Issuu on Google+

Número 32 Abril 2013

bienvenidos TRANSFORMADOS PARA SERVIR POR EL EVANGELIO DE CRISTO

Boletín Informativo de la Iglesia Presbiteriana Cristo Rey


bienvenidos Transformados para servir por el Evangelio de Cristo

EQUIPO PASTORAL Rev. Walter Vega G. Pastor Titular walter@cristorey.cl

SON BIENVENIDOS TODOS AQUELLOS QUE... LLORAN Y NECESITAN CONSUELO ESTÁN ESPIRITUALMENTE CANSADOS Y ANHELAN UN DESCANSO. RECONOCEN SU PECADO... Y NECESITAN UN SALVADOR. ESTÁN SOLOS Y ANHELAN COMUNIÓN TIENEN HAMBRE Y SED DE JUSTICIA

Juan Carlos Renderos Pastor Asistente & Plantador de iglesias jc@cristorey.cl Jaime Valenzuela Líder de Jóvenes jvalenzuela.castillo@gmail.com Hugo Rosales Ministerio de Adoración hugo@cristorey.cl

HONORABLE CONSISTORIO Pbro. Vladimir Rodríguez vladimir.rodriguez.s@gmail.com Pbro. Jorge Sobarzo jorale1@gmail.com Pbro. Manfred Svensson manfred_svensson@yahoo.com Pbro. Waldemar Ullrich wullrich@unco.cl Pbro. Hernán Zárate hernanzarateperez@gmail.com Pbro. Pablo Wallach pablo@wallach.cl

CUERPO DE DIÁCONOS Sr. Sergio Vaccaro (Moderador) jorale1@gmail.com Sra. Andrea Cocio acocio@cocha.com

IGLESIA PRESBITERIANA

Sra. Ana Jaimes anajaimesmx@gmail.com Sra. Gloria Norero gloria.norero@gmail.com

Avenida Padre Hurtado Central 599 Las Condes, Santiago de Chile Fono: +56-2-2212-3764 CP: 7561047 www.cristorey.cl

2

Sra. Verónica Vega perezvega61@hotmail.com Sr. Manuel Villanueva manuel.travis@gmail.com

SECRETARIA Ida Gaete secretaria@cristorey.cl


LOS 5 PROPÓSITOS DE LA IGLESIA

P.E.S.C.A.

Para desarrollar una filosofía de ministerio debemos contemplar los 5 propósitos de la iglesia (P.E.S.C.A.) Ninguno de estos 5 propósitos puede faltar en nuestro diseño filosófico, de otra forma la iglesia será desequilibrada o amorfa. Sin embargo, cada iglesia tendrá una tendencia a enfatizar algunos propósitos por sobre otros. Enfatizar uno o dos propósitos por sobre el resto nunca será nocivo. Todo lo contrario, esto es el natural resultado del contexto, los dones que posee la iglesia y las necesidades de la comunidad.

¡IMPORTANTE! Es importante un sano equilibrio entre los cinco propósitos. No hay exclusión de ninguno de ellos.

¿QUÉ SIGNIFICA ESTE ACRÓSTICO?

P

Ministerio de testimonio con palabras 1° signo: Evangelismo sin descanso

E

Ministerio de aprendizaje de la verdad 2º signo: Profundidad teológica

Tampoco existe idolatría por alguno. Sin embargo hay un sano énfasis por la enseñanza. La enseñanza influye poderosamente en el resto de los propósitos. Recordemos que el énfasis de cada iglesia en alguno de los propósitos estará determinado por el compromiso teológico de la denominación, los dones del pastor y los dones de la iglesia. Cada iglesia tendrá su propio énfasis. Lo ideal es que exista homogeneidad en los propósitos de cada iglesia, sin embargo esto nunca podrá ser efectivo en una iglesia particular porque es la iglesia invisible de Cristo la única que posee todos los dones como cuerpo completo de Cristo. Por esto, se hace urgente que cada iglesia conozca en profundidad su identidad personal y diseño de ministerio.

PROCLAMACIÓN

S

Sólo una vez obtenido nuestro diseño filosófico estaremos claros para comenzar con nuestros programas y planes ministeriales.

C

Una filosofía de ministerio bien articulada es vital para “realizar el ministerio de la manera que Dios quiere”

A

ENSEÑANZA

SERVICIO

Ministerio de servicio con hechos 3º signo: Servicio sacrificial

COMUNIÓN

Ministerio de amor en compañerismo 4º signo: Relaciones personales profundas

ADORACIÓN

Ministerio de adorar en Espíritu 5º signo: Gozosa adoración

3


sublime gracia del señor “Pero la gracia de nuestro Señor fue más abundante con la fe y el amor que es en Cristo Jesús” 1 Timoteo 1,14 4


LA HISTORIA TRAS LA MÚSICA Este maravilloso himno fue escrito por John Newton, un antiguo esclavista inglés que más tarde se convertiría al cristianismo. En 1772, convertido ya al cristianismo predica un sermón en base a 1° Crónicas 17:16, lo cual lo conmovió tremendamente y fue la base de la letra de este galardonado himno. En dicho texto bíblico encontramos al Rey David maravillado de la gracia de Dios y manifiesta exaltado: “Señor y Dios, ¿quién soy yo, y qué es mi familia, para que me hayas hecho llegar tan lejos?”. Es así que John Newton concibe las estrofas del himno que dos siglos después se convertiría en un clásico evangélico: Amazing Grace o “Sublime Gracia”, en cuyo texto traducido al español encontramos la letra que ha sido y es de gran bendición para generaciones de cristianos en todo el mundo: “Sublime gracia del Señor, que a mí, pecador, salvó. Fui ciego mas hoy veo yo, perdido y él me halló”. Existieron dos diferentes tonadas para este himno: una fue la versión “New Britain”, la cual fue rebautizada como Virginia Harmony en 1831. La letra exacta de esta predecesora no se conoce. Se supone de origen irlandés o escocés. Es de escala pentatónica y se la relaciona con la música de gaita. La otra tonada es conocida como “Old Regular Baptist” y era interpretada por la congregación Little Zion Church de Jeff, Kentucky.

Este himno ha sido muy popular en la comunidad cristiana mundial como reflejo de la gracia divina. Este himno ha sido cantado en los momentos más difíciles y célebres de la historia. Fue cantado por ambos bandos que se enfrentaban en la Guerra Civil del norte contra el sur de los Estados Unidos. También fue interpretado en todas las marchas convocadas por el Pastor Martin Luther King en defensa de los Derechos Civiles de la gente de color. Newton también fue conocido como uno de los defensores de la libertad y los derechos humanos. HIMNO “SUBLIME GRACIA”

Sublime gracia del Señor Que a mi pecador salvó fui ciego mas hoy miro yo perdido y el me amó En los peligros o aflicción que yo he tenido aquí su gracia siempre me libró y me guiará feliz Su gracia me enseñó a temer mis dudas ahuyentó oh cuan precioso fue a mi ser al dar mi corazón Y cuando en Sión por siglos mil brillando este cual sol yo cantaré por siempre allí su amor que me salvó

5


L

os profetas del Antiguo Testamento siempre hablaron del

“día del Señor”. Ese es el día de la justicia, el día del juicio, el día de la ira de Dios. El profeta Sofonías lo pinta en fuertes colores: “Día de ira aquel día, día de angustia y de aprieto, día de alboroto y asolamiento, día de tiniebla y oscuridad, día de nubla do y entenebrecimiento” (Sofonías 1:15)- El mensaje de la liberación venidera se muestra en un marco escatológi-

co. En la perspectiva de los profetas la venida del Mesías parece coincidir con el fin de todas las cosas. Uno puede comparar esa perspectiva profética con la vista panorámica de una enorme montaña. Desde lejos parece un macizo montañoso, pero si te acercas, aparece la distancia entre sus cordilleras. El humilde nacimiento en Belén parece estar en contraste con la predicación del día del Señor. Jesús vino de otra manera

L as cosas sean dich as p or su n

HONRAR a como lo esperaba el pueblo de Israel. Sin embargo, con la

La actitud indiferente de Israel es un espejo para nosotros.

venida de Cristo el Reino de Dios ha comenzado. Las cosas

Vivir en la liberación de Cristo coloca todo lo de nuestra

viejas pasaron y todas son hechas nuevas. A la proclamación

vida en otra luz, la luz del día del Señor. El fin de todas

de la cercanía del día del juicio nadie se preocupa.

las cosas, ya ha comenzado con la venida del Señor Jesús.

Esto es así, ahora y lo fue en los días de los profetas. Le

Donde no hay sitio para el mensaje del día del Señor, tam-

echaban en cara al pueblo de Israel que en realidad eran reli-

poco hay sitio para el mensaje de la liberación. Está muy

giosos y juraban por el nombre del Señor, pero que en el vivir

claro en el Antiguo Testamento que Dios Mismo antes

de cada día no le necesitaban. No tenían empacho en jurar

del final tenía que venir para librar a Israel. La prometida

también por el nombre de Baal o tenían en cuenta el horósco-

redención se asemeja a la salida de Egipto. “Yo soy Yahweh

po. El pueblo y los líderes quieren contar con los otros

tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de ser-

pueblos. Dicen creer, pero en realidad son “prácticamente

vidumbre” (Éxodo 20:2)- Así el Mesías Salvador recibe los

ateos”. Creen en un “dios” que no existe, dicen: “Yahweh ni

rasgos del Señor Mismo.

hará bien ni hará mal” (Sofonías 1:12), Dios no se mete en la

En los evangelios se expresa este elemento de la salvación

vida corriente. En un clima religioso de ese talante la procla-

por el Señor Mismo. María en su oración se alegra en Dios

mación del día del juicio puede tener calado. El día del Señor

su Salvador, que no sólo a ella, sino también a su pueblo

es un disonante que altera el ritmo placentero de la vida.

Israel, su siervo, socorrió.

6


También Zacarías alaba a Dios de Israel, el Señor que piensa en su pueblo y que cumple Su promesa de salvación, librándonos de los enemigos para servir a Dios en santidad y justicia. Ese también fue el mensaje del ángel: “Os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es Cristo el Señor” (Lucas 2:11) Dios vino para nuestra liberación. Tomó nuestra carne, envuelto en pañales y puesto en un pesebre. Pero apenas hay alguien que en ese niño reconozca al Salvador. No debe-mos alzarnos por encima de la oposición de Israel en los días de Jesús. La discrepancia en la liberación adopta con frecuencia la forma de una falsa modestia. Solemos decir cuando nos dan un regalo: “No hacía falta que te molestaras”. Así también nos mostramos ante la gracia de Dios: “Eso es demasiado,

no mbre

R A MARÍA no puede ser”. ¿Qué? ¿Tuvo el alto y sublime, Dios

vación. “Ahora, Señor, despide a tu siervo en paz, conforme

Mismo, que descender hasta mi miseria, mi pecado y

a tu Palabra; porque han visto mis ojos Tu salvación”

mi muerte?

(Lucas 2:29:30)

Eso no puede ser. Eso no lo puedo aceptar. Puede sonar

Toma a Jesús en sus brazos y lo presenta ante el Señor como

muy correcto, pero en el fondo se opone a la gracia

un pago del rescate.

de Dios. Creer en la liberación por Cristo implica que

El siervo no es sólo Simeón, que sabe que ahora va a morir,

nosotros reconocemos que estamos perdidos y que solo

sino también el pueblo de Dios, que finalmente se le per-

podemos ser salvos, si Dios Mismo lo hace.

mite participar de la salvación total.

La fe es confiar que Dios lo hace. De los profetas del

¿No radica ahí la mayor resistencia al Evangelio? El

Antiguo Testamento se deduce también que la lib-

Salvador es quien quita el pecado del mundo y paga el

eración viene siempre a través del juicio. En el anuncio

rescate. ¿Queremos un Salvador que se pone en nuestro

del día del Señor, que se acerca, parece que caen juntos

lugar? Cristo es un Salvador que en debilidad se entrega en

la liberación y el juicio.

el pesebre y en la cruz. Como dice el profeta: “El Señor está

La liberación de Israel no es sólo una salvación sino

en medio de ti, poderoso, Él salvará; se gozará sobre ti con

también un pago del rescate.

alegría, callará de amor” (Sofonías 3:17).

En el templo, Simeón da gracias a Dios por esa sal-

Jesús calló. Y también ha efectuado una perfecta salvación.

7


“

Si El cuida de las aves...

Mateo 5.43-45

8


¡CUÁNTO MÁS LO HARÁ DE TÍ!


Agenda semanal Cristo Rey Día

ABRIL L M M J V 1 8 15 22 28

2 9 16 23 30

Evento Regulares

3 10 17 24

4 11 18 25

5 12 19 26

S D 6 7 13 14 20 21 27 28

Horario

CLASES DE CATECISMO

DOMINGO

Si deseas conocer más de nuestra doctrina o deseas hacerte miembro, te invitamos a participar de este curso, dirigido por el Pastor Walter Vega. Quedan 15 sesiones en las que verás –de modo ameno y vivencial – los fundamentos de nuestra fe, doctrina y forma de Gobierno Presbiteriano

10,00 HRS.

MARTES

MEC - MUJERES EN CONTACTO

10,00 HRS.

MARTES

GRUPOS DE VIDA (IGLESIA)

11,:00 HRS.

ORACIÓN CONGREGACIONAL

20,00 HRS.

JUEVES

REUNIÓN DE CONSISTORIO

20,00 HRS

SÁBADO

JÓVENES I

12,00 HRS.

MIÉRCOLES

CELEBREMOS LOS CUMPLEAÑOS 18 René Allel 20 Cristobal Ahumada 20 Gabriel Solís 22 Andrea Pinto  22 Josefa Inostroza 12

26 Francisco Calderón 26 Francisco Calderón 26 Miranda Medel 27 William Potter  27 Isabel Segura 27 Elizabeth Cisterna

28 Jacob Holm 29 Carmen Castillo 29 Catalina Yáñez 29 Clemente Guzmán 29 Cristóbal Guerra


El profundo amor de Cristo es inmenso, sin igual; Cual ocĂŠano sus ondas en mi fluyen, gran caudal. Me rodea y protege la corriente de su amor.


Boletin Cristo Rey