Issuu on Google+

[

A su servicio

[

Con diversos programas interactivos, la agencia NortEstación acerca el mundo de la lectura a personas de todas las edades en las colonias más vulnerables de Tijuana

NORTESTACIÓN

FOTOS:Laura Durán

La asociación ha logrado crear una editorial propia que actualmente lleva siete libros editados, la mayoría de autores locales como el poeta Roberto Castillo o el escritor urbano Rafael Saavedra. Interesados pueden escribir al correo nortestacion@ gmail.com o bien ponerse en contacto a través de la cuenta @nortestacion en Twitter o en Facebook.

POR LAURA DURÁN lduran@frontera.info

Desde mayo de 2009, la agencia de letras NortEstación ha tratado y logrado con éxito bajar la literatura y a sus autores del nicho inalcanzable de los “sabios” a la cercanía del día a día de los habitantes de colonias vulnerables como La Morita, Los Laureles, 3 de Octubre o Lázaro Cárdenas. Además de las presentaciones de autores reconocidos, ha llevado a estas zonas programas comunitarios en los que el objetivo es crear lectores. Karla Martínez y Julio Álvarez Ponce, dos jóvenes tijuanenses egresados de la Facultad de Humanidades de la UABC, se han dado a la titánica tarea de crear programas divertidos en los que madres de familia, jóvenes y personas de la tercera edad se acercan a la literatura de una manera interactiva. Para lograrlo han creado los programas Fábrica de Letras, que trabaja con mujeres de comunidades vulnerables; Página por Día, que acerca a los jóvenes de secundaria o preparatoria a la literatura de autores jóvenes y Frend Litera que trabaja con personas de la tercera edad rescatando la historia de cómo llegaron a la frontera. “Fábrica de Letras lo retomaremos en 2012. Es un proyecto muy exitoso en el que vamos con la líder de alguna comunidad, ella reúne a 15 o 20 mujeres más y les impartimos talleres gratuitos sobre identidad, creatividad y creación literaria. También un curso de fotografía y de nuevo curso de creación literaria. Tomando la experiencia de las fotos hacen una historia fotográfica de su comunidad que luego se expone en conjunto”, aseguró Karla Martínez, fundadora y presidenta de la asociación. “Página por Día trabaja con jóvenes de prepa y secundaria. Se

NortEstación es de las pocas organizaciones civiles que promueven la literatura fuera del círculo académico.

Crean

comunidades de lectores hacen fanzines en fotocopias de autores jóvenes de Baja California y México, autores que llamen la atención del muchacho por el lenguaje que usan o los temas de los que escriben. Fotocopiamos unos 100 fanzines de cada autor y se distribuyen con los jóvenes”. “Le llamamos Página por Día porque los talleres duran un día o dos, las escuelas no nos dan más tiempo y en ese periodo logramos que los chicos hagan su propio fanzine, que lean y escriban. Tal vez no saquemos a un literato, aunque no se sabe, pero sí logramos que los muchachos busquen autores jóvenes como Rafa Saavedra, Heriberto Yépez, Ali Calderón. Creamos comunidades de lectores”, afirma Martínez. En el proyecto Frend Litera se trabaja con personas de la tercera edad, se les llevan cuentos sobre la frontera y luego se les pide narrar cómo llegaron aquí. “Y hacemos que escriban algo, un cuento, un corrido, un pensamiento, lo que quieran y lo presentamos en círculo de lectura”,

en Tijuana o bien que de BC encuentren espacios de expresión en otras ciudades como Monterrey, Guadalajara o DF. n Fábrica de Letras Literatura, especialmente de ficción, historia o filosofía son aln Página por Día gunos de los géneros promovidos por esta peculiar asociación civil n Frend Litera formada en Tijuana ya que es de las pocas organizaciones civiles que promueven la literatura fuera apunta la escritora y guionista de su círculo natural que normalKarla Martínez que actualmente mente se sitúa entre estudiantes de trabaja en el departamento de pro- carreras de arte y letras. moción editorial de la UNAM. “Tijuana en 120 palabras” es le PRÓXIMO PROYECTO libro más reciente de la editorial, La asociación no tiene fines de surgido de un proyecto comunita- lucro y trabaja tanto con el apoyo rio, un concurso de literatura de de instituciones gubernamentales 2009 en el que ciudadanos comu- como privadas, la mayoría casas nes definieron a Tijuana en 120 editoriales, así como la subvención palabras, la publicación de dicho de sus propios integrantes. compendio se dio apenas este 2011 Uno de los proyectos en ciernes y ya está en línea ya que una de las es la donación de acervo literario vertientes de la agrupación es subir para escuelas secundarias y prelibros gratuitos en línea. paratorias de la periferia, para lo A través de la editorial que fun- cual piden a personas interesadas dó la agencia también han logrado en dar mejor destino a sus libros la movilidad de autores indepen- de literatura a donar el acervo que dientes ya sea que se presenten deseen.

PROYECTOS

Karla Martínez, presidenta.

“Desde nuestra trinchera podemos seguir haciendo cosas aunque no tengamos presupuesto. Por ejemplo buscamos promover una campaña de donación de libros de literatura y nosotros a nuestra vez llevarlos a las escuelas que requieran hacerse de este acervo. Comenzaremos con nuestros amigos y conocidos pero está abierto a todo el público en general, que nos digan si quieren donar y nosotros vamos por el material”, confirma Karla Martínez. El destino de los libros donados será publicado en la página de Facebook o en el Twitter de la asociación denominado NorteEstación “Otra de las maneras de apoyar es a través del trabajo voluntario. Nuestra asociación es pequeña, somos tres trabajando en esto que es una pasión por promover la literatura, así que se necesitan muchas manos, ya sea para recoger y entregar los libros donados o para repartir los fanzines que se hacen en los talleres”, complementó Martínez. “Ahora que la mejor manera de apoyar es que vayan a los eventos, que se involucren en los programas de lectura. Que se lo den a los hijos, mamás o abuelos a leer. Entre más van, más posibilidades de crear lectores. Lo que estamos haciendo es generar que la gente vaya, participe y se involucre en la lectura”, apuntó la literata.


Norte Estación