Page 27

EL GASTO PÚBLICO EN HONDURAS

II)

Aprobación y modificación del presupuesto: Responsabilidades legislativas y

ejecutivas Aparte de las debilidades señaladas anteriormente, se presentan otras relacionados con la aprobación y modificaciones a los presupuestos. El Congreso Nacional, que aprueba el presupuesto de Gobierno Central y el de las entidades descentralizadas (institutos y empresas públicas)25 no cuenta con apoyo técnico para analizar con criterio económico, financiero y de planificación las propuestas que le presenta el Poder Ejecutivo. Más que nada, una buena parte de los diputados tienen más interés en los gastos que puedan afectar a las comunidades o grupos que representan y menos en las estrategias nacionales. El papel del Congreso para ayudar a definir las prioridades nacionales es bajo y depende en forma significativa de las definiciones y análisis del Poder Ejecutivo. Por ello, de modo similar a las debilidades antes señaladas en los presupuestos que formulan el ejecutivo y en menor grado los órganos descentralizados, la discusión en el Congreso difícilmente permite que éste evalúe el Presupuesto desde el punto de vista de la estrategia y los planes nacionales. Además, como se mencionó en el literal I) anterior, el Congreso parece tener mucho poder para modificar el Presupuesto en algunos casos sin un sano financiamiento y el Presupuesto sufre una serie de modificaciones importantes a lo largo del periodo, que le restan credibilidad y eficacia a las asignaciones aprobadas al inicio del año. Los problemas más importantes en esta materia son:

25

1.

Aunque de acuerdo con la Constitución Política, el Poder Ejecutivo tiene iniciativa en materia presupuestaria y requiere la aprobación del Poder Legislativo, algunos estudios han señalado que no hay una adecuada delimitación de las facultades y responsabilidades, en particular en cuanto a la amplia capacidad del Poder Legislativo de modificar el presupuesto. Sin embargo algunos funcionarios de Gobierno han indicado que las modificaciones introducidas por el Congreso no se ejecutan si no tienen el adecuado contenido de ingresos, y que la norma es que el Poder Ejecutivo y el Congreso negocian darle contenido a esos gastos de una manera aceptable para el Ejecutivo.

2.

El Congreso participa directamente en negociaciones salariales, a través de la aprobación de los Estatutos con los gremios del Gobierno, los cuales contienen por ley los beneficios salariales sin que a veces medie la intervención del Poder Ejecutivo. Esto evidentemente altera en el presente y hacia el futuro los presupuestos públicos y, en consecuencia, el tamaño del déficit fiscal. Pero, además, implica la intervención del Poder Legislativo en un área de competencia específica del Ejecutivo, como es la selección y la remuneración del personal bajo su responsabilidad y encargado de cumplir las políticas generales del Gobierno.

3.

Por otro lado, se señala que la autoridad para enmendar el presupuesto no está debidamente balanceada, porque el Poder Ejecutivo no tiene poder de veto sobre los cambios que se hagan en el Congreso.

Los presupuestos de los órganos desconcentrado lo aprueba la SEFIN.

22

el gasto público en honduras  

el presente estudio sobre honduras forma parte del proyecto "creación de capital social por medio de la reforma fiscal" desarrollado por el...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you