Page 33

-¿Ó es que tu has visto un hombre más bello, fino y educado en El Puerto y sus alrededores? -¡Claro que no, querida!, pero tengo entendido que anda tan enredado o más que Carlos. Su carita se puso triste. -Es verdad amiga, como que está encaprichado con una mujer casada; además, no sé si será cierto, pero me dijeron que nunca ha traído la familia al Puerto porque se avergüenzan de que sea mayordomo, pero que tiene esposa e hijos en Medellín. Los ojos se le aguaron, le pasé el brazo por los hombros, tratando de consolarla. -No te pongas así, no es el fin del mundo, ¿y qué tal que en estas fiestas conozcas a alguien que te lo saque del corazón?. Lo que sería difícil, pues Rafael estimulaba ese amor cuando coincidíamos en bailes y reuniones, le alegraba el oído con zalamerías; pero después, al igual que Carlos, si te he visto no me acuerdo y si nos encontrábamos en la calle, apenas el saludo. Se enjugó las lágrimas y me tomó de la mano. -Ven, vamos a mi cuarto, quiero contarte lo que sé de Carlos. Escuché a mis hermanos comentando que el asunto de sus amoríos es tan delicado que se tiene que ir de El Puerto, al menos por un tiempo ya que la muchacha es novia de un tipo muy peligroso y que la relación es tan en serio que tienen planes de matrimonio. La vida es una complicación Juliana, nosotras tan jóvenes y sin compromiso y lo único que tenemos son sueños.

33

Tren al pasado. Relato de unas vacaciones  

Una inesperada llamada obliga a evocar sorprendentes, emotivas y a veces dolorosas vivencias de la juventud. Junto al esplendor y ocaso de s...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you