Page 1


Editorial

Editorial

El desafío de reorientar el sector minero colombiano En el mes de agosto pasado, en la sede de la Federación Nacional de Cafeteros de Colombia, el ministro de Minas y Energía, Carlos Rodado Noriega, presentó las bases, políticas y lineamientos que fortalecerán al sector minero nacional y robustecerán esta importante actividad industrial y empresarial, promotora indiscutible del desarrollo socioeconómico del país. Las expectativas que existen sobre la minería local generan un atractivo sin precedentes por una razón fundamental: Colombia es uno de los cuatro países con mayor potencial minero en el mundo, lo que significa que somos una nación minera por naturaleza. Esta circunstancia debe aprovecharse como una oportunidad histórica para lograr una tasa de crecimiento representativa por concepto de tal actividad. La meta, de acuerdo con lo manifestado por

el ministro Rodado, es pasar de una tasa que actualmente representa el 3,2% a una tasa cercana al 9,5% a mediano plazo, crecimiento que podría verse reflejado en un recaudo de regalías equivalente a US$12.000 millones, proyectados para el 2020. Para conseguir estas metas se requiere una institucionalidad minera óptima y fortalecida, capaz de administrar y promocionar de manera eficiente los recursos minerales de la nación, y para ello es primordial contar con una estructura operativa sólida, que responda a las necesidades que demandan el sector y la comunidad en general. Las reformas planteadas en la reestructuración del sector minero están orientadas con estos criterios y le dan nuevas y mejores herramientas a la autoridad minera para que cumpla con unas funciones especializadas y concretas. En lo que respecta al Ministerio de Minas y Energía, se plantea que esta cartera tenga un interlocutor de alto nivel para el manejo de la minería que se concentre en la formulación de la política. Habrá también un viceministro dedicado exclusivamente al tema minero y se creará la Dirección de Ambiente y Comunidades, que –como su nombre lo indica– se encargará de garantizar que se cumpla con

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[1]


la responsabilidad social empresarial, la no afectación ambiental y el respeto por las comunidades. Por otra parte, entrará en funcionamiento la Agencia Nacional de Minerales (ANM), entidad encargada de la administración y promoción del recurso, que tendrá dentro de su organigrama una dirección general y las direcciones de Contratación y Titulación Minera; Evaluación de Estudios Técnicos; Fiscalización y Recaudo; Desarrollo Minero Sostenible, y Tecnologías de Información. En el caso de la geología, es clara la importancia que representa esta rama de investigación como insumo y apoyo indispensable para el descubrimiento y

análisis del potencial minero; por tal razón, se creará un servicio geológico de carácter eminentemente científico, especializado en el conocimiento del subsuelo y el monitoreo de riesgos. Para tal efecto, se pondrá en marcha el Servicio Geológico Nacional (SGN), que se compondrá de una dirección general y las direcciones de Geología Básica; Minería; Hidrocarburos; Geoamenazas, y Sistemas de Información. Este nuevo panorama permitirá que, con el concurso de los sectores público y privado, la minería se constituya en el principal renglón de la economía colombiana y sea garante para impulsar una de las locomotoras que llevarán al país por buen rumbo, camino a la prosperidad. Oscar Eladio Paredes Zapata Director General

[2]

SUCESOS •143

A


Actualidad Actualidad

Reestructuración del sector minero energético El ministro de Minas y Energía, Carlos Rodado Noriega, presentó a los gremios y empresarios de la minería la reforma a esta actividad y la nueva política para el sector en un evento celebrado el pasado 5 de agosto en las instalaciones de la Federación Nacional de Cafeteros. Rodado Noriega fue enfático en afirmar que habrá requisitos más exigentes para el otorgamiento de títulos, con los que se busca asegurar que los solicitantes no sólo tengan el derecho sobre las zonas que piden, sino estar seguros de que éstos cuenten con capacidad técnica y financiera para desarrollar el proyecto minero. De ahora en adelante se adoptará un modelo de cuadrículas en la asignación de las áreas para la exploración y explotación, que remplazará el actual esquema de polígonos irregulares, que generó zonas grises que estaban aprovechando los especuladores de títulos. Para las áreas no otorgadas el cambio será inmediato, mientras que con los títulos expedidos y los que están en solicitud se entrará en un proceso de negociación y de revisión jurídica con sus

Foto. Ministro de Minas y Energía, Carlos Rodado Noriega. Archivo. Ingeominas.

dueños, para adaptarlos a esta metodología. Nacerá la Agencia Nacional Minera (ANM), que se encargará de la adminis-

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[3]


tración y promoción de los recursos minerales del país, y que a su vez tendrá en su organigrama una dirección de fiscalización, otra de evaluación de proyectos y una dirección de desarrollo minero sostenible. Cabe anotar que el conocimiento geológico del sector privado reposará en esta entidad Ingeominas, por su parte, pasará a llamarse Servicio Geológico Nacional y estará encargado, entre muchas otras cosas, de estudios de cartografía y geología básica. Los ajustes contemplan la creación de un Viceministerio de Minas y Energía, que será el eje de la institucionalidad del sector; de esta área dependerá una Dirección de Ambiente y Comunida-

des, que tendrá un papel estratégico en la articulación de políticas con el nuevo Ministerio de Ambiente. La Unidad de Planeación Minero Energética (Upme) tendrá una Subdirección de Minerales, que deberá hacer una gestión más integral en el sector, ya que en la actualidad el 95% de sus funciones se relacionan con el mercado eléctrico. En el marco de la presentación de la reforma estructural, el ministro Rodado dijo que una minería para la prosperidad requiere un aprovechamiento sostenible del potencial de recursos naturales que tiene Colombia, un mayor conocimiento geológico, la creación de la Agencia Nacional Minera, un catastro minero robusto y herramientas para la fiscalización.

Foto. Izq. a der.: Carlos Rodado Noriega, Ministro de Minas y Energía y Oscar Paredes Zapata, director general de Ingeominas en el lanzamiento reestructuración del sector minero. Archivo. Ingeominas.

[4]

SUCESOS • 143


A su vez, destacó que estos aspectos son parte fundamental de una institucionalidad que cuente con bases sólidas para que el sector sea la locomotora que impulsa el desarrollo económico y social que requiere el país. Colombia es una de las cuatro naciones con mayor potencial minero a nivel mundial, y aunque se ha registrado un crecimiento histórico de la minería del 3,2%, los objetivos más ambiciosos con la reforma apuntan a que se crezca a una tasa del 9,5%. Además, se proyecta que el sector minero tenga una participación del 3,6% en el PIB y generar más de US$12.000 millones en regalías para el 2020. En la reestructuración se trabajó con consultores internacionales reconocidos, como la firma McKinsey, la cual dispuso un equipo de 20 personas para asesorar al ejecutivo en el diseño del nuevo organigrama y las nuevas funciones del sector. Aparte de la nueva organización institucional, que se pondrá en marcha utilizando la ley de facultades para reestructuración de entidades públicas, los cambios abarcan acciones de tipo normativo.

El ministro de Minas y Energía, Carlos Rodado Noriega, reveló que, en colaboración con el Departamento Nacional de Planeación (DNP), se está puliendo un documento Conpes en el que se adoptarán medidas relacionadas con la importación de maquinarias e insumos utilizados en la extracción de oro. De acuerdo con el funcionario, en los últimos meses se ha detectado un incremento en el ingreso al país de elementos como el cianuro y el mercurio, al igual que de explosivos utilizados en la extracción subterránea de este mineral. “La reestructuración ha tomado bastante tiempo por la gran debilidad institucional que existe”, señaló el ministro. Por otra parte, tras la caída de la Ley 1382 en el examen de la Corte Constitucional, el gobierno decidió fortalecer una propuesta de un nuevo Código Minero, que también se socializará con el sector.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[5]


Información institucional

Información Institucional

Participación en el curso de entrenamiento Prevención y mitigación volcánica para América Central y del Sur Sapporo (Japón) 6 de junio al 14 de julio de 2011

Diego Mauricio Gómez Martínez* Adriana del Pilar Agudelo Restrepo**

Por medio de este programa se pretende encontrar soluciones adecuadas para manejo de desastres volcánicos en los países participantes. Igualmente, se busca mejorar la capacidad de la comunidad o sociedad respectiva en la prevención y manejo de desastres volcánicos, mediante la implementación del denominado Plan de Acción elaborado por los participantes. El programa está fundamentado en seminarios y visitas, principalmente en relación con el tema volcánico; además, se incluyen discusiones y sesiones de trabajo con el fin de facilitar su entendimiento y buscar que se compartan ideas y experiencias entre los participantes.

* Coordinador del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Pasto. ** Coordinadora del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Popayán.

[6]

Foto. Museo ilustrativo de volcanes, Sapporo. Archivo. Diego Mauricio Gómez Martínez, Ingeominas.

SUCESOS • 143


Entre los denominados “Programas de capacitación y diálogo” ofrecidos por Japón a gobiernos con los cuales tiene acuerdos bilaterales de cooperación, se encuentra el de “Prevención y manejo de desastres volcánicos para América Central y del Sur”, identificado con el código J11-04032/ ID. 1184264; éste se inició en el 2009, con una vigencia de tres años, pero dada la acogida y demanda que ha tenido por parte de los gobiernos receptores, Japón está considerando la posibilidad de que se amplíe por tres años más. Como es usual, este tipo de invitaciones llega a Colombia por intermedio de la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (Jica, por su sigla en inglés). La fase principal y presencial del evento se lleva a cabo en la ciudad japonesa de Sapporo, capital de la prefectura de Hokkaido, y tiene una duración cercana a los 40 días. El idioma oficial del curso es el español, por lo que se cuenta con una persona que traduce del japonés al español. Adicionalmente, es posible también la interacción en inglés. Al final del curso los participantes deben proponer el Plan de Acción, documento en el que se resumen las actividades que se desarrollarán en los tres meses siguientes al retorno al país y con el que se busca poner en práctica aspectos vistos durante la capacitación y que pueden ser viables en los respectivos países u organizaciones en materia de aportar en los procesos de gestión del riesgo. En el 2010 participaron, en repre-

sentación de Colombia, Ibeth Castro y Jorge Buelvas, funcionarios de la Dirección General de Gestión del Riesgo para la Prevención y Atención de Desastres (DGGRPAD), de Bogotá, y en el 2011 asistieron la geóloga Adriana del Pilar Agudelo Restrepo y el ingeniero Diego Mauricio Gómez Martínez, coordinadores de los observatorios vulcanológicos y sismológicos de Ingeominas en las ciudades de Popayán y Pasto, respectivamente.

Foto. Capacitación con grupo escolar. Archivo. Diego Mauricio Gómez Martínez, Ingeominas.

En 2011, el curso contó con la participación de once representantes de Chile (dos), Costa Rica (uno), Colombia (dos), Ecuador (tres), Guatemala (dos) y Nicaragua (uno). De manera general, se puede mencionar que los participantes de Chile provienen de las municipalidades de Villarrica y Melipeuco, quienes tienen que ver con actividades de respuesta y manejo de las posibles situaciones de desastre. El representante de Costa Rica forma parte del grupo técnico de deformación volcánica del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica, de la Universidad de Costa Rica. En

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[7]


cuanto a los representantes de Ecuador, dos de ellos trabajan en el Ministerio de Economía e Inclusión Social de este país y el tercero es integrante del grupo de sismología del Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional de Quito. Guatemala mandó a una funcionaria de la Oficina de Planeación Municipal de la localidad de Santa Lucía Cotzumalguapa y otra del Departamento de SIG del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh). Nicaragua envió al encargado del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred) Departamental. Cabe aclarar que la información consignada en este reporte, su interpretación, conclusiones y recomendaciones son responsabilidad de los autores del informe, y no necesariamente representan las opiniones, intereses o posiciones de los demás participantes, de la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (Jica, por su sigla en inglés) o de los organizadores del evento en Japón. Como referente, en el siguiente enlace de internet las personas interesadas pueden tener acceso a toda la información que Japón pidió en el 2011 para la postulación a este evento. http://becas.agci.cl/vertical/docs/ cv_1661/Convocatoria.pdf Por recomendación expresa del director general de Ingeominas y con el fin de que un mayor número de funcionarios y contratistas de la entidad tengan acceso a la información recopilada durante el curso, se organizó una estructura de directorios y subdirectorios que [8]

contienen presentaciones en Power Point y en PDF, así como figuras, videos y artículos que se ponen en un servidor institucional para su consulta y uso con fines de tipo académico, social, divulgativo, con el manejo de las respectivas fuentes y créditos bibliográficos. La información está disponible en un servidor institucional y se puede acceder a ella a través del enlace http:// smb.ingeominas.gov.co/jica. Algunos de los aspectos que se consideran destacables de la participación en el curso realizado en la ciudad de Sapporo entre el 6 de junio y el 14 de julio de 2011 son: • El intercambio de experiencias de los países participantes muestra que si bien existen diferencias, se presentan similitudes en el tema de la gestión del riesgo que permiten hacer comparaciones, mirar temas comunes para fortalecer o adaptar a las realidades propias de cada nación. • En general, en el trabajo de manejo de riesgo nos enfrentamos con amenazas naturales: erupciones volcánicas, terremotos, tsunamis, y la existencia de importantes poblaciones con diversas condiciones de vulnerabilidad. Estos fenómenos no son muy recurrentes; sin embargo, cuando se presentan, generan caos, situaciones de pánico y repercusiones económicas y sociales significativas. Se valoran de manera subjetiva, ya que involucran al ser humano y las incertidumbres que de por sí están SUCESOS • 143


inmersas en su conocimiento. Las experiencias en los desastres se olvidan muy rápidamente, por lo que se destacan como aspectos claves los siguientes: • La función social que debe existir en el conocimiento científico. • El trabajo interinstitucional, donde se valoren y respeten las funciones y competencias de cada uno, así como sus responsabilidades. • La consistencia en el mensaje, en el comportamiento y en las acciones relacionadas con la gestión del riesgo. • La relevancia en la visión colectiva del riesgo. • La importancia de aprender de los desastres que se han presentado a nivel mundial, para garantizar que las instituciones, comunidades y el gobierno no las olviden. Se debe trabajar en la prevención de los desastres. El ejemplo de Japón en relación con programas educativos en gestión del riesgo, dirigidos a los niños como futuros enfrentadores de una posible situación de desastre, es un proceso digno de atención. Se trata de programas permanentes, con apoyo institucional y comunitario, y se enfocan en la base de

que los niños están abiertos al conocimiento, son transmisores y educadores en sus familias e involucran tanto trabajo teórico como de campo con un enfoque lúdico. El plan de acción que se pretende desarrollar hasta octubre de 2011 está orientado a revisar y fortalecer las actividades de comunicación y socialización en temas de riesgo volcánico que se realizan en Ingeominas por parte de la Dirección de Gestión del Riesgo, utilizando ideas y experiencias obtenidas durante la intervención de los funcionarios de Ingeominas en el programa de entrenamiento en Japón. Es fundamental que Ingeominas mantenga la participación de sus funcionarios en este tipo de cursos de entrenamiento, debido a la posibilidad que se tiene de interactuar con otros países con problemas y posibilidades similares en temas de gestión del riesgo, en particular el volcánico, así como mostrar las experiencias propias. Igualmente relevante es tener la posibilidad de conocer de primera mano la realidad de Japón, un país pujante, con una gran cantidad de amenazas naturales, que ha debido afrontarlas de diferente manera, para que se tenga una visión general de su realidad y se adapte a las realidades propias de cada uno de los países participantes.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[9]


Quédeestá moda

Qué está de moda

Informática segura Richard Andrés Mier*

Hoy en día, nadie cuestiona la importancia que tienen la seguridad informática y la protección de datos para cualquier organización; el caudal permanente y creciente de datos derivados de procesos misionales, la convergencia de servicios, el despliegue de redes de datos y de nuevos servicios en línea a través de la red pública de internet son algunos de los factores que explican la creciente preocupación por mejorar la seguridad de los sistemas de información y el uso de los servicios en las redes de datos. La información constituye un recurso que en muchos casos, a diferencia de los bienes físicos e inventariados, no se valora adecuadamente por su intangibilidad; además, los mecanismos de seguridad no contribuyen a mejorar la productividad de los sistemas y redes informáticas, sino todo lo contrario, ya que pueden reducir el rendimiento y la disponibilidad de los equipos y aplicaciones. Es un hecho que la seguridad tie* Ingeniero de sistemas, auditor certificado en seguridad informática. Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Pasto. [10]

ne un costo adicional, derivado de una demanda mayor de recursos computacionales. Por esto las organizaciones son reticentes a dedicar recursos a esta tarea. Así mismo, con el avance de la tecnología y la miniaturización de equipos, la información de las empresas se almacena en sistemas locales como departamentos, grupos de trabajo, regionales e incluso en los equipos de usuario. Por este motivo, en la actualidad muchas organizaciones no conocen la información que se almacena en los puestos de trabajo, ni los riesgos presentes que se derivan de posibles ataques informáticos o desastres físicos, ni tampoco cómo la propia organización utiliza esa información.

Archivo. www.tecnologia21.com SUCESOS • 143


Otro aspecto primordial, que muchas veces se olvida, es que según varios estudios publicados, más del 75% de los problemas inherentes a la seguridad informática se deben a fallos de los equipos o a una mala utilización por parte de los usuarios; por este motivo, en el diseño y la implementación de un Sistema de Gestión de Seguridad de la Información (SGSI) debería considerarse el factor humano como uno de sus elementos claves, contemplando aspectos como la adecuada formación y sensibilización de los funcionarios, el involucramiento de los responsables y directivos, al igual que la aprobación de un reglamento interno completo sobre el uso de la informática e internet en la organización, entre otras medidas. En el ámbito internacional se habla de la norma ISO/IEC 17799, conocida en Colombia como ISO 27001, en la que se define la seguridad de la información como la preservación de su confidencialidad, su integridad y su disponibilidad. Algunas entidades del gobierno, preocupadas por un plan de continuidad de negocio o un plan de reanudación de operaciones, han emprendido el camino hacia un sistema de gestión de seguridad informática, que sería un complemento de un trabajo con calidad enmarcado por la NTC GP 1000 de 2004. En el aspecto comercial, como estrategia de competitividad de las grandes empresas, vemos que ya se han implementado sistemas de gestión enfocados a la seguridad informática. Se debe considerar el costo de las medidas adoptadas, el cual ha de ser me-

nor que el valor de los activos que se van a proteger. Para ello se requiere hacer un análisis de la relación costo-beneficio de cada medida de seguridad que se desea implementar, ya que no todas las organizaciones necesitan las mismas medidas de seguridad. De hecho, cada organización puede tener distintas expectativas de seguridad. Es la hora de preguntarnos qué pasaría si los datos de nuestro servidor de archivos, bases de datos o correo electrónico se perdieran definitivamente. ¿Hemos cuantificado en pesos oro cuánto cuesta nuestra información?

Para reflexionar El principio básico de seguridad es que todos los usuarios deberían tener en cuenta que lo que no está expresamente permitido en el sistema debería estar prohibido. Las empresas que creen que la adquisición de tecnología y la implantación de múltiples controles mitigarán los riesgos de seguridad no comprenden ni la tecnología ni el problema. En palabras del experto Gene Spafford, “el único sistema verdaderamente seguro es aquel que se encuentra apagado, encerrado en una caja fuerte de titanio, enterrado en un bloque de hormigón, rodeado de gas nervioso y vigilado por guardias armados y muy bien pagados. Incluso entonces, yo no apostaría la vida por ello”.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[11]


Gestión y desarrollo

Gestión y desarrollo

En 1986, la Asociación Química Colombiana (Asquimco) instituyó el Premio Nacional de Química como estímulo al trabajo de profesionales que dirigen sus esfuerzos al avance de la ciencia química y al desarrollo científico y tecnológico del país. Dentro del marco del año internacional de la química, se hará la entrega del VIII Premio Nacional de Química Antonio García Banús en las categorías de Docencia, e Investigación y desarrollo. Este año el premio está orientado a destacar las actividades de docencia, investigación y desarrollo en química realizadas en el territorio nacional, tanto a nivel personal como institucional y está dedicado a la memoria de don Antonio García Banús, ilustre científico español (Valencia, 1889), quien ingresó a Colombia gracias a las gestiones del entonces presidente de la república, Eduardo San[12]

tos, las que acogieron igualmente a un sinnúmero de eminentes ciudadanos españoles que emigraron una vez que ascendió la dictadura franquista. Antonio García Banús fue uno de los precursores de los estudios de química e ingeniería química (1939) en el país (Universidad Nacional de Colombia), y candidato al Premio Nobel de Química, junto con Paul Karrer, de la Universidad de Zúrich, quien finalmente resultó laureado. Se destacan sus trabajos en síntesis química orgánica y sobre hidrogenaciones catalíticas, así como sus conferencias magistrales, que dio en ese entonces en los teatros Municipal y de San Bartolomé, denominada “La química en la vida contemporánea” y “Los fenómenos radiactivos y la vida en la Tierra”. Como representantes del instituto en el Comité Organizador participan la química Esp. Sonia L. Guerra Lemoine SUCESOS • 143


(Laboratorio de Carbones) y el químico Esp. MSc. Guillermo Parrado Lozano (Laboratorio de Análisis por Activación Neutrónica). Los objetivos de este premio son reconocer la labor de investigadores, o grupos de investigación y profesionales de las ciencias químicas, que empleen la química como una herramienta dentro de sus actividades profesionales e investigativas; destacar en los ámbitos nacional e internacional las actividades de docencia, investigación y desarrollo en química realizadas en Colombia tanto a nivel personal como institucional, al igual que fomentar la investigación y destacar el desarrollo de la química en todas sus áreas de acción. En la edición de 2011 de este premio podrán concursar trabajos de investigación en química hechos en instituciones públicas o privadas en Colombia, o aquellos que se hayan efectuado parcialmente en el exterior, elaborados por químicos colombianos o por grupos de investigación interdisciplinarios que cuenten, como mínimo, con un profesional químico matriculado. Pueden participar trabajos inéditos o publicados en cualquiera de los campos de la química y desarrollados durante los últimos cinco años. Los trabajos deben cumplir con los siguientes requisitos: 1. Formulario de inscripción correctamente diligenciado. Se puede bajar de la página web www. Asquimco. org o se puede recoger en la sede de la Asociación Química Colombiana. 2. Una ficha resumen del trabajo en el formato que se entregará con el for-

mulario de inscripción. 3. Dos ejemplares del trabajo de investigación en forma de artículo científico. Si el trabajo se postula para la categoría de Docencia, debe incluir el material que lo acredite (dos copias). 4. Una copia del trabajo en archivo electrónico en formato PDF. Los trabajos interdisciplinarios deben contar con el visto bueno de todos los investigadores que integran el grupo de trabajo y de la institución en la cual se realizó.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[13]


Personaje Personaje Grupo de Legalización de Minería de Hecho. De ahí pasé a la Oficina de Planeación Institucional y a partir de marzo de este año estoy nuevamente en el Grupo de Catastro y Registro Minero Nacional.

Julio César Rojo Ospina ¿Cuántos años lleva trabajando en Ingeominas y qué cargos ha tenido en este tiempo? Diez años, aproximadamente. En 2001 y 2002 formé parte del Grupo de Trabajo Regional Cali, en un proyecto de investigación sobre la pequeña y mediana minería y el mejoramiento de técnicas, realizado en conjunto con la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (Jica, por su sigla en inglés). Posteriormente, en el año 2004, me vinculé a Ingeominas como provisional en el Grupo de Seguimiento y Control. Después estuve en el Grupo de Contratación y Titulación Minera, en el Grupo de Atención e Información al Minero y en el de Catastro y Registro Minero por primera vez. Luego trabajé en el Grupo de Promoción y Ordenamiento Minero, antes de ir al

[14]

¿Cómo ve el estado actual del Catastro Minero Colombiano? Bueno, hay que hacer la claridad de que el Catastro Minero Colombiano (CMC) tiene dos componentes principales. Una de las funciones es llevar a cabo todos los actos sujetos a inscripción en el Registro Minero Nacional, como lo ordena el Código de Minas, que son todos los actos que profieran las autoridades que usan el Registro Minero, que en la actualidad son seis gobernaciones e Ingeominas. Lo que se registra es la historia jurídica y técnica del título. Y el otro componente es el geográfico, el cual comprende todas las coberturas geográficas que tienen que ver con la decisión que se va a tomar con respecto a un área, como es el caso de tener todas las coberturas de zonas excluibles, zonas restringidas, incluso de carácter informativo, como en los casos de las zonas tituladas a las comunidades indígenas y comunidades afrocolombianas, que nos permite tener información para el ordenamiento minero. SUCESOS • 143


¿Qué opina sobre la reestructuración del instituto? Digamos que era necesaria porque una cosa es el conocimiento geológico del país y otra es la administración de los recursos minerales; sin embargo, por disposiciones gobernativas, en el año 2004 Ingeominas recibió la administración del recurso minero del 70% del territorio nacional, aproximadamente. Considero esencial que las autoridades sigan con su ejercicio de manera independiente, aunque vinculantes al mismo tiempo, y que haya una comunicación; por lo tanto, me parece conveniente para el país, y para el mismo manejo de los recursos y el conocimiento, que exista nuevamente la división entre el Servicio Geológico Colombiano y la Agencia Nacional de Minerales, pues eso nos va a llevar a una mejor administración y un mejor ordenamiento del territorio. ¿Qué retos ha tenido como coordinador del Grupo de Catastro y Registro Minero Nacional en todo este proceso de reestructuración? Creo que el reto permanente es lograr que la comunidad minera en general pueda ver en el Catastro Minero una herramienta de toma de decisiones. ¿Cómo se puede lograr eso? En ese sentido, lo primero que hay que hacer es optimizar los sistemas de procesos, de documentación, con el fin de que todo el mundo sepa cuál es la finalidad de un registro minero, por ejemplo. De igual manera, es importante mejorar las

comunicaciones con todas las entidades generadoras de información. En la medida en que logremos esa conectividad a nivel interno, tanto de recurso humano como en el nivel tecnológico, y obviamente generar esa credibilidad y adquirir ese conocimiento, esa conectividad y esa relación con otras entidades, podremos tener un Catastro Minero más completo. Pero ¿va a haber un nuevo Catastro Minero Colombiano o se va a seguir utilizando el que tenemos? Digamos que se hizo una valoración conjunta con el Ministerio de Minas y Energía, en la cual se evaluó la forma como se construyó y como se configuró el CMC y se determinó la conveniencia de hacer un nuevo Catastro Minero Colombiano. Mientras tanto, lo que se busca es que el CMC actual, con unos mínimos de inversión, tenga disponibilidad para atender las concesiones de la mejor manera posible. ¿Cómo quiere que lo recuerden? En general, como una persona con respeto hacia los demás y respeto hacia sí misma, comprometida con el trabajo y siempre dispuesta a la colaboración. ¿Quién es Julio César Rojo? Soy una persona a la que le gusta ayudar, a la que le gusta compartir. Considero que soy abierto, extrovertido, alegre, transparente y muy respetuoso de las opiniones de los demás. Ese soy yo.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[15]


Cultura y Entretenimiento

Cultura y Entretenimiento

Bogotá, ¿la Atenas Suramericana? Juan Pablo Mazuera

Durante muchos años, a Bogotá se la conoció internacionalmente como la Atenas Suramericana. Este calificativo se lo dio el humanista español Marcelino Menéndez Pelayo, quien en su libro Antología de la poesía latinoamericana (1892) escribió que la cultura literaria de Santafé de Bogotá era tan importante y tan arraigada en su gente que esta ciudad estaba “destinada a ser con el tiempo la Atenas de la América del Sur”. Esta afirmación, hecha por un escritor que nunca visitó el país y cuyo único contacto con los intelectuales criollos se limitó a una correspondencia epistolar, la recogió el cronista Pedro María Ibáñez, quien –en cierto sentido– fue el encargado de señalar y de afianzar el estatus de Bogotá como una ciudad civilizada y culta, el cual ha tenido desde entonces. Pero no fue el único en avizorar esa calidad de ciudad culta. En su momento, el escritor y diplomático argentino Miguel Cané dejó consignado en sus Memorias de viaje por Colombia y Venezuela, publicado en 1884, que los bogotanos [16]

se jactaban y enorgullecían de hablar el mejor español del mundo, y que “cualquier ciudadano de a pie recitaba los poemas de Víctor Hugo”. El viajero francés Pierre d’Espagnat también la bautizó, en 1898, como la Atenas del Sur, un elogio que décadas atrás incluso, el propio barón Alexander von Humboldt había concedido a Bogotá al llamarla “ciudad griega”, haciendo honor a las numerosas instituciones culturales y científicas que encontró durante su periplo por la Nueva Granada. En ese entonces, la ciudad crecía lentamente porque los bogotanos o “cachacos” deseaban conservar su antigua cultura. Querían mucho su ciudad y cuidaban de sus iglesias, conventos y casas construidas en estilo colonial español y de sus centros educativos, como el Colegio Mayor de San Bartolomé (1604), el Colegio Santo Tomás (1608) –que se convirtió posteriormente en la Universidad Santo Tomás (1639)– y el Colegio Mayor del Rosario (1653). Bogotá es una amalgama de Colombia en todas sus esquinas, donde se SUCESOS • 143


puede encontrar un poco de todo lo que disfruta el mundo moderno y de todo lo que lo aqueja.

Foto. Inauguración XI Festival Iberoamericano de Teatro Archivo. www.emisoraejercito.mil.co

Foto. Rock al parque. Archivo: http://www.panoramio.com/

En el zoológico urbano puede encontrarse de todo, pero el verdadero bogotano es una persona equilibrada y culta, que puede hablar el mejor y más puro castellano del Nuevo Mundo, y muy distante de ser aburrido o amargado; además, en diferentes sectores de la capital del país se organizan fiestas, conciertos y eventos de lo imaginable en todas sus variables y dimensiones artísticas posibles, desde el miércoles hasta el do-

Foto. Planetario Distrital y Plaza de toros La Santa Maria de Bogotá. Archivo. www.es.wikipedia.org

mingo de todas las semanas. Cualquier habitante puede tener la enriquecedora experiencia de compartir con gente de casi todas las partes del país, y la inexistencia de máquinas de aire acondicionado o de calefacción, típicas en muchos otros lugares, haría pensar que el clima es perfecto, pero los foráneos prefieren llamarla la nevera.

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[17]


El corazón geográfico y el mayor centro financiero, político y cultural de Colombia es una ciudad dura, que por su constante actividad enseña a vivir muy despierto y atento al presente. Traslademos nuestra imaginación por un instante a la Bogotá de hace unos siglos, esa ciudad pequeñísima, de tejas de barro y calles empinadas, que vivía en torno a la Plaza Mayor, se acostaba temprano y se bañaba con agua helada: ¿era la Atenas Suramericana? En los 473 años de esta capital, ha sido imposible —y lo seguirá siendo— igualar a una cultura que le legó a la humanidad las tragedias de Eurípides, el templo de Atenea y la filosofía de tantos pensadores, entre muchas otras cosas. De manera que recordar ese apelativo que Bogotá tuvo en el pasado se vuelve apenas anecdótico. Lo verdaderamente significativo es que nuestra ciudad es hoy una metrópoli en constante fortalecimiento social y crecimiento cultural, con ofertas para todos los sectores de la población, un creciente cupo escolar para los niños, y una infraestructura física que va llenando las expectativas y las necesidades de los ciudadanos. Sí, es exagerado afirmar que nuestra Bogotá es Atenas, pero recordemos que ha sido calificada con triple A por su nivel de gestión financiera y plaza mayor de la cultura iberoamericana en 1999, según la Unión de Ciudades Capitales Iberoamericanas. Y aún más, fue mencionada especialmente en el Concurso Internacional de Ciudades Activas y Saludables de 2005 como premio por la ciclovía. Por su parte, la Fundación [18]

Gates, en el 2002, la reconoció por su esfuerzo para expandir el acceso a la información. Es importante recordarles a los gestores de cultura en Bogotá que la cantidad no siempre quiere decir calidad y variedad, y que el hecho de que más grupos, exposiciones, ciclos cinematográficos vengan o se presenten en Colombia no nos va a convertir otra vez en “esa Atenas Suramericana” que alguna vez fuimos.

Foto. El bajo colombiano Valeriano Lanchas con la Orquesta Filarmónica de Bogotá Archivo. www.filarmonicabogota.gov.co

SUCESOS • 143


Grupo de Seguridad y Salvamento Minero Bogotá Diagonal 53 n.° 34-53, Bogotá Teléfono 2200000, exts. 2172 y 2441 Celular 3142187170 www.ingeominas.gov.co Amagá Corregimiento Camilo C, Amagá (Antioquia) (50 metros después de la Y vía a Fredonia) Teléfonos: 84722 91 y 8473874 (Fax) 8472292 Ingeniero de salvamento: 3134959265 Técnico de salvamento: 3147218003 lrodriguez@ingeominas.gov.co lcepeda@ingeominas.gov.co Ingeominas@edatel.net.co Grupo de Trabajo Regional Medellín Coordinadora: María Inés Restrepo Morales mirestrepo@ingeominas.gov.co Teléfonos: 2644949 y 2347567 Cúcuta Av. 5 n.° 11-20, piso 9, of. 902 Telefax: 5720082 y 5726981 Teléfonos: 5720082 y 5726981 Ingeniero de salvamento: 3118864231 Técnico de salvamento: 3203020070 gmendez@ingeominas.gov.co joayala@ingeominas.gov.co cucuta@ingeominas.gov.co Grupo de Trabajo Regional Cúcuta Coordinadora: Marisa Fernández Bedoya mfernandez@ingeominas.gov.co Teléfonos: 5720082 y 5726981

Jamundí Jamundí, Valle del Cauca, km 3 vía Potreritos Teléfonos: 5214001, portería; 5214002, oficina Ingeniero de salvamento: 3142387230 Técnico de salvamento: 3136394077 olargo@ingeominas.gov.co cliente@ingeomina.gov.co Grupo de Trabajo Regional Cali Coordinadora: Myriam Urrea González. murrea@ingeominas.gov.co Teléfonos: 3395176 y 3393077 Nobsa km 5, vía Nobsa-Sogamoso Teléfono: 7724130 Fax: 7795466 Ingeniero de salvamento: 3103398632 Técnico de salvamento: 3114880217 ybenavides@ingeominas.gov.co wperezc@ingeominas.gov.co Grupo de Trabajo Regional Nobsa Coordinador: Mauricio Flechas Hoyos mflechas@ingeominas.gov.co Teléfono: 3133957691 Ubaté km 1,5 vía Ubaté-Bogotá Teléfax: 8891677 Ingeniero de salvamento: 3138297517 Técnico de salvamento: 3115079521 jbarreto@ingeominas.gov.co jalonso@ingeominas.gov.co

Instituto Colombiano de Geología y Minería • INGEOMINAS

[19]


[20]

SUCESOS • 143


Revista sucesos n.° 143  

Revista sucesos n.° 143

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you