Issuu on Google+

MINA INVIERNO DIFUNDIÓ PROYECTO DE REHABILITACIÓN AMBIENTAL EN FICOM 2013 Los aspectos más relevantes del proyecto de rehabilitación ambiental que Mina Invierno ejecuta en las instalaciones de Estancia Invierno, ubicada en Isla Riesco, fueron presentados en una exposición abierta al público en el marco de la Feria Internacional de la Industria y la Construcción en Magallanes, Ficom 2013. La actividad se realizó el pasado fin de semana y fue organizada por la delegación regional de la Cámara Chilena de la Construcción en dependencias de Inacap Punta Arenas. El jefe de Rehabilitación Ambiental de Mina Invierno, Gabriel Rodríguez, abordó las implicancias del proyecto que se ejecuta en una extensión de 1.509 hectáreas y que equivale al 0,3% de la isla. El rajo de la mina abarca 487 hectáreas y es en ese territorio donde se concentrarán las actividades de rehabilitación ambiental. Rehabilitación ambiental Al considerar la rehabilitación ambiental, la propuesta de trabajo apunta a generar las acciones que permitan restablecer las condiciones originales de un ecosistema o de alguno de sus componentes. “El rajo móvil es un proceso mediante el cual, a medida que se realiza la extracción del carbón, se va rellenando la mina con la creación de botaderos interiores, lo que permitirá minimizar el tamaño de la mina”, precisa. “Estamos desarrollando estudios para determinar cuál es la mejor combinación de especies y micrositios para instalar las plantas sobre los botaderos”, agrega. En principio se definió que se trabajaría sólo con gramíneas, pero la mirada actual es más a largo plazo, por lo que también se trabajará con arbustos y árboles nativos -como lengas, ñirres e incluso coigües- en aquellas zonas en que el diseño del botadero y las condiciones lo permitan. Para generar esos recursos se cuenta con moderna infraestructura como dos invernaderos que suman 800 metros cuadrados, en los que se utiliza tecnología de punta y se trabaja con especies nativas. Próximamente Mina Invierno duplicará esa capacidad para fortalecer el trabajo de rehabilitación ambiental. A eso se suma la constante asesoría de expertos regionales, nacionales e internacionales. Destaca el apoyo de Jim Burger, quien cuenta con 33 años de experiencia en el área de la rehabilitación minera en Estados Unidos. “Nuestro compromiso inicial es plantar un total de 120 hectáreas dentro del área de afectación directa del proyecto, más otras áreas en las cuales podamos plantar árboles y arbustos. Esto se suma a las cerca de 400 hectáreas de plantación que se deben realizar


en el Area de Compensación Integrada para cumplir con el Plan de Manejo Forestal”, señala Rodríguez. "La idea de la rehabilitación es devolver los sectores impactados a su condición original. La condición original es que cuando empezamos a trabajar en el proyecto nos encontramos con praderas y bosques que estaban muy degradados. Lo que nosotros pretendemos es desarrollar bosques o bosquetes sanos, vigorosos y con crecimiento óptimo que presten un servicio ambiental no sólo a nosotros sino a la comunidad en general”, refuerza. Positivas experiencias a imitar Los bosques que están siendo intervenidos en el proyecto corresponden a recursos altamente utilizados en actividades como la ganadería. De acuerdo a las investigaciones realizadas, la experiencia internacional demuestra que se puede realizar la rehabilitación minera dentro de plazos razonables y por ello Mina Invierno está desarrollando todos los estudios necesarios que permitan lograrlo. Por lo demás, existen claros ejemplos de lo que se puede lograr. Es el caso de la zona minera de los Montes Apalaches, ubicados en West Virginia, Estados Unidos, que fue intervenida por la explotación minera y que posteriormente fue rehabilitada con positivos resultados. “Nuestro desafío es similar y podemos hacerlo”, afirmó el especialista forestal.


Comunicado Rehabilitación Ambiental