bernal Coconubo Comunicaciones Juan Carlos Camacho Rosso


INDICE

INTRODUCCIÓN CONCEPTO ENERGÍA ¿Qué es la Energía? ¿Qué Necesitamos los seres humanos? “¿Cómo se gasta la energía si se supone que no se gasta”? CONSUMO DE ENERGÍA CRECIMIENTO DEL CONSUMO ENERGÉTICO POR REGIONES Evolución del consumo final de energía en el mundo “Eficiencia energética Uso eficiente de la energía. Técnicas de ahorro de energía EL AHORRO ENERGÉTICO EN EL HOGAR AHORRO ENERGÉTICO EN EL TRABAJO Decálogo de medidas para ahorrar energía en el trabajo


INTRODUCCIÓN

Los recursos naturales, la vida, la vida humana todos formamos parte del complejo de interacciones. Y, la energía es parte fundamental de ese proceso natural, que el ser humano representa en fuerza de trabajo o actividades, movimiento. En esta capacidad trasformadora sobre el entorno ha ido requiriendo de aspectos energéticos que le ayuden a hacer los procesos, y ha tomado un camino sobre ese factor que dice necesitar y necesita. Seguramente no es el mejor de los posibles y del modo que la usa entroniza o produce factores sociales de segregación y situaciones ambientales considerables, permanece en esa senda aludiendo como necesidad tomar esa vía, bajo ese modo de “progreso”. Más ha forzado una variedad de impactos ambientales de alta incidencia sobre la misma condición humana y respecto de la vida en general y el entorno, contravía a lo que infiere al ser, al medio. Hoy, tomando que lo hecho ya fue hecho, y que los efectos de ese modo están presentes y que se sabe como se hizo proceder, en que a veces se reclama sobre esas responsabilidades mejorar la condición de equidad de los pueblos. Gran contexto de sociedades y ciudadanos, de organizaciones sociales, emprenden hacer revisar ese proceso, y, vincular un modo que evite ser asimilado a la disposición de desigualdades y en relación con que el ambiente deje de recibir esa capacidad de daño. Además, poder los ciudadanos abrasar un ordenamiento territorial acorde con la naturaleza y la biodiversidad, el agua, los medios energéticos, el suelo, el entorno natural, en fin, el ambiente. Sin dejar de considerar que hay factores para evitar agotar en un abrir de ojos lo que existe de esa naturaleza, tomando lo que transita como trasformado en reutilizaciones o nuevos usos productivos, relacionado con la energía también.


1.

CONCEPTO ENERGÍA ENERGÍA: Un rayo es una forma de trasmisión de energía. El término energía (del griego ἐνέργεια/energeia, actividad, operación; ἐνεργóς/energos = fuerza, acción o fuerza trabajando, tiene diversas acepciones y definiciones, relacionadas con la idea de una capacidad para obrar, transformar o poner en movimiento. En física, «energía» se define como la capacidad para realizar un trabajo. En tecnología y economía, «energía» se refiere a un recurso natural (incluyendo a su tecnología asociada) para extraerla, transformarla y darle un uso industrial o económico.

¿Qué es la Energía? “En todos los actos cotidianos se emplea algo de fuerza. Al levantarnos, peinarnos, caminar, correr, jugar, trabajar, etc. Siempre se necesita de fuerza para poder desenvolvernos con facilidad, según las exigencias del medio ambiente que nos rodee. La capacidad que posee una persona, o un objeto, para ejercer fuerza y realizar cualquier trabajo, se denomina: Energía . La energía es la capacidad de producir un trabajo en potencia o en acto. Por eso decimos que alguien tiene mucha energía cuando grandes actividades durante el día como: trabajar, estudiar o practicar deportes. Para entender la importancia que hoy día tiene la energía, basta con remontarnos un poco a la historia y hacer un breve recuento de las actividades del hombre y su evolución. En los primeros tiempos el hombre utilizaba únicamente sus fuerzas para alimentarse, divertirse y comunicarse con sus semejantes. Esto significa que utilizaba su propia energía física, en la caza, pesca, recolección de frutas silvestres, confección de sus rudimentarios vestidos y viviendas, etc.

1. (Concepto tomado de Wiki pedía).


Posteriormente el hombre descubre que puede recurrir a otras fuentes de energía distintas a la de su propio esfuerzo físico: como la energía de los otros animales utilizada para arar, el tiro de cargas y el transporte del propio hombre. Con el correr de los siglos, todo el progreso del hombre se ha sustentado sobre estos dos pilares: ·

La invención de instrumentos para multiplicar el rendimiento del trabajo: herramientas y máquinas.

·

El descubrimiento de nuevas fuentes y formas de energía para sumarlas a la suya limitada y poder mover con ellas sus cada vez más complicadas máquinas.”

¿Qué Necesitamos los Seres Humanos? “Los recursos que la persona humana necesita para la vida: alimentos, agua, energía, minerales y otros materiales, los obtenemos del ambiente. Nuestro planeta nos suministra una gran variedad de bienes que en alguna ocasión han podido parecer inagotables. La lucha de la humanidad ha estado centrada durante muchos siglos en asegurar su alimentación y el agua limpia y la energía, o el resto de los recursos, no han sido una fuente de problemas. En la actualidad, como veremos, la producción de alimentos ha llegado a ser suficiente para alimentar a la población, a pesar del crecimiento que ha tenido en estos últimos decenios. A pesar de todo los problemas subsisten para un gran número de personas que no puede acceder a esos alimentos y pasa hambre o está mal alimentada. Pero nuevos problemas han surgido y amenazan al futuro de la humanidad si no hacemos una explotación más racional de los recursos.” (tomado del libro electrónico Ciencias de la Tierra y el Medio Ambiente),

2.(tomado de http://jaimevp.tripod.com/Electricidad/energi01.HTM)


¿Cómo se gasta la energía si se supone que no se gasta? Bueno, siempre me he hecho esa pregunta…. En clase siempre han dicho que la energía no se crea ni se destruye, pero entonces ¿por qué es que la televisión, el ordenador, las consolas, etc... Gastan energía? y si es así ¿se puede volver a recuperar? ¿Cómo? Cuando, por ejemplo, una bombilla es encendida consume electricidad y la transforma en luz y calor. Extraemos energía de diversas fuentes, por ejemplo, energía nuclear. Esa energía la podemos aprovechar y transformar en energía eléctrica. Al convertirse en luz y calor, Deja de ser aprovechable por nosotros, por lo tanto decimos que "se gasta". En realidad se puede decir que se degrada hacia formas de energía no aprovechables. Ejemplos: La televisión --> luz, calor, ondas electromagnéticas El ordenador --> luz (pantalla), calor (conexiones, circuitos, resistencias), ondas electromagnéticas (sonido), movimiento ( ventiladores)”. (subrayas fuera de texto).

CONSUMO DE ENERGÍA La energía es la fuerza vital de nuestra sociedad. De ella dependen la iluminación de interiores y exteriores, el calentamiento y refrigeración de nuestras casas, el transporte de personas y mercancías, la obtención de alimento y su preparación, el funcionamiento de las fábricas, etc. Hace poco más de un siglo las principales fuentes de energía eran la fuerza de los animales y la de los hombres y el calor obtenido al quemar la madera. El ingenio humano también había desarrollado algunas máquinas con las que aprovechaba la fuerza hidráulica para moler los cereales o preparar el hierro en las ferrerías, o la fuerza del viento en los barcos de vela o los molinos de viento. Pero la gran revolución vino con la máquina de vapor, y desde entonces, el gran desarrollo de la industria y la tecnología han cambiado, drásticamente, las fuentes de energía que mueven la moderna sociedad. Ahora, el desarrollo de un país está ligado a un creciente consumo de energía de combustibles fósiles como el petróleo, carbón y gas natural. 3.(fuente: yahoo respuestas ambientales). 4.(fuente: Ministerio de Ciencia y Tecnología de España).


CRECIMIENTO DEL CONSUMO ENERGETICO POR REGIONES Existe una gran diferencia entre la energía consumida en los países desarrollados y en los que están en vías de desarrollo. Con datos de 1991, el 22,6% de la población que vive en los países desarrollados consume el 73% de la energía comercial usada en todo el mundo. Esto se traduce en que, de media, cada uno de los habitantes de los países desarrollados usa unas diez veces más energía que una persona de un país no desarrollado. La mitad de la población mundial todavía obtiene la energía principalmente de la madera, el carbón vegetal o el estiércol. En los países más desarrollados el consumo de energía se ha estabilizado o crece muy poco, gracias a que la usamos cada vez con mayor eficiencia. Pero, como hemos dicho, las cifras de consumo por persona son muy altas. En los países en vías de desarrollo está creciendo el consumo por persona de energía porque, para su progreso, necesitan más y más energía. Para hacer frente a los problemas que hemos citado, los países desarrollados quieren frenar el gasto mundial de petróleo y otros combustibles fósiles, pero los países en vías de desarrollo denuncian que eso frena su desarrollo injustamente.

Evolución del consumo final de energía en el mundo Se está viviendo un incremento del consumo eléctrico insostenible. Entre los factores que impulsan a acrecentar el consumo de energía se puede mencionar el crecimiento de la población y el ingreso per cápita, la migración hacia las zonas urbanas, el interés en seguir ampliando la frontera eléctrica, la búsqueda de una mejor calidad de vida, la aplicación cada vez mayor de productos y tecnologías de uso intensivo de energía, etc.

5 y 6.(fuente: Ministerio de Ciencia y Tecnología de España).


EFICIENCIA ENERGÉTICA Uso eficiente de la energía Es imprescindible reducir la dependencia de nuestra economía del petróleo y los combustibles fósiles. Es una tarea urgente, según muchos de los estudiosos del ambiente, porque la amenaza del cambio climático global y otros problemas ambientales son muy serias y porque, a medio plazo, no podemos seguir basando nuestra forma de vida en una fuente de energía no renovable que se va agotando. Además esto lo debemos hacer compatible, por un deber elemental de justicia, con lograr el acceso a una vida más digna para todos los habitantes del mundo. Para lograr estos objetivos son muy importantes dos cosas: ·

Por una parte aprender a obtener energía, de forma económica y respetuosa con el ambiente, de las fuentes alternativas de las que hemos hablado en páginas anteriores.

·

Pero más importante aún, es aprender a usar eficientemente la energía. Usar eficientemente la energía significa no emplearla en actividades innecesarias y conseguir hacer las tareas con el mínimo consumo de energía posible. Desarrollar tecnologías y sistemas de vida y trabajo que ahorren energía es lo más importante para lograr un auténtico desarrollo, que se pueda llamar sostenible. Por ejemplo, se puede ahorrar energía en los automóviles, tanto construyendo motores más eficientes, que empleen menor cantidad de combustible por kilómetro, como con hábitos de conducción más racionales, como conducir a menor velocidad o sin aceleraciones bruscas.

5 y 6.(fuente: Ministerio de Ciencia y Tecnología de España).


Técnicas de ahorro de energía Las luces fluorescentes, que usan la cuarta parte de la energía que consumen las incandescentes; el mejor aislamiento en los edificios o los motores de automóvil de bajo consumo son ejemplos de nuevas tecnologías que han influido de forma muy importante en el ahorro de energía. Entre las posibilidades más interesantes de ahorro de energía están:

Ahorro de energía en el mundo En los países desarrollados, el consumo de energía en los últimos veinte años, no sólo no ha crecido como se había previsto, sino que ha disminuido. Las industrias fabrican sus productos empleando menos energía; los aviones y los coches consumen menos combustible por kilómetro recorrido y se gasta menos combustible en la calefacción de las casas porque los aislamientos son mejores. Se calcula que desde 1970 a la actualidad se usa un 20% de energía menos, de media, en la generación de la misma cantidad de bienes. En cambio en los países en desarrollo, aunque el consumo de energía por persona es mucho menor que en los desarrollados, la eficiencia en el uso de energía no mejora. Sucede esto, entre otros motivos, porque muchas veces las tecnologías que implantan son anticuadas.

“todos podemos cuidar el planeta, autoregulando el consumo de energia, en el hogar, en el trabajo, en la vida cotidiana; enseñemos a nuestros hijos a como conservar el planeta y hacer de este una mejor casa para nuestras vidas.”

7.(fuente: Ministerio de Ciencia y Tecnología de España).


El ahorro energético en el hogar El ahorro energético en el hogar es uno de los pilares sobre los que podemos basar nuestro ahorro personal. Muchas veces, incluso sin darnos cuenta, consumimos más energía de la que realmente necesitamos. Pudiendo evitar el gasto energético y, por extensión, el importe que nos cobran las compañía eléctrica por ello, merece la pena prestarle atención a unos cuantos pequeños detalles que nos ayudarán a ahorrar energía y a gastar menos en nuestra factura cada mes.

Vigila los pequeños aparatos enchufados permanentemente a la red eléctrica Un cargador de móvil, cuando no está el teléfono conectado, consume energía. Poca, pero consume. La televisión, reproductores de vídeo, ordenadores y otros aparatos electrónicos que tienen la opción de ponerlos en “modo de espera”, normalmente apagando con el mando a distancia. Cuando se dejan en ese estado de reposo, siguen consumiendo una cantidad mínima de energía. Si sumamos la de todos los aparatos presentes en nuestro hogar u oficina y calculamos el acumulado a lo largo del tiempo, puede llegar a suponer una cantidad de dinero considerable. Enchufar y desenchufar cada vez que usamos uno de estos aparatos puede que no sea una tarea muy cómoda pero podemos optar por otra solución muy sencilla: usar una regleta con interruptor, de tal manera que cortamos la corriente cuando no estamos usando ninguno de los aparatos. Ya puestos a poner una regleta, podemos optar por una que tenga un sistema de protección contra variaciones de la tensión, es decir, contra picos o caídas del voltaje de la corriente, los cuales pueden dañar nuestros aparatos. Normalmente, esto sucede cuando hay una tormenta eléctrica.

7.(fuente: www.ecogestos.com/consejos-sencillos-para-ahorrar-energia-electrica-en-casa).


Ilumina tu casa pensando en el largo plazo Las bombillas de bajo consumo fluorescentes y las de tipo LED pueden resultar más caras a la hora de comprarlas pero, a la larga, compensa optar por ellas por su menor consumo de energía a lo largo de su vida útil. Si se compara un faro halógeno con uno de tipo LED, la cantidad de energía consumida es mucho menor en las de bajo consumo y en las LED. Con una bombilla de bajo consumo de 20 Wattios, se puede obtener un rendimiento similar al de una bombilla tradicional de filamento de 100 Wattios. Esto viene equivaliendo a 5 veces más potencia consumida por una bombilla tradicional. La solución que podemos aplicar es comprar bombillas de bajo consumo o LED, aunque nos suponga un pequeño esfuerzo el cambio de instalación o comprar una lámpara algo más cara que las tradicionales, gracias al bajo consumo y a su mayor duración, nuestra factura eléctrica bajará y podremos amortizar esa pequeña inversión inicial necesaria.

Apaga los grandes electrodomésticos cuando no los vayas a usar A veces compensa apagar algunos aparatos en determinados momentos. La nevera y el congelador son electrodomésticos con los que hay que tener cuidado, ya que si lo apagamos con comida dentro, ésta se estropeará y el intento de ahorro de energía acabará por provocar un desastre no deseado. Para estos casos, si nos vamos a ausentar durante una temporada en la que compense apagarlos, podemos optar por vaciarlos antes de salir de viaje.

.)asac-ne-acirtcele-aigrene-rarroha-arap-sollicnes-sojesnoc/moc.sotsegoce.www :etneuf(.7


Configura los equipos y electrodomésticos para un consumo inteligente El ordenador, algunos televisores, otros equipos electrónicos y electrodomésticos, se pueden configurar para que realicen un consumo inteligente de energía. No sólo es cuestión de comprarlos, sino de configurarlos adecuadamente. Por ejemplo, en el ordenador podemos configurar el sistema operativo para que bajar el brillo o desconectar la pantalla y el disco duro automáticamente cuando detecte que no estamos haciendo nada con él. También podemos indicarle que ponga el procesador a media carga cuando no vamos a necesitar todas las prestaciones necesarias. Esto es equivalente a apagar el motor del coche en los semáforos o a no usar toda la potencia del motor cuando nos movemos por ciudad. Si eres de los que tiene televisión en el dormitorio, puedes usar la opción para programarla para que se apague automáticamente a una hora determinada. Así evitarás quedarte dormido con la televisión encendida toda la noche. Ÿ Utiliza focos de bajo consumo: ahorran hasta un 75% de energía. Ÿ Apaga la luz de los ambientes que no estés utilizando. Ÿ Usa la luz natural el tiempo que más puedas. Ÿ Gradúa el termostato a 20 ºC como máximo en calefacción y equipos de aire

Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ Ÿ

acondicionado. Recuerda que cada grado suplementario representa un 7% más de consumo energético. Emplea la lavadora con carga completa: ahorrarás agua y electricidad. Descongela el frigorífico: la escarcha crea un aislamiento que puede acarrear un 20% extra de consumo eléctrico. Apaga la computadora si no la estás utilizando: un aparato en posición de espera puede representar hasta un 70% de su consumo diario. Desconecta todos los aparatos eléctricos que no estés utilizando. De ser posible, usa energías alternativas para la producción de electricidad, como celdas fotovoltaicas para utilizar la energía solar o generadores eólicos. No uses planchas y cafeteras en exceso. Sustituye las estufas eléctricas por estufas de gas. Limpia periódicamente los focos y lámparas, el polvo bloquea la luz. Pinta los techos y paredes de tus cuartos con colores claros, para tener mejor iluminación.


Ÿ Sustituye los aparatos viejos por nuevos, ya que consumen menos

energía. Ÿ Cambia los filtros sucios y limpia los depósitos de polvo y basura de la aspiradora, esto hace que trabaje con mayor eficiencia. Una aspiradora consume 1.200 watts por hora. Ÿ Cierra bien la puerta del refrigerador para que no utilice energía de más, y cuando saques o guardes alimentos procura que no estén calientes y hazlo rápido. La energía eléctrica es cada vez más cara y más indispensable para nuestro día a día (vitrocerámicas, smartphones, portátiles, ordenadores, microondas, dispositivos musicales…) Si a esto le añadimos que las principales fuentes de energía emiten grandes cantidades de CO2 (como ciclo combinado, térmicas…) o como el caso de la energía nuclear que tiene cierto riesgo; además de gastar mucho dinero, contaminamos más. Ÿ Apagar los aparatos en stand-by. Siempre se ha dicho que su consumo es

Ÿ Ÿ Ÿ

Ÿ

Ÿ Ÿ Ÿ

mínimo, sin embargo, cualquier aporte suma y acaba representando un porcentaje a tener en cuenta del consumo total de la vivienda. Un monitor de ordenador sólo por estar enchufado (sin estar en stand-by) puede llegar a gastar 1€/mes. FACUA calcula que los aparatos en stand-by pueden suponer del 5 al 10% de la energía total consumida. Una forma fácil para apagarlos puede ser enchufar todos los aparatos a una regleta con interruptor de manera que al apagarla se desconecta todo de una vez. No dejar las baterías de los aparatos electrónicos enchufadas desconectadas del aparato correspondiente. También supone un gasto extra. Reemplazar las bombillas por luces de bajo consumo o LEDs. Éstos últimos son más duraderos y tienen mejor rendimiento. A la hora de cambiar de electrodomésticos, buscar los A+++. Aunque sean un poco más caros a la larga, con la subida constante de la electricidad saldrá rentable. Para el caso de los interruptores de la luz, aquellos que tienen stand-by son útiles para no tropezar por la noche pero cada uno de ellos puede suponer un gasto de alrededor de 1€/año. Mantener la temperatura del hogar entre 18 y 21º. Es suficiente para que sea confortable y no malgastarás energía. Utilizar los electrodomésticos a carga completa. No introducir comida caliente en el frigorífico para evitar que necesite energía extra para alcanzar la temperatura objetivo.


Ÿ Ÿ Descongelar la comida dentro del propio frigorífico puede suponer un

ahorro de energía. El frío de los alimentos a descongelar contribuirá a la temperatura del frigorífico y ahorrarás un poco más. Ÿ Cocinar con instrumentos con tapa, se ahorra un 25% de la energía.

AHORRO ENERGETICO EN EL TRABAJO Según estimaciones de Naciones Unidas, los edificios son responsables de más del 40 % del consumo energético en el mundo. A esto hay que añadir que entre el 40% y el 50% de las emisiones de CO2 de una empresa las producen los trabajadores Trasladándose a su lugar de trabajo. Pasamos más de 1.700 horas al año en nuestro puesto de trabajo, por lo que es necesario reflexionar no sólo sobre el impacto directo e indirecto que tiene la arquitectura y diseño de los edificios de oficina, sino sobre el uso que nosotros mismos hacemos de ellos y de los servicios que nos ofrecen Para actuar de forma adecuada, reducir los gastos innecesarios de energía y, por lo tanto, las emisiones de gases de efecto invernadero, el primer paso consiste en conocer cuáles son las cosas que cada uno de nosotros puede empezar a hacer desde su propio puesto de trabajo, muchas de las cuales requieren un esfuerzo mínimo por nuestra parte. De esta forma contribuiremos a reducir la factura energética de nuestra oficina, a conseguir un ambiente de trabajo más saludable y, además, a disminuir la contaminación y nuestra huella de carbono.

Decálogo de medidas para ahorrar energía en el trabajo

ILUMINACIÓN Ÿ Saca el máximo partido a la luz natural en el puesto de trabajo, se debe evitar el uso

innecesario y excesivo del alumbrado, y apagar las luces cuando no se estén utilizando, incluso durante periodos cortos. Ÿ Es importante recordar a los servicios de limpieza o a los últimos compañeros en abandonar la oficina, que no olviden apagar las luces al marcharse. Se puede ahorrar así hasta un 20% del consumo de electricidad. Ÿ Instale tubos fluorescentes en los espacios donde necesite más luz, y Donde ésta permanezca encendida muchas horas. Duran 10 veces más que las lámparas incandescentes y consumen cuatro veces menos energía. Ÿ Procure no encenderlos y apagarlos constantemente, puesto que se acorta su vida.


Siempre que sea posible, se debe orientar el puesto de trabajo para aprovechar al máximo el uso de la iluminación natural, asegurando que no se producen deslumbramientos molestos para el personal con el uso de cortinas orientables, persianas y otros elementos similares. De esta manera, además de ahorrar energía, conseguiremos un ambiente más agradable y mejorará la sensación de bienestar general de los empleados. Utiliza sistemas de iluminación eficientes El porcentaje de energía eléctrica dedicado a iluminación puede llegar a alcanzar en algunos casos el 50%. El cambio de una instalación de alumbrado por una más eficiente energéticamente supondrá una inversión inicial pero ahorraremos en consumo de energía y mantenimiento. Tipos de lámparas recomendados en oficinas (Fuente: IDAE) Fluorescentes tubulares lineales de 26 mm y de 16mm de diámetro. Fluorescentes compactas con equipo incorporado (bajo consumo). Fluorescentes compactos y de tubo largo. Fluorescente circular Incandescente halógena. Lámparas de descarga de halogenuros. Sodio de alta presión, sólo para los exteriores. Lámpara de inducción. Para las lámparas de descarga se recomienda la utilización de balastos electrónicos por sus muchas ventajas frente a los electromagnéticos, como la reducción del 25% de la energía consumida, respecto a un equipo electromagnético. En cuanto a las luminarias, el criterio fundamental será seleccionar aquel modelo de luminaria que tenga el mayor rendimiento, para una apropiada Distribución de la luz. Las lámparas fluorescentes y de bajo consumo son mucho más eficientes que las incandescentes. Una bombilla incandescente utiliza menos del 10% de la Energía que consume para producir luz, el resto se pierde produciendo calor. Sin embargo, las lámparas eficientes pueden contener pequeñas cantidades de mercurio (menos de 0,3 mg), que es altamente contaminante, aún en Pequeñas cantidades. Por ello, estas lámparas tienen que ser depositadas en Puntos limpios especiales.


3. Gestiona adecuadamente la iluminación en el centro de trabajo. En despachos y escritorios se recomienda usar luz directa y localizada para iluminar el puesto de trabajo, en lugar de la luz general del techo. De esta manera se puede ahorrar entre el 10% y el 20% del consumo de electricidad. Conviene sectorizar la iluminación de las distintas zonas de la oficina mediante interruptores independientes, para evitar tener que encender todas las luces cuando solamente necesitemos iluminar un área determinada. Utilizar detectores de presencia/ausencia y temporizadores en el sistema de iluminación es una manera muy sencilla y eficaz de regular Adecuadamente la iluminación de pasillos, almacenes y cualesquiera otras áreas de la oficina que no tengan unos índices elevados de ocupación.

CLIMATIZACIÓN Aprovechando la propia regulación natural de la temperatura Podemos conseguir ahorros del 5% al 10% del consumo total en climatización. En verano, por ejemplo, se pueden dejar entornadas las Ventanas para provocar pequeñas corrientes de aire y así refrescar algunas Salas sin necesidad de tener que encender el aire acondicionado. Mientras Que en invierno Podemos evitar las pérdidas de calor al exterior por la noche Cerrando cortinas y persianas. Es importante regular adecuadamente la temperatura del puesto de Trabajo a unos niveles óptimos, para mantener el confort de los empleados y evitar consumos de energía innecesarios. En una oficina una temperatura de 24ºC en verano y de 20ºC en invierno resulta suficiente. Poner el termostato un grado por encima o por debajo supone incrementar el consumo entre un 8-10%. Hay que asegurarse de que tanto las puertas como las ventanas están cerradas mientras funcionan los equipos de climatización, para impedir pérdidas de energía innecesarias. Del mismo modo, no hay que olvidar apagar los sistemas de calefacción o de aire acondicionado de las salas no Ocupadas, tan sólo habrá que encenderlos unos minutos antes de que vayan a ser utilizadas.


EQUIPOS OFIMÁTICOS Utiliza y gestiona adecuadamente la energía que utilizan los distintos Equipos de la oficina siguiendo estos consejos. Cuando hagas paradas cortas, de unos 10 minutos, apaga la pantalla del monitor, ya que es la parte del ordenador que más energía consume (entre el 70-80%). Para paradas de más de una hora apaga por completo el ordenador. Ajustando el brillo de la pantalla a un nivel medio se ahorra entre un 15-20% de energía. Con el brillo a un nivel bajo, fijado así en muchos portátiles por defecto cuando funcionan con la batería, el ahorro llega hasta el 40%. El único salvapantallas que ahorra energía es el negro (los que usan fotografías son muy brillantes y consumen más). Es recomendable configurarlo para que se active tras 10 minutos de inactividad. Elige imágenes con colores oscuros para el fondo de pantalla del escritorio. En promedio, una página blanca requiere 74 W para desplegarse, mientras que una oscura necesita sólo 59 W (un 25% de energía menos). Los monitores con pantalla LCD (de cristal líquido) consumen entre un 50-70% menos energía en modo encendido que los monitores convencionales de tubo catódico (CRT). Para una media de 8 horas de trabajo diario, el horro energético de un monitor LCD frente a un CRT del mismo tamaño puede llegar hasta 100 kWh al año. Además, ahorran espacio y permiten visualizar mejor la imagen. En general, los ordenadores portátiles son equipos más eficientes que los de sobremesa. Tienen pantallas de cristal líquido, que consumen mucha menos energía que cualquier monitor de un PC convencional, e incorporan más opciones de ahorro energía. Siempre que puedas, trata de acumular los trabajos de impresión o las Fotocopias – durante el encendido y apagado de estos equipos es cuando más energía se consume. Configura adecuadamente el modo de ahorro de energía en ordenadores, impresoras y otros equipos ofimáticos. Se puede ahorrar hasta un 50% del consumo de energía del equipo.


Configura el sistema para apagar la pantalla de forma automática o En Windows Vista: debes ir a “Panel de control → Opciones de Energía → Elegir cuando se apaga la pantalla”. Lo ideal es 5-10 min. o En Linux (Ubuntu): debes ir a Menú → Sistema → Preferencias → Gestión de energía. En “Poner la pantalla en reposo si está inactivo durante:” 5-10 min. Configura las funciones de Suspensión e Hibernación del equipo. O En el modo suspensión el equipo entra en un estado de bajo consumo de energía, interrumpiendo la alimentación del monitor, disco duro y otros dispositivos periféricos de hardware que no se utilizan, pero mantiene activada la alimentación de la memoria para no perder el trabajo activo. Nota: si hay un corte de luz y no se ha guardado previamente el trabajo, toda la información se pierde. Ÿ En el modo hibernación, el equipo guarda una imagen de todos los archivos y

documentos abiertos y a continuación apaga el equipo. Al encenderlo de nuevo, recuperamos todos los archivos y documentos en el mismo estado en el que se encontraban previamente. En este caso, si se produzca un corte de luz no perderemos la información que teníamos abierta. Ÿ Para que Windows se suspenda e hiberne automáticamente debes ir a “Inicio → Panel de

Control → Opciones de Energía” y en la pestaña Combinaciones de energía en el cuadro Configuración para Escritorio u La Oficina en la parte inferior dice “Pasar a inactividad:” poner 30 min, y en “El sistema hiberna:” 45 min hora. Ÿ En Ubuntu Linux tiene un sistema de hibernación automática. Sólo debes ir a la barra

superior Sistema >Preferencias > Gestión de energía > Ir a ”Poner el equipo en reposo al estar inactivo durante:” 1h. Apaga por completo todos los equipos electrónicos en las horas de inactividad (noches, fines de semana y periodos vacacionales). Lo podemos hacer mediante ladrones o bases con interruptor, de forma manual, o mediante interruptores temporales, de forma automática. En este caso, programaríamos por ejemplo que nuestra toma de corriente quede inoperativa de 21 a 7 horas de lunes a viernes, y todo el fin de semana. Algunos dispositivos ópticos como teclados o ratones siguen encendidos aunque hayamos apagado el ordenador. Por eso es importante desconectar todo el equipo por completo de la red. En algunos casos, estos dispositivos Cuentan con una función de ahorro de energía mediante la cual se apagan automáticamente pasados 30 minutos de inactividad. Al imprimir o fotocopiar documentos, utiliza las funciones de ahorro: Además de papel, ahorrarás también energía, agua y tóner/tinta. La mayoría de documentos los podemos imprimir en calidad borrador, en ambas caras y/o con dos páginas por cara. Asegúrate que éstas quedan apagadas al finalizar la jornada laboral y durante los fines de semana.


GESTIÓN PÚBLICA - Departamento Administrativo del Servicio Civil Distrital


Libro Ambiental