Page 4

Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años y son muy buenos. Pero hay los que luchan toda la vida: ésos son los imprescindibles. Bertolt Brecht

En su carné de identidad figura como fecha de nacimiento un día del año 1982 en que un neurocirujano noruego afincado en Berna que responde al nombre de Rune Aaslid realizó el primer Doppler transcraneal de la historia, y publicó su hallazgo en la revista Journal of Neurosurgery. Durante estos casi 30 años de vida la neurosonología ha crecido y se ha desarrollado, para convertirse hoy en una ciencia sólida, preparada para enfrentarse a un futuro prometedor. Hace unos pocos meses Madrid acogía el Congreso de la European Society of Neurosonology and Cerebral Hemodynamics, bajo la minuciosa organización del Dr. Joaquín Carneado, y la neurosonología española mostraba su madurez y su altura. El camino ha sido largo y difícil, y no todos nuestros hospitales disponen aún de medios técnicos suficientes para poder desarrollar una neurosonología digna. Si, como se ha dicho, el Doppler es el fonendoscopio del neurólogo, todos nuestros hospitales deberían tener acceso a esta técnica, que hoy es considerada un complemento indispensable de la exploración clásica, al menos para el neurólogo dedicado al cuidado de los pacientes con ictus. En cualquier caso, mucho se ha andado en poco tiempo. Y en este camino han jugado un papel destacado un puñado de neurólogos que fueron capaces de ver las posibilidades de la neurosonología y de luchar por ella. Así se convirtieron en el germen de una escuela que ha dado grandes frutos. El Dr. Jaime Gállego nos da cumplida cuenta de la historia de la neurosonología en nuestro país en este número de nuestra Revista, pero queremos destacar aquí, en el momento de su jubilación, la figura del Dr. Alberto Gil Peralta, uno de esos imprescindibles. Además de jugar un papel central en el progreso de la neurosonología, ha sido un estímulo constante para todos los neurólogos vasculares del país, que hemos hecho una y otra vez el Camino de Sevilla para buscar su sabiduría y su apoyo y encontrar siempre su generosidad y su afecto. Trabajador infatigable, investigador preclaro, maestro y hombre, en el mejor sentido de la palabra, bueno. Este número de la Revista quiere ser una revisión de los caminos por los que circula en el año 2010 la neurosonología, así como un sincero homenaje al Dr. Gil Peralta, a quien queremos. Hemos tenido la suerte de contar para elaborar el fascículo con algunos de los mejores neurosonólogos del país, y su contenido, con toda seguridad, va a ser interesante y útil para todos los lectores. En nuestro viaje no olvidaremos el ictus agudo, ni el isquémico (con la sonotrombólisis como bandera) ni el hemorrágico, pero nos interesaremos también por nuevas aplicaciones como la valoración de la disfunción endotelial o la ultrasonografía de la arteria temporal, nos interrogaremos sobre el valor predictivo del Doppler con técnicas como la medida de la vasorreactividad o la monitorización de microembolias y exploraremos nuevos terrenos como la ecocardiografía o el ignoto territorio venoso. Esta revista es para todos, pero sobre todo es para Alberto. Salud. Sergio Calleja Puerta

Numero 8 de la Revista de Enfermedades Cerebrovasculares  

Revista del GEECVSEN

Numero 8 de la Revista de Enfermedades Cerebrovasculares  

Revista del GEECVSEN

Advertisement