Issuu on Google+

         COLEGIO SALESIANOS  (UTRERA) DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN FISICA                          1º BACHILLERATO.

TEMA 1: EL EJERCICIO FISICO Y EL SEDENTARISMO Entendemos por actividad física cualquier movimiento producido por el sistema locomotor de  la persona. Este movimiento es posible gracias a la contracción y relajación de los músculos del cuerpo  humano, y supone un gasto de energía que se añade al gasto de energía basal, es decir, en situación de  reposo. La actividad física puede manifestarse de dos modos diferentes:  Actividad física informal: la que se realiza en la vida cotidiana (caminar, subir,  bajar,  transportar bolsas, trasladarse en bicicleta, el trabajo que realiza un cartero, un albañil,  etc.).  Actividad física formal ejercicio físico: es la actividad física estructurada que tiene una  finalidad concreta (ocio, mejorar la salud, resultado deportivo, terapéutico, educativa, etc.).  Tiene un orden, a veces una técnica y táctica determinada y puede necesitar de un material  específico. 1.1­. Paradoja de las sociedades modernas. Parece indudable que el modelo de vida de las sociedades modernas se caracteriza por una  disminución   drástica, e incluso en ocasiones, una ausencia total de movimiento. Los numerosos  aparatos   que   facilitan   la   vida   doméstica,   los   transportes,   los   avances   tecnológicos   del   mundo  industrial, etc., han llevado a que la actividad física se haya reducido en los últimos tiempos de forma  alarmante. El hombre moderno ha aumentado su calidad de vida pero, por el contrario, se ve privado de  ocasiones para mover y utilizar su cuerpo. Este hecho ha contribuido a la aparición de enfermedades  y patologías propias del sedentarismo. Un dato, más de la mitad de las muertes en las sociedades  industrializadas   se   deben   a   enfermedades   relacionadas   con   el   sedentarismo:   accidentes  cardiovasculares (infartos, embolias, trombosis, etc.) índices elevados de colesterol en las arterias,  diabetes, etc. De aquí la paradoja de las sociedades desarrolladas: ha aumentado la calidad de vida, pero  precisamente, un producto que se deriva de ella, el sedentarismo, se encarga de disminuirla.

1.2­. El sedentarismo. Proviene del latín “sedere” que significa estar sentado. Se trata de un modelo de vida en el  que la presencia de actividad física brilla por su ausencia. Es un modelo que se caracteriza por la  falta de actividad física y que comporta:  Una reducción de la actividad metabólica: el metabolismo y las reacciones químicas que se  desarrollan en el organismo humano se reducen ante su falta de activación. 1


COLEGIO SALESIANOS  (UTRERA) DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN FISICA                          1º BACHILLERATO.

 Se   reduce   la   actividad   en   los   distintos   sistemas   que   componen   el   cuerpo   humano: 

cardiovascular, respiratorio, locomotor, nervioso, etc.

 Reducción del gasto energético: el organismo consume muchas menos calorías. Todo ello conlleva una considerable disminución de la salud de la persona y de su esperanza y  calidad de vida, o bien, la aparición de múltiples enfermedades o patologías.

1.3­. Efectos y consecuencias del sedentarismo.   En el aparato locomotor:  Efectos •

Pérdida de calcio en los huesos.

Pérdida de flexibilidad de la cápsula articular y de los ligamentos en las  articulaciones.

Debilitamiento del cartílago articular.

Atrofia de los músculos y disminución del tono muscular.

Consecuencias •

Osteoporosis (fragilidad ósea) y riesgo de fractura.

Pérdida de amplitud de movimiento en las articulaciones. Rigidez articular.

Artrosis (degeneración del cartílago articular).

Debilidad y cansancio ante el trabajo diario.

Patologías de la columna vertebral y problemas posturales.

Mayor riesgos de accidentes laborales.

  En el aparato cardiovascular:  Efectos •

El corazón se vuelve más débil a causa de la disminución de su capacidad y  de la atrofia de sus paredes musculares. 2


COLEGIO SALESIANOS  (UTRERA) DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN FISICA                          1º BACHILLERATO.

Disminución   de   la   elasticidad   de   los   vasos   sanguíneos   y   su   progresivo  endurecimiento.

Disminución de la red capilar.

Consecuencias •

Disminución de la aportación de oxígeno a todo el cuerpo.

Disminución de la resistencia (la persona se cansa fácilmente ante cualquier  esfuerzo).

Aparición de todo tipo de enfermedades cardiovasculares.

  En el aparato respiratorio:  Efectos •

Disminución de la capacidad pulmonar.

Los músculos que actúan en la ventilación pulmonar se vuelven débiles.

Consecuencias •

Disminución  de   la  capacidad   de   aporte   de   oxígeno  y  de   eliminación   de  dióxido de carbono.

Aumento de las insuficiencias y enfermedades respiratorias en general.

Dificultad respiratoria ante cualquier esfuerzo.

 En el sistema nervioso: Efectos •

Los impulsos nerviosos se propagan más fácilmente.

Se incrementa la tensión nerviosa.

Consecuencias •

Lentitud y mayor riesgo de accidentes laborales.

3


COLEGIO SALESIANOS  (UTRERA) DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN FISICA                          1º BACHILLERATO.

Irritabilidad y cansancio ante el trabajo diario.

1.4­. El ejercicio físico. Razones para su práctica. Si el ejercicio físico y el sedentarismo son términos antagónicos, también los son sus  resultados. La práctica habitual de ejercicio hace que se mejore la funcionalidad de nuestro  organismo,   la   persona   aumenta   la   tolerancia   a   un   esfuerzo   físico   y   poco   a   poco   va  aumentando su condición física. El resultado es una mejora de la salud. La persona sedentaria, en cambio, va perdiendo poco a poco la funcionalidad de su  organismo y entra en un círculo vicioso ante la imposibilidad de aguantar un esfuerzo físico,  que le lleva cada vez más a la inactividad. El resultado es la pérdida progresiva de la  condición física y como consecuencia, de la salud y el descenso de calidad de vida. Además,  también disminuye la esperanza de vida, ya que el sedentarismo está relacionado con el  envejecimiento prematuro. Por todo lo anteriormente expuesto, es fácil entender que el ejercicio físico constituye  una medida muy eficaz para la prevención de enfermedades. La promoción del ejercicio,  surgió en los países del centro de Europa en los años sesenta, como una manera de aumentar  el nivel de salud  de los ciudadanos, una vez visto los beneficios que la práctica que el  ejercicio físico proporcionaba (económicos, sociales, culturales, etc.). En la actualidad, no son pocos los gobiernos, que valiéndose de las excelencias del  ejercicio físico, fomentan mediante campañas, la práctica saludable de ejercicio, dirigida a la  población en general.

4


EL SEDENTARISMO