Issuu on Google+

familia Abstinencia sexual Mi pediatra y

a単o 2 | 2010

Hablan los adolescentes

Condiciones de la tiroides en la ni単ez

多Circuncidar o no circuncidar?

Como aliviar el reflujo en los bebes


Day 1 Day 2

Day 3

Day 4

Day 5

TAKE (azithromycin) Z-PAK FOR 5 DAYS OR... 250 mg 速

1

TAKE AZITHROMYCIN TO

Available for pediatric patients with CAP2

1 DAY. 1 DOSE. 2

Prescribe Zmax for your pediatric CAP patients! 2


Zmax® (azithromycin extended release) for oral suspension Brief Summary of Prescribing Information INDICATIONS AND USAGE Zmax is indicated for the treatment with mild to moderate infections caused by susceptible isolates of the designated microorganisms in the specific conditions listed below. Acute bacterial sinusitis in adults due to Haemophilus influenzae, Moraxella catarrhalis or Streptococcus pneumoniae. Community-acquired pneumonia in adults and pediatric patients six months of age or older due to Chlamydophila pneumoniae, Haemophilus influenzae, Mycoplasma pneumoniae or Streptococcus pneumoniae, in patients appropriate for oral therapy. Pediatric use in this indication is based on extrapolation of adult efficacy. To reduce the development of drug-resistant bacteria and maintain the effectiveness of Zmax and other antibacterial drugs, Zmax should be used only to treat infections that are proven or strongly suspected to be caused by susceptible bacteria. When culture and susceptibility information are available, they should be considered in selecting or modifying antibacterial therapy. In the absence of such data, local epidemiology and susceptibility patterns may contribute to the empiric selection of therapy. Appropriate culture and susceptibility tests should be performed before treatment to determine the causative organism and its susceptibility to Zmax.Therapy with Zmax may be initiated before results of these tests are known; once the results become available, antimicrobial therapy should be adjusted accordingly. CONTRAINDICATIONS Zmax is contraindicated in patients with known hypersensitivity to azithromycin, erythromycin or any macrolide or ketolide antibiotic. WARNINGS AND PRECAUTIONS Allergic and skin reactions Serious allergic reactions, including angioedema, anaphylaxis, Stevens Johnson syndrome, and toxic epidermal necrolysis have been reported rarely in patients on azithromycin therapy using other formulations. Although rare, fatalities have been reported. Despite initially successful symptomatic treatment of the allergic symptoms, when symptomatic therapy was discontinued, the allergic symptoms recurred soon thereafter in some patients without further azithromycin exposure.These patients required prolonged periods of observation and symptomatic treatment. The relationship of these episodes to the long tissue half-life of azithromycin and subsequent exposure to antigen has not been determined. If an allergic reaction occurs, appropriate therapy should be instituted. Physicians should be aware that reappearance of the allergic symptoms may occur when symptomatic therapy is discontinued. Clostridium difficile-associated diarrhea Clostridium difficile-associated diarrhea (CDAD) has been reported with use of nearly all antibacterial agents, including Zmax, and may range in severity from mild diarrhea to fatal colitis. Treatment with antibacterial agents alters the normal flora of the colon leading to overgrowth of C. difficile. C. difficile produces toxins A and B which contribute to the development of CDAD. Hypertoxin producing strains of C. difficile cause increased morbidity and mortality, as these infections can be refractory to antimicrobial therapy and may require colectomy. CDAD must be considered in all patients who present with diarrhea following antibiotic use. Careful medical history is necessary since CDAD has been reported to occur over two months after the administration of antibacterial agents. If CDAD is suspected or confirmed, ongoing antibiotic use not directed against C. difficile may need to be discontinued. Appropriate fluid and electrolyte management, protein supplementation, antibiotic treatment of C. difficile, and surgical evaluation should be instituted as clinically indicated. Exacerbation of myasthenia gravis Exacerbation of symptoms of myasthenia gravis and new onset of myasthenic syndrome have been reported in patients receiving azithromycin therapy. Gastrointestinal Disturbances A higher incidence of gastrointestinal adverse events (8 of 19 subjects) was observed when Zmax was administered to a limited number of subjects with GFR <10 mL/min. Prolongation of the QT interval Prolonged cardiac repolarization and QT interval, imparting a risk of developing cardiac arrhythmia and torsades de pointes, have been seen in treatment with other macrolides. A similar effect with azithromycin cannot be completely ruled out in patients at increased risk for prolonged cardiac repolarization. Development of drug resistant bacteria Prescribing Zmax in the absence of a proven or strongly suspected bacterial infection is unlikely to provide benefit to the patient and increases the risk of the development of drug-resistant bacteria. ADVERSE REACTIONS Clinical studies experience Because clinical trials are conducted under widely varying conditions, adverse reaction rates observed in the clinical trials of a drug cannot be directly compared to rates in the clinical trials of another drug and may not reflect the rates observed in practice. Adults: The data described below reflect exposure to Zmax in 728 adult patients. All patients received a single 2-g oral dose of Zmax. The population studied had community-acquired pneumonia and acute bacterial sinusitis. In controlled clinical trials with Zmax, the majority of the reported treatment-related adverse reactions were gastrointestinal in nature and mild to moderate in severity. Overall, the most common treatment-related adverse reactions in adult patients receiving a single 2-g dose of Zmax were diarrhea/loose stools (12%), nausea (4%), abdominal pain (3%), headache (1%), and vomiting (1%). The incidence of treatment-related gastrointestinal adverse reactions was 17% for Zmax and 10% for pooled comparators. Treatment-related adverse reactions following Zmax treatment that occurred with a frequency of <1% included the following: Cardiovascular: palpitations, chest pain Gastrointestinal: constipation, dyspepsia, flatulence, gastritis, oral moniliasis Genitourinary: vaginitis Nervous System: dizziness, vertigo General: asthenia Allergic: rash, pruritus, urticaria Special Senses: taste perversion Laboratory Abnormalities In subjects with normal baseline values, the following clinically significant laboratory abnormalities (irrespective of drug relationship) were reported in Zmax clinical trials: - with an incidence of greater than or equal to 1%: reduced lymphocytes and increased eosinophils; reduced bicarbonate; - with an incidence of less than 1%: leukopenia, neutropenia, elevated bilirubin, AST, ALT, BUN, creatinine, alterations in potassium. Where follow-up was provided, changes in laboratory tests appeared to be reversible. Pediatric Patients: The data described below reflect exposure to Zmax in 907 pediatric patients. The population was 3 months to 12 years of age. All patients received a single 60 mg/kg oral dose of Zmax. As in adults, the most common treatment-related adverse reactions in pediatric subjects were gastrointestinal in nature. The pediatric subjects all received a single 60 mg/kg dose (equivalent to 27 mg/lb) of Zmax. In a study with 450 pediatric subjects (ages 3 months to 48 months), vomiting (11%), diarrhea (10%) loose stools (9%), and abdominal pain (2%) were the most frequently reported treatment-related gastrointestinal adverse reactions. Many treatment related gastrointestinal adverse reactions with an incidence greater than 1% began on the day of dosing in these subjects [43%(68/160)] and most [53%(84/160)] resolved within 48 hours of onset. Treatment-related adverse events that were not gastrointestinal, occurring with a frequency ≥ 1% were: rash (5%), anorexia (2%), fever (2%), and dermatitis (2%). In a second study of 337 pediatric subjects, ages 2 years to 12 years, the most frequently reported treatment-related adverse reactions also included vomiting (14%), diarrhea (7%), loose stools (2%), nausea (4%) and abdominal pain (4%).

A third study investigated the tolerability of two different concentrations of azithromycin oral suspension in 120 pediatric subjects (ages 3 months to 48 months), all of whom were treated with azithromycin.The study evaluated the hypothesis that a more dilute, less viscous formulation (the recommended 27 mg/mL concentration of Zmax) is less likely to induce vomiting in young children than a more concentrated suspension used in other pediatric studies.The vomiting rate for subjects taking the dilute concentration azithromycin was 3% (2/61). The rate was numerically lower but not statistically different from the vomiting for the more concentrated suspension. Across both treatment arms, the only treatmentrelated adverse events with a frequency of ≥1% were vomiting (6%, 7/120) and diarrhea (2%, 2/120). Treatment-related adverse reactions with a frequency of <1% following Zmax treatment in all 907 pediatric subjects in the Phase 3 studies were: Body as a whole: chills, fever, flu syndrome, headache; Digestive: abnormal stools, constipation, dyspepsia, flatulence, gastritis, gastrointestinal disorder, hepatitis; Hemic and Lymphatic: leukopenia; Nervous System: agitation, emotional liability, hostility, hyperkinesia, insomnia, irritability, parasthesia, somnolence; Respiratory: asthma, bronchitis, cough increased, dyspnea, pharyngitis, rhinitis; Skin and Appendages: dermatitis, fungal dermatitis, maculopapular rash, pruritus, urticaria; Special Senses: otitis media, taste perversion; Urogenital: dysuria. Laboratory Abnormalities In subjects with normal baseline values, the following clinically significant laboratory abnormalities (irrespective of drug relationship) were reported in Zmax pediatric clinical trials: - with an incidence of greater than or equal to 1%: elevated eosinophils, BUN, and potassium; decreased lymphocytes; and alterations in neutrophils; - with an incidence of less than 1%: elevated SGOT, SGPT and creatinine; decreased potassium; and alterations in sodium and glucose. Postmarketing experience with other azithromycin products Because these reactions are reported voluntarily from a population of uncertain size, reliably estimating their frequency or establishing a causal relationship to drug exposure is not always possible. Adverse events reported with azithromycin immediate release formulations during the post-marketing period for which a causal relationship may not be established include: Allergic: arthralgia, edema, urticaria and angioedema Cardiovascular: palpitations and arrhythmias including ventricular tachycardia and hypotension There have been rare reports of QT prolongation and torsades de pointes. Gastrointestinal: anorexia, constipation, dyspepsia, flatulence, vomiting/diarrhea rarely resulting in dehydration, pseudomembranous colitis, pancreatitis, oral candidiasis and rare reports of tongue discoloration General: asthenia, paresthesia, fatigue, malaise and anaphylaxis (rarely fatal) Genitourinary: interstitial nephritis, acute renal failure, moniliasis and vaginitis Hematopoietic: thrombocytopenia, mild neutropenia Liver/Biliary: abnormal liver function including hepatitis and cholestatic jaundice, as well as rare cases of hepatic necrosis and hepatic failure, some of which have resulted in death Nervous System: convulsions, dizziness/vertigo, headache, somnolence, hyperactivity, nervousness, agitation and syncope Psychiatric: aggressive reaction and anxiety Skin/Appendages: pruritus, rash, photosensitivity, rarely serious skin reactions including erythema multiforme, Stevens-Johnson syndrome and toxic epidermal necrolysis Special Senses: hearing disturbances including hearing loss, deafness and/or tinnitus and rare reports of taste/smell perversion and/or loss DRUG INTERACTIONS Warfarin Although, in a study of 22 healthy men, a 5-day course of azithromycin did not affect the prothrombin time from a subsequently administered dose of warfarin, spontaneous post-marketing reports suggest that concomitant administration of azithromycin may potentiate the effects of oral anticoagulants. Prothrombin times should be carefully monitored while patients are receiving azithromycin and oral anticoagulants concomitantly. USE IN SPECIFIC POPULATIONS Pregnancy Teratogenic Effects. Pregnancy Category B: Reproduction studies have been performed in rats and mice at doses up to moderately maternally toxic dose concentrations (i.e., 200 mg/kg/day).These daily doses in rats and mice, based on mg/m2, are estimated to be approximately equivalent to one or onehalf of, respectively, the single adult oral dose of 2 g. In the animal studies, no evidence of harm to the fetus due to azithromycin was found. There are, however, no adequate and well-controlled studies in pregnant women. Because animal reproduction studies are not always predictive of human response, azithromycin should be used during pregnancy only if clearly needed. Nursing Mothers It is not known whether azithromycin is excreted in human milk. Because many drugs are excreted in human milk, caution should be exercised when azithromycin is administered to a nursing woman. Pediatric Use Safety and effectiveness in the treatment of pediatric patients under 6 months of age have not been established. Community-Acquired Pneumonia: The safety and effectiveness of Zmax have been established in pediatric patients 6 months of age or older with community-acquired pneumonia due to Chlamydophila pneumoniae, Mycoplasma pneumoniae, Haemophilus influenzae or Streptococcus pneumoniae. Use of Zmax for these patients is supported by evidence from adequate and well-controlled studies of Zmax in adults with additional safety and pharmacokinetic data in pediatric patients. Acute bacterial sinusitis: Safety and effectiveness in the treatment of pediatric patients with acute bacterial sinusitis have not been established. Geriatric Use Data collected from the azithromycin capsule and tablet formulations indicate that a dosage adjustment does not appear to be necessary for older patients with normal renal function (for their age) and hepatic function receiving treatment with Zmax. In clinical trials of Zmax, 17% of subjects were at least 65 years of age (214/1292) and 5% of subjects (59/1292) were at least 75 years of age. No overall differences in safety or effectiveness were observed between these subjects and younger subjects. Renal Impairment No dosage adjustment is recommended for patients with GFR >10 mL/min. Caution should be exercised when Zmax is administered to patients with GFR <10 mL/min, due to a higher incidence of gastrointestinal adverse events (8 of 19 subjects) observed in a limited number of subjects with GFR <10 mL/min. Gender The impact of gender on the pharmacokinetics of azithromycin has not been evaluated for Zmax. However, previous studies have demonstrated no significant differences in the disposition of azithromycin between male and female subjects. No dosage adjustment of Zmax is recommended based on gender. OVERDOSAGE Adverse events experienced in higher than recommended doses were similar to those seen at normal doses. In the event of overdosage, general symptomatic and supportive measures are indicated as required.

CONTENIDO 8 Creencias con respecto a la abstinencia sexual como método de prevención de infecciones de transmisión sexual

14 Circuncisión ¿Sí o no? 17 Todavía mi hijo moja la cama

18 El Virus Sincitial Respiratorio

19 Cómo podemos atenuar el síndrome premenstrual?

21 Hipotiroidismo e hipertiroidismo en la niñez

25 El reflujo gastroesofágico en los bebés

grupo editorialmundo Editor Dr. Orlando Brinn Asuntos Comerciales y de Negocios Ileana Santiago Alvarez isantiago@editorialmundo.com Asuntos Administrativos Lorraine Pérez Flores Arte Somos La Pera, Inc

ZMU00176 ZMU00173

Creativo Paloma Isabel Lugo Hernandez

All rights reserved.

Printed in USA/November 2009

sobre tus dientes

COMUNICACIÓN INTELIGENTE

Please see full Prescribing Information for additional information about Zmax.

©2009 Pfizer Inc.

30 8 mentiras y verdades

Circulación Oficinas y Torres Médicas Ricardo A. Lugo Martínez Circulación nacional Servicio postal Presidente editorial Mundo Pedro Carlos Lugo III Teléfonos editorial Mundo: 787-848-3333 787-841-6188 Fax: 787-848-2300

Mi Pediatra y Familia, es una publicación de editorial Mundo, PO Box 7663 Ponce, Puerto Rico 00732-7664 Copyright® 2010. Concepto, diseño, montaje, edición y producción propiedad exclusiva de editorial Mundo y Mundo RP, Inc. Material y anuncios publicitarios compilado de fuentes de las cuales se presume veracidad, pero Mi Pediatra y Familia no asume responsabilidad por errores u omisiones. Se reserva todos los derechos, incluyendo la traducción de todo escrito y fotografía. Mi Pediatra y Familia permite la reproducción del material publicado en esta edición para fines educativos y no lucrativos. Casos clínicos y artículos médicos deben tener el permiso expreso del autor.

Mi Pediatra y Familia | 5


EDITORIAL

Urge entender cómo piensan, sienten y se relacionan nuestros adolescentes

L

a adolescencia, tiene una lógica que hay que tener en cuenta para entender el comportamiento de los adolescentes. Desde el punto de vista de la psicología existen dimensiones que nos permiten conocer el rostro de los adolescentes: cómo piensan, cómo sienten y cómo se relacionan. En esta edición veremos algunos de estos aspectos gracias a un estudio realizado por científicos de la conducta de la Escuela Graduada de Salud Pública del Recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico. Y es que en la adolescencia el joven tiende a descubrir muchas alternativas a las indicaciones de los padres y normalmente parece no estar dispuesto a aceptar decisiones si no está de acuerdo. Hay que estar consciente que la adolescencia es un tiempo de cambio. Los amigos son un elemento importante, casi vital. En el grupo, encuentra satisfecha su necesidad de comunicación. Piensan que a nadie como a sus amigos pueden

contar sus dudas y vacilaciones, sus penas y sus lamentos, así como la incomprensión de los adultos, pero sobre todo sus conquistas, sus experiencias y sus descubrimientos. El amigo es igual que él, piensan que es el que mejor que le comprende, el que le suministra información y con quien puede sentirse seguro en momentos de desafío. Y es ahí donde el hogar debe ser un referente de valores, principios, normas, pero también un referente para que los adolescentes descubran su propia identidad. Recordemos que el adolescente quiere ser independiente pero no quiere romper con los lazos que les unen a sus padres.

E

s importante aquí ayudarlos a canalizar sus conflictos y emociones. Es preciso abrir un espacio de diálogo y orientación permanente donde puedan expresar los sentimientos de una manera transparente, directa y auténtica. Hasta la próxima,

Orlando Brinn Esparra MD Presidente de la Asociación de Médicos Pediatras de la Región Oeste

Mi Pediatra y Familia | 7


HABLA CON ELLOS

Creencias con respecto a la abstinencia sexual como método de prevención de infecciones de transmisión sexual Olga L. Avendaño Ruiz, MD., MPH, Recinto de Ciencias Médicas Escuela Graduada de Salud Pública Departamento de Desarrollo Humano Programa de Madres y Niños Universidad de Puerto Rico. René R. Dávila Torres, BS, MS, PhDc, DBAc Catedrático Auxiliar Recinto de Ciencias Médicas Escuela Graduada de Salud Pública Departamento de Desarrollo Humano Programa de Madres y Niños Universidad de Puerto Rico. José J. Gorrín Peralta, MD., MPH., FACOG, FABM, Catedrático Recinto de Ciencias Médicas Escuela Graduada de Salud Pública Departamento de Desarrollo Humano Programa de Madres y Niños Universidad de Puerto Rico. Correspondencia a: Prof. René R. Dávila Torres, Escuela Graduada de Salud Pública, Programa de Madres y Niños, P.O.Box 365067, San Juan, Puerto Rico 00936-5067E mail: rene.davila@upr.edu

Resumen Introducción: Los programas de edu-

cación sexual promovidos por el Departamento de Educación Federal de los Estados Unidos de América y puestos en práctica en Puerto Rico, establecen dos tipos de acercamientos: a) los de abstinencia solamente y b) los que también proveen información y consejos de anticoncepción (Stammers, 2003). En Puerto Rico se promueven los programas de educación sexual integral durante el nivel intermedio, ofreciendo información sobre la abstinencia sexual como método eficaz para la prevención de embarazos, así como, otras consecuencias negativas de la actividad sexual prematura para su desarrollo emocional (Política Pública de Educación en Salud Sexual, 2004). Sin embargo, los adolescentes parecen estar mal informados acerca de los riesgos de las infecciones de transmisión sexual y otros tipos de prácticas como el sexo oral (Remez, 2000). Estudios indican que las políticas basadas en abstinencia no necesariamente resultan en una mejoría de la salud sexual (Weaver et al., 2005). Los programas de prevención para jóvenes dentro y fuera 8 | Mi Pediatra y Familia

de las escuelas deben ser expandidos, los padres deben darse a la tarea de comunicar sus valores y expectativas acerca del comportamiento sexual. Este estudio tuvo como propósito identificar las creencias de los adolescentes acerca de la abstinencia sexual como método de prevención de infecciones de transmisión sexual.

Método Dos escuelas intermedias del Municipio de Guaynabo, Puerto Rico fueron seleccionadas para llevar a cabo el estudio. Se escogió este municipio por contar con una de las tasas de natalidad bruta más bajas del área metropolitana, pero más alta comparada con el resto de la Isla y por tener una población adolescente elevada, sobretodo femenina. Se llevaron a cabo cinco grupos focales con adolescentes (uno por grado académico y por sexo del participante). Cada grupo focal estuvo compuesto por un mínimo de cuatro estudiantes y un máximo de nueve. Los criterios de inclusión fueron:

1) adolescentes cursando un nivel intermedio de educación; 2) participar de forma voluntaria; y 3) que sus padres consintieran su participación y ellos/as asintieran a participar. Se utilizó una plantilla para recopilar información sociodemográfica de los participantes. Se utilizó una guía de preguntas como instrumento de medición que fue preparada basada en la literatura. Esta guía contó con 21 preguntas dirigidas a: 1) creencias sobre el inicio temprano de las relaciones sexuales y su motivación; y 2) opinión acerca de la abstinencia sexual como método de prevención de infección de transmisión sexual y su importancia en el programa de educación sexual en Puerto Rico. Todos los grupos focales fueron grabados y transcritos al “verbatim”. Este estudio fue aprobado por el Comité de Derechos Humanos del Recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico. Análisis de contenido fue llevado a cabo a cada una de las transcripciones.

“Si nos dicen que no tengamos relaciones sexuales, igual las vamos a tener” — Hombre

“Con decirte que no lo hagas, no lo hagas, no sacan nada, si ya lo están haciendo, deberían decirte que lo hagas pero con protección, porque con decir que no lo hagan están haciendo lo mismo” — Mujer

“Mis papás no hablan conmigo de eso” — Hombre

“Desde que estoy en esta escuela no me han dado una sola charla de sexualidad” —Mujer

Mi MiPediatra PediatrayyFamilia Familia| | 9


HABLA CON ELLOS

Quienes participaron...

32 27

Cantidad de adolescentes que participaron en el estudio.

{ { {

indicaron haber recibido algún tipo de educación sexual en la escuela.

10 | Mi Pediatra y Familia

23 9

Mujeres

Varones

15 años es la edad

promedio del grupo cuyas edades fluctúan entre los 11 y 17 años

Recibieron información adicional:

16

de padres o familiares

13

5

amigos o en la Iglesia medios de comunicación

Resultados ¿Qué saben sobre las relaciones sexuales? La mayoría asociaron la pregunta con estar en pareja y reproducirse (Cuando una mujer y un hombre están juntos –Mujer G-I), pero tienen claro que no necesariamente tiene que haber amor en la relación (Pero no todo el tiempo se ama a la otra persona, supuestamente se ama por un momento o es amor total). De igual forma, entienden que las relaciones sexuales no tienen que ser con personas del otro sexo (No necesariamente tienen que ser de otro sexo, pueden ser del mismo sexo – Mujer G-II). ¿Por qué creen que los adolescentes inician temprano las relaciones sexuales y qué los motivan a hacerlo? La mayoría estuvo de acuerdo en decir que la curiosidad (Para probar si es tan bueno como dicen – Mujer GII) y la presión de grupo (También a veces los amigos están hablando y dicen que ya han tenido relaciones sexuales, que ya todos lo han hecho y uno por no quedarse atrás dice lo mismo- Mujer GI) influyen en la decisión; otros consideran que las hormonas y el placer juegan un papel importante. ¿Cuál es la mejor edad para iniciar las relaciones sexuales y porqué? Los grupos coincidieron en que la mejor edad debe ser cuando se esté realmente maduro y preparado para afrontar las consecuencias de las relaciones sexuales que para ellos son: quedar embarazada o contagiarse con alguna infección de transmisión sexual (Es cuando un se sienta preparado, no importa la edad, cuando un crea que debe, unos tienen 18, otros 16, no importa la edad, es cuando sientas que estás preparado – Hombre GV) ¿Qué los motivaría a no tener sexo? Las primeras respuestas fueron: contagiarse de una enfermedad de transmisión sexual (Todas las enfermedades de transmisión sexual que hay - GIII) y quedar embarazada. También hubo preocupaciones como

el no poder terminar los estudios o temor hacia los padres (Uno lo hace y si queda en embarazo los padres lo botan de la casa y no le brindan ningún apoyo- Mujer GI) y/o iglesias (Respeto a la religión- Mujer GIII). ¿Qué es la abstinencia sexual? En todos los grupos focales se llego a la conclusión que es “no tener sexo”. ¿Practican la abstinencia sexual? Todos los grupos respondieron que si, a excepción de un grupo de hombres que respondió “de vez en cuando” (Hombres GIV). De igual forma, se les pregunto si tenían amigos que la practicaban, todos los grupos respondieron que sí. ¿En tu casa se habla de abstinencia? Las respuestas fueron escasas, algunos respondieron que sí hablan con su mamá (Si se habla en la casa, sobre todo con mi mamá-Mujer GI), otros mencionaron además: tías, primas o hermanas. Otros refirieron que nunca hablan con sus padres del tema (Mis papás no hablan conmigo de esoHombre GV). Cuando se les preguntó si ¿hablan o han hablado con sus amigos del tema? Todo los grupos respondieron que sí y mencionaron que el tema del sexo es constante en sus conversaciones (Sí todo el tiempo estamos hablando de sexo- Hombre GV; Uhh, siempre estamos hablando de eso- Mujer GIV). ¿Creen que la abstinencia es la mejor forma de controlar las ITS? Todos respondieron en que sí, pero algunos grupos dudaron en que todos la practiquen (¿pero quién lo practica?), al igual que mencionaron que necesitan además otro tipo de educación con respecto a métodos de protección. ¿Porqué se abstendrían de tener sexo? Nuevamente contestaron que sus principales temores corresponden a quedar en embarazo o contraer un ITS; sin embargo, manifestaron temores como no poder terminar sus estudios, no tener dinero o perder la figura por un embarazo (Por miedo

a engordar, si, por ejemplo si quedo preñada puedo quedar gorda). Hubo quien indico que “no se abstendrían por nada”. ¿Creen que el enfoque de abstinencia sexual dado en las escuelas sirve para prevenir las ITS? Muchos de los participantes respondieron que es muy poca la información que han recibido con respecto a la abstinencia (Solo nos dicen no lo hagan, pero no nos enseñan- Mujer GII; No deberían decirnos que no lo hagamos, deberían enseñarnos más a cómo usar un condón, que no se nos pegue una enfermedad de esas, como protegernos- Mujer GIV) y otros mencionaron no recibirla (Desde que estoy en esta escuela no me han dado una sola charla de sexualidad -Mujer GI). Refieren además que tienen algunas clases como maternidad y paternidad responsable o biología en donde les mencionan algo de abstinencia o métodos de protección. ¿Qué modificarían a la educación sexual en Puerto Rico y al programa de educación sexual? Coincidieron en que quieren recibir más educación sexual, que sea más participativa y que no solo les enseñen a no tener sexo (Que nos muestren casos reales de jóvenes como nosotras que han tenido problemas por quedar en embarazo o por alguna enfermedad - Mujer GII; Con decirte que no lo hagas, no lo hagas, no sacan nada, si ya lo están haciendo, deberían decirte que lo hagas pero con protección, porque con decir que no lo hagan están haciendo lo mismo- Mujer GIII; Si nos dicen que no tengamos relaciones sexuales, igual las vamos a tener- Hombre GV).

Discusión Los participantes indicaron que reciben la mayoría de su educación sexual en la escuela y la familia; sin embargo, dejan claro que también reciben educación por parte de amigos y medios de comunicación. De acuerdo con el Committee on Public Education (2001), los mensajes transmitidos por medios de comuniMi Pediatra y Familia |11


HABLA CON ELLOS Aunque tienen claro que la abstinencia sexual es “no tener sexo” y que la decisión debe ser tomada por ellos, los participantes no establecen si otro tipo de prácticas son formas de abstinencia, lo que puede indicarnos que los conceptos de abstinencia sexual y de actividad sexual dados por el currículo de Educación Sexual no necesariamente son claros o no han llegado a los participantes como se espera. cación contienen información irreal, inexacta, y engañosa que las personas jóvenes aceptan como hecho. Sin embargo, muchos adolescentes dependen de los medios de comunicación en exceso como una fuente importante de información sobre relaciones sexuales (Weiss 2007). Los participantes consideran las relaciones sexuales como el encuentro entre un hombre y una mujer, aunque también lo entienden con personas del mismo sexo. Estos entienden las relaciones sexuales como el contacto entre dos personas, lo que es un concepto muy general; no especifican otro tipo de prácticas como parte de estas relaciones. Lo que nos debe llevar a explorar su educación acerca de otro tipo de prácticas sexuales que los adolescentes puedan entender como seguras o de las cuales sienten temor de hablar. Interesantemente, la edad para iniciar las relaciones sexuales fue identificada como aquella cuando estén mental, física y psicológicamente preparados, lo que sugiere que la base para tomar la decisión de tener relaciones sexuales debe tener una perspectiva diferente o difiere de los datos estadísticos que demuestran el temprano inicio de las mismas en la isla. Por otro lado, los participantes postergarían las relaciones sexuales por temores como el de adquirir una ITS o quedar en embarazo. Esto concuerda con el estudio realizado por Delgado (2002), en donde los adolescentes mencionan estas mismas razones, además de miedo a sus padres, estabilidad económica y al matrimonio. Los Centros para el Control de Enfermedades y Prevención de Atlanta (2002) y la Organización Mundial de la Salud (2002) establecen que se debe 12 | Mi Pediatra y Familia

ofrecer educación que ayude al adolescente a desarrollar un comportamiento sexual sano. Los participantes tienen claro que la abstinencia sexual es “no tener sexo” y que la decisión debe ser tomada por ellos. Sin embargo, no establecen si otro tipo de prácticas son formas de abstinencia, lo que puede indicarnos que los conceptos de abstinencia sexual y de actividad sexual dados por el currículo de Educación Sexual no necesariamente son claros o no han llegado a los participantes como se espera. El currículo establece que la abstinencia sexual consiste en “escoger voluntariamente no tener actividad sexual antes del matrimonio y actividad sexual se refiere a cualquier tipo de contacto genital o estimulación sexual entre dos personas, incluyendo, pero no limitando el encuentro sexual”. También los participantes entienden que el abstenerse es la mejor forma de prevenir el contagio de ITS, pero también dejan claro que desean recibir más información de otros métodos de protección. Esto difiere con los defensores de los programas de abstinencia solamente, quienes insisten en que la enseñanza de anticoncepción y el uso de condón puede animar a los adolescentes a participar de una conducta sexual peligrosa (Beshers, 2007). Con respecto al enfoque dado en las escuelas acerca de la abstinencia sexual como método de prevención de ITS, es muy poca la información que los participantes reciben y algunos dicen no haber recibido ninguna educación. Esto cuestiona lo establecido por el programa de Educación en Salud del Departamento de Salud que promueve programas de educación sexual integral desde nivel elemental

hasta el superior. Dentro de las modificaciones que los participantes le harían a la educación sexual en Puerto Rico y al programa de educación sexual están el recibir más educación, que los hagan más participes de la misma y que no solo les enseñen a no tener sexo. Esto sugiere que la alternativa real no es seguir promoviendo la abstinencia sexual solamente, sino darles todas las herramientas para que puedan tener una vida sexual sin temores o riesgos. Finalmente reconocemos que los hallazgos de este estudio no son generalizables a la población de adolescentes en Puerto Rico; sin embargo los mismos aportan a entender los programas de abstinencia solamente desde la perspectiva de quien lo recibe y no del que lo ofrece, aportando información valiosa para el desarrollo de programas de educación sexual en las escuelas.

Referencias 1. Beshers S (2007). Abstinence-what?: A critical Look at Language of Educational Approaches to Adolescents Sexual Risk Reduction. The Journal of School Health, 77, 637-640. 2. Centers for Diseases Control and Prevention (2002). Sexual Behavior and Selected Health Measures: Men and Women 15-44 years of age, United States. Retrieved on February 14, 2010 from www.cdc.gov. 3. Delgado, N. (2001). Jóvenes de Puerto Rico hablan sobre el embarazo en la adolescencia: Investigación con grupos focales de adolescentes. Programa de Servicios Integrales de Salud al Adolescente (SISA). 4. Organización Mundial de la Salud (2002). Enfermedades de transmisión sexual: Políticas y Principios de Prevención y Asistencia. 5. Política Pública de Educación en Salud Sexual en las Escuelas Públicas del Departamento de Educación. Carta Circular Núm. 3 2004-2005. Departamento de Educación de Puerto Rico. 6. Remez L (2000). Oral sex among adolescents: It is sex or it is abstinence? Family Planning Perspectives, 32, 298-305. 7. Stammers T. (2003). Abstinence under fire. Postgraduate Medical Journal, 79, 365. 8. Weaver H., Smith G., Kippax S. (2005). School-based sex education policies and indicators of sexual health among young people: a comparison of the Netherlands, France, Australia and the United States. Sex Education, 5, 171-188. 9. Weiss J. (2007). Let us talk about it: Safe adolescent sexual decision making. Journal of the American Academy of Nurse Practitioners, 19, 450-459.

Mi Pediatra y Familia | 13


SALUD INFANTIL

El Virus Sincitial Respiratorio El virus sincitial respiratorio (RSV) es altamente infeccioso y la mayoría de todos los bebés lo contraen antes de los dos años de edad en el tracto respiratorio. Por ejemplo: • Bronquiolitis - una infección de los conductos pequeños de inhalación en los pulmones, también conocida como “gripe de pecho” • Pulmonía o neumonía - una infección de los pulmones Estas infecciones son especialmente peligrosas en aquellos bebés que nacieron prematuros, tienen problemas cardíacos o de los pulmones, o padecen de otras enfermedades crónicas. Llame al médico del bebé de inmediato si su bebé: • Respira rápido o desarrolla problemas al respirar

• Tiene respiración silbante • Desarrolla una tos que empeora • Nota que alrededor de la boca se torna azul • Tiene dificultades al chupar o tragar • Desarrolla fiebre Si su bebé tiene RSV, asegúrese de que él o ella descansen y beba bastante líquidos. Usted puede ayudar a proteger a su bebé contra el RSV: • Mantenga a su bebé alejado de personas que están estornudando o tosiendo • Asegúrese de que las personas que vayan a tocar al bebé tengan las manos limpias • Mantenga a su bebé alejado de multitudes de gente • No permita que nadie fume cerca de su bebé

C C

M M

Y Y

CM CM

MY MY

CY CY CMY CMY K K

14 | Mi Pediatra y Familia


Edúcalos

Todavía mi hijo moja la cama Algunas causas posibles son:

• Puede que la vejiga sea demasiado pequeña y no pueda aguantar una cantidad de orina normal ni controlar su vejiga. • El cuerpo produce demasiada orina mientras el niño duerme. • El niño duerme demasiado profundamente y no se despierta para ir al baño. Puede que una infección o una enfermedad del sistema nervioso haga que los niños mojen la cama. Lo dejó de hacer y volvió a mojar la cama ¿porqué?

• Perdida de un ser querido • problemas en la escuela • un nuevo hermano • que los padres les enseñen a ir al baño a una edad demasiada temprana Regañar y castigar a un niño no lo ayudará a dejar de mojar la cama. Ayude a su hijo a no mojarse • Asegúrese de que su hijo vaya al baño justo antes de que se vaya a la cama.

• No dar bebidas a su hijo antes de acostarse. Para lograr que su hijo se sienta mejor, puede hacer lo siguiente: • Explique a su hijo que no tiene la culpa. • Felicite a su hijo las noches en que no moja la cama. • Tenga paciencia. Con el tiempo, la mayoría de los niños dejan de mojar la cama. Algunos niños simplemente tardan más que otros. Algunas cosas que debe recordar

• Los niños normales y sanos puede que mojen la cama. • Muchos niños dejan de mojar la cama por las noches alrededor de los 5 años de edad. A otros les toma más tiempo dejar de hacerlo. • Regañar y castigar a un niño no ayudará a que deje de mojar la cama. • Si su hijo tiene 7 años o más y moja la cama más de dos o tres veces por semana, es posible que un médico pueda ayudarlo. Mi Pediatra y Familia | 17


PARAMamÁ

Salud infantil

Circuncisión

¿Sí o no? ¿Qué es la circuncisión? La circuncisión es una operación que se realiza para extirpar el prepucio (la piel que cubre la punta del pene).

¿Qué debo esperar después de la cirugía? La punta del pene puede estar enrojecida e hinchada. Puede sangrar un poco durante algunas horas y estar sensible al tacto por varios días. La cicatrización puede tomar aproximadamente una semana. Si le pusieron puntos, se disolverán solos en un período de una a tres semanas. El niño puede volver a la escuela o a la guardería al día siguiente, pero no debe subirse a juguetes como triciclos, ni realizar otras actividades en las que tenga que montar o sentarse a horcajadas.

¿Cómo se cuida el área de la incisión? Si el niño todavía usa pañales, cámbielo como suele hacerlo y fíjese si la herida le sangra o supura. Cada vez que lo cambie, aplique un poco de la pomada que le recetó el médico sobre el área de la incisión. Deje que se absorba sola, sin untarla. Si se trata de un niño mayor que ya no usa pañales, aplique la pomada cuatro veces al día durante una semana. Puede ponerle una toalla sanitaria pequeña y delgada en la ropa interior para evitar manchas.

18 | Mi Pediatra y Familia

¿Cómo podemos atenuar el síndrome premenstrual? Muy simple: reforzando el sistema de autocuración del cuerpo, que abarca desde la organización biológica del organismo hasta los mecanismos con que cuenta para su propio diagnóstico, curación y regeneración, aliviando así las causas que lo producen. Puesto que los síntomas varían de una mujer a otra, hemos seleccionados los que son más comunes, clasificándolos en emocionales y físicos. Mi Pediatra y Familia | 19


PARAMamÁ ¿Cómo podemos atenuar el síndrome premenstrual? Los síntomas físicos

• Cefalea o Síndrome jaquecoso • Frecuentes molestias abdominales con predominio de estreñimiento • Colon irritable (abultamiento abdominal) • Hipoglicemia , a veces hipotermia • Inflamación de las mamas, dolor y sensibilidad. Aparición de nódulos transitorios • Edema generalizado (retención de líquido) en rostro, párpados, manos y tobillos • Esfera cardiovascular: palpitaciones, hipotensión arterial e hipotermia. • Dolores musculares, en especial dolor de espalda ( zona dorso lumbar y zona lumbosacra ) • Acné transitorio producido por alteraciones en el PH (manto ácido).

Los emocionales • Tensión e Irritabilidad • Tristeza • Angustia • Depresión

20 | Mi Pediatra y Familia

El Masaje

Algunos de los masajes recomendados son:

Drenaje Linfático: destinado a la eliminación de toxinas y líquidos acumulados. Este masaje produce también un efecto de relajación por sus maniobras de tipo sedante. Quiromasaje: destinado a la relajación de la musculatura, aliviando las dolencias y tensiones acumuladas en la zona de la espalda y en el abdomen. Neurofisiológico: destinado a tranquilizar el sistema nervioso, produciendo una relajación psicológica. Efectivo antiestres.

Hidroterapia Baños relajantes con sales y esencias. Hidromasaje. Lo relevante de este tratamiento multidisciplinario es que siempre sea atendida por un profesional del área.

Hipotiroidismo e hipertiroidismo en la niñez Francisco Nieves-Rivera, MD

Catedrático, Escuela de Medicina, UPR

E

l hipotiroidismo congénito1 (HC) ocurre en el recién nacido con producción disminuida de tiroxina (T4). Al día de hoy constituye la causa más prevenible de daños en el desarrollo del potencial intelectual. La T4 es crítica en la mielinización y desarrollo del sistema neurológico central durante los primeros 3 años de vida. Poco después del nacimiento un recién nacido a término experimenta un incremento abrupto en los niveles de la hormona estimuladora del tiroides (TSH) y de T4.

Mi Pediatra y Familia | 21


PARAPEDIATRAS

D

espués del nacimiento se observa una disminución progresiva hasta alcanzar concentraciones normales para infantes: T4 total de 7 a 16 mcg/dL, T4 libre de 0.8 a 2.0 ng/dL y TSH de 0.9 a 7.7 mU/L. En el caso de infantes pretérmino el aumento en los niveles de TSH y T4 libre es menor. En el 85% de los casos de HC ocurre de forma esporádica. El 15% de los casos es hereditario autosómico recesivo. La incidencia anual es de 1 por 4,000 infantes vivos. La causa más común es disgénesis del tiroides. En el caso del HC se reconoce que a mayor tiempo en ser diagnosticado y tratado menor será el coeficiente de inteligencia. La característica clínica más observada en recién nacidos con HC es una apariencia normal. Por lo tanto, dependemos de que se realice una prueba diagnostica al nacer. En menos del 5% de los recién nacidos con HC se puede observar la presencia de una fontanela posterior abierta, letargo, hipotonía, llanto ronco, problemas de alimentación, estreñimiento, macroglosia, hernia umbilical, piel reseca, hipotermia e ictericia prolongada. El manejo debe ser mediante reemplazo hormonal con levotiroxina sódica (LT4) por boca. No se recomiendan suspensiones. Fórmulas que contengan soya o concentrados de hierro o calcio no deben ser utilizados con la pastilla toda vez que reducen la absorción. La intención es corregir rápidamente los niveles de T4 lo cual mejora el pronóstico neurológico. Para recién nacidos a término esto se logra a menudo con una dosis de 50 microgramos de LT4 administrada todos los días. En infantes pretérmino se prefiere calcular la dosis a base de 15 mg/kg/ día. La terapia puede detenerse por espacio de un mes a los tres años de vida para confirmar el diagnóstico. Hipotoridismo de la Niñez (adquirido) (HAN): En general ocurre después de los

primeros seis meses de vida. Puede ser primario (glándula del tiroides), secundario (pituitaria) o terciario (hipotálamo). La mayoría de los casos de HAN son esporádicos. Tan sólo un 10 a 15% son ocasionados por defectos heredados en la síntesis de hormona del tiroides o errores del metabolismo del tiroides. La tiroditis de Hashimoto (autoinmune) es la causa más común del HAN. El HAN es más común en las hembras y usualmente su aparición ocurre durante la pubertad temprana o a mediados de esta. Las manifestaciones clínicas del HAN pueden incluir disminución en el crecimiento lineal, cansancio, estreñimiento, intolerancia al frío, pobre trabajo escolar, ganancia de peso, irregularidad menstrual y adormilado. Entre los signos clínicos se pueden reconocer la bradicardia, estatura baja, aumento en la proporción de peso para la estatura, piel seca, aumento en vello del cuerpo, palidez, myxedema en cara, bocio, debilidad en músculos proximales, rezago en la fase de recuperación en el reflejo tendinoso del tobillo y retraso en la pubertad. Ocasionalmente puede verse pubertad precoz. El manejo también debe ser con reemplazo hormonal de LT4. Este varía de acuerdo a la edad del sujeto. Una vez controlado el hipotiroidismo el seguimiento con pruebas de TSH y T4 debe realizarse en periodos de 3 a 6 meses. La meta es de mantener una concentración de T4 libre en el punto medio del rango de lo normal y una concentración de TSH en el rango de lo normal. Hipertiroidismo2 y tirotoxicosis no son sinónimos. Hipertiroidismo se refiere a sobre actividad de la glándula del tiroides con sobreproducción de hormonas. Tirotoxicosis se refiere a los efectos clínicos que produce la fracción libre de la hormona del tiroides sea o no del tiroides. El hipertiroidismo es raro en los niños. La enfermedad de Graves (EG) es responsable del 95% de los casos. También existe asociación entre la EG y otros desórdenes autoinmunes. La

En el caso del hipotiroidismo congénito1 se reconoce que a mayor tiempo en ser diagnosticado y tratado menor será el coeficiente de inteligencia. La característica clínica más observada en recién nacidos con HC es una apariencia normal. Por lo tanto, dependemos de que se realice una prueba diagnostica al nacer. 22 | Mi Pediatra y Familia

EG es más común en pacientes con trisomías. Afortunadamente el pronóstico de la EG es muy bueno. En el caso de neonatos con la EG el pronóstico es menos favorable con una mortalidad hasta de 16%. La EG afecta predominantemente a las hembras. La frecuencia de EG neonatal es igual para ambos sexos. La incidencia de la

EG aumenta en la edad pediátrica alcanzando un pico entre las edades de 10-15 años. Para el diagnóstico temprano es importante tener un alto índice de sospecha. Los síntomas comunes son: hiperactividad, nerviosismo y labilidad en el aspecto emocional. Además puede haber deterioro en el trabajo escolar así como presen-

Mi Pediatra y Familia | 23


PARAPEDIATRAS tar perdida de peso con buen apetito, insomnio, cansancio, palpitaciones, intolerancia al calor, sudoración, diarrea, deterioro en la escritura, irregularidad menstrual, debilidad muscular con pobre tolerancia al ejercicio o dificultad en subir escaleras. Al examen físico el hallazgo más común es la presencia de un bocio. Añadido a lo anterior puede haber taquicardia con presión de pulso aumentada o hipertensión, exoftalmos, piel suave y húmeda, temblores o fasiculaciones de músculos, reflejos tendinosos profundos aumentados, debilidad muscular proximal, aceleración en la maduración ósea y cierre temprano en los centros de crecimiento, aparición de Dermopatía de Graves o edema localizada. Además, se puede escuchar un soplo sobre la glándula en un 50% de los casos. La causa más común de hipertiroidismo en la niñez lo es la presencia de anticuerpos capaces de estimular el receptor de TSH (i.e., TSI). En el caso de la EG en el neonato esto es debido a la transmisión del TSI transplacental del tipo IgG. Afortunadamente la EG del neonato ocurre en tan sólo 1 de cada 70 madres con la enfermedad. El hipertiroidismo debe ser confirmado con pruebas de laboratorio midiendo T4, T3, T3RU y TSH. Típicamente todos están elevados excepto el TSH que está disminuido o no se detecta. Los tratamientos disponibles son en esencia dos: manejo médico y quirúrgico. El manejo médico envuelve drogas antitiroideas y la ablación con yodo 131. FDA emitió un comunicado alertando sobre el riesgo mayor en pacientes pediátricos tratados con propiltiouracil (PTU) de desarrollar daños serios al hígado. A tales efectos, metimazole es la droga de elección para el tratamiento médico de hipertiroidismo. PTU es considerado ahora una terapia de segunda línea excepto en pacientes alérgicos a metimazole. Estudios de seguimiento de 36 años en aproximadamente 1000 niños tratados con yodo 131 antes de los 20 años de edad mostraron que el riesgo de padecer de cáncer o de tener hijos con defectos al nacer no estaba aumentado.

Referencias: Counts D, Varma SK. Hypothyroidism in Children. Peditr Rev. 2009, 30:251-258 Ferry RJ and Gold JG. Hyperthyroidism. Emedicine.medscape.com 2009

24 | Mi Pediatra y Familia

Tabla 1. Hipotiroidismo Adquirido en la Niñez Causas Primarias (Glándula del Tiroides) Tiroiditis (autoinmune) de Hashimoto

• Mayor frecuencia en algunos desórdenes de cromosomas • síndrome Down • síndrome de Turner Postablación

• Quirúrgicas • Terapia radioiodo Radiación a cuello Medicamentos

• Tionamidas (propiltiouracilo, metimazole, carbimazole) • Litio medicamentos contra convulsiones

• Amiodarone • Deficiencia de yodo Hipotiroidismo congénito de aparición tardía

• Disgénesis del tiroides • Errores de metabolismo del tiroides

Causas Secundarias (Pituitaria) y Terciarias (Hipotálamo) Hipotiroidismo central ocasionado por:

• Craniofaringioma u otros tumores que compriman hipotálamo/pituitaria • Neurocirugía • Radiación al cráneo • Trauma a la cabeza Misceláneas

• Resistencia a hormona del tiroides


SALUDORAL

8 mentiras y verdades sobre tus dientes 1/Mentira: Los niños que chupan su dedo no dañan a sus dientes. Verdad: ¡Si los dañan! 2/ Mentira:Las mujeres embarazadas tienen más problemas dentales porque el bebé consume el calcio de sus dientes. Verdad: El calcio de los dientes no está disponible para el feto. Y los dientes no son más susceptibles a las caries durante el embarazo. Sin embargo, algunas mujeres con muchos antojos de comidas azucaradas pueden verse perjudicadas. 3/ Mentira: Los niños menores de dos años no deben usar pasta dental. Verdad: La realidad es que los pequeños deben usar pasta sin fluoruros. Pero sí es fundamental que se les lave sus dientes con productos especiales para ellos. 4/ Mentira: Si se consume alimentos con azúcar en pequeñas cantidades no se dañan los dientes. Verdad: Max Anderson (DDS), asesor nacional de Delta Dental Plans Association, detalla que los estudios han demostrado que el mayor problema es la frecuencia en la ingesta de azúcar. La situación se empeora si se trata de caramelos masticables porque se pegan en los dientes. 5/ Mentira: El mal aliento es provocado sólo por los dientes y las encias. Verdad: Si bien es cierto que el mal aliento se genera por la descomposición de la comida que queda entre los dientes, es falso que esto sea la única causa. Existe una enfermedad de las encías conocida como halitosis que es la razón del mal aliento. Además la enfermedad en general, el ayuno y el tabaco pueden empeorar el aliento. 6/ Mentira:Los niños pueden cepillar sus dientes de forma correcta. Verdad: Esto no ocurre hasta que los chicos tienen 8 años. Dana Keiles Gelman, doctora en Medicina con honores en Odontología en la Universidad de Pensilvania comenta que hay que ayudar a los pequeños pero también animar a los niños preescolares a que se cepillen sus dientes. La solución está en la educación. 7/ Mentira: Los dientes amarillos son más débiles que los blancos. Verdad: Todo lo contrario. Los dientes blancos pueden ser más proclives a sufrir caries. 8/ Mentira: El chocolate es un enemigo. Verdad: Las investigaciones indican lo contrario. En principio, y por una cuestión de lógica, el chocolate es mejor que el caramelo porque no se pega en los dientes.

Mi Pediatra y Familia | 29


Salud infantil

El reflujo gastroesofágico en los bebés Síntomas • Tos crónica • Llanto excesivo como si se tuviera dolor • Vómito excesivo durante las primeras semanas de vida • Esfuerzo excesivo al vomitar • Paro respiratorio o episodios de contención de la respiración • Crecimiento lento • Pérdida de peso • Sibilancias Pruebas y exámenes El médico a menudo puede hacer el diagnóstico con base en los síntomas y el examen físico del paciente. • Control del pH esofágico para determinar con qué frecuencia y durante cuánto tiempo el ácido gástrico ingresa al esófago • Radiografía del esófago • Radiografía de las vías digestivas altas después de que se le ha dado a beber al bebé un líquido especial, llamado medio de contraste

Cuando el bebé empieza a ingerir alimentos sólidos, los alimentos espesos pueden ayudar. Algunas veces, se utilizan medicamentos para ayudar a reducir el ácido o incrementar el movimiento de los intestinos. Posibles complicaciones • Neumonía por aspiración causada por el paso de los contenidos gástricos hacia los pulmones • Irritación e inflamación del esófago • Cicatrización y estrechamiento del esófago Cuándo contactar a un profesional médico Consulte con el médico si el bebé está vomitando con frecuencia, especialmente si hay esfuerzo excesivo en el momento de vomitar o si se presentan otros síntomas de reflujo.

Tratamiento Si su bebé tiene problemas de reflujo, sosténgalo erguido durante 20 a 30 minutos después de alimentarlo. Levante la cabecera de la cuna si es posible.

30 | Mi Pediatra y Familia

Copyright © 2008, Schering Corporation, Toa Baja, PR 00949. Todos los derechos reservados. AX1089 09/08


MI


Revista Mi Pediatra y Familia