Issuu on Google+

de bogotá

www.hsbnoticias.com

Manual para La Paz

Por Ricaurte Losada Valderrama*

E

n el Fascículo Uno presentamos a nuestros lectores el viernes pasado una síntesis introductoria de los nueve primeros grandes temas del Manual.

tulos y el inicio del desarrollo del I -LA NECESIDAD DE LA PAZ-, referido al primer punto del diagnóstico sobre los principales problemas que deben corregirse, no sólo para conseguir la paz, sino para elevar En este les entregamos el resu- la calidad de vida de todos los comen de los siguientes seis Capí- lombianos.

X

LOS MÁS GRAVES ERRORES

Xi

MARCO JURÍDICO

Xii

COSTOS DE LA GUERRA Y LA PAZ

Xiii

SOLUCIÓN DE LA CONFRONTACIÓN

Xiv

POSTCONFLICTO Y CUMPLIMIENTO DE LOS ACUERDOS

XV

CONVOcATORIA A ASAMBLEA CONSTITUYENTe

*Ex Senador de la República, Analista, Investigador.

Fascículo

2

Manual La Paz

para


de bogotá

www.hsbnoticias.com

X. LOS MÁS GRAVES ERRORES Como se recuerda en el Manual, el conflicto es inherente a las relaciones humanas y sólo se perpetúa cuando se le da mal manejo. Es lo que ha sucedido en Colombia. En consecuencia, en este Capítulo se hace referencia a algunos de los más graves errores cometidos durante el conflicto, que por ende, lo han perpetuado. Entre ellos se encuentran, el descuido del Estado, el bombardeo de la Uribe, el ejercicio exclusivo de poder coactivo del Estado, durante muy largos períodos; la masacre de la Unión Patriótica, la Zona de Distensión y el diálogo en la guerra, la silla vacía, el Frente Nacional, la falta de decisión política y de política de Estado; la indiferencia y la equivocación en el caso del periodista Roméo Langlois. Además, se ha permitido que la guerra haya hecho que el Estado y la sociedad desistan de la paz negociada y se ha cometido el error de dialogar con la guerrilla fortalecida. XI. MARCO JURÍDICO Para la solución de la guerra también es indispensable tener presente el marco jurídico, a fin de utilizar los mecanismos previstos en él, tanto en el campo interno como en el internacional, para saber qué cambios se deben hacer en materia constitucional y legislativa, y para que se soliciten las reformas indispensables en el derecho internacional, a efecto de que no sólo el país disponga del régimen jurídico conveniente que sirva como instrumento eficaz para la solución del conflicto, sino que, a su vez, lo tenga la comunidad internacional.

Como el conflicto es fundamentalmente rural, al resolverlo, el desarrollo del campo contribuiría a la solución de la crisis alimentaria mundial. Además porque no puede ser igual el Es lo primero tener bien presente que régimen jurídico aplicable en períodos de entre los factores y hechos que determinormalidad al que debe existir en una eta- nan el costo de la guerra se encuentra pa de conflicto y de transición a la paz. uno imposible de medir y calcular. Es el referido a las irreparables pérdidas Del régimen jurídico se destacan las humanas, en razón a que es imposible bases constitucionales, el denominado asignarles precio; únicamente se puede marco jurídico para la paz, el Derecho calcular lo que una persona produciría, Internacional Humanitario, los jueces de dependiendo de factores tales como su paz, la amnistía y el indulto, la ley de or- formación y el tiempo probable de vida, den público, la ley de justicia y paz, la pero esta es una medición absolutamenrestitución de tierras, la extradición como te incompleta en razón a que la vida no mecanismo de cooperación internacional, tiene precio. Colocárselo, es cuando meel Estatuto de Roma, la insurgencia y la nos una desfachatez que implica un burbeligerancia, el Sistema Interamericano y do reconocimiento de la brutalidad. el Sistema de las Naciones Unidas como pilares en la búsqueda de la paz y la seAunque difícil, a diferencia del costo guridad internacional. de la guerra, es posible saber con mayor objetividad cuál es el costo de la paz, XII. COSTOS DE LA GUERRA Y LA el cual es muy alto, pero inmensamente PAZ menor al de la guerra. Entre ellos se encuentran los relacionados con la restituPor las razones que se exponen en este ción de tierras y la reforma agraria; los Capítulo, es imposible calcular objeti- referidos a la reparación de las víctimas, vamente qué le ha costado la guerra al la recomposición del tejido social y del país. contrato social, los costos por efecto de

Manual La Paz

para


de bogotá

www.hsbnoticias.com

la desmovilización y reinserción de los mayor legitimidad y garantías para su guerrilleros, así como por llegar a la ver- cumplimiento. dad y guardar la memoria. Pero, además de todo lo anterior, es inXIII. SOLUCIÓN DE LA CONFRON- dispensable emplear adecuadamente el TACIÓN poder y la autoridad del Estado y dialogar y hacer acuerdos no solo con las Farc Como se ha expresado, la paz será po- sino con los dos actores restantes del sible si se crean condiciones reales para conflicto: el Ejército de Liberación Nacioconseguirla, es decir, haciéndonos con- nal y las Bacrim. sientes de su necesidad. Por lo tanto, repasando y entendiendo los antecedentes XIV. POSTCONFLICTO Y CUMPLIdel conflicto y sus causas. También te- MIENTO DE LOS ACUERDOS niendo presente que la paz implica llevar a cabo un proceso a corto, mediano y lar- Para llegar a la paz, una vez pactada, go plazo que incluye entender y propiciar es necesario, entre varias cosas, seguir las condiciones para lograrla, así como teniendo mucha tolerancia para que ella las consecuencias de la confrontación, perdure y para concretarla efectivamente desterrando, o por lo menos reduciendo a en el post-conflicto y en la refrendación de su mínima expresión la corrupción como los acuerdos a través de su cumplimiencausa y consecuencia del conflicto. to, así como que el Estado y la sociedad se ocupen acuciosamente de enfrentar Pero, además, será posible la paz si los altos niveles de criminalidad que se entendemos las caracterizaciones de la presentan y otras expresiones violentas guerra; la manera como el planeta se ha propias de este período. globalizado y, por ende, la mayor incidencia que existe de la comunidad interDe otra parte, en el post-conflicto y en nacional en su solución, así como los gra- la refrendación y ejecución de los acuerves errores cometidos; el marco jurídico dos también es necesario el seguimiento que se debe utilizar, el costo de la guerra y ejecución de los programas de reinsery de la paz, el post-conflicto, el cumpli- ción; generar polos de desarrollo para miento de los acuerdos y la necesidad las zonas de conflicto y avanzar en el de convocar una asamblea constituyente post-conflicto antes de pactar la paz, enque refrende los acuerdos y les otorgue tre otros aspectos esenciales.

Entre los factores y hechos que determinan el costo de la guerra se encuentra uno imposible de medir y calcular. Es el referido a las irreparables pérdidas humanas.

XV. CONVOCATORIA A ASAMBLEA CONSTITUYENTE Aunque se viene afirmando por el propio Gobierno, y particularmente por el Presidente de la República, que una vez pactados los acuerdos con la guerrilla no será necesaria la convocatoria de una asamblea constituyente, sí lo es, pues los temas que con ellos se van a decidir son bien trascendentes y, en consecuencia, lo más conveniente es que ellos sean refrendados por el constituyente primario, con lo cual el proceso culminaría con mayor legitimidad y compromiso de todos de hacerlo realidad efectiva, pues de otra manera, al ocurrir hechos nuevos, como por ejemplo, un cambio de gobierno, podría incumplirse lo pactado, circunstancia que traería consecuencias nefastas para la paz, hasta llegar de pronto a poner término a los acuerdos. Pero, además de la refrendación del pueblo de los acuerdos de paz, hay muchos otros motivos que justifican y hacen necesaria una asamblea constituyente. Entre ellos se encuentran, la expedición de una nueva Constitución o de una reforma integral a la misma; la enmienda a la justicia, que está comprobado, no la hace el Congreso y la reforma de esta Institución, así como la revisión del ordenamiento territorial que, entre otros aspectos, le dé a las regiones la categoría de entidades territoriales. I. NECESIDAD DE LA PAZ Las relaciones humanas, a todos los niveles, y por lo tanto, nacionales e internacionales, giran en torno de la paz y de la guerra. La primera es vida; la segunda, desolación, destrucción y muerte. Por lo tanto, una de las primeras ne-


de bogotá

www.hsbnoticias.com

cesidades del ser humano es la paz y, en consecuencia, buscar todo aquello que asegure la tranquilidad, el sosiego y la convivencia, pues la violencia y las guerras han sido el hilo conductor de las sociedades, es decir, su constante. También lo ha sido la búsqueda de la paz para lograr el bienestar individual y colectivo. Entonces, en el caso colombiano, amén de la convivencia, y como requisito para encontrarla, prioritariamente se necesita generar conciencia en el mayor número de colombianos, ojalá en todos, sobre las inconmensurables ventajas de la paz que parten de lo más importante, sin lo cual, para qué lo demás: la protección y garantía a la vida. A falta de este derecho fundamental, entre los esenciales, no tienen razón de ser los restantes, pues es elemental que todos dependen de ella. Michel Serres ha escrito con esta lógica: “debemos decidir la paz entre nosotros para salvaguardar

el mundo y la paz con el mundo a fin En este Capítulo también se incluye de salvaguardarnos”. la invitación a los lectores a elaborar su propio Manual, así sea en algunos Uno de los fines esenciales del Estado casos de manera rudimentaria, como es garantizar la vida y la seguridad de mecanismo de concientización para de las personas -artículo 2º de la Carta llegar a la paz, pues ésta implica un Política y el artículo 22 del mismo Esta- proceso que compete a todos. tuto, preceptúa que la paz es un derecho y un deber de obligatorio cumplimiento. Se hace referencia también a la existencia del conflicto casi permanente A la paz se refieren también de ma- como medio adicional para generar nera directa los artículos 67 y 95 del conciencia social sobre la necesidad mismo Estatuto Superior, los cuales de la paz. preceptúan, respectivamente, que la educación debe formar en el respeto Stanley Mchrystal, quien fue el coa los derechos humanos, a la paz y a mandante de Estados Unidos en Afgala democracia y que son deberes de la nistán, ha expresado algo elemenpersona, respetar los derechos ajenos tal para tener en cuenta siempre en y no abusar de los propios; defender y Colombia: que la guerra es el fracaso difundir los derechos humanos como de la política, en el sentido de no ser fundamento de la convivencia pacífica capaces de resolver un problema sin y propender al logro y mantenimiento ella. En consecuencia, hay que volver de la paz. a la política. Para conseguir la paz contribuye entonces, además de tener en cuenta el diagnóstico de nuestros males y sus soluciones, no perder de vista que ella es la prioridad más importante del país, por lo cual, se reitera, EL PERIÓDICO DE BOGOTÁ hace un aporte a los colombianos para repasar en unos casos y entender en otros el grave problema y de esta manera quedar en condiciones de aportar a su solución y de legitimar el proceso de diálogo y negociación.

La paz es sinónimo de vida. Por lo tanto, de esperanza, particularmente para los niños y jóvenes.

Manual La Paz

para

1. DIAGNÓSTICO Entre los problemas más graves del país se encuentran, la lacerante injusticia, una exagerada concentración de los medios de producción y la aberrante desigualdad, que generan exclusión, y por lo tanto, violencia. Además, se destacan, la corrupción, el narcotráfico y la falta de compromiso de sus dirigentes para sacar al país adelante. El primer problema es el más preocupante, pues además de los estragos que causa la injusticia, la naturaleza humana la detesta y de sus diversas formas y manifestaciones se derivan la mayoría de nuestros males restantes. En consecuencia, somos de las naciones del planeta donde más se violan los derechos humanos.


Fascículo II