Issuu on Google+

Año 3

No. 136

Médico español defiende su objeción de conciencia

Semana del 11 al 17 de septiembre de 2011

Esteban Rodríguez Martín se convirtió en el año 2008 en el primer ginecólogo español en acudir a los tribunales para defender su objeción de conciencia ante el aborto. Tres años después, no se arrepiente de su “no rotundo” a practicar abortos aunque deba pagar un alto precio profesional. Rodríguez Martín afirmó que ha debido limitar su trabajo en el Hospital Público Punta de Europa en Algeciras, Andalucía, para asistir partos y atender a mujeres con embarazos avanzados, tras oponerse a practicar pruebas de diagnóstico prenatal usadas por muchas mujeres para decidir abortar a sus hijos si, por ejemplo, presentan Síndrome de Down. “Cuanto mejor diagnóstico prenatal se hace, más abortos se consiguen”, y “como médico mi misión es proteger la vida”, explicó Rodríguez a quien sus superiores le negaron

el pedido de relevarlo de las pruebas de diagnóstico. “No me quedó más remedio de que un juez arbitrase en el conflicto para la defensa de un derecho fundamental como es la libertad de conciencia y de razonamiento, que es la base de un régimen democrático, porque si no sería vivir en una dictadura, o en una tiranía”, explicó. “¿Tendré que abandonar la profesión si no me dan la razón los tribunales? Dios lo dirá, pero muchas veces la verdad se demuestra con el martirio. “No quiero ser cómplice, no quiero ser una herramienta, no quiero que se utilicen mis conocimientos técnicos para favorecer una ideología, para favorecer una cultura pro eutanásica, para favorecer los intereses comerciales, políticos e ideológicos de personas que tienen una intención que es contraria a la dignidad del hombre, a la dignidad humana, totalmente carente de ética”.


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

LA ESTAMPA DEL ABSURDO

H

Editorial

acia el final del mes de agosto, millones de niños y adolescentes iniciaron un nuevo año escolar dentro de su proceso de educación primaria y secundaria. Y todo el esfuerzo que conjuntamente realizan alumnos, padres de familia y maestros, es para abrir la puerta del futuro para estas nuevas generaciones que ahora se educan.

Por Pacco Magaña

El Reino de los cielos Queridos hermanos y hermanas:

La celebración de la Feria Potosina 2011, con cada una de las distintas actividades que se han llevado a cabo, ha sido un intento de favorecer un clima de sana diversión, alegre convivencia y fortalecimiento de la unidad de todos los Potosinos. Y todo ello, como una bocanada de aliento fresco para que, combatiendo el estrés, renovemos nuestras fuerzas y sigamos afianzando proyectos de vida a fin de que estén ya muy avanzados al término del año en curso en su recta final.

Las parábolas evangélicas son breves narraciones que Jesús utiliza para anunciar los misterios del Reino de los cielos. Al utilizar imágenes y situaciones de la vida cotidiana, el Señor «quiere indicarnos el verdadero fundamento de todas las cosas. Nos muestra al Dios que actúa, que entra en nuestras vidas y nos quiere tomar de la mano» (Jesús de Nazaret I, Benedicto XVIJoseph Ratzinger, La esfera de los libros, 2007, p. 233). Con este tipo de discursos, el divino Maestro invita a reconocer ante todo la primacía de Dios Padre: donde no está Él, nada puede ser bueno. Es una prioridad decisiva para todo. Reino de los cielos significa, precisamente, señorío de Dios, y esto quiere decir que su voluntad se debe asumir como el criterio-guía de nuestra existencia.

La esperanza es la característica de estas experiencias de vida: una a largo plazo, la otra practicada en nuestros hobbies. Pero la ensombrecedora nube negra, procedente del Casino de Monterrey que este 25 de agosto ardía en llamas que devoraron e intoxicaron con su mortal humo a las 52 personas ahí atrapadas, habla de la cruel y despiadada decisión de cegar vidas cancelando con ello proyectos de vida y por ende, toda esperanza. ¡Qué paradoja! En aquella tarde los que gozan “tentando a su buena suerte”, hicieron su última apuesta y habiéndose arriesgado temerariamente, lo apostaron todo y perdieron la gran apuesta…la de la vida. Sí, porque así lo decidieron sus despiadados asesinos, quienes en el lapso de menos de 3 minutos se acercaron sigilosa y cronométricamente programados, prendieron fuego haciendo de aquellas instalaciones un verdadero infierno.

El «cielo» no se debe entender sólo en el sentido de la altura que está encima de nosotros, pues ese espacio infinito posee también la forma de la interioridad del hombre. Jesús compara el Reino de los cielos con un campo de trigo para darnos a entender que dentro de nosotros se ha sembrado algo pequeño y escondido, que sin embargo tiene una fuerza vital que no puede suprimirse. A pesar de todos los

El sacrificio de seres humanos por aquel fuego improvisado, mezclado con el olor tóxico de aquel humo negro que surgía como de una chimenea ensombreciendo el rostro de la Ciudad próspera de Monterrey, queda para la historia: es la estampa del absurdo y que amedrenta a un pueblo ya atemorizado. ¿Qué actitud debemos tomar ante hechos como estos? ¿Caer en temores paralizantes? Es verdad que se presentan riesgos que debemos correr, como los de los organizadores de la Feria Potosina ante la inseguridad pública, y otros que debemos evitar, como convertir una bodega en un Casino. Pero es también verdad que se dan muchas formas de dejarnos atar por los miedos. Ceden a ellos: el municipio que canceló un desfile de alumnos por la inseguridad; la pareja que no quiere hijos por las preocupaciones que sin duda van a ocasionar; el empresario que por no arriesgar su inversión, opta por irse al extranjero; el profesor que se atrinchera en sus métodos sin probar otros nuevos; lo triste del caso es que no hace falta que a estos personajes les quiten toda iniciativa; ellos mismos se condenan al fracaso o a la mediocridad. No cedamos, pues, al miedo y no dejemos que esta actitud como una mancha de aceite o un virus informático, se extienda a espacios que todavía están limpios e inmunes. La máxima sería ésta: ¡Camina con el Señor Jesús y corre buenos riesgos, los de la esperanza!

-

obstáculos, la semilla se desarrollará y el fruto madurará. Este fruto sólo será bueno si se cultiva el terreno de la vida según la voluntad divina. Por eso, en la parábola del trigo y la cizaña (Mt 13, 2430), Jesús nos advierte que, después de la siembra del dueño, «mientras todos dormían», intervino «su enemigo», que sembró la cizaña. Esto significa que tenemos que estar preparados para custodiar la gracia recibida desde el día del Bautismo, alimentando la fe en el Señor, que impide que el mal eche raíces. San Agustín, comentando esta parábola, observa que «muchos primero son cizaña y luego se convierten en trigo». Y añade: «Si estos, cuando son malos, no fueran tolerados con paciencia, no llegarían al laudable cambio» (Quaest. septend. in Ev. sec. Matth., 12, 4: pl 35, 1371). Queridos amigos, el libro de la Sabiduría, subraya esta dimensión del Ser divino. Dice: «pues fuera de ti no hay otro Dios que cuide de todo… porque tu fuerza es el principio de la justicia y tu señorío sobre todo te hace ser indulgente con todos» (Sb 12, 13.16). Y el Salmo 85 lo confirma: «Tú, Señor, eres bueno y clemente, rico en misericordia con los que te invocan» (v. 5). Por tanto, si somos hijos de un Padre tan grande y bueno, ¡tratemos de parecernos a él! Este era el objetivo que Jesús se proponía con su predicación. En efecto, decía a quienes lo escuchaban: «Sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto» (Mt 5, 48). Dirijámonos con confianza a María para que nos ayude a seguir fielmente a Jesús, y de este modo a vivir como verdaderos hijos de Dios.


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

¿DÓNDE SE FORMAN LOS DISCÍPULOS MISIONEROS?

D

entro de variadas experiencias de formación para los discípulos, están también los movimientos apostólicos y los Seminarios y Casas de Formación para la Vida Consagrada. Movimientos y comunidades Los movimientos y las distintas experiencias comunitarias que de ellos han surgido, son también lugares donde muchos fieles se forman en la fe y en el compromiso cristiano. Los movimientos son un don del Espíritu Santo a la Iglesia y un valioso aporte para la realización de la Iglesia particular. Representan una oportunidad para que muchos tengan una experiencia de encuentro vital con Jesucristo. Importa mucho que ellos mantengan el modo específico en que sirven a la Iglesia y lo hagan dentro de una profunda unidad con la Iglesia local. Debemos aprovechar el carisma propio de cada uno de los movimientos para la formación de laicos, que los lleve a un mayor compromiso de servicio apostólico dentro de sus parroquias y su Diócesis. Seminarios y Casas de Formación Los seminarios son lugares donde se da una especial formación a los discípulos de Cristo que están en camino de realizar una opción de vida para consagrarse al servicio de Dios en la Iglesia. Singular importancia tiene la Pastoral Vocacional, que brinda un acompañamiento a todos los que son llamados al sacerdocio ministerial, a la Vida Consagrada dentro de un Instituto religioso o secular, o bien, al estado laical de una manera más comprometida. La primera Pastoral Vocacional se realiza en el seno de la familia. La comunidad cristiana debe continuar este acompañamiento mediante el testimonio y la oración. Nuestros Obispos hacen un llamado a los jóvenes para que tengan apertura a escuchar a Dios que los llama; a las familias, para que reconozcan la vocación de sus hijos como un don de Dios y los apoyen con decisión y, por último, a los presbíteros para que demos un testimonio alegre de nuestro servicio como pastores. Es indispensable un Proyecto Formativo que tenga en cuenta todos los desafíos que la cultura postmoderna presenta a los jóvenes que buscan realizar una opción de vida, dentro de una sociedad que privilegia el confort y no alienta a realizar compromisos estables. Los candidatos han de renovar su deseo de seguir a Jesucristo, como fruto de un discernimiento realizado en un clima de libertad y responsabilidad, apoyados en el proceso integral de formación que el Seminario les ofrece, centrándose en Jesucristo Buen Pastor y animados por un amor filial a la Virgen María. El Seminario brinda a los candidatos al sacerdocio una espiritualidad de comunión con Jesucristo y les invita a ser dóciles a la acción del Espíritu Santo. Igualmente importante es recordar que los sacerdotes recién ordenados continúan su proceso de formación, compartiendo con otros presbíteros de su edad, asesorados por otros de mayor experiencia, recordando que nuestra formación como discípulos no se termina mientras tengamos vida. Es recomendable que cada Diócesis cuente con un Proyecto Diocesano de Formación Permanente y que éste sea evaluado de manera constante para que rinda los frutos que se esperan. NOTA: Puedes leer los párrafos 311-327, para ampliar esta reflexión.

Apreciados lectores y lectoras: ONCE NUEVOS SACERDOTES nos regaló el Señor, el día 31 de agosto, cuando estábamos celebrando el 157 aniversario de nuestra querida arquidiócesis. Para mí, fue un día de alegría y emoción, de acción de gracias y de renovación de mis propios compromisos sacerdotales. Es la primera vez que Dios me concede conferir el orden del presbiterado a un numeroso grupo de jóvenes. Fue un día luminoso, fue una gran fiesta sacerdotal. Muchos fieles, venidos de las más variadas comunidades, participaron con atención y devoción en este acto sagrado. La presencia de muchos sacerdotes le dio solemnidad. En el rostro y en la mirada de los padres de familia y de los demás parientes de los ordenandos se adivinaba la honda emoción que los embargaba. Un hijo sacerdote es un gran regalo de Dios para una familia, es una bendición y una promesa de gracias; es un sueño de muchos años, de ilusiones, sacrificios, desvelos y oraciones. Siempre pienso que los papás viven un santo orgullo porque ese hijo suyo, carne de su carne, es su generosa ofrenda a Dios, para que sea ungida y transformada por el Espíritu Santo a fin de que se convierta en sacerdote para toda la eternidad. Me emocionó también pensar que ese numeroso grupo de sacerdotes es fruto maduro de largos años de formación, de muchos esfuerzos de sus formadores, profesores y bienhechores. Detrás de esta fiesta, está la acción de Dios y de su Espíritu. Detrás de esta fiesta sacerdotal, están muchos esfuerzos, preocupaciones, exhortaciones, correcciones de quienes les acompañaron en su camino vocacional. Ellos son la cosecha de una siembra que se hizo entre el dolor y la esperanza. Siempre agradezco al Seminario por ser un desierto propicio donde los seminaristas viven, entre las pruebas y la esperanza, su éxodo hacia la tierra prometida del sacerdocio ministerial; es la fragua donde se forjan, golpe a golpe, los pastores que la gente espera y necesita. En esta ocasión, me impresionó profundamente el prolongado silencio durante la imposición de las manos por el gran número de sacerdotes. Espero que los neo-sacerdotes hayan vivido intensamente este momento, este momento de impresionante silencio, este momento de encuentro con Dios y con sus hermanos sacerdotes, que serán su nueva familia en el Espíritu. Espero que hayan escuchado la voz del Pastor de los pastores, diciéndoles: “de ahora en adelante, tú me perteneces, yo te he elegido con cariño, yo estaré siempre contigo; quiero que seas hombre del silencio, de la oración y de la contemplación; tú vida no te pertenece, es toda mía, por eso debe ser una vida entregada, consagrada, orientada a Dios, agradecida, eucarística”.

Mi mensaje fue una invitación a preguntarse: ¿Por qué soy sacerdote? ¿Para qué soy sacerdote? Les pedí que leyeran y meditaran con frecuencia, sobre todo en los días de grandes pruebas, el primer prefacio de ordenaciones donde podrán encontrar las respuestas acertadas a estas preguntas, guiados por la fe de la Iglesia. El por qué soy sacerdote se expresa de esta manera, breve y hermosa: porque Cristo “me eligió con especial predilección”. Predilección quiere decir el cariño con que se distingue a una persona entre otras. Ser sacerdote es fruto de una elección divina y de una predilección asombrosa. El alma de todo sacerdote se estremece profundamente al escuchar, el día de su ordenación y cada día, las palabras de Jesús: “No me eligieron ustedes a mí; fui yo quien los elegí a ustedes. Y los he destinado para que vayan y den fruto abundante y duradero”. El sacerdote debe, por su parte, recibir con gran humildad, este inmenso don y guardarlo celosamente. Les recordé que el prefacio responde al para qué de la vida sacerdotal, señalando seis tareas que hacen muy peculiar y única la vida de todo sacerdote: “renovar, en nombre de Cristo, el sacrificio redentor; preparar, para los hijos de Dios, el banquete pascual; fomentar la caridad en el pueblo santo; alimentarlo con la Palabra; y fortificarlo con los sacramentos”. Estas seis tareas lo configuran como sacerdote, profeta y pastor; y lo hacen hombre de Dios, hombre del altar, hombre de la comunidad y para la comunidad. Por otro lado, al sacerdote se le piden dos compromisos indispensables para su vida: “reproducir en sí la imagen de Cristo y dar un constante testimonio de fidelidad y de amor”. Los fieles quieren ver en el sacerdote al mismo Jesucristo y oran para que su sacerdote sea siempre fiel a la gracia recibida y a la tarea encomendada. Queridos lectores y lectoras: la alegría de un neosacerdote es desbordante el día de su ordenación sacerdotal. Los días y años que le siguen, también deben vivirlos en el gozo del Señor, pero sin rehuir la cruz que siempre se perfila en el horizonte de su existencia. Cada sacerdote necesita la oración de ustedes y también su acompañamiento y afecto para cumplir fielmente su vocación. “Y, hasta que nos volvamos a encontrar, que el Señor los guarde en la palma de su mano”. +Luis, Arzobispo de S. Luis P.

Queremos conocer su opinión, escríbanos a: semanariolared@iglesiapotosina.org ó semanariolared@hotmail.com Para la comunidad de San Nicolás Tolentino, La Red ya es una necesidad, Felicidades por su trabajo, me gusta mucho, sobre todo el artículo del Padre Juan Jesús Priego. Pbro. José de Jesús Oliva Pérez


Nuestra historia

REV. P. JOSÉ LANDEROS «Genio y figura del P. Landeritos»

Por Pbro. Lic. Rubén Pérez Ortiz

S

u primer destino fue en su natal Mineral de la Luz Gto, como Vicario Parroquial. Pasando en 1930 a Vicario Parroquial del Ocampo, Gto. «Como era tan comadrero», pronto hizo amistad con todos sus feligreses, especialmente los Ramírez Araiza y los Araiza Romo de quienes salieron los Rev. Sacerdotes Marcelo y Francisco Xavier, respectivamente y quienes con el andar de los años fueron respetables Sres. Curas de Salinas. Su trabajo en Ocampo, Gto. fue muy fructífero, dando clases de religión, curando con sus prácticas homeopáticas, gozaba de fama de ser buen predicador. «Desde siempre le preocupó el destino incierto de los hijos no deseados de las mujeres que habían dado sus “malos pasos” y para asegurarse que no les iban hacer daño, las comprometía a que se los regalaran si no los querían, para dárselos a quienes pudieran mantenerlos». En 1940, fue nombrado Vicario Parroquial de San Juan de la Puerta en Cd. Manuel Doblado, Gto. Después de tantos trabajos realizados en los diferentes espacios de la Viña del Señor, llega en 1953 a Salinas, SLP, en el mes de mayo, gracias al apoyo de aquél joven sacerdote Marcelo Ramírez, que previamente había conocido en Ocampo, pidió ser admitido a la diócesis de San Luis Potosí y así el Sr. Cura Domínguez lo admitió como su Vicario. Pronto se ganó el cariño de sus feligreses que al principio veían con asombro al “nuevo padrecito ya viudo”. Su palabra era franca, directa y sin rodeos, dura y a veces, sumamente cruda. Algunos se sentían lastimados, ofendidos, pero él con algún detalle los contentaba. Sus dichos, dicharachos, refranes y ocurrencias, bien pronto se hicieron famosas y formaron parte del habla popular: “como dice el Padre Landeros…”. Construyó la Capilla de la Santísima Virgen de San Juan y realizó infinidad de obras de caridad con su tradicional «desmanteque» -manera de solicitar la ayuda económica tanto en el Jardín principal como en las cantinas: «del desmanteque nadie se salva y, menos los borrachines que en las tabernas se echaban sus tragos

(última parte)

de las “verdes matas” y a cada bebedor les decía: -Échale para la Capilla de San Juan, y tú, no te hagas el sordo, búscate en los bolsillos… -Ay, Padrecito, mejor véngase a tomar un mezcalito. Hey tú, cantinero, sirve las que sigue, que van por mi cuenta-. –Sí, cómo no, pero que sean dos, uno me lo tomo y el valor del otro me lo das en efectivo, les contestaba el P. Landeritos-. La salud del P. José Landeros fue desmejorando por la edad, el trabajo, los sufrimientos y enfermedades. Quiso ir a León, Gto. para curarse y el 24 de abril de 1969 murió de un derrame cerebral. Fue traído a Salinas y velado en el Templo parroquial sepultado en el Panteón Municipal. A los siete años de haber sido sepultado fueron trasladados sus restos a la Capilla de San Juan el 26 de abril de 1976, donde reposan hasta el encuentro final con el Padre del Universo, el día de la resurrección de la carne. Así moría un sacerdote de Cristo, de muchas facetas, vivió pobre y siempre fue rico para dar. Hombre sencillo, con la alegría o la ira a flor de piel. Su integridad y autenticidad quedaron ampliamente demostradas, su vida y testimonio quedaron en la fe de un pueblo que recuerda con honda gratitud la vida de tan simpático Sacerdote. N.B. Quienes deseen profundizar en la vida del P. José Landeros, Don José de Jesús Hermosillo y Medina publicó la vida de tan excepcional personaje.

Cómo hacer para entender a los demás

Q

ue difícil es tratar de comprender a los demás. La conducta de los otros se nos hace complicada. Y su modo de pensar nos resulta absurdo. Pero, ¿Cómo queremos entender al otro, cuando no nos entendemos ni a nosotros mismos? Es imposible llegar al corazón de alguien, cuando no hacemos ni el intento por llegar al nuestro. ¡Qué trabajo cuesta comprendernos! Cuando nos dedicamos a evaluar nuestra vida, siempre surgen las mismas cuestiones: ¿Por qué actué de tal manera? ¿Por qué dije esto? ¿Por qué me comporté de esa forma? Son muchas las preguntas, que buscan respuesta a nuestro modo de vivir. Si tenemos tantas dudas sobre nuestra vida, tendremos muchas más respecto de otras vidas. No podemos conocer a nadie, si antes no empezamos a conocernos. Un principio base en la historia del pensamiento humano, es: “Conócete a ti mismo”. Imposible indagar y llegar a conquistar el corazón ajeno, cuando no hacemos nada por conquistar y poseer el nuestro. Si no me conozco, no puedo conocer al otro; y así, sólo puedo obtener, una falsa percepción de su persona. El corazón se esconde, no está expuesto como la piel. Y para conocerlo, hay que indagarlo; hay que penetrarlo, empleando los ojos del alma. Pero es inútil esforzarnos por llegar al corazón ajeno, cuando no hacemos el intento, por acercarnos al nuestro. Quien no se entiende a sí mismo, no podrá entender a nadie, mucho menos a su enemigo. No es fácil entender al ser humano. Éste, es un misterio. Y sólo se puede comprender cuando iniciamos en nosotros, un proceso de autoconocimiento. Quien huye de si mismo tratando de alcanzar al otro, su esfuerzo será falso.

Madero 405, Centro


05

“Te vendo el pañalito usado de San Hitario…” “No mejor te lo cambio por un hueso de San Cudito” Por P. Kino

A propósito de las reliquias del Beato Juan Pablo II en México

E

l título del presente artículo no es una irreverencia a las reliquias de los santos, sino todo lo contrario. La Iglesia desde la época de los mártires (s. I - IV), ha venerado con mucho respeto y amor, las reliquias corpóreas u objetos personales de los santos. Sin embargo, también la Iglesia ha sido consciente de muchos abusos y engaños que han demeritado esta grandiosa devoción (de ahí el título). A través de las reliquias de los santos veneramos a Dios mismo, el cual es el único que hace milagros, y los santos son meros intercesores. No se debe de caer en la superstición ante dichas reliquias o ante objetos que ayudan a la veneración litúrgica, pero que no nos salvan. Por poner algún ejemplo, hay gente que confía más en velas, en aceites, en imágenes no reconocidas por la iglesia, y cuando les falta algo de estos objetos externos se sienten incómodos,

pues ¿Qué harán si llega el fin del mundo y no prenden su vela bendita? Nuestra religión no es de miedo, sino de alegría y esperanza en Dios. Pero, volvamos con el tema de las reliquias y digamos algunas normas que nos señala la Iglesia sobre ellas: - No se pueden venerar “supuestas” reliquias, le toca al Papa o a los Obispos, después de un estudio serio de las mismas, decir cuáles son “auténticas” y cuáles no para retirarlas de la veneración pública. - Debe haber una licencia de la Santa Sede que autorice el traslado de reliquias de gran veneración (Código de derecho canónico 1190§2). - La veneración de las reliquias es una forma de piedad popular. (Catecismo 1674). - Está prohibido vender reliquias Sagradas (Código de derecho canónico c. 1190§ 1). La llegada de las reliquias del Beato Juan Pablo II debe de fortalecer la fe en Jesucristo, del cual Juan Pablo II fue su vicario en la tierra. Es la oportunidad de pedir a Dios por intercesión del “Papa Mexicano” Juan Pablo II, la paz en nuestras familias, en nuestro país, o encomendarle alguna necesidad personal. En sus venidas a México se habló del poder de Jesús que a través de su persona se hizo presente en diversos enfermos o necesitado, hoy creo podemos confiar que puede suceder lo mismo y aún más, pues ya está con Dios intercediendo por su amado pueblo Mexicano.

En mi matrimonio...

¿hijos rebeldes? Queridos lectores: Una persona que asistió a una Asamblea Diocesana, me pidió de favor que escribiera sobre los hijos rebeldes que hay en los hogares y con mucho gusto lo hago. Aunque este tema no tiene nada que ver con nulidad de matrimonio, hay varios factores en los hogares que podrían influir para que la conducta del hijo no sea la adecuada. ¿En qué consiste la rebeldía? A temprana edad los hijos son obedientes, dóciles, manejables; después, conforme van creciendo comienzan a cuestionar muchas cosas, a hacer lo que ellos quieren, y a no obedecer. ¿Por qué se da este cambio? Hay papás y mamás que consienten demasiado a sus hijos, a tal punto que los dejan hacer lo que ellos quieran; si el niño quiere jugar que juegue, aunque no sea el lugar para hacerlo, ni el momento; quiere ver la televisión, que la vea, aunque tenga que hacer la tarea. ¡ES QUE SON NIÑOS!; entonces, el niño se crea una independencia y cuando la mamá o el papá, según el caso, no está de acuerdo que se le dé tanta libertad, le exige algo que vaya en contra de sus intereses o gustos del niño, entonces ellos se enojan, agreden y gritan. Un origen de la rebeldía del niño está en los padres, porque no se ponen de acuerdo en los permisos; el papá dice sí y la mamá dice no; y por supuesto, el niño se va a donde le conviene. “No salgas a la calle sin suéter, porque está lloviendo”, le dice la mamá con gritos ensordecedores; “Sí, vete así, aunque te mojes, no te pasa nada”, dice el papá, con toda calma. El niño, en ese momento considera a su papá un buen hombre y a su mamá la mala del cuento. Pero, en la noche, el niño empieza a toser, le dio calentura, y quien ve por la enfermedad del niño es la mamá; y ¿papá que le dio permiso? DORMIDOTE. Otro origen de la rebeldía es que al niño todo le dan. Y una de las razones

para hacerlo, es porque el papá o la mamá, no tuvieron infancia y nunca les dieron a ellos el juguete que desearon; y ahora, que tienen a su hijo, no quieren que se quede con las ganas de tener el juguete de sus sueños, no importa que esté caro, no importa que se endroguen, con tal de tener al niño contento. El problema es que las exigencias van subiendo de precio y después ya no se les puede dar su gusto y es cuando el niño se enoja. Además, piensa el niño que todo lo merece. Los premios y los juguetes hay que ganárselos, pero hay que decírselos. Algo que genera los cambios en la conducta del niño, es la calle; los papás tienen que ver, con quién se juntan sus niños, quienes son sus amigos; si comen fuera de la casa, a dónde van, quién es la familia que los recibe; si traen dinero, quién se los dio. Hay papás que sueltan muy fácilmente a sus hijos y no miden el peligro que corren. Los niños son como pequeñas plantitas que requieren de mucho cuidado y cariño. Otro gran mal, es la televisión y el Internet; hay niños que se la pasan viendo programas no educativos ni formativos la mayor parte del día. Pero sin duda, el gran origen de la rebeldía, es cuando en los hogares los niños ven golpes y malos tratos; el niño va creciendo con la idea de ser igual a su papá que agrede a su mamá y sin querer, se crean prototipos. Además, hay papás que no permiten que se le pegue o castigue a su hijo, así haya hecho algo grave. Si ustedes papás no quieren que sus hijos sean rebeldes, deben de llamarles la atención a tiempo, de regañar los cuando sea necesario y hacerles ver cuál fue su falta. Si les prometen un premio deben cumplir y si es un castigo, también, porque si no cumplen, les toman la medida. El niño debe entender quién es la autoridad en la casa y hay que enseñarlos a ser obedientes, responsables y respetuosos desde pequeños.

Hasta la próxima.


Fundamento Pneumatológico

ÁREA PASTORAL Y MISIONERA

C

8

Por Pbro. José Antonio Martínez Ortiz

uando nos vamos a un lugar que no conocemos necesitamos una guía, un mapa, para no perdernos, y así poder llegar bien al destino indicado sin contratiempos.

Para tener éxito en la misión hay que dejarse guiar por el Espíritu Santo, la misión es obra de Dios, no del hombre. Cristo prometió su presencia hasta el fin de los tiempos, guiar e iluminar a la Iglesia y su presencia es por medio del Espíritu Santo que procede del Padre y del Hijo. Y para conseguir esto envió Cristo al Espíritu Santo de parte del Padre, y el Espíritu que procede del Padre y el Hijo como lo profesamos en el credo, para que realiza interiormente su obra salvífica e impulse a la Iglesia hacia su propia dilatación. Sin duda, el Espíritu Santo obraba ya en el mundo antes de la glorificación de Cristo. Sin embargo, descendió sobre los discípulos en el día de Pentecostés, para permanecer con ellos (Cf. Jn 14,16). La Iglesia se manifestó públicamente con la fuerza del Espíritu Santo delante de la multitud y así empezó la difusión del Evangelio.

La voz de Dios y la voz del hombre

V

oz no es la palabra vos, el pronombre, que señala varias personas, la voz del hombre es el sonido, la emisión de las cuerdas bucales.

Por la voz, Dios se comunica con todos sus predilectos. Con la voz los ángeles en el cielo alaban a Dios. Por la voz el hombre puede alabar a Dios, darle gracias, pedirle perdón y sus bendiciones espirituales y temporales. Por la voz el hombre puede decir a sus semejantes, lo que piensa, lo que siente, lo que quiere.

El mismo Señor Jesús, antes de entregar libremente su vida por el mundo, ordenó a los apóstoles que anunciara el Evangelio y les prometió el Espíritu Santo.

La potencia de la voz del hombre no es muy fuerte, pero Dios ha iluminado al hombre para que por medio de la electricidad la haga más sonora y la haga llegar hasta los últimos rincones de la tierra.

El Espíritu Santo, unifica en la comunión y en el servicio y provee de diversos dones jerárquicos y carismáticos, AG 4.

Bendita la voz que el hombre emplea para alabar a Dios y comunicarse con sus hermanos.

Hay que reconocer que el Espíritu Santo es el protagonista de la misión, como lo dice el capítulo III de la Redemptoris missio, y el misionero es un instrumento en la obra de la salvación.

Pero maldita sea la voz de los hombres que la usan para blasfemar contra Dios con un vocabulario de palabras obscenas para ofender a sus semejantes.

El misionero como buen instrumento de Dios para la salvación debe preparase espiritual, intelectual, humana y pastoralmente para que la obra de Dios se realice en todo el mundo.

Siempre cantemos a Dios un cántico nuevo con la voz que Él nos ha dado.

Debe ser una persona preparada en todos los sentidos, pero ante todo una persona de oración que se deje llevar por el Espíritu Santo, como nos dice el siervo de Dios Juan Pablo II, “No hay misión sin contemplación” y así, el Espíritu Santo protagonista de la misión, actúa en toda la Iglesia.

A veces la gente, es menos gente Por Luis Ricardo Guerrero Romero gromeroluisricardo@gmail.com

L

a sociedad romana, como muchas otras se dividió en clases, y fue durante el periodo monárquico romano, que a la agrupación de mayor número de individuos descendientes de un tronco común, se le designó como: Gens. Gens, se traduce como linaje, familia, o bien por extensión como un conjunto de familias que proceden de un mismo origen. Por ello ahora se denomina gente, a la gente, por ser el conglomerado de linajes más linajes. Aunque hay entre la gente, algunos que no se respetan y aman como miembros de un mismo tronco común.


07

Los libros y sus autores

Yo escogí la libertad Victor Kravchenko Ciudadela 2008, 496 páginas

D

urante la ll Guerra Mundial, Kravchenko fue capitán del Ejército Rojo, justo antes de ser enviado a Estados Unidos como funcionario de la Comisión Soviética de Compras en Washington. Fue entonces en 1943, cuando tomó la decisión de desertar y romper toda relación con la URSS. Tuvo que ocultarse para poder escribir el que sería uno de los más estremecedores relatos sobre lo que estaba pasando en Rusia. Su libro Yo escogí la libertad, se elevó, sólo en ocho semanas, a la lista de los libros más vendidos. A partir de entonces, sufrió una serie de falsas acusaciones provenientes de la Unión Soviética y de sus países satélites y tentáculos europeos. Kravchenko los demandó, en Francia y comenzó el único juicio en la historia contra el comunismo, que ha sido equiparado por muchos con el de Nuremberg contra los nazis por la gran cantidad de víctimas del terror ruso que testificaron en él. El escritor ganó el juicio. Es una confesión ante el mundo de un alto funcionario soviético sobre la realidad comunista en su patria. Sobre el autor Victor A. Kravchenko nació en 1904 en Yekaterinosiav, Rusia, en 1929 ingresó al partido comunista. Durante aquellos años fue testigo directo de las muertes por las grandes hambrunas producidas por los planes colectivos, así como de las inmensas purgas estalinistas que acabaron con la vida de miles de personas. Victor A. Kravchenko apareció muerto en su apartamento de Manhattan, con un tiro en la cabeza, en febrero de 1966, dejando viuda y dos hijos. Aunque su muerte aún no ha sido esclarecida, su hijo Andrew siempre ha defendido que fue un trabajo del KGB.

Iglesia Universal CASTEL GANDOLFO.- El Papa Benedicto XVI alentó a los fieles a corregir siempre con amor, invitando al prójimo que ha cometido una falta a volver al buen camino. Ante miles de fieles llegados de distintas partes del mundo para la oración mariana, el Santo Padre explicó la centralidad de la caridad fraterna que brota de Dios Amor y recordó que esta exigencia se resume en: “Amarás a tu prójimo como a ti mismo”. MADRID.- El P. Eric Jacquinet, Responsable de la Sección Jóvenes del Pontificio Consejo para los Laicos, afirmó que el Papa Benedicto XVI se preocupa “por los jóvenes que necesitan encontrar su camino”. “Veo a muchos jóvenes perdidos y los ‘indignados’ son el testimonio de ello. Nos enfrentamos a una grave crisis económica y moral en todo el mundo y debemos juntarnos para ver cómo seguir adelante. ROMA.- El Presidente de la Federación Internacional de Asociaciones Médicas Católicas (FIAMC), José María Simón Castellví, consideró que los médicos actúan como “los dedos de Dios” cuando salvan vidas y enfrentan como héroes la presión anti-vida que favorece el aborto y la eutanasia. El presidente de la FIAMC señaló que en el mundo “no estamos dando la respuesta adecuada a los problemas que tiene la maternidad”, y que esto “no es aceptable, pues tenemos que hacer mucho más desde la sociedad civil en general y desde la Iglesia”.

Iglesia en México

MONTERREY.- Del 5 al 9 de septiembre, los obispos de México han estado en la ciudad de Monterrey, Nuevo León, para participar del encuentro anual de formación permanente y aprovecharán para llevar esperanza y solidaridad a la iglesia y fieles regiomontanos tras la tragedia acontecida hace unas semanas en el Casino Royale, donde perdieron la vida 53 personas. Los obispos tenían programada esta semana de estudios como todos los años y no la han querido expresamente suspender o posponer como una señal de apoyo a la ciudad de Monterrey, al estado de Nuevo León, en estos momentos en que han sufrido la violencia” MÉXICO.- Las reliquias del Papa Juan Pablo II, ya recorren la república mexicana. Actualmente ha comenzado a hacer su recorrido por el centro del País, particularmente en la Basílica de Guadalupe y la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México. Según el itinerario, la reliquia estará llegando a la Arquidiócesis Potosina para el cinco de diciembre y será en la Catedral Potosina donde se podrá venerar la presencia de la Reliquia del Beato Juan Pablo II. SAN LUIS POTOSÍ.- La Iglesia Potosina celebra el mes de las Sagradas Escrituras; para ello, el equipo que encabeza el P. Darío Martín ha dado cinco sugerencias para esta celebración: 1) Ejercitar la Lectio Divina, 2) Entronizar (colocar) la Sagrada Escritura en familia, 3) Rezar el Rosario, 4) Acercarse a la lectura de la Biblia: Un Salmo, un Evangelio u otro libre; 5) Celebrar una jornada bíblica (taller de estudio). Señor danos tu Espíritu Santo para ayudarnos a comprender tu Palabra. SAN LUIS POTOSÍ.- Los nuevos sacerdotes, que se han consagrado para la Iglesia Potosina, actualmente están realizando las tradicionales “Cantamisas”, es decir, su primer Misa celebrada en su lugar de origen, felicidades a los neosacerdotes, a sus familias y a las comunidades donde desempeñarán su ministerio.


¡Muchas gracias!

¿Cuántas veces tengo que perdonar? “Se adelantó Pedro y le dijo: Señor, ¿cuántas veces tendré que perdonar a mi hermano las ofensas que me haga? ¿Hasta siete veces? Jesús le respondió: No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete.” (Mt 18, 21-22). Un sincero y afectuoso agradecimiento a todas las personas, movimientos e instituciones que colaboraron en el

V Congreso Eucarístico Arquidiocesano,

J

esús concluye sus enseñanzas a la comunidad dando respuesta a una pregunta de Pedro, e ilustrándola con una parábola sobre el Reino. Con dicha parábola, en este contexto, se hace una equiparación indirecta entre Iglesia y Reino; en tal caso los dos significan lo mismo, la Iglesia encarna el Reino de los Cielos traído por Jesús. Pedro pregunta sobre el perdón. Este tema final del discurso comunitario parece ser la cuestión más importante para la vida de la comunidad. Según la opinión de algunos, el perdón es lo que hace posible todo lo demás en la comunidad. El perdón libera todas las posibilidades de bien: la corrección fraterna, la oración en común, etc. Si no hay perdón toda la vida de la comunidad se bloquea, sin el perdón mutuo la Iglesia queda imposibilitada para ser comunidad; el perdón, en cambio, libera en la comunidad sus múltiples posibilidades de fecundidad espiritual y misionera. Pedro es el apóstol favorito de San Mateo, por tal motivo, no es extraño que sea él quien lance la pregunta a Jesús sobre el perdón. Pedro aparece como un ejemplo de apóstol generoso en el tema de la misericordia, pues las corrientes rabínicas consideraban que el máximo del perdón llegaba hasta tres veces, mientras que la pregunta de Pedro plantea que el perdón podría darse hasta siete veces. La

celebrado el pasado 2 de septiembre en el estadio de beisbol “20 de Noviembre”

respuesta de Jesús rebasa toda medida humana, 70 veces siete no es lo que resulte de la multiplicación sino una manera de decir: “no cuentes”, no midas el perdón. Sólo el perdón puede hacer posible la corrección fraterna, sólo el perdón puede hacer posible que dos o más se pongan de acuerdo para pedir algo al Padre celestial en oración. La clave para sostener a la comunidad no es otra. Se debe perdonar sin límites al hermano que nos ha ofendido, así como el Rey del Cielo perdona nuestras faltas. Para Mateo es claro que el perdón de Dios se puede perder por la inhumana desatención a los demás, al grado que la culpa perdonada se vuelve digna de castigo nuevamente. Este capítulo, define así a la Iglesia no como una asociación religiosa, sino como una comunidad, una comunidad que se caracteriza por imitar el amor misericordioso del Rey del Cielo, en la cual cada uno se despoja de las grandezas humanas buscando hacerse pequeño para entrar en relación amorosa con los demás. El cuidado mutuo, a través de la corrección fraterna y la oración en común, se suman como notas esenciales de esta comunidad, lo cual contrasta con actitudes de intolerancia y fanatismo.

El homenaje a Cristo Eucaristía sea un impulso para el fortalecimiento de la vida cristiana, y sea fuente de paz en nuestra comunidad. “La Eucaristía alimento para la Misión” Atentamente LA COMISIÓN


de la iduría y b a s la e concecador d te la solemne stor, s u b o un ávid omilía duran stro Pa en h stín fue tín, nue l u u s s g u g A n A e n patrona an aló “Sa S a ñ t a e s s r e o fi lo n . Así r de los a en ho esidió la verdad carístic yes, quien pr Padre Superio erdotes u E n ió s Sac les Re lebrac do del n. de otro is Mora mpaña ., u o L .A c . a .S ectació s , n p O x lo , p E Mo lo il m la t e s Ca llo T a de este be osé Mendoza e Ntra. Señor J d , o s o at Agustin s y del Decan o in t s Agu

Con grand es muestra s de alegrí Divina Pas a los fieles tora dieron de la Parro la bienven Rafael Hern quia de la ida a su n ández, el m u evo párroc ás joven q o Pbro. ue ha tenid o esta parr oquia.

SanBasílica con la e d elebró Rector López, alupe, c o, su XL d a a in u d G e rlos M ora de l mism nigo Ca e Nuestra Señ residida por é a la hermosa ó n a C l E d ,p do arroquia Gracias ecinto dedica enado Sacerr tuario-P de Acción de o h O ic e rd etroa tal, en d adre Carlos fu ia Catedral M o d r una Mis e c ario Sa to. El P la Santa Igles Anivers orena en pun 1971 en tosina. M sto de Virgen o g a Po a e 25 d politan l e e t o d

El 31 de ag osto en la parroquia donde el p de Nuestra árroco de Señora de la misma y e Abierto); re la Soledad l grupo Em alizaron en , manuel (m asistencia unión y fe isión Cielo la Hora Sa de su felig nta, tenien resía en un motivo de do la a cantidad agradecer s ig a nificante, c J esús Euca pues es Dio on el ristía p s quien no s permite p or el don de la vida, del Congre lanear eve so Eucarís ntos el tico Arquid iocesano.

unidad la Com rta e d s e bitant avid O o los ha rroco Pbro. D iñ r a c e d fieles Pá uestras n a su nuevo dos los o m t to. s a e a d an dab ibimien niiero c lu ib e a r c s l e r Con gr e ia t nzuela remen bienve su cord de Esta , dio la ien aleg es para darle a u r q e r , r a e g le a que all sH Colun or las c Antonio Torre avid, invitándo p s o d tinúe su r ga Padre D Pastora, con congre istía Monseño l a o p ucar Arzobis u servicio en omendada. En la E del Sr. e r io s enc b m o ía que d arroquia a él r g da a n le a isma eva p con la m bor en esta nu la

La parroqu ia del Sagra comunidad do Corazó n de Jesús de la Mante ubicada en quilla SLP, recibió a s de una ma la u nuevo pá nera muy e rroco el pa s p d e re antes vica cial Eduardo rio en San José Alburq Díaz Espinosa, uerque.


V Congreso Eucarístico

El Congreso Eucarístico comenzó en el Santuario de Guadalupe, desde donde partió la procesión caminando por la Avenida Himno Nacional hacia el Estadio “20 de Noviembre” En el Congreso Eucarístico, se dió la oportunidad de meditar y profundizar en el momento de la Hora Santa Jesucristo Eucaristía fue el centro de este encuentro, adorado por miles de fieles de toda la Diócesis

Sacerdotes, religiosas, religiosos, seminaristas, niños, jóvenes, matrimonios, enfermos... todos congregados en la celebración de este Congreso Eucarístico

Las personas tuvieron la oportunidad de acerarse a los sacramentos

Don Luis Morales Reyes presidió la Eucaristía, en la que estuvo presente Don Arturo Antonio Szymanski, así como un buen número de sacerdotes de la Arquidiócesis Potosina

Cientos de jóvenes gozaron de la animación musical por parte del “Grupo Emanuel”, así como del Concierto que se realizó después de la Misa

Alegres y emocionados estuvieron todos los participantes en el Congreso Eucarístico, un encuentro que dió la oportunidad de alentar la esperanza con una petición de paz para nuestra Patria, para nuestro estado y de manera particular para nuestras familias


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

Muy emotivo, fue el momento de ingresar el Santísimo al Estadio llevado por el Sr. Arzobispo, que recorrió el pasillo central de la concentración de miles de personas hasta llegar al altar para su adoración

Muchos de los sacerdotes estuvieron atentos a las necesidades espirituales de los asistentes, como en la administración del sacramento de la Penitencia

Aproximadamente veinte mil personas participaron en el V Congreso Eucarístico, en una tarde fresca, nublada, sin lluvia y con el fervor de todos los ahí reunidos. Fue un momento agradable de oración Cientos de Jóvenes apoyaron en el orden del este magno evento, todos ellos pertenecientes a grupos o movimientos. Estuvieron al cuidado de todas las personas especialmente en su acomodo y su participación

Vivamos la Eucaristía como una gran ESCUELA DE PAZ, para promover el diálogo y la reconciliación. Enciende en nosotros el fuego del amor, alienta nuestra esperanza, impulsa nuestro corazón hacia lo alto, hacia el bien, hacia los demás, hacia la paz

¡Gracias!

Que Cristo hecho Pan y Vino nos conceda la paz, fruto del orden querido por Dios, que asegura el bienestar de todas las personas, que sobrepasa todo lo que la justicia puede realizar

Lágrimas de sentimientos encontrados y gritos de alabanza a Jesús Eucaristía fue lo que predominó en este inolvidable V Congreso Eucarístico


El Señor caminó a nuestro lado

Arzobispado

de San Luis Potosí

Por Lic. María Teresa de Guadalupe Perea de Rico Comité Estatal de la Unión Nacional de Padres de Familia todos@uniondepadres.org

Primera Parte

CONJUNTO ARQUITECTÓNICO DEL EDIFICIO

U

n día por la tarde Dios Creador, caminaba en el Paraíso con padre Adán, el hombre lo escuchaba, sentía su cercanía, el primer ser humano en la tierra tuvo la experiencia que colmaba al hombre del Amor Infinito … Aunque las palabras, quizá no alcanzan a describir la magnificencia, el bienestar, la alegría, la bondad, si podemos sentirlo, sentir los afectos, unirnos al Redentor, al igual que las tardes que pasó Adán junto al Señor; y también, como entonces, hemos caminado por las calles de San Luis Potosí, hombres y mujeres de todas las edades, caminamos, bajo un sol radiante y recio, al atardecer, alabando y orando a Dios Eucaristía, conversamos con Él … Le dijimos: Estás aquí, sólo si tu caminas a nuestro lado y nosotros al tuyo, México, nuestros jóvenes, nuestras familias, estaremos en paz, sin mal alguno que nos dañe. Fue el Congreso Eucarístico de este 2 de septiembre, un momento parecido a las tardes en el paraíso de Adán. Jesús Eucaristía, ha dado dones a este pueblo tan querido, para que respondamos y demos testimonio de que Él nos ama y nos cuida, quiere reinar en nuestros corazones, se dio vuelta, miró y ¡si nos miró con hambre! Nuestro corazón tiene hambre de Él. Todos lo que asistimos a caminar a su lado, gritamos pregonando nuestra necesidad de Él …. Y nos ¡alimentó! Pues ahora debemos de llevar nuestro alimento y hacerlo ver a cada persona, difundiéndo que sin Jesús, sin sus palabras y su cumplimiento a ellas. Podremos vencer los males que nos aquejan y también llevar el dolor con garbo, sabiendo que este nunca desaparecerá, pues vivimos aquí, en la tierra. Jesús Eucaristía ha caminado y se ha quedado con nosotros, “estaré con ustedes”, nos dijo.

U

bicado en el Centro Histórico de nuestra Ciudad Capital, precisamente en la esquina de las calles Francisco I. Madero y Díaz de León.

El conjunto arquitectónico muestra fachadas en dos niveles recubiertos totalmente en cantera, en el primer nivel sobre la calle de Madero tenemos el acceso principal dintelado con una puerta de madera muy bien trabajada y conservada; a los lados del acceso ventanas con enrejado, en el segundo nivel ventanas similares a las del primer nivel pero en este nivel destaca el bello trabajo plasmado en la herrería de los balcones; el remate de la fachada es una sencilla cornisa corrida. El interior con patio central delimitado por pequeños corredores y cuatro columnas cuyo fuste muestra estrías y sobre las que descansa un entablamento decorado con triglifos intercalados con estrellas de seis picos en relieve, la cornisa volada presenta dentellones. Al centro del patio en el piso se aprecia el escudo de nuestro Estado, los corredores muestran piso intercalado de piezas de mármol en blanco y negro; estos corredores dan acceso a las diferentes áreas del Arzobispado.

¡Cómo hemos olvidado esta promesa!, ¿por qué tenemos miedo?, ¿por qué nos hemos replegado sin salir de nuevo?, hemos dejado que la comodidad, el placer y la indiferencia nos ahoguen, hemos permitido que sucedan grandes males. Pero ahora ya caminamos con Jesús Eucaristía, ¡debemos avanzar! Hablando palabras llenas de amor a nuestros hermanos, hablarles de su presencia actual y verdadera, con nuestros actos, demostrar que se mantiene la enseñanza de Jesús y que es la que nos salva y libra de todo mal. En este Congreso Eucarístico, nuestro Arzobispo, nuestros Sacerdotes, han caminado, como lo hace el pastor en el campo y nos han llevado a Dios Eucaristía. No perdamos de vista al pastor y vayamos al encuentro del Padre, demos ejemplo de amor y respeto, pues son ellos los escogidos, aunque humanos, Jesús está con ellos, con nosotros humanos también, caminamos hacia la tierra eterna, de peregrinación estamos y con nuestros sacerdotes, pastoreando llegaremos si los seguimos. ¡Bendito Pueblo Potosino!, digamos que el Amor Hermoso, que Jesús Dios Eucaristía caminó a nuestro lado, al atardecer de este día, con el sol de frente pero, nos ha llenado de Amor Infinito y queremos darlo para vivirlo todos, como hermanos.

De frente y al fondo del patio se aprecia una escalera de tres rampas con barandal trabajado magistralmente en cantera. En el segundo nivel la distribución es muy similar a la del primer nivel incluyendo las columnas, sólo que en este nivel el entablamento es más sencillo.

CÁLIZ COPONES CUSTODIAS CANDELEROS FLOREROS IMÁGENES EN BULTO RELICARIOS CRISMERAS LAVABOS SAGRARIOS VINAJERAS RECLINATORIOS INCIENSARIOS ALCANCÍAS MANTELES ORNAMENTOS

Salvador González Guzmán

Francisco Villa No. 221 Col. 21 de Marzo C.P. 78437 San Luis Potosí, S.L.P.

Tel. (444) 822 41 17 (444) 822 66 71 Cel. (48) 29 34 82


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

13

Por qué no voy a China O

ía decir a mis vecinas de mesa que ya estaban más que preparadas para su próximo viaje a China cuando uno de los que estaban por ahí cerca, girándose, me preguntó en voz alta: -Y a usted, ¿no le gustaría ir a China? Sin siquiera pensarlo le dije que no. ¡Yo no iría a China por nada del mundo! Mi interlocutor insistió: -¿Y por qué no? ¿Qué tiene usted contra China, si puede saberse? ¿No puede, o más bien no quiere, ir a ese hermoso país? -Quizá sean las dos cosas –respondí-, pero, en todo caso, es más lo primero que lo segundo. ¿Qué tengo yo contra China? ¡Nada! Como tampoco tengo nada contra Corea, Tailandia o Ceilán, por ejemplo, y tampoco se me antoja visitarlos. Ahora bien, confesar a mi vecino las razones que me animaban a decir semejante cosa era, en ese momento, decir demasiado, y además la ocasión se prestaba poco para ello; pero aquí sí puedo y por eso lo diré. Veámoslo: ¿qué haría yo en un país lleno de rascacielos, pagodas y templos budistas? ¿Qué haría yo en un lugar donde el mensaje cristiano aún no ha modelado el carácter de los habitantes? Me decía hace poco un señor que se disponía viajar a un lugar remotísimo: -¡Pero, hombre! Con eso de la globalización uno se siente en todas partes como en su casa. ¡Adonde quiera que vayas siempre habrá un McDonald’s o un Pizza Hut! Uno ya no se pierde en ninguna parte. El inglés, ese esperanto de los nuevos tiempos, te sacaría al instante de cualquier apuro en el que pudieras meterte…

Sí, todo eso lo sabía. ¡No era tan ingenuo como para ignorarlo! Sabía perfectamente que, «en efecto, estos lugares -Wall-Mart, McDonald’s, Pizza Hut- permiten a los hombres viajar sin salir de casa y sentirse en casa incluso cuando viajan» (George Ritzer), pero, al menos para mí, esto no es suficiente. Hace falta algo más que estos lugares (o no lugares, como ahora los llaman) para sentirse uno verdaderamente seguro fuera de su hogar. Trataré de explicarme mejor. Si yo fuera a Italia, por ejemplo, estaría siempre rodeado de signos que me son familiares de modo que, aunque no hablara la lengua del país, siempre podría arrodillarme en un templo y reconocer en algunas pinturas o esculturas antiguas los personajes que mi fe venera. Y así, gracias a estos signos, podría sentirme en un mundo familiar aunque me encontrara a miles de kilómetros de mi casa. En un país de tradición cristiana –sea el que fuere- podría darme el lujo de desvanecerme en plena calle, pues ya sé lo que los demás transeúntes harán conmigo: me llevarán a un hospital, y no me dejarán salir de él hasta que me encuentre bien otra vez (en el caso, claro está, de que no me muera allí mismo). En Tailandia, en cambio, yo no sé lo que harían conmigo si tal cosa sucediera, pues desconozco qué valor tiene la vida humana para un tailandés medio, que es con quien me encontraría en la calle si fuera alguna vez a su patria. En 1899, LéonBloy (1846-1917), el famoso escritor católico, tuvo que hacer un viaje a Dinamarca, país, como se sabe, de población mayoritariamente protestante. Allí LéonBloy sufrió indeciblemente; tanto, que escribió así en su diario [anotación del 9 de noviem-

bre de ese mismo año]: «Instalación provisional en el célebre pueblo de Askov… Desde el primer día, un paseo horroroso por el barro y la nieve me han dado el presentimiento de lo que voy a tener que sufrir. No imagino una desolación del corazón capaz de sobrepasar a la melancolía de un paisaje protestante». ¿Sufría Bloy a causa del frío? Sí, un poco: él mismo lo reconoce. Pero era otro frío el que lo hacía gemir: el frío de sentirse lejos de casa, entre gentes que –aunque quisieran- no podrían entender la inquietud de su desolado corazón. ¡LéonBloy echaba de menos las cruces, los campanarios, la Eucaristía, los confesionarios –esas tumbas de madera en la que entra uno muerto y sale vivo-, la imagen de Nuestra Señora, los rostros esculpidos de los santos! Y como no había nada de eso en Dinamarca, ¡qué triste y qué deprimente le parecía el país entero! Y si alguien le hubiera dicho: «¡Señor Bloy, pero hay un McDonald’s aquí!» (cosa del todo improbable, por lo demás), él seguramente le habría soltado un puntapié. Bien, igual que Bloy se sintió en Dinamarca me sentiría yo seguramente en China. En una novela de John Steinbeck (1902-1968), Atormentada tierra, un hombre llamado John Wayne recibe

del gobierno de California varios cientos de acres de tierra a condición de que las cultive y habite, pues los antiguos moradores se han marchado del lugar sin decir adiós y sin darle a nadie ninguna explicación. Pronto a John Wayne lo siguieron sus hermanos Thomas, Burton y Benjamin con sus mujeres y sus hijos, quienes también recibieron el mismo número de acres que había recibido aquél. Pero Burton pronto se va de ahí. El lugar le parece sombrío, inhóspito y terrible. «-No trataré de detenerte –le dice John, su hermano, al verlo partir-. Esta comarca es muy salvaje. No tuviste ninguna iglesia aquí». ¡John había adivinado! Burton, como Bloy, era un hombre que necesitaba un entorno sagrado para sentirse realmente en su casa, pues de otro modo acabaría enloqueciendo de tristeza. Ambos lo sabían, y por eso ni el hermano mayor insiste ni el hermano menor se queda. Así eran las cosas y no había nada más que decir. Bien, ahora ya saben ustedes por qué no voy a China. Pero esto no quiere decir que desaconseje a otros la aventura. A mis amigos que vayan allá les deseo desde ahora un viaje feliz. ¡Que vean muchas cosas bellas y, sobre todo, si pueden, que me traigan un recuerdo!


SUMMUM IUS, SUMMA INIURIA Que los gachupines sean expulsados del territorio mexicano Las leyes son el camino que debe conducir a la Justicia, muchas veces, sin embargo, cuando la ley se aplica en forma rigurosa e indiscriminada, ofende al supremo valor que es la misma Justicia. Por Mtro. José Ricardo García López

E

l título de este artículo me lo ha inspirado la lectura de un documento que se encuentra en el Fondo de la Secretaría General de Gobierno, en resguardo en el Archivo Histórico de nuestro Estado, y se refiere a la situación en que se encontraba el español Domingo Cabañas en 1827 cuando el Gobierno Federal ordenó que se expulsara de toda la República a los españoles. Cabañas había sido requerido por la autoridad para que probara que podía alegar derechos para continuar avecindado en esta ciudad. Al presentar al gobernador el documento que más adelante reproduzco pudo probar que su situación era de excepción. Esta situación me ha dado pie a presentar a los lectores de La Red un ejemplo de la transformación de nuestro derecho que, como es sabido, tiene su origen en el derecho español, y éste a su vez lo tuvo en el romano y durante el virreinato siguió vigente y estuvo vigente hasta ya muy entrado el siglo XIX en México. El Derecho Romano, que se inicia como un derecho del más fuerte en donde la ley se aplicaba en forma severa e inflexible a todos los habitantes de Roma y con el tiempo se fue humanizando esa forma de aplicar las normas jurídicas al grado de crear estados de excepción; esto constituye lo que nosotros llamamos hasta el día de hoy, la equidad. Con el propósito de señalar con toda claridad los casos de excepción se hizo necesaria la figura de un moderador en la aplicación del derecho, ya existente desde la época monárquica; este Magistrado era conocido con el nombre de Pretor. Con

el ejercicio constante del derecho y conforme fue avanzando el proceso histórico, Roma se fue convirtiendo en el imperio más poderoso de su tiempo y el derecho fue aplicado ya con criterios de equidad. Es pertinente explicar lo que los aristotélicos entendían por epíqueya o equidad (criterio vigente hasta el día de hoy), y dar una idea más clara de los casos en que se justifica el actuar no sólo fuera de la ley sino contra la misma ley. Así tenemos que estos filósofos afirman que una de las formas de la equidad que también se llama justicia superior, es aquella que se encuentra situada por encima de la norma positiva (ley escrita) y por lo tanto en virtud de la epíqueya, es lícito a todo hombre actuar en contra de la letra de una norma jurídica obligatoria, cuando considera que el rigor de la misma es inadecuado en un caso determinado. No obstante, la aparente contradicción a la norma, por la actitud de quien la contradice, está conforme con la mente del legislador o lo que es lo mismo, con el espíritu de la ley. La ley no puede prevenir o controlar todos los casos particulares, tanto los presentes como los futuros, por ello es que se da la aplicación de la epíqueya y mediante ella el juzgador se aparta de la aplicación estricta de la norma. Pongamos el caso de la norma, manifiestamente justa y adecuada, que ordena la devolución de una cosa a su legítimo dueño cuando éste confía esa cosa a otra persona, quien la recibe deberá volverla en el momento en que aquel que se la confió le requiera su devolución. Esta norma pierde su eficacia cuando se presenta el caso de que el dueño de la cosa depositada la reclama en el momento que ha sido presa de una ira incontrolable, de suerte que con dicha cosa (vamos a suponer que fuera un puñal o una arma de fuego) pudiese atentar contra la vida de la persona que le provocó tal estado de ánimo, siendo en este caso, que el depositario puede optar por no entregar el arma al depositante puesto que puede provocar daños irreparables, es decir, con esta actitud, quien recibió la cosa en depósito quebranta una norma de derecho pero no la equidad misma. Por lo tanto según los jurisconsultos y los moralistas, para aplicar la epíqueya, es necesario que existan las cuatro condiciones siguientes: primera, que la situación que se está presentando sea un caso grave; segunda, que sea cierta y real, no imaginaria: tercera: que por eso

mismo la norma pueda considerarse como irracional para ese caso concreto; cuarta, que no exista posibilidad, ya sea por el espacio o por el tiempo, de acudir a la autoridad legitima.

es obvio que no se va aplicar la ley en forma igual a este individuo que al que roba medicamentos con necesidad o sin ella y que el robo ya es para él una costumbre inveterada.

Toda esta explicación es para poder ubicar al lector en el contexto del título de este artículo que se justifica en forma más objetiva diciendo que al principio en el derecho romano para aplicar la ley se atenía el juez al postulado Lex dura sed lex (la ley es dura pero es la ley), es decir que la ley no debe considerar la situación particular del que infringe la ley, sino aplicarse con todo rigor. Con el paso del tiempo se llevó a cabo la humanización del derecho y por lo tanto ese criterio cambió y el postulado fue entonces: Summum ius summa iniuria, esto quiere decir que si se aplica la ley literalmente se puede llegar a la injusticia o sea, que el juez no debe aplicar el derecho en forma igual para todos aún cuando se trate de casos semejantes, mas bien tendrá que analizar las circunstancias particulares que rodean al hecho que se considera contrario a las normas jurídicas, y que se está tratando de juzgar. Para dar más claridad a estas explicaciones proponemos un caso determinado: supongamos un padre de familia que roba por vez primera un medicamento para salvar la vida de su hijo o de su esposa. Aún cuando la ley señale un castigo para el infractor,

En la Roma primitiva estaba vigente la Ley de las XII tablas que contenía sanciones de una gran crueldad en su aplicación, como era el caso de los deudores insolventes quienes si no cumplían con el pago de sus obligaciones en la fecha de vencimiento, independientemente de las razones que tuviera su morosidad, podían ser apresados por el acreedor el que tenía el derecho de encerrarlos hasta el mediodía y si en ese momento no pagaba o pagaba por él alguna otra persona, el prestamista podía convertirlo en su esclavo o darle muerte. Si los acreedores eran varios, podían despedazarlo y cada uno llevarse una parte del cuerpo proporcional a la cantidad adeudada. Ya hemos dicho que el encargado de aplicar la ley en Roma fue el Pretor quien daba su sentencia basado en lo que ya hemos comentado y que los griegos llamaron epíqueya y los latinos la equidad. El texto de estos documentos se publicará en la siguiente edición


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

Insensato y absurdo La Lucha contra negociar con el un mundo asimétrico crimen organizado L Extraído de sp3solidarios.blogspot

a amenaza del terrorismo, tras los atentados del 11-S, ha servido a los gobiernos de oriente y de occidente para recortar derechos civiles.



La crisis económica de los últimos años ha servido a los gobiernos, principalmente occidentales, para recortar derechos sociales.

 Los conflictos bélicos de esta década han tenido como pretexto la supuesta lucha contra el terror, y el rastro de muerte que han dejado, es la mecha del terror que quieren combatir.
Los recortes sociales para luchar contra el déficit público han servido para evitar principalmente la quiebra de los grandes bancos nacionales, a costa de someter a los estados a una presión crediticia cuya deuda con la gran banca difícilmente podrán pagar. La crisis alimentaria, con tanta antelación anunciada, no es más que el preludio de lo que acontecerá en años venideros a mayor escala derivado de la concentración de la producción agrícola y ganadera, en definitiva, la tierra en propiedad de oligopolios que especulan con los precios en el mercado de los productos de primera necesidad.

Por Angélica Maldonado Morales

Por Angélica Maldonado Morales

“L

as voces han sido de insensatez y de absurdo, porque no se puede pactar con el crimen organizado como lo propuso el ex-presidente de la República Mexicana, Vicente Fox Quesada, porque un pacto se hace entre personas de buena voluntad que están orientados en un mismo fin, pero que tienen un corazón recto, y con personas que no lo tienen no se puede hacer nada positivo”. “Lo que se tiene que hacer es mejorar la estrategia de ataque al crimen organizado, oír las voces que claman por la paz, la justicia y la seguridad para nuestro México. Hay que proporcionarle la seguridad al país por los distintos caminos que propone la sociedad civil y tantos expertos que enriquecen las propuestas del presidente, pero jamás el pacto, jamás la tregua”. Así lo señaló en entrevista con el Semanario Católico “LA RED”, nuestro Pastor, Mons. Luis Morales Reyes, quien en otro orden de ideas dijo: “Ha sido y es una preocupación muy grande que tengo en mi corazón, el obtener recursos para la construcción de la Casa del Migrante, sin embargo ya estamos avanzando, vamos por buen camino porque el pueblo potosino es de buen corazón y ha respondido favorablemente, al igual que lo hará el gobierno federal, estatal y municipal, así como los migrantes mexicanos que viven en Estados Unidos ya que trabajaremos el programa 3X1 con ellos. Ya estamos negociando la posibilidad de tener un terreno amplio que ya construido ofrezca a los migrantes unos días de vida digna”.

Recibiremos apoyo de parte del patronato de la Fenapo, y seguiremos buscando más con la iniciativa privada. Es difícil pero veo que hay buena voluntad y apertura generosa por parte de nuestras autoridades municipales, estatales, porque todos sentimos que es de todos este asunto, no sólo de la Iglesia Católica como la principal promotora de la caridad”. “Aún no se tiene una cantidad exacta de lo que se invertirá en esta Casa, sin embargo es una causa muy noble y Dios no nos dejará solos”. Respecto a su opinión sobre la reciente Ordenación de los 11 neosacerdotes señaló: “Se inyecta sangre nueva sacerdotal a nuestra Arquidiócesis con los 11 sacerdotes que se ordenaron, el mismo prebiterio que los acompañó en esta concelebración se reanima y recuerda el día de su propia Ordenación, se da como una renovación sacerdotal en cada uno de ellos, y sin duda son un regalo de Dios porque miles de fieles van a ser atendidos mejor en las parroquias con ellos, lo que impulsará más la vida cristiana y los valores evangélicos y más porque vivimos en un mundo en el que los valores materiales son lo más importante, hoy estos jóvenes nos recuerdan que también los valores espirituales son importantes en la vida del hombre”. “Ellos traerán paz y consuelo a la gente en medio de las adversidades, la violencia y demás problemáticas, invitan a levantar la vista hacia Dios y no empantanarnos en al sangre de la violencia y tener la esperanza firme y plena confianza en que México se va a transformar”.

¿Es esto el progreso? ¿A quién beneficia el miedo y el odio a lo que viene de fuera de sus fronteras? ¿Quién gana cuando los estados aplican drásticas medidas de ajuste para contener el déficit público mientras los bancos centrales aumentan los tipos de interés para contener la inflación. Cuando la riqueza ha dejado de estar ligada a los medios de producción ¿quién es el máximo beneficiario de este sistema burbuja?

 Quizá, el principal fallo de este sistema es que el progreso de las últimas décadas no ha ido acompañado de un verdadero progreso social. Occidente y algunos países de los llamados emergentes han alcanzado unas cotas de desarrollo económico y social sin precedentes en la historia, pero olvidando que su riqueza se basa en un mundo asimétrico e injusto. Y ahora que el predominio de occidente peligra tanto en lo económico como en lo social, el miedo nos vuelve insensibles al sufrimiento acrecentado de los demás. Cuando los países occidentales crecían en prosperidad, sus ciudadanos no aprovecharon la oportunidad de avanzar igualmente en el terreno social, exigiendo a sus gobiernos mayor esfuerzo en la cooperación al desarrollo. Ahora que el retroceso es imparable, el miedo paraliza a la sociedad y ralentiza cualquier avance en el terreno de lo social y de la cooperación. El progreso hizo más ricos a los países occidentales y a los emergentes a costa de empobrecer al resto del planeta. La recesión nos empobrece a todos, incluidos los más pobres, a costa de enriquecer sólo a unos pocos
. Este clima económico y social hace que un terrible atentado en Noruega, o la búsqueda de la caída de Muammar Gaddafi del gobierno Libio nos impacte más que la emergencia humanitaria de millones de seres humanos a causa del hambre en un lugar recóndito de África del Este. De nuevo, una señal más de la asimetría de este mundo. Cualquier muerte violenta es una tragedia, ¿pero acaso no es violencia la muerte de un niño a causa del hambre?

 Está en nuestras manos detener esta violencia, la cual acabará cuando este mundo deje de ser asimétrico. Sólo el progreso social podrá convertir dicha asimetría en virtud de todos los pueblos.


Amores, desamores, detalles y recomienzos

16

¿Cómo encontrarme con Dios?

A

Por Pbro. Margarito de la Torre

yer me encontré a Dios en el campo, vi que estaba cansado; hoy me lo encuentro en el templo, está arrodillado; el otro día me lo encontré en un joven, vi que estaba enamorado. Palabras que imitan poesía, que invitan a un ambiente místico y al canto; que suenan a ilusiones y a utopía, pero que reales pueden ser, tal vez para unos cuantos. ¿Dónde está Dios? Aprendimos en el catecismo que Dios está en todas partes, ¿y entonces por qué no lo vemos? ¿Por qué no puedo hablar con él como hablo con los demás hombres? El otro día leí que un matrimonio en Estados Unidos salió temprano a trabajar y en su casa, hecha principalmente de madera, quedó su pequeño hijo de cinco años de edad. Les avisaron que de su hogar estaba saliendo humo, por lo que regresaron inmediatamente. Llegó primero el papá y, al ver la casa en llamas, no pudo entrar; le gritaba a su hijo y de pronto, se asomó el niño desde la parte superior de la casa por una ventana y el padre le dice: “déjate caer”, a lo que responde el niño, detrás de una espesa cortina de humo: “no te veo, no veo nada”; y el papá responde, “yo si te veo, estoy justo debajo de ti”. El niño no lo pensó y se dejó caer a los brazos de su padre. Después que leí esto, durante la misa le digo a Jesús: “No te veo como tú eres, pero tú si me vez, me pongo en tus manos”. A veces queremos encontrarnos con Dios como nos encontramos con un ser humano o dirigirnos a él como a uno de nosotros, pero Dios es Dios. Por más que el hombre se lo quiera representar a su modo. A veces tal vez esto nos lleva a caer en la idolatría, porque nos hacemos un dios a nuestro modo, queremos comercializar con él: “si me concedes esto te doy esto otro”. Dios es Dios. Pero tampoco es que sea inaccesible, al contrario, se nos ha manifestado en su Hijo, quien se hizo hombre para que mejor conozcamos a Dios. Dios es, está siempre, pero no lo vemos como él es. Dios se ha revelado o también se ha desvelado, es decir, se ha quitado el velo. Aunque tal vez sea mejor decir que necesitamos nosotros quitarnos el velo para poderlo ver, el velo del pecado. Para quitarnos ese velo es necesario, entre otras cosas, la vida de oración. Orar es encontrarnos con Dios. Al principio cuesta mucho trabajo; y ¿qué hay grande que no cueste? Orar es, decía Santa Teresa, tener un diálogo con quien sabemos nos ama. Un pensador griego decía acerca del hombre, que vivía como en una caverna, en la oscuridad, y tan acostumbrado estaba a este ambiente que si pretendía salir a la luz no vería. De manera semejante sucede al hombre cuando inicia su camino hacia Dios, al principio no ve nada, por más que se esfuerce, necesita habituarse a la luz, alcanzar la virtud de la oración. Se dice que una vez en un monasterio había un monje ejemplar y de pronto comenzó a caer en el tedio, el desanimo; fue con el abad y éste a su vez fue a la celda de aquel monje, observó y le dijo: aquí falta un mueble; el monje respondió, no me falta nada, lo tengo todo, y el abad concluyó: falta un reclinatorio.

(Con canciones, flores y mazapanes)

F

abiolo y Ramona se quieren divorciar. Ellos no se entienden. No quieren aceptarse. Algo pasó en su relación y no tiene nada que ver con infidelidades, ni traiciones; no hay un tercero. Viven enojados. Están a la espera de que uno u otro aburrido de la monotonía de su relación, decida irse, dejar el camino libre para andar, para volar a otros amores, para tratar de ser felices cada uno por su lado. Y se casaron enamorados. Ellos tenían los ojitos iluminados y lubricados de emoción cuando dijeron uno a otro las palabras maravillosas ante el altar y el sacerdote, en aquella iglesia elegante; los padrinos les acompañaban; les pusieron lazo, ellos se obsequiaron unos anillos lujosos, se dieron y recibieron las arras y no faltó la bendición nupcial. Entraron a la Iglesia con la bella marcha nupcial y salieron con la otra: tan tan tarán tan tan tarán, tan tan tarán tan tarán tantarán. Cómo estaban al punto las lágrimas de brotar de tan grande emoción. Cómo estaban esos nervios cuando decían “y prometo amarte y respetarte todos los días de mi vida”. Ellos hicieron fiesta. La fiesta del amor. Al novio lo cargaron de muertito y brindaron con las zapatillas. La novia lanzó el ramo y bailaron el vals. Hubo mariachis, pastel, arroz y asado. También hubo tornaboda y luna de miel. Fabiolo ahora recuerda cuando la conoció. Iba vestida con sus jeans con sus zapatillas, traía el cabello sujetado así. Llevaba un poco de maquillaje y se veía atractiva. Le costó trabajo conquistarla, ella tenía demasiados pretendientes. Pero sí se fijó en él; comenzaron a salir, iban al cine, iban al parque, se veían por las tardes, se llamaban por celular, se mandaban sms y se conectaban al chat. Ella también recuerda cuando lo conoció, él era atractivo, era detallista, era caballeroso y respetuoso, le abría la puerta del auto, le daba la mano para subir o bajar. Le daba flores, cartas, chocolates, le dedicaba canciones, oh sí, aquella cancioncita de amor: te amaré, te amaré, seguirá siendo costumbre, y te amaré. Ella recuerda cuando iban a los bailes, a conciertos. Si se enojaban, no pasaba un día completo cuando ya estaban de vuelta en el amor. Ambos recuerdan entre suspiros lo bella, lo atractivo que eran uno y otro y al mirarse hoy descubren que eso tal vez era aparente; que sólo se ve en las fotos de ayer; pero no es lo que cada día pueden contemplar para decir: “mi mujer es hermosa”… “mi marido es guapo”… ahora piensan: “¿cómo fue que me casé con esta persona?” Y llegaron los hijos, esos pequeños ruidosos, de carcajadas, de lloros, de cuidados, los hermosos diamantes del matrimonio… y llegaron con ellos otras responsabilidades, trabajar dobles turnos, que el dinero ya no alcanza, que la escuela, que los quehaceres. Llegada la noche se miran, se enojan, van a dormir malhumorados, tantas cosas patéticas que vinieron a ponerle paréntesis a aquel amor otrora refulgente, notorio, patente. ¿No será que la rutina, la lucha por el pan de cada día hicieron que el amor viniera a esconderse? ¿Dónde quedaron esas pequeñas cosas que antes parecían gigantes y que hacían creer que el amor

era eterno? Tal vez ellos se dejaron absorber por las ocupaciones y preocupaciones de esta vida y dejaron el verdadero amor de lado. Uno y otro esperan a que haya algo diferente que les devuelva la alegría o bien, esperan que uno u otro se canse y decidan separarse; pero los hijos les atan. Ellos olvidaron que lo que los debería atar es el yugo suave del amor matrimonial. A muchos, como Fabiolo y Ramona les pasa lo mismo. Él sabe que a ella le gustan los mazapanes, las flores, las canciones, las cartitas, que le gusta ir al cine, al baile, a fiestas; ella sabe que a él le gustan las papas fritas, y también los bailes y el cine y las canciones; pero estas cositas hace mucho tiempo que no se las dan uno al otro. No han sabido reconocer hasta donde son papás y hasta donde son esposos, o bien las fronteras entre el ser padres y ser pareja. Esposos de todo el mundo, recuerden que la relación de pareja no está enojada con la paternidad. Quien se casa lo hace con un ser humano, y para darle amor, fidelidad y respeto todos-los-días-de-su-vida. Y se casó con él o con ella por amor, o con la intención de amarle. No se casó por los hijos. Cuando se casaron ellos no estaban, así que el matrimonio es entre los dos, y por supuesto, con todas las consecuencias que vienen de ello. Y la más hermosa consecuencia son los hijos, regalo de amor. Tienen razón. Algo necesita cambiar en ambos. ¿Qué le cuesta a la mujer arreglarse un poquito, sólo un poquito, para que el esposo sienta ese gozo maravilloso del tiempo que quedó atrás cuando todo era romanticismo? ¿Qué le cuesta al varón afeitarse por la mañana, escuchar música con su mujer, o regalarle un mazapán? ¿Qué les cuesta a ambos darse todo aquello que se han negado durante tal vez años, pocos o muchos? ¿Qué tanto cuesta ser detallista como antes y cuidar lo que con tanto trabajo se conquistó? Si alguna pareja vive esta situación de monotonía es porque uno o ambos han permitido que esto ocurra. Y si aún están juntos, ¿no es mejor estarlo pero sin disgustos? Están llamados a reestructurar la relación de pareja desde la base del amor verdadero; y recordar que aparte de ser padres son esposos. Y se aman, pero han perdido el camino. Afortunadamente el cáncer matrimonial tiene cura; solo hace falta el tratamiento adecuado. Reconquisten el amor. Recuerden esas promesas y cúmplanlas cada uno. Es difícil, pero nada es imposible cuando hay amor, aunque esté enfermo o dormido. Intenten recomenzar desde Cristo. Sí se puede. Cuando estén en verdaderos problemas de amor, piensen en aquellas palabras de la ópera rock Jesucristo Superestrella: “could we start again please” (¿podemos empezar de nuevo?) o piensen en esa canción del Beatle pacifista, a propósito del amor cuando la pareja comienza a envejecer: “just like starting over” (tal como empezar otra vez). Un computador, cuando no funciona o se traba sólo hace esto, con nuestra ayuda: se reinicia, o bien se lleva a formatear (limpiar, dejar disponible para que comience a trabajar de cero, con las condiciones del principio). Si esto puede hacer una máquina, ¿con cuánta mayor razón una pareja que tiene el amor trabado, que parece no funcionar? Es tiempo de pensar no en la separación, sino en el reinicio. Si invitan a Jesucristo, Señor de la vida y del amor, seguro que se podrá: él hace nuevas todas las cosas.


Palabra de Dios

Corazón de Ratón Por Pedro Miguel Lamet

Cuenta una antigua fábula india que había un ratón que estaba siempre angustiado, porque tenía miedo al gato. Un mago se compadeció de él y lo convirtió… en un gato. Pero entonces empezó a sentir miedo del perro. De modo que el mago lo convirtió en perro. Luego empezó a sentir miedo de la pantera, y el mago lo convirtió en pantera. Con lo cual comenzó a temer al cazador. Llegado a este punto, el mago se dio por vencido y volvió a convertirlo en ratón, diciéndole: “Nada de lo que haga por ti va a servirte de ayuda, porque siempre tendrás el corazón de un ratón”.

17

No sólo hasta siete, sino hasta setenta veces siete Evangelio según San Mateo 18, 21-35 En aquel tiempo, Pedro se acercó a Jesús y le preguntó: “Si mi hermano me ofende, ¿cuántas veces tengo que perdonarlo? ¿Hasta siete veces?” Jesús le contestó: “No sólo hasta siete, sino hasta setenta veces siete” Entonces Jesús les dijo: “El Reino de los cielos en semejante a un rey que quiso ajustar cuentas con sus servidores. El primero que le presentaron le debía muchos millones. Como no tenía con qué pagar, el señor mandó que lo vendieran a él, a su mujer, a sus hijos y todas sus posesiones, para saldar la deuda. El servidor, arrojándose a sus pies, le suplicaba, diciendo: “Ten paciencia conmigo y te lo pagaré todo’. El rey tuvo lástima de aquel servidor, lo soltó y hasta le perdonó la deuda. Pero, apenas había salido aquel servidor, se encontró con uno de sus compañeros, que le debía poco dinero. Entonces lo agarró por el cuello y casi lo estrangulaba, mientras le decía: ´Págame lo que me debes´. El compañero se le arrodilló y le rogaba: “Ten paciencia conmigo y te lo pagaré todo´. Pero el otro no quiso escucharlo, sino que fue y lo metió en la cárcel hasta que le pagara la deuda. Al ver lo ocurrido, sus compañeros se llenaron de indignación y fueron a contar al rey y lo sucedido. Entonces el señor lo llamó y le dijo: ‘Siervo malvado. Te perdoné toda aquella deuda porque me lo suplicaste. ¿No debías tú también haber tenido compasión de tu compañero, como yo tuve compasión de ti?´ Y el señor, encolerizado, lo entregó a los verdugos para que no lo soltaran hasta que pagara lo que debía.

E

sta bella historia que reproduce el gran maestro espiritual Anthony de Mello nos ilumina sobre la esperanza :

Toda esperanza es del tamaño del corazón que espera. Hoy muchos seres humanos sólo esperan tener un buen coche, un empleo bien remunerado, viajes, objetos, posición. Por eso, su esperanza no acaba de motivarlos en profundidad, viven con un horizonte ridículo. “Todas mis esperanzas están en mí ”, escribió Terencio. Depende pues del desarrollo interior de la persona, de la capacidad de abrir sus horizontes y de ser feliz, porque la felicidad no es otra cosa que nuestra aptitud de esperar, es decir de creer en la vida. Y eso, como vulgarmente se dice, es “lo último que se pierde”. Puedes carecer de todo, estar, como Robinson Crusoe, en una isla desierta. Pero si hay esperanza, todo es posible, incluso ser feliz en esa isla desierta. Vivimos en un mundo de desesperados y desesperanzados. El número de solitarios en la gran ciudad, el aumento de depresiones, la falta de estímulos e ilusiones en la juventud, las desigualdades, el aburrimiento, la saciedad material y de consumo nos bloquean para creer en el futuro o para darnos cuenta de que, si despertamos en nuestro interior, ya somos en realidad lo que esperamos ser.

Se trata de ampliar nuestra capacidad de esperar mientras estamos aquí, distendidos en el tiempo. Porque la vida está hecha de instantes y la razón de vivir es creer que el instante siguiente merece ser vivido. Entonces no hay nada que temer, porque “en el reino de la esperanza”, como dice un proverbio ruso, “nunca hay invierno”. Un buen trabajo sería ir buscando esos resplandores en nuestra propia vida. Porque, si no nos queremos a nosotros mismos, difícilmente podremos repartir algo de esperanza a los demás. Esas razones para esperar están más cerca de lo que imaginamos: Desde el prodigio del nuevo día a alguien a quien amar, aunque no nos devuelva afecto, pasando por un vaso de agua, una canción y el revoloteo de un insecto. Me gusta aquella definición de Unamuno: “La esperanza es nuestro íntimo fundamento, el sustituto de la vida; la esperanza es lo que vive, sólo recibe vida lo que espera.” Busquemos hoy nuestra ración de esperanza, porque la esperanza más sencilla está más cerca de la verdad que la desesperación más razonada. Nunca dependerá de lo externo, porque el ratón no pierde sus miedos al convertirse en gato o en pantera, si sigue conservando su pequeño corazón de ratón. Que Dios reparta esperanza y ensanche el alma.

La Dimensión de Pastoral Vocacional Te INVITA al próximo encuentro de SEM-FAM Este 17 y 18 de septiembre en el Seminario Menor Llevar: Ropa de cama y de deporte, cuaderno, lápiz y Biblia Cooperación $50.00 Iniciamos a las 11:00 a.m. Informes al Tel.8118685 con Pbro. Noé Fco. Estrada Hdz.

Pues lo mismo hará mi Padre celestial con ustedes, si cada cual no perdona de corazón a su hermano”. Palabra del Señor Gloria a ti Señor Jesús

El perdón El mundo está herido por las desilusiones y los desencuentros entre los hombres; hemos maltratado al amor, hemos permitido que la soberbia, el falso orgullo y el miedo se apoderen en nuestras relaciones; hemos dejado que los rencores y los resentimientos sean la medida de nuestras relaciones; hemos llenado nuestro corazón de amargura… Necesitamos una medicina infalible: “El perdón”. Dicen que el que perdona se parece a Dios, porque Dios siempre nos perdona; y tan difícil perdonar como pedir perdón. Porque el perdonar es un acto de amor, de misericordia y de nobleza; y el pedir perdón es un acto maravilloso de humildad, nunca es tan grande el hombre como cuando sabe reconocer sus errores y pide perdón por ellos. Perdonar no es olvidar, porque para eso Dios nos dio la memoria, el recuerdo; los Santos dicen que el nuevo nombre del perdón, es recordar sin dolor. La pregunta del Evangelio de hoy es la pregunta que muchos nos hemos hecho muchas veces: ¿Cuántas veces tengo que perdonar?, la respuesta del Señor Jesús nos lanza siempre más allá de lo que nosotros nos podemos imaginar, así nos dice hoy que hay que perdonar setenta veces siete, es decir siempre. El perdón ha de ser amplio, y numerables veces. La única medida válida es la que Dios utiliza con los hombres, la que utiliza con cada uno de nosotros. Dios ha perdonado: sin poner medidas ni condiciones, sin esperar recompensa alguna, sin pedir razones ni esperar explicaciones. Y el principio básico del perdón lo ha puesto el Señor Jesús. Quien ha experimentado la misericordia de Dios con un perdón total y siempre, no puede ponerle fronteras al perdón y al respeto al hermano. Es el principio Evangélico ha de ser la base de nuestra manera de actuar en nuestra comunidad cristiana porque el que perdona de corazón a su hermano también Dios el Padre del Cielo le perdona. Jesús el Maestro desde la cruz: maltratado, humillado, ultrajado, abofeteado, crucificado y sangrando dice desde la cruz: “Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen…” Él es la medida, ¿por qué a veces nos sentimos más que Dios y egoístamente sufrientes para no perdonar? Por Pbro. José de Jesús Cruz Rodríguez


18

11 nuevos Sacerdotes

para nuestra Arquidiócesis potosina Por LCC Angélica Maldonado Morales

En procesión para entrar a la Iglesia Catedral

Emocionados se acercan a hacer reverencia al altar

Los jóvenes son presentados al Arzobispo por el P. Rector del Seminario

E

l pasado miércoles 31 de agosto del 2011, en nuestra Catedral Metropolitana Potosina, a las 11 horas, recibieron el Sacramento del Sacerdocio de manos de nuestro pastor, Mons. Luis Morales Reyes, los jóvenes: Antonio Esparza Velázquez, Gregorio Fernández Torres, D.J., Cristian González Facundo, Víctor Javier Morales Soldevilla, Carlos Alberto Palomares Salazar, Tomás Pérez Arellano, Gerardo Román Picasso Gutiérrez, Jorge Luis Tejeda Contreras, D.J., Josué Torres Martínez, Josué Eulogio Villanueva Sánchez, Rubén Omar Villegas Hernández. Los ahora sacerdotes hicieron votos de obediencia, pobreza, castidad, y humildad, recibiendo después la Ordenación Sacerdotal que fue conferida con la imposición de manos y plegaria de Ordenación de nuestro Arzobispo, quien con evidente júbilo, presidió la solemne Concelebración Eucarística, acompañado de nuesto Pastor Emérito, Mons. Arturo Antonio Szymanski Ramírez, del H. Cabildo Catedralicio y de más de un centenar de sacerdotes de la Arquidiócesis potosina y de la Congregación Discípulos de Jesús (D.J).

La invocación de los Santos para pedir por los nuevos sacerdotes

En su homilía Monseñor Luis Morales, los felicitó por optar por Cristo: “Gracias por elegir el camino de Jesús y decidir firmemente entregarse plenamente a Él en cuerpo y alma, ya que hoy se necesitan hombres deseosos de transformar el mundo, que ansíen llevar paz, amor, consuelo, bendición, y entregarse a su Iglesia sin condiciones, pero dando un sólido ejemplo de fe actuante, que deje huella de su trabajo, pues la gente quiere que seamos fieles representantes de Cristo en la tierra”. El pastor católico los exhortó a ser fieles en su Sacerdocio, a ser discípulos y misioneros comprometidos con Cristo, sin olvidarse de ir de la mano de la Madre de Aquél que los llamó desde el seno materno, lo cual lo conseguirán sólo a través de la oración. Les propuso ser hombres de Dios en todo momento, por adverso que éste sea, y nunca olvidar los votos que hicieron el día de su Ordenación Sacerdotal, en el que renunciaron a todas las obras del mal para acoger la Palabra Divina y la propagación de Evangelio, así como obedecer al Sumo Pontífice a través de su obispo y a sus superiores.

La imposición de manos

Esperando ser llamados para ser presentados por el Sr. Rector al Arzobispado


SEPTIEMBRE 11 DE 2011

Los sacerdotes imponen sus manos como signo de recibimiento al Presbiterio Potosino

Los nuevos sacerdotes son revestidos con la estola y la casulla por sus padrinos

Los 11 jóvenes recibieron el Santo Crisma del sacerdocio, sin duda el momento más significativo; otro momento muy representativo fue cuando fueron revestidos con su casulla sacerdotal que los hace hombres de Dios para toda la vida; momentos después todo el clero ahí reunido les impuso también las manos. Los neosacerdotes fueron felicitados con gran cariño y profundo respeto por sus seres queridos que los acompañaron en esta fecha tan especial e inolvidable en que hicieron los Votos Sagrados para poder recibir el Sacerdocio Ministerial. Sin duda un día trascendente para ellos, sus familias y amigos. Antes de la Ordenación Sacerdotal, el Rector del Seminario, Pbro. Erasmo Valero Sánchez, presentó a los 11 candidatos al Sacerdocio, leyéndose una historia curricular de ellos, para que se supiera cómo fue su llamado.

Se revisten con las vestimentas sacerdotales

Preparados para la unción con el Santo Crisma en sus manos

Los 11 jóvenes hicieron sus votos perpetuos y públicos de pobreza, humildad, castidad y obediencia antes de recibir el Sacramento del Sacerdocio.

El Sr. Arzobispo unge sus manos con el Santo Crisma

Los nuevos sacerdotes concelebrando en su primer Eucaristía


Queremos saber tu opinión, escríbenos a

semanariolared@hotmail.com ¿Le duelen mucho las rodillas?

¿Le han dicho que el único tratamiento es la cirugía?

El padecimiento en donde se desgasta el cartílago se llama artrósis Homeopatia y productos naturales

Aquí tenemos la solución a su problema hasta desaparecer esos dolores y regenerar (volver a formar) el cartílago. Con un tratamiento natural, además de curar osteoporósis, artrítis y otros problemas de huesos y músculos.

Plaza El Pocito Av. Constituyentes Pte. 49 local 3(carr. Libre a Celaya) Querétaro, Qro. Tels. (01 442) 216 99 23 y 196 80 94

Sucursal: Plaza Galerias Constituyentes Ote. No. 34 local 18-B Mercurio, Querétaro, Qro. Tel (01 442) 213 69 60


Edición 136