Page 1

N OTAS P ERSONALES  

Estrategias para la  Evangelización  Personal  CASA DE PAN

Pastor Adoniram Gaxiola

19


La decisión que el catecúmeno hace, de recibir a Cristo como su Señor y  Salvador,  debe  ser  refrendada  mediante  el  bautismo  en  agua.  Mateo  28.19ss; Marcos 16.16; Hechos 2.38. Al ser bautizado, el creyente pasa a  formar parte del Cuerpo de Cristo, la Iglesia y su nuevo estado espiritual  le  permitirá  crecer,  dar  fruto  abundante  y  multiplicarse  conforme  al  llamado de Cristo. 

Iglesia CASA DE PAN

Pastor Adoniram Gaxiola 

Oficina Pastoral  Del Río Mz 15 Lt 2  Cantera Puente de Piedra  14040 México, DF  Teléfono: 5528‐8650  Celular: 044 55 2321‐8573  Correo: casadepan@yahoo.com 

Capilla de CASA DE PAN  Plan Sexenal 59‐2 Tierra Nueva  01560 México, DF Teléfono: 5653‐0120   Web: www.iglesiacasadepan.com

1

18


Contenido Contenido ...................................................................................... 2  Estrategias para la Evangelización Personal ................................ 5  El Testimonio Personal .................................................................. 5  Preparar nuestro testimonio personal

6

La Lista de Fe ................................................................................ 7 Tendiendo Puentes Estratégicos

Llamados a crecer en Cristo 

8

Los Equipos de Evangelización ................................................ 8

El crecimiento  espiritual  es  el  resultado  de  confiar  en  Cristo  Jesús.  "El  justo  por  la  fe  vivirá"  (Gálatas  3:11).  Una  vida  de  fe  le  capacitará  para  confiar a Dios cada vez más en todo detalle de su vida y para practicar lo  siguiente: 

Pactos Estratégicos

9

Estrategia territorial

9

Los Grupos Pequeños o Casas de Pan ..................................... 10 Evangelización y Discipulado

11

El valor de los Grupos Homogéneos

12

C

Converse con Dios en oración diariamente  (San Juan 15:7).  Recurra a la Biblia diariamente (Hechos  17:11). Principie con el Evangelio de San  Juan. 

En Conclusión.............................................................................. 12

R I 

Insista en confiar a Dios cada aspecto de su  vida (I Pedro 5:7). 

El Contenido Bíblico de la Evangelización .................................. 14

S

Sea lleno del Espíritu Santo ‐‐‐ permítale  dirigir y fortalecer su vida diariamente para  testificar (Gálatas 5.16‐17; Hechos 1.8) 

T

Testifique a otros de Cristo verbalmente y  con su vida (San Mateo 4:19, San Juan  15:8). 

O

Obedezca a Dios momento a momento  (San Juan 14:21). 

Compendio de las Estrategias de Evangelización

13

Las Cuatro Leyes Espirituales ..................................................... 14 Primera Ley Espiritual ............................................................. 14  Segunda Ley Espiritual ........................................................... 14  Tercera Ley Espiritual ............................................................. 15  Cuarta Ley Espiritual ............................................................... 16  La importancia del formar parte de una congregación

17

Notas personales ........................... ¡Error! Marcador no definido. La importancia del formar parte de una congregación La  palabra  de  Dios  amonesta  "no  dejando  de  reunirnos"  (Hebreos  10:25). Las brasas de un fuego arden cuando están juntas, pero si una se  aparta,  esta  se  apagará.  Así  es  la  relación  entre  cristianos.   Si no se es miembro de una iglesia, no debe esperarse a que se le invite a  hacerlo. Se debe tomar la iniciativa; llamar o visitar a un ministro de Dios  en  alguna  iglesia  cercana  donde  se  exalte  a  Cristo  y  se  predique  su  Palabra. 

17

2


El Cómo Sigue a la Obediencia 

El diagrama  anterior  ilustra  que  Dios  ha  cruzado  el  abismo  que  nos  separa  de  él,  al  enviar a Su hijo, Jesucristo, a morir en la cruz en  nuestro  lugar  para  pagar  la  condena  por  nuestros pecados. No es suficiente tan solo conocer estas tres leyes... 

Muchos explican  su  no  compartir  el  Evangelio  diciendo  que  no  saben  cómo  hacerlo, que no se les ha enseñado cómo deben hacerlo. En principio es posible  que tengan razón. No siempre las iglesias se ocupan de capacitar a sus miembros  para que realicen la tarea de la evangelización. Sin embargo, resulta interesante  saber  que,  en  la  mayoría  de  los  casos,  quienes  evangelizan  lo  hacen  sin  saber  hacerlo.  Es  decir,  sin  haber  aprendido  alguna  técnica  o  algún  sistema  de  evangelización. 

Cuarta Ley Espiritual  Debemos  individualmente  RECIBIR  a  Jesucristo  como  Salvador  y  Señor;  sólo así podremos experimentar el amor y el plan de Dios para nuestras  vidas. 

¿Qué explica  el  éxito  que  tales  personas  tienen?  La  respuesta  es  bien  sencilla.  Ellas  han  obedecido  el  mandamiento  del  Señor  de  “ir  a  todas  las  naciones  y  hacer discípulos”. La fuerza que los anima se compone tanto de la gratitud por  su  propia  salvación,  como  por  el  deseo  de  que  otros  conozcan  a  Jesucristo  y  también sean salvos por él. Además, aman tanto al Señor que se esfuerzan por  cumplir  con  sus  mandamientos.  Son  personas  que,  además  de  evangelizar,  se  esfuerzan  por  mantenerse  en  santidad,  sirven  al  prójimo,  asisten  y  participan  entusiastamente  en  las  tareas  de  sus  iglesias,  diezman  y  ofrendan  generosamente, etcétera. 

Debemos recibir a Cristo  "Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio  potestad de ser hechos hijos de Dios." (San Juan 1:12)  Recibimos a Cristo mediante la fe 

Sin embargo,  quienes  a  su  pasión  por  Dios  y  por  los  perdidos,  añaden  un  plan  estratégico  para  su  tarea  evangelizadora,  producen  frutos  más  abundantes  y  permanentes.  A  lo  largo  de  nuestro  caminar  cristiano,  hemos  estudiado  los  fundamentos  bíblicos  del  Evangelio  de  Jesucristo.  Tenemos  una  experiencia  personal  con  Dios;  domingo  a  domingo,  por  años  en  la  mayoría  de  los  casos,  hemos  sido  alimentados  por  la  Palabra.  Ahora  consideraremos  tres  estrategias  de evangelización que han mostrado su efectividad a lo largo de los siglos. 

"Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros,  pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe." (Efesios  2:8‐9)  Cuando recibimos a Cristo experimentamos un nuevo nacimiento  San Juan 3:1‐8 

Oramos porque  Dios  despierte  en  los  miembros  de  CASA  DE  PAN,  un  espíritu  fervoroso  de  evangelización.  Pedimos  que  el  Espíritu  Santo  inquiete  nuestros  corazones y nos haga conscientes de nuestra falta: no estar realizando la tarea  evangelizadora  que  se  nos  ha  encomendado.  Pero,  obviamente,  el  actuar  del  Espíritu Santo no sustituye la necesidad de que nosotros asumamos que hemos  sido  faltos  en  dicha  tarea  y  que  nos  comprometamos  a  compartir  el  Evangelio  con  quienes  están  a  nuestro  alrededor.  Quien  no  comparte  el  Evangelio  menosprecia  la  obra  de  Cristo.  Sirve  al  diablo  y  se  hace  corresponsable  de  la  condenación de aquellos a quienes Dios ha amado tanto que ha entregado a su  Hijo único para que, quienes crean en él, no se pierdan y tengan vida abundante. 

Recibimos a Cristo por medio de una invitación personal  (Cristo dice) "He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y  abre la puerta, entraré a él..." (Apocalipsis 3:20).  El  recibir  a  Cristo  significa  volverse  a  Dios,  abandonando  nuestra  vida  egocéntrica  (arrepentimiento),  confiando  en  Cristo  para  que  venga  a  nuestra  vida  y  nos  perdone  nuestros  pecados.  De  esa  manera  podrá  hacernos la clase de personas que él quiere que seamos. No es suficiente  el  solo  estar  de  acuerdo  intelectualmente  que  Jesucristo  es  el  Hijo  de  Dios  y  que  murió  en  la  cruz  por  nuestros  pecados.  Ni  es  suficiente  el  tener una experiencia emocional. Se recibe a Cristo por fe, como un acto  de nuestra voluntad. 

Que el Señor nos halle dignos de ser considerados siervos fieles.  Pastor Adoniram Gaxiola 

3

16


de rebelión activa o indiferencia pasiva, es evidencia de lo que la Biblia  llama pecado. 

El hombre está separado de Dios  "Porque la paga del pecado es muerte..." [O sea separación espiritual de  Dios.] (Romanos 6:23)  Este  diagrama  ilustra  que  Dios  es  santo y que el hombre es pecador. Un  gran  abismo  lo  separa.  Las  flechas  señalan  que  el  hombre  está  tratando  continuamente  de  alcanzar  a  Dios  para  establecer  una  relación  personal  con  El  a  través  de  sus  propios  esfuerzos, tales como vivir una buena  vida, filosofía o religión‐‐‐pero siempre falla en su intento. 

La tercera ley explica la única manera de atravesar este abismo… 

Tercera Ley Espiritual  Jesucristo es la ÚNICA provisión de Dios para el pecado del hombre. Sólo  a  través  de  él  puede  usted  conocer  a  Dios  personalmente  y  experimentar el amor y plan de Dios para su vida. 

Las estrategias  que  enunciamos  a  continuación  son  complementarias  entre  sí.  La  tarea  evangelizadora  está  estructurada  por  las  tres  y  cada  una  de  ellas  tiene  su  tiempo  y  circunstancia.  Sin  embargo,  conviene  estudiarlas  por  separado  pues  así  podemos  identificar  y  desarrollas  las  distintas  etapas  de  la  evangelización.  Además,  dado  que  la  Iglesia  funciona  como  un  cuerpo,  cada  uno  de  nosotros  recibe  dones  espirituales particulares, lo que nos permite un desempeño particular y  más productivo en cada una de dichas estrategias. 

Él murió en nuestro lugar  "Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún  pecadores, Cristo murió por nosotros" (Romanos 5:8).  Él resucitó de entre los muertos  "Cristo murió por nuestros pecados... fue sepultado, y... resucitó al  tercer día, conforme a las Escrituras;... apareció a Pedro, y después a los  doce. Después apareció a más de quinientos..." (I Corintios 15:3‐6). 

Cuando leemos el libro de los Hechos de los Apóstoles nos encontramos  con que la Iglesia Primitiva practicó las estrategias aquí presentadas. Ello  fue lo que hizo posible que cumpliera con la tarea de llevar el Evangelio  desde  Jerusalén,  pasando  por  Judea  y  Samaria,  y  hasta  lo  último  de  la  tierra. 

Es el único camino a Dios  "Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al  Padre, sino por Mí" (San Juan 14:6). 

15

4


Estrategias para la  Evangelización  Personal 

El Contenido  Bíblico de la  Evangelización 

E L T ESTIMONIO  P ERSONAL  

L AS C UATRO  L EYES  E SPIRITUALES  

A Timoteo, el Apóstol Pablo le ordena que haga “obra de evangelista”. Es  decir,  que  proclame  el  Evangelio  de  nuestro  Señor  Jesucristo.  Desde  luego, en Timoteo la Palabra de Dios nos llama a todos los creyentes a  que realizamos la obra de evangelista. 

Primera Ley Espiritual  Dios le AMA, y tiene un PLAN maravilloso para su vida.  El amor de Dios 

La tarea  del  evangelista  es  la  proclamación,  el  anuncio  de  la  buena  noticia  de  Jesucristo.  Hay  quienes  consideran  que  es  suficiente  que  el  cristiano  “se  porte  bien”,  es  decir  que  de  “testimonio”  con  su  comportamiento:  que  no  mienta,  que  no  robe,  que  sea  moralmente  recto, etc. Desde luego, los cristianos debemos conducirnos en todas las  áreas de nuestra influencia de una manera que glorifique a Dios. Pero no  es  suficiente.  Además  del  “buen  testimonio”,  es  necesario  que  hablemos, que le digamos a las personas lo que Dios ha hecho por ellas  en Jesucristo y que las animemos a que se decidan a entregar sus vidas a  Dios,  a  integrarse  a  la  Iglesia,  a  anunciar  también  ellas  las  nuevas  de  salvación y a servir al Señor y a los hombres el resto de sus vidas. 

"Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo  unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga  vida eterna." (San Juan 3:16)  El plan de Dios  Cristo dice: "Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en  abundancia"  (Una  vida  completa  y  con  propósito).  (San  Juan  10:10b)   ¿Por  qué  es  que  la  mayoría  de  las  personas  no  están  experimentando  esta "vida en abundancia"?  Porque... 

Diversos estudios demuestran la importancia del testimonio personal. El  siguiente cuadro muestra las razones por las que las personas se acercan  a Cristo y a su Iglesia.  MOTIVO 

Segunda Ley Espiritual  El hombre es PECADOR y está SEPARADO de Dios, por lo tanto no puede  conocer ni experimentar el amor y el plan de Dios para su vida. 

PORCENTAJE

Publicidad

6%

Llamó su atención al  pasar frente al templo 

10%

Buscaba congregarse 

12%

Porque alguien le  invitó personalmente 

47%

El hombre es pecador  "Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios."  (Romanos 3:23)  El hombre fue creado para tener compañerismo con Dios, pero debido a  su voluntad terca y egoísta, escogió su propio camino y su relación con  Dios se interrumpió. Esta voluntad egoísta caracterizada por una actitud 

5

14


Una herramienta que ya conocemos, Las Cuatro Leyes Espirituales1, nos  permite  presentar  de  manera  personal  el  mensaje  del  Evangelio.  Sin  embargo,  debemos  seguir  una  sub‐estrategia  que  nos  ayude  a  evangelizar  con  mayor  efectividad.  Para  ello  podemos  seguir  los  siguientes pasos: 

Compendio de las Estrategias de Evangelización Son tres las estrategias fundamentales en la tarea de la evangelización:  El testimonio personal, los Equipos de Oración y los Grupos Pequeños.  Las  estrategias  son  complementarias  entre  sí,  pero  cada  una  de  ellas  tiene  su  particular  importancia  y  es  aplicable  en  determinadas  circunstancias. 

Preparar nuestro testimonio personal A las personas les ayudará saber lo que Dios ha hecho en nosotros. Para  ello  es  conveniente  que  preparemos  una  síntesis  de  nuestra  propia  experiencia.  Es  útil  que  la  escribamos,  tanto  para  nuestra  propia  edificación, como para que podamos escoger los elementos más útiles y  apropiados respecto de la persona que queremos evangelizar. 

El testimonio personal es el punto de partida de la tarea evangelizadora.  Cada  creyente  es  llamado  a  hacer  “obra  de  evangelista”.  Sus  herramientas  básicas  son:  La  elaboración  de  su  testimonio  personal,  la  Lista de Oración y la creación de Puentes Estratégicos.  Los  Equipos de  Evangelización  encuentran  su  origen  en el  mandato  del  Señor de ir de dos en dos. 

La estructura  de  nuestro  testimonio  personal  se  compone  de  tres  elementos básicos: 

Quienes forman parte de los Equipos de Evangelización responden a la  intención explícita de colaborar en la tarea evangelizadora de las áreas  de  influencia  geográfica  y/o  social  de  los  hogares  de  las  familias  de  creyentes, así como la del templo en que la congregación se reúne. 

Mi vida  antes  de  Cristo.  Aquí  podemos  hablar  de  lo  que  el  pecado  nos  había  arrebatado.  De  a  quiénes  y  cómo  uso  Dios  para que conociéramos de su amor y de la obra de Jesucristo.  Mi encuentro con Cristo. Qué pasó, quién nos habló del Señor,  que problemas teníamos, cómo llegamos a la Iglesia, etc. 

Las herramientas  básicas  de  los  Equipos  de  Evangelización  son:  Los  Pactos Estratégicos y la Saturación Territorial. 

Mi vida  con  Cristo.  De  manera  franca  y  sincera  podemos  referirnos  a  nuestra  experiencia  personal  con  el  Señor.  Cuáles  han  sido  las  cosas  buenas  y  cuáles  las  dificultades  que  enfrentamos.  También  conviene  que  compartamos  lo  que  significa ser miembros de la Iglesia de Jesucristo. 

Nuestro Señor  Jesús  y  la  Iglesia  Primitiva  desarrollaron  la  estrategia  de  los  Grupos  Pequeños.  Además  de  las  reuniones  masivas,  el  Señor  Jesucristo  y  los  primeros  cristianos  desarrollaron  reuniones  con  grupos  pequeños, mismas que servían para: enseñar la doctrina, profundizar el  desarrollo  de  las  disciplinas  espirituales,  ejercitar  a  los  creyentes  en  la  práctica y uso de los dones espirituales, capacitar a los discípulos para la  tarea evangelizadora e identificar y capacitar a quienes han de servir en  el liderazgo de la Iglesia. 

Será bueno  que  una  vez  que  hayamos  escrito  nuestro  testimonio,  practiquemos  el  compartirlo  con  otra  persona.  Puede  ser  alguien  de  nuestra  familia  o  de  la  iglesia.  Podemos  pedirle  que  nos  dé  su  opinión  para “quitar la paja y mantener la sustancia”. 

Los Grupos  Pequeños  funcionan  mejor  y  cumplen  con  su  tarea  con  mayor  efectividad  cuando  se  cumple  el  principio  de  la  homogeneidad.  Este permite que el estudio de la Palabra, desarrollado por el Pastor para  toda la iglesia, pueda ser aplicado de manera práctica y relevante a las  necesidades e intereses de cada discípulo. 

                                                                 1

13

Página 14 

6


L A L ISTA DE  F E  

Sirven como  un  punto  intermedio  entre  quien  está  siendo  evangelizado y la congregación. 

¿A quiénes  vamos  a  evangelizar?  Esta  es  la  pregunta  clave.  Si  bien  el  Señor  nos  mandó  que  fuéramos  “a  todas  las  naciones”,  nosotros  tenemos  que  identificar  a  las  personas  que  Dios  quiere  que  nosotros  evangelicemos  en  particular.  Para  ello  debemos  elaborar  nuestra  Lista  de Fe. 

Permiten y guían el desarrollo de los dones espirituales.  El valor de los Grupos Homogéneos Hay  un  principio  que  establece  que  iguales  llaman  a  iguales.  En  Proverbios  27.17,  la  Biblia  dice:  “El  hierro  se  afila  con  el  hierro,  y  el  hombre  en  el  trato  con  el  hombre”.  Podemos  ver  que  la  sabiduría  popular  se  alinea  con  la  sabiduría  bíblica.  En  efecto,  hay  una  serie  de  elementos  valiosos  entre  las  personas  que  son  iguales  entre  sí  o  que  comparten intereses comunes. 

Los pasos  a  seguir  en  la  elaboración  de  nuestra  Lista  de  Fe,  son  los  siguientes:  Oración  de  consagración.  La  evangelización  es  una  lucha  espiritual.  Atenta  contra  el  poder  del  diablo  y  provoca  su  reacción  en  contra  nuestra  y  de  aquellos  a  quienes  evangelizamos. Por ello es necesario orar consagrando nuestra  vida a Dios. Es decir, comprometiéndonos a servirle en la tarea  de  la  evangelización  y  pidiendo  su  dirección  y  cuidado  en  el  todo de nuestra vida y la de los nuestros. 

Tanto en  la  tarea  de  evangelización  como  en  el  discipulado  es  conveniente  la  formación  de  grupos  homogéneos.  En  algunos  casos  es  posible  iniciar  la  tarea  con  grupos  afines,  en  otros  estos  surgen  en  conformidad  al  avance  y  la  consolidación  del  grupo  original.  Así,  por  ejemplo,  en  una  casa  puede  iniciarse  un  grupo  de  oración  en  el  que  participan hombres y mujeres. Después de un tiempo convendrá que se  separe el grupo en razón del sexo de sus integrantes. Ello permitirá una  mayor  identificación  entre  los  miembros  de  los  grupos  resultantes  y  facilitará el discipulado mutuo de sus respectivos integrantes. 

Selección inicial.  En  este  segundo  paso  hacemos  una  primera  relación  de  las  cinco  personas  que  conocemos,  y  de  las  que  sabemos  su  necesidad  de  Dios  y  con  quienes  nos  sentimos  comprometidas a compartirles el mensaje de Cristo.  Oración  pidiendo  dirección  específica.  Aquí  oramos  y  ayunamos  para  saber  con  quienes  empezaremos  y  en  qué  orden.  También  debemos  pedir,  especialmente,  que  Dios  las  prepare para que escuchen y acepten el mensaje del Evangelio. 

E N C ONCLUSIÓN   La  clave  de  evangelización  y  el  discipulado  que  le  sigue  es  la  entrega  obediente  al  mandato  de  ir  a  todas  las  naciones  y  hacer  discípulos.  El  Señor  honra  a  quienes  le  obedecen  y  los  guía,  los  capacita  con  dones  espirituales,  los  protege  de  los  ataques  del  enemigo  y  les  permite  dar  fruto abundante. 

Elaboración final  de  la  Lista  de  Fe. En  este  paso  habremos  de  seleccionar a tres personas de nuestra lista inicial. Definiremos  las  prioridades  y  la  fecha  en  que  iniciaremos  la  tarea  evangelizadora de cada una de ellas.  La forma siguiente resulta de gran utilidad en la elaboración de nuestra  Lista de Fe. 

7

12


Pronto hubo  grupos  de  personas  que  compartían  intereses  comunes.  Así,  la  Iglesia  se  fortalecía  y  crecía  en  gracia  delante  de  Dios  y  de  los  hombres y el Señor añadía cada día a la Iglesia a quienes habían de ser  salvos. 

PRIORIDAD 

NOMBRE

NECESIDADES

FECHA DE  INICIO 

Evangelización y Discipulado Ya hemos  dicho  que  evangelizar  es  anunciar  las  buenas  nuevas  de  Jesucristo. El discipulado consiste en la formación del carácter de Cristo  en el creyente. 

  Tendiendo Puentes Estratégicos Una  vez  que  hemos  seleccionado  a  las  personas  a  quienes  evangelizaremos  de  manera  prioritaria,  debemos  buscar  la  forma  de  acercarnos a ellas adecuada y oportunamente. Para ello debemos tender  puentes estratégicos que nos proporcionen el derecho a ser escuchados  y atendida nuestra invitación a conocer y aceptar a Cristo. 

Por la predicación del Evangelio, la persona conoce de Dios y responde al  llamado  que  él  hace  en  Jesucristo.  El  fruto  de  la  evangelización  es  la  conversión. Mediante el discipulado el creyente:  Es enseñado en la doctrina de Cristo.  Aprende  a  cultivar  su  relación  con  el  Señor,  mediante  la  oración, el estudio de la Palabra y su consagración en santidad. 

Se llama  evangelismo  relacional  el  que  consiste  en  buscar  los  espacios  más apropiados para estar cerca de las personas. Podemos ubicarlas en  nuestros  centros  de  trabajo  o  estudio,  en  nuestro  vecindario  o  en  las  áreas deportivas y sociales. 

Sirve a la Iglesia, mediante el ejercicio de los dones espirituales  recibidos.  Se  capacita  para  multiplicarse,  es  decir,  para  alcanzar  a  otros  para Cristo. 

Nuestra tarea  será  buscar  cómo  acercarnos  a  ellos:  quizá  acompañándolos  a  realizar  alguna  visita  al  médico  o  de  compras,  a  practicar  un  deporte,  a  que  nos  visiten  en  casa,  o  visitarlos  en  la  suya.  Quizá saliendo juntos a comer, al cine o a algún espectáculo artístico o  deportivo.  En  fin,  son  muchas  las  maneras  en  que  podemos  tender  puentes estratégicos que faciliten nuestra tarea evangelizadora. 

Ejerce su  ministerio  convirtiéndose  él  mismo  en  un  líder  que  sirve como luz del mundo y sal de la tierra.  La  experiencia  ha  mostrado  la  conveniencia  de  que  el  discipulado  se  realice al través de grupos pequeños, mismos que tienen las siguientes  características. 

Los Equipos de Evangelización 

Se reúnen  invariablemente  una  vez  por  semana,  bajo  la  dirección de un discipulador y su asistente. 

En algunas ocasiones, nuestro Señor Jesús envió a sus discípulos “de dos  en  dos”.  Está  probado  que  esta  es  una  estrategia  muy  efectiva  en  la  tarea evangelizadora. Desde ya, la Biblia asegura que “mejor son dos que  uno, pues si uno cae, el otro lo levanta”. 

Utilizan espacios adecuados para sus encuentros. Considerando  cuestiones  tales  como  ubicación,  dimensiones,  ambiente  propicio para el estudio, la oración y la interacción. 

Una de las ventajas principales es que quienes evangelizan en equipo se  complementan en función de los dones recibidos. Además, cuando uno  de  ellos  presenta  el  mensaje  a  la  otra,  o  las  otras  personas,  su 

Estudian los temas de su interés bajo la guía del pastor principal  de la Iglesia. 

11

8


compañero permanece  atento  en  oración  intercesora,  y  listo  para  apoyar a responder las dudas u objeciones que se les presenten. 

En el esquema de Jesús podemos encontrar los siguientes paralelismos: 

Además de  seguir  los  pasos  ya  mencionados  en  la  estrategia  anterior,  conviene  que  los  Equipos  de  Evangelización,  cumplan  las  siguientes  tareas.  Pactos Estratégicos Quienes  evangelizan  en  equipo  deben  considerarse  a  sí  mismos  como  miembros  del  ejército  de  Cristo.  Realizan  una  tarea  común  y  depende  uno  del  otro.  En  efecto,  deberán  comprometerse  mutuamente  a:  Interceder en oración el uno por el otro. 

Jerusalén

Judea

Samaria

Lo último de la  tierra 

Familia nuclear 

Familia extendida 

Conocidos

Prestadores de  servicios 

Amistades personales 

Compañeros del  trabajo/escuela 

Vecinos

Grupos urbanos/Etnias 

Cuadra

Colonia

Delegación

Ciudad/País/Mundo

L OS G RUPOS  P EQUEÑOS O  C ASAS DE  P AN   La  Iglesia  Primitiva  se  caracterizó  por  que  los  primeros  cristianos  predicaban a Cristo todos los días, en el templo y por las casas. Con esta  definición, Lucas establece que la fe de los primeros cristianos tenía que  ver  con  el  todo  de  sus  vidas:  con  su  vida  familiar,  con  sus  ocupaciones  laborales y sociales, etc. Desde luego, ello no significa que los cristianos  abandonaban sus obligaciones cotidianas, familiares o profesionales. Por  el  contrario,  su  fe  en  Jesucristo  les  llevaba  a  desempeñarse  mejor  en  cada  una  de  tales  esferas  ya  que  así  daban  testimonio  a  favor  de  su  Señor. Pero, a lo que hacía bien, añadían la proclamación, el anuncio, del  Evangelio de Jesucristo. 

Guardarse cada uno en santidad y comunión con Dios.  Proceder con lealtad mutua, hablándose con la verdad y caridad  características de los discípulos de Cristo.  Perseverar en la tarea evangelizadora hasta cosechar el fruto o  hasta llegar al momento en que deban abandonar la tarea dada  la incredulidad o el rechazo de la persona evangelizada.  Estrategia territorial Los Equipos de Evangelización son especialmente útiles cuando se trata  de  presentar  el  Evangelio  de  manera  sistemática  en  las  zonas  de  influencia de la congregación y sus familias. Por ejemplo, conviene y es  necesario que los miembros de CASA DE PAN, presenten el Evangelio a  las  familias  que  viven  alrededor  de  cada  una  de  las  Casas  de  Pan.  También es conveniente que se haga lo mismo alrededor de los hogares  de  las  familias  de  la  congregación.  Para  ello  resulta  muy  importante  la  formación de los Equipos de Evangelización. 

Resulta obvio  que  cuando  se  reunían  en  el  templo,  o  en  los  lugares  destinados  para  celebrar  el  culto  masivo,  la  reunión  servía  principalmente para:  Dar identidad como miembros del Cuerpo de Cristo.  Enseñar los fundamentos de la doctrina que después deberían  ser aplicados a cada persona y circunstancia.  Alabar,  orar  y  buscar  la  manifestación  del  Espíritu  Santo  en  la  Iglesia. 

Conviene que cada equipo determine la zona, las fechas, los horarios y  las  estrategias  a  seguir  en  su  tarea  evangelizadora.  El  esquema  presentado  por  el  Señor  Jesús  en  Hechos  1.8,  puede  resultar  de  gran  utilidad.  En  efecto,  el  Señor  establece  una  estrategia  de  círculos  concéntricos,  misma  que  permite  evangelizar  de  manera  efectiva  a  quienes están a nuestro alrededor. 

Pero, la tarea del discipulado no podía realizarse en medio de la multitud  de creyentes. Esta requería de otros espacios y ambientes. La formación  de  Grupos  Pequeños  fue  la alternativa.  Desde  luego,  grupos  familiares,  pero  también  grupos  de  hombres  y  mujeres  quienes,  por  separado,  estudiaban  la  Palabra,  oraban  y  se  preparaban  para  un  mejor  servicio. 

9

10

Estrategias para la Evangelización Personal  

Taller de CASA DE PAN

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you