Issuu on Google+

Suplemento 1 /septiembre - octubre 2011/

Archidiócesis de Santiago de Compostela

Barca de Santiago Revista diocesana

“Tener fe es apoyarse en la fe de tus hermanos” Benedicto XVI, Madrid 2011


engo la percepción que sentís la inquietud por lo religioso, pero que a veces vivís una religiosidad católica “a la carta”, sintiéndoos atraídos por lo que hoy se denominan religiones “civiles”: ecología, deporte, culto al cuerpo humano…, o por corrientes espirituales con sello intimista. El descenso en las creencias religiosas va habitualmente acompañado de un ascenso de supersticiones. En este sentido advierte el Papa Benedicto XVI: “El apóstol Pablo recuerda a los hermanos, contagiados por las ideas contrarias al Evangelio, el poder de Cristo muerto y resucitado. Este misterio es el fundamento de nuestra vida, el centro de la fe cristiana. Todas las filosofías que lo ignoran, considerándolo “necedad” (1 Co 1, 23), muestran sus límites ante las grandes preguntas presentes en el corazón del hombre. Por ello, también yo, como Sucesor del apóstol Pedro, deseo confirmaros en la fe (cf. Lc 22, 32). Creemos firmemente que Jesucristo se entregó en la Cruz para ofrecernos su amor; en su pasión, soportó nuestros sufrimientos, cargó con nuestros pecados, nos consiguió el perdón y nos reconcilió con Dios Padre, abriéndonos el camino de la vida eterna. De este modo, hemos sido liberados de lo que más atenaza nuestra vida: la esclavitud del pecado, y podemos amar a todos, incluso a los enemigos, y compartir este amor con los hermanos más pobres y en dificultad”1.

“No permitáis que el interrogante sobre Dios se disuelva en vuestra alma”

1

1 - Barca de Santiago Suplemento JMJ

Mensaje para la XXVI Jornada Mundial de la Juven-

tud, 3.


“Quienes se atrevan a vivir audazmente cuesta arriba encontrarán en la cima un futuro del que vivir y por el que luchar” San Pablo exhortaba a los romanos diciéndoles: “No os amoldéis a este mundo, sino transformaos por la renovación de la mente, para que sepáis discernir cual es la voluntad de Dios, qué es lo bueno, lo que agrada, lo perfecto” (Rom 12,2). El Papa Juan Pablo II les decía a los jóvenes austriacos que no hicieran caso a quienes a diario les inyectaban la idea de que la juventud actual no tenía futuro, que los jóvenes de hoy son una gota de agua perdida en el mar, un número casual de una estadística, una parte sin importancia en la computadora mundial. Esta impresión puede llevaros a hacer dejación de vuestras responsabilidades con placeres efímeros, con el mundo ficticio del alcohol y de la droga, con la indiferencia o también con la violencia, viendo a veces la muerte como una aparente y última solución. Toda persona humana es mucho más y trasciende esas realidades dramáticas.

una calidad de vida según el proyecto de Dios, y reconociendo la verdad y el amor como criterios auténticos en vuestra actuación. No permitáis que el interrogante sobre Dios se disuelva en vuestra alma tan quebradiza por falta de un ideal, de entusiasmo, de ganas de hacer algo. El “hacia arriba” y el “hacia adelante”, lema del peregrino, son una misma tarea. Dejaos interpelar por compromisos elevados que encontráis en las Bienaventuranzas y vividlos en la Iglesia de la que podríamos decir de manera sencilla “que está destinada a ser el lugar donde Jesús actúa visiblemente en el mundo”. Para esto es necesario estar arraigados y edificados en Cristo. Dios que nos creó a su imagen y semejanza, nos ha hecho libres aunque no ignoraba los riesgos de nuestra libertad pues como dice San Pablo, muchas veces viendo lo que es mejor, hacemos aquello que no deberíamos hacer. En este sentido el Papa nos llama a estar arraigados y edificados en Cristo, firmes en la fe. Una existencia vivida según el Espíritu de Cristo devuelve la confianza en la vida cotidiana y posibilita el dar esperanza a otros en la historia.

“Una existencia vivida según el Espíritu de Cristo devuelve la confianza en la vida”

Es posible que los jóvenes tengáis que vivir más cuesta arriba que nunca, pero quienes se atrevan a vivir audazmente esa cuesta arriba encontrarán en la cima un futuro del que vivir y por el que luchar. Dar por supuesto el fracaso es una trampa para los jóvenes y sirve de coartada para los que optan por la mediocridad. No hemos inventado un mundo imposible para justificar en él nuestras derrotas. Los jóvenes habéis de tomar la vida en las dos manos y construirla cada mañana y cada tarde, recordando las exigencias a las que debéis ser fieles para

Extracto de la Carta Pastoral con motivo de la XXVI Jornada Mundial de la Juventud D. Julián Barrio Barrio

2 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


Barca de Santiago Revista diocesana

Edita

Artículos

Arzobispado de Santiago de Compostela

Director Manuel Blanco

Coordinación David Mohedano - Inma Tamayo

“Arraigados en Cristo” por D. Julian Barrio Editorial por Fco. Javier Porro DED-Días en las Diócesis ¿Algún Voluntario?

Colaboran en este número

Entrevista a Pablo Aguado

Julián Barrio Barrio, Manuel Blanco, Fco. Javier Porro, Pablo Aguado, Delegación de Infancia y Juventud de Santiago de Compostela

Familia Acogedora Entrevista

5-8 4 5-12 13-16 17-20

JMJ Madrid “He vivido un sueño” por Pablo Aguado

21-26

Cibeles /martes 16/

27-32

Catequesis /miércoles 17/

33-38

Retiro /miércoles 17/

39-42

Pza. de España /miércoles 17/

43-46

Catequesis /jueves 18/

47-51

Colón /jueves 18/

52-54

Catequesis /viernes 19/

55-62

Inma Tamayo Yesurún s.l.

Paseo del Prado /viernes 19/

63-64

Via Crucis /viernes 19/

65-68

Barca de Santiago

Cuatro Vientos

Fotografía Miguel Castaño

Distribución Secretaría de Medios de Comunicación del Arzobispado de Santiago de Compostela revistaarchidiocesis@gmail.com

Diseño y maquetación

Suplemento 1 - septiembre 2011 Santiago de Compostela

3 - Barca de Santiago Suplemento JMJ

“He vivido un sueño”

69-72

Sábado 20

73-84

Domingo 21

85-92


oy gracias a Cristo Jesús, nuestro Señor, que me hizo capaz, se fió de mí y me confió este ministerio” (1 Tm 1, 12). Estas palabras condensan mi pensamiento actual y los sentimientos de mi corazón tras ocho años intentando servir desde la Delegación de Juventud de nuestra Archidiócesis. Desde mi punto de vista, a pesar de ciertos errores de planteamiento y algunos fallos organizativos, la Jornada Mundial de la Juventud de Madrid presenta un balance tremendamente positivo. ¡Creo que el esfuerzo ha merecido la pena! Haciendo revisión es necesario asumir mi parte de responsabilidad en las cosas que no han salido bien. Siendo sincero pienso que no supe informar y motivar suficientemente a los responsables de jóvenes de parroquias, colegios, movimientos y asociaciones; no hemos sido capaces de ilusionar a los jóvenes para que aprovecharan esta ocasión extraordinaria que se nos presentaba en Madrid; y en algo hemos fallado todos cuando, salvo honrosas excepciones, no abrimos nuestros hogares para acoger a los extranjeros que venían los días previos a la JMJ. Estoy seguro que las luces y las sombras de esta JMJ nos van a ayudar a seguir caminando con renovada confianza en Dios, mayor humildad y más docilidad a la Palabra. ¡Firmes en la fe! ¡No te rindas! 4 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


La JMJ comenzó “antes de tiempo”… perdón “días antes”, fue espectacular ver tantos jóvenes cristianos por nuestras calles. No sólo vinieron a Santiago muchas de nuestras parroquias, a lo largo y ancho de nuestra diócesis, acogieron grupos de jóvenes que vinieron de Japón, EEUU, México, Alemania, Reino Unido, Sudáfrica, Venezuela, Nueva Caledonia, Haití, Filipinas, Israel, Indonesia, Francia… y así un sinfín de países. No se organizaron grandes actividades pero la acogida y la fraternidad se convirtió en una GRAN ACTIVIDAD. Dos elemento comunes en todos ellos: “la fe” y “la alegría”, la segunda fruto de la primera sin duda alguna. Todos los que hemos vivido los DED estamos de acuerdo en que: “hemos acogido y hemos sido enriquecidos”; “nos hemos cansado mucho y hemos sido reconfortados”; “hemos compartido y ahora tenemos más”. Tenemos la certeza de que Dios es uno en todos nosotros y nosotros somos uno en Él.

5 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


6 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


7 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


8 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Escuchad de verdad las palabras del Señor para que sean en vosotros «espíritu y vida» (Jn 6, 63), raíces que alimentan vuestro ser, pautas de conducta que nos asemejen a la persona de Cristo, siendo pobres de espíritu, hambrientos de justicia, misericordiosos, limpios de corazón, amantes de la paz. Hacedlo cada día con frecuencia, como se hace con el único Amigo que no defrauda y con el que queremos compartir el camino de la vida. Bien sabéis que, cuando no se camina al lado de Cristo, que nos guía, nos dispersamos por otras sendas, como la de nuestros propios impulsos ciegos y egoístas, la de propuestas halagadoras pero interesadas, engañosas y volubles, que dejan el vacío y la frustración tras de sí”. Benedicto XVI. JMJ, Madrid 2011

9 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


10 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Nosotros sabemos bien que hemos sido creados libres, a imagen de Dios�. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

11 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Os animo encarecidamente a no perder nunca la sensibilidad e ilusión por la verdad”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

12 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


Tipiquísima pregunta: ¿por qué te has hecho voluntario? P.: Ha ido surgiendo. De asistir a to-

das estas jornadas. He estado en la JMJ de Colonia, hice el Camino de Santiago con la Delegación de Juventud… Me hablaron muy bien de la PEJ 2004 y también participé en la del 2010.

P.: ¿Qué chiste le encuentras a este uso de tu tiempo libre? Utilizo el tiempo en hacer algo útil, algo por los demás y algo diferente. Te descansa. Estoy con mis amigos y, además, muy a gusto.

¿Tú eres de los que apoyas el 15M? P.: Al principio, cuando empezó a su-

ceder, estábamos de exámenes. Lo seguí de cerca con Twitter y demás mecanismos. Supe que algunos de mis conocidos y gente en la que confío

13 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


Así como la masa ejerce presión para arrastrar hacia lo malo, en este caso (la JMJ) lleva a muchos a pensar

plenamente, lo tomaron con gusto y yo también. “A ver cómo avanza”; “a ver en qué queda”; “qué saldrá de aquí”, etc. Tuve la oportunidad de contactar con los organizadores de la acampada de Santiago y seguí expectante. Parecía lógico lo que allí se planteaba. La deriva de los acontecimientos fue lo que ya no me gustó tanto.

¿En qué ha consistido tu cometido como voluntario en los DED? P.: Al principio, no me tocaron labo-

res tan en contacto con los peregrinos (un poco en prensa, otro poco en la coordinación de voluntarios, etc.). Pero muchas veces había que bajar a cualquier ruedo, hacer un poco de todo, según hiciese falta (transporte, guía, logística, etc.)

Fuera de estos acontecimientos, ¿tocas temas de fe y religión en tus conversaciones habituales? P.: Sí. No oculto que soy católico y

practicante; que tengo que ver con todo esto. En clase (estoy a caballo de dos carreras: Ingeniería Química e Historia, mi pasión). En los entrenamientos

del equipo de baloncesto que preparo. En cualquier lugar.

¿Cuál es la demanda más frecuente de unos jóvenes peregrinos cuando acuden a un voluntario como tú? P.: Las preguntas que te hacen son

múltiples: lugares, horarios, costumbres, etc. Los pudientes de más lejos (América, Australia), terminaban preguntando por tiendas o recuerdos típicos. Recuerdo que a los franceses nos requerían para dedicar parte del tiempo libre a un turismo de vuelta a la ciudad-guía-helado. Teníamos una ruta ya prefijada con los puntos más importantes de la ciudad y un traductor a disposición.

¿Te pagan por esto? ¿Pagas tú? P.: Mi voluntariado lo ejercí de forma

específica en el programa Días en la Diócesis. Luego, como un peregrino más, hube de costear mi viaje a Madrid. Ahí ya había otros voluntarios. Ni te pagan ni tienes que pagar. Recibes y das lo mejor de ti mismo, no dinero.

14 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


¿Qué les pasa a los jóvenes que no les gustan estas movidas cristianas? P.: Más bien pueden estar cerrados a “empezar a entenderlo”.

No quieren compromiso. “Vale, me da igual”; se lo escuché a varios, al principio. Luego veías a la gente intrigada. Por ejemplo, muchos en Madrid preguntaban “de qué iba el asunto”. He sabido de gente, incluso no cristiana, con interés en asistir, porque se trataba de un acontecimiento histórico, que no se querían perder. Bastantes se paran a pensar: “seguro que tiene algo”; eso ya es mucho (lo de pensar y lo de “haber algo”…). Caben dos posturas: a) la de apagado o fuera de cobertura (no va conmigo). b) esto se puede ver, hay que verlo. Esta última es la más aprovechable. Aprecian que hay mucha gente, que hasta sus propios amigos participan con gran ilusión. Así como la masa ejerce presión para arrastrar hacia lo malo, en este caso lleva a muchos a pensar. Entrevista a Pablo Aguado Voluntario DED

15 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


16 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


¿Cuántos sois en casa? T.: Somos cinco. Mi marido y mis tres hijos.

¿Ofrecer tu hogar a unos desconocidos? T.: No nos conocíamos de nada, pero iban a la JMJ. Eso es como un lenguaje universal. La fe es lo que nos une. Me lo planteé como una ayuda ante la petición que se hizo desde el obispado. Dos chicas inglesas, Laura y Carlene. Un chico indio, Sussmek. Nos entendíamos en inglés, sin nin17 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


gún problema. En casa lo hablamos con soltura. He de decir que, aunque sólo hubiera de valorar esta experiencia desde el punto de vista del comportamiento de mis peregrinos y de la cultura, ya le pondría un “muy bien”.

¿Cómo te enteraste de que podías colaborar con esta acogida de peregrinos?

¿Qué detalles has procurado cuidar con tus peregrinos de acogida? T.: Los de logística. Que tuviesen acceso a cama en vez de suelo. Que el WC estuviese dotado de todo lo ne-

T.: El párroco, D. Jesús Codesido, lo propuso en la parroquia; también a través de la Delegación de Juventud de la diócesis. La primera noticia, incluso, a través del colegio S.Viator de Vitoria.

Tu rastro de voluntaria te delata… T.: Soy miembro de Cristianos sin Fronteras. Hemos organizado, recientemente, los Encuentros Misioneros Silos. Trabajo en Pastoral Universitaria, llevando un espacio de formación interdisciplinar (algo parecido a un “acercamiento” pastoral a los jóvenes mediante la música, el cine, etc. Evangelización desde la cultura). Por cierto: he estado en el encuentro de los profesores universitarios con Benedicto XVI, pues en Santiago mi profesión la ejerzo en el Departamento de Filología Inglesa y Alemana. Este año, también participé en el Festival de la Canción Misionera con los de Vitoria.

cesario. Las comidas del día, que pudiésemos hacerlas juntos, en clima de familia. Fuimos con ellos a Finisterre, a la acogida que hubo en el Monte do Gozo y a Misa. Recuerdo que, el primer día, quisimos recogerles en la es-

18 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


tación, para que supieran que alguien les esperaba desde el inicio. A mí me hubiese gustado que lo hiciesen conmigo. La última noche nos hicieron un regalo estupendo: cocinaron para nosotros. Se lo tomaron como un compartir lo mejor que tenían con la familia que les había dado alojamiento. Sussmek preparó un pollo al curry riquísimo, con las exóticas especias de su tierra natal. Laura y Carlenne, un postre inglés.

Algo que te haya llamado la atención en ellos. T.: Nos dimos cuenta enseguida de que los católicos ingleses son muy devotos. Incluso en las formas. Conservan, por ejemplo, la costumbre de rezar el rosario en familia. Sussmek, incluso, es catequista de confirmación en su parroquia. Percibimos que tienen ganas de participar con las comunidades cristianas donde les toque vivir.

19 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


¿Qué requisitos crees necesarios para poder ser familia de acogida? T.: Hace falta un talante de apertura, de acogida. Estar dispuesta a servir. Tolerancia con las distintas culturas. Alerta para aprender, porque hemos recibido mucho más de lo que hemos podido dar. Como dice la frase de una canción de Luis Guitarra: “¿Quién acoge a quién en esta casa?”. Parecemos nosotros los que acogemos, pero son ellos quienes, al dejarse acoger, nos acogen también a nosotros.

¿Qué frutos le pides a la JMJ? T.: Seguir viendo esa comunión de fe entre jóvenes de tan diferentes culturas. Que se siga esparciendo la fe, aunque las formas de hacerlo y de quienes la acojan sean tan distintas. Puedo decir que mucha gente de las que tenemos la juventud acumulada hemos presenciado in situ la JMJ y… ¡es una pasada! ¡Qué experiencia tan gozosa!

20 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


21 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Vengo aquí a encontrarme con millares de jóvenes de todo el mundo, católicos, interesados por Cristo o en busca de la verdad que dé sentido genuino a su existencia. Llego como Sucesor de Pedro para confirmar a todos en la fe, viviendo unos días de intensa actividad pastoral para anunciar que Jesucristo es el Camino, la Verdad y la Vida. Para impulsar el compromiso de construir el Reino de Dios en el mundo, entre nosotros. Para exhortar a los jóvenes a encontrarse personalmente con Cristo Amigo y así, radicados en su Persona, convertirse en sus fieles seguidores y valerosos testigos”.

Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

22 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


R

ecuerdo cuando, con 17 años, viajé con la Delegación de Pastoral de Juventud a Alemania, a Colonia, para la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de 2005. Sabía a lo que iba, ya había estado en el encuentro de 2003 de Juan Pablo II en Madrid con los jóvenes, pero aún así, no estaba preparado para la magnitud del encuentro. La diversidad de la gente, la magia del momento… Pero como yo era un niño, “hablaba como niño, pensaba cómo niño, razonaba cómo niño” (1 Cor 13,11). Siempre quedó ahí el poso, la semilla, la ilusión y el recuerdo, de cómo un adolescente ve una JMJ, y queda fascinado por lo magnificado que está todo. Tiempo después, tras la experiencia de la Peregrinación y Encuentro de Jóvenes (PEJ) del 2010 enmarcada en el Año Santo Compostelano y la visita de Benedicto XVI a Santiago de Compostela, en la que actué de voluntario, me enfrentaba al año previo a la JMJ de Madrid. Desde la Pastoral de Juventud me pidieron que colaborase en la difusión de la JMJ, los Días en las Diócesis (DED) previos a la Jornada y en la difusión del viaje de la Delegación, y, pese al trabajo

23 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


de 5º de Ingeniería, no pude negarme. ¿Qué tenía yo en mente de la JMJ Madrid’11? Pues que se “jugaba en casa”, que podría estar con mi familia (pues tengo raíces madrileñas) mientras disfrutaba la experiencia de la JMJ. Quería recargar las pilas, quería volver a disfrutar de la experiencia de Colonia’05, y por supuesto, nunca dudé de que iría. Realmente, no iba a nada concreto, con ninguna intención concreta, solamente movido por las ganas de repetir, abierto a lo que Dios me pudiese mostrar.

“No iba a nada concreto, solamente movido por las ganas de repetir, abierto a lo que Dios me pudiese mostrar”

El mes anterior fue de trabajo, preparando detalles de los DED, pequeños asuntos, reuniones, horarios, planificaciones, que se acercaba la fecha, que empezaban los nervios de tener todo arreglado, que ultimar, que detallar, que

retocar… no se daba uno cuenta de lo que se acercaba, simplemente, trabajaba, día a día. Hasta que llegó el momento.

Yo era co-responsable de los voluntarios, y era la responsabilidad más grande que habían puesto sobre mis hombros en la Delegación, y con esto quiero decir que estaba nervioso. Quería quedar bien, quería responder a la confianza, quería que todo saliese perfecto. Y tengo que decir que desde el principio, todo salió “mal”, porque Dios acostumbra a usar sus planes y no los nuestros. Dios puso de su parte para que yo aprendiese algo más de humildad, algo de trabajo, que todo tiene que poner esfuerzo y dedicación plena, mucha oración y un abandono total. Por supuesto, cosas que a mi me faltaban, que no soy muy dado a ofrecer. Así que, definitivamente, todo salió bien.

24 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


Y al fin, llegaba la JMJ. No hay nada que consignar del viaje que no fuese de un viaje normal, hasta llegar a Madrid el martes 16. Allí, nos organizamos, nos preparamos y fuimos a la misa de apertura de la JMJ en Cibeles. Creo que puedo decir, a falta de todo lo que queda por contar, que una cosa que me ha llenado, y con la que me quedo especialmente de esta JMJ, es la alegría, la felicidad, la sonrisa contenida que uno tenía al ver a “su” gente. Toda mi familia tomó diferentes caminos para vivir la JMJ; y la JMJ es el encuentro de los jóvenes, hermanos en Cristo. Pues yo tuve la suerte de ver también a mis hermanos de sangre, a todos, al menos una vez, y a otros familiares, como primos, padres o abuelos, lo que lo convirtió en especial, esa alegría compartida en una misma Persona. De hecho, sa-

liendo de la misa de acogida, me encontré con el cuarto de mis hermanos, menos de un minuto, pero es muy difícil de explicar lo que se sentía… ¡pero él llevaba más fiesta que yo en el cuerpo! Hay que decir que en una JMJ los días pasan cómo un viento fuerte, y que uno no es capaz de distinguir nada en ese viento, y se deja llevar, en confianza. Porque son muchas emociones, muchos detalles y encuentros con Cristo. Los días primeros son de preparación, de catequesis, de diversas actividades… Sin esforzarse en recordar, esos días están ocultos detrás del sábado y el domingo, tras la Vigilia.

“Con lo que me quedo especialmente de esta JMJ es la alegría, la felicidad, la sonrisa contenida”

25 - Barca de Santiago Suplemento JMJ

Durante esos días, además de misa y catequesis, visitamos el Retiro, fuimos a vigilias de oración, a exposiciones del Santísimo, a museos o simplemente, turismo por Madrid. Uno siempre queda asombrado por la


gente, por la cantidad y la calidad de los grupos, que por Madrid se saludaban, se alegraban de verse aunque no se volvieran a ver en la vida, por la vida que respiraba la ciudad, vida que jamás tuvo en verano, y que probablemente no vuelva a tener. Especialmente bonito para mi fue visitar la iglesia de San Ginés, lugar de mi bautizo, cercana a Sol, en pleno corazón de Madrid. Pero es la Vigilia el momento que más toca los corazones. Reconozco que uno llegaba cansado de la caminata y el calor, uno llegaba enfadado, porque no había sitio y todo se había desbordado, que uno llegaba casi con un plan de pasar el día… pero es que todo se olvidó ante las palabras de Benedicto XVI. He podido observar que el Papa es una persona detallista, que es más cariñoso de lo que se puede uno llegar a pensar por los medios. Cuando se desató la tormenta, lluvia y viento que golpeó parte de la Vigilia, uno podía notar que el Papa no se quería mover, estaba preocupado por lo que pasaba y quería estar con sus “queridos jóvenes”. Vi cómo el Papa conectaba con todos los jóvenes, cómo les hablaba a cada uno, cómo nos hablaba a cada uno… Estaba feliz, y podía compartir a Cristo con nosotros, y nosotros, orar, cuando se hizo la exposición. Ahí, en Cuatro Vientos, estuve de la mano de mi novia, compin-

che de esta JMJ, y en ese momento, el Papa nos dijo y nos mostró que hay que orar mucho, juntos, para discernir. La misa del domingo 21 fue una llamada al envío, un final de fiesta y un sinfín de “hasta luegos”. Recuerdo los momentos posteriores intercambiando recuerdos, despedidas, banderas… pero lo más hondo, lo que de verdad marca, es difícil de distinguir, y sólo comienzo a entreverlo, es un fruto que crece con el tiempo y ya es para mi vida, la que tiene que construir un recién g r a d u a d o. Porque en Madrid’11 se cierra para mi el círculo que empezó en Köln’05 ( C o l o nia’05), una etapa de la vida, de la que salgo reforzado en Cristo, porque “cuando llegué a ser hombre, me despojé de las niñerías. Ahora vemos por un espejo, y oscuramente, pero entonces veremos cara a cara” (1 Cor 13, 12). Sólo queda dar gracias a Dios, y a todos los que la han hecho humanamente posible, de mi experiencia en la JMJ y de las oportunidades que en ella se me dieron. Pablo Aguado Domínguez Encargado de prensa sobre los DED y la JMJ de la Delegación de Pastoral de Juventud de Santiago de Compostela

26 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Este descubrimiento del Dios vivo alienta a los jóvenes y abre sus ojos a los desafíos del mundo en que viven, con sus posibilidades y limitaciones”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

27 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


28 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


29 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Pero yo vuelvo a decir a los jóvenes, con todas las fuerzas de mi corazón: que nada ni nadie os quite la paz; no os avergoncéis del Señor”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

30 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


31 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


32 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


La Delegación de Pastoral de Juventud de Santiago de Compostela asistió a su primera catequesis de la JMJ el miércoles 17 en la parroquia de San Basilio el Grande, dónde estuvieron llevando, todos los días, la animación tanto de la catequesis cómo de la eucaristía. La Catequesis fue impartida por: Monseñor Arturo Fajardo, proveniente de Uruguay.

33 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


34 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


35 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


36 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


37 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


38 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“El camino hacia la verdad completa compromete también al ser humano por entero: es un camino de la inteligencia y del amor, de la razón y de la fe”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

39 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


40 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


41 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


42 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


43 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Ante un amor tan desinteresado, llenos de estupor y gratitud, nos preguntamos ahora: ¿Qué haremos nosotros por él? ¿Qué respuesta le daremos?”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

44 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


45 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


46 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


47 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


48 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


49 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Escuchad de verdad las palabras del Señor para que sean en vosotros «espíritu y vida» (Jn 6,63), raíces que alimentan vuestro ser”. Benedicto XVI, JMJ Madrid 2011

50 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


51 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


52 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


53 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


54 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


55 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


56 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


57 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


58 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


59 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


60 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


61 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


62 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Seguir a Jesús en la fe es caminar con Él en la comunión de la Iglesia. No se puede seguir a Jesús en solitario. Quien cede a la tentación de ir «por su cuenta» o de vivir la fe según la mentalidad individualista, que predomina en la sociedad, corre el riesgo de no encontrar nunca a Jesucristo, o de acabar siguiendo una imagen falsa de Él”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

63 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


64 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“La cruz en su forma y significado representa ese amor del Padre y de Cristo a los hombres. En ella reconocemos el icono del amor supremo, en donde aprendemos a amar lo que Dios ama y como Él lo hace: esta es la Buena Noticia que devuelve la esperanza al mundo”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

65 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Miremos para ello a Cristo, colgado en el áspero madero, y pidámosle que nos enseñe esta sabiduría misteriosa de la cruz, gracias a la cual el hombre vive”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

66 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“En cada pena humana ha entrado uno que comparte el sufrir y padecer; de ahí se difunde en cada sufrimiento la con-solatio, el consuelo del amor participado de Dios y así aparece la estrella de la esperanza”. (Spe salvi, 39)

67 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“La cruz no fue el desenlace de un fracaso, sino el modo de expresar la entrega amorosa que llega hasta la donación más inmensa de la propia vida”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

68 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


os días de emociones fuertes se vivieron en las jornadas de la Vigilia y la misa del domingo. Si los peregrinos de la diócesis habían llegado a la hora de la comida, tuvieron que aguantar todo el día de sol inmisericorde aguardando la llegada del Santo Padre. Pese a la llegada a una hora relativamente temprana, los accesos estuvieron colapsados, y por otro lado, los lugares asignados a cada grupo se llenaron, mucho antes de lo previsto. La organización se vio desbordada, superándose todas las previsiones sobre la asistencia de gente, de manera que se habilitaron sitios para

69 - Barca de Santiago Suplemento JMJ

dar cabida a los peregrinos. En uno de estos lugares estuvo la Delegación de Pastoral de Juventud. El día fue largo, y caluroso. Se hicieron turnos para ir a conseguir el agua de las fuentes, para ir a por las bolsas de la comida, para descansar, para ir a los baños, para pasear y ver el ambiente y buscar conocidos o para refrescarse con las mangueras de los bomberos. Muchos aprovecharon para conocer personas de otros lugares, lo que terminaba con intercambios de direcciones de e-mail o facebook, recuerdos y fotografías.


E l plato fuerte estaba por llegar. El Santo Padre llegó a Cuatro Vientos arropado por la ovación de más de un millón y medio de jóvenes, dispuesto a tener una vigilia de oración con una exposición del Santísimo. Sin embargo, todo salió mejor de lo previsto, ya que se desató una tormenta, grandes vientos y lluvia. Los jóvenes se afianzaron aún más, recogieron sus cosas y se abrigaron cómo pudieron, atentos a cada palabra del Santo Padre. Se detuvo la celebración, el escenario quedó dañado, algunas carpas también, pero fue un regalo ver al Papa negarse a retirarse, y querer esperar con los jóvenes. Cuando se devolvió la electricidad, cortada preventivamente, Benedicto XVI cambió los guiones: “Queridos jóvenes, hemos vivido una aventura juntos”. En ningún momento el Papa quiso separarse de los jóvenes, y se veía por las pantallas, y los jóvenes no querían separarse del Papa, cantando, aún

en lo más difícil, a Dios y vítores al sucesor de Pedro.

Realmente, fue emotivo ver a tantísimos millares de jóvenes caer de rodillas ante la aparición de Cristo Sacramentado. Pero aún más, la oración silenciosa que se disfrutó en esos instantes. Todo el campo quedó en absoluto silencio orante, expectante ante Cristo. La noche fue otra experiencia: pasear y ver el ambiente, acercarse al escenario, saludar a conocidos, o simplemente esperar a que amaneciese, durmiendo o no, bajo una pequeña lluvia, en ocasiones. El despertar bajo el cielo, a las 7 de la mañana, esperando la celebración con el Papa, resulta ser una experiencia inolvidable en todos los casos. Los integrantes del viaje de la delegación de Pastoral de Juventud de Santiago tardaron en levantarse y adecentarse, tal era

70 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


el cansancio acumulado. Pero, según se iba acercando el momento, todas las cabezas se despejaban y todos se despertaban. La misa resultó ser un llamado del Papa a llevar lo que cómo jóvenes y con jóvenes se ha vivido en Madrid hasta el mundo entero, a las casas de cada uno, a los trabajos y universidades, a los amigos que no han podido viajar a la JMJ, a los que necesitan de esa luz en el mundo tan perdido cómo está. Tras la misa, en la que no se pudo repartir la comunión por los problemas de infraestructuras que creó la tormenta del sábado 20, todos los peregrinos abandonaron, cómo pudieron, Cuatro Vientos, cansados, pero llenos de las palabras del sucesor de Pedro, y con ganas de llevar la alegría al mundo entero. Para la delegación de Pastoral, la tarde fue libre, hasta la hora de ir a celebrar el rito de la Comunión. Muchos lo aprovecharon para pasear por Madrid, otros, para descansar en una piscina cercana. Pablo Aguado Domínguez Encargado de prensa sobre los DED y la JMJ de la Delegación de Pastoral de Juventud de Santiago de Compostela

71 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


72 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


73 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Sí, queridos amigos, Dios nos ama. Ésta es la gran verdad de nuestra vida y que da sentido a todo lo demás. No somos fruto de la casualidad o la irracionalidad, sino que en el origen de nuestra existencia hay un proyecto de amor de Dios. Permanecer en su amor significa entonces vivir arraigados en la fe, porque la fe no es la simple aceptación de unas verdades abstractas, sino una relación íntima con Cristo que nos lleva a abrir nuestro corazón a este misterio de amor y a vivir como personas que se saben amadas por Dios”.

Benedicto XVI JMJ. Madrid 2011

74 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


75 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


76 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


77 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


78 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Tener fe es apoyarse en la fe de tus hermanos, y que tu fe sirva igualmente de apoyo para la de otros. Os pido, queridos amigos, que améis a la Iglesia, que os ha engendrado en la fe, que os ha ayudado a conocer mejor a Cristo, que os ha hecho descubrir la belleza de su amor. Para el crecimiento de vuestra amistad con Cristo es fundamental reconocer la importancia de vuestra gozosa inserción en las parroquias, comunidades y movimientos, así como la participación en la Eucaristía de cada domingo, la recepción frecuente del sacramento del perdón, y el cultivo de la oración y meditación de la Palabra de Dios”.

Benedicto XVI JMJ. Madrid 2011

79 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


80 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


81 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


82 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


83 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


84 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


85 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Queridos amigos, que ninguna adversidad os paralice. No tengáis miedo al mundo, ni al futuro, ni a vuestra debilidad. El Señor os ha otorgado vivir en este momento de la historia, para que gracias a vuestra fe siga resonando su Nombre en toda la tierra”.

Benedicto XVI JMJ. Madrid 2011

86 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


87 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


88 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Nosotros debemos ser santos para no crear una contradicción entre el signo que somos y la realidad que queremos significar”. Benedicto XVI. JMJ Madrid 2011

89 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


90 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Por Cristo sabemos que no somos caminantes hacia el abismo, hacia el silencio de la nada o de la muerte, sino viajeros hacia una tierra de promisión”. Benedicto XVI, JMJ Madrid 2011

91 - Barca de Santiago Suplemento JMJ


“Os invito a que deis un audaz testimonio de vida cristiana ante los demás”. Benedicto XVI, JMJ Madrid 2011

92 - Barca de Santiago Suplemento JMJ



Suplemento_JMJ