Page 6

UNIVERSIDAD PUDLICA: EIE DEI SISTEMA UNIVERSITARIO T EDUCATIVO DEL PAIS Ezequiel A. Guamán T.

a crisis que actualmente so­ porta la Escuela Politécnica Nacional puede servirle para curarse y también para cre­ cer, siempre que participen todos los politécnicos, se sostuvo en la Mesa Redonda organizada, en días anteriores, por la Asociación de Docentes de la Politécnica (ADEPON). En ella participaron rectores de importantes universi­ dades públicas de la capital y ca­ tedráticos de prestigio de otras universidades. Se analizó la grave situación que afecta a la Politécni­ ca Nacional y su incidencia en el Sistema Educativo Nacional. La comunidad politécnica debería co­ nocer los valiosos criterios verti­ dos en este evento, los cuales po­ drían orientar a la actual Reforma Politécnica.

L

La Universidad Pública (UP) debe tener como norma el servicio a la sociedad. La Politécnica, como Universidad Pública, fundamental­ mente debe formar ciudadanos. Profesionales con ética y valores humanos, con un alto grado de responsabilidad social, conse­ cuentes con los beneficios de la excelente educación que reciben, gracias al aporte de la colectividad. La ética, los valores y principios universitarios guiarán a los poli­ técnicos para cuidar de sus recur­ sos e incrementarlos, no para ser­ virse de ella en beneficio personal. La Universidad Pública es la sede de la razón. La Politécnica es una comunidad de personas pensantes con un alto grado de formación académica, regida por leyes discu­ tidas y acordadas por todos sus miembros. Su cuerpo directivo de­ be ser permeable a la crítica res­ ponsable de sus profesores. En la Politécnica el capricho no puede ser la norma y peor aún allanarse a 6

Presencia

las ambiciones de ciertos caciques. En la Universidad Pública el desa­ rrollo de la ciencia y la tecnología es fundamental. La investigación no puede ser difusa y dispersa si­ no debe estar orientada preponde­ rantemente a solucionar los pro­ blemas reales de la sociedad. La Universidad Pública debe en­ señar a pensar y a crecer a sus alumnos. En la UP debe haber un Sistema de Rendición de Cuentas al cual deben estar sometidos au­ toridades, profesores y estudian­ tes. La Universidad Pública debe ser eficiente y eficaz para el bene­ ficio de la sociedad. La ética y los valores constituyen la sangre del cuerpo de la univer­ sidad. ¿Porqué la Politécnica Nacional está en crisis? Desde hace tres años la Politécni­ ca Nacional de siempre comenzó a desaparecer. Su prestigio y su membrete han sido aprovechados por plataformas privadas para conseguir rentabilidades particula­ res que no han significado mejo­ ras para la Politécnica en su con­ junto. El error garrafal que se ha dado en la Politécnica es orientar­ la al mercado, a privatizarla de una manera informal y encubierta, olvidándose que por la elevada calidad de sus recursos humanos está llamada a solucionar excep­ cionales problemas de la sociedad que solo ella puede resolverlos. La Politécnica como UP no puede traicionarse. Ella existe para con­ tribuir a la solución de los proble­ mas nacionales, debe hacer lo que la sociedad le demanda no lo que el mercado le impone. En la Politécnica no pueden convivir dos proyectos simultáneamente. Esta situación la llevaría a su co­ lapso.

La Politécnica debe nutrirse tanto de experiencia nacionales como internacionales, pero no debe co­ piar modelos ajenos a nuestra rea­ lidad. Debe darse el diálogo, la ne­ gociación y no la imposición. La falta de diálogo genera violencia. No debe olvidarse que la crítica supera a los dogmas. Para los rectores y catedráticos participantes en la Mesa Redon­ da, es indiscutible que la Politécni­ ca Nacional constituye un referen­ te de la universidad ecuatoriana y de la educación nacional, por lo que es fundamental que ella cuen­ te con un Proyecto Institucional inscrito en el Proyecto Nacional. Este proyecto debe estar orientado a responder a las necesidades del país en campos que otras institu­ ciones de educación superior no pueden hacerlo. Para ello debe adoptar una organización que le permita cumplir con sus elevados fines y objetivos. En la actualidad, tanto en Europa como en Estados Unidos muchas universidades de prestigio mantienen el Modelo Na­ poleónico, esto es una estructura de facultades; éstas con un mayor grado de autonomía tienen libertad para hacer gestión y sus autorida­ des tienen la obligación moral de someterse a una permanente ren­ dición de cuentas. La Politécnica debe hacer lo que siempre ha he­ cho, dedicarse al desarrollo de la ciencia y la tecnología, pero hacer­ lo cada vez mejor. Debe mantener la excelencia académica, orientar la investigación científica a mejorar la calidad de vida de los ecuatoria­ nos y vincularse cada vez con los sectores productivos y sociales. Debe ser una Politécnica para el siglo XXI. Esta es la Politécnica que reclama el mundo actual.

2003 enero no47  
Advertisement