Issuu on Google+

hojaparroquial

Nº 2.566

Semanario de la Diócesis de Segorbe-Castellón

Juan Pablo II en los altares

1 de mayo de 2011

Óleo sobre lienzo del pintor Felipe Herreros Rodero para la Basilica del Lledó. El nuevo beato la proclamó Basilica el 1º de mayo de 1983


Reportaje

Juan Pablo II: ¡Santo subito! GUILLEM FARRÉ.

Este domingo, Benedicto XVI presidirá la ceremonia de beatificación de Karol Józef Wojtyła, conocido como Juan Pablo II desde su elección al papado en octubre de 1978. Fue el 263 sucesor del Apóstol Pedro y su pontificado ha sido uno de los más largos de la historia de la Iglesia, durando casi 27 años. Juan Pablo II ejerció su ministerio petrino con incansable espíritu misionero, dedicando todas sus energías,

movido por la “sollicitudo omnium Ecclesiarum” y por la caridad abierta a toda la humanidad. Aunque nunca estuvo en la Diócesis, sí que mostró esa atención a los fieles de cada iglesia particular con los fieles de SegorbeCastellón. Así pues, se debe a su intervención la declaración de basílicas de la Catedral de Segorbe en 1983, y de Lledó, ese mismo año, precisamente un 1 de mayo. Además, el 25 de marzo de 1996, el papa Juan Pablo II otorgó

“Ha ido configurando mi ministerio sacerdotal”

ANTONIO SANFÉLIX. PÁRROCO DE CHILCHES.

Durante mi etapa de estudios en Roma tuve la gracia de poder vivir de cerca la presencia extraordinaria del amado papa Juan Pablo II. Acudía a las celebraciones que presidía el Santo Padre, tuvimos una audiencia privada con el Colegio Español, también tuve la oportunidad de asistirle como diácono en la ordenación de nueve obispos el día de San José del 2001; pero sin duda, que el mejor regalo fue el poder concelebrar la Misa con el Papa en la Capilla de los Apartamentos Pontificios a la que asistí junto con mis padres. Son vivencias que han ido configurando mi ministerio sacerdotal muy unido a la catolicidad de

la iglesia vislumbrada en la figura extraordinaria de Juan Pablo II. Llamaba la atención su naturalidad, simpatía, su sencillez interior y, al mismo tiempo, su fuerza y carisma extraordinario. Ver al Papa rezar, celebrar la Santa Misa, siempre tan recogido en profunda oración, te hacía acercarte a Dios. Otro gran ejemplo que nos dio fue cómo vivió su enfermedad: llevó la cruz hasta el final dando un testimonio admirable de entrega a Dios y a la Iglesia sin límites, como Cristo. Lo que vivimos en sus últimos días y después de su muerte en Roma fue un evento de fe sin precedentes que conservo gozosamente en mi corazón. La beatificación supone un momento especial de alegría para toda la Iglesia que ha sentido la paternidad y el amor de este gran Pontífice. Es la certeza de que tenemos un gran intercesor en el cielo y que, como dijo en su funeral Benedicto XVI, nos bendice desde la ventana de la casa del Padre.

2 // Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón

al templo de San Pascual en Vila-real la dignidad de basílica menor, al tiempo que nombraba a San Pascual Baylón “Patrono Universal del Culto Eucarístico”. Con motivo de la consagración de la Concatedral, en Castellón, envió una carta hológrafa con fecha del 4 de mayo de 1999, lo que justifica que en el crucero aparezca su escudo pontificio. Y en Bechí, Castellón y Chilches, los consejos municipales acordaron dedicarle una calle y dos plazas, respecti-

vamente. Este lazo más oficial e institucional de la Diócesis con el beato Juan Pablo II, queda reforzado por la comunión intrínseca de cada iglesia particular católica con el Pontífice Romano, y por infinitud de experiencias personales de fieles de Segorbe-Castellón que de un modo u otro se han encontrado con el Santo Papa, y que de sus palabras, miradas, gestos o testimonio han recibido gracias, o la fuerza para responder a una llamada de Dios.

“Ha sido muy importante para todos los movimientos de la Iglesia” MARIAM BUENDÍA. FAMILIA MISIONERA.

En un momento concreto de la vida de mi matrimonio, sentimos la llamada a ser familia en misión con nuestros hijos. Fue en 1994. Íbamos a partir al sur de México para evangelizar, y por este motivo estuvimos en el envío de las familias en Roma con Juan Pablo II. Fue una celebración preciosa donde recuerdo que el Papa estaba contentísimo por esta labor misionera de la Iglesia, por ver tantas familias dispuestas a dejarlo todo y dar su vida por los más necesitados con la fuerza del Espíritu Santo. Cada familia nos acercamos a Juan Pablo II que nos dio la bendición y nos regaló la cruz del envío que tuvimos presente durante

los tres años que estuvimos en misión. Recuerdo que nos preguntó dónde íbamos de misión, cuántos hijos teníamos, y nos impuso las manos. La sensación que tuve es de mucho cariño y de aliento. Recuerdo que al cogerle las manos tuve la sensación de estar ante un santo, una persona de fe y al mismo tiempo muy cercana, preocupada por nosotros. Me sentí muy querida y con fuerza de irme a la misión. Después de ese encuentro ya no lo volví a ver cara a cara, pero me doy cuenta de que Juan Pablo II ha sido un hombre muy cercano, muy pendiente del sufrimiento de la gente, y que ha llevado a cabo la verdadera misión de la Iglesia de ser tabla de salvación para los hombres. Ha sido muy importante para todos los movimientos de la Iglesia surgidos desde Vaticano II, porque ha sabido discernir dónde estaba el Espíritu Santo y ha sabido potenciarlo. Con la beatificación la fe que ha mostrado durante tantos años se hace patente, como visible, que se puede tocar.


Tribuna

Juan Pablo II, nuevo Beato Queridos diocesanos: Este 1 de mayo, II Domingo de Pascua, de la Divina Misericordia, el Venerable Siervo de Dios, Juan Pablo II será beatificado por su sucesor, Benedicto XVI. Juan Pablo II supo vivir con Cristo, abrazado a su Cruz, gastando y desgastando su vida para mejor servir a su Iglesia y a la humanidad. En su vida, en su larga enfermedad y en su muerte, no vivió para sí mismo, sino para el Señor. Con fidelidad y coherencia inquebrantables entregó su persona y su vida a Cristo Jesús, a la causa del Evangelio y de la humanidad. A pesar de penalidades e incomprensiones, su pontificado fue una muestra conmovedora de una fe sin fisuras y de un sí personal de amor a Jesucristo y, en Él, a todo ser humano. Ese amor a Cristo, vivido con una intensidad interior y confesado con una fuerza excepcional, fue la fuente de su ministerio. Juan Pablo II fue un hombre de Dios, un corredor de

fondo al servicio de en su fidelidad total a Cristo y de su Iglesia, Jesucristo. y un gran regalo para Verdadero maesla Iglesia y para la hutro en la fe, Juan Pablo manidad a lo largo de II nos legó un rico y los veintisiete años de extenso magisterio ministerio pontificio. sobre las verdades funÉl nos habló del Dios damentales de la fe. providente y miseri- Mons. Casimiro Aplicó las enseñanzas cordioso desde una fe López Llorente * del Concilio Vaticano profunda y desde su II a la vida de la Iglemística experiencia de Dios en sia, para que ésta fuera presenCristo. De manos de María, cia eficaz de Cristo resucitado a quien él tanto amaba y nos para todos los hombres y ferenseño a amar (‘Totus tuus’, mento de vida y de unidad, de era su lema), contempló el ros- perdón y de paz, de justicia y tro de Cristo y fue su testigo de caridad entre los hombres y excepcional y valiente para la los pueblos. Iglesia y para el mundo. Como Con la mirada puesta en pastor bueno y fiel, desgastan- Cristo, en quien se revela pledo su vida por la Iglesia, la namente el misterio de todo supo conducir con sabiduría y hombre, el nuevo Beato fue valentía: clarificó la identidad y un defensor incansable de la la misión de la Iglesia en tiem- dignidad de todos los hompos de confusión llamando a bres. Su fe en el valor siempre una nueva evangelización. Y lo actual del Evangelio de Jesús y hizo con entereza y fortaleza, su amor apasionado por todo sin temor a críticas e incom- lo humano le llevó a proclamar prensiones. El sabía bien que sin cesar los derechos inalienala misión de la Iglesia, su cre- bles de toda persona, el respeto dibilidad y su eficacia radican a la vida humana en cualquier

circunstancia de la vida, las exigencias de la justicia, la primacía del bien común y de la paz, basada en la reconciliación y el perdón. Fue un hombre de su tiempo, sin dejar de ser un hombre de Dios, de Jesús y de la Iglesia. Viajero y misionero incansable, fue al encuentro de las personas, de las familias, de los jóvenes, de las culturas, de las instituciones sociales y políticas, de las confesiones y religiones. No rehuyó los problemas más vivos del momento para ofrecer siempre la verdad del Evangelio de Jesús y la Vida nueva de su Espíritu. Con su beatificación, la Iglesia universal reconoce la heroicidad de las virtudes de este gran cristiano y gran Papa, servidor fiel del Señor, de la Iglesia y de la humanidad. El sigue velando e intercediendo desde el cielo por nuestra Iglesia y la humanidad entera. Con mi afecto y bendición,

(*) Obispo de Segorbe-Castellón

María, madre de Dios, pero virgen por Juan

Releyendo este verano pasado una meditación de mi querido profesor y amigo P. Luis Mendizábal, que está publicada en un libro titulado “Así amó Dios al mundo”, de la editorial EDAPOR de Madrid (1998), con motivo de divulgar sus meditaciones para caballeros ofrecidas varios años antes, pude una vez más detenerme en uno párrafos de la Meditación 14, dedicada a la Santísima Virgen María. Y siempre que he leído su contenido, me ha llamado la atención unos párrafos que esta vez no me resisto a dar a conocer, porque encierran uno datos curiosos que no es fácil conozcan muchos fieles. Voy a espigar algún que otro párrafo con permiso del autor, porque estoy convencido que me lo agradecerán varios lectores de nuestra Hoja. España es la única nación, y luego las derivadas de España, donde a la Madre de Jesús se la denomina como “la Virgen”. Porque en los demás no hay tal. En Espa-

Manuel Gil

ña se dice La Virgen, ni siquiera la Santísima Virgen, eso es una añadidura que también se usa, pero “La Virgen”, a mar a la Virgen, querer a la Virgen, el origen puede estar en el primer tratado sistemático sobre la Virgen, que escribió San Ildefonso, refiriéndose a María en el que entonces el Arzobispo de Toledo dice: “No puedo menos de mencionar frases como estas ‘La Virginidad perpetua de Santa María’, en la que se expresa la fe de la Iglesia sobre este misterio”. Con fórmula precisa indica: “Virgen antes de la venida del Hijo, Virgen después de la generación del Hijo. Virgen con el nacimiento del Hijo, Virgen después de nacido el Hijo”. Y explica san Ildefonso: “El hecho de que la primera gran afirmación mariana española haya consistido en la defensa de la Virginidad de María ha sido decisivo para que la imagen de los españoles tienen de ella, a quien llaman la Virgen, es decir, Virgen por antonomasia”.

Pues, este dogma de fe ha sido distorsionado. Desgraciadamente en España es donde salió el artículo famoso de un autor que decía que esto de la virginidad en sentido material no tenía importancia. Que eso, no era lo que se afirmaba en la revelación. Pero existen afirmaciones del episcopado español en unión con el Papa, defendiendo la gloriosa tradición española de este título, que dicen: “Para iluminar la fe de los católicos españoles de hoy, Obispos de esta nación y la misma Comisión Episcopal para la Defensa de la Fe, recodaban el sentido realístico de esta verdad de fe. La revelación nos dice: De modo virginal, sin intervención de varón, y por obra del Espíritu Santo, María da la naturaleza humana al Hijo Eterno del Padre. De modo virginal ha nacido de María un cuerpo santo, animado de un alma racional, al que el Verbo se ha unido hipostáticamente. Realidades que atañen también al mundo biológico.

Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón // 3


Vida Diocesana

Visita pastoral al Arciprestazgo de Ntra. Sra. de la Esperanza (2)

El 26 de marzo, un numeroso grupo de niños de la catequesis de primera comunión y confirmación de la parroquia de Montanejos, en compañía de sus padres y catequistas, recibieron con gran expectativa y curiosidad al obispo de la Diócesis. También visitó la cercana ermita de la Virgen de los Desamparados de la Alquería de Montanejos, pedanía de 40 habitantes.

Mons. López Llorente realizó el 1 de abril la Visita Pastoral a la Parroquia de San Cristóbal de Ribesalbes. El Sr. Obispo visitó el Calvario, el cementerio municipal y bendijo el nuevo tanatorio municipal recientemente inaugurado. También se encontró con los alumnos del colegio, los enfermos, las diversas cofradías y asociaciones, y los catequistas.

Entre aplausos y expresiones de cariño fue recibido en Ayodar el Obispo el 3 de abril. Mons. López Llorente se dirigió a los padres, animándolos a preocuparse personalmente de la educación de los hijos. Un numeroso grupo de fieles lo acompañó hasta el cementerio, donde rezó por todos los fieles difuntos, admiró después el original Calvario y llevó la Comunión a los enfermos.

La población de Sueras mostró a Mons. Lopez Llorente lo mejor de su pueblo en una jornada intensa y alegre, 9 de abril. Estuvo en el cementerio, la Ermita del Santísimo Cristo de la Clemencia, donde se cantaron los gozos, la escuela de música y el Ayuntamiento, donde firmó en el libro de Honor. Tras la Eucaristía, el Sr. Obispo visitó los enfermos de la parroquia.

Departamento de Peregrinaciones Diócesis de Segorbe-Castellón

* Peregrinación Diocesana con enfermos a Lourdes Del 29 de junio al 4 de julio

* Peregrinación Santuarios Marianos: Granada, Málaga, Guadix, Murcia… Del 10 al 15 de julio

El 10 de abril, el Sr. Obispo realizó la Vista Pastoral a la parroquia de santa Ana de Artesa. Presidió la Eucaristía dominical, mantuvo un coloquio muy cordial e interesante los feligreses en la misma iglesia, oró por los difuntos en el cementerio, y visitó a cuatro enfermos en sus casas llevándoles la Eucaristía, el cariño y la oración de su Pastor. 4 // Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón

* Peregrinación a Tierra Santa Del 19 al 26 de julio

Información: Rvdo. J. Antonio Gaya Ballester Parroquia Ntra. Sra. de la Esperanza-Castellón Tlf. 964 229000 y 689615205


Vida Diocesana

La Acción Católica defiende que es posible salir de la crisis REDACCIÓN.

Coincidiendo con el Día Internacional del Trabajo, los movimientos especializados de Acción Católica para la evangelización del Mundo Obrero -JOC (Juventud Obrera Cristiana), MTC (Mujeres Trabajadoras Cristianas) y HOAC (Hermandad Obrera de Acción Católica)- insisten en que en estos tiempos de crisis también “hay esperanza si somos capaces de organizar y orientar el trabajo productivo para que colabore en la humanización de las personas, ya que el trabajo,

por su tenencia o su ausencia, sigue siendo la clave de la cuestión social”. Al mismo tiempo, denuncian la sumisión de la persona a los intereses eco-

nómicos y las raíces éticas entre las causas de la crisis actual. Recordando la encíclica Laborem exercens de Juan Pablo II, que pronto cumplirá 30 años, afirman la plena vigencia de su apuesta por la dignidad del trabajador; de la obligada subordinación de la economía al desarrollo de la persona; y del respeto innegociable por toda persona, imagen de Dios, en cualquier escenario socio-económico que se pueda dar. Seguridad Laboral Por otra parte, el jueves pasado, 28 de abril, se ce-

lebró la Jornada Mundial por la Seguridad y la Salud laboral. Con este motivo, la Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC) ha difundido la nota “El trabajo es para la vida” por la que quiere concienciar sobre la necesidad de favorecer una organización del trabajo adecuada e invertir en medidas de prevención. Como comunidad eclesial, la HOAC recuerda la centralidad de la dignidad de la persona en toda actividad, y se compromete a difundir estas situaciones y acompañar a las personas y familias afectadas.

Peregrinación a Fátima de la Parroquia de la Natividad de Almazora

REDACCIÓN. ALMAZORA.

La primera semana de abril, un grupo de feligreses de la parroquia de la Natividad de Almazora realizaron una peregrinación a Fátima, donde vivieron un encuentro de gran profundidad con el ambiente mariano: La visita a la Capelinha de las apariciones, donde celebraron la Eucaristía, y la

participación por la noche en el Santo Rosario, durante

Centenario de la Congregación de Religiosas Angélicas de Almenara Sábado 14 de Mayo, a las 18 h • Conferencia a cargo del Dr. Francisco Javier Obis Sánchez, Director Gerente del Hospital San Juan de Dios de Zaragoza. • A continuación Acto Folklórico por los Grupos de Danza de Almenara. LUGAR: Auditorio Municipal.

Domingo, 15 de Mayo, a las 18h • Solemne Eucaristía presidida por el EXCMO. Y RVDMO. SR OBISPO. D. CASIMIRO LÓPEZ LLORENTE. LUGAR: Auditorio Municipal. • A continuación, desde el mismo lugar, Procesión con la Imagen de santa Genoveva Torres hasta la Parroquia de los Santos Juanes.

el cual el grupo hizo el comentario y rezo del segundo

misterio glorioso. En el recorrido también visitaron y celebraron la Misa en el Monasterio de los Jerónimos, antes de ir a la Iglesia donde nació S. Antonio de Padua. Toda la peregrinación estuvo plagada de sus momentos de diversión, cantos, chistes, armonia entre todos y tiempos de oración en el autobús, especialmente el rezo de la Liturgia de las Horas.

Agenda Diocesana

Viernes 6. * 15h30 El Espejo de la Iglesia Diocesana en COPE. Sábado 7. * Asamblea Diocesana de los GOA. Lema: “Quien ora, ama” Colegio Mater Dei. Domingo 8. * 9h45 Iglesia Viva en COPE. * 14h Encuentros en Popular Televisión. * Asamblea diocesana de Frater.

“Seminario de vida en el Espíritu” Renovación Carismática Católica Parroquia de San Vicente Ferrer de Castellón Del 4 al 23 de mayo, los lunes y miércoles de 19h30 a 20h30 “Espíritu Santo, ven a descubrirnos el rostro de Cristo” Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón // 5


Nuestro Patrimonio

La Cruz Relicario de la Arciprestal de Villarreal Fue cincelada en Valencia entre 1518 y 1519

JOSEP MIQUEL FRANCÉS. DELEGACIÓN DIOCESANA DE PATRIMONIO ARTÍSTICO Y DOCUMENTAL.

Este domingo es elevado a los altares el querido papa Juan Pablo II. Fue él quien entregó a los jóvenes la cruz del Jubileo del año 2000, para que fuese llevada por todo el mundo, como signo de la salvación que Cristo el Señor nos alcanzó con su muerte y Resurrección. Aquella misma cruz, como una preciada reliquia, recorre aún hoy las diócesis españolas en su camino hacía Madrid, donde en agosto se celebrará la Jornada Mundial de la Juventud. Pues esa misma cruz estuvo entre nosotros los primeros días del pasado mes de febrero. Su paso, como todos pudimos comprobar, dejó un reguero de gracia en la diócesis. Desde entonces, Hoja Parroquial ha venido ofreciendo en estas páginas un elenco de algunas de las mejores cruces parroquiales que se guardan y también se utilizan en la liturgia de nuestros templos. Cerramos hoy el capítulo con la Cruz Relicario, o “Lignum Crucis” de la Arciprestal de San Jaime de Villarreal. En otros momentos continuaremos publicando y divulgando el resto de las cruces parroquiales, expuestas en la magna muestra “Espais de Llum”. La iglesia Arciprestal de San Jaime de Villarreal, conserva un rico y valioso patrimonio que, en parte, no sólo ha sustituido al desaparecido

en la persecución religiosa de 1936, sino que incluso lo ha incrementado durante los últimos tiempos. Una visita a su museo parroquial puede ser un buen momento para valorar el legado de nuestros antepasados y su interés por celebrar el culto y los sacramentos con toda dignidad. Entre todas las mejores piezas de orfebrería de este templo, destaca la Custodia procesional, gótica, en la que probablemente adoró al Santísimo Sacramento el mismo San Pascual Baylón, pues ya en el tiempo de su estancia en Villarreal estaba en uso, como ahora, esta soberbia pieza.

Junto a la custodia y el copón arqueta del siglo XVI, la pieza por excelencia de la Arciprestal es este Lignum Crucis, que según piadosa tradición alberga un pequeño fragmento de la Cruz donde fue crucificado Nuestro Señor Jesucristo. En la macolla sostenida por ángeles, se ubican otras reliquias de santos desconocidos. Las reliquias de la Cruz provienen de Jerusalén o de Roma Las pequeñas porciones de madera de la cruz, conocidas como “Lignum Crucis” (madera de la cruz), provie-

nen de los fragmentos en que fue dividida la cruz del Señor, tras su descubrimiento por santa Elena en una fosa, que aún se visita, cerca del Monte Calvario. Una parte quedó para su veneración en Jerusalén y la otra fue llevada a Roma, donde se venera en la Basílica de la Santa Cruz, iglesia cercana a la catedral de Roma, el templo de San Juan de Letrán. Una minúscula astilla de la cruz es la que se venera en Villarreal, y también en otras iglesias de la diócesis, colocada en esta cruz de plata sobredorada cincelada en los talleres del orfebre valenciano Francisco Cetina, probablemente entre los años 1518 y 1519. El relicario se compone de la cruz propiamente dicha, con la figura de Cristo Crucificado, con los brazos rematados con cartelas decoradas con motivos vegetales, siempre recordando el árbol de la cruz donde estuvo clavada la salvación del mundo. Entre la cruz y el pie, dos ángeles de fina traza sostienen el cuerpo central, el relicario propiamente dicho, formado por la superposición de dos cuerpos arquitectónicos hexagonales, con ventanas con arcos de medio punto, flanqueadas por columnas con los apóstoles, donde se albergan las reliquias. Los estudiosos del arte sostienen que se trata de una pieza clave en la evolución del arte del Renacimiento en el antiguo Reino de Valencia.

Una pintura del beato papa Juan Pablo II para la Basílica del Lledó

REDACCIÓN.

La pintura con el papa Juan Pablo II que ilustra la portada, fue bendecida ayer por la tarde en la Basílica del Lledó. Es obra del joven pintor

Felipe Herreros Rodero, licenciado en Bellas Artes por la Facultad de Granada. En nuestra diócesis tiene obras en pintura o escultura en Castellón, Burriana, Vall de Uxó, Bechí, Ludiente y Chilches.

6 // Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón

El papa Juan Pablo elevó el Santuario de Lledó a la dignidad de Basílica el día 1º de mayo de 1983. En aquella ocasión, como en el presente, el primer domingo de mayo es la fiesta principal de

la patrona de Castellón. La memoria del nuevo beato, la fiesta de la Virgen del Lledó y la proclamación de su Basílica quedan vinculadas de este modo a través de su imagen, expuesta al culto público.


El Evangelio del Domingo

“Hemos vista al Señor” II Domingo de Pascua (2ª Semana del Salterio)

Primera Lectura He 2,42-47. Salmo responsorial Sal 117. R/. Dad gracias al Señor porque es bueno, porque es eterna su misericordia. R/. Segunda Lectura 1Pe 1,3-9. Evangelio Jn 20,19-31. Al anochecer de aquel día, el primero de la semana, estaban los discípulos en una casa, con las puertas cerradas por miedo a los judíos. Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo: -«Paz a vosotros.» Y, diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió: -«Paz a vo-

sotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo.» Y, dicho esto, exhaló su aliento sobre ellos y les dijo: -«Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos.» Tomás, uno de los Doce, llamado el Mellizo, no estaba con ellos cuando vino Jesús. Y

Clarisas de la Vall de Uxó. Monasterio de la Divina Providencia. Tlf. 964 661 752 Este domingo es riquísimo en palabras, en signos, en experiencias. Es el domingo de la Misericordia, del perdón, de la fe, de las llagas, de la comunidad, del Espíritu; y de todo derivado de la presencia resucitada de Jesús. Estaban los discípulos reunidos en una casa,

los otros discípulos le decían: -«Hemos visto al Señor.» Pero él les contestó: -«Si no veo en sus manos la señal de los clavos, si no meto el dedo en el agujero de los clavos y no meto la mano en su costado, no lo creo.» A los ocho días, estaban otra vez dentro los discípulos y Tomás con ellos. Llegó Jesús, estando cerradas las puertas, se puso en

medio y dijo: -«Paz a vosotros.» Luego dijo a Tomás: -«Trae tu dedo, aquí tienes mis manos; trae tu mano y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente.» Contestó Tomás: -«¡Señor mío y Dios mío!» Jesús le dijo: -«¿Porque me has visto has creído? Dichosos los que crean sin haber visto.» Muchos otros signos, que no están escritos en este libro, hizo Jesús a la vista de los discípulos. Éstos se han escrito para que creáis que Jesús es el Mesías, el Hijo de Dios, y para que, creyendo, tengáis Y da en su nombre. Palabra del Señor. Próxima semana: He 2,14.22-33 / Sal 15 / 1Pe 1,17-21 / Lc 24,1335

Comentario

con las puertas cerradas. Jesús se puso en medio de ellos. Y con Jesús, la Paz, las llagas, la alegría, la vida creada. Es Jesús que viene a nuestro encuentro. Puede que nosotros lo busquemos más o menos acertadamente, pero esa búsqueda comenzó porque él ya te buscaba. A veces no solo buscamos a Jesús, sino que huimos de él, como Adán, Caín, el hijo pródigo o los discípulos de Emús, pero él, sale a

nuestro encuentro. Comunidad. No temas, soy YO; estando yo con vosotros, no tenéis nada que temer. Dichosos los que creen. La fe es, sobre todo un don, que exige una preparación y una respuesta personal. La fe nos viene y está, en el descubrimiento personal con la figura viviente de Jesús de Nazaret. La Eucaristía es uno de los momentos más propicios para experimentar la cercanía de Dios.

Hoja Parroquial de la Diócesis de Segorbe-Castellón // 7


Suplemento del B.O. del Obispado

hojaparroquial

Dep. Legal: CS97-1960

Edita: Obispado de Segorbe-Castellón Director: Juan Manuel Gil Coordinador: Josep Miquel Francés Redacción: Guillem Farré. Oficina de Prensa: Teléfono 964 222 819 / Fax: 964 722 018 / mcssegorbecastellon@planalfa.es / hpsegorbecastellon@hotmail.com / www.obsegorbecastellon.es Impresión y reparto: Gràfiques Color Imprés, s.l.u. Pol. Ind. Fadrell, nave 75. 12005 Castellón / Teléfono 964 255 100

Beato Juan Pablo II, papa

“¡No tengáis miedo a ser santos!” REDACCIÓN.

Dios es un Dios de vivos (Mt 22,32). Por eso Juan Pablo II está vivo y sus palabras son respuestas actuales a la vida de los hombres y mujeres, católicos o no, de hoy. - Hoy será beatificado y, viéndole a usted, parece enorme esto de la santidad. ¿De verdad que es para todos? - La perspectiva en que debe situarse el camino pastoral es la de la santidad (…). Esto significa expresar la convicción de que, si el Bautismo es una verdadera entrada en la santidad de Dios por medio de la inserción en Cristo y la inhabitación de su Espíritu, sería un contrasentido contentarse con una vida mediocre, vivida según una ética minimalista y una religiosidad superficial. Preguntar a un catecúmeno, «¿quieres recibir el Bautismo?», significa al mismo tiempo preguntarle, «¿quieres ser santo?».(Novo millennio ineunte, 31) - En Segorbe-Castellón, la eucaristía dominical está en el centro de las actividades de este curso. ¿Por qué es importante? - Cada comunidad, al reunir a todos sus miem-

bros para la «fracción del pan», se siente como el lugar en el que se realiza concretamente el misterio de la Iglesia. En la celebración misma la comunidad se abre a la comunión con la Iglesia universal, implorando al Padre que se acuerde «de la Iglesia extendida por toda la tierra», y la haga crecer, en la unidad de todos los fieles con el Papa y con los Pastores de cada una de las Iglesias, hasta

su perfección en el amor. (Dies Domini, 34) - Usted ha sido el Papa de las familias. ¿Cuál es su misión actual? - A través de la familia discurre la historia del hombre, la historia de la salvación de la humanidad. He tratado de mostrar cómo la familia se encuentra en el centro de la gran lucha entre el bien y el mal, entre la vida y la muerte, entre el amor y cuanto se

opone al amor. A la familia está confiado el cometido de luchar ante todo para liberar las fuerzas del bien, cuya fuente se encuentra en Cristo, redentor del hombre. Es preciso que dichas fuerzas sean tomadas como propias por cada núcleo familiar, para que, como se dijo con ocasión del milenio del cristianismo en Polonia, la familia sea «fuerte de Dios». (Carta a las familias, 58) - También es el Papa de los jóvenes. ¿Qué dice a los que vendrán a la JMJ? - Os invito, queridos amigos, a descubrir vuestra vocación real para colaborar en la difusión de este Reino de la verdad y la vida, de la santidad y la gracia, de la justicia, el amor y la paz. Si de veras deseáis servir a vuestros hermanos, dejad que Cristo reine en vuestros corazones, que os ayude a discernir y crecer en el dominio de vosotros mismos, que os fortalezca en las virtudes, que os llene sobre todo de su caridad, que os lleve por el camino que conduce a la «condición del hombre perfecto» ¡No tengáis miedo a ser santos! (Homilía de clausura de la IV JMJ en Santiago de Compostela, 6)


Hoja Parroquial del 1 de mayo de 2011