Page 33

Cuando un mismo juego, como puede ser “Mucho por poco” u otros de propiedades similares, se efectúa entre un mismo colectivo una serie de veces o entre colectivos distintos pero conocedores, por ejemplo, de los resultados de ensayos anteriores, se puede poner en marcha una cadena de condicionantes de tipo psicológico que conlleven, con alguna certeza, modificaciones en los resultados previstos. Como consecuencia del análisis de los resultados en sucesivas ediciones del juego “Mucho por poco” y de otros en los que la psicología de los participantes y la probabilidad se confunden, Rafael Ramírez introdujo el término psicoprobabilidad, que definió como comportamiento de los jugadores al enfrentarse, en repetidas ocasiones, a una misma situación probabilística de la que cada vez obtienen más información mediante, por ejemplo, análisis previos de probabilidad, estrategias ganadoras, decisiones de los demás jugadores y resultados de las anteriores repeticiones. Un estudio realizado bajo estas consideraciones permitió al grupo de trabajo de Rafael Ramírez poder deducir, en un grado alto de aciertos, cuál iba a ser el número ganador, hecho éste que usaron como elemento motivador en la propuesta del propio juego en situaciones posteriores. ADAPTACIÓN A NUESTRO CENTRO A la hora de poner en marcha el juego en el IES Foramontanos tuvimos en cuenta cada una de las reflexiones realizadas por Rafael Ramírez. En nuestro caso, las condiciones del juego se modificaron ligeramente respecto a las fijadas en el juego original y fueron las siguientes: - Ningún alumno podía apostar por más de 20 números (el equivalente a arriesgar 2 €). - La mitad del dinero recaudado era para la campaña promovida en el IES Valle del Saja con motivo de la visita de José Luis Gutiérrez a dicho centro educativo. Con la otra mitad se compraría el premio para el alumno ganador, consistente en material escolar. Las peculiaridades del juego que se mantuvieron intactas fueron tanto su propósito solidario como su esencia, que no es otra que poner a nuestros estudiantes ante situaciones de riesgo, en las que la inseguridad ante una toma de decisiones los conduce hasta la reflexión acerca del significado de probabilidad. No sería conveniente ni aconsejable descartar alguno de esos rasgos del juego, incuestionables ambos por su gran poder formativo. ANÁLISIS DE LOS RESULTADOS A finales del curso, y una vez concluido el juego, se mostraron gráficamente las frecuencias con las que habían aparecido los números apostados.

Total de apuestas: 71 Número ganador: 2 Números más apostados: 1 (con 4 apuestas),13 (con 6 apuestas) y 14 (con 4 apuestas) Números del 1 al 40 no apostados: 16, 24, 26, 31, 33, 35 y 36 Otros números mayores de 40 apostados: 47, 49, 55, 71, 77, 100, 111, 113 y 222.

¿Los alumnos que apuestan por el 1 lo hacen arbitrariamente o, por el contrario, piensan que ninguno de sus compañeros apostará por dicho número porque ellos a su vez tengan la creencia de que el resto jugará por el menor de los números permitidos? ¿Por qué sólo un alumno apostó por el 2? ¿Sería porque los apostantes pensaron que los demás apostarían por él? ¿Los que apuestan al 13 lo hacen porque, al ser un número “gafe”, nadie jugará por él? ¿Por qué nadie apuesta por el 16? ¿Quien apuesta por el 222 lo hace porque encuentra bella su grafía? Estas preguntas quieren reflejar la componente psicológica que puede entrar a formar parte de la decisión de un jugador en el momento de realizar las apuestas. Como dice Ramírez en su artículo, cuando en las experiencias matemáticas aparecen factores humanos, un concurso se convierte en algo más que unos simples cálculos. Para avanzar en el análisis de aspectos tales como la posibilidad de un cambio en el comportamiento de nuestros estudiantes ante el mismo juego tras conocer los resultados arriba reflejados, tenemos la pretensión de seguir realizando el juego en cursos sucesivos. El estudio permitirá así mismo contrastar nuestras conclusiones con las obtenidas por Rafael Ramírez. DESTINO DE LA RECAUDACIÓN Con la mitad del dinero recaudado en el juego compramos material escolar (un juego de cuaderno, regla y bolígrafo) al participante ganador.

Debajo, frecuencias de las apuestas de los primeros 40 números naturales de nuestro juego solidario.

33

LOS ECOS DEL FORA 7  

REVISTA DEL IES FORAMONTANOS DE CABEZÓN DE LA SAL, CANTABRIA

Advertisement