Issuu on Google+

esencia

ORGANO DE DIFUSION DE LA ASOCIACION DE PROFESORES DE LA ESCUELA POLITECNICA NACIONAL

año XXVI N9 47 • enero 2003

* ULTIMA HORA: Es ¡legal lo actuado por CONESUP * Primer Congreso * Proyecto de la ADEPON * Universidad pública .... * Los modelos institucionales ... * Universidad Siglo XXI * Algunas características de las actuales autoridades de la EPN


ste número de Presencia coincide con el inicio de un nuevo año y de un nuevo gobierno; como es natural, el deseo de todos los ecuatorianos es que tanto el año 2003, como el gobierno sean de lo mejor y el clamor es que se dejen a un lado las discrepancias y rencillas para todos arri­ mar el hombro y sacar adelante al Ecuador.

E

En la Politécnica nos hallamos en un proceso de reforma del estatuto, lo cual genera expectativas y esperanzas de que la Politécnica pueda decidir su camino a futuro, como líder en la investigación científico técnica y en la formación de ciudadanos profesionales con vocación de servicio al País. Consideramos que el deseo de la comunidad es que las discusiones de las diferentes propuestas se den en un ambiente universitario de respeto y altu­ ra, donde las discrepancias sean de conceptos y planteamientos y que los desacuerdos personales no marquen la tónica del debate. La ADEPON ha trabajado desde hace varios meses en un proyecto de nue­ vo estatuto, cuyos postulados ha sido ampliamente difundidos y discutidos. En este número se presenta un informe sobre el Congreso de Profesores que se realizó en noviembre pasado sobre el tema, así como algunos crite­ rios que resumen la filosofía de nuestra propuesta. Invitamos a todos a con­ tribuir con sus sugerencias para enriquecerla. PRESENCIA es quizá el único medio donde se informa y analiza la vida de la Politécnica y todos los avatares que ha vivido; de allí que, aunque su estilo puede molestar a algunas personas, consideramos nuestra obligación decir la verdad; por esto, en este número se encontrarán artículos sobre la pro­ blemática actual en cuanto a la intervención del CONESUP, así como sobre las acciones legales represivas que se llevan relacionadas con la medida de hecho del año pasado. En estos días se ha difundido un saludo y una felicitación del Rector Encar­ gado a la Comunidad Politécnica por su participación en la “consulta previa”, mecanismo introducido por Consejo Politécnico en la agenda para la reforma con el argumento de democratizar aún más el proceso, lo cual demuestra que las exigencias de democracia realizadas en el paro del año pasado te­ nían plena razón. Nos preguntamos ¿por qué el Dr. Marco Castro, en su cali­ dad de Rector Encargado, acusa de sabotaje a quienes lucharon por con­ seguir este derecho y auspicia un juicio penal en su contra como si fueran delincuentes? De no haber existido la presión de la ADEPON, en la Institu­ ción no existiría al momento el debate que recibe las felicitaciones. Hacemos un llamado a las autoridades transitorias a que procedan con pru­ dencia y que, reconociendo sus limitaciones y origen, no pretendan utilizar su mayoría en Consejo Politécnico sobre los poquísimos miembros electos, pa­ ra imponer resoluciones que se oponen, no solo a los acuerdos anteriores si­ no al sentido común.

resencia

CONSEJO DE REDACCIÓN

año XXVI • N° 47 enero 2003

Pablo Angulo ■Pablo Duque • Jorge Loza • Andrés Rosero


IOS MODELOS INSTITUCIONALES E N J U E G O y el P a r o P o l i t é c n i c o Andrés Rosero E. Los modelos institucionales enfrentados: lo que estuvo y continúa en disputa. El Paro fue un hito importante en la vida democrática de la EPN, pero sus causas van más allá de su co­ yuntura e influyen fuertemente tras ella. Hoy, las contradicciones entre dos perspectivas distintas sobre el quehacer universitario, sólo se de­ senvuelven en otro contexto. ¿Empresita tercermundista o Comunidad Universitaria? Lo que estuvo en juego durante el Paro, en primer lugar, fue el mode­ lo de Universidad. De un lado, el modelo privatizador-mercantilista impuesto en la EPN que buscó readecuar la Universidad al interés ac­ tual del gran capital en la era de la globalización neoliberal; esto es, en último término, debilitar el desa­ rrollo científico-tecnológico en la Escuela para acrecentar la depen­ dencia del Ecuador. Ese proyecto encontró a un grupo ejecutor inter­ no que se funcionalizó al interés transnacional a cambio de partici­ par en sus beneficios. En contra de la ofensiva privatizadora, se levantó la propuesta de rescatar la Escuela en tanto Uni­ versidad pública con sus tradicio­ nes de excelencia académica y co­ mo primera Universidad técnica del país. Retomar la esencia de la Uni­ versidad al rearticular la docencia, la investigación y la extensión. Rei­ vindicar la Politécnica como Comu­ nidad Universitaria real y no virtual, participante en la creación y difu­ sión de la ciencia y tecnología, for-

madora de profesionales como se­ res humanos integrales, críticos, creativos y comprometidos con su realidad. ¿Universidad dependiente o excelencia académica? En segundo lugar, el modelo apli­ cado buscó rebajar el quehacer institucional a la mera capacitación en el manejo tecnológico, descar­ tando en los hechos la posibilidad de creación y desarrollo de la cien­ cia y la tecnología, mas allá de la retórica de priorizar la investigación científica. Con ello, el nivel acadé­ mico sufrió un deterioro inevitable (por ejemplo con el recorte en las Ciencias Básicas), coherente ade­ más con los esfuerzos fenicios. En contraste, el Paro se planteó el cambio del Estatuto y la Reforma Politécnica a fin de retomar el obje­ tivo de la excelencia académica, para sustentar la posibilidad de la participación de la Escuela en el

... esto es, en último término debilitar el desarrollo científico-tecnológico en la Escuela para acrecentar la dependencia del Ecuador. Ese proyecto encontró a un grupo ejecutor interno que se funcionalizó al interés transnacional a cambio de participar en sus beneficios.

proceso de elaboración y transmi­ sión de conocimientos científicotecnológicos. ¿Venta de servicios a clientes en el mercado educativo o proceso educativo integral? El modelo privatizador-mercantilista pretendió instaurar un proyecto educativo “empresarial”, con la ga­ nancia como eje central. En esta vi­ sión se practica un grosero reduccionismo economicista pues trata como “cliente” al estudiante, lo res­ tringe al unidimensional homo oeconomicus típico del neoliberalis­ mo. Las posiciones progresistas difie­ ren en la concepción del proceso de enseñanza-aprendizaje y del sujeto del mismo. Reivindican con Martí que “educar es formar hom­ bres [y mujeres] para la vida”, con toda la ¡ntegralidad de dicha enco­ mienda que obviamente trasciende la mera capacitación profesional, el adoctrinamiento dogmático, la pro­ gramación de robots, el adiestra­ miento de animales y/o la domesti­ cación. Significa reconocer la hu­ manidad de los estudiantes (en contra de su cosificación), su capa­ cidad crítica (en contra de la ins­ trucción mecanicista y represiva), su potencial como sujetos de un proceso de aprendizaje conjunto que es de ida y vuelta (en contra del tratamiento como objetos y la minusvaloración que reciben). Sig­ nifica reconocer la necesidad de la formación de seres humanos inte­ grales que, junto a habilidades y destrezas específicas, desarrollan el cúmulo de sus potencialidades con conciencia crítica y en base de compromisos concretos con su Presencia

3


pueblo, construidos con una ética de la solidaridad. ¿Servicio a la sociedad o exclu­ siva atención al mercado? El modelo mercantilista-privatizador está dotado de una miopía simplificadora que restringe toda la complejidad de la realidad a las re­ laciones mercantiles. En un craso reduccionismo, asimiló el servicio que la Universidad debe prestar a la sociedad solamente a satisfacer las demandas del mercado. En contraste, las posiciones pro­ gresistas se empeñan en rescatar el servicio a la sociedad en toda su riqueza, mas allá del obsesionado y estrecho reduccionismo mercan­ til. Hay que entender que al ser parte de la sociedad el mercado también es atendido, pero que existen demandas sociales que no logran plasmarse en el mercado no solo por el subdesarrollo que ca­ racteriza al capitalismo dependien­ te (lo que invisibiliza demandas), sino también por la pobreza gene­ ralizada que últimamente se acre­ centó (lo que genera exclusiones estructurales) y/o por la imposibili­ dad de demandar de amplios sec­ tores de la sociedad (por su caren­ cia de poder, por su marginalidad, por su atomización,...), e incluso porque muchas necesidades no tienen una traducción mercantil (mejoras medioambientales, de ca­ lidad de vida, de los servicios, de infraestructura, etc). Es decir, en contra del totalitarismo neoliberal, entender que el mercado no es la única realidad. Empresa privada y/o privatizada versus Universidad estatal La privatización de las áreas renta­ bles favoreció a un grupo minoritario y devino en la instalación de nego­ cios particulares a la sombra de la Escuela y subsidiados por ella (CTTs que sólo retribuyen hasta con el 15% de sus utilidades, apertura de programas de estudio como pro­ yectos cuasi-privados, crecimiento desmedido de autoridades y de una

4

Presencia

burocracia privilegiada, tercerización de servicios,...). Con ello, la prédica de la ideología “empresa­ rial” tan solo quedó en enunciados, pues la práctica de los beneficiarios repitió las viejas mañas de la clase dominante criolla de vivir de los sub­ sidios estatales, del “alegre” manejo administrativo-financiero, del dejar hacer-dejar pasar cercano a la per­ misividad con la corrupción... Mientras tanto, el Paro reivindicó la necesidad de impulsar el proceso de Reforma Politécnica a fin de que la Escuela retome el control de to­ das las actividades que se hacen en su nombre y se racionalice la administración, se garantice el ópti­ mo nivel de la oferta académica, la realización de tareas que tradicio­ nalmente asumió con solvencia, la transparencia en el manejo finan­ ciero con rentabilidad en beneficio de la EPN,... ¿Formación en valores o educa­ ción mercantilista? Un modelo que erige al tener como máximo valor, reproduce como pa­ radigma ad nauseaum el individua­ lismo egoísta con sus derivaciones de corrupción y “viveza criolla”. El dinero, convertido en medida de to­ das las cosas, entontece a algu­ nos, pervierte sus prácticas, corroe las relaciones, pues su legalidad es la de la selva. La obsesión por el di­ nero a cualquier costo y en el me­ nor plazo convierte al más pedes­ tre pragmatismo en la devaluada ética realmente existente que se di­ funde como metástasis. La lógica de la ganancia creó un patrón dife­ renciado (académico, de financiamiento, de infraestructura, etc. pero también de valores) que devino en Politécnicas de 1a, de 2a y de 3a. Los sectores progresistas propug­ nan la formación en valores que, a partir del propio testimonio de tra­ bajo y de compromiso solidario, sea un eje transversal que atravie­ se toda actividad. De allí que la an­ títesis de las prácticas que difundió el modelo privatizador se constitu­ yó en el Paro, que levantó la ban­

dera del combate a la corrupción y del control de la Comunidad sobre los enloquecidos por el dinero. ¿Autoritarismo o construcción democrática del poder? La arbitrariedad de las dos máxi­ mas autoridades se encuadró en el contexto de la destrucción institu­ cional. Para el modelo privatizador fue la necesaria contraparte políti­ ca que se caracterizó por el ejerci­ cio autoritario del poder, la mercantilización de las conciencias y los acuerdos de trinca. Todo esto se plasmó en un Estatuto amañado y anti-democrático que jamás fue consultado a la Comunidad, que eliminó la Asamblea Politécnica, que amarró la sucesión del Vice­ rrector, etc. En contraste, el Paro cuestionó las sucesivas triquiñuelas que culmi­ naron en la suspensión del proceso electoral estudiantil. Es que los sectores progresistas defienden la posibilidad de la Universidad como una Comunidad viva que se cons­ truye en la participación democráti­ ca. Entienden que el ejercicio de la autoridad democrática se funda en la legitimidad, cuya única fuente es la Comunidad. Es más, la Reforma es concebida como un proceso permanente de democratización de la Universidad. ¿Cómo quedaron las cosas en la EPN? El Paro, medida de última instancia adoptada en defensa de la Institu­ ción, develó la profundidad de la crisis que le afecta. La intervención extendida, como situación de he­ cho propiciada por el presidente del CONESUP, continúa y profundi­ za dicha crisis. Al contrario de ciertas apreciacio­ nes derrotistas sobre el Paro, fue debido a éste que se acordó un cronograma para el Referéndum, que se retomó el proceso electoral estudiantil y que las Autoridades encargadas se comprometieron a no tomar represalias sobre los ac­


tores de la medida. Pero a la vez, en oposición a determinadas posi­ ciones triunfalistas, hay que reco­ nocer que el Paro sólo alcanzó par­ cialmente sus reivindicaciones, y eso gracias a la movilización masi­ va de la Comunidad. En el punto más discutido (la salida de Rector y Vicerrector), la intervención del CONESUP creó una situación de hecho inaceptable que se mantiene abusivamente hasta ahora, con el desplazamiento (sin base legal al­ guna) de las Autoridades internas, y el encargo a quienes no fueron electos por la Comunidad. Con esta imposición, el CONESUP atropelló el principio constitucional de Autonomía (Art. 75 de la Consti­ tución), violó la Ley de Educación Superior (lo máximo que le faculta es amonestar Autoridades, Art. de la Ley), y el mismo Reglamento de Intervención, pues eligió Autorida­ des fabricando un reglamento adhoc, lo que no le está permitido. To­ do esto con el agravante de que teóricamente la intervención iba a durar hasta el 26 de noviembre (30 días laborables), pero se prolonga arbitrariamente hasta la actualidad. Esta situación de hecho superó el

ámbito de la conflictividad interna de la Escuela al entrar en escena actores externos (el CONESUP, en especial su Presidente), creó un pésimo antecedente de procedi­ miento ilegal para la Universidad ecuatoriana, y dejó a la EPN con su Autonomía violada y bajo la tutela de un interventor en funciones arti­ ficialmente prolongadas (pese a que el motivo de la intervención se superó hace meses) y como sostén de un poder de facto.

de la Autonomía) que volvió obso­ leta la situación previa. Con ese hecho, el conjunto de la vida uni­ versitaria está amenazada porque la autonomía sustenta la democra­ cia interna, la libertad de cátedra, la función social de la Universidad, la organización interna, el cogobierno, el ingreso, el financiamiento, etc. De hecho, el cambio estatuta­ rio ya en proceso resulta también afectado y está determinado por el entorno de facto creado.

Es más, los acuerdos alcanzados no se están cumpliendo irrestricta­ mente y se prolonga la persecución política, pese al Acta Transaccional que finalizó el Paro y a la palabra empeñada: se trata de involucrar a un mayor número de profesores en el sumario abierto por el CONE­ SUP; a petición del Rector encar­ gado se reactivó el juicio por sabo­ taje que el Ing. Jaramillo entabló a un grupo de profesores; se introdu­ jo un Pre-referendum nunca con­ templado; se mueven los plazos; se legisla con dedicatoria;...

El objetivo del Presidente del CO­ NESUP es alargar la intervención y los encargos para tratar de pescar a río revuelto y, con “habilidades” y confusiones, revivir al Estatuto vi­ gente, dar aire a sus aliados inter­ nos (los encargados y demás) y perseguir políticamente a los oposi­ tores al modelo que se le está ca­ yendo.

La nueva situación impuso una problemática diferente, introdujo un elemento de principio (la violación

Por todo lo anotado es que el tema central de la nueva coyuntura es la intervención alargada, es la necesi­ dad de que finalice la violación de la Autonomía y se restituya la institucionalidad en la Escuela.

ULTIMA HORA:

RESOLUCIÓN DE INTERVENCIÓN DEL CONESUP ES INCONSTITUCIONAL El 23 de enero, la Dra Rossy Nevárez Rojas, Juez Décimo Segunda de la Civil de Pichincha emitió su pro­ nunciamiento en la causa del Amparo Constitucional presentado por el Ing. Pablo Angulo, en su calidad de Presidente de la Asociación de Profesores de la Escuela Politécnica Nacional. En las partes pertinentes la resolución judicial dice: “El recurso de amparo tiene lugar cuando la autoridad administrativa pública mediante un acto ilegítimo, violatorio de los derechos constitucionales, haya causado o pudiera causar daño inminente, grave e irres­ ponsable”....’’en el caso que nos ocupa se ha podido analizar que el acto administrativo, singularizado en la resolución No. RCP-S-20-279-02 de 10 de octubre de 2002 dictada por el Consejo Nacional de Educa­ ción Superior (CONESUP), es un organismo que se encuentra facultado para sancionar a las instituciones educativas superiores del país y no es atribución suya la de suspende en funciones a autoridades y repre­ sentantes gremiales violando de esta forma expresas disposiciones legales contenidas en la Constitución Política de la República del Ecuador que garantiza la autonomía universitaria, además se ha podido esta­ blecer de los recaudos procesales que el accionante no ha podido ejercer el derecho constitucional a la de­ fensa, quebrantando el debido proceso; en consecuencia SE ACEPTA LA ACCION DE AMPARO propues­ ta y SE SUSPENDE DEFINITIVAMENTE LA RESOLUCIÓN No. RCP-S-20-279-02 de 10 de octubre de 2002 del Consejo Nacional de Educación Superior”

Presencia

5


UNIVERSIDAD PUDLICA: EIE DEI SISTEMA UNIVERSITARIO T EDUCATIVO DEL PAIS Ezequiel A. Guamán T.

a crisis que actualmente so­ porta la Escuela Politécnica Nacional puede servirle para curarse y también para cre­ cer, siempre que participen todos los politécnicos, se sostuvo en la Mesa Redonda organizada, en días anteriores, por la Asociación de Docentes de la Politécnica (ADEPON). En ella participaron rectores de importantes universi­ dades públicas de la capital y ca­ tedráticos de prestigio de otras universidades. Se analizó la grave situación que afecta a la Politécni­ ca Nacional y su incidencia en el Sistema Educativo Nacional. La comunidad politécnica debería co­ nocer los valiosos criterios verti­ dos en este evento, los cuales po­ drían orientar a la actual Reforma Politécnica.

L

La Universidad Pública (UP) debe tener como norma el servicio a la sociedad. La Politécnica, como Universidad Pública, fundamental­ mente debe formar ciudadanos. Profesionales con ética y valores humanos, con un alto grado de responsabilidad social, conse­ cuentes con los beneficios de la excelente educación que reciben, gracias al aporte de la colectividad. La ética, los valores y principios universitarios guiarán a los poli­ técnicos para cuidar de sus recur­ sos e incrementarlos, no para ser­ virse de ella en beneficio personal. La Universidad Pública es la sede de la razón. La Politécnica es una comunidad de personas pensantes con un alto grado de formación académica, regida por leyes discu­ tidas y acordadas por todos sus miembros. Su cuerpo directivo de­ be ser permeable a la crítica res­ ponsable de sus profesores. En la Politécnica el capricho no puede ser la norma y peor aún allanarse a 6

Presencia

las ambiciones de ciertos caciques. En la Universidad Pública el desa­ rrollo de la ciencia y la tecnología es fundamental. La investigación no puede ser difusa y dispersa si­ no debe estar orientada preponde­ rantemente a solucionar los pro­ blemas reales de la sociedad. La Universidad Pública debe en­ señar a pensar y a crecer a sus alumnos. En la UP debe haber un Sistema de Rendición de Cuentas al cual deben estar sometidos au­ toridades, profesores y estudian­ tes. La Universidad Pública debe ser eficiente y eficaz para el bene­ ficio de la sociedad. La ética y los valores constituyen la sangre del cuerpo de la univer­ sidad. ¿Porqué la Politécnica Nacional está en crisis? Desde hace tres años la Politécni­ ca Nacional de siempre comenzó a desaparecer. Su prestigio y su membrete han sido aprovechados por plataformas privadas para conseguir rentabilidades particula­ res que no han significado mejo­ ras para la Politécnica en su con­ junto. El error garrafal que se ha dado en la Politécnica es orientar­ la al mercado, a privatizarla de una manera informal y encubierta, olvidándose que por la elevada calidad de sus recursos humanos está llamada a solucionar excep­ cionales problemas de la sociedad que solo ella puede resolverlos. La Politécnica como UP no puede traicionarse. Ella existe para con­ tribuir a la solución de los proble­ mas nacionales, debe hacer lo que la sociedad le demanda no lo que el mercado le impone. En la Politécnica no pueden convivir dos proyectos simultáneamente. Esta situación la llevaría a su co­ lapso.

La Politécnica debe nutrirse tanto de experiencia nacionales como internacionales, pero no debe co­ piar modelos ajenos a nuestra rea­ lidad. Debe darse el diálogo, la ne­ gociación y no la imposición. La falta de diálogo genera violencia. No debe olvidarse que la crítica supera a los dogmas. Para los rectores y catedráticos participantes en la Mesa Redon­ da, es indiscutible que la Politécni­ ca Nacional constituye un referen­ te de la universidad ecuatoriana y de la educación nacional, por lo que es fundamental que ella cuen­ te con un Proyecto Institucional inscrito en el Proyecto Nacional. Este proyecto debe estar orientado a responder a las necesidades del país en campos que otras institu­ ciones de educación superior no pueden hacerlo. Para ello debe adoptar una organización que le permita cumplir con sus elevados fines y objetivos. En la actualidad, tanto en Europa como en Estados Unidos muchas universidades de prestigio mantienen el Modelo Na­ poleónico, esto es una estructura de facultades; éstas con un mayor grado de autonomía tienen libertad para hacer gestión y sus autorida­ des tienen la obligación moral de someterse a una permanente ren­ dición de cuentas. La Politécnica debe hacer lo que siempre ha he­ cho, dedicarse al desarrollo de la ciencia y la tecnología, pero hacer­ lo cada vez mejor. Debe mantener la excelencia académica, orientar la investigación científica a mejorar la calidad de vida de los ecuatoria­ nos y vincularse cada vez con los sectores productivos y sociales. Debe ser una Politécnica para el siglo XXI. Esta es la Politécnica que reclama el mundo actual.


UNIVERSID D SIGLO XXI Nota de la Redacción: Por considerar que los elementos desarrollados en el Documento “Universidad: Siglo XXI”, de la Universidad de Zarago­ za (España), tienen validez en el proceso en que se encuentra nuestra institución para determ inar su nuevo estatuto, a continuación se presenta un resumen esquemático del mencionado documento

Características mento actual:

dei

mo­

* Poco liderazgo. * Prima la individualidad * Modelo poco apto para la alta diversificación universi­ taria. * G randes problem as de coordinación * Problemas de discrecionalidad * Elevada autonom ía deciso­ ria * Fuerte vinculación al per­ sonal administrativo

* *

*

*

* Una organización que busca la excelencia debe dotarse de una serie de instrumentos (normas, informática, estruc­ turas, etc.) que: * Facilite la coordinación * Simplifique la tom a de deci­ siones * Facilite las comunicaciones * Aum ente el compromiso de los miembros universitarios * Use la cultura organizativa como mecanismo de con­ trol. Porque sin cultura organiza­ tiva se caería en: * La inercia * La falta de creatividad * La visión deformada de la realidad * La expulsión de “lo diferen­ te”

Son características de la universidad del siglo XXI: * La gestión del cam bio. Realizar los propósitos de cambio en una institución significa tener capacidad para ajustar su modelo or­

ganizativo, de manera que los objetivos estratégicos pesen más que las iner­ cias del pasado. Participación de la com uni­ dad universitaria Relación de la universidad con la Comunidad, necesi­ dad de configurar un m o­ delo de interlocución. Relación de la universidad con el entorno económico y social. Mayor competitividad, con los demás y con nosotros mismos. La im prescindibilidad de los indicadores.

Consideraciones sobre Planificación Estratégica * La Universidad debe dar respuesta a la sociedad en todo momento, adaptán­ dose siempre a las nuevas dem andas y desafíos que ésta le plantea. * La planificación estratégica en la Universidad no impli­ ca someterse estrictam en­ te a las condiciones y ten­ dencias del mercado, ya que una universidad públi­ ca no debe orientarse sólo en función de criterios de demanda y rentabilidad. * Cualquier plan estratégico que se establezca debe ser flexible y dinámico, y sin límites prefijados que imposibilite revisiones pe­ riódicas. D eberá estar orientado en el medio y largo plazo, pero debe constituirse mediante ac­ ciones en el corto plazo. * La planificación estratégica tiene, entre otras, diversas fases preliminares consis­ tentes en obtener los nece­

sarios apoyos y compromi­ sos de los diferentes esta­ mentos de la universidad para iniciar el proceso con mínimas garantías de éxito. * C onducir una institución hacia la misión requiere de una visión que permita dis­ cernir los principales retos a los que se enfrenta la universidad y conducirla para dar respuesta a esos retos. Su éxito depende no sólo de una visión acerta­ da de la realidad, sino también de la capacidad para implicar a todo el per­ sonal en el proceso, ha­ ciendo circular la informa­ ción de manera transpa­ rente.

Algunos lineamientos para determinar soluciones: * Las soluciones no serán siempre de carácter gene­ ral, sino también propias de cada universidad. * Necesidad de planes de calidad y evaluación, ver­ daderamente operativos * Mayor cultura directiva; en algunos casos, profesio­ nalizada. * Externalizar servicios no docentes.

Algunas estrategias en la búsqueda de la calidad: * Imprescindibilidad de la in­ formación. Generalmente, tenem os insuficiente infor­ mación para tom ar deci­ siones importantes * Criterios de financiación. Hay que introducir cam ­ bios paulatinos en los cri­ terios de financiación: di­ versificarlos más y diferen­

ciar los criterios de asigna­ ción de recursos (financiar por rendimiento). * Estimular las fuerzas de la sociedad. Esto significa responder ante los usua­ rios, incrementar las com ­ petencias, desarrollar la diversificación y la diferen­ ciación. * Evaluación de la calidad. Con objetivos claros de mejora y de rendición de cuentas. Y con una meto­ dología de autoevaluación y de revisiones externas. * Una buena gestión de la universidad. Esto supone cambios organizativos en la universidad, introducir la gestión estratégica y los planes de calidad, y mejo­ rar la distribución interna de recursos.

El reto: * La cuestión fundamental es la gestión del cambio. * Es la hora de la calidad: Sin planificación estratégica no es posible avanzar. * Establecer una adecuada relación de la universidad con el entorno económico y social. * Configurar un modelo de interlocución ágil y operati­ vo. Las tecnologías de la información y de la com u­ nicación constituyen una oportunidad. * Aprovechar las potenciali­ dades y concretar las ex­ pectativas.

Resumen elaborado por Jorge Loza

Presencia

7


Reseñas y resultados:

PRIMER CONGRESO DE PROFESORES POLITÉCNICOS

“ESTATUTOS U N . SIGIA KM’ Cecilia Villacís

I día Jueves 28 de noviem­ ...la universidad privada bre tuvo lugar el Primer Con­ forma profesionales greso de Profesores Politéc­ rigiéndose por las nicos: “ESTATUTOS E.P.N. SIGLO XXI”, que contó con una leyes del mercado, amplia participación de los profe­ la universidad pública sores y la presencia de delegados debe formar ciudadanos estudiantiles y de trabajadores.

E

A la Asociación de Profesores lle­ garon diferentes ponencias relati­ vas a los tópicos propuestos para el Congreso, las mismas que fue­ ron analizadas y discutidas, obte­ niéndose conclusiones interesan­ tes e importantes que permitieron orientar y enriquecer la discusión y elaboración de la propuesta de es­ tatuto que presentará la ADEPON para el próximo referendo.

profesionales rigiéndose por las leyes de la necesidad social, la justicia social, el principio de responsabilidad solidaria, la ética y la transparencia...

M ESA R ED O N D A

El Congreso incluyó la mesa re­ donda “Desafíos de la Universidad Ecuatoriana frente al Siglo XXI y Reforma Universitaria”, a la que estuvieron invitados y asistieron el Sr. Simón Espinosa, escritor, aca­ démico y actual presidente de la Comisión Anticorrupción del Distri­ to Metropolitano de Quito; el Ing. Víctor Hugo Olalla, Rector de la Universidad Central del Ecuador y miembro del CONESUP; el Dr. En­ rique Ayala Mora, Rector de la Universidad Andina Simón Bolívar y actual diputado por Pichincha; y, el Dr.Fernando Chamorro, cate­ drático universitario y actual Presi­ dente de la Unión Latina para la Educación. El objetivo de esta mesa redonda fue el obtener criterios y reflexio­ nes orientadores sobre aspectos fundamentales que, en la época 8 Presencia

actual, en un contexto de crisis y cambio global, requieren ser re­ pensados, reafirmados, modifica­ dos y/o eliminados con el propósi­ to de responder adecuadamente a los requerimientos de la comuni­ dad en la que nos desenvolvemos y a la que tenemos como misión servir de la mejor manera que nos sea posible. Los temas contem­ plados fueron: la ética y los valo­ res en la universidad; el papel de la universidad ecuatoriana en el contexto de la globalización y el ALCA; experiencias de reforma universitaria; y, la universidad, el individuo y la sociedad - derechos y deberes. Que éste es un tiempo de incertidumbres, se dijo en esta mesa: incertidumbre de la sabiduría, incertidumbre del sistema de derechos, que se ha visto opacado y confun­

dido entre tantas teorías del dere­ cho, incertidumbre en la confor­ mación familiar y social, incerti­ dumbre en el estado ya no absolu­ to y soberano sino inmerso en un proceso de globalización; que se acabaron las certezas y que es ta­ rea del hombre del siglo XXI cons­ truir nuevas certezas; que nos en­ frentamos a una nueva moral, la de la competencia y que la Univer­ sidad debe responder a estas nuevas características. Lo esen­ cial para una universidad estatal, se manifestó, es no convertirse en una empresa de formación de pro­ fesionales; la universidad privada forma profesionales rigiéndose por las leyes del mercado, la uni­ versidad pública debe formar ciu­ dadanos profesionales rigiéndose por las leyes de la necesidad so­ cial, la justicia social, el principio de responsabilidad solidaria, la éti­ ca y la transparencia, tratando con la máxima delicadeza de hacer el mejor uso de sus recursos que son recursos públicos. El principio del desarrollo constante, basado en un trabajo dinámico, inventivo e ingenioso acompañado de la res­ ponsabilidad de insertarse en la realidad social y de la obligación de analizar desde los presupues­ tos de la razón la situación nacio­ nal y mundial y de humanizarse mediante el diálogo respetuoso, amplio y abierto debe ser el que ri­ ge su accionar. La ética en la universidad pública debe sustentarse en una jerarquía con una norma de servicio frente a un poder abusivo, una permanen­ te actitud de enseñanza-aprendi­ zaje sobre unas bases científicotenológicas y humanísticas. La je­ rarquía de una universidad técnica pública, se señaló, es:


1. La investigación pura 2. La investigación aplicada a la tecnología 3. Los servicios 4 . Los profesores 5. Los estudiantes 6. La administración Especialmente en la universidad se debe buscar conjugar el princi­ pio de autoridad con el respeto a la crítica constructiva de los profe­ sores, los estudiantes, la comuni�� dad y la sociedad. En cuanto a la estructura de la uni­ versidad, se dijo, no debe confun­ dirse los fines con los medios, la estructura de la universidad es un medio, no un fin, y hay que procu­ rar que ésta sea capaz de unir me­ jor al profesor, al estudiante y al trabajador, para que conformen, efectivamente, una comunidad que priorice la solidaridad frente a la soledad y sea consciente de que el éxito individual y mezquino puede significar el fracaso colecti­ vo. El profesor necesita ser un maestro, pero no solo en la espe­ cialidad sino también en la peda­ gogía, son cuestiones fundamen­ tales los métodos y las tutorías; es necesario tecnificar la ciencia y la profesión sobre bases humanísti­ cas. El estudiante debe desarrollar en su formación, ante todo, au­ toestima, una rica expresión oral y escrita, una sólida capacidad de razonamiento lógico y un conoci­ miento del Ecuador profundo. Todo esto debe enmarcarse en un esquema de evaluación perma­ nente, transparencia y rendición de cuentas. Frente a la necesidad inminente de que la EPN defina de una vez por todas su proyecto de universi­ dad, se recordó que no hay país en el mundo que no tenga como eje de su sistema de educación superior a la universidad pública, se habló de la necesidad que tiene no solo la EPN sino el país de de­ finir un proyecto nacional de uni­ versidad pública, tarea en la que la EPN estaría llamada a colabo­ rar, como referente que ha sido y sigue siendo de universidad técni­ ca pública; se recalcó que, en la definición de su proyecto, la EPN

...no debe confundirse los fines con los medios, la estructura de la universidad es un medio, no un fin, y hay que procurar que ésta sea capaz de unir mejor al profesor, al estudiante y al trabajador, para que conformen, efectivamente, una comunidad que priorice la solidaridad frente a la soledad y sea consciente de que el éxito individual y mezquino puede significar el fracaso colectivo.

debe estar clara de que no es po­ sible que subsistan dos proyectos paralelos, no puede tenerse una universidad pública rentabilizada; si se quiere mantener la categoría de excelencia académica, no debe hipertrofiarse la prestación de ser­ vicios por motivo de la renta en desmedro de lo académico, sino que debe buscarse un equilibrio adecuado de las dos actividades, direccionando buena parte de las rentas obtenidas por los servicios a alimentar el proyecto académi­ co; además, se manifestó, la EPN debería considerar que es la uni­ versidad técnica con las condicio­ nes necesarias para definirse co­ mo una escuela de postgrado y li­ derar a la universidad nacional por ese camino.

DEBATE EN EL CONGRESO Los temas de trabajo del Congre­ so fueron: • Principios universitarios, • Lineamientos organizativos, • La formación de tecnólogos en la Politécnica; y, • La formación básica de nuestros profesionales

Para el tema Principios universi­ tarios se contó con las siguientes ponencias: La investigación científica, del Ing. Douglas Moya, Departamento de Física, cuya idea medular era la de que la universidad, en gene­ ral, y la Politécnica, en particular, deben tener como eje vertebrador de su actividad a la investigación, y que la formación profesional de­ be apuntar a la generación del ca­ pital humano preparado para eje­ cutar esa tarea de investigación; a fin de romper la condición de de­ pendencia que hemos vivido has­ ta ahora y pasar a otra de interde­ pendencia en el actual contexto de globalización. Esa investiga­ ción debe responder a las deman­ das sociales; pero para ello es ne­ cesario también llevar adelante un proceso de reeducación de los empresarios nacionales, para que ellos sean capaces de generar esas demandas y, una vez enten­ didas, auspicien con interés propio los proyectos de transferencia de tecnología. Reflexiones para los Estatutos de la EPN, del Dr. Arturo Egües Delgado, Departamento de Geolo­ gía, en el que se señala que la uni­ versidad ecuatoriana atraviesa una profunda crisis cuyos sínto­ mas se manifiestan en la casi total ausencia de investigación y la transformación de la formación de profesionales en un medio más de lucro. Frente a esta realidad, se di­ ce, la EPN tiene dos opciones: o entrar a competir con las otras uni­ versidades en ese mismo contex­ to, o trabajar por convertirse en una universidad científico-técnica de élite que al menos trate de acercarse a las universidades de los países desarrollados. Si la se­ gunda opción es la que se quiere, se hace necesario repensar y eva­ luar principios universitarios como la autonomía, el cogobierno, el li­ bre ingreso y la gratuidad de la en­ señanza, la libertad de cátedra y de investigación, la integración de docencia, extensión e investiga­ ción y otros, de una manera obje­ tiva, analizando cuál es su esen­ cia, cómo se los ha llevado históri­ camente en la EPN, qué han signi­ ficado y significan ahora, con el Presencia

9


propósito de adoptarlos, dejarlos, o modificarlos con madurez, equili­ brio y transparencia, siempre pro­ curando optimizar el uso de unos recursos que son escasos y bus­ cando el beneficio de la Institución y de la sociedad. Estado y Universidad, del Ing. Andrés Rosero, Departamento de Ciencias Sociales, que enfoca un aspecto ideológico de la crisis de la universidad y propone una mi­ sión y visión de la misma en el ac­ tual contexto mundial y nacional. La interacción Universidad-Socie­ dad-Estado es solo superficial, di­ ce, la universidad es un aparato ideológico situado en la frontera de lo estatal, pero desplazado y con un peso mayor en el Estado; en la universidad se expresan las con­ tradicciones existentes en la socie­ dad y no es cierto, como se dice, que “la sociedad irá donde vaya la universidad”, sino que ésta ha ido hacia donde la ha conducido, en primer lugar, el interés dominante materializado socialmente. Sin embargo, señala, la posibilidad y necesidad de reforma siempre es­ tá planteada para profundizar la función social de la universidad, para ampliar los espacios demo­ cráticos, para ahondar en su voca­ ción crítica respecto de los proble­ mas del país, para mejorar el nivel académico y el proceso de ense­ ñanza-aprendizaje, para hacer de la investigación uno de los ejes fundamentales de su quehacer y también, para aumentar la eficien­ cia de su accionar. Los énfasis y los pesos que ponen los distintos proyectos de universidad, mani­ fiesta, están relacionados con los intereses sociales que sus gesto­ res asumen. El modelo privatiza­ dor impuesto en la EPN, señala, busca destruir a la Escuela en tan­ to que Universidad Pública con sus tradiciones de excelencia acadé­ mica y como primera universidad técnica del país; lo que antes fue funcional a un modelo de sustitu­ ción de importaciones, desde el punto de vista del capital transna­ cional, en la nueva configuración internacional, se volvió obsoleto, puesto que el avance científico se concentra en los países desarrolla­ dos y acá solo se busca un merca­ do de consumo libre y totalmente 10

Presencia

Al debilitar el desarrollo científico-tecnológico de la universidad ecuatoriana, se elimina la posibilidad de soporte a un sistema productivo nacional y se acrecienta la dependencia del Ecuador. El modelo educativo “empresarial” adoptado tiene como eje central la rentabilidad financiera, desplazando a la excelencia académica.

controlado. Al debilitar el desarrollo científico-tecnológico de la univer­ sidad ecuatoriana, se elimina la posibilidad de soporte a un siste­ ma productivo nacional y se acre­ cienta la dependencia del Ecuador. El modelo educativo “empresarial” adoptado tiene como eje central la rentabilidad financiera, desplazan­ do a la excelencia académica. La contraparte política, denuncia, ha sido el ejercicio autoritario del po­ der, la mercantilización de las con­ ciencias y los acuerdos de trinca que se plasmaron en un Estatuto amañado y anti-democrático. Es pues indispensable rescatar los cuatro pilares básicos de la identi­ dad politécnica: la excelencia aca­ démica, el servicio a la sociedad, la formación en valores y la partici­ pación democrática; hay que reto­ mar los principios universitarios de autonomía, cogobierno, libertad de cátedra, gratuidad de la enseñan­ za, ...; la reforma debe ser un pro­ ceso permanente de democratiza­ ción de la universidad que apunta­ le el proceso de transformación so­ cial general. Para el tema Lineamientos orga­ nizativos las ponencias presenta­ das fueron: Propuesta de Estatutos para la

EPN, del Dr. Hugo Banda, que con­ tiene un concepto de universidad: la universidad integrada como “un sistema que ampara e integra cua­ tro funciones primordiales: genera­ ción, difusión, aplicación y gestión del conocimiento; un centro de in­ vestigación tecnocientífica, creador e innovador, que diseña, organiza y forma el conjunto de los cuadros de investigación de la sociedad; conci­ be a la docencia universitaria como inserparable de la investigación científica; es un espacio de tradi­ ción y renovación socio-cultural, en el que interactúan profesores-in­ vestigadores, estudiantes y perso­ nal de apoyo, en constante bús­ queda de coherencia y correspon­ dencia; apoya al sistema educati­ vo, formando profesores de ense­ ñanza primaria, secundaria y espe­ cialistas en Ciencias de la Educa­ ción”. Señala algunos criterios y elementos sobre la estructura de una organización y la estructura universitaria, la misma que, dice, “está caracterizada por tres compo­ nentes: la Universidad como Insti­ tución, la Universidad como Orga­ nización y la Universidad como Co­ munidad”; la organización está da­ da en basea a las tareas que cum­ ple la universidad: generación de conocimiento (investigación), pro­ ceso de enseñanza-aprendizaje y proceso de vinculación-extensión; la unidad fundamental es el depar­ tamento y además hay las unida­ des docentes fundamentales y las unidades de vinculación-extensión. Los profesores, de acuerdo a su actividad, deben pertenecer a los departamentos o a las unidades de docencia. Propuesta para discusión en el congreso “Estatutos EPN Siglo XXI” sobre la concepción de la Politécnica y principios organizacionales de la Asociación de profesores, ADEPON, en la que se presenta un diagnóstico de la si­ tuación actual de la EPN en sus tres ámbitos de acción: docencia, investigación y extensión; señalan­ do las causas y los síntomas así como el efecto que ha tenido el modelo impuesto desde 1999. Los principales problemas que actual­ mente limitan a la Politécnica, se señala, son: lenta reacción institu­ cional al cambio tecnológico, sepa­


ración y descordinación entre las funciones de docencia, investiga­ ción y extensión, ausencia de eva­ luación institucional y políticas de mejoramiento continuo, larga dura­ ción de las carreras, rigidez de los planes y programas de estudio, débil relación con el sector produc­ tivo, falta de sistemas y redes de información, centralismo y burocratización. Los principios universi­ tarios sobre los que se sustenta la propuesta son: la autonomía, el cogobierno, la libertad de cátedra y de investigación, el pluralismo, el compromiso social y la rendición de cuentas. Los lineamientos con­ siderados para la reestructuración de la EPN contemplan una estruc­ tura organizativa que debe “reflejar las grandes disciplinas de conoci­ miento; coordinar las áreas afines; fortalecer la investigación, la do­ cencia y la extensión. No debe ha­ ber más de un departamento por cada área del conocimiento; se tie­ ne que facilitar la creación de nue­ vas carreras, su flexibilidad y la ac­ tualización de los programas de estudio; cada carrera debe tener el soporte académico de por lo me­ nos un departamento; todas las carreras tienen que estar adscritas a una facultad o instituto; no existi­ rán carreras administradas como proyectos o por CTT's; habrá una sola política de ingreso y de matrí­ cula diferenciada”. Para el tema Formación de tecnólogos en la Politécnica hubo la ponencia: Relación Ciencia-Tecnología: Su incidencia en la formación de profesionales de la Escuela Poli­ técnica Nacional, del Ing. Jorge Loza Cedeño, Departamento de Adaptación y Transferencia de Tecnología; en ella se presenta pri­ mero una reflexión sobre el proce­ so de globalización y el rol de la tecnología en el mismo; luego se analizan y confrontan los concep­ tos de ciencia y tecnología, sus componentes y categorías y se evidencia la inexistencia de una lí­ nea divisoria exacta entre ellas; son, escribe, “dos esferas de una misma realidad, íntimamente rela­ cionadas sí, pero distintas”; de allí deduce que “es la dosificación y el enfoque que puedan tener cada

una de ellas en un producto final, lo que determinará la identidad del perfil profesional ingeniero o tecnólogo”. Consecuentemente se hace necesario un análisis serio de los requerimientos del país en cuento a los dos tipos de profesio­ nales, ingenieros y tecnólogos, que forma la Politécnica para defi­ nir perfiles adecuados, determinar programas de estudios que guar­ den coherencia con esos perfiles y decidir sobre el futuro de los mis­ mos. Para el tema Formación básica de nuestros profesionales, hubo la ponencia: La formación del ingeniero en ciencias básicas (matemática, fí­ sica y química), del Ing. Antonio Calderón, Departamento de Elec­ trónica, que señala que de acuer­ do a los “Criteria For Accrediting Programs in Engineering In The United States” (1997-1998) del Ac­ creditation Board for Engineering and Technology, la formación del ingeniero comprende las áreas de matemática y ciencias básicas, hu­ manidades y ciencias sociales, te­ mas de ingeniería que incluyen: ciencias como tal y diseño y otros cursos complementarios; otros elementos del currículo son: labo­ ratorios, computación, estadística y probabilidades, expresión oral y escrita, comprensión de las consi­ deraciones éticas, sociales, eco­ nómicas, legales y de seguridad en la práctica de la ingeniería. Menciona asimismo otros docu­ mentos sobre el tema, en los que hay una coincidencia en cuanto a afirmar la importancia que tienen las ciencias básicas en la forma­ ción del ingeniero y a sostener que la formación en ciencias básicas es común a las ingenierías más di­ versas, sin perjuicio de que, según las necesidades, puedan aumen­ tarse los créditos u orientarse de diversas formas.

CONCLUSIONES Las principales conclusiones de la reunió plenaria fueron: • Los pilares de la EPN deben con­ tinuar siendo: la excelencia aca­ démica, el servicio a la sociedad, la formación en valores y la parti­ cipación democrática • Los principios universitarios que deben regir la institución son: la autonomía, el cogobierno, la li­ bertad de cátedra y de investiga­ ción, el pluralismo, el compromi­ so social, la rendición de cuentas, el libre ingreso y la gratuidad de la enseñanza • El eje no solo institucional sino nacional de la política de educa­ ción debe ser la investigación; pero esa investigación debe tener usuario, y él debe dar la directriz • La organización de la EPN debe ser por grandes disciplinas del conocimiento • La formación profesional debe te­ ner una planificación curricular continua, alimentada por un diag­ nóstico permanente del medio y llevada con una práctica de dise­ ño profesional • La evaluación continua debe ser parte del rendimiento de cuentas • En cuanto a la formación de tec­ nólogos, la EPN debe continuar formándolos pero es necesario definir adecuadamente los perfi­ les profesionales y dar posibilidad y mecanismos a estos profesio­ nales para continuar su forma­ ción más adelante • Con respecto a la formación bási­ ca, la EPN debe tener una políti­ ca institucional única de un pro­ ceso de admisión, un propedéutico común de formación hacia la universidad, una formación bási­ ca integral común, adecuada­ mente definida en base a unos perfiles profesionales bien deter­ minados.

Estas ponencias y algunas otras más puntuales fueron ampliamen­ te discutidas en cada uno de los grupos y de esas discusiones se obtuvieron criterios consensuados que fueron expuestos finalmente en una plenaria.

Presencia 11


L

a discusión sobre el nuevo estatuto que debe elaborar la Politécnica es una oportuni­ dad de la Comunidad Politéc­ nica para superar las limitaciones actuales y los problemas que se han presentado por la estructura vertical, no participativa y centrali­ zada del estatuto vigente, cuya re­ forma se ha solicitado desde 1999. La ADEPON ha trabajando siste­ máticamente en un proyecto de estatuto cuyos lineamientos han sido presentados y discutidos en numerosos foros, siendo el último el Primer Congreso de Profesores Politécnicos “Estatutos EPN siglo XXI”, el cual aportó con valiosas sugerencias. Con el fin de presentar un proyec­ to serio y ampliamente discutido se conformó una comisión para que prepare la redacción de una alter­ nativa que recoja los planteamien­ tos hechos por diferentes sectores y concrete las diferentes propues­ tas planteadas para la estructura­ ción del nuevo estatuto.

12

Presencia

El estatuto que ponemos a consideración de la Comunidad Politécnica plantea cambios fundamentales, sobre la base de los principios universitarios, la misión de la Politécnica y la necesidad de privilegiar lo académico sobre los aspectos administrativos y coyunturales. La comisión trabajó sobre la base de los siguientes documentos: La Ley de Educación Superior vigente a partir de abril del 2000; el estatu­ to vigente; los resultados de la Consulta Previa de enero del 2003; los documentos de la Comi­ sión de Consenso presentados en febrero del 2000; los documentos elaborados por la ADEPON sobre

este tema; el estatuto de la Politéc­ nica de 1984; los estatutos de otras universidades ecuatorianas; las leyes de educación superior y los estatutos de universidades de otros países; la experiencia de la aplicación del estatuto vigente; y, fundamentalmente, las consultas realizadas a diferente sectores y los resultados del Congreso. Los resultados de la Consulta Pre­ via deben ser respetados en su to­ talidad. La ADEPON ha recogido en la presente propuesta inclusive aquellos aspectos en los que, si bien no se alcanzó el 50% de la votación, se obtuvieron resultados que superan el 47%. Consideramos al estatuto como el documento base que define los principios, la estructura académica y los órganos directivos de la Poli­ técnica, de acuerdo a su naturale­ za y fines específicos, sobre la ba­ se de la Constitución y de la Ley de Educación Superior. Su conte­ nido no debe ser el de un orgánico funcional, que describe funciones y niveles administrativos, como es el caso del estatuto actual.


Se propone un estatuto que plan­ tea una estructura académica co­ herente, participativa y descentrali­ zada, que enfrenta los principales problemas que actualmente limitan a la Politécnica: Lenta reacción ins­ titucional al cambio tecnológico, se­ paración entre las funciones de do­ cencia, investigación y extensión, ausencia de evaluación institucio­ nal y políticas de mejoramiento continuo, larga duración de las ca­ rreras, rigidez de los planes y pro­ gramas de estudio, débil relación con el sector productivo, falta de sistemas y redes de información, centralismo y burocratización. Los puntos más relevantes de la presente propuesta son los si­ guientes: 1. Se define como misión de la Po­ litécnica la de participar en el proceso de creación y difusión de la ciencia y tecnología y for­ mar profesionales al más alto ni­ vel, con el fin de contribuir a sa­ tisfacer las necesidades del Ecuador, crear una sociedad más justa y solidaria e impulsar el desarrollo sostenido y susten­ ta r e del país. 2. La Asamblea Politécnica, con al­ rededor de 150 integrantes, es­ tá conformada por representan­ tes de los profesores, elegidos en los departamentos, que son las unidades básicas de la Poli­ técnica, y representantes de los estudiantes y trabajadores, en la proporción 100, 50 10. Deberá reunirse anualmente para cono­ cer los informes del Rector. 3. Se crea la Comisión de Evalua­ ción Interna, cuyo objetivo prin­ cipal es presentar a las autorida­ des el resultado de la evalua­ ción y sobretodo las sugeren­ cias de cambio y mejoramiento continuo. Los integrantes de es­ ta comisión serán elegidos por el Consejo Politécnico. 4 . Se establece la Comisión de Vinculación con la Colectividad y se le da las facilidades para que cumpla con sus objetivos.

5. El Consejo Politécnico está con­ formado por el Rector, Vicerrec­ tor, ocho profesores, cuatro es­ tudiantes y un trabajador. Tam­ bién son miembros con voz los presidentes de los tres gremios. Su objetivo es dirigir la Institu­ ción con criterios de desarrollo global. 6. El Consejo Académico, presidi­ do por el Vicerrector e integrado por los Decanos, Directores de Institutos y representantes estu­ diantiles, es el responsables de la dirección y gestión académica de la Politécnica, bajo las direc­ trices de las autoridades supe­ riores de la Politécnica. 7. Las facultades son unidades académicas superiores que, en una gran disciplina de conoci­ miento científico técnico, inte­ gran y coordinan por afinidad a departamentos y carreras; se­ rán dirigidas por sus Consejos de Facultad, Decanos y Subdecanos. 8. Los departamentos son las célu­ las básicas de la Politécnica, tie­ ne capacidad de gestión admi­ nistrativa y son responsables de la ejecución de las actividades de investigación, docencia y ex­ tensión. 9. En los organismos en que exis­ te representación de estudian­ tes y trabajadores, su porcenta­ je de cogobierno es del 50% y el 10% respectivamente, en rela­ ción con el número de profeso­ res 10. Las carreras constituyen un programa de estudios que se requiere cursar para obtener un título profesional o grado académico, el que responde a un perfil específico en los nive­ les de formación tecnológica superior, de tercer nivel o de grado, y de cuarto nivel o de postgrado. Toda carrera debe tener el soporte de por lo me­ nos un departamento y depen­ der de una facultad o instituto, lo que impide que los CTT asu­

man estas actividades. Las ca­ rreras no son estructuras admi­ nistrativas ni están ligadas a los departamentos. 11. Existe una sola política de in­ greso y de matricula diferen­ ciada en la Politécnica, común a todas las carreras de pregra­ do. Todas las carreras de tecnólogos y de tercer nivel tienen un curso propedéutico único y un régimen académico común, así como el mismo sistema de pago de matrículas diferencia­ das. 12. De acuerdo a la Ley de Educa­ ción Superior y a la propuesta del estatuto, todas las autori­ dades tienen la obligación de presentar los planes anuales y el informe respectivo anual a las autoridades superiores de la Politécnica. Se establece el principio de la revocatoria del mandato de las autoridades y miembros de los consejos. 13. Una vez que se encuentre inte­ grado el Consejo Politécnico de acuerdo al nuevo estatuto, en un plazo de sesenta días procederá a estructurar los de­ partamentos y luego las facul­ tades e institutos, con sus res­ pectivas carreras e infraestruc­ tura, y convocará a elecciones para elegir a los miembros de la Asamblea Politécnica, así como a las nuevas autoridades de las facultades, institutos y departamentos. Esperamos que el documento que ponemos a discusión de la Comuni­ dad Politécnica contribuya a profun­ dizar el diálogo referente a nuestra responsabilidad ante la sociedad ecuatoriana, para lo cual invitamos a todos los estamentos a que nos hagan llegar sus críticas y comenta­ rios para enriquecer el documento y presentarlo al Referendo.

Presencia

13


ALGUNAS CARACTERÍSTICAS DE IAS

ACTUALES AUTORIDADES DE LA EPN l 10 de octubre del 2002, cuando el CONESUP decide la interven­ ción de la Escuela Politécnica Na­ cional y le impone autoridades transitorias, se comete el más grande atropello contra la autonomía y la demo­ cracia que recuerde la universidad ecua­ toriana. Nunca antes, aún en casos terri­ blemente críticos, el máximo organismo universitario se había arrogado tal des­ propósito. La Escuela Politécnica Nacio­ nal, la mejor universidad técnica del país, sabrá juzgar en su momento a los res­ ponsables de mancillar su honor.

E

En la edición anterior de “Presencia” se hi­ cieron ya algunos análisis de las implica­ ciones que tiene la intervención y las razo­ nes de fondo para que se diera aquella. Ahora quisiéramos referirnos con un poco más de detalle, a la razón que quizás es la central: La defensa del modelo para ha­ cer prevalecer intereses. Para todos es conocido que el artífice principal del actual estatuto impuesto en septiembre de 1999, fue el Ingeniero Vi­ nicio Baquero, entonces Rector de la EPN y hoy Presidente del CONESUP. La crisis que vivió la institución con el último paro de julio del año pasado, que cues­ tionaba el modelo promovido por el Esta­ tuto vigente, desembocó finalmente en que desde el CONESUP se orqueste una salida que garantice, en todo lo que se pueda, la supervivencia de un modelo burocrático que subordina lo académico a lo administrativo y que produjo los ses­ gos mercantilistas y los actos de corrup­ ción denunciados. La ¡dea era salvar lo fundamental del modelo y para ello inclu­ so valía el “sacrificio” de su ex-compañero de fórmula el Ingeniero Marcelo Jaramillo (recordemos que en 1998 fue elec­ to Vicerrector en binomio justamente con el Ingeniero Baquero como Rector). Las actuales autoridades impuestas, ya lograron que el Consejo Politécnico mo­ difique la agenda del referéndum, incor­ porando una primera consulta que no es­ taba contemplada. Esta, si bien pudiera tener una intención positiva, tal como es­ tá redactada, se constituye en un meca­ nismo que pretende salvaguardar la esencia del modelo, con preguntas que no tienen claridad, que pueden ser inter­ pretadas de varias formas, posibilitando así direccionar las propuestas de estatu­ to; por lo tanto, se constituye en la prác­ tica en una trampa a la comunidad poli­ técnica. Adicionalmente, las mismas au­

14

Presencia

toridades mencionadas han incumplido varios de los compromisos que se acor­ daron para poner fin al paro. ¿Cómo se puede comprobar que las ac­ tuales autoridades responden a los mis­ mos intereses de los que usufructúan del modelo? Ensayemos algunos argumentos: * Si el espíritu de las personas a quienes el CONESUP les propuso el encargo de dichas funciones fuese de politécnicos, no debieron aceptar tamaña barbaridad. La única instancia que da legitimidad a las autoridades es la comunidad politéc­ nica y sus organismos internos. El senti­ miento mayoritario de los politécnicos siempre fue en el sentido de que el me­ canismo de sucesión de las ex-autoridades sea definido internamente y no im­ puesto arbitrariamente por el CONESUP. Por eso, aunque duela aceptarlo, las ac­ tuales autoridades transitorias tienen la condición de espúreas. * Los Jefes de Departamento, de entre los cuales se escogió a varios de las ac­ tuales autoridades, no fueron designados mediante concurso de merecimientos y oposición según lo manda el estatuto, si­ no que desempeñan dichas funciones por encargo. Por lo tanto, ellos no represen­ tan al conjunto de profesores de sus res­ pectivos departamentos; en varios casos los criterios emitidos, entre estos los de las autoridades impuestas, han sido ten­ dientes a favorecer al Ing. Marcelo Jaramillo y al Dr. Stalin Suarez. En definitiva, la actuación de muchos de ellos ha sido en la perspectiva de consolidar el mode­ lo. * El Doctor Marco Castro, actual Rector encargado, quien luego de circular PRE­ SENCIA de diciembre pasado, solicitara la desafiliación de la ADEPON, debe aclarar documentadamente la informa­ ción aparecida en varias ediciones del Diario “El Comercio”, la última de las cua­ les se publicó el pasado 3 de diciembre, denunciando presuntas irregularidades en el contrato “Suministro, instalación y pruebas de la línea de conducción de agua potable desde el río Lelia hasta la planta de tratamiento de la ciudad de Santo Domingo de los Colorados”, en el que estaría involucrado junto a otros pro­ fesores de la EPN. En una comunicación enviada a la ADEPON por el Ingeniero Patricio Salazar, Presidente del Colegio

de Ingenieros Civiles de Pichincha, Dele­ gación de Santo Domingo de los Colora­ dos, el 21 de noviembre de 2002, mani­ fiesta textualmente en el cuarto párrafo: “Por el prestigio de vuestra institución, encarecidamente le solicitamos que al in­ terior de la misma se aclaren las irregula­ ridades técnicas y económicas sobre es­ te contrato; estamos prestos a proveer­ les información con la finalidad de que se sepa la verdad. Deben ser ustedes, co­ mo futuros profesionales, maestros y orientadores del buen uso de los dineros del Estado frente a la corrupción que ca­ da día se le va haciendo imposible con­ trarrestarle, los que juzguen esta mala práctica profesional en este particular contrato”. (La carta reposa en la ADE­ PON). Si la Institución quiere llevar ade­ lante un proceso de investigación serio en relación a esta denuncia, nos pregun­ tamos: ¿será esto posible con la conduc­ ción actual? * El Matemático Carlos Echeverría, actual Vicerrector encargado, es uno de los diri­ gentes principales de la agrupación Inno­ vación Politécnica que, durante el Paro, se constituyó -no obstante su discurso de aparente independencia frente al conflic­ to- en el brazo político del Rector y el Vi­ cerrector suspendidos. Hasta tal punto llega su estrecha vinculación con el Ing. Jaramillo y el Dr. Suárez, que siempre aparecía en primer plano en los actos de respaldo a estos personajes, incluso, en estos últimos meses, es pública la fre­ cuente presencia del Dr. Suárez en las oficinas del Vicerrectorado. Adicional­ mente debe señalarse que se desempe­ ñaba como Director de la Escuela de Ciencias, a la que pertenecen la mayoría de las carreras denominadas “autofinanciadas”, manejadas casi privadamente por los famosos Centros de Transferencia Tecnológica. * El Doctor Polo Vaca, Decano encarga­ do de Investigación, apareció en la lista de beneficiarios de los acuerdos de con­ ducción académica publicado en PRE­ SENCIA de julio del 2002. Fue Jefe del Departamento de Matemáticas, forma parte de uno se los Centro de Transfe­ rencia. Su presencia a la cabeza de las manifestaciones en contra del paro y a favor del Ing. Jaramillo, era notoria por el fervor que le ponía a las consignas que se coreaban. Se desafilió de la ADEPON en el año 2000 y actualmente es miem­ bro activo de la denominada Federación de Profesores Politécnicos, organismo de


alrededor de 50 profesores que se creo con el propósito de dividir a los Profeso­ res y cuyo Presidente encargado, el Dr Wllson Freire, al más puro estilo de Agen­ te, provee las “pruebas” de video en la in­ vestigación que el Interventor Ing. César Esquetini dispuso se realice en contra de los participantes del Paro. * El Ingeniero Wilson Abad, Decano en­ cargado de Docencia, igualmente apare­ ció en la lista de beneficiarios de los acuerdos de conducción académica pu­ blicado en PRESENCIA de julio del 2002. Fue Director de la Escuela de Ciencias Administrativas y Económicas; además, es también miembro de la Federación de Profesores Politécnicos. Durante el Paro actuó como uno de los representantes del Ing. Jaramillo en la comisión de nego­ ciación, que actuó bajo la mediación del Doctor Teodoro Coello; convirtiéndose en uno de los más fervientes defensores de su gestión y fiel portavoz de su obstinada posición de no renunciar ni dar paso a la solicitud de licencia. Inconmovible frente al clamor de la mayoría de la comunidad politécnica que esperaba una salida ins­ titucional, se declaró defensor a ultranza del “principio de autoridad” y finalmente apostó por la intervención del CONESUP. * El Ingeniero Oswaldo Proa��o, Decano encargado de Extensión, llegó a dicha función por la excusa del inicialmente de­ signado Ing. Ricardo Muñoz. Fue Jefe del Departamento de Procesos Industria­ les Químicos y como tal lideraba el grupo de Jefes de Departamento que siempre respaldó al Ing. Jaramillo y al Dr. Suárez; incluso encabezó un movimiento que buscaba desestabilizar a los Decanos suspendidos. Miembro fundador de la Federación de Profesores Politécnicos, creada con el auspicio del entonces Rec­ tor Ing. Vinicio Baquero. Se pronunció siempre en forma belicosa en contra del Paro y sus dirigentes, de quienes pedía la cabeza. Es uno de los mayores defen­ sores del modelo, desde el inicio de su implantación, con la aprobación en Con­ sejo Politécnico y sin consulta a la comu­ nidad politécnica del vigente estatuto en septiembre de 1999. Estas son unas pocas notas referentes a las actuales autoridades de facto de la institución. Bien vale la pena interrogar­ nos entonces: ¿Es casual la designación que hiciera de ellos el CONESUP? ¿Qué intereses representan? ¿Pueden garanti­ zar una conducción imparcial de la insti­ tución hacia un nuevo modelo? Concluya usted estimado lector.

(Segunda Parte: Entretelones) ANTECEDENTES AL CAOS DE MACONDO: LA DIVISION DEL REI­ NO. En la época anterior a la revuelta, el Vaquero conjuntamente con el Mar­ celino repartieron el Reino de Macondo en varios principados y cacicaz­ gos; asignando a sus más allegados, grandes extensiones de territorio y privilegios sin par. Dentro de los más afortunados de la corte estaba el Sir Zapín Cebolletas, quien creó una academia de lenguas muertas y vivas. Tuvo una posición muy importante dentro de la corte por los ingresos que obtenía, pues aprender lenguas era obligatorio pa­ ra ser miembro del Reino. El Conde Nado Zalam eta siguió la misma onda, con la diferencia que él creó academias fuera del Reino. Es­ tas academias se dedicaban a ense­ ñar a los plebeyos: corte y confec­ ción, peluquería, administración de talleres, etc.; obviamente con el aval del Vaquero y Marcelino, pues gene­ raban jugosos ingresos, los mismos que se repartían (según cuentan las lenguas vivas) entre todos los corte­ sanos. La idea principal del Conde Zalam eta era la de crear Academias autofinanciadas que emitieran inclu­ sive los Títulos de “HDP”, los más al­ tos que se daban en el reino, pero allende los mares.... El Lord Bobón Ruizeñor negoció la posesión de un pequeño principado, donde se encontraban los talleres y la academia de tecnologías múlti­ ples. Desde entonces defendía su feudo, negociando lo que quiera..., lo que sea..., como sea..., pero bajo el lema: “a mi pequeño feudo nadie lo toca “ . Otros de los cortesanos favorecido en el reparto fue el Sir Montes de Baldano, quien se jactaba de ser el constructor de los puentes levadizos más importantes del reino y sus alre­ dedores; sin embargo, según dicen algunos ex-cortesanos, Sir Baldano en su ... vida había cruzado puente alguno y no era más que un firmón y copión.

LA REVUELTA: LOS DIALOGOS EN LA MESA CUADRADA. Una vez que la revuelta popular toma fuerza, se acondiciona una mesa cuadrada en los amplios salones del palacio del CRA (Conferencia de Rei­ nos Aledaños), más conocido como CONIJUEP. La Conferencia nombra a Teodoróf Nucá (Magistrado experto en solución de conflictos), para que sirva de separador en tan singular disputa. Por parte de los 27 se envían al Du­ que de York, al temido Conde Moline­ te (quien siempre estuvo armado de su largo y filudo florete) y al Príncipe Torou. En representación de los 40 fueron enviados Marisa de Jesús (la siempre Dulcinea Rebeca), el fam o­ so mago cortesano Gamba Bandau (quien siempre se jactaba de dar so­ lución a todos los problemas que aparecían en el Reino, pues decía te ­ ner los manuscritos genuinos que le habían enviado desde la mismísima Meca en Glasgow) y al Milord W ins­ ton Muchon (de Marcelino el defen­ sor a ultranza, ¿o no?) Las disputas van y vienen, pero no hay acuerdos. Marcelino por su parte deshojaba margaritas y constante­ mente decía: ¿Me voy, no me voy?... ¿Me iré? El insomnio y la desespera­ ción rondaban las puertas de su pe­ queño castillo, acondicionado para el efecto; sin embargo, Marcelino siem­ pre recurría a pócimas y extraños brebajes que bebía para calmar su ansiedad, con los cuales siempre aparecía Happy. Por su parte Suasnavas, (también en sus noches de insomnio) se pregun­ taba: ¿Dios mío que he hecho?, ¿Dios mío... y ahora que hago? Yo que alguna vez fui cercano a los 27, ahora me encuentro rodeado de es­ tos 40; pero el “Suas” (como cariño­ samente le llamaban en la Corte) también se daba su dosis de valor (aunque nadie sabe como), y decía “A lo hecho pecho y ni modo...” Mientras esto sucedía con las hues­ tes del grupo de los 40..., en la tien­ da de los 27 también se daban algu-

Presencia

15


Viene de la pagina anterior

nos hechos. El C onde M olinete (siempre armado de su largo y filudo florete), junto a sus colaboradores cercanos y a los 3 invisibles, conser­ vaba intactas las posiciones del cas­ tillo de Electra, que era un verdadero fortín. Dicho castillo poseía en su en­ trada principal un puente levadizo, en donde el 28, en su atalaya asignada, siempre estaba atento y alerta. Nin­ guno de los 40... podía acercarse, pues el 28 rápidamente daba aviso y los alejaba del castillo.

INTENTO DE TOMA DEL REINO Entre ios pocos seguidores del Mar­ celino se hallaban algunos Mecatrónicos, P icapedreros, Algebraicos, Roqueros, pero los que más desta­ caban eran algunos antiguos Alqui­ mistas, sobrevivientes desde la épo­ ca del “Flogisto” . Sir Proa de Borgia y Sir Aniceto Muñón (ambos con título de SSPM). Estos ilustres, al igual que los espúreos (Castrinho, Chivhón, Vaguuinho y Muchón), siempre añoraron el poder y deseaban acari­ ciar la corona a toda costa, aunque sea por un día. Lentamente m ero­ deaban al Vaquero, por si acaso el CONIEJUP decide pensar en tiem ­ pos Jurásicos. Junto con los Alquimistas viejos ha­ bía un grupo de alquimistas jóvenes como Lady Janet Rural y Lord Teto el de los Muros, quienes constante­ mente asediaban el castillo de Elec­ tra para poder ingresar por las bue­ nas y continuar con la búsqueda del elixir de la prolongación de la vida y de la piedra filosofal. Se les concedió el deseo, pero en poco tiempo el 28 descubrió que estaban engañando a la causa y él mismo se encargo de hacerlos echar del castillo. En un día de pleno verano, durante la reunión general de todo Macondo, y cuando el sol estaba en el cénit, Sir Proa de Borgia, en una operación ti­ po comando, invade la paz y tranqui­

lidad del reino. Aprovechando que el 28 no estaba de guardia, furtivam en­ te trepó las murallas haciendo uso de su bastón; junto a su ayudante Polietileno, rompen las cadenas desde adentro y permiten que ingrese el resto de subalternos, tom ándose mo­ mentáneamente el fuerte de la Alqui­ mia. Gritos de euforia, alegría gene­ ral, invade los hígados de los “ Insu­ rrectos de los insurrectos” ; pero el mas feliz de todos es Sir Proa de Borgia, quien hace un alto al festejo y dirigiendo la punta de su bastón ha­ cia el Altísimo de rodillas exclama : GRACIAS DIOS MÍO!!!, AHORA ES­ TOY MAS CERCA DE LA CORO­ NA!!!

A PROPOSITO DE CONSEJO POLITÉCNICO Pablo Duque

LA SANTA INQUISICIÓN SE ADUEÑA DE MACONDO

Las autoridades de una institución deben dem ostrar mesura y verticali­ dad en todos sus actos, más aun en épocas de crisis cuando los senti­ mientos de la comunidad se exaltan. Es poco prudente legislar en benefi­ cio de grupos a los cuales los legis­ ladores se pertenecen y más cuan­ do su autoridad emana no de la vo­ luntad comunitaria sino de una im ­ posición arbitraria y ajena. Cabe re­ cordar que las autoridades encarga­ das de la Politécnica participaron abiertamente en contra del paro de actividades del año pasado durante su realización.

La Santa Inquisición orquestada por el Vaquero y ejecutada por Interventini, con la complicidad de los espú­ reos, se tom a Macondo. Se reanuda el juicio en contra de la acción de los 27, puesto que el 28 fue absuelto por su imposibilidad de estructurar decla­ raciones sesudas. Se realizan confis­ caciones, y -a nombre de la religiónpretenden manipular la voluntad de Macondo en una amañada consulta. El auto de fe administrativo decreta­ do por el COJINUEP y elaborado por Fuchfucker por encargo del Interventini, condena a todos... menos a Mar­ celino y Suasnavas.

El Consejo Politécnico actual es transitorio y recibió el mandato es­ pecífico de impulsar el acta para la reforma Politécnica que se elaboró en largas reuniones entre delegados de las partes en conflicto. El docu­ mento fue ratificado en todas sus partes en el Acta Transaccional que levantó la medida de hecho. En él se establece que la Junta del Referen­ do organizará y dirigirá todo el pro­ ceso de reforma y que los proyectos de estatuto deberán ser presenta­ dos con el respaldo de al menos el 15% de los votos ponderados de los electores.

Aparece en Macondo un grafiti que, inspirado en el pensamiento de Mon­ talvo “Desgraciado el pueblo en el que la juventud es humilde con el ti­ rano”, dice: ¡BASTA A LA INQUISI­ CIÓN!

Sorprende por tanto que en la se­ sión del 20 de enero, el Consejo Po­ litécnico haya desconocido la autori­ dad de la Junta del Referendo y re­ suelto que los proyectos de estatuto se inscriban sin necesidad de firmas de respaldo. La resolución se tomó con los votos en contra de los dos únicos miembros electos del actual Consejo Politécnico: los represen­ tantes de estudiantes y trabajado­ res, respectivamente.

Nota: Si algunos detalles le resultan muy macondianos, por favor remíta­ se a Presencia N° 46, página 20: “Un Sainete para el Insomnio” .

El Consejo de Redacción de PRESENCIA invita a todos los colegas a colaborar con su periódico. Sus artículos, sugerencias y críticas son bienvenidas y fundamentales para mantener nuestro medio y recuperar el rol protagónico que los profesores debemos tener al interior de la Escuela.

Estas actuaciones parcializadas, ba­ nales, repetidas, cansadamente vis­ tas y revistas en una gama de varia¿ ciones, han provocado que la co¡ nidad politécnica caiga en la apatí¡ en la ausencia del sentir, la incapaci­ dad de reaccionar, la indiferencia, la alineación ¿Qué hacer para evitar­ lo?


2003 enero no47