Page 15

6

portador de derechos y obligaciones que lo convierten en ciudadano. Fortalecerse como ciudadano participante, significa que como tal adquiere condiciones para, o está en la posibilidad de tomar decisiones que atañen a la vida pública (no necesariamente política) y/o de influir en ella). Necesita entonces información, conocimientos no sólo sociopolíticos sino técnicos y otras condiciones que completan su formación ciudadana. En democracia es indispensable que tenga una organización, respaldo colectivo, la colaboración de otros actores parecidos, portadores de intereses comunes. Lo que finalmente se busca es la construcción de una democracia participativa desde la base. “El poder local es el ámbito específico para su germinación y desarrollo”.2 El análisis de lo local adquiere mayor sentido si se le asume como un referente de lo nacional. No existe como una realidad en sí misma sino por su valor relacional que le da significado con un todo mayor. También es importante la relación entre lo local y lo global. Desde hace tiempo hay una realidad de mercado, una realidad política y cultural de dimensión internacional, que influye poderosamente en las transformaciones nacionales. La globalización tiene, entre otros muchos, dos efectos: Uno es el debilitamiento de la centralidad del Estado y que cuestiona su territorialidad, es decir, la nación; el otro es una tendencia a revitalizar lo local o lo regional. No puede ignorarse la globalización al hablar de lo local, al punto que se habla del fenómeno de la “glocalidad”. Puede pensarse aquí en la participación de intereses y/o poderes extra-locales tales como los que puedan

2. Morna Macleod. Poder local. Reflexiones sobre Guatemala. Guatemala: Oxfam UK and Ireland. 1997.

Notas Sobre de Democracia y el Poder Local  

Notas Sobre de Democracia y el Poder Local