Page 299

299

¿Por qué podéis comprar libremente hachís en Amsterdam y no en vuestro instituto?

Porque la Comunidad Europea todavía está en obras y las legislaciones diferentes subsisten en cada uno de los países de la Comunidad en virtud de sus especificidades, de sus caracteres nacionales, sí bien, pronto todos los países de la jurisdicción adoptarán una misma legislación que supondrá verdaderas las mismas verdades, falsos los mismos errores. En este caso, parece poco probable que el alineamiento se haga en favor de la ley de los Países Bajos, que, lejos de dar lecciones a las demás naciones, no invitarán a despenalizar y, después, legalizar el consumo de drogas blandas, sino que se encontrarán probablemente invitados a renunciar a sus goces locales. Europa de Maastrich obliga... Entre tanto, se ha dado prueba de que una frontera decide sobre lo justo y lo injusto, el bien y el mal, lo permitido y lo prohibido, lo autorizado y lo negado. No existe, por lo tanto, una verdad universal, planetaria, común a todos los pueblos y naciones, al menos no en tanto que un Estado universal no esté promulgado y subsistan verdades locales, subjetivas, nacionales, propias de las comunidades limitadas en el tiempo y el espacio. La verdad neerlandesa sobre la cuestión de los estupefacientes no es la verdad francesa: ¿quién tiene razón?, ¿quién se equivoca?, ¿quién está en lo cierto?, ¿y quién en el error? ¿Y si nadie tuviera la verdad o la falsedad, y cada uno defendiese una verdad, su verdad, es decir, la regla y la ley que cree justa en el momento en que la promulga? La verdad definiría entonces la propuesta

http://www.scribd.com/Insurgencia

Profile for Guillermo Martínez

Antimanual de filosofia  

Antimanual de filosofia  

Advertisement