Issuu on Google+

1-2-atala:Maquetaci贸n 1 15/03/11 16:44 P谩gina 1


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 2

1.

PRESENTACIÓN

2.

EVOLUCIÓN ELECTORAL Y SITUACIÓN POLÍTICA 2.1 2.2

3.

Sanfermines: de la calle al museo Fiestas populares: el revulsivo de la ciudad

83 85

87 89 93 95

Colegios Escuelas Infantiles Escuela de Música Escuela Arte

MODELO DEMOCRÁTICO 11.1 11.2 11.3 11.4

12.

67 69 70 73 76 78 80

Política cultural Infraestructuras culturales Bibliotecas Euskara Deporte Turismo Patrimonio

MODELO EDUCATIVO 10.1 10.2 10.3 10.4

11.

51 55 57 60 62

Atención Primaria: Unidades de Barrios Formación para el empleo Programas sectoriales Mujer Juventud

MODELO FESTIVO 9.1 9.2

10.

43 44 47 48

Presupuestos participativos Análisis gastos Análisis ingresos Situación económico-financiera

MODELO CULTURAL 8.1 8.2 8.3 8.4 8.5 8.6 8.8

9.

35 37 40

Parques y jardines Servicios de Sostenibilidad Contaminación

MODELO SOCIAL 7.1 7.2 7.3 7.4 7.5

8.

17 20 26 30 31

Plan Urbanístico Municipal Vivienda Movilidad-Accesibilidad Tren Alta Velocidad: estación Comercio

MODELO ECONÓMICO 6.1 6.2 6.3 6.4

7.

11 12 13 14

MODELO MEDIOAMBIENTAL 5.1 5.2 5.3

6.

Organización municipal: Centralización Bunkerización frente a la ciudadanía Instrumentalización de la Polícia Municipal Control de la información

MODELO URBANÍSTICO 4.1 4.2 4.3 4.4 4.5

5.

6 8

Análisis datos electorales Situación política municipal

MODELO INSTITUCIONAL 3.1 3.2 3.3 3.4

4.

5

97 97 98 100

Reaccionario y conservador Nacional católico Simbología y actitudes fascistas Dictatorial y excluyente

MODELO TERRITORIAL: IRUÑERRIA 12.1 12.2 12.3 12.4 12.5 12.6 12.7

101 102 103 105 106 109 110

Evolución Ciclo Integral del Agua (CIA) Transporte Urbano Comarcal (TUC) Servicio de Taxi Tratamiento de residuos Parque Fluvial Monte Ezkaba 2


1-2-atala:Maquetaci贸n 1 15/03/11 16:44 P谩gina 3


1-2-atala:Maquetaci贸n 1 15/03/11 16:44 P谩gina 4

4


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 5

1 . PRESENTACIÓN

l acercarnos a la realidad de la Iruñea de 2011, los 12 años correspondientes a las tres alcaldías de la líder de UPN Yolanda Barcina, se nos presentan como algo determinante en el presente de Iruñea. Previamente UPN, especialmente durante el periodo de Alfredo Jaime, ya había apuntado con claridad elementos definitorios del proyecto derechista de ciudad (imposición, autoritarismo, desprecio hacia los movimientos impulsados por la ciudadanía…).

A

Pero durante la etapa de la actual presidenta de UPN la derecha ha buscado perfilar, implantar y afianzar cara al futuro un modelo de ciudad y de ayuntamiento de características ya bien determinadas: antisocial y pensada para las élites, con instituciones bunkerizadas e impermeables a la participación, desarrollista, abonada para las políticas más reaccionarias, impulsora de un concepto de cultura pasiva y de consumo, obsesionada con la persecución a la cultura y la personalidad vasca de Iruñea, antidemocrática,.... A día de hoy, quienes creemos que el cambio en Iruñea es imprescindible no debemos olvidar que la derecha, capitaneada por Barcina, ha diseñado e impuesto tal modelo de Ayuntamiento y ciudad (para que ésta no sea un espacio de participación) con la voluntad de proyectarlo en el futuro sin que sea modificado; la retirada de Barcina no implica el fin del modelo. Los de siempre aspiran a seguir mandando, para lo que durante estos doce años han ido modelando mediante modificaciones normativas y estructuras el Ayuntamiento, buscando siempre asegurar su situación de privilegio. Por ello, si se quiere abordar el presente de la ciudad y elaborar un auténtico programa de cambio, resulta necesario determinar tanto las características presentes como los pasos dados desde el poder para traernos a esta situación. En este recorrido por los 12 años de alcaldía de Barcina es imprescindible referirse a otro elemento sin el cual la líder de UPN no podría haber planificado y desarrollado su proyecto de ciudad: la colaboración y complicidad de algunas fuerzas que, como el sumiso PSN, han coincidido en las líneas generales de ese modelo. Pero las intenciones de UPN y sus compañeros de viaje durante estos años han chocado una y otra vez con la realidad de una ciudad donde los movimientos populares y vecinales y las iniciativas ciudadanas han superado el acoso municipal (trabas, multas, judicialización,...), desbordando a base de trabajo e imaginación los estrechos límites a la ciudad que Barcina intenta imponer. Día a día hemos visto cómo esa otra Iruñea es posible. Así, este acercamiento a la realidad de 2011, cuando las cercanas elecciones municipales pueden suponer un momento clave en la transformación de la ciudad, parte del convencimiento de que el cambio en Iruñea además de necesario es realizable y de que la amenaza del mantenimiento del proyecto impulsado por Barcina y el resto de UPN es de tal calado que ese cambio sólo puede llegar a partir de un planteamiento auténticamente de izquierdas. El objetivo es elaborar y compartir un balance de los diferentes aspectos de la situación de Iruñea a 2011 desde el que poder realizar propuestas concretas que nos lleven a un planteamiento de cambio efectivo, en clave de izquierdas, abertzale y participativa.

5


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 6

2. ELECCIONES Y SITUACIÓN POLÍTICA (Repasando el pasado) 2.1. Análisis datos electorales

U

PN ha experimentado un ascenso progresivo pasando de los 39.026 votos de 1999 a los 41.301 de 2003 y los 46.640 de 2007. Un incremento sostenido que proviene fundamentalmente del trasvase de votos desde el CDN, partido que se escindió de UPN en el año 1995.

El sector de izquierdas y/o abertzale ha pasado de 22.944 (EH+EA-PNV) votos en 1999, a los 19.986 de 2003 (EA-PNV+ARALAR+BATZARRE) y a los 35.768 en 2007 (NaBai+ANV). La característica de este sector, además de su heterogeneidad, es su enorme movilidad durante este tiempo. El PSN ha pasado de los 14.193 votos de 1999 a los 16.324 del año 2003 y a los 16.578 de 2007. IU ha pasado de los 7.400 de 1999 a los 10.355 del año 2003 y a los 4.504 de 2007. EVOLUCIÓN VOTO 1999-2007

La Izquierda Abertzale ha pasado durante este tiempo de acudir en coalición con Batzarre en 1999 (Euskal Herritarrok) a quedar fuera de las elecciones por la ilegalización en 2003, cuando EA-PNV, Batzarre y Aralar comparecieron por separado, mientras plataformas ciudadanas ilegalizadas pedían su apoyo mediante un voto que fue anulado a objeto de adjudicación de concejalías. En 2007 vuelve a estar presente como ANV, mientras el resto se unían bajo las siglas de NaBai. Todo esto dificulta enormemente una valoración pormenorizada de todos sus componentes, aunque sí se pueden extraer algunas conclusiones que las plasmaremos junto al resto de espacios políticos de la ciudad.

6


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 7

La derecha tiene un porcentaje de voto cercano al 50% de los votos. Sin embargo, en las últimas elecciones se ha demostrado que eso solo ocurre cuando la abstención supera los 30 puntos. A partir de ahí comienza a alejarse del ecuador. Se plasma en Iruñea también la ley sociológica general de que la abstención beneficia siempre a la derecha. Iruñea es electoralmente, por tanto, de izquierdas.

Existe un sector muy dinámico, la convergencia entre sensibilidades de izquierda y/o abertzale en sentido muy amplio, que entra en competencia directa con la derecha y que está llamado a ser la alternativa en esta ciudad y que ha llegado a alcanzar en estas pasadas elecciones hasta el 33% del voto. El problema de este sector es que tiene unos puntos en común muy poco dibujados, en algunos casos puramente coyunturales y que está expuesto a variaciones muy importantes en su seno. Tanto en la evolución ideológica de sus componentes como en las relaciones que se establecen entre ellos, resulta normalmente muy beneficiado de la alta participación.

Finalmente tenemos a IU que resulta un espacio de transición que en los momentos de mayor decantamiento electoral sufre mucho, hasta el punto de llegar en las últimas elecciones a desaparecer de la representación municipal. Cabe destacar que este sector cede ante el empuje del PSN en ocasiones y, sobre todo, ante el sector de izquierdas y abertzale que también le afecta de forma notable al PSN.

7

Repasando el pasado, analizando el presente y proyectando el futuro

El otro espacio clásico y consolidado es el PSN que ha entrado en una etapa de estancamiento de la que solamente resta saber si no se convertirá hacia el futuro en su estado electoral natural. Comparte espacio con casi todo el mundo, lo que hace que lo que gana por un lado lo deja por otro. Está en una situación muy complicada.


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 8

2.2. Situación política municipal

V

istas las cuentas electorales con las que puede trabajar cada sector político, podemos analizar el comportamiento de cada uno de ellos y valorarlo adecuadamente.

La primera cuestión que cabe destacar, es que en ninguno de los tres mandatos municipales ha existido un grupo con mayoría absoluta y, por tanto, con capacidad de auparse a la alcaldía sin tener que establecer acuerdos con terceros. Más bien al contrario, en las tres ocasiones UPN, el grupo con mayor número de votos, ha necesitado recabar el apoyo necesario para poder gobernar. Una vez por parte del CDN en 2003, y otras dos por parte del PSN, tanto en 1999 como en 2007. Entendiendo como lógico el apoyo que obtuvo en su día por parte de otro grupo de derechas como es el CDN, lo que cabe analizar como un elemento excepcional es el apoyo del PSN.

Repasando el pasado, analizando el presente y proyectando el futuro

Antes de nada debemos responder a una pregunta curiosa. ¿Por qué si decimos que la derecha nunca alcanza un porcentaje superior al 50% luego consigue sumar votos suficientes como para obtener la mayoría absoluta? Bien sencillo, porque no pierden absolutamente ningún voto, a diferencia de lo que ocurre en el espacio alternativo. Así, en el mandato 1999-2003 se quedó fuera del Ayuntamiento la coalición EA-PNV con casi 4.500 votos y un porcentaje del 4.66%. En el siguiente mandato de 2003-2007 quedó fuera Batzarre con más de 3.000 votos y un 3.41% de los votos, además de los 5.800 votos nulos de la plataforma Iruñea Berria. En este mandato quedaron fuera tanto IU como CDN y, al contrario que en las anteriores, la derecha no obtuvo mayoría absoluta.

Siguiendo con el análisis de los apoyos para los sucesivos gobiernos, resulta interesante desvelar por qué en dos casos obtiene UPN el apoyo del PSN y en otro del CDN. ¿Cuáles son las claves? Desde la perspectiva del CDN, la menos relevante de las dos, parece claro que en el mandato de 1999-2003 no estaba en disposición de realizar esa maniobra porque estaban con la amargura de la derrota que suponía para su proyecto pasar de disponer de la alcaldía con seis concejales a quedar relegados a un papel muy secundario con tres concejales en la oposición. Además, cabe añadir el factor de que el cabeza de lista seguía siendo el anterior alcalde, Chourraut, y tenía muy claro que no iba a participar de ese gobierno. Pero la razón más importante para entender la diferencia de apoyos la encontramos en la fortaleza y unidad del sector de izquierdas y abertzale. Dos fenómenos importantes como han sido EH en 1999 y Nabai en 2007, han conseguido desplazar al PSN del segundo puesto como partido más votado. El formato más explícito ha sido este último donde se ha hablado sin disimulo de que su objetivo, el de UPN y el PSN con su pacto, es impedir que este sector de izquierdas y abertzale alcance el gobierno. Podemos hablar, por tanto, de que entre UPN y el PSN existe algo más que oportunidad política. Existe una confluencia estratégica sobre el reparto del poder en Navarra. ¿Quiere eso decir que esa realidad es inmutable? No necesariamente, pero seguramente no variará en el corto plazo. La otra cara de esta moneda es el comportamiento de la oposición durante estas tres etapas, teniendo en cuenta las enormes variaciones que se han producido en su composición a lo largo

8


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 9

Destacable es, por un lado, que este sector es el llamado a configurarse como alternativa a la derecha una vez que el PSN ha demostrado sobradamente que su función casi única es sobrevivir, no importándole a qué barco debe subirse para ello. También hemos destacado el dinamismo de este sector con una influencia social muy alta, sobre todo en los ámbitos más movilizados de la sociedad. Pero también hemos destacado el carácter heterogéneo de este espacio.

De tal manera que nos encontramos con propuestas más tendentes al autonomismo y de derechas, otras más de izquierdas pero netamente autonomistas y fuerzas de izquierdas y abertzale de carácter tendente al independentismo. ¿Qué hace que fuerzas aparentemente tan dispares puedan llegar a unirse en unas elecciones? Por un lado, está como razón principal el gran peso que en esta ciudad tiene la derecha y la sensación que se extiende entre la ciudadanía de que solamente a través de la unión de fuerzas opositoras, aunque sean dispares en algunos aspectos, se puede llegar a doblegar electoralmente a la derecha; por el otro, el papel de protector de la derecha que ejerce el PSN, lo que deja a ese sector con el peso casi exclusivo de organizar la alternativa.

P

ero este sector ha tenido formulaciones distintas en función de las circunstancias y cada uno de los tres mandatos en los que se reparten estos 12 años de gobierno de UPN de la mano de Barcina. Primero surgió, a iniciativa de Herri Batasuna, la coalición con Batzarre Euskal

Herritarrok. Aunque este partido la abandonó pronto motivado por el cambio de escenario político, los resultados fueron muy buenos ya que consiguió ser la segunda fuerza en el Consistorio y se realizó un buen trabajo de oposición. La fuerza de esta expresión electoral llevó a la coalición EA-PNV a quedar fuera del Ayuntamiento al no alcanzar el porcentaje mínimo suficiente para entrar. osteriormente, en el mandato siguiente, la izquierda abertzale sufrió una escisión de la que nacería el partido Aralar. En esta ocasión la dispersión de fuerzas fue máxima y estaba provocada por dos razones básicas: la necesidad de Aralar de medirse electoralmente para consolidarse como proyecto político y, fundamentalmente, la ilegalización de la izquierda abertzale

P

por el Estado español que le obligó a concurrir mediante el voto nulo y sin posibilidad de ejercer el derecho de sufragio pasivo de sus componentes. El resultado fue una oposición floja, desorientada, que arrojó algunos capítulos sonrojantes y que llevó a Barcina a decir públicamente que ese estaba siendo un mandato muy tranquilo. En el mandato en el que nos encontramos se produce una convergencia de circunstancias que llevan a este sector a una agrupación de fuerzas en torno a NaBai con los partidos Aralar, EA, Batzarre y PNV, mientras que en solitario comparece ANV. A pesar de que la demanda popular era la de alcanzar el mayor grado de unidad posible, la situación política derivada del proceso de Loiola con ilegalizaciones parciales pero, sobre todo, el veto expreso del PNV a la participación de la izquierda abertzale en ese proyecto lo impidieron. Los resultados conjuntos fueron muy buenos y demostraron que esa unidad se premia de forma muy considerable y que la acumulación global nos acerca mucho a la competición di9

Repasando el pasado, analizando el presente y proyectando el futuro

de estos 12 años. Decimos esto porque, como ya hemos señalado, muestra de la situación de excepción que vivimos en nuestro país, los cambios y las vicisitudes acaecidas en el sector de izquierda y abertzale han sido muchos y algunos muy graves.


1-2-atala:Maquetación 1 15/03/11 16:44 Página 10

recta con la derecha. Sin embargo, se está demostrando que cantidad y calidad no son la misma cosa. La oposición ha seguido en el letargo motivada por varios elementos: la falta de claridad de objetivos de Nabai, la poca dedicación (por ser a la vez diputada en el Congreso español su portavoz) y experiencia de su jefa de filas, la desorientación provocada por no alcanzar el gobierno municipal y el cerco y/o acoso institucional, judicial y mediático ejercido contra ANV.

N

o obstante lo anterior, cabe destacar un elemento de reflexión, producido en la forma de ejercer la oposición del mandato 1999-2003 del resto, en base a dos elementos: el liderazgo claro de la Izquierda Abertzale y la conexión lograda con los movimientos populares, evitando que la oposición fuese solamente una cuestión institucional. Una de estas circunstancias ha quedado, tanto en el segundo como en el tercer mandato, eclipsada: en el primero, la dispersión de fuerzas y el interés por competir llevó a quienes estuvieron en el Ayuntamiento a alejarse de los agentes sociales, mientras que la Izquierda Abertzale no tenía ninguna posibilidad de incidencia institucional; en el segundo, la obsesión de algunos sectores de Nabai por alejarse de la Izquierda Abertzale y un exceso de pose institucional también les ha alejado de los movimientos populares, a la vez que ha distorsionado el liderazgo en la bancada de la oposición, donde la Izquierda Abertzale ha quedado amordazada por el veto expreso del PSN a permitir ejercer la oposición, además de las dificultades objetivas derivadas de la presión judicial y mediática que antes comentábamos. Repasando el pasado, analizando el presente y proyectando el futuro

ELECCIONES Y SITUACIÓN POLÍTICA (Analizando el presente)

La fotografía actual es la de una ciudad con mayoría de izquierdas pero en la que la fuerza de la derecha es muy importante.

L

a pelea familiar dentro de la derecha va a provocar una casi segura desaparición del grupo CDN y una irrupción del PP en el Ayuntamiento con dos concejales. Eso dejará a UPN con entre 11 ó 12 concejales, en función de que exista o no una lista de la IA, según apunta la última encuesta de CIES.

La salida de Batzarre de Nabai y su nuevo proyecto con IU les podría llegar a permitir disponer de 1 concejal. El PSN repetirá con seguridad el resultado de los últimos cuatro mandatos con 4 concejales. La Izquierda Abertzale y Nabai alcanzarán conjuntamente 8 ó 9 concejales que se repartirían, si van por separado, en 2 ó 3 para la IA y el resto para Nabai. Resulta curioso que mientras en el pasado mandato se obtuvieron 10 concejales entre las dos formaciones, en este caso, incluso con más votos recogidos entre ambas, la suma de concejales pueda ser menor. Eso se debe a la hipotética entrada de dos fuerzas nuevas en liza como son PP y Batzarre-IU que afectan al reparto de concejales. 10

Por tanto, a la vista de todo lo anterior, las incógnitas a disipar antes de las elecciones son: si la Izquierda Abertzale va a poder presentarse de forma legalizada y si lo hará con su marca propia o lo hará en coalición aunque, como ya hemos visto, esta circunstancia puede no tener mayor incidencia en el reparto de escaños. A posteriori, quedará por despejar la actitud que vaya a adoptar el PSN: si opta por dar un nuevo paso en la estrategia compartida con la derecha o se decide a facilitar y/o colaborar en la apertura de la fase del cambio. En el primer caso lo haría como resultado de un pacto más amplio en el que se incluiría también el Gobierno de Navarra y dejarían fuera al PP. Eso le permitiría jugar al discurso de la centralidad, pero dependerá de lo que ocurra en las elecciones al Congreso español de 2012 y de la fortaleza de la oposición real que el PSN se vea obligado a variar su posición. Por eso, y teniendo en cuenta también los importantes cambios que se van a producir en el panorama político en los próximos meses y años, no se pueden descartar cambios en la gobernabilidad municipal durante el transcurso del mandato más allá de la fórmula con que se arranque.


Presentación y contexto político