Page 7

Domínguez hoy Condezo /

Lunes, 16 de junio de 2014

ENTREVISTA.HoyRegional ACTUALIDAD CTUALIDAD Fiat Lux A

7

Director de la Escuela de Post Grado

(«Profesor Vedoco» para los amigos) es un tigador, un incesante perseguidor de la calidad so social, es también un conservador y difusor del idioma y aportes a la cultura se han publicado en los más región y del país. ctorado, en ciencias de la Educación, los obtuvo en la a. encia de la Cultura Andina» (Primera impresión 1988, s Quechua Español», y numerosas publicaciones de a e identidad cultural. ado desde el 2001 hasta la fecha.

ño siente vergüenza asado andino» ta despreciado, para volvernos a nuestra cultura andina que tiene tanta sabiduría. ¿Pueden convivir la cultura andina y otras culturas foráneas? Claro. Definitivamente no estamos en contra de las culturas modernas que viene y siguen viniendo de afuera, tenemos que aceptarlas, tenemos que recibirlos pero adecuarlos a nuestra realidad, tenemos que hacer también investigaciones de adecuación, no podemos ignorar de ninguna manera las nuevas tecnologías, los avances científicos, tenemos que aceptarlos pero adecuarlos a nuestra realidad y necesidades, además así mismo debemos compartir con estas culturas nuestra propia cultura, ellos también tienen que aceptar nuestra visión del mundo, nuestros saberes, nuestras ideologías, nuestras propias tecnologías, así habría un interculturalidad equilibrada, de coordinación, aprendiendo ambas, la una de la otra, así inclusive

16 de Junio listo.pmd

7

podría nacer una nueva cultura que resulte en beneficio del eco sistema, de la naturaleza, para una vida saludable del hombre, que es lo que todos queremos. ¿Pero se puede lograr esto? Si para empezar nosotros mismos no valoramos nuestro rico pasado cultural e inclusive negamos nuestro pasado andino. ¿Por qué no queremos reconocer nuestra identidad y nuestras raíces culturales? Es que nos han golpeado demasiado, a nosotros y a nuestra cultura, a través de 500 años de conquista, han dicho y nos han hecho creer que el idioma quechua es de los incivilizados, que no sirve para nada, que los alimentos andinos llámese oca, papa, quinua y otros, son comida de indios, el vestido tradicional de nuestros pueblos es vestido de indios, entonces nos han acostumbrado a avergonzarnos, las patadas que nos han dado nos han disminuido, nos han hecho incapaces de levantar la cabeza, de mostrar la cara, nuestro rostro propio, por eso es que a los huanuqueños y a los peruanos nos falta este respeto y amor por lo nuestro, ¿pero cuando levantaremos al fin la mirada y mostraremos nuestro rostro? cuando estemos más golpeados aun, cuando estemos aun más por los suelos parece que todavía esto tiene que pasar para que al fin reaccionemos, para lograr una revolución científica, una revolución ideológica, para volver a nuestros hábitos positivos, para volver a nuestra identidad. Aunque hay muchos que viven en las ciudades y ya no tienen ni siquiera identidad cultural, la han perdido, la han abandonado o la han traicionado. Pero quien tiene una buena raíz no perderá jamás su identidad cultural. Hay mucha gente que por sus aspiraciones de parecerse a los europeos o a los extranjeros de cualquier nación, o acá mismo en el Perú, por parecerse a los limeños, o los de la selva, han traicionado su identidad cultural, o lo practican en secreto, o solo cuando vuelven a sus pueblos, o muchos inclusive han renunciado a ella definitivamente, so pretexto de la globalización o por aspiraciones a parecerse al común de los ciudadanos del mundo, por eso existe una identidad abandonada, una deculturización, una transculturización o una alienación cultural. Acá mismo en nuestra región, el huanuqueño se siente huanuqueño a medias, no se siente ni serrano, ni selvático, simplemente huanuqueño, a medias tintas, se avergüenza de su pasado andino, es tibio, a medias, con esto tenemos que tener mucho cuidado, porque incluso las sagradas escrituras dicen: «o caliente o frío, nada tibio, porque te vomitaré». ¿Tiene que ver nuestra pérdida de identidad cultural con el hecho de que nuestro sistema educativo es muy norteamericano, europeizado o que es desnaturalizado a nuestra realidad, acaso hemos asumido patrones educativos complejos, de otros lugares, que no tienen nada que ver con nuestra realidad? Es cierto. De repente tengo que empezar por mi propia vida, yo tuve una educación hasta los 8 años de edad, educación quechua, educación andina, educación vital, educación cósmica andina, y sabia hacer de todo, que no me olvido, de todo todo, de ganadería sé, de agricultura sé, de cosmovisión sé, de filosofía sé, o sabía, hasta mis ocho años, pero cuando me trajeron a la escuela me hicieron olvidar de todo eso. ¿Le despojaron de su educación primigenia? Claro que sí. Alguna vez he escrito un artículo sobre esta experiencia de mi niñez en una revista académica con el título de: «Así castraron mi cultura», entonces ya cuando he venido a la escuela como muchos hemos aprendido a leer y escribir, y además nos han impuesto totalmente lo que quería el sistema educativo de ese entonces, nos han impuesto los héroes, que muchos son limeños, criollos o emulaciones del extranjerismo, entonces nuestra educación es totalmente ajena, plagiada, imitada, traída e impuesta pues, entonces esto hemos aprendido, e inclusive yo mismo práctico esta educación ahora, pero no me olvido de mi educación primera, porque me dio raíces, aunque este tipo de educación sea marginada, despojada, extirpada, no me olvido, sigo con mi educación de infante, aunque estoy en otro tipo de educación. Lo que el Perú necesita es una educación pertinente, que quiere decir esto, es decir una educación para cada realidad, una educación para la costa, otra para la sierra, otra para la selva, otra para el sur, para el centro, para el norte, una educación de acuerdo a la cultura e intereses regionales, por ahí debe comenzar la educación regional y la regionalización, este forma de edu-

cación es lo que necesitamos urgentemente. Claro que debemos recibir las tecnologías foráneas, pero adaptarlas a nuestra realidad cultural, tiene que haber una educación pluricultural, multicultural e intercultural, sobre todo una educación de acuerdo a nuestra visión de desarrollo económico, social, político, ideológico, cultural, etc. Necesitamos otro tipo de educación, ¿y quién va a hacer esto?, no vamos a esperar que de Lima venga esto, desde el gobierno o desde el extranjero, porque esto no va a suceder, tenemos que hacerlo desde acá, desde nuestra tierra, es desde nuestros propios espacios desde donde tenemos que generar nuestros propios conocimientos, a partir de nuestra realidad, ahí entra a tallar la investigación, y así tenemos que empezar a reformular nuestros perfiles profesionales, nuestros perfiles personales, perfiles familiares, más o menos por ahí puede estar el camino correcto para una reivindicación cultural, económica y social, para tener una mejor vida en nuestra propia región. ¿Cómo veían nuestros antepasados el mundo, la naturaleza y las especies de flora y fauna? ¿En qué consistía su cosmovisión propia? Un relato que nos trae a la memoria el Dr. Víctor Domínguez Condezo, quizá nos ayude a entenderla. La siguiente historia es real, es un extracto (el texto completo es más amplio) de una comunicación por correspondencia entre un alto jefe de gobierno de una potencia mundial con el jefe de una de las tantas tribus originarias americanas, luego de la conquista a la América autóctona (nótese y compárese la visión del mundo que poseen ambos). En 1854, el Presidente de los Estados Unidos, Franklin Pierce, en una carta le ofreció al jefe Seatle de la tribu Swamish, la compra de una gran extensión de su territorio… a lo que él contesto con la siguiente reflexión, que parte de su formación cultural. «El gran jefe de Washington manda decir que desea comprar nuestras tierras. El gran jefe también nos envía palabras de amistad y buena voluntad… Mis palabras son inmutables como las estrellas. ¿Cómo se puede comprar o vender el cielo o el calor de la tierra? ¿Cómo podrían ustedes comprarlos? Los muertos del hombre «blanco» olvidan su tierra natal cuando emprenden sus paseos entre las estrellas; en cambio nuestros muertos jamás olvidan a esta bondadosa tierra, puesto que es la madre del hombre… cuando el gran jefe de Washington manda decir que desea comprar nuestras tierras, nos está pidiendo demasiado. El murmullo del agua es la voz del padre de mi padre… Los ríos son nuestros hermanos… el hombre blanco no comprende nuestro modo de vida… le da lo mismo un pedazo de tierra que otro. Olvida la tumba de sus padres y los derechos de sus hijos. Trata a su madre, la tierra y a su hermano el cielo como si fueran cosas… No existe un lugar tranquilo en las ciudades del hombre blanco. El ruido de la ciudad sólo parece insultar nuestros oídos. El aire es algo precioso para el hombre ya que todas las cosas comparten el mismo aliento. Consideremos su oferta de comprar nuestras tierras. Sí decidimos aceptarla, pondré una condición: el hombre blanco deberá tratar los animales de estas tierras como a hermanos. ¿Qué sería del hombre sin los animales? Porque todo lo que ocurre a los animales pronto habrá de ocurrir también al hombre. Para que respeten la tierra, deben decir a sus hijos que la tierra esta plena de vida de nuestros antepasados. La tierra no pertenece al hombre, sino que el hombre pertenece a la tierra. Sabemos algo que quizás el hombre blanco descubra algún día, nuestro Dios y el de ustedes es el mismo Dios. Está tierra es preciosa para Él y causarle daño a ella significa mostrar desprecio hacia su Creador… si contaminan sus lechos, alguna noche morirán ahogados por sus propios desperdicios. ¿Dónde está el espeso bosque? Destruido ¿Dónde está el águila? Desapareció. Así termina la vida y comienza la supervivencia. Y nosotros en Hoy Regional, aplicando estas verdades a nuestra realidad regional, nos preguntamos ¿Dónde están nuestros cultivos tradicionales? Desparecidos. ¿Cómo esta nuestro río Huallaga? Contaminado, discurriendo muerto y sin vida en su trayecto. ¿Dónde está el ave del Pillco, que no se oye su canto? Desaparecido sin dejar huellas de su existencia. Así, quizá, viene llegando el fin de una rica herencia cultural y el comienzo de una supervivencia sin sentido.

15/06/2014, 23:32

Hoy lunes 16 de junio 2014  

Hoy lunes 16 de junio 2014

Hoy lunes 16 de junio 2014  

Hoy lunes 16 de junio 2014

Advertisement