Page 88

PROGRAMA DE ALIANZAS DE LA SOCIEDAD CIVIL

caudillos. Son jefes de estancias, jefes de provincias que controlan los medios de comunicación, que controlan los subsidios estatales. En nuestro país ha habido un gran corrimiento, durante los años ´90, de cierre de empresas y pasaje a empleo público como única alternativa de empleo. Por lo cual, hay una enorme dependencia de la sociedad civil de lo que hace el Estado. Y el Estado en manos de gobiernos con lógicas propias de acumulación de poder. Es decir, hay causas que explican el estado de situación de sociedades civiles muy apagadas en cuanto a participación. No es simplemente que nadie quiera participar. Hay motivos por los cuales no se puede generar espacios verdaderos de independencia política para monitorear las acciones de gobierno, etc. Con lo cual empezamos a trabajar sobre ese diagnóstico, en distintos proyectos de fortalecimiento de las capacidades de la ciudadanía, de las distintas organizaciones, de los propios sindicatos, de las universidades, de los medios de comunicación para que puedan participar más activamente en el monitoreo y la participación en las políticas educativas en sí. Desarrollamos una serie de manuales, un manual que fue especialmente utilizado y hacía referencia a cómo entender y participar en el presupuesto educativo. Porque nuestro país tiene una gran ventaja: las 23 provincias con la Ciudad de Buenos Aires (que es una provincia en materia educativa) son muy comparables. Entonces cómo usar la comparación para sacar a la luz problemas de esas provincias. De alguna manera, en muchos casos, nuestra función comenzó a ser cómo saltar por encima de las discusiones locales, cómo aprovechar que veníamos de otro lugar, que no respondíamos a ningún actor de turno, que no teníamos un interés directo para poder hablar de algunas cosas que solamente estaban canalizadas en debates polarizados donde nadie escuchaba al otro. Cómo saltar por encima de esas discusiones locales e instalar problemas en la agenda pública. Y para eso, la comparación entre las provincias, que nosotros explotamos muchísimo, fue muy útil. Uno puede ir a las 24 provincias y va a haber, por lo menos, 15 ó 20 en las que los Ministros de Educación van a decir “nuestra provincia es la que más presupuesto educativo tiene”. Ahora, cómo lo van a decir 15 ó 20; tiene que decirlo uno. Ese el punto en el cual uno intenta entrar. Decir, bueno, esta provincia está ubicada 21 en el ranking de salarios docentes. A su vez, es la que más descendió en el ranking de los salarios docentes en los últimos 10 años. Bueno, ese tipo de datos era muchas veces recolectado por los medios locales, generaba la necesidad de una respuesta por parte de los actores de gobierno, instalaba el tema en la agenda pública. Es decir, tratando de saltar por encima de la discusión local, instalar algunos problemas en la agenda educativa y, sobre todo, aprovechando el hecho de que son contextos reducidos. Los medios locales tienen una enorme necesidad de sacar alguna información. No son contextos en los cuales es muy difícil intervenir. Al contrario, es simplemente trabajar cuidadosamente con los datos que existen, saber moverse con los medios locales y aprovechar las coyunturas. De ahí, de ese proceso, empezó a derivar un poco lo que me parece a mí más interesante y que nos está produciendo algunos dilemas. Especialmente en el año 2005, una conjunción de factores hizo que comencemos a tener como institución, en el ámbito educativo, una mayor relevancia. Una conjunción de factores, pero yo creo que algunos aciertos de nuestro trabajo y, sobre todo, comenzar a editar un periódico sistemático de políticas educativas, en el que nosotros, de alguna manera, cubríamos el vacío que los propios medios de comunicación masivo tenían frente al tema, que no saben muchas veces cómo abordarlo. Y elaboramos un periódico que distribuíamos entre todas las provincias y entre todos los actores interesados, el cual empezó a tener ciertos efectos. Y el vuelco se dio en que nosotros, como institución, básicamente, empezamos a hacer un giro de quedar relocalizados en el campo político. Y esto también tuvo que ver con el contexto político en la Argentina. Y CIPPEC entra como en un cauce complejo de relación de factores a jugar el mismo rol de una institución no pegada al gobierno, no opositora al gobierno, no fácil de localizar, trabaja con el gobierno y, a su vez, lo monitorea. Esta posición ventajosa, que es una posición donde nos permitimos a nosotros mismos mantener la independencia con respecto al gobierno y no ser tachados de opositores. 88

Tallerdeincidenciapolítica  
Tallerdeincidenciapolítica  
Advertisement