Page 1

Heraldo de Aragón l Sábado 27 de marzo de 2010

CULTURA Y OCIO l 57

Gastronomía l La capital aragonesa tiene un menú muy diverso. Desde Oriente Medio, Asia, Europa y Latinoamérica han aterrizado diferentes propuestas, sabores que van más allá de la pizza, los kebab y el arroz tres delicias, y que no son fáciles de encontrar en España

Restaurantes de aquí, pero con otra bandera N

o hay que ir a la India para probar el ‘tikka jalfrei chicken’ o a Siria para comer ‘emsabahana’. Para los que disfrutan de probar sabores exóticos, en Zaragoza hay más que arroz chino, pasta italiana y ‘fast food’ americana.

Un kebab de verdad ‘SAMIR-AMIS’ SIRIA Al entrar parece un bar más, pero sin botellas de alcohol. “Nuestra religión no nos lo permite”, aclara Lina. Su padre, Nathrir Sheik al Ard nació hace más de seis décadas en Siria, entre Asia y África. “Vine tres veces como turista y me quedé porque los zaragozanos se parecen a los sirios”. Así comienza la historia de cómo acabó trayendo la comida de su país hasta la capital aragonesa. Su restaurante se llama SamirAmis y lleva abierto desde 1986. “Un hijo mío quería estudiar en España y no podía dejar que se fuera solo”, recuerda Nathrir. Así que él y sus ocho hijos, incluida Lina, le acompañaron y luego se introdujeron en el mundo culinario. En la barra Lina lee las cartas o los posos del café a cualquiera que se lo pida. El restaurante tiene capacidad para 90 personas y un menú con términos como emsabahana, malube, tabule... “Lo primero es cordero relleno, lo segundo es algo parecido a una crema de garbanzos, lo tercero es un tipo de ensalada siria”, explica Nathrir. “También tenemos kebab, que es carne picada y adobada. Este es el verdadero”, sentencia. Para Lina, lo mejor de los platos es que son naturales y poco condimentados, y todos se hacen en el momento, por eso solo se puede visitar con reserva. “Hay más, -asegura la mujer-, son 14 platos diferentes, la gente escoge y en la mesa se los preparamos para que compartan”. De cliente luso a socio maño ‘TAVERNA LUSITANA’ PORTUGAL Abrieron hace seis meses y la reputación de la Taverna Lusitana tardó poco en asentarse. Allí se prepara la auténtica comida casera lusa, aunque los clientes proceden de todas partes. “Nos visitan compatriotas de las empresas portuguesas en Zaragoza, pero sobre todo vienen clientes españoles y muchos turistas”, asegura Jorge Silva, socio fundador del restaurante, cuya primera versión nació hace siete años, en Portugal. Silva, un portugués afincado en Zaragoza desde hace tres décadas, visitaba el establecimiento cada vez que viajaba a su país. “Eran mis amigos y servían muy buena comida. Se vieron obligados a cambiar de local en Portugal. Así que les propuse venir y vinieron”, recuerda Silva. “Solo dejamos de ofrecer platos muy regionales para centrarnos en unos más representativos de todo el país”. Bacalao a la parrilla, costillas de cerdo guisadas con miel y una extensa carta de vinos autóctonos son algunas de sus recomendaciones. Unas tortitas muy curiosas ‘EL BUEN SABOR’ EL SALVADOR Las pupusas son unas tortitas de maíz rellenas con queso, alubias o carne de cerdo molida. Se comen

CARLOS MONCÍN

Restaurante Samir-Amis (Ávila, 12). Abierto de lunes a sábado, de 9.00 a 13.00 y de 13.30 a 20.00 (para cenas se mantiene abierto). El precio medio de los platos es de 12 euros y se puede reservar en el 976 56 16 84.

C. M.

Restaurante El Buen Sabor (Roger de Flor, 3). Abierto de lunes a sábado, de 8.30 a 23.00; domingos, de 11.00 a 23.00. El precio medio de los platos es de 7 euros y para reservar se puede llamar al 658 30 23 06.

OTROS PAÍSES

MÁS QUE COMIDA

Taverna Lusitana. En paseo de Sagasta, 37. Abierto de martes a domingo. Precio medio: 15 euros.

Bahnhof Berlin. Francisco de Vitoria, 31. Abierto de lunes a domingo. Precio medio: 15 euros.

La Maison de la Fondue. Av. Santa Isabel, 131. Abierto de lunes a domingo. Precio medio: 20 euros.

El Sabor de la India. Fernándo el Católico, 16. Abierto de miércoles a domingo. Precio medio: 10 euros.

El Mesón de Jalisco. Escoriaza y Fabra, 22. Abierto de lunes a domingo. Precio medio: 12 euros.

El Mangrullo. Francisco de Vitoria, 19. Abierto de lunes a domingo. Precio medio: 35 euros.

Cenas divertidas. ‘Los bestias’, ubicado en la calle Princesa, 3, se especializa en fiestas, despedidas de soltero, cenas de empresas y estudiantes... Concursos, bromas y muchas otra cosas acompañan sus menús. Para más información se puede visitar su página web, losbestias.com Oferta vegetariana. La ciudad está llena de restaurantes que solo sirven vegetales. ‘La zanahoria’, ‘La retama’, ‘Los helechos’, ‘Lacasatoya’ son algunos especializados en ese tipo de platos.

con las manos y se les añade un tipo de salsa de tomate y escabeche curtido. Es la comida más típica de El Salvador, el país natal de Celia Ventura. “Cuestan 70 céntimos, podría darlas a un euro, pero las dejo más baratas para que más gente las pruebe. Sé que si lo hacen, volverán a por más”, comenta la salvadoreña, que desde pequeña quería tener su propio bar. Ahora puede presumir de haberlo conseguido, aunque a miles de kilómetros de donde nació. En El Buen Sabor se pueden comer platos combinados como los de cualquier cafetería, pero en la carta también aparecen platillos desconocidos para muchos. “Ofrezco la comida de mi país, pero no podía limitarme a vender solo a los salvadoreños, son muy pocos”, bromea. Hace 32 años que vive en España, pero solo hace tres que dejó su trabajo en Barcelona para abrir su restaurante en Zaragoza. “Mis hermanas llevan menos tiempo aquí y ellas me enseñaron a preparar las pupusas”, cuenta Celia. En su menú también tiene tamales -preparados a base de masa hervida y pollo-, yuca frita y torta de queso, “que no es para nada como la de aquí”. Según Celia, aparte de ciudades como Madrid, Barcelona o Valencia, no hay ningún otro sitio en España para comer sus platos. La sensación de Londres ‘EL SABOR’ INDIA El ‘tika mosalla chicken’ es el plato hindú más conocido en Inglaterra, allí se vende casi como el ‘fish and chips’. Salim Mitha, un londinense originario de India, visitó Zaragoza y se dio cuenta de que aquí nadie sabia qué era ese eso. “Es pollo con una salsa de especias y almendras”, responde. En 1997 se lo comentó a un amigo y juntos abrieron ‘El sabor de la India’. Mitha es el cocinero. “En Londres también tenía un local como este”, recuerda. Ahora, tiene un comedor para 70 personas, bien adornado y con una amplia carta. “Hasta cerveza de la India tengo, Kingfisher y Cobra”, dice. Lo que más recuerdan sus clientes es un postre, que puede ser dulce o salado. El sweet o salt lassi, un yogur líquido con semillas de comino. De sus clientes también comenta que muchos son españoles, pero que también celebran festejos hindúes. “Vienen algunos con niños adoptados de allá, a que prueben de verdad la comida de su país”. GUILLERMO ARAGÓN

pupusas  

El Mangrullo. Francisco de Vito- ria, 19. Abierto de lunes a domingo. Precio medio: 35 euros. La Maison de la Fondue. Av. Santa Isabel, 131....

Advertisement