Page 36

Resumen La tromboflebitis pélvica séptica es la formación de un coágulo en el interior de las venas de la pelvis a causa de una infección; puede ocurrir después de un parto vaginal, de un aborto séptico o una cesárea. Las infecciones posparto son las complicaciones puerperales más comunes; se definen como la aparición en el puerperio de una infección del aparato genital, que se acompaña de fiebre alta y persistente, después de 24 horas del parto, durante al menos dos veces separadas entre sí por más de 24 horas. Los lugares más frecuentes donde se desarrolla la infección son: el útero, la herida de la episiotomía o en la herida quirúrgica de la cesárea. La cesárea y la clase socioeconómica de bajos recursos se asocian de manera consistente con índices más elevados de infección posparto. La cesárea, sin lugar a duda, es el factor de riesgo identificable más común para el desarrollo la infección posparto, tales como infección de la herida quirúrgica, absceso pélvico, endometritis y por ende tromboflebitis pélvica séptica. La tromboflebitis pélvica séptica es una de las entidades que produce fiebre posparto y que siempre se debe sospechar ante un cuadro febril en este contexto; que no responde con terapia antimicrobiana. Es una complicación que puede aparecer durante el puerperio como consecuencia de una endometritis o después de una intervención quirúrgica pélvica. El tratamiento se realiza con base en antibióticos y anticoagulantes. Es una entidad poco frecuente pero potencialmente grave, de ahí la importancia del diagnóstico y el tratamiento temprano. Palabras clave: tromboflebitis, pélvica, séptica, fiebre, hipercoagulabilidad, estasis, vena, parto, cesárea, trombo.

ARTÍCULO

Revisión de tema: Tromboflebitis pélvica séptica

Diana Liliana Jimenez Hernández, MD1

INTRODUCCIÓN La tromboflebitis pélvica séptica (TPS) es la formación de coágulos en las venas pélvicas infectadas de forma secundaria por bacterias. Fue descrita a finales del siglo XIX por Von Recklinghausen. La TPS puede incluir las venas vaginales, uterinas, ováricas, ilíacas y la vena cava inferior. Se presenta con mayor frecuencia en la vena ovárica derecha. El primer caso de trombosis de la vena ovárica en la literatura fue descrito por Williams en 1909 y fue diagnosticada

1 Residente III. Obstetricia y Ginecología. Universidad Nacional de Colombia

140 CONTR VERSIAS

por laparotomía en una paciente con absceso pélvico puerperal. Desde entonces, el diagnóstico, la incidencia y la gestión de la entidad han evolucionado. Dicha evolución siguió el desarrollo de nuevas herramientas de diagnóstico como la tomografía computarizada (TC), resonancia magnética (RM) y una mejor visión de la fisiopatología de la enfermedad. El tratamiento de la TPS ha tenido cambios significativos; así, pasó de un enfoque quirúrgico al final del siglo XIX a un enfoque médico después de la década de 1960. Mediante el uso de un tratamiento con anti-

Controversias vol24n3  

Revista Médica en Ginecología, Obstetricia y otras Especialidades de la Clínica de la Mujer

Controversias vol24n3  

Revista Médica en Ginecología, Obstetricia y otras Especialidades de la Clínica de la Mujer