Page 322

Paco corrió la puerta hasta ajustarla del todo. Pesaba mucho pero resbalaba bien. Si alguien quería entrar en la biblioteca vería que estaba ocupada a través de los cristales y cejaría en su empeño. - Así no nos molestará nadie. - Perfecto – Tanto misterio le preocupaba. - Tampoco nos pueden grabar. Aquí no hay cámaras. - ¿En que puedo ayudarle? - Me tendría que aclarar, si es hoy mejor qjue mañana, quien ha hecho chantaje a mi hijo. - ¿A Kim? - Sí. A Kim, tengo algún otro? - ¿Pero que quiere decir con chantaje? - Mire, Rubio, le ham hecho llegar una foto con una señora entrando en la 218. Mo ponga esa cara. Es tal como se lo explico. - Pero… - Sí, ya lo se, ahora no vamos a juzgar a Kim. Recuerda, supongo, que un día, hace muchos años, un día que hicimos un café fuerte y usted me vio a explicar que mi hijo había llevado a una chica a su habitación. Bien, eso por lo que parece se ha ido repitiendo o lo ha hecho mas de una vez o no ha dejado nunca de hacerlo durante años…No me gusta, de acuerdo. ¿Pero que tiene que decir el resto de la gente? Es su vida, ya es mayor y para el va el pollo. La cuestión: alguien le ha hecho llegar un sobre anónimo solo con ua

Profile for Guillermo de Castro

NOSOTROS DOS  

No se muy bien por donde empezar. No se si ya os he abrazado a todos y os he saludado como os merecéis.

NOSOTROS DOS  

No se muy bien por donde empezar. No se si ya os he abrazado a todos y os he saludado como os merecéis.

Advertisement