Page 1


Salvaci贸n disponible para todos


El amor de Dios no es exclusivista ni selectivo. Dios ama incondicionalmente a toda la humanidad. Cuando mira amorosamente al planeta Tierra y todos los habitantes, los hace objeto de su misericordia y perd贸n.


Nadie, por mas pecador que sea, esta fuera o imposibilitado de ser alcanzado por el amor de Dios, “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito” (Juan 3:16).


Sacrificio por todos


Cuando Cristo fue clavado en la cruz, estaba pensando en la salvaci贸n de toda la humanidad. El sacrificio de Cristo tuvo efectos mundiales. Considerando que la visi贸n de rescate espiritual de la humanidad sea de alcance mundial, es natural que el sacrificio que garantiza tal rescate tambi茅n lo sea.


Misi贸n mundial de la iglesia de Dios


Teniendo el Gran Conflicto como tel贸n de fondo, debemos entender que el papel de la iglesia de Dios es el de proclamar el mensaje de los tres 谩ngeles de Apocalipsis 14 a toda criatura, lengua y pueblo.


“La iglesia, piadosamente consagrada a la obra, ha de llevar este mensaje al mundo. [‌] Ha de ser iluminado un mundo que perece en el pecadoâ€? (El evangelismo, p.16).


“La iglesia es el medio señalado por Dios para la salvación de los hombres. Desde el principio fué el plan de Dios que su iglesia reflejase al mundo su plenitud y suficiencia. Los miembros de la iglesia, los que han sido llamados de las tinieblas a su luz admirable, han de revelar su gloria” (Servicio cristiano, p. 20)


Mensaje mundial de Dios


En apocalipsis 14:6 dice: “Vi volar por en medio del cielo a otro ángel, que tenía el evangelio eterno para predicarlo a los moradores de la tierra, a toda nación, tribu, lengua y pueblo”.


Dios tiene una visión mundial para la redención de la humanidad. Él entregó a su Hijo en sacrificio para alcanzar al mundo, y estableció su iglesia con una misión mundial. Esto evidencia que Dios tiene un mensaje mundial.


Plan financiero mundial


Los diezmos y las ofrendas son parte del plan divino para llevar adelante la obra mundial de salvación de la humanidad. “Las ofrendas voluntarias y el diezmo constituyen los ingresos de la obra del Señor” (Hechos de los apóstoles, p. 61).


C贸mo devolv铆an los diezmos los israelitas


De todos sus rebaños, los israelitas separaban la décima parte como diezmo (Lev. 27:32, 33). El criterio para presentar el diezmo al Señor era separar lo que pasaba por debajo de la vara, incluso si tenía algún defecto, no importaba.


C贸mo entregaban la ofrenda los israelitas


“Las ofrendas presentadas al Señor debían ser sin mácula. Estas ofrendas representaban a Cristo, y por ello es evidente que Jesús mismo estaba exento de toda deformidad física. Era el ‘cordero sin mancha y sin contaminación (1 Ped. 1:9)’”. (El Deseado de todas las gentes, p. 34)


Plan misionero en el Nuevo Testamento y la iglesia de hoy


“Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones” (Mat. 28:19). “Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra.” (Hech.1:8).


1

“... cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo” (Hech.1:8) La predicación del evangelio debe seguir adelante por la influencia directa del Espíritu Santo en la vida del creyente. Un verdadero reavivamiento debe ser parte de la vida de los hijos de Dios.


2

“... haced discípulos a todas las naciones” (Mat. 28:19) En la orden y planes divinos, las acciones de predicación del evangelio deben marcar la presencia en todo el mundo. Debemos ser consientes de proclamar el amor de Dios, tanto a nuestros vecinos de enfrente, como a los que están del otro lado del mundo.


Los diezmos y las ofrendas fueron presentados por el Se帽or con prop贸sitos mundiales. Para que sean empleado en el cumplimiento de la misi贸n a nivel mundial, no deben ser dirigidos solo para el uso de la iglesia local, sino que deben circular por todo el mundo.


“El dinero de Dios no se debe utilizar solamente en nuestros territorios, sino también en países distantes, y en las islas de los mares. Si el pueblo de Dios no realiza esta labor, con toda seguridad él le quitará el poder que no utiliza adecuadamente” (Testimonios para la iglesia, t. 7, p. 206).


Seminario 9 esp  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you