Page 373

En la plaza Nueva, delante del Hotel Colón, había una feria callejera que juntaba un poco de todo, , anticuarios, libros de viejo, sifones y algunas confituras y hierbas medicinales. Pasaron por en medio sin que nada les llamase la atención. -¿Sabes que imagen me ha quedado de ti, del tiempo de la facultad? -No hace falta, Laura… -La de un tío con el culo empotrado en un coche. A todas partes ibas en coche. -¿Yo? – sorprendido por la entrada de caballo siciliano. -Pero si para ir de tu hotel a mi piso en Gracia me acompañabas en coche… -Porque debía ser tarde, y sufría por ti…Yo siempre he sufrido por ti. -Venga, va – Le cogió la mano. Celebro que podamos hacer un paseo a pie… -Mujer… - Kim no se daba por vencido – Porque el barrio Gótico es zona peatonal, que sino, de qué… -¿Puedo decir una cosa? – Laura no esperó el permiso – Aquel Ford Escort era un poco de quillo… Si llevaba hasta un alerón y todo. -Era el XR3 de inyección. ¿Qué pasa? -No hacía para ti, lo siento. Kim le soltó la mano, haciéndose el ofendido. Continuaron el paseo satisfechos de caminar lado a lado, contentos de acompasar los pasos por las piedras gastadas por el tiempo. Fueron a la sombra espesa de Baños Nuevos, cortaron por el tramo de

Profile for Guillermo de Castro

NOSOTROS DOS  

No se muy bien por donde empezar. No se si ya os he abrazado a todos y os he saludado como os merecéis.

NOSOTROS DOS  

No se muy bien por donde empezar. No se si ya os he abrazado a todos y os he saludado como os merecéis.

Advertisement