Page 1


Benjamín Flores

J U STI CI A

La Corte,

dividida, a prueba JORGE CARRASCO ARAIZAGA

L

a Suprema Corte de Justicia de la Nación se convirtió en el centro de la discordia en el país. El caso de Florence Cassez tiene confrontados a los ministros de la Primera Sala del máximo tribunal por las implicaciones de su resolución sobre el amparo solicitado por la francesa. Las consecuencias de la decisión de la Corte, prevista para este miércoles 21, van más allá del ámbito judicial. La resolución alcanza a la política exterior de México y se colocó en la coyuntura electoral por el activismo de la virtual candidata del PAN al Gobierno del Distrito Federal, Isabel Miranda de Wallace. A partir de que el miércoles 7 se supo que en la Primera Sala de la Suprema Corte se propuso la liberación de Cassez, Wallace emprendió una cruzada en defensa de la política de seguridad del gobierno de Felipe Calderón y en especial del secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna. Aunque jurídicamente no es parte interesada, la aspirante panista utilizó el membrete de su asociación Alto al Secuestro para bloquear la eventual liberación de la francesa, detenida en diciembre de 2005 y sentenciada a 60 años de cárcel por el secuestro de tres personas, delincuencia organizada y posesión de arma de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas. Detrás de la defensa del secretario de Seguridad Pública está el interés de mantener en la penumbra muchas de las inconsistencias en la investigación del asunto Cassez. Entre ellas el papel que pudo tener en su detención Eduardo Cuauhtémoc Margolis Sobol, empresario de origen judío y proveedor de equipo de se-

Apenas el ministro Arturo Zaldívar hizo pública su intención de pedir la liberación de Florence Cassez –condenada a 60 años de prisión acusada de secuestro–, sobre la Suprema Corte se dejó ir una embestida mediática tendiente a invalidar cualquier intento de liberación de la francesa y a defender a García Luna, cuyo montaje dio al traste con el debido proceso. A la cabeza de esa ofensiva estuvo Isabel Miranda de Wallace, virtual candidata del PAN al gobierno capitalino... El máximo tribunal, dividido, deberá tomar una decisión ya contaminada por la política y la diplomacia. guridad y vehículos blindados a dependencias del gobierno federal. Amiga declarada de Margolis, con quien “hemos librado batallas en el mismo tema”, Isabel Miranda se convirtió en el ariete del gobierno de Calderón para la defensa pública de García Luna. Según declaró en una entrevista publicada el viernes 9 en el sitio de internet

www.enlacejudio.com, Margolis es “mi mejor amigo dentro de la comunidad judía y con el cual hemos librado batallas en el mismo tema… Es un hombre que no tan sólo ha logrado vencer a muchos delincuentes, sino al igual que yo ha roto con muchos esquemas”. A pesar de que la detención de Florence Cassez, de 37 años, ocurrió cuando aún

no era presidente, Felipe Calderón movilizó a su gobierno para abogar por su secretario. Lo hizo en foros públicos y en privado ante los ministros de la Suprema Corte. El máximo tribunal se convirtió la semana pasada en centro de un intenso cabildeo a favor y en contra del proyecto del presidente de la Primera Sala, el ministro Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, quien propone la liberación “inmediata y absoluta” de Cassez por violaciones al procedimiento judicial, a partir del montaje de su detención a cargo de la Agencia Federal de Investigación (AFI), cuando era dirigida por García Luna. Zaldívar, sin embargo, evitó declarar inocente a la ciudadana francesa, lo que abrirá la discusión entre los cinco ministros de la Primera Sala para pronunciarse sobre los efectos de un eventual amparo.

Tercer escenario Lo primero que deberán definir los ministros es la procedencia de la revisión del amparo negado en febrero de 2011 por el Séptimo Tribunal Colegiado del Primer Circuito, a propuesta del magistrado Carlos Hugo Luna Ramos, hermano de Margarita,

ministra de la Suprema Corte, y de Alejandro, presidente del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación; ambos ascendidos durante los gobiernos del PAN. La negativa del amparo fue admitida a revisión por el presidente de la Suprema Corte, Juan Silva Meza, el 9 de marzo de 2011, y se acordó que el caso se radicara en la Primera Sala, encargada de la revisión constitucional de los asuntos penales. Aunque entre algunos especialistas el caso debió enviarse al pleno de ministros, en la Primera Sala aún se podría considerar esa salida, pero entre los cinco integrantes de esa instancia prevalece la idea de que ellos lo deben resolver, contrario a la petición de la señora Wallace para que se resuelva en el pleno, donde hay más probabilidades de que la mayoría tradicionalista de la Corte deseche de plano el proyecto de Zaldívar (Proceso 1845). Además de que la Primera Sala acepte o rechace el proyecto de Zaldívar, en la Corte se plantea un tercer escenario. En un eventual empate de dos votos a favor y dos en contra, el voto diferenciador podría favorecer el amparo pero no para dar la libertad inmediata planteada por Zaldí-

var, sino para que el caso regrese al Primer Tribunal Unitario en Materia Penal del Primer Circuito, donde se condenó a Cassez a 60 años de cárcel. En tal caso el Tribunal Unitario, a cargo del magistrado Manuel Bárcena Villanueva, tendría que establecer una nueva condena, pero a partir de la depuración del material incriminatorio, incluido el video del montaje de la AFI orquestado directamente por Luis Cárdenas Palomino, entonces director de Investigación Policial de la corporación y actual jefe de la División Regional de la Policía Federal, que depende de García Luna. Aceptado ya como un hecho irrefutable, incluso por los detractores del proyecto de Zaldívar encabezados por Isabel Miranda de Wallace, los ministros tendrían que valorar si el video con el que la AFI “deformó conscientemente la realidad”, con el apoyo de Televisa y TV Azteca, violó “el derecho de presunción de inocencia” de la ciudadana francesa, como sostiene el proyecto. Algunos ministros están evaluando otros elementos que podrían ser tomados en cuenta en torno a la presunta relación de Cassez con la banda de Los Zodia-


http://mexico.cnn.com

Wallace con Ríos y Elizalde. Presión a los ministros

co, que a decir de García Luna encabezaba su exnovio, Israel Vallarta, y quien contrario a la ciudadana extranjera no ha sido sentenciado ni en primera instancia después de más de seis años de su detención. Esos elementos tendrían que ser considerados en una nueva y eventual sentencia. La resolución de la Corte alcanzará también a la política exterior, no sólo por la decisión de Felipe Calderón y del presidente francés, Nicolas Sarkozy, de hacer del asunto una confrontación entre sus gobiernos (Proceso 1688), sino porque marcará las relaciones del Estado mexicano con el exterior en materia de derechos humanos. La dimensión internacional la propició Calderón cuando –presionado por su partido y con el cálculo electoral de las elecciones intermedias de 2009– en marzo de ese año se echó para atrás en la propuesta que le había hecho a Sarkozy de aplicar el Convenio sobre el Traslado de Personas Condenadas, conocido como Convenio de Estrasburgo de 1983. Adoptado por el gobierno de Calderón en 2007, el convenio no obliga a las partes a conceder la transferencia, pero la posibilidad del traslado de Cassez fue propuesta por el propio Calderón. En declaraciones a la Agencia FrancePresse el 4 de marzo de 2009, en vísperas de una visita de Estado de Sarkozy a México, Calderón declaró: “Le he manifestado al presidente Sarkozy la disposición de México a seguir las disposiciones (internacionales), según las cuales en caso de condena definitiva, podríamos estudiar la posibilidad de que esta residente francesa purgue su condena en territorio francés”. Pero ante las críticas en su propio partido y de un sector de la opinión pública, Calderón desistió de su propuesta (Proceso 1689) y se parapetó en una comisión bilateral que no pudo llegar a un acuerdo para la aplicación del convenio.

Asistencia consular Otra implicación en política exterior tiene que ver con la alegada violación a la asis-

tencia consular de Cassez por parte de la AFI, al no ponerla en forma inmediata a disposición del Ministerio Público y obligarla a hacer sus primeras declaraciones sin asistencia de su consulado, como lo señala Zaldívar en su proyecto de resolución. Ese derecho está previsto en el artículo 36 de la Convención de Viena sobre Relaciones Consulares y fue hecho valer por México en 2004, cuando la Corte Internacional de Justicia, en La Haya, falló contra Estados Unidos en el llamado caso Avena. En ese asunto México defendió a 50 mexicanos condenados en ese país a pena de muerte –la mayoría en Texas– sin que se hubiera respetado su derecho de asistencia consular. “En ninguno de esos casos alegábamos que pudieron haber cometido delitos, sino que Estados Unidos había violado la Convención de Viena y que se debía revisar caso por caso porque habían carecido de asistencia consular cuando fueron detenidos y acusados”, declaró el excanciller Jorge G. Castañeda en un foro de apoyo al proyecto de Zaldívar, realizado el miércoles 14. México no puede desconocer el mismo derecho que tenía Florence Cassez, sencillamente porque tiene 11 millones de nacionales en el exterior y cualquiera de ellos puede ser acusado sin asistencia consular, abundó Castañeda, quien como secretario de Relaciones Exteriores en el gobierno de Vicente Fox promovió la demanda contra Estados Unidos en 2002. Además del activismo de Isabel Miranda de Wallace, el gobierno de Calderón salió en abierta defensa de García Luna. Lo hizo en encuentros académicos y en el cabildeo ante la Suprema Corte. El viernes 16 el propio consejero jurídico de la Presidencia, Miguel Alessio Robles, y el subprocurador de Asuntos Jurídicos y Asuntos Internacionales de la Procuraduría General de la República, el coronel del Ejército Alejandro Ramos Flores, se reunieron con ministros de la Primera Sala y hasta con integrantes de la Segunda Sala, que no tiene jurisdicción en el asunto.

Las reuniones, sin embargo, fueron para insistir en que el asunto pase al pleno y se rechace el amparo que le daría la libertad a Cassez. En declaraciones a la prensa Ramos aseguró que se reunieron con la mayoría de los ministros, incluido el ponente Zaldívar, cuyo proyecto ha sido cuestionado públicamente por el subprocurador, en especial por los temas de asistencia consular y de la disposición tardía ante el Ministerio Público. El argumento principal del gobierno calderonista es que aun y con esas alegadas violaciones no se debe invalidar la sentencia condenatoria contra Cassez. La Presidencia también se movilizó entre los especialistas en derecho que salieron la semana pasada a analizar el proyecto de Zaldívar. La intención fue desacreditar ambas críticas del ministro. En un encuentro organizado por la Escuela Libre de Derecho, Omar García Huante, director general de Control Constitucional de la Consejería Jurídica del Ejecutivo federal, no sólo rechazó la procedencia del recurso en la Corte sino que negó cualquier violación a la Convención de Viena por parte de México, referido a la asistencia consular, en el proceso contra la ciudadana francesa. Más aún, preguntó, “¿desde cuándo los consulados defienden a los procesados?”.

Sobre la inmediatez Mucho menos afortunado en la defensa de la posición gubernamental de que pese a las críticas al debido proceso se debe mantener la sentencia contra Cassez, fue el titular de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), José Cuitláhuac Salinas Martínez. Dijo desconocer si hubo un montaje de la AFI y sin argumentos jurídicos negó que esa agencia hubiera incumplido con la puesta a disposición inmediata de la acusada ante el Ministerio Público de la SIEDO. Cantinflesco, aludió incluso al tráfico vehicular para negar dilación: “¿Qué es inmediatamente? Revisamos nuestro diccionario y no encuentro una regla. Es una ponderación, y si es una ponderación el análisis del caso por caso es lo que viene a establecer… hay que analizar el tránsito de ese día, la disposición de vías, cuestiones que son tan particulares”. Enseguida, dio una peculiar explicación de la “inmediatez” en la presentación de la ciudadana francesa ante la SIEDO. “Sí hubo asistencia consular. El Ministerio Público realizó llamadas inmediatamente. La puesta a disposición es a las 10 horas con 16 minutos del 9 de diciembre. La primera llamada a la embajada fue a las 15 horas con 5 minutos, poco menos de cinco horas después.

“Después hubo otra llamada. Finalmente, la segunda llamada es el 10 de diciembre a las 12 horas con 20 minutos y la asistencia del cónsul a las instalaciones de la subprocuraduría fue ese día a las 15 horas con 45 minutos.” Aun cuando el ministro Zaldívar establece como la fecha de detención la madrugada del día 9 de diciembre –y no el día 8, como ha sostenido la acusada–, el proyecto es contundente respecto de la “inmediatez” que defendió Cuitláhuac Salinas: “Entre las 4:30 AM del día 9 de diciembre y las 3:45 PM del día siguiente, momento en el cual se realizó el primer contacto entre la recurrente (Cassez) y el funcionario consular, Florence Cassez no gozó de asistencia consular”, dice el proyecto. Añade Zaldívar: “Se podría pensar, ¿qué tanta importancia pueden tener 35 horas? Son 35 horas en las que se sucedieron una serie de eventos que conformaron el devenir del proceso penal y que pudieron ser evitados en caso de que la recurrente hubiese gozado de asistencia consular. “Son las horas en que Cassez fue trasladada (al rancho) Las Chinitas, son las horas en que se preparó y efectuó la escenificación por parte de la autoridad a fin de involucrarla en los delitos investigados, son las horas en las que fue trasladada a las de-

pendencias ministeriales, son las horas en las que realizó su primera declaración y son las horas en las que la autoridad se encargó de divulgar a los medios de comunicación las escenas grabadas en el montaje. En definitiva, son las horas que marcaron el curso de toda la investigación”, señala. En el mismo encuentro en la Escuela Libre de Derecho, el titular de la SIEDO además deslizó la idea de que la Corte violó su Ley Orgánica y la Ley de Transparencia al difundir el proyecto de Zaldívar, pero no se atrevió a responder si la PGR emprendería alguna acción judicial. La defensa más aguerrida del gobierno estuvo a cargo de Isabel Miranda de Wallace. El lunes 12 la Comisión Nacional de los Derechos Humanos le sirvió de plataforma para iniciar su campaña contra el proyecto de Zaldívar y pedir la intervención de todo el pleno de ministros. El martes 13 irrumpió en la Corte para ser recibida por los ministros de la Primera Sala. Efectista, llevó a Cristina Ríos y Ezequiel Elizalde –quienes se han dicho secuestrados por la francesa– “para que los ministros consideren también el lado de las víctimas”. Interrumpió el inicio de la sesión plenaria y regresó por la tarde de ese mismo martes al máximo tribunal para continuar su cabildeo con los ministros. A su salida

de uno de esos encuentros dijo a uno de los abogados que la acompañaron: “Olga (en referencia a la ministra Sánchez Cordero) está apanicada”. Ese día impidió que la prensa entrevistara a Ríos y Elizalde. Al día siguiente, miércoles 14, regresó para presentar un amicus curiae, una opinión jurídica “para que los ministros consideren a las víctimas”. El documento está firmado por seis personas: Ella misma como presidenta de Alto al Secuestro; Alejandro Martí, presidente de México SOS; Elías Huerta, presidente de la Asociación Nacional de Doctores en Derecho; Gabriel Reyes Orona, presidente de Transparencia Mexicana –que no es el capítulo nacional de Transparencia Internacional– y los propios Ríos y Elizalde. Ese miércoles Wallace dejó en claro el porqué de la embestida contra el proyecto: “Hay que hacer un reconocimiento a la AFI” por la liberación de las personas que estaban en poder de la banda de los secuestradores Los Zodiaco. Y enseguida azuzó a Ezequiel Elizalde –a quien había permitido acompañarla ante la prensa– para que declarara a favor de Calderón: “Pido a los mexicanos unidad con el presidente Calderón para que mantenga una postura firme” contra la delincuencia, declaró. O


http://www.porlalibre.mx/

J U STI CI A

Cassez y Vallarta. Relaciones riesgosas

HOMERO CAMPA Y JORGE CARRASCO

E

n la maraña en que se ha convertido el caso Florence Cassez destaca un personaje: Eduardo Cuauhtémoc Margolis Sobol, empresario judío de 57 años y presunto exmiembro de los servicios de inteligencia de Israel (el Mossad). Margolis habría tenido vínculos –directos o indirectos– con las partes implicadas en este caso: con Florence Cassez, de cuyo hermano, Sebastien, fue socio; con Israel Vallarta, exnovio de Florence y presunto jefe de la banda de secuestradores Los Zodiaco; con Cristina Valladares, una de las víctimas de secuestro, y con funcionarios de la Agencia Federal de Investigación (AFI), cuyo titular en 2005 era Genaro García Luna, actual secretario federal de Seguridad Pública. Sebastien Cassez fue socio de Margolis en las empresas Radiancy de México y Sauna Italia de México, dedicadas a la venta de productos y equipos de belleza. Sebastien contó a Anne Marie Mergier, corresponsal de este semanario en Francia (Proceso 1647), que Radiancy era parte de un grupo empresarial que se dedicaba a otras actividades: venta de ropa, restaurantes, blindaje de autos, servicios educativos, guardias de seguridad y negociaciones para la liberación de secuestrados. Sus servicios los ofrecía fundamentalmente a la comunidad judía de Polanco. Explicó: “Margolis contaba con un equipo súper profesional que se desem-

El misterioso Margolis,

personaje clave

Es un presunto exagente del Mossad y en México participa como accionista en una impresionante cantidad de empresas que se dedican a cosas tan dispares como la belleza, la educación, la ferretería o la seguridad. Se codea con Isabel Miranda de Wallace y con la comunidad judía de Polanco... y tiene relación con casi todos los implicados del caso Cassez: con la propia francesa y su hermano, con Israel Vallarta, con agentes de la AFI y hasta con una de las presuntas víctimas de la banda Los Zodiaco... Se llama Eduardo Cuauhtémoc Margolis y varios testimonios apuntan a posibles actividades ilícitas de este hombre al que tachan de poderoso, prepotente y vengativo...

peñaba como intermediario para resolver secuestros. Una fuente fidedigna que sería peligroso identificar descubrió que Margolis era en realidad una especie de jefe de seguridad de la comunidad judía de México. Según informaciones que recabó mi fuente, fue miembro del Mossad, órgano de inteligencia israelí. Eso no es raro. En todas partes del mundo hay exagentes de servicios secretos que montan empresas de seguridad. “Lo que me preocupó mucho más fue saber que Margolis tenía excelentes contactos con la AFI. Su equipo de rescate de secuestrados trabajaba con agentes de ese organismo. La misma fuente me explicó también que Margolis importaba armas y municiones para la Armada de México.” De hecho cuando Florence llegó a México en marzo de 2003 trabajó en Radiancy y ahí conoció a Margolis. En su libro, A la sombra de mi vida, ella cuenta: “Entre más conocía a Margolis más le temía (…) Tenía relaciones ambiguas con la policía y no lo callaba, un tufo de corrupción flotaba en todo esto y en sus actividades, de las que hablaba abiertamente cada vez más: guardaespaldas para ciertos personajes, blindaje de autos y un despacho privado que se dedicaba, justamente, ¡a la resolución de secuestros!”. Más aún, dice que se ufanaba de sus relaciones con la policía, por lo que ella y su hermano “ni siquiera nos sorprendimos cuando oímos que podían secuestrar gente para que su negocio funcionara… Margolis reía sin que Sebastien ni yo supiéramos si era por lo increíble de lo que contaba o porque se sentía intocable. Mucha gente malencarada lo rondaba y eso le daba un aire de suficiencia que él alimentaba jactándose, dado el caso, de gozar de los favores de los hombres del poder”. De acuerdo con documentos del Registro Público de la Propiedad, Margolis es accionista de Epel, S.A. de C.V., constituida en abril de 2003, cuyo objeto social es “la prestación de servicios y compra-venta de equipos de seguridad y el blindaje de automotores, así como la asesoría en todo lo relacionado con la seguridad”. En marzo de 2010 constituyó otra empresa con el mismo giro: Blindajes Epel Monterrey, S.A. de C.V., que ofrece sus servicios en México y Monterrey, ciudad de la que es originaria su familia materna (aunque su abuela nació en Ucrania). El nombre de Epel proviene de las primeras letras del primer apellido de sus socios en estas empresas: los hermanos Luis y Dan Epelstein Rapaport. De hecho, éstos y Margolis son accionistas de CV Directo de México, dedicada a la venta de productos por televisión. CV Directo es uno de los principales clientes de Televisa en este rubro. Los periodistas franceses Alain Deval-

po y Anne Vigna escriben en su libro Penas mexicanas (Ediciones First, 2009) que Margolis es “un gran cliente de Televisa debido a su empresa de telecompras. Tiene garantizado su ingreso a la televisora y se beneficia de sus contactos de alto nivel en la esfera política y en las corporaciones policiacas (…) Es conocido por los directivos de la AFI y se mueve en la SIEDO (Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada) como en su casa”. Agregan que Margolis y sus socios, “mejor equipados que la policía, sirven de intermediarios en las negociaciones con los secuestradores y no dudan en intervenir cuando la liberación es posible”. Y señalan que estos empresarios contactaron a Alejandro Martí para obtener la liberación de su hijo Fernando, y participaron en las negociaciones para liberar a una familia de españoles secuestrada en 2004. Al parecer el negocio de la seguridad es tan redituable para Margolis que en abril de 2009 amplió la razón social de otra de sus empresas: Industrias Margoli de México, S.A. Originalmente estaba enfocada al ramo de la pintura, ferretería y materiales para la construcción. A partir de esa fecha también se dedica a “la impartición de cursos, talleres, exposiciones, pláticas y todo tipo de asesoría que se relacione con todas las áreas administrativas, técnicas y de seguridad en general, tanto a empresas como a personas físicas, ya sean nacionales o extranjeras”. Margolis es además accionista en compañías dedicadas a diferentes rubros: Nuevo Colegio de Ciencias y Humanidades y Formación y Desarrollo Integral (educación), Industrias Hidrómetro Mexicana (ferretería y elementos hidráulicos), Suave y Fácil (productos y equipo de belleza), Sistemas Vioi (equipos electrónicos de audio, video y computación), Representaciones y Servicios al Mayoreo (refacciones y accesorios para automóviles, ferretería y maquinaria), Inmobiliaria Margoli y Linsal (bienes raíces), Exacto Punto y Coma y Comercializadora Restaurantera Neuchatel (gastronomía). De sus relaciones con personajes políticos llama la atención una de ellas: su amistad con Isabel Miranda de Wallace, virtual candidata del PAN a la jefatura del Gobierno de la Ciudad de México, quien la semana pasada acudió a la Suprema Corte de Justicia de la Nación junto con las víctimas de los secuestros presuntamente cometidos por Cassez para pedir que los magistrados no fallen a favor del amparo que solicitó la francesa.

El rompimiento En la entrevista con Proceso, Sebastien Cassez dijo que a principios de 2004 em-

pezó a tener problemas con Margolis en la empresa Radiancy. Sostuvo que aquél le debía 155 mil dólares. Le anunció que se iba y pidió que le pagara ese adeudo. Margolis se rehusó y comenzó a presionarlo para que cediera la cantidad que tenía invertida en la empresa sin recibir ningún pago. Como Sebastien se negó, arreciaron los problemas. La esposa de éste recibió amenazas de muerte contra ella y sus hijos. Luego llovieron demandas contra la empresa Systemes de Sante et de Beaute, S.A. de C.V., que Sebastien acababa de crear. Durante dos años estuvo metido en batallas judiciales. Ante el hostigamiento del que fue víctima por Margolis y de “sus protectores de altísimo nivel”, Sebastien acudió a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos. Pero dijo que no pudieron ayudarlo porque su problema se debía a un litigio entre particulares. Como las agresiones seguían solicitó el apoyo de “gente muy importante” que le ayudó a defenderse y evitó que Margolis lo siguiera atacando de manera directa. “Éste buscó otra forma de golpearme. Se enteró de que mi hermana frecuentaba a un delincuente –ella no sabía a qué se dedicaba– y no desaprovechó esa oportunidad para hacerme daño”, afirmó. Florence describe en su libro la manera en que los agentes de la AFI la detuvieron el 8 de diciembre de 2005 y cómo al día siguiente se realizó “el montaje” para presentarla en televisión como integrante de Los Zodiaco. Recuerda que una vez que los agentes la llevaron al rancho Las Chinitas –donde supuestamente se encontraban los secuestrados– “un sujeto de traje y abrigo negros, que luego me entero que se llama Luis Cárdenas Palomino, me muestra una tarjeta con mi nombre y el logo SSB (las siglas de la empresa de material médico que tenían mi hermano Sebastien y Eduardo Margolis) que seguramente sacaron de mi departamento, y me dice: ‘¡Con esto Margolis te va a chingar!’”. Cárdenas Palomino es uno de los principales colaboradores de García Luna, primero en la AFI como director de Investigación Policial y actualmente como jefe de la División Regional de la Policía Federal. Por su parte, Israel Vallarta relató en su declaración preparatoria ante la SIEDO su supuesta relación con Margolis (Proceso 1692). Dijo que a mediados de 2002 llamó por teléfono a su “amigo” Sebastien. Éste le comentó que “estaba iniciando un negocio” y que quería platicárselo. Añadió que justamente se encontraba con uno de sus socios y lo invitó a unirse con ellos en el lugar en que se encontraban: el restaurante Kleins de Polanco. El socio era Margolis. Vallarta no aclaró qué clase de nego-


J U STI CI A MARIANO ALBOR

U

n viejo abogado guardaba entre las páginas de su Código Penal, gastado y maltrecho por el uso, el poema de W. H. Auden que el padre Koruga, el personaje de Constantine V. Gheorghiu en La hora veinticinco, convirtió en plegaria:

que de nuestra impaciencia o de nuestra pereza, de nuestros abusos y de nuestro temor a la libertad, de nuestras propias injusticias, en fin, ha nacido este Estado que tenemos que sufrir para perdón y remisión de nuestros pecados.

Y ahora roguemos a la intención de quienes detentan alguna partícula de autoridad, roguemos por todos aquellos a través de quienes tenemos que sufrir la tiranía impersonal del Estado, por todos aquellos que dan autorizaciones y promulgan prohibiciones; roguemos por que no consideren jamás la letra y la cifra como algo más real y más vivo que la carne y la sangre, y haced, Señor, haced que nosotros, simples ciudadanos de esta tierra, no lleguemos a confundir al hombre con la función que ocupa. Haced que tengamos siempre presente, en el espíritu y en la mente,

El derecho es libertad. Como principio jurídico, esta idea sencilla y elegante está en el basamento humanista sobre el que se levanta el derecho penal moderno. Por esta razón, la seguridad sin libertad carece de valores políticos y sociales. Es cierto que el castigo penal es el atributo más definido del estado de derecho; pero, mientras llega el tiempo de la pena, la libertad de la persona está en juego y resiente el ataque de las instituciones penales. Los juristas lo saben bien. En este sentido, para que la autoridad estatal pueda privar en forma legí-

cio le propuso Sebastien. Sólo refirió que después de comer y platicar se despidió de Margolis e intercambiaron sus números telefónicos. Agregó que a partir de ahí siguió viendo a Margolis, al margen de Sebastien. Lo invitó varias veces al rancho Las Chinitas e, incluso, en una ocasión “tuvimos relaciones íntimas él y yo”. Aseguró que el judío le tenía “tanta confianza” que le regaló un auto Passat que estaba a nombre de su empresa y un radio nextel para que ambos estuvieran en comunicación. Vallarta sostuvo que Margolis le platicaba de sus negocios, sobre todo los de su empresa de seguridad y mediación para liberar secuestrados, pero que empezó a contarle que “tenía información de personas secuestrables”. Israel afirmó: “Me di cuenta de que era una persona muy peligrosa”. Comentó luego que éste le advirtió: “No intentes pasarte de listo. Cuidado con tu boca”. Según su versión se alejó de él y después se enteró de que había tenido problemas con Sebastien y que incluso había amenazado con hacerles daño a su esposa e hijos. Después empezó el noviazgo con Florence.

En su declaración Israel afirmó que Margolis es el único que tiene el poder y el dinero para involucrarlo en las acusaciones de secuestro que actualmente enfrenta. Insistió en su inocencia y pidió protección para él y su familia. En la misma declaración describió que en la mañana del 10 de diciembre de 2005, un día después de realizado el montaje de rescate para la televisión, “una persona vestida de civil, de color beige, ingresó en la galera en la que me encontraba (en las instalaciones de la SIEDO), me levantó, me golpeó con puños y pies y me dijo: ‘Te manda los buenos días tu judío favorito. Que ya sabes: que si hablas te mueres tú y toda tu familia’, quedándome claro a quién se refería”. En reacción a la difusión de esas declaraciones Margolis envío una carta a este semanario, publicada el 10 de mayo de 2009 en el número 1697. Manifestó que “dichas imputaciones son falsas, toda vez que no conozco al Sr. Israel Vallarta, y en consecuencia, no he tenido ninguna relación de amistad o de negocio con dicha persona”. Y añadió: “No soy jefe de seguridad de ninguna comunidad,

tima de la libertad a una persona, debe atender a la naturaleza de las cosas y a los procedimientos de investigación y enjuiciamiento como atributos que se justifican históricamente en una sociedad organizada jurídicamente en la democracia. La defensa del culpable o del inocente es un valor imprescindible que debe respetarse sin cortapisas porque es un derecho que importa a la libertad y legitima al Estado. Incluso al costo de liberar al culpable si la averiguación y el proceso han violado los derechos fundamentales del preso. El indiscreto encanto de la jurisprudencia se propuso el debate y logró el escándalo. Sin embargo, la Suprema Corte de Justicia de la Nación tiene en la transparencia de sus acciones un medio para la impartición de la justicia con virtudes democráticas. El ministro Arturo Zaldívar Lelo de Larrea dio a conocer el pro-

ya que me dedico a ejercer el comercio de manera lícita”. En un documental titulado Florence Cassez, el último recurso –difundido el pasado 15 de noviembre por el Canal 5 de Francia–, un ciudadano francés que “lleva varias décadas viviendo en México” y “considerado el mejor especialista del caso Cassez” ofreció su testimonio de manera anónima. Ahí soltó un dato que vuelve más intrigante la historia: que Cristina Valladares, quien junto con su hijo Christian fue secuestrada por la banda Los Zodiaco, fue “ama de llaves, es decir, empleada de servicio del señor Margolis”.

Declaraciones judiciales Cuando Alain Devalpo y Anne Vigna escriben en su libro Penas mexicanas que Margolis se mueve en la SIEDO “como en su casa”, anotan a continuación que éste se presentó en el edificio de esa institución en dos fechas clave: el 13 de septiembre de 2005, día de la primera declaración de la estudiante Valeria Cheja, cuyo secuestro y posterior liberación derivó en la detención de Vallarta; y el 9 de diciembre de 2005, día en

que éste y Cassez fueron conducidos a dicho inmueble tras el montaje televisivo y cuando los secuestrados –Ezequiel Elizalde, Cristina Valladares y su hijo Christian– rindieron sus primeras declaraciones. De acuerdo con el registro de entradas a las instalaciones de la SIEDO –incorporado al expediente–, Margolis se presentó ese 9 de diciembre a las 14:30 horas y salió de ahí a las 15:11 horas. Recibió el gafete de entrada 012 y dijo que visitaba al licenciado Jorge Rosas, coordinador de la Unidad Antisecuestros, en el segundo piso del inmueble. El 11 de julio de 2006 Margolis fue citado a declarar como testigo ante Olga Sánchez Contreras, juez quinto de Distrito de Procesos Penales en el Distrito Federal. En la rejilla de prácticas del juzgado estaban también Israel Vallarta y Florence Cassez. Ante las preguntas de Héctor Trujillo Martínez, abogado defensor de Vallarta, Margolis dijo no conocer a Israel pero sí a Florence, debido a que es hermana de su exsocio Sebastien. Aseguró que la había visto dos veces en su vida. Cuando Trujillo le preguntó por qué había ingresado al inmueble de la SIEDO

demora, así como del debido proceso legal. Aquí hay también un olvido lamentable. Ni el defensor ni el ministro son congruentes con lo que proponen y olvidaron predicar sobre la nulidad de la averiguación previa, de la acción y la pretensión penales. Esta omisión queda a la interpretación del silencio del juzgador. El texto está redactado con argucias de jurista, casi leguleyas. Lo que no menoscaba su contenido y trascendencia. Es evidente que Zaldívar ha seguido una táctica con un propósito estratégico: obtener el voto de sus colegas. En este orden de ideas, cita 20 resoluciones dictadas por los ministros de la Primera Sala que le son afines para que entiendan los posibles disidentes. El escrito judicial es relevante por lo que dice. En realidad es una crítica severa a un orden gubernamental, policiaco y ministerial que caduca, y lo impulsa hacia su declinación. Reprueba la ignorancia o la mala fe de la judicatura federal de primera instancia, de apelación y de control institucional. Lo hace en pocas líneas porque las debilidades de los juzgadores son notorias. El texto ministerial también es importante por lo que calla. El silencio siempre tiene intenciones que son de mayor peso que las palabras. En este sentido, tal vez previniendo la tormenta, señala sin mucha fuerza el maridaje de las empre-

el 13 de septiembre de 2005 y luego el 9 de diciembre de ese mismo año, Margolis dijo primero que no se acordaba. Cuando se le mostraron las hojas de registro de ingresos, señaló: “Normalmente voy a la oficina que está frente al Monumento a la Revolución (sede de la SIEDO), que no sé si es esa subprocuraduría, a ofrecer mis carros blindados a los empleados o funcionarios”. En su libro Florence recuerda esa audiencia en la rejilla de prácticas del juzgado: “Él (Margolis) está ahí, sentado tranquilamente en una silla del tribunal y un secretario de la juez le pregunta cortésmente sin intentar ir más allá de lo que él quiera decir. Tiene el tono y el porte distante, la expresión despectiva de quien no tiene nada que temer y que aparentemente está perdiendo su tiempo”. Y añade: “Tiene una apariencia infinitamente respetable pero también arrastra un tufo infame de crimen y corrupción. Al igual que los afis, Margolis impone un respeto temeroso (…); sé que tiene mil razones para estar resentido con mi hermano porque las cosas entre ellos terminaron muy mal”.

sas televisoras –quizá aquí se explique el origen del ataque a ciertos medios impresos– y los órganos policiacos del gobierno. Cuando nada dice, el reproche es sin cortapisas. El Estado mexicano y el Poder Ejecutivo, en concreto, han cometido graves errores estructurales de carácter político y penal. Se han confiado a los funcionarios y órganos policiacos funciones que no saben ni pueden ejercer. Las políticas gubernamentales se han apartado con olvidos y torceduras del orden jurídico relacionado con el delito. En este orden de ideas, el proyecto del ministro tiene un efecto demoledor contra un sistema penal que ha caducado, y respecto del poder político vierte reproches y señalamientos que obligan a juridificar las instituciones de persecución, investigación y juzgamiento de los hechos criminales. El derecho penal no puede ser consecuencia de la sinrazón política. Claro que se trata de un proyecto que circula entre los ministros. Se debe contar entonces con que hay criterios coincidentes y también divergentes –se habla de jueces conservadores y liberales– que pueden desaprobar el proyecto. Cualquiera que sea la decisión, discutir en la Primera Sala o en el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación el caso concreto de Florence Cassez, el ministro Zaldívar puede decir: Non, rien de rien, non, je ne regrette rien. O

AFP photo /Cassez family

Bonjour, justice

yecto de resolución que le recae al amparo en revisión que presentó la defensa de la ciudadana francesa Florence Marie Louise Cassez Crepin. La conclusión se presenta sin ambages. El resolutivo es categórico: La quejosa debe ser puesta en inmediata y absoluta libertad. El proyecto es muy sencillo. El ministro Zaldívar ha redactado con brevedad y sin barroquismos una decisión que recoge puntualmente los agravios vertidos por el defensor, y de manera muy esquemática parcela su discurso, y en trazos muy gruesos se refiere a la puesta en escena que hizo la fuerza pública para las televisoras con el propósito de aparentar que habían sido detenidos secuestradores y recuperados rehenes. Enseguida, sin ampliar el tema, como corresponde a la pretendida brevedad de su texto, sugiere que su propuesta obedece al orden legal conforme al Principio de Supremacía de la Constitución, que le da una jerarquía superior a los tratados internacionales sobre las leyes ordinarias. De acuerdo con su idea, las autoridades judiciales que conocieron del caso de Cassez en sus diferentes etapas de juzgamiento y control (primera instancia, apelación y amparo) incurrieron en la violación del derecho fundamental a la asistencia consular; del mandato de puesta a disposición de un detenido sin

Florence. Acusaciones


Maria Grazia Picciarella / Procesofoto

AP photo / Plinio Lepri

RELIGIÓN

Documentado:

encubriero n a Maciel La visita a México de Benedicto XVI no será tan tersa como desearían sus organizadores. Al tiempo de su llegada saldrá a la venta el libro La voluntad de no saber, que mediante documentos del Vaticano demuestra que Juan Pablo II y su sucesor conocían el comportamiento criminal de Marcial Maciel, al que no obstante protegieron. Además, víctimas del fundador de la Legión de Cristo y de otros sacerdotes católicos pederastas hacen gestiones para plantearle al pontífice de manera personal sus exigencias de justicia. El autor de esta reseña es también autor del prólogo de la obra.

BERNARDO BARRANCO V. *

E

ste Papa me tiene desilusionado, ya no creo en él”, dice José Barba, catedrático del Instituto Tecnológico Autónomo de México y una de las víctimas de Marcial Maciel. Cuando se le pregunta si accedería a tener un encuentro con Benedicto XVI en su próxima visita a México, responde categórico: “No estoy dispuesto a juegos mediáticos estériles ni a supuestos perdones cargados de retórica”. Barba, Alberto Athié y el investigador Fernando M. González son autores de un libro que contiene evidencias documentales de algo que era ampliamente sabido: el Vati-

cano tenía conocimiento y registro del comportamiento enfermizo de Marcial Maciel desde los años cuarenta. La próxima semana Random HouseMondadori pondrá en circulación el libro La voluntad de no saber, cuyo subtítulo es elocuente: Lo que sí se conocía sobre Maciel en los archivos secretos del Vaticano desde 1944. Los documentos incluidos en la obra muestran que la curia romana siempre tuvo información sobre la trayectoria llena de aberraciones del fundador de los Legionarios de Cristo... Pero el Vaticano lo toleró y protegió. El libro de Barba, Athié y González reconstruye el tortuoso proceso de denuncia contra Maciel y registra la terca resistencia de las estructuras de la Iglesia para castigar la conducta reprobable de un per-

sonaje siniestro. La diferencia con muchos otros textos sobre Maciel es la sólida base documental que los autores ponen a disposición del lector. Los documentos vienen de los archivos de la Congregación para Institutos y Sociedades de la Vida Consagrada y abarcan el periodo 1944-2002. Los textos acumulados por la historia son testigos implacables e irrefutables que exhiben una realidad cruda: el Vaticano ha mentido sobre Maciel y la curia romana engañó durante el proceso de “beatificación exprés” de Juan Pablo II. La columna vertebral del libro son 212 legajos que hasta hace poco estaban resguardados en las entrañas del Vaticano y cuyo contenido pone de manifiesto la complicidad y la simulación de las auto-

ridades de la curia romana que protegieron a Maciel y encubrieron sus patologías.

Tsunami para la Iglesia La voluntad de no saber denuncia y analiza, cuestiona la actitud de muchos actores que desean encapsular el caso Maciel para que con el tiempo se diluya y olvide. Pero Marcial Maciel no fue sólo un accidente trágico: las denuncias de crímenes sexuales cometidos por miembros de la Iglesia, que han ido apareciendo por oleadas, así lo indican. Los abusos contra menores no son casos aislados, extraños o ajenos a la institución, sino un comportamiento estructural. Los escándalos de pederastia clerical fueron escalando en todo el mundo y explo-


RELIGIÓN

U

na de las primeras denuncias contundentes desde dentro de la Legión [de Cristo] fue la de Federico Domínguez, quien había estudiado hasta filosofía en Comillas [España] y había fungido como uno de los secretarios de [Marcial] Maciel, además de haber sido el guardián del archivo secreto de la Legión, actividad esta última que le permitió tener acceso, por ejemplo, a los informes donde el padre Lucio Rodrigo S.J., denunciaba a Maciel y de los que éste se las arregló para tener copias. A Federico Domínguez le fue pedido dicho informe por el vicario de la Arquidiócesis de México, monseñor Francisco Orozco Lomelí, en agosto de 1954 (Documento 113). En éste se abren por primera vez las cartas acerca de la adicción de Maciel a la dolantina (morfina) y de la rara “enfermedad” con la que justifica su consumo. Esta carta se encuentra en el archivo de la Sagrada Congregación de Religiosos como el Documento 113 que citamos. X X X

Los archivos ocultos del Vaticano *

taron mediáticamente en 2010. En Irlanda, Alemania, Bélgica, Australia, Brasil, Estados Unidos y, por supuesto, México se multiplicaron los testimonios de casos que han cimbrado la autoridad moral del Vaticano. Esta especie de tsunami se convirtió en un golpe letal para la Iglesia, sólo comparable –según el teólogo suizo Hans Kung– con la reforma protestante del siglo XVI. El escándalo ha sido global y sacudió la rígida estructura eclesiástica. Hay una crisis que se manifiesta en el resquebrajamiento de la confianza, el liderazgo y la credibilidad de la Iglesia, especialmente en los países de mayoría católica. Los autores de La voluntad de no saber aclaran que si bien Maciel no es un accidente aislado en la Iglesia, no se puede afirmar que toda la institución actúe como el fundador de los Legionarios de Cristo. Lo que sí cuestionan son las decisiones

institucionales de encubrimiento y silencio cómplice que llevaron a la impunidad. Éstas no atendieron “con caridad cristiana” a las víctimas e incluso –como señala Barba– las sometieron a chantajes y presiones psicológicas. Se han escrito muchos libros sobre Marcial Maciel pero aún son insuficientes para documentar la retorcida trayectoria de un personaje que en vida fomentó la mentira, la intriga, la simulación y la corrupción en el nombre de Dios; que sucumbió a las adicciones y tuvo una vida sexual perversa, no sólo por los abusos cometidos contra menores sino por otras prácticas que se han venido conociendo a cuentagotas. Tampoco olvidemos el culto a su personalidad que fomentó entre los Legionarios de Cristo y que le facilitó estructuralmente dilatar su conducta criminal. Faltan numerosos libros por escribir y

1956. Este año resultará decisivo para documentar tanto lo que un exjesuita va a denominar la “doble vida” de Marcial Maciel, así como su morfinomanía y pederastia. Por otra parte, saldrá a la luz la matriz básica que conformará la estructura institucional de la Legión de Cristo; me refiero al voto de caridad, que aunado al de humildad instituye la multifuncional omertá como eje fundamental en la Legión, que a su vez se articulará con las diferentes estrategias para silenciar o neutralizar datos comprometedores por parte de las diferentes instancias vaticanas.

leer acerca de este personaje. Trabajos que dejen claro que las patologías de Maciel reflejan también las de la Iglesia y las de la sociedad mexicana. ¿Cuánta responsabilidad tienen quienes lo defendieron y legitimaron y ahora se escudan en el silencio? No nos referimos sólo a actores como el cardenal Norberto Rivera, sino a personajes del mundo de los negocios, propietarios de medios y reconocidos periodistas. Ahora pareciera haber un desentendimiento de Maciel hasta en la propia congregación que él fundó, donde se pretende que la desmemoria borre sus traiciones. Muchos quisieran ver a este michoacano, fallecido en 2008, como un lamentable accidente; considerarlo un “chivo expiatorio” para inmolarlo y que su sacrificio sea, como en las antiguas comunidades, salvoconducto de purificación y salvación de la colectividad.

El Documento 114, ACIVSVA-RIII, del 1 de enero de 1956, J/I, que inaugura el año, resulta significativo porque alude por segunda vez al consumo de morfina por parte de Marcial Maciel. Está firmado por el padre Callisto Lopinot, por ese tiempo consultor de la Sagrada Congregación de Propaganda Fide. El citado dirige su carta a la Sagrada Congregación de Religiosos. El sacerdote afirma que un médico católico a quien conoce de muchos años, pero del que no menciona su nombre, le comunica que atendió a Marcial Maciel y le señala que “es morfinómano y que ha tenido una fuerte crisis como efecto de la droga que ha utilizado y sigue tratando de procurársela”. Conocedor de las responsabilidades del padre Maciel con su instituto y los jóvenes que a él asisten, dicho médico se siente obligado en conciencia a hacer la citada comunicación a la “autoridad eclesiástica competente”. A esta carta del padre Callisto le siguen dos del profesor Sabino Arnáiz, exjesuita y profesor de los jóvenes legionarios en Comillas y en Roma; en la primera, con fecha 30 de enero de 1956 –Documento, 115, ACIVSVA –RIII J/I–, acusa a Maciel ante la Sagrada

Congregación de Religiosos de injusticias, mentiras y falsificación de firmas. En la segunda –Documento 117, fechado el 1 de febrero de 1956, J/3–, intenta un análisis más pormenorizado de la institución legionaria y de Maciel, al que dice conocer de tiempo atrás. “Voy al fondo de mi personal opinión […].a mi entender se trata de […] un desdoblamiento de la persona [así en el texto; Fernando M. González] El padre Maciel es él la norma, la regla y todo. Estamos no ya en la “santidad” sino en el “santonísmo” (sic). “[…] Todo se hace alfombra para que pase. Por él existe la superveneración sintomática de todas las sugestiones. “Para su colosal ascendiente el padre Maciel tiene una cualidad en la que es un fuoriserie: la serenidad unida a un exquisito trato y formas externas (para las mujeres tendríamos que aludir a ciertas ideas freudianas que son la acentuación de lo dicho) […] en palabras más recias digamos que el padre Maciel es un ‘embaucador’.” Arnáiz realiza otras observaciones que describe como de “desconcertante arbitrariedad”. Se refiere específicamente a la forma en que Maciel maneja sus entradas y

salidas de la casa de Roma. De pronto se habla de que está en la enfermería “medio moribundo” y luego se le ve salir de la casa “con el mayor garbo”. X X X Anexo: En este apartado me parece importante incluir dos documentos. El primero, el Documento 134, resulta un buen resumen de lo ocurrido en el periodo 1948-1956. Presumiblemente se trata de una síntesis realizada para la Sagrada Congregación de Religiosos y que muestra lo que ellos sabían hasta entonces respecto a las denuncias contra Maciel. El segundo documento está escrito por un tal Antonio López y se dirige al cardenal Pizardo, secretario del Santo Oficio –Documento 135–, con la finalidad de mostrarle a dicho cardenal de qué manera el padre Maciel “consigue dinero”. Y digo que reviste una importancia especial, ya que hace entrar en los archivos de la citada congregación una información que sólo hasta inicios de 2010 se hizo pública. A saber, las relaciones del padre Maciel con las mujeres y no precisamente sólo para pedirles dinero ni para dirigir su alma hacia el Creador, sino al parecer para ex-


perimentar el baile y un tipo de acompañamiento que incluía dormir con una viuda. Leamos lo siguiente: “El dicho padre Maciel, con el pretexto de que la casa religiosa de su instituto quedaba a quince kilómetros de la capital y que por otra parte él perdería y mermaría tiempo a su apostolado en el caso de que fuera a dormir allá, adoptó la costumbre de quedarse a dormir en México en la casa de la viuda de Fernández que vivía sola en la calle de Pánuco 65. “La señora es de unos cincuenta años pero conserva su elegancia y belleza primitivas sin perder el atractivo femenino. Es además de un temperamento muy alegre y aficionada a bailar. Así pues, se pasaban largos ratos bailando y contaminándose en conversaciones frívolas; luego se retiraban a dormir…” X X X

X X X Al citado documento lo completa un segundo escrito –Documento 172, ACIVSVA-RIII, 27 de abril de 1962– redactado por un antiguo alumno de Comillas y que había sido hasta hacía poco secretario del cardenal Gaetano Cicognani, cuyo hermano Amleto era por ese entonces el secretario de Estado de la Santa Sede. El comillense dice estar al tanto de la historia de los legionarios por las dos situaciones aludidas –exalumno de la universidad de los jesuitas y su función como secretario–. No está firmado y por lo tanto hasta esa altura de la documentación no sabemos su nombre.

Sin embargo, un tercer escrito, esta vez de monseñor Diego Bugallo Pita –que fungía como auditor asesor en la Nunciatura de Madrid–, permite suponer que se trata de monseñor José S. Laboa. Monseñor Laboa afirma que lo vinieron a visitar en su casa de San Sebastián tanto el presidente de los farmacéuticos como el jefe de la policía de la ciudad. Añade que el jefe de la policía le informó que ya desde 1957 el mismo había denunciado al vicario general de la diócesis, monseñor Sodube, en ausencia del obispo que estaba de vacaciones, “graves hechos de la misma índole”. Y que el vicario le prometió informarle a su superior, pero que por circunstancias que ignora, no lo hizo. Nótese la alusión al año de 1957, precisamente cuando se suponía que Marcial Maciel estaba suspendido. Y añade que el farmacéutico puso en sus manos un reporte detallado de los hechos ocurrido en el mes de marzo de 1962. Así como una carta para el cardenal de México, es decir, el arzobispo de Guadalajara, José Garibi Rivera. Y que ambos documentos –170 y 172– quedaron consignados bajo juramento solemne de enviarlos al secretario de la Sagrada Congregación de Religiosos. X X X El texto del exsecretario de G. Cicogniani –junto con el del farmacéutico– estuvo a punto de tener un efecto substancial sobre la carrera de Marcial Maciel, pues es posible constatar que la Sagrada Congregación de Religiosos tenía pensado presentar en la audiencia que debería haberse celebrado el 18 de mayo de 1962 ante el papa Juan XXIII la

Fernando González y Alberto Athié señalan que la profusa documentación que dan a conocer les fue entregada por funcionarios del Vaticano interesados en que se conozca toda la verdad y que se sepa el papel que jugó Juan Pablo II en el encubrimiento de Marcial Maciel.

AP photo / Plinio Lepri

En la selección de esta parte elegimos presentar, entre otros, un texto muy significativo realizado por alguien externo a la institución legionaria. Se trata del informe de Manuel de Castro Pérez, vicepresidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de San Sebastián, España –Documento 170, ACIVSVA-RIII, del 18 de marzo de 1962– que le presenta al obispo de la diócesis citada. Documento que retoma el hilo de dos ya citados en la parte III respecto al asunto de la morfina-dolantina. Comienza con estas significativas palabras: “Con el natural pesar causado por la exposición de malas noticias, por hechos prevenientes o causados por personas de máxi-

ma confianza, y [que] si los silenciásemos no los aliviaríamos, sino al contrario, podrían ser causa de mayores desafueros...” Gongorescas y sabias palabras que de haber sido tomadas en cuenta a su tiempo probablemente habrían prevenido “mayores desafueros”. Sin embargo, las autoridades vaticanas decidieron que lo mejor era tapar y silenciar. Y cuando esto ya no fue posible, se le rindió homenaje a la máxima lentitud, la cual se hizo explícita en las palabras del actual papa Benedicto XVI al señalar que habían operado lentamente porque sólo hasta 2000 comenzaron a tener elementos de juicio para tomar en serio las acusaciones. Este documento abre lo que podríamos considerar como la tercera oportunidad para que las autoridades vaticanas tomaran en sus manos de manera radical el caso del fundador de los Legionarios y de su institución. Pero, de nueva cuenta, Maciel opera astutamente y logra conjurar el peligro in extremis.

Historia del libro

Maciel y Juan Pablo II. Cobijo en el Vaticano

Desde la Santa Sede recientemente se han filtrado varios documentos; las filtraciones le han revelado a la opinión pública algunos casos de corrupción y han mostrado los privilegios del clero. Estos escándalos –que comenzaron en diciembre pasado– hacen evidente que hay una lucha palaciega en la cúpula vaticana. El fenómeno fue bautizado como vatileaks después de las declaraciones del vocero Federico Lombardi, quien acusa de deslealtad a funcionarios de la Iglesia que pasan documentos a los medios italianos “causando daño mediático con


Germán Canseco

RELIGIÓN petición formal de destituirlo al parecer de manera definitiva. Pero Maciel fue rescatado un día antes gracias a la nunciatura de Madrid, y la audiencia se suspendió. X X X En el Documento 171 fechado el 28 de mayo de 1962, encontramos lo siguiente en el apartado B: “Acusaciones graves. Últimamente, durante los días 18 y 23 de marzo de 1962, han ocurrido nuevos hechos graves en la ciudad de San Sebastián, España, donde el padre Maciel ha pernoctado junto con algunos discípulos de su instituto. Tales hechos, que han sido señalados incluso a la policía local, deben ponerse en relación con la afanosa búsqueda de droga efectuada por el padre Maciel y sus condiscípulos en varias farmacias.” La acusación escrita y jurada proviene del doctor Manuel de Castro, que forma parte del Colegio Oficial Farmacéutico de Guipúzcoa. X X X Si hasta ese momento el archivo sólo contenía las denuncias desde el interior de la Legión –las de Federico Domínguez y de Luis Ferreira en las que se habla con toda claridad de drogadicción, pederastia, usos de la confesión y transgresiones al sigilo de la confesión y a la cuenta de conciencia, y otras–, esta vez nos encontramos con el testimonio y la denuncia de alguien que perteneció al circulo rojo de Maciel y que en 1956 había colaborado activamente a mantener el cerco del silencio.

informaciones sin contexto y la revelación de informaciones y secretos internos”. Uno de esos documentos filtrados y publicado por el periódico italiano Il Fatto Quotidiano menciona la posible existencia de un complot para asesinar a Benedicto XVI. Los documentos filtrados a la prensa son reales, e independientemente de su sustento ponen de relieve el agrietamiento del pacto de los grupos conservadores de la curia que consensuaron y en 2005 hicieron Papa a Ratzinger. Ante el decaimiento físico de Benedicto XVI, de 85 años y con una salud cada vez más frágil, las corrientes de poder empiezan a realinearse: en los pasillos vaticanos ya se vive una atmósfera de precónclave y construcción de alianzas con miras sucesorias. Sin embargo, los documentos que consiguieron los autores de La voluntad de no saber tienen un origen diferente: Funcionarios honestos en Roma observaron que

En una carta de renuncia a la Legión decide ajustar cuentas con su fundador. Se trata de Juan José Vaca, quien fue abusado desde diciembre de 1949. Entre otras cosas, escribe una lista que incluye a los 20 jóvenes legionarios, de los cuales a él le consta que “usted [Maciel] cometió los mismos abusos sexuales y de cuyos nombres pongo a Dios por testigo”. Nombres en los que no incluye, entre otros, los de José Barba o de José A. Pérez Olvera. X X X Vaca revela cómo operó Maciel con sus fieles cuando se presentaron los visitadores enviados por la Sagrada Congregación de Religiosos, a finales de 1956: “Llega el mes de septiembre de 1956 y sale a la luz el escándalo de su adicción. Usted teme que se descubran también sus actividades homosexuales y manipula hábilmente nombrándonos asistentes de las comunidades del Colegio de Roma a los que más lo queríamos y mayor fidelidad le habíamos guardado. “[…] Deja a Jorge Bernal como asistente de teólogos, a Alfonso Samaniego, de filósofos, a Cristóforo Fernández y a mí, asistentes de novicios; nos instruye para que no revelemos absolutamente nada negativo de la vida íntima de usted a los visitadores apostólicos.” Escribe Juan José Vaca: “[…] En febrero de 1958 usted es rehabilitado por la Santa Sede. No obstante, continúa nuestra angustia por sus renovados abusos sexuales contra nosotros. […] Cuantas veces nos obligó, no sólo ya a uno

tras las constantes consultas que hacían los legionarios en los archivos, se perdían legajos. La “fuga hormiga” de testimonios y documentos importantes relacionados con la historia de Marcial Maciel fue motivo de preocupación. Así que los responsables de custodiar los archivos tomaron precauciones: los fotocopiaron. Estas personas –cuyos nombres se reservan para su protección– salvaron el expediente y después, poco antes de la apresurada beatificación de Juan Pablo II, decidieron entregárselo a los autores del libro. Fernando González dice: “Siempre encontramos a un puñado de individuos que en diferentes momentos deciden romper el silencio compelidos por un ‘deber de conciencia’ y a una minoría que los escucha y remite sus testimonios a la autoridad competente con la esperanza de que actúen consecuentemente. También algunos, muy pocos, que realizan un minucio-

sino a dos religiosos a intercambiar mutuamente las aberraciones que usted nos hacía”. (Números 22 y 24.) X X X En el inicio de su pontificado Juan Pablo II tenía a la mano un dossier listo para ser analizado y para saber con quién se las tenía que ver si lo quería entronizar, como en efecto hizo años más tarde aduciendo que [Maciel] era un “ejemplo de la juventud”. Más aún, no sólo tenía a su disposición la información si la hubiese requerido, sino que también contaba con varias maneras de elaborarla, eufemizarla o silenciarla. Un ejemplo nítido de esto último lo tenemos en una carta contenida en el Documento 184 ya citado, y en el cual se puede ver cómo fue filtrada la información enviada por monseñor McGann en la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica. De nuevo vamos a observar una neutralización de las acusaciones. Ésta va a ser la tercera vez en que una información comprometedora como pocas será atenuada al máximo por las autoridades vaticanas. Se trata de la carta de Jesús Correl C., del 30 de septiembre de 1979, que tiene el sello de la Congregación Para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica. O

Un grupo de jóvenes que fueron objeto de abusos sexuales de sacerdotes mexicanos buscarán entrevistarse con Benedicto XVI durante la visita que realizará a México. En sus viajes a otros países, el Papa ha escuchado los testimonios de víctimas de clérigos pederastas y ha prometido “orar” por ellas. Pero “nosotros –aclara Joaquín Aguilar, quien dirige en México la Red de Sobrevivientes de Abusos Sexuales de Sacerdotes– no queremos rezos ni muestras de arrepentimiento: sólo exigimos que se haga justicia”.

*Fragmentos del capítulo II (“La sonoridad de algunos silencios. Los documentos secretos, 1944-2002”) de La voluntad de no saber. La redacción del capítulo corrió a cargo de Fernando M. González.

so análisis y develan el escenario e incluso proponen destituir al organizador principal de la impostura”. En cambio, la filtración de documentos que ha ocurrido desde finales de 2011, los vatileaks, apuntan a debilitar al brazo derecho de Benedicto XVI, Tarcisio Bertone, secretario de Estado del Vaticano, y se inscriben en la lógica de la lucha por el poder. Gracias a los documentos ya no secretos y a los testimonios –denuncias de los exlegionarios y de las integrantes de Regnum Christi, la vertiente femenina de la Legión– tenemos una posibilidad casi inédita de acceder a las entrañas de una poderosa congregación religiosa católica y a la cúpula de su Iglesia para observarla no sólo en sus comportamientos pasados sino en tiempo real. O

RODRIGO VERA

U

n grupo integrado por víctimas de sacerdotes pederastas gestiona una reunión privada con el Papa Benedicto XVI para hablar con él durante la visita que realizará a Guanajuato del viernes 23 al lunes 26. Su objetivo es informarle que el episcopado mexicano “protege” y “solapa” sistemáticamente a sus curas pederastas, lo cual afecta a la feligresía y viola los lineamientos del Vaticano. El pasado viernes 16, las víctimas entregaron a la nunciatura apostólica en México su petición de audiencia con Joseph Ratzinger, esperanzadas en que una orden papal logre por fin hacerles “justicia” y “castigar” a los sacerdotes violadores mexicanos que siguen delinquiendo con total impunidad. Joaquín Aguilar, quien encabeza el grupo y dirige en México la Red de Sobrevivientes de Abusos Sexuales de Sacerdotes (SNAP, por sus siglas en inglés), revela a Proceso: “Acabo de entregar personalmente a la nunciatura la solicitud de audiencia con el Papa. Le quitaremos poco tiempo; en media hora podremos exponerle nuestras quejas, pues sabemos que andará muy ocupado.” –¿Considera probable que el Papa los reciba? –Sí, es casi seguro, ya que en sus últimos viajes a varios países ha dialogado con víctimas de abuso sexual. Por lo general las recibe fuera de su agenda formal. Esas reuniones privadas ya se han convertido en la tónica de sus viajes. Quizá las realiza porque intenta lavar la mala imagen que la pederastia le dejó a la Iglesia. “Si hace esto en otros países con mayor razón en México por ser la tierra de Marcial Maciel, que a nivel mundial es considerado el principal exponente del sacerdote pederasta y depredador. Aquí se formó y aquí empezó a crear a los Legionarios de Cristo. Incluso sus restos están

No queremos

“arrepentidos”,

Exconsejero del Instituto Electoral del Estado de México, vaticanólogo y estudioso de las religiones. Joaquín Aguilar. Denuncia

queremos justicia


De cristiano a cristiano (carta de Sicilia al Papa)*

Octavio Gómez

S

antísimo Padre, hermano en Cristo, Benedicto XVI:

Te hablo de tú, porque Cristo nos enseñó a hablarle al Padre y al hermano con ese tú tan familiar, tan íntimo como el del amor trinitario; con ese tú, que en el yo que habla, se convierte en el nosotros de la comunidad. Te hablo de tú, en nombre de ese nosotros, porque sabemos que vienes a México y que llegas en las proximidades de la Semana Santa, esa semana misteriosa y terrible donde el inocente de los inocentes padece la traición, el sufrimiento y la desesperación, esa semana en la que yo, hace un año y al igual que nuestro Padre, tuvo que padecer el doloroso asesinato de su hijo; esa semana en la que desde entonces como poeta e hijo de la Iglesia me uní a la voz de todas las madres, padres, hermanos, hermanas, hijos e hijas, que han padecido ese mismo dolor del Padre que la Iglesia entera volverá a sentir esta próxima Pascua.

en México. Por eso tengo la seguridad de que el Papa nos recibirá. Le serviría para mandar un mensaje de que está dispuesto a limpiar la Iglesia.” –¿Y qué le plantearán al Papa durante la reunión? –En lo personal, no le expondré mi caso, ya que es muy conocido. Eso sería perder el tiempo. Más bien le informaré sobre la grave situación de la pederastia sacerdotal en México, que ha proliferado debido al encubrimiento y a la complicidad de la cúpula eclesiástica. Tan pronto se denuncia un ca-

Por eso, antes de tu llegada a México, he venido en nombre de ese nosotros hasta Roma para decirte, desde nuestro dolor de víctimas, que México vive en el sufrimiento de esa semana desde hace cinco años, un sufrimiento que se extiende por el continente americano como el cuerpo vilipendiado de Cristo. Tenemos, según cifras oficiales, 47 mil 551 asesinados de las formas más horribles y despiadadas –esto quiere decir más de los muertos en Irak en el mismo periodo y casi dos veces más del número de víctimas en Afganistán–, más de 20 mil desaparecidos de los cuales el gobierno no puede dar cuenta de su paradero, más de 250 mil desplazados y de migrantes centroamericanos viviendo en condiciones inhumanas –a los que día con día se agregan decenas de más muertos, de más desaparecidos y desplazados– y 98% de impunidad. Esto quiere decir que si alguien asesina, secuestra o explota a alguien hay sólo 2% de posibilidad –es decir, casi nada– de que se le atrape y se le castigue conforme a la ley. México y Centroamérica, amado Benedicto, son en este momento el cuerpo de Cristo abandonado en el Huerto de Getsemaní y crucificado en medio de dos delincuentes. Un cuerpo, como el de Nuestro Señor, sobre el que ha caído toda la fuerza de la delincuencia, de las omisiones y graves corrupciones del Estado y sus gobiernos, de la prohibición del consumo de drogas en Estados Unidos, de su producción de armas que pasan ilegalmente a nuestro país para armar a los delincuentes, del lavado de dinero que deja cuantiosas sumas, de una Iglesia jerárquica que –con sus excepciones y su mejor rostro, los religiosos– guarda un silencio cómplice, y de un mundo –ese american way of life– que ha reducido todo a la producción, el consumo y el dinero, instrumentalizando a los seres humanos; un cuerpo, como el de nuestro Señor, herido, llagado, vilipendiado, humillado, criminalizado, mezclado con asesinos, vive en la inseguridad, la injusticia y el llanto; un cuerpo que en los miles de rostros que hemos visto en nuestro largo peregrinar por la nación, reuniéndolos, consolándolos y visibilizándolos, en su angustia, en sus palabras de miedo, de coraje y de abandono, pregunta, como Cristo preguntó en Getsemaní y en el Gólgota: ¿Dónde está el Padre? ¿Dónde, después de la Resurrección, están los que representan su amor, los que afirman hablar en su nombre y responder al dolor de Cristo en su pueblo con esa misma esperanza?

so, el obispo teje toda una red de complicidades para proteger a su sacerdote. “Hasta el momento, que yo sepa, ningún sacerdote mexicano ha sido arrestado por abuso sexual, siendo que hay muchos. Claro, eso depende de las autoridades civiles. Pero las eclesiásticas impiden en buena medida que estos abusos lleguen a ser juzgados por aquéllas. Y no sólo eso, la Iglesia incluso emprende un linchamiento social contra nosotros las víctimas. “Mi caso es muy representativo. El

cardenal Norberto Rivera protegió durante años a su párroco Nicolás Aguilar que abusó de mí y de muchos otros niños. Y todavía sigue libre gracias a esa red de complicidades. Llevo 18 años tratando de que se le castigue y no he conseguido absolutamente nada. En la misma situación están las demás víctimas. Lejos de conseguir justicia, somos blanco del escarnio y la humillación. Marcelino Hernández, quien era obispo auxiliar de Rivera Carrera, decía burlonamente que de qué nos quejábamos, si a muchas vícti-

Cuando llegues a México, amado Benedicto, y aunque sabeno reconvienes a nuestra Iglesia para que, como la madre que mos que sabes de este horror, queremos recordarte que detrás del debe ser, tome –como lo han hecho, contra el poder y sus intedecorado mediático y político que como siempre te montarán pareses, quienes han tomado la causa del hombre, del Cristo vilira borrar el cuerpo de Cristo mientras los que dicen representar la pendiado, que es la causa de Dios– la esperanza en la comunión palabra de Dios y los que dicen representar la palabra del pueblo profunda de la resurrección quedará destrozada en el cuerpo lo mantienen secuestrado en el banquillo de los acusados, quiehumillado de Cristo que es hoy México, Centroamérica y todos nes realmente vienen hacia ti son –te lo voy a decir con parte de aquellos que aguardan la respuesta del Padre al mal y la injusticia los versos que María Rivera escribió para describir nuestro dolor– que nos destroza. “los descabezados,/ los mancos,/ los descuartizados,/ a las que Queremos que, a través de ti, que representas el amor del Pales partieron el coxis,/ a los que les aplastaron la cabeza,/ los pedre en Cristo, y no el poder del César, que hace componendas, queñitos que lloran/ entre paredes oscuras,/ […]/ los que duermen nuestra Iglesia responda por el dolor del hijo y la ayudes a ser veren edificios/ de tumbas clandestinas/ […]/ con los ojos vendados,/ daderamente Madre: a responder en los actos, en la encarnación atadas las manos, / baleados entre las sienes./ Vienen los que se de la palabra, lo que algún día la Virgen dijo al más pobre de los perdieron por Tamaulipas, / cuñados, yernos, vecinos,/ la mujer pobres en el monte “Tepeyac” frente a su dolor y su humillación; que violaron entre todos antes de matarla,/ el hombre que inten“¿No estoy yo aquí que soy tu madre?”. tó evitarlo y recibió un balazo/ […]/ los muertos que enterraron en Recordamos, en este sentido, y para terminar, esas palabras una fosa en Taxco,/ los muertos que encontraron en parajes aleque alguna vez escribiste en tu Jesús de Nazareth en relación con jados de Chihuahua,/ los muertos que encontraron esparcidos en la parábola del Buen Samaritano: Esa parábola, escribiste, “nos da parcelas de cultivo,/ los muertos que encontraron tirados en Guaa entender que el agapé [el amor] traspasa todo tipo de orden ponajuato,/ los muertos que encontraron colgados en los puentes,/ lítico con su principio do ut des [‘doy para que des’], superándolos muertos que encontraron sin cabeza en terrenos ejidales,/ los lo y caracterizándolo de modo sobrenatural. Por principio no sólo muertos que encontraron a la orilla de la carretera,/ los muertos va más allá de ese orden, sino que lo transforma al entenderlo en que encontraron en coches abandonados,/ los muertos que ensentido inverso: los últimos serán los primeros (Mt. 19, 30). Y los contraron en San Fernando,/ las piernas, los brazos, las cabezas, humildes heredarán la tierra (Mt. 5, 5). Una cosa está clara: se malos fémures de muertos/ disueltos en tambos/ […]”, los desaparenifiesta una nueva universalidad basada en el hecho de que, en mi cidos, a lo que a nadie importa; vienen también los huérfanos, las interior, ya soy hermano de todo aquel que me encuentro y que neviudas, los que perdimos a nuestros hijos y carecemos de nombre, cesita mi ayuda”. porque es antinatural; vienen los migrantes reducidos a lodo, seEse que te encontrarás en México, amado Benedicto, es el cuestrados, asesinados y enterrados en fosas clandestinas; viecuerpo destrozado de Cristo que pide en sus víctimas la respuesta nen los mil rostros del cuerpo ofendido, martirizado, destrozado, del Padre por encima del orden político y del desorden criminal. irreconocible, inconsolable y olvidado de Cristo. En nombre de ellos, de ese nosotros, de ese cuerpo, he venido Por todo el cuerpo del Cristo sufriente en México a Roma, Benedicto, para pedirte que en tu visita a México lo abraPaz, Fuerza y Gozo ces, antes que a nadie, como el Padre abrazó el cuerpo adolorido y asesinado de Cristo, para que lo lleves en tus brazos y lo conJavier Sicilia sueles; para que nos hagas sentir la respuesta de la resurrección frente a la muerte y el dolor que los criminales, un Estado fracturaCuernavaca, Morelos, 18 de marzo de 2012. do y administrado por gobiernos y partidos corruptos y una Iglesia jerárquica que casi siempre responde por sus intereses políticos, * La carta será entregada por Javier Sicilia, en Roma, a monseñor Mario Tonos han impuesto. so, secretario del Pontificio Consejo Justicia y Paz del Estado Vaticano, el México y Centroamérica somos hoy el cuerpo de Cristo que el 21 de marzo, en vísperas del viaje del Papa Benedicto XVI a México. poder de la delincuencia, del Estado y de las Ratzinger. Ni una disculpa omisiones de gran parte de nuestra jerarquía convirtió en maldición, ese cuerpo desdichado que en sus lágrimas de sangre busca, como Cristo en Getsemaní y en el Gólgota, la respuesta del Padre. Si tú no la das, amado Benedicto, si tú

mas ni siquiera las habían penetrado los sacerdotes.” –¿Quiénes lo acompañarán a la reunión con el Papa? –Por lo pronto, hay otras tres víctimas que irán conmigo. Otras dos están por confirmar. A lo mucho seremos seis en total. No puedo mencionar sus nombres porque quieren mantener el anonimato, por su seguridad y la de sus familias. “Solo puedo decir que todos somos jóvenes; nuestras edades fluctúan entre 25 y 31 años, que son los que yo tengo. Todos

Maria Grazia Piccirella / Procesofoto

RELIGIÓN


sufrimos abuso sexual siendo niños: unos en el Distrito Federal, otros en Puebla o en el Estado de México.” –¿Las otras víctimas relatarán sus testimonios personales al Papa? –No lo sé. Estarán en libertad de exponerle brevemente lo que mejor les convenga. Respecto a mi caso, sólo denunciaré ante el Papa al cardenal Norberto Rivera, para ejemplificar la protección que la jerarquía eclesiástica brinda a los párrocos pederastas. Aguilar comenta que planean viajar a Guanajuato de manera muy discreta, pues temen ser agredidos entre la multitud de católicos que se congregará para ver al Papa y que quizá vea con desagrado sus denuncias contra el episcopado. A la cita acudirán en el mayor sigilo. Añade que sólo esperan la respuesta del nuncio apostólico en México, Christophe Pierre, y su indicación sobre el lugar, día y hora en que los recibirá Benedicto XVI. “Hay algunos lugares idóneos para el encuentro: la catedral de León, alguna oficina de la arquidiócesis o el colegio Miraflores, donde descansará y pernoctará el Papa. No lo sabemos. La nunciatura decidirá”, dice Aguilar. –Sin embargo, el nuncio acaba de adelantar que el Papa ni siquiera tocará el tema de la pederastia… –Eso lo dice para que el espinoso problema pase inadvertido, como hasta el momento ocurre. Pero por respeto a las víctimas el tema tiene que tocarse. Y con mayor razón en el país de Maciel. El mismo Papa lo está abordando abiertamente en sus viajes. Y no sólo eso, también implementa medidas severas para castigar la pederastia sacerdotal. Aguilar se refiere sobre todo a una instrucción que la Congregación para la Doctrina de la Fe emitió en mayo de 2011. En ella se exige a las conferencias episcopales de cada país denunciar a sus sacerdotes pederastas ante las autoridades judiciales y, además, que les impidan ejercer su ministerio. La instrucción dice textualmente: “El abuso sexual de menores no es sólo delito canónico, es también un crimen perseguido por la autoridad civil. Si bien las relaciones con la autoridad civil difieren en los diversos países, es importante cooperar en el ámbito de las respectivas competencias.” El documento exige que “los miembros del clero sospechosos de pedofilia comparezcan ante las autoridades civiles competentes, siguiendo siempre las prescripciones de las leyes civiles”. Luego de recordar que Benedicto XVI también endureció las penas canónicas contra los pederastas, el documento instruye a los episcopados nacionales para que incorporen estos lineamientos en sus respectivas directrices internas.

Miguel Dimayuga

R E LIGIÓN

Aguilar. Justicia y reivindicación

Y agrega: “Al encubrir a sus sacerdotes delincuentes, el episcopado mexicano desacata las mismas instrucciones del Vaticano. Este punto se lo quiero dejar muy claro al Papa”. –¿Será el punto central del encuentro? –Sí. Le diré que aquí no se cumplen sus ordenamientos y que las víctimas seguimos pidiendo justicia.

Impunidad De víctima, Aguilar pasó a ser un activo luchador social enfocado en combatir los abusos sexuales perpetrados por clérigos. En 1994, siendo un monaguillo de 13 años de edad en una parroquia del Distrito Federal, el sacerdote Nicolás Aguilar abusó de él. Sus padres pusieron una demanda por abuso sexual ante el Ministerio Público y también acudieron a instancias de la arquidiócesis de México para que se castigara al violador. No lograron nada. Con el tiempo empezaron a documentarse las alrededor de 86 violaciones contra niños cometidas por el padre Nicolás. Pero sobre todo la protección que le brindó Norberto Rivera desde mediados de los ochenta, cuando éste era obispo de Tehuacán y el violador un párroco adscrito a su diócesis. Tan pronto se descubrían sus abusos sexuales, al padre Nicolás simplemente se le cambiaba de parroquia o de diócesis: de Tehuacán pasó a la arquidiócesis de Los Ángeles, California, donde violó a 26 niños y logró escapar de la policía estadunidense; luego llegó prófugo a la arquidiócesis de México para volver a delinquir; después regresó a la diócesis de Tehuacán, donde se supone que radica actualmente (Proceso 1514). En su prolongada lucha por conseguir

justicia, Joaquín estudió la carrera de derecho y se hizo miembro activo de la organización internacional SNAP. En septiembre de 2006 demandó a Rivera Carrera por “encubrimiento” y “negligencia” ante la Corte de Los Ángeles. La demanda causó revuelo en México porque nunca antes la justicia estadunidense había puesto en el banquillo de los acusados a un prelado mexicano. El litigio aún continúa en una corte federal de Estados Unidos. Actualmente, el joven Aguilar es el director de SNAP–México y está enfrascado en defender los derechos de las víctimas. Comenta sobre su trabajo: “En los cinco años que llevo al frente de SNAP-México he logrado documentar ampliamente más de 130 casos de abusos sexuales cometidos por sacerdotes mexicanos contra menores de edad, sin contar los del padre Nicolás. Por fortuna, a muchos de esos niños los estamos enviando a terapia psicológica, dentro de la red de organizaciones humanitarias que hay en el país.” –¿Usted supone que el Papa ayudará a resolver este problema? –¡Claro! Si es que realmente está dispuesto a hacerlo. Él es el jefe máximo de la Iglesia católica. Está muy por encima del cardenal Rivera Carrera y de los demás obispos y arzobispos solapadores. Tiene el poder para sancionarlos y meterlos en cintura. –Algunos consideran, sin embargo, que Benedicto XVI solapa esos abusos. –Sí, lo sé. Y por ese motivo hay contra él una demanda en la Corte Internacional de la Haya. Pero también es cierto que está obligado a resolver el problema, pues de lo contrario los fieles le perderán la confianza a la institución eclesiástica. Por lo pronto, el Papa se está acercando a las víctimas… Y eso debemos aprovecharlo.


PO L Í TI CA / PA N

Demanda en España

contra El Yunque LVARO DELGADO

L

uego de cuatro décadas de operación secreta en España, donde ha infiltrado a partidos políticos, organizaciones no gubernamentales, universidades, colegios, mes de comunicación y hasta la faia real –con el aval de la Iglesia ólica–, la organización ultraderesta El Yunque ha sido puesta al scubierto y, en un hecho insólito, sido demandada ante los tribunaespañoles con dos objetivos: que identifique a sus integrantes y se dene su disolución. Como en México, donde se fundó ace 60 años, El Yunque afilia y adocina adolescentes y niños clandestiamente para crear “una aristocraa del espíritu que debe conducir gobernar a España según los dicdos evangélicos”, sólo que en ese aís la Constitución prohíbe, en su rtículo 22.5, “las asociaciones secretas y de carácter paramilitar”. Justamente el carácter secreto y paramilitar de El Yunque es el fundamento de la demanda que, el martes 28 de febrero, presentó el abogado madrileño Pedro Leblic Amorós, quien identifica a cinco organismos civiles como fachadas de la organización ultraderechista y a sus directivos como líderes prominentes. “Demostraremos la existencia de una organización secreta que

se denomina El Yunque, y las conexiones de miembros de dicha organización con distintas asociaciones civiles, que actúan con velo de legalidad, para influir, crear opinión, inducir en las conciencias y manipular a la sociedad española”, expone la demanda, de la que Proceso posee copia. Se trata de HazteOir (HO), encabezada por Ignacio Arsuaga Rato; Profesionales por la Ética, que preside Jaime Urcelay Alonso; el Instituto de Política Familiar, representada por Eduardo Hertfelder de Aldecoa; A Contracorriente, liderado por Leonor Tamayo, y la Organización del Bien Común, de Liberto Senderos Oliva. “Demostraremos que las asociaciones y particulares hoy demandados pertenecen al grupo de las asociaciones prohibidas, teniendo el demandante la convicción de que el buen fin de esta demanda evitará que pasen a ser delictivas”, puntualiza Leblic Amorós, quien ha definido a El Yunque como “el nuevo nazismo”. De hecho, la Organización del Bien Común se inscribió en el Registro de Asociaciones del Ministerio del Interior hace apenas un año, el 12 de abril de 2011, según el acta 597343, y su directiva está integrada, además de Senderos, por Arsuaga, Urcelay y Hertfender por una sola razón: porque ese organismo es realmente El Yunque. Aunque los cinco niegan ser juramentados, fue el cardenal Antonio Cañizares, exarzobispo de Toledo y prefecto de la Congregación del Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos de la Curia Romana, el que hizo esta revelación pública en una declaración al diario El País. “Ya no se llaman El Yunque, ahora se llaman Asociación del Bien Común y creo

Tras el ascenso al poder del Partido Popular, uno de sus nidos, la organización secreta El Yunque fue demandada en España por el abogado madrileño Pedro Leblic, quien la acusa de violar la Constitución. Activistas conservadores y católicos rastrearon las actividades encubiertas de la secta de origen mexicano en el PP, la familia real, varios medios de comunicación, colegios privados y asociaciones ligadas a la Iglesia, y sostienen que los yunquistas adoctrinan a niños y jóvenes sin el consentimiento de sus padres, les inculcan una ideología militarista y promueven la “mentira permanente”. que están prestando grandes servicios a la sociedad. No hay problema con ellos, por sus hechos se les conocerá. Se lo digo sinceramente: esos padres de alumnos pueden estar tranquilos”, aseguró. Sin embargo, un estudio denominado Análisis del asociacionismo de los laicos cristianos españoles y la intromisión del Yunque, elaborado con base en 24 testimonios, cuatro de ellos de exmiembros de la organización secreta, ha alarmado a los padres de familia por los métodos y objetivos de El Yunque, cuya estructura es comparada con la de ETA. El informe, que está integrado a la demanda de Leblic Amorós, fue elaborado por el filósofo católico Eduardo López Luengos y le fue entregado desde 2010 al presidente de la Conferencia Episcopal Española, Antonio Rouco Varela, quien ha guardado un silencio que ha sido interpretado como aval a El Yunque, pese a que el derecho canónico prohíbe también las organizaciones secretas.

Al descubierto La demanda contra El Yunque en España se presentó un mes antes de la visita de Benedicto XVI a México, donde nació esa organización clandestina en 1953. El Papa únicamente estará en Guanajuato, el estado emblema de la organización ultraderechista que controla el Partido Acción Nacional (PAN). Aunque El Yunque se fundó en Puebla, y pese a que actualmente gobierna también Jalisco y Morelos, Guanajuato es más que simbólico: ha tenido ya tres gobernadores –Ramón Martín Huerta, Juan Carlos Romero Hicks y Juan Manuel Oliva– y

en territorio guanajuatense –el Cerro del Cubilete– se ubica el monumento a Cristo Rey, donde Joseph Ratzinger oficiará una misa multitudinaria a la que han sido invitados los candidatos presidenciales. A las faldas del Cerro del Cubilete fueron asesinados, en 1975, dos jóvenes militantes de El Yunque que son considerados mártires, igual que el fundador, Ramón Plata Moreno, ejecutado a balazos cuatro años después. Esos crímenes no han sido esclarecidos por las autoridades. Justamente en esa década la semilla de El Yunque se sembró en España a través de la congregación católica Cruzados de Cristo Rey y el jefe en ese país, Miguel Ángel López Zabaleta, respaldados económicamente por la familia Ruiz-Mateos. Desde entonces ha creado o infiltrado organismos como los demandados para incidir en la vida política y social, pero lo que cimbró a la sociedad española son los métodos de reclutamiento, adiestramiento y “lavado de cerebro” de menores de edad sin el consentimiento de sus padres. Los principales impugnadores de El Yunque, y que han investigado su penetración, son ciudadanos católicos y opositores a las políticas de José Luis Rodríguez Zapatero, el exjefe del gobierno derrotado por el Partido Popular (PP). Uno es el profesor Alejandro Campoy Ousset, quien el 12 de junio de 2006 colocó sobre el escaño de Rodríguez Zapatero una foto de Miguel Ángel Blanco, el concejal del PP asesinado por ETA en 1997, y sobre ella dos rosas blancas manchadas de tinta roja que simulaba la sangre de las víctimas del terrorismo. Campoy Ousset fue también el primer padre de familia que objetó la educación

para la ciudadanía y los derechos humanos, asignatura implantada en primaria y secundaria por el gobierno de Zapatero que causó el repudio de quienes consideraron que con ella el Estado asume la educación moral de los individuos y arrebata a los padres el derecho a decidir lo mejor para sus hijos. Otro es el profesor de filosofía Eduardo López Luengos, vicepresidente de Educación y Persona –organización provida que también se opone a educación para la ciudadanía– y quien elaboró el documento sobre la presencia de El Yunque en España. Campoy fue el primero en abordar abiertamente la operación de El Yunque en España. Lo hizo en noviembre de 2009, cuando era todavía portavoz de HO, fundada en 2001 por Urcelay Rato. Desde entonces ha emergido mucha información, una parte de la cual han publicado numerosos medios españoles, como El País y El Confidencial. “En el invierno de 2006 un sacerdote amigo mío me informó de la existencia de El Yunque, de sus principales miembros en España y de su forma de funcio-

Hazteoir. Una

as

de sus fachad


PO L Í TI CA / PA N

Marco Antonio Cruz

En México,

intocado

Paredes. Ignorado

ÁLVARO DELGADO

E

l panista Luis Paredes Moctezuma presentó, en enero de 2010, una denuncia penal ante la PGR por los delitos de traición a la patria, sedición, terrorismo, sabotaje y conspiración cometidos presuntamente por integrantes de El Yunque, la organización secreta en la que militó durante más de tres décadas. Sin embargo, dos años después, la denuncia que exigía investigar las acciones “criminales” que equiparan a El Yunque con “un cártel que se ha apropiado del Partido Acción Nacional (PAN)” no ha procedido, debido a que –afirma Paredes– no existe voluntad del gobierno de Felipe Calderón.

namiento”, cuenta Campoy, quien ingresó a HO en 2004, tras los atentados terroristas del 11 de marzo. “Lo que me contó ese sacerdote sobre El Yunque me dejó completamente sorprendido. Me parecía increíble que pudiera existir algo así en España en pleno siglo XXI. En ese momento no sabía muy bien qué hacer”, dice, por lo que decidió consultar al entonces arzobispo de Toledo, el cardenal Cañizares.

El denunciante, quien buscó contender por la candidatura presidencial del PAN, informa que ratificó la denuncia y la agente del Ministerio Público encargada del caso, Aurora Cabañas, comenzó a integrar la averiguación previa AP/PGR/PUE/PUEIII/287/2010, pero repentinamente se frenaron las indagatorias. “No ha procedido, porque no quieren que proceda”, sentencia el autor del libro Los secretos de El Yunque, en el que narra su militancia en esa organización, a la que denunció dos años antes de que grupos de aquel país lo hicieran en España. Pese a que operadores de Calderón aseguraban que combatirían a esta organización clandestina, al final el presidente no quiso: “Le faltó visión, valentía, y pensó que su poder era eterno. Llegamos al final

Elogios de un cardenal En entrevista por escrito con el reportero, Campoy revela: “(Cañizares) me confirmó la existencia de dicha organización, pero al mismo tiempo me aseguró que no había ningún problema, que lo que se estaba haciendo era muy necesario en España en aquella coyuntura y que debía seguir colaborando con ellos. Debo destacar que esto mismo es lo que luego el cardenal declaró al periodista

y El Yunque ha hecho pomada a Calderón. Se quedó con el control del partido, como lo anticipé en 2007, cuando la mayoría de los medios zalameramente decían que el Consejo Nacional era calderonista”. En su denuncia menciona a los expresidentes del PAN Luis Felipe Bravo Mena, Manuel Espino Barrientos y César Nava Vázquez. Tres de las ocho personas denunciadas por las acciones “que han venido realizando metódica, organizada y persistentemente en contra del Estado mexicano y que ponen en riesgo la gobernabilidad, soberanía y seguridad de la nación”, no tienen militancia formal en el PAN pero integran el mando supremo de El Yunque: Bernardo Ardavín Migoni, jefe general de la organización desde 1995 en México, Guatemala, El Salvador, Nicaragua, Costa Rica, Colombia, Venezuela, Chile, Argentina, Uruguay, Brasil, Estados Unidos, España, Francia y Filipinas; José Antonio Quintana Fernández, jefe general emérito, y Guillermo Velasco Arzac, jefe en México. Los otros, miembros también del mando nacional, son: Fernando Guzmán Pérez-Peláez, jefe en la región occidente que incluye Jalisco, Colima y Nayarit; Gerardo Mosqueda Martínez, jefe en El Bajío, con mando en Guanajuato y Aguascalientes, y Alfredo Botello Montes, jefe en Querétaro e Hidalgo. Guzmán y Mosqueda fueron secretarios de Gobierno de Jalisco y Guanajuato, respectivamente, y el primero es ya candidato del PAN a gobernador, mientras que Botello Montes fue hasta hace poco secretario de Acción de Gobierno del CEN del PAN, que presidió Nava. Paredes Moctezuma identificó en su denuncia, también, a periodistas de El Yunque, como Enrique Aranda Pedroza, Herminio Rebollo Pinal, Aurelio Bueno, Víctor Manuel Sánchez Steinpreis, Cosme Haces, Paz Fernández Cueto, José Antonio Pérez Stuart, José de Jesús Castellanos, Jesús Manuel Hernández y Germán Benítez… O

José Luis Barbería, de El País. Es exactamente lo mismo que me dijo a mí cinco años antes”. Aunque tomó la decisión de continuar en HO todavía tres años más, Campoy fue recibiendo información sobre El Yunque y supo que el organismo civil en que participaba era en realidad fachada de la organización secreta. “Por una parte iba conociendo a personas que habían estado dentro del Yunque, y el volumen de información que me

llegaba era cada vez mayor. Pero al mismo tiempo recibía, una y otra vez, la negativa de mis compañeros de HO, insistiendo en que todo eran calumnias y bulos. Aquello era como para volverse loco, ese estado de cosas te vuelve esquizofrénico y paranoico por completo.” Cuando decidió abandonar HO a causa de los conflictos generados por este organismo con el Foro Español de la Familia luego de la mayor manifestación antiaborto en la historia de España, en 2009, “se comenzó a decir que me habían lavado el cerebro, que me habían engañado, que yo era poco menos que un tonto y un crédulo, y luego que era un traidor y un miserable”. Muchos de sus antiguos compañeros de HO creyeron esa versión, por lo que Campoy decidió publicar en su blog lo que sabía sobre El Yunque, “para demostrar que ni era un tonto crédulo ni un miserable traidor, pero esa investigación se vio interrumpida por otros motivos que no vienen al caso”. –¿Por qué El Yunque es inaceptable para la Iglesia y para los católicos? –Tanto por sus fines como por sus métodos. La discrepancia en torno a los fines entra dentro del ámbito doctrinal, y no soy la persona más adecuada para debatir sobre esto, pero básicamente tiene que ver con el concepto que se tiene del “reinado de Jesucristo”. La Iglesia no entiende ese “reinado” como un reinado político, mientras que El Yunque sí lo hace. Pero las discrepancias más graves proceden del ámbito de los métodos. Explica: “En primer lugar, el juramento de secreto, o si prefiere, de reserva, como lo llaman ellos: esto está condenado expresamente en el actual Código de Derecho Canónico, además de estar prohibido en España por la propia Constitución. Ese secreto les obliga permanentemente a mentir, como ha sido mi caso, a sus propios colaboradores. “Le aseguro que yo personalmente he pagado un precio bastante alto por ese estado de engaño permanente, y como yo hay cientos de personas que han visto quebrarse no sólo sus convicciones sino, en los casos más extremos, su propio equilibrio personal. Y esto es de todo punto inaceptable. No parece que la Iglesia termine de ser consciente del todo de esos otros ‘frutos’ que la acción de El Yunque está produciendo, mientras se queda en lo que ellos intentan hacer pasar por sus ‘abundantes frutos’, relacionados todos ellos con el tipo de presencia pública que han logrado alcanzar.” Añade: “En segundo lugar, y esto es muy grave, la captación de nuevos miembros se orienta a menores de edad y con el desconocimiento de sus padres. En una ocasión, uno de los principales protagonistas de la campaña de objeción de conciencia a la asignatura educación para la ciudadanía manifestó en privado a otra persona que ellos captaban a adolescentes porque a esa

edad ‘aún no tenían formada su conciencia moral’. ¡Pero si esa era la misma razón por la que estábamos objetando a esa asignatura, porque intentaba formar la conciencia moral de nuestros hijos! ¡Y los propios líderes del movimiento de objeción estaban realizando lo mismo, con el agravante de hacerlo a escondidas y en secreto!”. Resume: “Todo esto es insoportable para un católico y para la propia Iglesia, pero también no todos los líderes del movimiento de objeción eran de El Yunque. Yo fui el primer padre en presentar mi objeción de conciencia a la asignatura en toda España y jamás he tenido nada que ver con ellos, salvo en lo que me han utilizado. Pues bien, hay mil veces más motivos para objetarles a ellos mismos”.

Apoyo desde México Estos mecanismos de El Yunque son documentados pormenorizadamente en el estudio que elaboró López Luengos, también exintegrante de HO, en el que además describe el carácter paramilitar y mesiánico de la organización secreta y su presencia en España. En la demanda se cita recurrentemente el informe de López Luengos, quien describe el juramento de iniciación, que es explícitamente militar, igual al que se realiza en México: “Acepto integrarme en El Yunque como actividad primordial de mi vida. Juro guardar la más absoluta reserva sobre la existencia de la organización, sus integrantes, acciones y estrategias. Juro como caballero cristiano defender, aun a costa de mi vida, este instrumento que Dios nos ha dado para instaurar su reinado en la Tierra.” Se enumeran también otras características paramilitares de El Yunque, como “funcionamiento en células estancas (como la ETA)”, prácticas de defensa personal, “dispuestos a derramar la sangre por los fines y la organización”, carácter de monje-soldado, “somos una milicia”, “casta de elegidos, como los cruzados o los cristeros”, “saludo similar al saludo nazi” y pretensión de “conducir y gobernar España”. Sobre la presencia territorial de la organización, López Luengos apunta: “Aunque sólo conocemos la existencia de miembros de El Yunque en Madrid, Barcelona, Valladolid, Salamanca, Valencia, Toledo y Sevilla, su acción –a través de internet– afecta a muchas personas de toda España: las plataformas que han creado usando el internet y el correo electrónico están dirigidas por la gente de todas las provincias españolas y han dado charlas por toda España. Por lo tanto no es correcto decir que su trabajo se limita a esas diócesis o que el problema sólo afecte a las mismas”. En su investigación, López Luengos dice de los yunquistas: “Arraigaron en varios ambientes, pero tuvieron buen asiento en

ambientes franquistas y afines a la Falange o a los carlistas. Desde su inicio en España la vinculación y dependencia de El Yunque español con el mexicano ha seguido siendo estrecha (también económicamente) y sirve de modelo para los españoles. De vez en cuando aquéllos visitan a éstos para estimular sobre todo a los jóvenes”. El documento habla de cómo se han introducido en los medios de comunicación, como Intereconomía, La Gaceta, TeleMadrid y La Razón, pero la demanda es categórica: “En el grupo Intereconomía, nos consta, trabajan infiltrados miembros de El Yunque, tales como Luis Lozada Pescador (presentador telediario de la noche) y Marcial Cuquerella Gamboa (director general de Intereconomía Televisión)”. El estudio identifica su presencia en el ámbito educativo: “En muchas facultades de la Universidad Complutense y de la Universidad Autónoma de Madrid, así como en otras universidades españolas existen centros de El Yunque que, además de las acciones políticas, se proponen como uno de sus objetivos prioritarios la afiliación de nuevos candidatos”. López Luengos recoge versiones de integrantes de El Yunque sobre la presencia de los suyos en partidos políticos como el PP y agrupaciones como la Comunión Tradicionalista Carlista, Testimonio 2000, Alfil, Corporación Universitaria, Asociación Robert Schuman y Montañeros de San Ignacio, así como movimientos eclesiales y órganos diocesanos. El Yunque ha intentado también infiltrarse en Jóvenes por el Reino de Cristo y en los Círculos de San Rafael, del Opus Dei, en Comunión y Liberación, y en Schoenstatt. Aunque el informe y la demanda no contienen este dato, el periodista José Luis Lobo, de El Confidencial, establece que las conexiones de El Yunque llegan hasta la familia real: una de las empleadas fantasma que Iñaki Urdangarín, yerno de los reyes, contrató en la Inmobiliaria Aizoonm S.L., propiedad del duque de Palma y su esposa, la infanta Cristina de Borbón, para defraudar a Hacienda, es Olga Cuquerella Gamboa. Ella es hermana del director de Intereconomía Televisión y esposa de Álvaro Zulueta, tesorero de HO, quien estudió en el seminario de Puebla de los Cruzados de Cristo Rey a principios de los noventa y del que Proceso posee fotografías. López Luengos asegura en su estudio que Rouco ha pedido a los miembros de El Yunque “que no actuaran en secreto, pero no han obedecido hasta ahora”. Añade: “En la organización hay un encargado de ‘estrategia eclesiástica’ que controla la información relativa a los obispos y los criterios a seguir con los obispos para lograr su apoyo directo o indirecto en las acciones de la organización (siempre a través de sus ‘etiquetas’)”. Campoy dice que, en efecto, él tiene


conocimiento de que fue por Rouco que El Yunque se inscribió en la Organización del Bien Común como una manera de “regularizarse”, pero eso no quiere decir que desaparezca: “Lo que es evidente es que nadie que no sean ellos mismos, si alguna vez salen a la luz como lo que son, puede dejar zanjada la cuestión. Pero ellos no parece que lo vayan a hacer jamás. Otra cosa será que esto suceda a través de algún proceso judicial.” –¿Existen condiciones para que la demanda contra El Yunque presentada por el abogado Pedro Leblic proceda y se ordene su disolución? –Me gustaría ver cómo la autoridad judicial se las arregla para ordenar la disolución de algo que no existe. Sería curioso de ver, sin duda. Podría ordenar la disolución de Bien Común, pero a fin de cuentas esto no es más que una carcasa vacía, una ficción de legalidad. “Sobre la demanda de Pedro Leblic, yo no soy abogado, pero desde mi ignorancia no me ha parecido que tenga muchos visos de prosperar. Como siempre, entrará en la lotería que supone ver en manos de qué juez cae el asunto.” Campoy dice que los miembros de El Yunque no son tontos y saben persuadir a jerarcas de la Iglesia católica, como Cañizares. “Debe haber dos o tres obispos españoles en una situación semejante, pero son obispos a los que El Yunque ha trabajado muy bien y ante los que se han presentado poco menos que como víctimas y mártires de insidias incalificables, rodeándose así de un aura de bondad i da. “P oría de cuenesean tes, si de haa soción, enta me. tido ya lo oes o, a -

os de El Yunque g han dejado de serlo.” O

Eduardo Miranda

PO L Í TI CA / PA N

Ruptura ética en el PAN ÁLVARO DELGADO

J

osefina Vázquez Mota inicia la búsqueda de la Presidencia de la República no sólo con un severo revés en su toma de protesta en el estadio Azul, un escrutinio que califica de “guerra sucia” y con el Partido Acción Nacional (PAN) inmerso en conflictos internos –nuevos y acumulados– por imposiciones de candidatos, ajustes de cuentas entre facciones y uso de diversas prácticas fraudulentas en los procesos internos. Al margen del desenlace de las 47 impugnaciones a las elecciones internas recientes, que la Comisión Nacional de Elecciones (CNE) debe resolver antes del jueves 22, el PAN acumula también un récord: Es el partido que más viola los derechos de sus militantes comparado con el Revolucionario Institucional (PRI) y el de la Revolución Democrática (PRD). Las cifras de los juicios que militantes de los tres partidos han promovido ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF),

acumula derón, s priistas plicaron nistas su La m tección de los m el derech de elección de candidatos, 9% actuación de dirigencias, casi 8% de elección de dirigencias y el resto por otros temas. La mitad de los juicios fue declarada fundada por los magistrados. “Es espeluznante. ¡Espeluznante!”, exclama, con asombro y preocupación, Juan José Rodríguez Prats al ver la cifra, en cuyos detalles busca una explicación, más allá de la conflictividad interna. “En primer lugar, somos el partido en el poder; en segundo, hay una cultura legalista en el PAN, y ahora las contiendas son reñidas, porque hay posibilidades de triunfo”, explica el exdiputado, aunque también advierte que, tras la elección que ganó Vázquez Mota, “se están cobrando facturas”. –¿Cómo se están cobrando? –Dejó herido el proceso interno. Había salido tan bien que el 5 de febrero fue inmenso el júbilo, pero después de eso ha habido golpes y es ahí donde debe estar la ope-

ración principal de la dirigencia del partido. A eso atribuye no sólo la manera como se otorgaron las candidaturas plurinominales a diputados y senadores del Comité Ejecutivo Nacional (CEN), sino las irregularidades que se cometieron en las elecciones de senadores y diputados, el domingo 19 de febrero. “Debemos recuperar ese sentimiento de que somos correligionarios y que el enemigo está afuera. Eso se dice mucho en los discursos, pero tiene que reflejarse. En todos los estados hay ganadores y perdedores. Si vamos a una campaña presidencial tiene que haber ese esfuerzo.” –¿Borrón y cuenta nueva? –No, yo diría: Levantar la mira. Tener generosidad y una palabra que, en política, hemos olvidado: bondad.

Impunidad, no: Zermeño La cifra de más de 40 mil juicios por violación a los derechos de los militantes también sacude a Jorge Zermeño, exembajador de México en España, quien la atribuye a los costos de la democracia que niegan otros partidos. “El PAN es el más democrático, elige a sus dirigentes y candidatos con procesos en los que participan quienes tienen derecho”, se ufana.

Con vista a las elecciones de julio próximo, las acusaciones de fraudes, manipulación y compra de votos, acarreos y triquiñuelas sacuden a la estructura panista, que no acierta a resolver de manera democrática sus procesos internos. Incluso el presidente Felipe Calderón y su esposa han intervenido de manera directa en el PAN, ya sea para imponer a sus presidentes o para favorecer candidaturas de sus favoritos o amigos. Sólo que, en su caso, ocurrió exactamente lo contrario: precandidato a senador por Coahuila, Zermeño fue víctima de un fraude electoral del grupo que encabeza el senador Guillermo Anaya –compadre de Calderón–, quien logró hacer ganar a su amigo Luis Fernando Salazar, exdelegado en Coahuila de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol). –¿Esperaba que hubiera estas prácticas? –No, por supuesto que yo no esperaba que en esta elección hubiera manipulación de electores, compra de votos y acarreo, entrega de despensas, incluso hasta amenazas a las personas para que, si no votaban por determinado candidato, pudieran dizque perder algún programa de gobierno. Senador de mayoría en 2000, presidente de la Cámara de Diputados cuando Calderón tomó posesión y exalcalde de Torreón, Zermeño exige la nulidad de la elección. Pese a los vicios en su elección y de las otras 47 elecciones internas impugnadas, el panista niega que haya una ruptura de carácter ético en el PAN, porque sigue siendo, dice, un partido sólido. “Lo que hay son personas que se han equivocado y que están actuando al margen de la mística, de los valores y de los estatutos del partido. Eso no lo puede permitir el PAN, no puede cerrar los ojos y decir que aquí no pasa nada”. Panista desde 1968, consejero nacional vitalicio y varias veces miembro del CEN, aclara que la dirigencia nacional debe resolver los conflictos por elecciones viciadas y candidaturas cuestionadas, como la del alcalde Fernando Larrazábal, para fortalecer la candidatura de Vázquez Mota. –¿Un arreglo político es borrón y cuenta nueva? –No, no, no. El PAN tiene que corregir lo que tenga que corregir, pero esa es una tarea del PAN. El PAN tiene que corregirse donde se hayan dado irregularidades, no tiene que tenerle miedo a la corrección, porque eso va a fortalecer la participación de los miembros activos y adherentes del PAN. Le dará credibilidad a la militancia

saber que no puede haber impunidad en quienes actúen indebidamente. El caso de Chihuahua es ejemplar: En 2009 hubo un fraude, en el que votaron muertos en Batopilas, donde nació Manuel Gómez Morín, y ahora se repitieron, como en Veracruz y Coahuila. “No puedes permitir que si se dan irregularidades graves voltearse para otro lado y decir aquí no pasó nada, y en aras de la unidad olvídense y que las cosas se queden como están”. Insiste, vehemente: “¡No se les puede


Zermeño. Víctima

echar tierra a estos asuntos, porque el día de mañana se van a agravar! ¡El PAN tiene que sentar un precedente de que estas prácticas no pueden permitírsele a nadie, sea quien sea, llámese como se llame!”. –¿Ha platicado con Calderón sobre lo que pasó? –De esto muy poco y de manera muy rápida, por lo mismo: Él no interviene en esto. –Anaya, uno de los orquestadores, es compadre de él. –Por eso, más allá de compadrazgos yo lo conozco desde muy joven, conocí a su padre, con el que tuve el privilegio de compartir mis primeros años en el PAN. A él le preocupa el PAN, me consta el respeto que tiene por el partido.

Los saldos de Calderón Pero contrario a lo que aduce Zermeño, cuya impugnación ante el TEPJF está latente –como en la mayoría de las impugnaciones–, son numerosos los señalamientos y evidencias del intervencionismo de Calderón en el PAN, incluidas las imposiciones en la presidencia de Germán Martínez y César Nava. Uno de los argumentos de Martínez para presidir el PAN, en 2007, fue que Manuel Espino, entonces presidente, alentaba los conflictos, porque en los primeros nueve meses de gobierno de Calderón se habían promovido ante el TEPJF un total de 884 juicios, mientras que los perredistas sólo habían presentado 206 y los priistas 96. “Somos el partido con más conflictos en el Tribunal Electoral. ¡Y esto se tiene que acabar!”, exclamó en el registro de su candidatura única, en la que acusó que el CEN era el que los provocaba. “No podemos aspirar a seguir gobernando el país cuando dejamos de gobernarnos a nosotros mismos”. Sin embargo, en la gestión de Martínez, que dejó inconclusa ante el fracaso en la elección de 2009 –cuyo periodo com-

pletó Nava–, fue cuando se disparó la violación a los derechos de los militantes del PAN: acumuló más de 10 mil juicios ante el TEPJF en ese periodo. Y ya con Gustavo Madero, quien asumió la presidencia del PAN en diciembre de 2010, siguió la tendencia a la alza en las violaciones a los derechos de los militantes: sólo durante su primer año, de enero a diciembre de 2011, los juicios por violación de derechos sumaron 26 mil 375, mientras que el PRI sólo registró 191 y el PRD 120. Madero, cuya gestión ha sido puesta en entredicho por impulsar candidaturas como la de Larrazabal y por sus nexos con Juan José Rojas Cardona, El zar de los casinos, llegó al cargo impulsado por Margarita Zavala, que interviene en el PAN, igual que su marido. La más reciente influencia en el PAN, en su carácter de “primera dama”, fue para hacer ganar la candidatura al Senado a la diputada federal Rosa María de la Garza Ramírez, quien mediante un juicio ya se llama oficialmente Rosi Orozco, quien respaldó la precandidatura de Ernesto Cordero. La esposa de Alejandro Lucas Orozco, director del Instituto Nacional para los Adultos Mayores –con quien dirige la secta Casa sobre la Roca–, recibió todo el apoyo de Zavala y, a través de llamadas que ella misma hacía y mediante su teléfono BlackBerry, ordenaba no votar por Carlos Flores, quien apoyó a Vázquez Mota. De hecho, en la sesión del Consejo Nacional, el sábado 25 de febrero, se produjo un desaguisado entre ambos, debido a que él pasó a su lado sin saludarla. La mujer de Calderón montó en cólera y le gritoneó. “Te respeto como persona, pero no mereces tu investidura”, le devolvió Flores ante decenas de estupefactos consejeros, mientras que Zavala se ofuscó y, según testigos, le gritó que era “poco hombre”. Gustavo Graf

Benjamín Flores

POL Í TI CA / PAN

Madero. Recomendado

Orozco desplegó una amplia campaña propagandística que incluyó la contratación de numerosos espectaculares, pese a que la convocatoria los prohibía. Flores pretendió impugnar, pero en la casa de campaña de Vázquez Mota lo frenaron. Así, mientras se resuelven las impugnaciones a los procesos internos, como el de Veracruz –cuya Comisión Estatal de Elecciones acreditó hasta 154 irregularidades, como “embarazo” de urnas, boletas clonadas, compra de votos, destrucción de actas de cómputo y sustitución de funcionarios de casilla o impedimento para hacer su trabajo–, este domingo 18 se realizarán elecciones en el Distrito Federal.

Patinazos Vázquez Mota, quien no aceptó la renuncia de Roberto Gil Zuarth como coordinador de su campaña, redujo a “un error de logística” el desdén de los panistas, incluidos agremiados a organizaciones como la expriista Unión General de Obreros y Campesinos de México (UGOCM) “Jacinto López”; el Consejo Nacional de Sociedades y Unidades de Campesinos y Colonos, A. C. (CONSUCC), y de la Unión Nacional Integradora de Organizaciones Solidarias y Economía Social (Unimos). Negó haberse sentido humillada por lo ocurrido: “Me siento fuerte, segura y para mí lo que sigue es seguir adelante. En mi vida he enfrentado muchos retos, muchos desafíos, nada me ha sido sencillo y nunca me han regalado nada, incluido el 5 de febrero. Fue una campaña de los panistas lo que lo logró. Me siento absolutamente fortalecida y con la plataforma que se requiere para seguir adelante”. Vázquez Mota evadió dar una posición clara sobre las organizaciones que participaron en su acto de toma de protesta, que llevaron en algunos casos coaccionados a sus agremiados. –¿Convalida el acarreo? –No, no puedo convalidarlo, porque fueron organizaciones que me estuvieron acompañando durante mi precampaña. No comparto esa conducta. El miércoles 14, ante estudiantes del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), Vázquez Mota bromeó al decir que no era perfecta por haber estudiado economía en la Universidad Iberoamericana y fue censurada en Twitter, lo mismo por referirse a la UNAM como un “monstruo”. Ofuscada, al parecer por iniciativa de su estratega Antonio Solá Reche, la candidata del PAN mandó emitir un comunicado, la noche del jueves, para denunciar “la guerra sucia desatada en las redes sociales, que a base de calumnias y difamaciones pretende minar el aprecio y la aceptación social que ella ha despertado en los últimos tiempos”.


TR A N SPA R E N CI A

riesgosa El presidente tiene la prerrogativa de proponer candidatos al IFAI, y el Senado la de aprobarlos o vetarlos. Ahora, para llenar el espacio que dejó María Marván en el instituto, Calderón propuso a Gerardo Laveaga, un excondiscípulo suyo de la Libre de Derecho. Pero algunas organizaciones civiles ya dieron la voz de alerta: el hombre sugerido por Los Pinos ha demostrado (en artículos periodísticos y en sus programas de televisión) que es más partidario de la opacidad que de la transparencia...

La proximidad La carrera de Laveaga comenzó a la sombra de Diego Valadés, quien como procurador de Justicia del Distrito Federal lo nombró director del Ministerio Público en lo Familiar y Civil. Luego fue director de Prevención del Delito, cargo que también desempeñó en la PGR en 1994, cuando Valadés era procurador general. Cuando Genaro Góngora era presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Laveaga fue su director de Comunicación Social y de Publicaciones y Divulgación de la Cultura Jurídica. En 2001 el entonces procurador de la República, Rafael Macedo de la Concha, hizo a Laveaga director del Inacipe, de donde éste debió haberse ido en 2009 al acabar su segundo periodo cuatrienal, pues los estatutos no permiten una tercera gestión. Darío Ramírez, director de Artículo 19, señaló que el proceso de designación se estaba manejando sin transparencia y los perfiles motivaban la preocupación de que el presidente intentara “cubrirse las espaldas”, imponiendo a uno de sus cercanos. Para Calderón el IFAI siempre ha sido objeto de deseo. Como presidente electo pactó con Vicente Fox la llegada de Alonso Lujambio a la presidencia del mismo. Además el consejero jurídico de la Presidencia Miguel Alessio Robles (otro egresado de la ELD) operó en 2009 el ingreso de Sigrid Artz y de María Elena Pérez Jaén al IFAI (Proceso 1718).

El Universal / Esperanza Orea

“Fundamentalistas de la transparencia” El Colectivo por la Transparencia, integrado por 11 organismos ciudadanos, entre éstos Artículo 19 y Fundar, emitieron un posicionamiento el pasado martes 13 por la candidatura de Laveaga, de quien consideran que no cumple con el perfil profesional establecido por el artículo 35 de la LFTAIPG.

do Álvaro Vizcaíno, quien promovió iniciativas de Calderón. Y naturalmente su jefa, la procuradora Marisela Morales, también fue invitada. El funcionario convertido en conductor televisivo, preguntó a Morales sobre temas de transparencia. La procuradora fue evasiva hasta que finalmente admitió que los servidores públicos sujetos a escrutinio dan mejores resultados. A cada dicho de Morales, Laveaga asentía: “¡Claro, claro!” Laveaga ha sido un activo defensor de las decisiones y hasta de los exabruptos de Calderón, en especial en coyunturas que lo ponen en entredicho. Por ejemplo cuando un grupo de abogados –entre ellos Netzaí Sandoval, John Ackerman y Loretta Ortiz– anunció que interpondría una denuncia ante la CPI, Laveaga escribió un artículo (en Enfoque de Reforma, 6 de noviembre de 2011) en el que se dijo escandalizado, los llamó alborotadores y calificó a Calderón como “un mandatario que, con apego a la ley, ha trabajado para preservar la seguridad nacional” y que ningún tribunal se atrevería a juzgar. En otro párrafo añadió: “Lo que sí parece claro es el oportunismo de quienes – cuando se avecina una contienda electoral en México y está a punto de concluir el periodo del fiscal ante la CPI– pretenden confundir a la opinión pública con fines partidistas. Su despropósito sólo desgastará a la CPI, que se verá obligada a realizar trámites inútiles para desechar la solicitud. También radicalizará el debate entre las personas mal informadas”. En otro artículo (en Enfoque de Reforma el 24 de diciembre de 2010) explicó que no es lo mismo un juez que un ministro: “Mientras el primero debe apegar-

Señalan que la propuesta no está fundada ni motivada, pues es de una persona cercana al presidente y debido a su posición respecto a la opacidad en averiguaciones previas “siembra la duda de si su nombramiento obedece a la política de opacidad y desacato de la LFTAIPG que ha seguido el gobierno federal en materia de procuración de justicia durante el actual sexenio”. En un artículo publicado el 21 de febrero de 2009 en el periódico El Universal, Laveaga descalificó la resolución del IFAI en torno a que las averiguaciones previas concluidas pueden ser objeto de revisiones públicas. Dicha resolución ha sido litigada por la PGR y está próxima a resolverse en la Corte. En el artículo Laveaga expuso que abrir las averiguaciones pone en riesgo el derecho a la intimidad y la seguridad pública, así como la presunción de inocencia y la fama pública de los implicados. En el mismo texto se refirió a los comisionados del IFAI como “fundamentalistas de la transparencia”. Tras el anuncio de su propuesta Laveaga advirtió en su cuenta de Twitter que no daría entrevistas, aunque sí respondió a algunos usuarios. Por ejemplo @presuntoc preguntó: “¿Quiénes son los fundamentalistas de la transparencia?”. Laveaga respondió: “Quienes se olvidan de las garantías individuales con tal de lucrar”. Twitter y el sitio oficial del Inacipe se convirtieron en la ventana publicitaria del personaje. En la red social reiteró “su aportación” a la transparencia por impulsar los juicios orales, escribió que a su paso por la SCJN contribuyó “a que se conocieran las sentencias” y recomendó ver su programa Derechos en pugna, que transmite el canal de paga EfektoTv. En la página del Inacipe se publicó la introducción que hizo al libro ABC del nuevo sistema de justicia penal en México, que también recomendó en Twitter para difundir sus conceptos sobre transparencia. Con todo, la Conferencia Mexicana de Acceso a la Información Pública – que integra a todos los organismos públicos estatales de transparencia– exigió al Senado que apoye la designación de un comisionado que “de ninguna manera y por ninguna razón” ponga en riesgo la autonomía del IFAI, sin mencionar directamente a Laveaga.

Calderón. Dedazo

Apologista de coyuntura En los programas de televisión de Laveaga, los invitados son generalmente afines al gobierno y los temas son los que en el momento aborda Calderón: para reforma laboral llevó a los especialistas Jorge Enrique Roel y Edmundo García, ambos a favor. Para reforma penal invitó a su subordina-

Germán Canseco

Una propuesta

Laveaga, quien hasta el cierre de esta edición seguía siendo director del Instituto Nacional de Ciencias Penales (Inacipe) de la Procuraduría General de la República (PGR), no sólo carece de experiencia sino que se ha mostrado contrario al principio de máxima publicidad, pues a su juicio “la transparencia tiene límites”. De no objetarse su designación, Laveaga sería el segundo miembro del círculo calderonista en el IFAI proveniente de una de las instancias de seguridad, pues desde 2009 Wanda Sigrid Arzt Colunga, exasesora de Calderón y exsecretaria técnica del Consejo de Seguridad Nacional, ocupa un espacio en el organismo, donde permanecerá hasta 2016.


Hugo Cruz

y que se encuentra estancada desde hace tres periodos ordinarios.

Reclamo transparente y público

Peschard (al centro). Exigencias

se al artículo, ceñirse a la fracción, cotejar lo que dice el Código con la jurisprudencia y el tratado internacional, el segundo está obligado a descifrar hacia dónde apunta la Constitución y cómo aplicar una idea abstracta a un problema concreto…” Meses después Calderón empezó a descalificar al Poder Judicial, en especial a partir de junio de 2011. Laveaga publicó el pasado 12 de julio en Reforma: “Escudándose en el debido proceso, lo importante para un juez penal es que el ministerio público no haya omitido ninguno de los requisitos de una consignación, que no haya retenido al inculpado más de 48 horas y –Dios no lo permita– que lo haya detenido sin orden judicial, así se le haya sorprendido en flagrancia”. Otro ejemplo del pensamiento de Laveaga es el caso de Rubí Marisol Frayre Escobedo, asesinada en agosto de 2008, cuya madre, Marisela Escobedo, se dedicó a buscar justicia hasta que fue asesinada en diciembre de 2010. El responsable de la muerte de Rubí fue detenido pero quedó en libertad luego de un proceso oral, con trágico desenlace para Marisela. Eso puso a discusión el modelo oral impulsado por Calderón. En un artículo titulado “Jueces que no meten gol” (Reforma 30 de enero de 2011) Laveaga se refirió a los asesinatos de Rubí y Marisela para defender, con analogías futbolísticas, los juicios orales a propósito de la transparencia: “Estamos construyendo un nuevo sistema acusatorio que, apuntalado en la publicidad y transparencia, nos permitirá ver de qué están hechos nuestros jueces, defensores, agentes del MP, peritos y policías. Creo, por lo anterior, contra lo que algunos opinan, que el caso de Rubí no ha demostrado la ineficiencia de los juicios orales sino, al contrario, su excelencia. Ha logrado que la sociedad esté enterada de lo que ocurrió y de que los jueces rindan cuentas, en los términos del artículo 17 constitucional”. En los foros que organiza en el Inacipe ocurre lo mismo que en sus programas de televisión: los invitados son afines al gobierno. Por ejemplo uno de sus temas re-

cientes en Twitter, que fue objeto de foro en el Inacipe, fue su rechazo al proyecto del ministro Arturo Saldívar en el caso Cassez. Las voces que disienten no sólo carecen de espacio en sus foros. En el caso del jurista René González de la Vega, quien declaró que era viable enjuiciar a Calderón (Proceso 1804), Laveaga se apresuró a deslindar al Inacipe, que en adelante prescindió de los servicios de aquél. El jueves 15 Proceso buscó al abogado para que fijara su posición, pero declinó hacer comentarios argumentando que no los hará hasta que el Senado se pronuncie acerca de su candidatura.

Más demanda, más opacidad De acuerdo con las estadísticas del IFAI, el Portal de Obligaciones de Transparencia alcanzó entre febrero de 2007 y el 5 de enero pasado 50 millones de consultas. A casi 10 años de aprobada la LFTAIPG y nueve de creado el IFAI, al cerrar 2011 el organismo había registrado 732 mil 56 solicitudes de información, de las cuales 120 mil 173 se hicieron durante 2011. La creciente demanda de información ha coincidido con las denuncias de Peschard, así como en su momento de María Marván y María Elena Pérez Jaén, en torno a la opacidad y la amenaza sobre el derecho a la información. Desde 2008 el IFAI combate la opacidad de la PGR, que además de declarar bajo reserva información o clasificarla como confidencial litiga contra las resoluciones que ordenan transparencia. De 383 recursos que resolvió el pleno del IFAI durante el primer semestre de 2011, 5% correspondió a la procuraduría. El porcentaje es elevado tomando en cuenta que son casi 250 las dependencias obligadas por la LFTAIPG, y que la PGR no pertenece al grupo de instituciones que reciben más solicitudes. El último año ha sido de rispidez entre el IFAI y los poderes Ejecutivo y Legislativo: al primero, Peschard le reclama su opacidad; al segundo, no aprobar la reforma a la LFTAIPG que ampliaría sus facultades

La mañana del 7 de septiembre de 2011, la inauguración de la Semana Nacional de la Transparencia estaba fuera de lugar. El IFAI, un organismo autónomo, acudía a Los Pinos a pedido presidencial. El acto debió haber sido en el Palacio de Minería, donde tuvieron lugar todas las actividades de la Semana... menos esa. Peschard aprovechó el acto para recordarle al presidente sus expresiones en el mismo acto pero en 2007: “Cito: Mi gobierno seguirá por la ruta de la transparencia, porque sus ventajas y beneficios son reales y tangibles socialmente, porque la transparencia permite que la sociedad conozca, evalúe, exija el mejoramiento de las acciones del gobierno en temas como la seguridad pública, la educación, la política, el desarrollo social, los trámites y la prestación de servicios”. La comisionada continuó: “En fechas recientes se ha dado lo que a mi juicio es un falso debate. Se argumenta que la transparencia vulnera la seguridad del Estado. No podemos estar de acuerdo con esta afirmación. La seguridad del estado no se entiende sin la seguridad de sus integrantes, y ésta se consigue mediante la acción de las instituciones que garantizan el bienestar, y esto sólo es posible a través de la transparencia y la rendición de cuentas”. Calderón respondió presumiendo que la transparencia es un logro de los gobiernos humanistas, como llama él a los surgidos del PAN, sin reconocer el esfuerzo ciudadano del Grupo Oaxaca, cuya declaración fue antecedente de la LFTAIPG y que precisamente cumplió una década en 2011. El mandatario declaró que la transparencia es menos eficaz en estados y municipios. A diferencia de Peschard dijo que había un debate y no un “falso debate” entre transparencia y seguridad nacional. Entonces ordenó a todos los funcionarios presentes que no declararan reservas ni litigaran contra el IFAI, ni siquiera en temas de seguridad nacional Las expresiones de Calderón retomaron –pero como propias– las recomendaciones que hizo a México el relator especial sobre la Promoción y Protección de Libertad de Opinión y Expresión de la ONU, Frank La Rue. El 7 de junio de 2011 el relator recomendó al Estado mexicano que las resoluciones de los órganos de transparencia sean definitivas e inatacables. Incluso se refirió al sistema de justicia, al expresar que debe profundizarse la transparencia garantizando acceso a las sentencias judiciales y a las averiguaciones previas concluidas o inactivas. O


C R IM E N O R G A NI Z A D O / PE M E X Uno de tantos flancos que dejó descubierto la administración de Felipe Calderón en su lucha militarizada contra el narco fue el de las instalaciones estratégicas de Petróleos Mexicanos. Informes de Pemex-Refinación muestran cómo un problema que se mantuvo constante en los sexenios priistas y que aumentó durante el foxismo, se disparó cuando los cárteles buscaron sacarle el máximo provecho a “sus territorios” y se diversificaron. Comenzaron a extraer hidrocarburos de sus ductos, a robar autotanques y a vender combustibles en refinerías estadunidenses, hasta abrir un boquete en las finanzas de la paraestatal.

Las mafias

Jorge Sánchez / Procesofoto

desangran Pemex

Sangría. Informe de la paraestatal

JESUSA CERVANTES

L

a guerra de Felipe Calderón contra el narcotráfico, emprendida sin una estrategia clara que incluyera la protección de la economía, dio paso a la diversificación de las actividades del crimen organizado. Alcanzó incluso un área estratégica y de seguridad nacional: Petróleos Mexicanos, el sostén del país. Si a finales de la era priista el robo de combustibles creció lo suficiente para figurar en las estadísticas, para el sexenio de Vicente Fox se convirtió en un problema constante. Y en el de Felipe Calderón la situación se agravó cuando el crimen organizado se involucró en el robo de petróleo crudo para venderlo en el extranjero. Documentos de Pemex –de los que Proceso tiene copia– evidencian cómo de 1998 a la fecha se ha incrementado el robo de los combustibles que viajan por las entrañas del país a través de los ductos y por las carreteras en autotanques, así como la sustracción ilegal de gas y productos condensados. Tampoco quedó a salvo el crudo. Por estos datos se puede establecer que los grupos criminales hurtan gran cantidad de hidrocarburos y los venden ilegalmente en las zonas más controladas por los cárteles de la droga, aunque no se señala cuáles grupos cometen este delito. Sin embargo se sabe que en Michoacán predomina La Familia Michoacana y ahí se registra el mayor robo de autotanques; en Veracruz, territorio zeta, y en la región noreste, cuna del Cártel de Sinaloa, la “especialidad” es la sustracción de gasolina de los poliductos.

También se sustrae petróleo crudo a gran escala en los oleoductos que van de Nuevo León-Matamoros hasta Brownsville, Texas; en los que van de Tamaulipas a Nuevo León y los que llevan el hidrocarburo de Tamaulipas a Hidalgo; estas últimas, zonas con gran presencia del Cártel del Golfo y de Los Zetas. Para mitigar este delito en 2004 el gobierno de Fox decidió establecer un programa especial llamado Combate al Mercado Ilícito de Combustibles (CMIC), a cargo de la subsidiaria Pemex-Refinación. De entonces al presente año las dos administraciones federales panistas destinaron aproximadamente 2 mil 117 millones de pesos a esa medida, pero tan sólo en los primeros cuatro años y seis meses de la gestión de Felipe Calderón fueron robados crudo, gasolinas y diesel por 19 mil 706 millones de pesos.

Daño millonario Históricamente el consumo nacional de combustibles tenía un comportamiento análogo al crecimiento del Producto Interno Bruto. Sin embargo en la minuta de una reunión de seguimiento al programa contra el robo de hidrocarburos realizada el 2 de agosto de 2007, se especifica que “a partir de 1997 las ventas nacionales advierten una disminución respecto a la tendencia del PIB, esto debido principalmente a un creciente mercado ilícito de combustibles”. Para dimensionar la magnitud de ese mercado negro, en el documento se dice que la disminución proporcional de ventas “es estimada de 4.5 a 6 mil millones de dólares desde su repunte en 1998 hasta el 2002,

lo cual representaría un volumen del orden de 52 mil barriles diarios en promedio”. En junio de 2004 el gobierno federal decidió poner en práctica nueve sistemas que se utilizan a escala internacional para evitar el robo de combustibles. Con ellos se pretendió llevar “el control de inventario de producto en estaciones de servicio, la operación remota del sistema de transporte por ducto para la detección oportuna de fugas del sistema y el control terrestre de autotanques a través de tecnologías basadas en geoposicionamiento”. Todo esto se reunió en el proyecto CMIC. El costo de los nueve programas se estimó en 988.47 millones de pesos iniciales y 2 mil 415 millones para la operación, es decir la renta de los servicios y la instalación del software. En 2004 se tenía conocimiento de varias modalidades de estos delitos: adulteración y dilución por contrabando de productos de menor calidad (en este caso generalmente están implicadas una o varias partes); cambio de grado (“generalmente el o los dueños de las estaciones de servicio venden Pemex magna como Pemex Premium o adulteradas mediante solventes”) y desvío de subsidios (“venta de diesel marino en lugar de Pemex diesel, debido a que el primero tiene un subsidio fiscal). Asimismo se identificaban las importaciones ilegales (“se han detectado cargamentos con productos de contrabando introducidos por las fronteras o los litorales de productos similares o sustitutos”) y el “robo de productos” (“se presenta a gran escala por tomas clandestinas en poliductos y robo de autotanques, y en menor escala en ordeña de pipas”). La gasolina robada, según Pemex-Refinación, “generalmente se vende en estaciones de servicio o distribuidores a precio inferior al valor en el mercado” o se transporta para “su venta en expendios clandestinos”. En esos reportes, que abarcan hasta el 2 de agosto de 2007 –primer año del gobierno de Felipe Calderón– no figuraba aún el robo de petróleo crudo, que sólo se puede vender a refinerías porque no está procesado para ningún uso. Conforme se diversificaron los cárteles de la droga y se intensificó la “guerra” de Calderón contra el crimen organizado, surgió el robo de crudo y se dio a conocer en los medios. También se señaló a los ladrones: los grupos del narcotráfico. Por ejemplo en 2009, cuando Los Zetas aún eran el brazo armado del Cártel del Golfo, salió a la luz su participación en el robo de crudo. Igualmente el 31 de marzo de ese año se anunció con gran despliegue propagandístico que el dirigente del PRD en Tamaulipas, Miguel Ángel Almaraz Maldonado, fue detenido presuntamente por encabezar una banda vinculada con Los Zetas.


AP photo / Manu Fernández

C R IM E N O R G A NI Z A D O / PE M E X de Íñigo Bastarreche Sagüés y Jesús Fariza Requejo (Proceso 1822).

Crisis y elección

ADRID.- Seis meses después de que estalló la crisis entre Pemex y Repsol por la alianza que la primera anunció con el grupo Sacyr-Vallehermoso para incidir en las decisiones estratégicas de la petrolera española, el balance para la paraestatal mexicana es negativo. Del documento Contexto del aumento de participación de Pemex en Repsol –catálogo de intenciones de la Dirección General de la paraestatal– lo único que se cumplió fue la compra de 9.49% de las acciones de la empresa española pero a cambio de nuevos pasivos, ya que de los mil 600 millones de dólares que se erogaron, mil 120 son créditos con cuatro instituciones bancarias. El desembolso no le dio a Pemex la influencia que pretendía: mantiene la única posición que ha tenido en el Consejo de Administración de Repsol desde hace 22 años. Y por la crispación generada, la paraestatal se vio obligada a suplir a su representante Juan Manuel Carrera Panizzo. Actualmente, en la página de Repsol en internet Pemex aparece representada por su abogado general, Marco Antonio de la Peña Sánchez. En contraste, con 10% de acciones, el

fallido socio de Pemex, Sacyr-Vallehermoso aún mantiene una vicepresidencia en Repsol, que ocupa Juan Abelló Gallo, y otra posición representada por José Manuel Loureda, según la misma página electrónica. Pero el balance negativo para Pemex tiene más aristas. Para negociar los términos legales de la conclusión del acuerdo con Sacyr, la paraestatal contrató los servicios del prestigiado despacho de abogados Cuatrecasas, según se desprende de la nota presentada a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de España. Dos abogados españoles informan a este reportero que un despacho de ese prestigio habitualmente tiene tarifas de unos 600 euros (casi 10 mil pesos) por hora. Lo contradictorio es que Sacyr-Vallehermoso recurrió a los servicios del despacho Garrigues, el mismo cuyos abogados y asesores fiscales ofrecen sus servicios a Pemex. Al menos dos abogados de Garrigues aparecen como “apoderados no consejeros” de PMI Holdings Petróleos España y de Pemex Internacional España, sociedades de la paraestatal en el extranjero: se trata

El pasado 19 de enero el secretario de Energía mexicano, Jordy Herrera y el presidente de Repsol, Antonio Brufau tuvieron una comida privada en la sede de la petrolera española y analizaron las posibles soluciones de la crisis. Herrera –de cuya secretaría, como cabeza del sector, depende Pemex– aprovechó la participación de los dos en un foro organizado por Ernst & Young en la capital española, para cumplir con la instrucción de Felipe Calderón de resolver la situación, aunque fue el propio mandatario mexicano quien había dado el visto bueno para esta aventura de la paraestatal con Sacyr (Proceso 1822). Herrera habló a los reporteros de su próxima reunión con Brufau. “Nos vamos a reunir a platicar, tenemos muchos temas que abordar para buscar lo mejor para las dos empresas”. Y añadió: “Las decisiones de Pemex son cómo invertir mejor y las de Repsol serán cómo dar mayor rendimiento a los accionistas. Vamos a dialogar; llevará tiempo, queremos lo mejor para ambas empresas”. Un asesor mercantil español –quien pide mantener su nombre en reserva pues interviene en operaciones de empresas hispanas en México– dice a este reportero: “Ni a Calderón ni a Repsol les interesaba que la guerra siguiera, menos aun de cara al proceso electoral en México. Es un pleito innecesario del que Pemex no salió bien parado”. –¿En qué podría influir el caso PemexRepsol en la elección de México? –se le pregunta. –No hay una influencia directa, pero no era conveniente entrar a una elección arrastrando un pleito en un área tan estratégica como Pemex y su tradicional vínculo con Repsol; era un frente abierto que a nadie le convenía mantener. Juan Navarro, responsable de Medios de Comunicación de Repsol, expresa la opinión institucional: “Repsol no tiene injerencia en lo que van a decidir los mexicanos. Hay que tomar en cuenta que Repsol y su relación con Pemex es de mucho tiempo

También se dedicaba al robo de crudo y lo vendía en refinerías estadunidenses. El comisionado de la Policía Federal (entonces Preventiva) en Tamaulipas, Rodrigo Esparza, y la entonces titular de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) y actual procuradora general de la República, Marisela Morales, declararon a la prensa que la banda sustraía el crudo en campos de recolección de la Cuenca de Burgos para después ingresarlo en pipas a Esta-

dos Unidos. “Se vendía a refinerías estadunidenses mediante pagos que depositaban en cuentas trianguladas”, dijo Esparza. Las autoridades federales informaron esa vez que, como parte de la investigación, durante 2007-2008 se contabilizaron movimientos y pérdidas para Pemex por 46 millones de dólares y 750 millones de pesos. El 8 de agosto de 2007, sólo una semana después de la mencionada reunión de seguimiento del programa, los encargados del CMIC establecieron que se habían in-

vertido hasta ese momento mil 89 millones de pesos en nueve programas que “no han tenido los resultado que la institución requiere, que incluso el propio Consejo de Administración solicitó que se reorientaran las estrategias aplicadas, ya que existe la percepción de la opinión pública, que las acciones tomadas no son eficaces”. Incluso se informó que el robo de gasolina ya había pasado a segundo término y que ahora la sustracción estaba ocurriendo en los “oleoductos”, es decir, que se es-

El fiasco de Repsol ALEJANDRO GUTIÉRREZ

M

atrás; han pasado muchos procesos electorales en México y en Repsol siempre se ha respetado y trabajado con quien se nombra como representante de Pemex”. De la comida en la sede de Repsol surgieron las bases de un acuerdo de entendimiento para los próximos 10 años, que se dio a conocer el 27 de enero, donde Pemex nuevamente tuvo que ceder: se comprometió a no bajar su paquete accionario de 5% ni superar 10% y reconoce a Brufau como presidente y consejero delegado de la petrolera, cargos que Pemex y Sacyr pretendían que ocuparan otros miembros del Consejo. La firma de la paz se concretó el 28 de febrero pasado. Ese día Pemex anunció que tanto su Consejo de Administración como el de Repsol autorizaron poner en marcha un nuevo mecanismo de cooperación mutua y “generar beneficios de corto y mediano plazo en planes estratégicos conjuntos”. Con base en la legislación mexicana, Pemex contará con Repsol como “aliado” para evaluar y promover oportunidades de negocios para las dos empresas en exploración y producción y en refinación; programas de capacitación mutuos, planes que serán puestos en marcha y evaluados por comités designados igualitariamente por ambas empresas.

Fin del acuerdo Doce días después de la visita de Jordy Herrera a Madrid, el grupo constructor SacyrVallehermoso y Pemex dieron por terminado su acuerdo. En Sacyr había fuertes diferencias por la gestión de Luis del Rivero, artífice de la alianza con Pemex, quien fue destituido por el Consejo de Administración el pasado 20 de octubre. En su lugar fue nombrado Manuel Manrique, quien suplió a aquél en la vicepresidencia de Repsol. El pasado 31 de enero Sacyr y Pemex notificaron a la CNMV la “terminación anticipada” de dicho “pacto parasocial” para “sindicar” sus votaciones en los planes estratégicos de Repsol. También reconocían mutuamente no tener nada que reclamarse y renunciaban a emprender medidas legales. La contraofensiva de Brufau y su equipo fue demoledora para propiciar los cambios en Sacyr. Ahogada por una deuda de más de cinco millones de euros, la nueva dirección de Sacyr vendió a Repsol la mitad de sus acciones y pasó de 20 a 10%, a cambio de 2 mil 572 millones de euros. Asimismo Repsol hizo depósitos extraordinarios por mil millones de euros en las cajas de ahorro Novagalicia y BBK, ac-

cionistas de Sacyr-Vallehermoso; la primera cuenta con 8.5% del grupo constructor. Nuevos elementos obtenidos por Proceso y también compartidos por el asesor mercantil consultado, permiten conocer que las tensiones y diferencias entre Pemex y Repsol ya tenían antecedentes. El 8 de abril del año pasado, Carlos Morales, director de Pemex Producción y Exploración habló en Buenos Aires sobre los proyectos de la paraestatal para otorgar los contratos de construcción de plataformas petroleras, consignó la agencia Bloomberg citada ese día por el diario Reforma. Morales anunció que la petrolera británica BP y Repsol participarían en la subasta para desarrollar los yacimientos maduros en tierra firme en México, y estaba abierto el proceso de los contratos del campo petrolero de Chicontepec. En agosto la paraestatal anunció el primer paquete de licitaciones de los contratos integrales de exploración y producción de campos maduros en la región sur del Golfo de México, que ganaron la británica Petrofac Facilities Management Limited y la mexicana Administradora de Campos. En el camino quedaron 25 empresas, entre ellas Repsol, que habían comprado los paquetes de bases para dichas licitaciones. O


taba perdiendo petróleo crudo, por lo que se determinó incluir esa red en las revisiones con los programas de alta tecnología. Se decidió mantener las revisiones aéreas, sobre todo en Veracruz e Hidalgo, y que “por la forma en que se encuentran operando los grupos delictivos y por los atentados que sufrieron las instalaciones de ductos en días pasados (las explosiones en los ductos de Guanajuato en julio de 2007) se tiene pensado proponer recorridos” aéreos “no tripulados con cámara infrarroja”.

Rutas fijas

Victor Hugo Valdivia Estrada

El robo de hidrocarburos, específicamente de gasolina en ductos subterráneos, se mantuvo relativamente constante en el sexenio de Fox. De acuerdo con los documentos de Pemex, los grupos delictivos hicieron las siguientes tomas clandestinas: en 1999 se detectaron 189; en 2000 fueron 152; en 2001, 131; en 2002, 155; en 2003 bajaron a 152; en 2004 a 110; y en 2005 volvieron a subir a 136. El sexenio de Calderón es más dramático. Ya no sólo se cometieron robos de gasolina sino también se practicaron tomas clandestinas con robo de petróleo: en 2006 se ubicaron 220 tomas; en 2007, año de la declaración de guerra de Calderón, se detectaron 323. En 2008 fueron 396; en 2009 llegaron a 462 y tan sólo en el primer semestre de 2010 llegaron a 330. De acuerdo con un informe que la Secretaría de Energía entregó el mes pasado a la Cámara de Diputados –cuya copia tiene Proceso–, de octubre a diciembre de 2010 se denunciaron 219 tomas clandestinas, que sumadas a las reportadas en el primer semestre en el documento de Pemex-Refinación, suman 549 tomas clandestinas en 2010. En 2011 se encontraron 402. Sector vulnerable

En 2009 los estados con mayor incidencia del hurto de hidrocarburos fueron: Veracruz (113 tomas), Nuevo León (66), Estado de México (57), Tamaulipas (31), Coahuila (18) y Sinaloa (17). En el primer semestre de 2010 Veracruz presentó 62 tomas clandestinas, Nuevo León 37, Sinaloa 29, el Estado de México 28, Tamaulipas 27, Baja California y Puebla 17 cada entidad, y Coahuila 14, entre poliductos y oleoductos. Los informes de Pemex-Refinación contienen otro dato revelador: presentan las tomas clandestinas detectadas y ya clausuradas, así como las “bajas de presión”, que son muchas más. Una baja de presión es el primer indicio que tiene Pemex de que se está presentando una futura toma clandestina, y no siempre alcanza a cubrirla o cerrarla. En el primer semestre de 2010 se detectaron 2 mil 79 bajas de presión y sólo 290 tomas clandestinas. Los oleoductos con mayores bajas de presión y más tomas clandestinas son el tramo Nuevo Teapa-Madero-Cadereyta y Nuevo TeapaSalamanca-Tula. Los poliductos en esa circunstancia son: Rosario-Mexicali; Topolobampo-Culiacán; Cadereyta-Matamoros-Brownsville; Satélite-Monclova-Coahuila; Madero-Cadereyta; Satélite-Gómez Palacio; Salamanca-Guadalajara; Chihuahua-Juárez y Minatitlán-Salina Cruz. En tanto que el robo de autotanques que llevan gasolina y diesel por las carreteras se produjo sobre todo en las rutas de IrapuatoLázaro Cárdenas y Minatitlán-Oaxaca. De 2007 a 2011, en la primera se presentaron 52 incidentes y en la segunda 27. Veracruz y Michoacán son los estados donde más robos se denuncian. El costoso programa de detección no ha podido frenar el millonario robo de crudo, gasolinas y otros procesados, entre otras cosas porque interviene gente de la propia empresa. Como se establece en los reportes de Pemex-Refinación, los aparatos de geolocalización (GPS) que se usan para rastrear los autotanques “dejan de transmitir señal”, no dan “señal de alarma”, “hay falsas alarmas”; el sistema integral de medición y control de terminales no funcionan bien y “es demasiado pobre”. En otros casos “los sensores” que utilizan los laboratoristas “están dañados intencionalmente”. Además se ha establecido que en el sexenio foxista hubo escasas denuncias y cuando se presentaron, hubo casos en que no se sentenció a nadie. El 11 de agosto de 2009 el consejero de asuntos internacionales de la PGR, Ariel Moutsatsos, declaró al respecto que “los cárteles pelean por pedazos de un pastel que se achica. Cuando no te queda pastel… entonces tienes que buscar otro negocio ilegal para pagarle a tu gente”.

L

os tres primeros contratos incentivados para la explotación de crudo por 25 años en las áreas tabasqueñas de Carrizo, Santuario y Magallanes –firmados el año pasado por Pemex con la trasnacional británica Petrofac y con la estadunidense Schlumberger– están en litigio jurídico ante una resolución favorable al amparo colectivo promovido por unos 2 mil ciudadanos de las regiones afectadas. La decisión del Tribunal Colegiado en Materias Administrativa y de Trabajo, con sede en Villahermosa, frente a la queja 79/2011 sienta un precedente porque es el primer amparo colectivo que se otorga en materia de contratos incentivados con Pemex, a raíz de la reforma que en 2010 se hizo al artículo 17 de la Constitución reconociendo el derecho de grupos de ciudadanos a impugnar, mediante acciones colectivas, la afectación al patrimonio público, entre otras materias. El amparo afecta el acuerdo CA130/2010, aprobado por el Consejo de Administración de Pemex el 24 de noviembre de 2010, en el que se autorizan “los contratos de servicios para la evaluación, desarrollo y producción de hidrocarburos en las áreas de Magallanes, Carrizo y Santuario, de la Región Sur”, correspondiente a Tabasco. En esa sesión, el único integrante del Consejo de Administración que votó contra dicha autorización fue el consejero profesional Rogelio Gasca Neri, mediante un voto razonado. En el documento del Consejo de Administración de Pemex, cuya copia obtuvo Proceso, se reservan hasta tres años los anexos que detallan el contrato con las trasnacionales petroleras. El argumento: que estos anexos “reflejan parámetros y otras decisiones estratégicas para garantizar las mejores condiciones en beneficio de la empresa”. El 18 de agosto de 2011 Pemex licitó los primeros contratos incentivados con petroleras trasnacionales, como la británica Petrofac, para los campos maduros de Magallanes y Santuario. La mexicana Administradora en Proyectos de Campo (APC), con sede en Monterrey, se llevó el tercero, ubicado en Carrizo. Pero tras confirmarse que APC no iba a explotar el yacimiento de Carrizo, le dieron la licitación a la estadunidense Schlumberger. En ella participa como accionista Adrián Lajous Vargas, quien fue director de Pemex en la administración de Ernesto Zedillo. A pesar de las reservas de acceso a la información, los asesores jurídicos que impulsaron el amparo colectivo –René Sánchez Galindo, asesor de la bancada del PT en la Cámara de Diputados; Bernardo Bátiz, exprocurador de Justicia del

http://innovatorsdna.com

C R I ME N OR G ANIZA DO / PEM EX

ral perredista Laura Itzel Castillo, presidenta de la Comisión de Energía, impugnó la constitucionalidad del acuerdo del Consejo de Administración de Pemex, del 24 de noviembre de 2010. Por mayoría de siete votos contra cuatro el pleno de ministros de la Suprema Corte decidió no entrar al fondo del asunto.

Unos 3 mil millones de pesos

Amparo colectivo

JENARO VILLAMIL

Distrito Federal, y el diputado federal petista Jaime Cárdenas– lograron documentar que la fórmula para la remuneración de los contratistas es inconstitucional porque “representa un porcentaje directo del precio de las ventas” del crudo. En la demanda de amparo se puntualiza que el ajuste semestral de la tarifa que contiene la fórmula representa “un comportamiento equivalente al precio del petróleo; por tanto, se trata de una tarifa que constituye un porcentaje del valor de las ventas del crudo”. En el documento de Pemex Exploración y Producción, Contratos Integrales EP: Modelo Económico, presentado el 7 de abril de 2011 en Buenos Aires –disponible en el sitio www. pemex.com/contratos–, se asienta: “Cada seis meses se aplicará un mecanismo de ajuste contra los efectos de la inflación. El índice refleja variaciones en el costo de la industria”.

Contratos anticonstitucionales En la demanda de amparo, encabezada por José Guillermo Medina Álvarez, Guillermo Espinosa Trejo, Israel Trujillo López y otros cientos de ciudadanos de Tabasco, se argumenta que la adjudicación de los contratos de servicios para la evaluación, desarrollo y producción de hidrocarburos en las áreas de Magallanes, Carrizo y Santuario es inconstitucional por las siguientes razones: “Primero. La fórmula para la remuneración de los contratistas es inconstitucional porque representa un porcentaje directo del precio de las ventas. “El anexo 3 de cada uno de los modelos de contrato impugnados contiene esquemas de remuneración para calcular el pago a los contratistas. Como la forma de pago

se incluye en los términos y condiciones que no se podrán modificar, descritos en el capítulo de antecedentes, estos esquemas de pago resultan incluidos en los contratos. “La fórmula de remuneración incluye un factor de ajuste a la tarifa sobre la base de la actualización inflacionaria que determina el monto de la tarifa por barril en el tiempo. “El ajuste semestral de la tarifa que contiene la fórmula representa un comportamiento equivalente al precio del petróleo; por tanto, se trata de una tarifa que constituye un porcentaje del valor de las ventas del crudo.” La Suprema Corte de Justicia de la Nación estableció en la controversia constitucional 97/2009 –promovida por todos los partidos políticos de la Cámara de Diputados contra el Reglamento de la Ley de Petróleos Mexicanos– que en la firma de sus contratos, Pemex no debe establecer fórmulas o esquemas que correlacionen el precio del crudo y la remuneración del contratista teniendo como resultado que el pago de los servicios “sea una proporción de la renta petrolera”. Los ministros también determinaron que Pemex no puede establecer “fórmulas o esquemas de remuneración que tengan como único límite el valor de la producción después del pago de impuestos en función del precio del crudo en el mercado internacional”; tampoco estos contratos pueden ser similares a las distintas modalidades de los contratos de riesgo ni establecer mecanismos de remuneración que contengan “mecanismos sujetos a circunstancias futuras que pretendan revertir la asignación de rendimientos de la renta petrolera a los contratistas”. Después de estos lineamientos estipulados por la Suprema Corte, la diputada fede-

René Sánchez Galindo, asesor jurídico de los demandantes, explicó a Proceso que el 12 de abril de 2011, cinco meses después del acuerdo del Consejo de Administración, la paraestatal mexicana explicó a las trasnacionales petroleras, en su “modelo económico de costos”, cómo sería el esquema de remuneración. “Si tomamos como base la tarifa del ejemplo que desarrolla esa presentación (45 dólares) y consideramos que las empresas petroleras mantienen la producción actual, de 13 mil 600 barriles diarios, y el dólar a 12.7 pesos, estamos hablando de que tan sólo en 2012 obtendrían pagos por 2 mil 800 millones de pesos”, explicó Sánchez Galindo. El proceso de licitación de contratos incentivados con petroleras privadas –que no se realizaba desde la expropiación de 1938– fue liderado por Pemex Exploración y Perforación (PEP), y en él calificaron 17 compañías mexicanas y de otros países. La británica Petrofac, una trasnacional con 14 mil empleados y presencia en 27 naciones, ganó la licitación para explotar las zonas de Santuario y Magallanes al ofertar 5.01 dólares por barril de petróleo extraído. En Magallanes existen 775 pozos explotados y en Santuario hay 221. La estadunidense Dowell Schlumberger obtuvo el segundo sitio, al ofertar un precio ligeramente mayor al de Petrofac, pero se quedó con la zona del Carrizo, cuya licitación ganó originalmente la fantasmal empresa regiomontana APC. El Carrizo tiene 43 pozos explotados. La superficie total de las tres áreas licitadas es de 312 kilómetros cuadrados, con una reserva total de 207 mil millones de barriles de petróleo crudo equivalente y una producción actual de casi 14 mil barriles diarios. Al darse a conocer los resultados, el director general de PEP, Carlos Morales, aseguró que en el subsuelo de esa región “hay una cantidad muy importante de hidrocarburos que hoy en día benefician de manera muy parcial a los dueños de este recurso, los mexicanos. Pero con estos contratos que hoy iniciamos estamos seguros de que vamos a poder incrementar de manera sustancial la recuperación de esas reservas”. Contra la sentencia de amparo ganada por la acción colectiva, Petrofac interpuso un recurso de revisión. Sus argumentos son muy similares a los que manejan la Secretaría de Energía y Pemex para justificar los “contratos incentivados”. O


ESTADOS / NUEVO LEÓN Germán Canseco

Margarita Zavala,

promesas incumplidas Falsas promesas, apatía e insensibilidad burocrática son las constantes que deben enfrentar deudos de quienes perecieron en el atentado al casino Royale hace medio año. Patricia Sáenz Cantú, quien perdió a su cónyuge y quedó en el desamparo, refiere que la esposa del presidente, Margarita Zavala, la visitó en su domicilio y le prometió ayuda para la manutención de sus hijos. Hasta ahora –lamenta– no ha recibido nada. LUCIANO CAMPOS GARZA

M

ONTERREY, NL.- Después del incendio provocado el 25 de agosto último en el casino Royale, a raíz del cual murieron 52 personas, las autoridades estatales y federales prometieron a los deudos de las víctimas justicia y apoyo asistencial. Seis meses después de la tragedia, eso no se ha cumplido. Patricia Sáenz Cantú perdió a su esposo, Eduardo Martínez. Quedó desamparada y con tres hijos que sostener. Cuando la indignación nacional aún se encontraba encendida por el atentado, Margarita Zavala fue a su casa y le prometió ayuda: becas para sus gemelos universitarios y

un fideicomiso para el tratamiento de por vida de su otro hijo adolescente, postrado por una enfermedad congénita. Hasta ahora no ha recibido la ayuda que públicamente anunció la esposa del mandatario. Como su marido era el sostén de la familia con un negocio que tuvo que cerrar después de su fallecimiento, Patricia enfrenta una grave crisis económica. Comenta que hace meses se ilusionó con la promesa de Margarita Zavala, sobre todo por el despliegue mediático que se hizo con motivo de la visita presidencial a Monterrey. “Creí que la cosa iba en serio”, dice, y asegura que no le guarda rencor a la esposa del presidente. Una semana después del ataque al ca-

sino Royale, Calderón visitó esta ciudad y junto con su esposa colocó una corona fúnebre afuera del centro de apuestas. Ese día el mandatario se reunió con funcionarios de los tres niveles de gobierno para manifestar su indignación por el ataque y reiterar que no cejaría en su combate contra la inseguridad. Los problemas para Patricia fueron inmediatos. Su hijo menor, Alejandro Javier, de 14 años, padece el síndrome Werning Hoffman –causante de atrofia muscular espinal–, que lo mantiene postrado desde que nació. El joven está conectado a un respirador artificial que funciona las 24 horas y se alimenta a través de una sonda gástrica. Sólo en su manutención, detalla

Patricia, se gastan alrededor de 12 mil pesos al mes. Los gemelos, de 18 años, estudian en la Universidad Regiomontana: Eduardo, contaduría pública, y Enrique, administración de empresas. Ellos hablaron directamente con los directivos de la institución, expusieron su caso y, dice Patricia, consiguieron una beca completa sin ayuda del gobierno. Recuerda que días antes de la visita de la presidenta del DIF nacional le hablaron por teléfono. Era personal del Estado Mayor Presidencial, que después llegó a revisar su domicilio para verificar las condiciones de seguridad. Margarita Zavala no iba sola en sus recorridos de ayuda a los afectados en la tragedia. La acompañaba Gretta Salinas, esposa del gobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina. El 29 de agosto, cuatro días después de los hechos, Zavala y Salinas recorrieron hospitales de la localidad para entrevistarse con algunos de los convalecientes. El gobierno estatal difundió un boletín que decía en su encabezado: “Visitan primeras damas, de la entidad, Gretta Salinas de Medina, y del país, Margarita Zavala, a tres de los heridos en incendio del Casino Royale”. En esa gira hicieron tres paradas. En el

Hospital Universitario hablaron con Sara Barrera Hernández, de 30 años, quien resultó con quemaduras en las dos manos e intoxicación. En el Hospital Regional del ISSSTE estuvieron con Lourdes Martínez Monsiváis, de 50 años, afectada por quemaduras de primer grado. Por último, en la clínica 21 del IMSS vieron a Cristian Manuel Torres Don Juan, de 30 años, afectado por quemaduras diversas.

Demagogia La esposa del presidente Calderón visitó a Patricia el pasado 6 de septiembre. Permaneció hora y media con ella y con sus hijos. “Nos dijo que yo no estaba sola, que me iba a apoyar, que iban a estar pendientes de nosotros. También mencionó que nos iba a dar un fideicomiso para el seguro de gastos médicos de mi hijo enfermo. Se suponía que era para eso”, dice Patricia. Aunque los gemelos tienen una beca de 100%, periódicamente deben aportar una cuota por gastos administrativos. Zavala les prometió que el gobierno los cubriría. “Cuando ella me visitó sentí tranquilidad porque pensé que ahora sí iba a estar apoyada. Me dijo que cada cuatrimes-

tre iba a estar pendiente del pago de 9 mil pesos por gastos administrativos que tengo que hacer. Además debo pagar recibos, gasolina, copias, libros, seguro. Mi cuñado le pidió que se estableciera un fideicomiso y ella me dijo que no me preocupara... pero, pos…”, se interrumpe, impotente. Por ahora sus hermanos la ayudan con los gastos diarios. Ella quiso seguir con el negocio de su marido, pero no pudo. Los empleados que tenía le dijeron que seguirían trabajando ahí, pero cada uno se contactó con los clientes de su marido para hacerles trabajos por fuera. También tiene problemas con el pago de impuestos. Un contador que la asesora le dijo que debía cancelar su estatus de persona física y que el trámite le costaría 8 mil pesos. En la visita a su casa también iba Gretta Salinas. Dice Patricia que Zavala le encargó a la esposa del gobernador velar por su familia. “Le dijo: ‘Quiero que estés al pendiente de estos niños; que cada tres meses estés pendiente de los pagos que ella tenga que hacer y que no se preocupe por nada’. También dijo que el niño no iba a estar solo, que iba a estar pendiente. Le entregamos la lista de lo que necesitaba el niño.” Sin embargo, todo indica que con la despedida de esa tarde se esfumaron los compromisos. Pese a todo, Patricia dice que mantiene la esperanza de que Zavala honre su palabra. Patricia debe estar todo el día cuidando a Alejandro Javier. El muchacho vive en un cuarto especialmente acondicionado en la parte alta de la casa. Frente a su cama tiene una pantalla grande de plasma y un aparato reproductor de DVD que la esposa del gobernador le envió la Navidad pasada. Al lado de la cama está el respirador artificial que se conecta a la garganta de Alejandro. Su madre debe limpiar los ductos cada tres horas, día y noche. En las esquinas del cuarto hay cuatro tanques de oxígeno para los débiles pulmones del muchacho. Al otro lado de la cama hay un gabinete repleto de medicamentos y material de curación. Cerca de la cama, Patricia acondicionó un camastro para velar el sueño de su hijo. El muchacho recibe alimentos a través de un ducto conectado directamente al estómago. En la mañana le dan frutas, a mediodía pollo y tortillas, y en la noche cereales. Todos los alimentos van licuados. Viste una camisa de Cars y unos pants. Junto a él hay muñecos de peluche de Tiger y Woody. Le gusta ver la lucha libre y el futbol. Es rayado de corazón y en un perchero tiene, como uno de sus tesoros, la cachucha con el logotipo del Monterrey que le autografió Aldo de Nigris, delantero del equipo que un día fue a visitarlo.


ESTADOS / NUEVO LEÓN promesa de ayuda a su cuñada. Los manifestantes fueron ignorados.

Una tragedia de tantas Desde el ataque, todos los jueves los familiares de las víctimas se reúnen afuera de las ruinas del casino Royale, en cuya fachada todavía se aprecian las manchas de humo. Ahí hay fotografías de todos los muertos, cruces con sus nombres, imágenes religiosas, coronas fúnebres... La duración de esas reuniones varía. Algunos deudos permanecen en la banqueta escasos minutos. Otros están ahí durante horas, intercambiando información nueva sobre las investigaciones, organizando misas, animándose, dándose consuelo. Antes de marcharse todos se toman de las manos y alguno dirige una oración. Patricia es asidua asistente a esas reuniones. En ocasiones la acompaña su cuñado Edilberto, quien la ha ayudado durante el trance. Ella se ahoga de angustia cuando recuerda el momento de la tragedia. Estaba al lado de su marido en un área de maquinitas de apuestas, cerca de la entrada, cuando comenzó el incendio. Se tomaron de la mano para escapar, pero una oleada de personas que corría despavorida hizo que se separaran. Relata: “Estaba a un lado mío. Se oyó un estruendo y mi esposo me dice: ‘¡Mi Hans-Maximo Musielik

Aunque Alejandro Javier tiene dificultades para comunicarse verbalmente, se hace entender mediante sonidos guturales que su madre interpreta. También se expresa con los ojos. A principios de este año, personas que se identificaron como representantes de la oficina de Margarita Zavala se comunicaron por teléfono con Patricia para decirle que no se desesperara, que pronto llegaría la ayuda prometida. “Nos hablaron hace poquito, un señor que dijo ser secretario de la señora Margarita. Reiteró que no nos preocupemos, que vamos a tener lo del fideicomiso, pero hasta ahorita no nos han dicho a ciencia cierta si nos van a cumplir. Esto me da mucha preocupación”, plantea Patricia. El gobierno del estado sí les ha proporcionado ayuda. Apoyó a la familia con los gastos funerarios; después dio 8 mil pesos para las colegiaturas de los gemelos. También entregó aparatos electrónicos. El pasado 8 de diciembre Felipe Calderón estuvo en Nuevo León. Afuera del Centro Internacional de Negocios, donde se encontraba el presidente, un grupo de familiares de fallecidos en el casino Royale se manifestó con pancartas para exigir una entrevista con el mandatario. Entre los inconformes estuvo Edilberto Martínez, hermano de Eduardo. Dijo que se presentó para recordarle al presidente que su esposa había incumplido la

Alejandro Martínez. Enfermo y desamparado

reina, una balacera!’. Me agarró la mano y corrimos, pero se vino una estampida. La gente salió del área de fumadores y me lo arrebataron. Ya no se vio nada y, pues, todos corrimos”. La colonia donde viven está a un lado del centro de apuestas. Esa tarde fueron a comer. Tenían una hora ahí cuando pasó todo. En el tumulto ella se esforzaba por encontrar a su esposo. “Cuando la gente corría, yo lo buscaba por todos lados, viendo hacia el baño, al piso. Nada. Me asomé al lado del sótano, a otro cuartito, y tampoco lo vi. Me subí al segundo piso, mientras le hablaba a su celular. “Quería que me dijera dónde estaba para hacer algo. Traté de bajar, pero ya no se veía nada. El humo negro, horrible, se había metido en todo”, recuerda mientras las palabras se le entrecortan y ahoga un sollozo. Ella y un grupo de personas salieron por una puerta trasera, utilizada por el personal del casino. Reconoce que fue obra de la suerte que llegara a ese lugar recóndito. La misma corriente humana en fuga la empujó hacia su salvación. “Salimos por la azotea. Pero hubo gente que se regresó buscando a alguien; corrieron hacia el sótano y ahí murieron. Yo escuché muy bien que alguien dijo que en el techo había francotiradores. Algunos se regresaron por miedo y murieron también”, recuerda. Quienes como Patricia pudieron escapar por la azotea, bajaron a un estacionamiento ubicado a espaldas del edificio. Cuando estuvo a salvo les gritó a las personas que veía que la siguieran, para que pudieran salir. “Hubo mucha negligencia. Logré que viniera una ambulancia. Sacaron a uno y le dieron resucitación, pero murió. A otro lo sacaron igual y a otra señora la dejaron tirada. Luego los paramédicos se dieron por vencidos: se sentaron y ya no ayudaron. Había dos ambulancias. Después llegaron los bomberos por otro lado. Fue mucha pérdida de tiempo. Fue muy cruel”, lamenta. Los familiares de las víctimas planean contratar un perito para que realice un dictamen independiente acerca de las condiciones en que operaba el casino porque les parecen increíbles las conclusiones presentadas por las autoridades. Algunos se han organizado para demandar por la vía civil al propietario del casino, Raúl Rocha González –quien al parecer se encuentra refugiado en Estados Unidos–, con el propósito de que les repare el daño. Entre los afectados hay 16 menores de edad huérfanos que esperan recibir la ayuda oficial prometida. O


D I A N É TI CA Benjamín Flores

La “religión” que

aniquila

JUAN PABLO PROAL

L

os habitantes de la casa marcada con el número 29 de la calle Río Rhin, en la colonia Cuauhtémoc del Distrito Federal, trabajan generalmente un promedio de 12 horas diarias de lunes a domingo a cambio de unos 150 pesos semanales. Algunos días incluso dejan de dormir con tal de cumplir cabalmente su misión: “clarificar al mundo”. En ese inmueble viven extranjeros que están en el país con visas de turista y también mexicanos sin contrato ni prestaciones. Ven a sus familias un día cada dos o tres meses. Las mujeres tienen prohibido embarazarse; si lo hacen, las presionan para abortar. Si alguien se enferma, lo abandonan o lo echan. Las reglas internas son rígidas y están hechas para que nadie piense siquiera en la posibilidad de huir. Muy pocos cruzan la puerta de salida. El grupo castiga muy severamente la disidencia. Se trata de la Organización del Mar, grupo semisecreto (muy pocos conocen sus reglas o saben quiénes la dirigen o cuántos miembros tiene) que controla desde aquí y para toda Latinoamérica las actividades de la Iglesia de la Cienciología (nombre extraoficial que se dan ellos mismos) o Dianética. Lo anterior se desprende de conversaciones con Rafael Gómez y Víctor Gutiérrez, quienes sí lograron escapar de la secta. No son los únicos que lo han logrado, pero sí los primeros en atreverse a denunciar los horrores que se viven en ella: trata de personas, abusos psicológicos y jornadas laborales infrahumanas. “Cada uno de los que trabajan donan toda su vida. Hablamos de una organización que se especializa en tener cautiva a la gente emocional, espiritual y hasta fí-

Organización del Mar. Su local en Río Rhin

Se llama Organización del Mar y algunas de sus víctimas la acusan de tráfico de personas, abusos psicológicos, estafa y explotación. Esta agrupación, con sede en la Ciudad de México, es la encargada de controlar en toda América Latina las actividades de la cienciología o dianética, la religión fundada en 1952 por el escritor Ronald Hubbard y que se ha extendido a muchos países, donde ha sido investigada, sancionada y hasta prohibida... Con todo, en México se halla en vías de obtener su registro oficial como entidad religiosa. sicamente; se vive bajo un régimen semimilitar. Ni siquiera tienen seguro médico, rezan para no enfermarse; no les dan ni el salario mínimo y sin embargo trabajan a veces día y noche”, revela Rafael Gómez, quien huyó hace cinco años. Antes de entrar en la Organización del Mar los empleados firman un contrato por un billón de años, pues este grupo propone la tesis de que sus afiliados reencarnan. En el sitio de internet www.scientology-lies.com (la cienciología miente) hay copias de estos convenios casi eternos, como el consignado en la ficha ESO 00985 firmado por Lisa Skonetski. Las raciones de comida que les dan son paupérrimas y el menú es casi invariable: Avena en el desayuno, pasta en la comida y pequeñas porciones de pollo en la cena. Rafael estima que unas 90 personas trabajan para la Organización del Mar y la tercera parte son extranjeros que burlan la ley con visas de turista: antes de que su permiso caduque, los mandan a Guatemala y de regreso para que quede constancia de que siguen viajando. Así le ocurrió a Andrea Benítez, una argentina que llegó sin permisos y que cuando intentó volver a su país se encontró con que los miembros de la secta le habían retenido el pasaporte para evitar su salida de México. Es por eso que Alex Spatz, un miembro de la Organización del Mar fue acusado de trata de personas por una colombiana y condenado a seis años de prisión, según informó la Procuraduría General de la República en el boletín 1772, del 25 de agosto de 2011. Una investigación de la Fiscalía Especializada para los Delitos de Violencia contra las Mujeres y Trata de Personas demostró que Spatz “perteneció a una persona moral que contactó a una mujer colombiana en la ciudad de Bogotá y me-

diante el engaño fue trasladada a México, donde finalmente fue sometida a trabajos forzados”, refiere el comunicado. De acuerdo con Rafael Gómez, Spatz sólo seguía las órdenes de sus superiores. En la Organización del Mar es común que se recluten extranjeros con engaños para traerlos a México, desde donde la cienciología controla a sus filiales en el resto de Latinoamérica. Para comprender qué es la Organización del Mar hay que explicar los orígenes de la cienciología o dianética, secta fundada en 1952 por el escritor de ciencia ficción L. Ronald Hubbard aparentemente a raíz de una apuesta según la cual, como narró el científico Carl Sagan en su libro El cerebro de Broca (1979): “Tenía que inventarse una religión y ganarse la vida con ella”. La cienciología se anuncia como una organización dedicada sólo a dar cursos de superación personal. En sus primeros acercamientos ofrece la aplicación

de pruebas gratuitas de personalidad; en un segundo paso propone a sus potenciales afiliados cursos ligados a las fallas que encontró en los primeros tests. Si por ejemplo una persona tiene problemas con los estudios, le aconsejan cursar el taller “Aprendiendo a aprender”. En las primeras etapas los cursos son muy baratos, pero se encarecen conforme el interesado avanza en su proceso. Hay decenas de cursos, libros y talleres. Quienes asisten a las charlas creen que su vida comienza a mejorar, así que continúan los cursos con entusiasmo hasta que son llamados a trabajar como parte del equipo de la cienciología, lo que implica dar gran parte de su vida a la causa. Los más constantes son convocados a unirse a la Organización del Mar, el grupo semisecreto que controla la operación de la secta. Conforme los interesados se inscriben en más cursos, son adiestrados en la creencia de la cienciología: la existencia de extraterrestres perversos que se apoderaron del universo, que “contaminan” a los humanos y les impiden ser perfectos. La misión de un cienciólogo es “clarificar” el mundo: “limpiar” a la humanidad de esa influencia extraterrestre y conducirla a la perfección y la inmortalidad. Si un familiar o un amigo de algunos de los cienciólogos cuestiona sus creencias, la organización presiona al individuo para que corte todo contacto con aquéllos. Eufemísticamente lo llaman “desconexión”.

Mala fama mundial En octubre de 2009 la dianética fue multada en Francia con 600 mil euros por el delito de estafa. En Rusia, el Consejo Religioso del Distrito Autónomo de Janti-Mansi prohibió los materiales de Ron Hubbard

Cienciología. Los textos de Hubb ard


DIANÉTICA

Medio siglo en México La dianética llegó a México en los sesenta. Luis González, director de Apoyo de Programas Comunitarios de la secta, informó que tiene 5 mil 300 seguidores, según publicó el periódico Reforma el pasado 27 de febrero, a raíz de la segunda solicitud dianética a la Secretaría de Gobernación. Para hacerse de más adeptos la dianética se vale de muchas fachadas. Por medio de organizaciones supuestamente civiles pega carteles, crea páginas en internet y manda correos masivos en los que ofrece resolver todo tipo de problemas, desde empresariales hasta de adicciones.

Testimonios del oprobio S JUAN PABLO PROAL

u economía estaba deshecha. Veía a su familia una o dos veces al año. Dejó de frecuentar a sus amigos. Rafael Gómez comenzó a pensar que había cometido un error. Diez años antes era un empresario exitoso y no supo en qué momento terminó trabajando 17 horas diarias a cambio de nada. En 1996 poseía un boyante negocio de computación. Un día su secretaria empezó a bajar su rendimiento debido a problemas personales y un conocido le recomendó que inscribiera a su empleada en los cursos del Instituto Mundial de Empresas de Cienciología (WISE, por sus siglas en inglés). Cuando regresó del curso, la secretaria le contó a su jefe que el WISE era una maravilla y lo persuadió de que se inscribiera para mejorar los resultados de la empresa. Primero tomó el curso Aprendiendo a aprender, creado por Ronald Hubbard, fundador de la Iglesia de la Cienciología, también llamada dianética. Y después siguió con más: la lista de conferencias y talleres era tan larga que podría pasar toda su vida en capacitación. Rafael se sentía satisfecho con los cursos del WISE y esta organización lo envió al Instituto Tecnológico de Dianética. Durante los tres años siguientes cursó cuanta capacitación le ofrecieron, para lo cual desembolsó alrededor de 250 mil pesos. Convencido de que su vida estaba mejorando, abandonó su negocio y se incor-

Benjamín Flores

por considerarlos extremistas. En 1996 el gobierno alemán calificó a esta secta de “muy peligrosa y con tendencia autoritaria”. También ha tenido problemas legales en Grecia e Inglaterra. La revista Time, la BBC, The New Yorker y decenas de medios han publicado reportajes y documentales sobre los fraudes, trabajos forzados, esclavitud y abusos que comete la secta. Sin embargo sus adeptos pocas veces se enteran porque son amenazados con ser excomulgados (los llaman “supresivos”) y perder la salvación eterna en caso de leer material contrario al credo dianético. Aunque en los países con mayor poder adquisitivo y regulación en materia religiosa han perdido adeptos, en las naciones subdesarrolladas la cienciología expande sus redes con rapidez. En el caso de México, en diciembre pasado solicitaron por segunda ocasión ser reconocidos como una religión.

La megasede de Balderas

poró como miembro de planta del equipo de esta organización, a cargo de la promoción y la mercadotecnia. Ganaba un promedio de 200 pesos semanales. Sobrevivía con sus ahorros. Eran tales la dedicación y el empeño de Rafael que ascendió rápidamente en la asociación. Llegó el momento en que los altos mandos lo invitaron a formar parte de la Organización del Mar, el grupo dentro de la dianética que controla todos los brazos de la cienciología en Latinoamérica. Firmó un contrato humanamente incapaz de cumplir, por un plazo de un billón de años... los cienciólogos creen en la reencarnación. Le encomendaron monitorear las finanzas de la dianética en Sudamérica, Guadalajara y Puebla. Durante cuatro años se volvió una especie de agente viajero para la Organización del Mar. Cuando regresó a México comenzó a desencantarse del credo. Atestiguó cómo a la venezolana Aída Torcatt, integrante de la organización, le salió una mancha en el brazo izquierdo. Rafael pidió auxilio médico para ella pero fue ignorado. La mancha crecía imparable hasta que el director continental de finanzas, Fabián Mora, le pidió dinero a Rafael para regresar a la enferma a Venezuela. Si ella se moría en México sería un peligro para la organización, le dijo. Un día de 2005 Rafael reconsideró las cosas. Echó un rápido vistazo al pasado. Antes era dueño de una empresa, tenía amigos, veía a su familia; con la dianética su vida había dejado de pertenecerle. Recobró la cordura y decidió alejarse de la Organización del Mar, pero sus superiores se negaron a dejarlo libre. Fastidiado, huyó a la casa de sus padres. Los directivos de la secta lo persiguieron hasta ahí, pues su novia, quien aún pertenecía a la secta, les indicó dónde ubicarlo. Le exigieron regresar o mandarían de regreso a su mujer a Hungría, de donde es originaria. Con engaños le confiaron que sólo firmaría unos papeles donde se comprometería a no demandar a la cienciología. De regreso a la organización a Rafael le impidieron salir y lo dejaron durmiendo en una diminuta oficina. Lo obligaron a cocinar, resanar paredes, lijar muros y decenas de actividades más. Su familia regresó a buscarlo al edificio y amenazaron con demandar a la secta por secuestro. Sólo así lo dejaron en libertad. Esta es sólo una historia de cómo la cienciología destroza las vidas de sus seguidores.

En octubre de 2011 Proceso publicó, en su edición 1822, un reportaje en el que se describe cómo la cienciología se infiltró en el sistema de educación pública de México. Por medio de la organización “laica” Entiende Más Logra Más, había repartido libros y devedés con las enseñanzas de Ron Hubbard, con la autorización del gobierno de Puebla. A partir de esa publicación, dos exmiembros de la secta se comunicaron al semanario para hablar de los abusos que sufrieron durante su estancia en la organización. Proceso se entrevistó personalmente con cinco personas relacionadas con la cienciología, y por vía telefónica y correo electrónico con otros exintegrantes que ya no radican en México. Luego de las entrevistas, una de estas personas se retractó de sus afirmaciones. Explicó que la iglesia se enteró de que había conversado con Proceso y lo amenazó con difundir temas delicados de su vida privada entre su familia. Otros dos exmiembros contactados por este semanario se negaron a criticar a la secta por temor a represalias. A continuación se reproducen los testimonios de los exmiembros que más sufrieron por haber dejado su vida en manos de esa organización.

Exclusión A César Velasco le comunicaron que su hija había ganado una beca para estudiar en Clearwater, Florida. Todos los gastos correrían a cargo de la Iglesia de la Cienciología. Él había confiado su vida entera a esta organización. Gastó alrededor de 500 mil pesos en cursos y creía ciegamente en las enseñanzas de Hubbard. Aceptó que su hija, de 13 años, viajara al extranjero. Sería sólo un año, le prometieron. El primer mes le pidieron 500 dólares para gastos de mantenimiento. La dianética le otorgó la custodia de la niña a Héctor Cruzado, ejecutivo de la organización; sin embargo, meses después éste regresó a México sin la muchacha. Pasó el tiempo y se venció la visa de seis meses que Estados Unidos le dio a la hija de César, quien preguntaba con insistencia cuándo regresaría. Los directivos de la Iglesia de la Cienciología le aseguraban que pronto volvería, que la tardanza se debía a que hubo un retraso en sus estudios. Ya había pasado más de una año. Mes tras mes César insistía en que deseaba el regreso de su niña, pero los dirigentes sólo le daban largas. Un día Héctor Cruzado le dijo a César: “Tu hija no volverá, la tenemos contratada”. El padre, angustiado, fue al consulado de Estados Unidos para denunciar el secuestro. A los tres días su hija regresó a México. Le confesó que abusaron sexualmente de ella. Señaló como responsable a Alejandro Aristi Guerrero, empleado de la Organización de Desarrollo y Dianética.

César notificó por escrito a Margarita Ibáñez, encargada de Asuntos Legales de la secta, que denunciaría al violador de su hija. La mujer lo amenazó con aplicarle “la pena máxima” si lo hacía. Este castigo consiste en ser declarado “supresivo”, lo que equivale a perder la salvación eterna, así como toda comunicación con familiares y amigos de la cienciología. La oficial comandante de la Organización del Mar para Latinoamérica, Liana Trangoni, le envió a César una carta (de la que Proceso tiene copia) en la que le dice que la justicia “wog” –la de los humanos ordinarios– es lenta y que ellos se encargarían del caso. La sentencia de la dianética para el violador fue de 300 horas de trabajo. Después César supo que Aristi había cometido al menos dos abusos sexuales más contra menores de edad dentro de la secta. Y no sólo eso, compañeros de su credo le confiaron que Jorge Pedroza, directivo de la Organización de Desarrollo Dianética, cumplió con la orden de seducir a su esposa para que ésta se separara de él, porque ya representaba un problema para la organización por sus continuas quejas. Pedroza utilizó información que la esposa de César escribió en las cartas que se emplean en la terapia personal a fin de manipularla psicológicamente y persuadirla de que abandonara a su marido. César investigó el caso con familiares directos de Pedroza, quienes le informaron que éste también había abusado de menores de edad en la secta. Cuando César vio de frente a Jorge Pedroza, estalló: “El tipo abusaba de niños; a mí la gente pederasta me molesta mucho. Yo empecé a vigilarlo, llegó el momento en que no lo soporté, lo agarré a golpes cuando lo vi rodeado de niños. Descubrí que el tipo traía una pistola. Reporté a la organización que el hombre estaba armado y no hicieron nada; denuncié en el área de control de Latinoamérica que era pederasta, que cometió adulterio... no pasó nada. Con ellos tú puedes resolver cualquier situación de tu vida siempre y cuando les aportes dinero”. César armó una página en internet y ahí subió su caso junto con las cartas que reportan el abuso que cometió la cienciología contra su hija. Con este sitio pretende advertirle a la gente acerca de los peligros que entraña enrolarse en los cursos de la dianética.

Conflicto familiar “Papá, ¿estás atacando a mi religión?”, le preguntó Estefanía a Adrian Kelsey, empresario, padre de dos hijos y recién divorciado de Fransyl Marmolejo, quien reside en León, Guanajuato. Adrian nació en el puerto de Durban, Sudáfrica. Desde su infancia estuvo relacionado con la dianética ya que su madre leía los libros de Hubbard. En 1991, a los 20 años, se incorporó a la organización.

Tanto su esposa como sus hijos, Estefanía y Rafael, crecieron dentro del credo. En 2009 Adrian abandonó la cienciología debido a que le pidieron pagar más de 500 mil pesos en cursos para volver a obtener el estado “clear” (limpio, un ser humano sin defectos). Previamente había pagado una cantidad similar en decenas de cursos, pero a mediados de la década pasada la organización avisó a sus miembros más avanzados que los deberían volver a tomar por un error “técnico” en el “émetro” (un simple detector de mentiras). Consideró que este error contradecía los principios de la cienciología que postula que su “tecnología” es infalible. En desafío a las reglas, Kelsey buscó información sobre la secta. Encontró sitios de exmiembros que evidencian las principales mentiras de la secta, entre ellas que Hubbard no murió sino que ascendió directamente al cielo. En internet circula el acta de defunción de Hubbard: murió por un derrame cerebral. El documento pone en duda otro dogma de la cienciología: cuando la persona llega al estado “clear”, jamás se enferma. Kelsey continuó indagando sobre el credo. Encontró evidencias de fraudes, abusos y extorsiones. En 2009 decidió salirse. Intentó persuadir a su hija de hacer lo propio y le recomendó que abandonara el culto. Le advirtió que la organización le propondría “desconectarse” de él, debido a que estaba criticando a su religión y era una persona “supresiva”. En un primer correo su hija le escribió: “No puedo dejar la cienciología y menos a ti, yo te amo, jamás te voy a dejar. Que te quede claro que ningún cienciólogo me dirá que te deje porque una de las primeras dinámicas es la familia (…) te amooooo muchisisisimo”. El empresario dejó México y se fue a Australia donde actualmente reside. Un día llamó a su hija para avisarle que pronto iría a visitarla. Estefanía había cambiado su actitud y le advirtió a su padre que no volara a México. Además le ordenó: “Deja de atacar a mi religión”. Kelsey le recordó a su hija que la cienciología comenzaría a persuadirla de cortar los lazos entre ambos. “No ataques” insistió ella llorando. Su madre también pertenece al culto, así que estaba de parte de la dianética. Después de esa llamada, Adrian recibió un correo electrónico firmado por su hija: “Mira, sabes que yo ya estoy desconectada de ti, no tiene nada que ver con la cienciología, tiene que ver conmigo. De hecho la cienciología me pidió que no me desconectara pero mira si tú me estás parando a mí no se me hace justo, ok, así que fue mi decisión (…) Te borraré de mis contactos, no me llegan mails, ok, así que se acabó, si quieres algún cambio te comunicas con mi mamá”. Adrian está seguro de que la dianética le exigió a su hija separarse de él. No ha vuelto a hablar con ella. O


s lice r fe e s ara sp o s r Cu

AP photo / Chris Weeks

Sus principales fachadas: Entiende Más Logra Más, WISE, Narconon, Fundación Latinoamericana El Camino a la Felicidad y Soluciones Efectivas Empresariales. Gracias a esa estrategia han logrado impartir cursos en la Lotería Nacional, la Administración Federal de Servicios Educativos del Distrito Federal e incluso en escuelas de 15 ciudades de la República, incluidas primarias públicas (Proceso 1822). También lograron que TV Azteca incluyera el video El camino a la felicidad en su programación (autorización emitida por la Secretaría de Gobernación S-08-00137). Son insaciables a la hora de exigir donativos. Víctor Gutiérrez fue obligado a salirse de la Organización del Mar por embarazar a su esposa. Antes le sugirieron abandonarla y seguir dando toda su vida a la asociación. Después fue “público” (el equivalente a un laico en la Iglesia católica) pero se salió en 2009 debido a que le telefoneaban insistentemente en las madrugadas para exigirle que cumpliera con el pago de sus donativos. Tuvo que endeudarse con dos tarjetas de crédito por aproximadamente 20 mil pesos cada una con tal de satisfacer las exigencias de la cienciología, relató a Proceso en una entrevista. Harto de sentirse estafado comenzó a buscar información en internet sobre el culto, hasta que se convenció del peligro que representaba. Gracias a esta estrategia de presión para obtener donativos, la cienciología construyó su monumental e imponente nuevo templo en la calle de Balderas, en la Ciudad de México. Abarca casi una calle entera. Además la organización adquirió un terreno en Interlomas, donde erige su más ambicioso proyecto: la sede de la Organización Avanzada de México, otra de sus fachadas. Además existen otras cuatro asociaciones en el Distrito Federal: el Instituto Tecnológico de Dianética, la Organización Desarrollo de Dianética, Centro Cultural

DIANÉTICA habían hecho lo mismo con este reportero en su afán de desacreditar el contenido de este reportaje. Estas tácticas son las que hacen que los exmiembros de la organización rara vez se atrevan a denunciar los abusos que sufrieron.

Poder económico

Los Angeles. Rechazo

Latinoamericano y el Centro Cultural de Dianética. También hay representaciones y grupos en León, Monterrey, Guadalajara y Puebla. A escala mundial la cienciología suma a sus filas a estrellas del espectáculo para promoverse. Pertenecen a la secta Tom Cruise, John Travolta, Katie Holmes y Anne Archer. En México el actor Juan Ferrara cumple esa función. Una de las estrategias de esta secta es también estrechar lazos con funcionarios públicos. A la inauguración de su edificio en Balderas acudió el exsecretario de Turismo del DF, Alejandro Rojas, quien públicamente elogió a la organización. En Puebla, el secretario de Educación, Luis Maldonado, autorizó la difusión en las escuelas públicas de folletos de Ron Hubbard distribuidos bajo el membrete de la asociación Entiende Más Logra Más. Cuando se le cuestionó, Maldonado argumentó que Marinela Servitje, hija del dueño de Bimbo, había promovido el material. Servitje se deslindó de la organización. Proceso llamó a la Iglesia de la Cienciología para pedir su versión respecto de los abusos de los que se le acusa. Jonathan Rico, vocero de la cienciología para Latinoamérica, envió un correo a este reportero con copia a un despacho de abogados. En el mensaje exigió obtener una copia del reportaje antes de su publicación y acusó a este semanario de difamar a la Iglesia de la Cienciología, no sin sugerir una amenaza: “Le deseo hacer saber también que mientras que estoy en la mejor disposi-

ción de mantener una relación institucional cordial con usted y con la revista Proceso, también estamos dispuestos a defender y proteger a nuestra Iglesia, a nuestra religión, así como la dignidad de nuestra feligresía en contra de falsedades, discriminación, odio religioso y calumnias.” Rico pidió como condición para dar una entrevista que se le entregara un cuestionario previo. Las preguntas le fueron enviadas por correo electrónico y además se le pidió que permitiera a este semanario recorrer las instalaciones de la Organización del Mar, ver las visas de trabajo de sus empleados extranjeros así como documentos en los que conste cuánto se les paga. El primer encuentro pactado entre este reportero y Rico no se pudo llevar a cabo por problemas de agenda de ambos. El portavoz de la organización prometió comunicarse después para concertar otra cita. No lo hizo. En cambio durante las entrevistas que el reportero tuvo con los exmiembros de la secta, hubo personas que tomaban fotografías y rápidamente escapaban del lugar donde se celebraban las conversaciones. Al concluir una charla en el café Sanborns del centro de Coyoacán, uno de los entrevistados se percató de que un hombre nos había fotografiado e inmediatamente huyó. Además una persona que inicialmente accedió a dar su testimonio, posteriormente se retractó porque la cienciología lo amenazó con difundir aspectos de su vida privada entre sus familiares. Su versión era relevante, pues documentaba un caso de extorsión millonaria para ayudar a la construcción de uno de los edificios. La BBC publicó un reportaje de cómo la cienciología contrata investigadores privados para sacar a la luz aspectos de la vida íntima de los periodistas que se atreven a revelar los abusos que cometen. Una fuente de dicha organización confió que

Desde Barcelona, el terapeuta Miguel Perlado, miembro del Colegio Oficial de Psicólogos de Cataluña y especialista en casos de personas afectadas por los abusos de las sectas, explica las estrategias de presión de la cienciología: “Cuando las personas salen de cienciología se sienten muy disgustadas, tienen miedo de hablar, les dicen adentro que los psiquiatras y los psicólogos les harán daño. Sufren depresión y ansiedad muy alterada, pesadillas, desarrollan cuadros fóbicos importantes. Padecen una sensación de desconexión del mundo, miedo a vincularse a nuevas relaciones. Hay una ruptura con relaciones previas. “Tienen bufetes de abogados muy poderosos y estrategias más o menos abiertas de intimidación. Amenazan con difundir información confidencial que dio la persona en supuestas sesiones de terapia.” Mediante estas técnicas se comprende por qué se desconocen los abusos de la cienciología en México, explica Perlado. La secta opera de tal forma, señala el especialista, que le hacen creer a sus miembros que el mundo entero es su enemigo, además de que logran desequilibrar la personalidad de sus afiliados. –¿Qué ganan con eso? –Sale ganando la cúpula, que está en Estados Unidos. Todo es un embudo que va a parar allá. Ellos buscan que todo el mundo sea cienciólogo y alimentarse de más y más personas. Mientras más adeptos, más dinero. Víctor Gutiérrez manejó las finanzas de la cienciología en los noventa. En esa época recababa de los feligreses unos 150 mil pesos semanales. Casi todo el dinero era enviado a Estados Unidos y las organizaciones locales trabajaban en números rojos. Los mandos más altos de México generalmente viven al día, convencidos de su proyecto, confía Rafael Gómez. Bernardo Barranco, investigador de El Colegio de México y director del Centro de Estudios Religiosos de México, advierte a este semanario que no sólo la cienciología comete este tipo de abusos con sus adeptos. Señala que los sacristanes y ayudantes de muchos templos católicos generalmente están en bancarrota y trabajan sin horarios ni prestaciones. Respecto a la desconexión con el resto del mundo, recuerda que en el interior de la Iglesia católica la practican los Le-

gionarios de Cristo con sus candidatos a religiosos. “Entre más sectaria y pequeña es la secta, más abusos hay. La cienciología en este sentido no es una excepción, y se inscribe dentro de una gran tendencia de muchas otras organizaciones religiosas”. El pasado 12 de diciembre, la cienciología entregó ocho kilos de documentos a la Secretaría de Gobernación para obtener su registro. En 1999 les fue negada la solicitud, aparentemente porque no cumplía con todos los requisitos; sin embargo Ba-

rranco cree que esta vez será distinto porque la organización se esmeró en cumplir todos los requisitos, además de que hizo labor de cabildeo con el gobierno federal. –¿México corre peligro? –se le pregunta a Perlado. –La cienciología, aunque diga que tiene miles de seguidores, en realidad no los tiene y está muy desacreditada a escala mundial. Pero humanamente sí: hay rupturas familiares, distanciamiento con antiguas religiones, vulnerabilidad psicológica y otros desequilibrios igualmente importantes.


A N Á L I SI S NARANJO

ENRIQUE SEMO

Viacrucis MIEDO L

as elecciones del próximo julio se van a realizar en un ambiente de miedo mucho más agudo y generalizado que el que creó la campaña de Felipe Calderón en 2006. En aquella ocasión, el PAN, algunos grupos empresariales y otras organizaciones afines mandaron más de 7 millones de correos electrónicos en cinco meses, sembrando el miedo contra López Obrador. El tema predominante era: “AMLO es un peligro para México, un Hugo Chávez, y su triunfo llevará a México a una especie de socialismo autoritario”. También se difundieron 66 videos de diseño profesional, vía internet, para la “guerra sucia” orquestada por Felipe Calderón. Pero hay que señalar que la estrategia no comenzó durante la campaña, y que antes de ella se habían producido una serie de hechos como los ataques por la expropiación del paraje San Juan, el intento de desafuero aprobado por los diputados del PRI y del PAN y la orientación de los recursos federales provenientes de la Secretaría de Desarrollo Social hacia las regiones pobres que mostraban tendencias de votar por López Obrador.1 El miedo es un recurso de los Estados para consolidar su dominio sobre los pueblos desde la antigüedad más temprana. La crucifixión en tiempos de los romanos servía de ejemplo, por la larga agonía del condenado; la Inquisición era efectiva 1 Marco Antonio González Pérez, México Polarizado 2000-2006. Estudios de psicología política, México, ITACA-ITESM, 2008, páginas 100-101.

más por el miedo que creaba que por el número de los ejecutados. El ajusticiamiento público por descuartizamiento en el siglo XVI tenía un efecto similar. La guerra contra el terrorismo, que convierte artificialmente un peligro geográfica y numéricamente acotado en peligro universal, tiene el mismo objetivo de sembrar el miedo, primero en Estados Unidos, y luego en el resto de los pueblos del mundo. El miedo es frecuentemente irracional y puede ser provocado por peligros reales o fabricados. Es fácil lograr que la gente llegue a esperar un enemigo oculto en cualquier lado, en la oscuridad de la noche, en su propia casa o incluso debajo de la cama. El miedo impide la acción colectiva porque supone que los malhechores están en todas partes y pueden pervertir cualquier esfuerzo nacional. La víctima principal de ese miedo es el sentimiento de solidaridad. El sueño de la seguridad personal se derrumba ante la ineficacia de la ley, la impunidad del malhechor y la frecuencia de sus crímenes, que obligan a enfrentar los peligros en términos exclusivamente individuales. En vano el gobierno de Felipe Calderón promete el uso de la fuerza en la guerra contra el crimen, una legislación especial y castigos cada vez más ingeniosos contra delincuentes juveniles, narcotraficantes o miembros del crimen organizado. El ciudadano se siente más vulnerable después de las promesas que quedan incumplidas. Las rebeliones en las cárceles y reclusorios legitima que se aumente el número y la

capacidad de los centros de reclusión como fuentes de seguridad. La vigilancia privada es introducida en bancos, empresas, condominios, centros comerciales, conjuntos habitacionales e incluso fiestas privadas. La desconfianza del ciudadano hacia sus semejantes crece; la necesidad de la intervención violenta del Estado se justifica. La diferencia entre aquellos que pueden recurrir a estos dispositivos y los pobres, librados a su suerte, aumenta. Incluso, éstos últimos son identificados en el asustado imaginario clasemediero con los maleantes. Alexander Hamilton, secretario de George Washington y fundador del primer partido político en Estados Unidos, advertía en forma profética: “La destrucción violenta de la vida y de la propiedad a consecuencia de la guerra, el continuo esfuerzo y la alarma que provoca un estado de peligro sostenido, llevarán a las naciones amantes de la libertad a buscar el reposo y la seguridad poniéndose en manos de instituciones con tendencias a socavar los derechos civiles y políticos. Para estar más seguras, correrán el riesgo de ser menos libres”.2 En otras palabras, “ante las armas, las leyes callan”. Durante un sexenio, el gobierno de Calderón ha sembrado profusamente el miedo en imagen, palabra y rumor cotidiano. Las noticias sobre asesinatos masivos de gente totalmente anónima; las imágenes de policías y soldados armados hasta los dientes y camuflados hasta 2 Citado en Zygmunt Bauman, Tiempos líquidos. Vivir en una época de incertidumbre, México, CNCA, 2007, página 18.

la anonimidad, transmitidas y retransmitidas hasta la saciedad, se transforman en la pesadilla nuestra de cada día. Su propósito es crear la incertidumbre frente al cambio, lo desconocido, el activismo social. Las protestas contra la vulneración de los derechos civiles son ignoradas. Las quejas masivas de las “víctimas colaterales” hechas públicas por el movimiento iniciado por Javier Sicilia son acalladas con promesas vagas. La indefensión ante los crímenes de los bandidos y del Ejército crece de día en día. El miedo se vuelve silencioso, pero no por eso menos profundo. Esta vez el miedo no es dirigido directamente contra Andrés Manuel López Obrador, sino que es implantado en el elector para que renuncie al cuestionamiento del statu quo. Los ciudadanos de clase media que votarán en este ambiente no pueden evitar los sentimientos de incertidumbre, desamparo y angustia que llevan al conservadurismo, la búsqueda de eficiencia a costa de la democracia, el temor hacia los movimientos de masas. El miedo generalizado es uno de los grandes obstáculos de la acción colectiva transformadora. Deberá ser enfrentado en sus propios términos por sus opuestos: la indignación, la esperanza, la dignidad y la confianza de poder cambiar la historia de México, sentimientos que siguen vivos en los ciudadanos. O Nota para los lectores: En el artículo De la contienda al circo, publicado en Proceso 1844 el pasado 4 de marzo, las comillas de cierre de la cita de Sartori van después de la palabra comunicación.


ANÁLISIS SABINA BERMAN

JESÚS CANTÚ

¿A dónde? ¿Cómo? ¿Cuándo? Los tironeos de la izquierda

E

n el Movimiento Progresista los conflictos para la designación de candidatos a los puestos de elección popular son la constante; en algunos casos se dan en el interior de un partido, como ocurre en el PRD, donde las tribus acapararon las posiciones más seguras, y en otros ocurren entre las tres organizaciones políticas participantes en la coalición: PRD, PT y Movimiento Ciudadano, antes Convergencia. En medio de los conflictos también aparece un pragmatismo extremo, pues toman a todo aquel personaje medianamente conocido o cercano a grupos empresariales, movimientos sociales, medios de comunicación, etcétera, que les garantice cierta presencia pública o un mínimo de respaldo electoral. Así, lo mismo postulan en Chiapas a la expriista María Elena Orantes como candidata a la gubernatura, que a Manuel Bartlett, responsable de la “caída del sistema” en 1988, como candidato a senador en la primera fórmula de Puebla, o a la empresaria Cristina Sada Salinas en la misma posición, pero en Nuevo León. En sus listas caben todos, pero, eso sí, las posiciones más seguras, las que tienen mayores probabilidades de ganar se las reservan para los líderes de las tribus o para sus familiares cercanos. Mientras tanto, el virtual candidato presidencial, Andrés Manuel López

Obrador, batalla para empujar sus propuestas en la coalición, de manera que optó por hacerlo en el Movimiento Ciudadano –que no tendrá muchas posibilidades de colocar legisladores, pues esperan que obtenga alrededor del 3% de los sufragios, con lo cual apenas lograría colocar a dos senadores y a menos de una decena de diputados– y en el PT, que tampoco aspira a un porcentaje mucho mayor. Inicialmente las listas de AMLO incluían a buena parte de su gabinete, pero ante el rechazo de dichas postulaciones optó por retirarlos elegantemente al declarar: “Sobre si quienes serán parte del gabinete van a ser candidatos, les digo de manera categórica que no, porque vamos a triunfar. Ellos estarán preparando los cambios que requiere el país”. En términos generales, cada partido elabora sus propias listas plurinominales, y en el caso del PRD las tribus las acapararon sin dejarle a AMLO meter sus propuestas; en el Movimiento Ciudadano hubo más condescendencia con su abanderado presidencial y le permitieron colocar en el segundo lugar de la lista del Senado a José Agustín Pinchetti, quien sí tiene posibilidades de llegar; y en el PT también dieron preferencia a sus cuadros. Por lo que se refiere a las candidaturas de mayoría relativa, no batallaron para ponerse de acuerdo donde no tienen prácticamente ninguna posibilidad de ganar, o en aquellos distritos que están claramen-

te identificados con otros partidos, pero en los distritos y entidades donde las fuerzas están divididas, como en Zacatecas, Oaxaca y Distrito Federal, los partidos del Movimiento Progresista todavía están en pie de guerra, y en algunos casos ni siquiera logran integrar la propuesta, a pesar de que el tiempo ya está encima pues el registro de los candidatos se cierra el jueves 22 de marzo. Durante 2006, cuando AMLO encabezaba las preferencias electorales en la contienda presidencial, fue él quien llevo mano en la designación de candidatos, lo cual se evidenció con la gran bancada lopezobradorista en el Congreso de la Unión, que le permitió jugar un papel crucial en la discusión de algunos proyectos de ley. Pero ahora las condiciones son muy distintas, por dos razones principales: el distanciamiento de más de dos años que ha tenido con el PRD y su actual nivel en las encuestas de preferencia electoral, donde la izquierda regresa a sus niveles históricos, muy lejos de los casi 40 puntos que alcanzaba hace apenas seis años. En aquel entonces todos trataban de congraciarse con el “futuro presidente”. La disputa no estaba en las candidaturas, sino en la posibilidad de integrarse al equipo de gobierno; hoy, al contrario, predomina la idea de que las posibilidades son reducidas y, por lo tanto, todos quieren jugar a lo seguro con las candidaturas al Congreso de la Unión.

Por otro lado, el acercamiento con los grupos empresariales, en un intento de captar votos de esos sectores, condujeron a ceder posiciones que difícilmente alcanzarían el Congreso. Así, en Jalisco la fórmula al Senado la encabeza Carlos Lomelí Bolaños, un empresario farmacéutico, y en Nuevo León, Cristina Sada Salinas. Pero esta búsqueda de votos también se traduce en apoyar a candidatos como a Bartlett, en Puebla. Y, así, el espectro ideológico de los candidatos del Movimiento Progresista tiene representantes en casi todos los puntos que van desde la izquierda hasta la derecha. En caso de ganar, difícilmente lograrían acuerdos, pero eso no es lo importante en estos momentos. Donde existen verdaderas probabilidades de ganar, la lucha entre los líderes de las tribus es encarnizada, lo cual se traduce en que todavía el pasado jueves por la noche no lograban un acuerdo en la mitad de las 32 entidades, entre las que se encontraban Oaxaca, Chiapas, el Estado de México y el Distrito Federal. Será interesante ver cuál es el efecto que produce en el electorado esta mezcla de pragmatismo, oportunismo y dogmatismo. Por lo pronto, es evidente que las tribus se reservan las mejores posiciones y que en el resto todo cabe, sin importar las consecuencias sobre la elección presidencial. O

E

ste mes de marzo los candidatos a la Presidencia de la República y a la Jefatura de Gobierno de la capital guardan silencio. Más bien, ese era el supuesto, según la nueva ley electoral. Por lo menos han aparecido menos en los medios y los ciudadanos lo agradecemos: disfrutamos la tregua de su escasez. En tanto, atrincherados el más del tiempo en sus casas de campaña, los candidatos y sus equipos preparan la venganza, la gran invasión de nuestras calles y nuestras conciencias. Afinan sus lemas, graban anuncios para la televisión y radio, memorizan frases diseñadas para volverse virales en las redes sociales, se sabe de una candidata que prepara una cumbia para autoensalsarse en la radio, siete veces los sietes días de la

semana, de un equipo que revisa las campañas de miedo que tuvieron éxito recién en Rusia, de una candidata que afina su finta para colarse a besar la mano del Papa en todas las primeras planas de los diarios. La ciudadana que esto escribe quiere usar la tregua de su omnipresencia para relatar al amable lector un suceso ocurrido el año del 2005. En el año del 2005 una prestigiosa editorial se propuso publicar el relato de La Transición Mexicana. La transición del Viejo Régimen al Nuevo Régimen. La transición del autoritarismo a la democracia. La transición del siglo XX al siglo XXI dada en nuestro país. Ese relato que la editorial sospechaba épico. Para lograrlo envío a periodistas con cada uno de los secretarios de


ANÁLISIS M A RTA L A M A S

Estado de ese primer gobierno no priista. Cada periodista se sentó ante un Secretario y le hizo tres simples preguntas. Al tomar el cargo, ¿a dónde se había propuesto llevar a su Secretaría? ¿Cómo lo había logrado? ¿Cuándo lo había cumplido? La idea era reunir los relatos de cada Secretaría en un gran relato de la Transición Mexicana, pero el resultado no lo permitió. Ningún Secretario fue capaz de responder a las tres preguntas con brevedad y claridad. Ninguno pudo enunciar el propósito que tuvo al iniciar su mandato. Menos pudo enunciar cómo logró llegar a esa meta que no se propuso. Menos aún cuándo lo logró. El mismo Vicente Fox habría tenido dificultad en responder esas preguntas. Si hacemos memoria, Fox como candidato sí enunció sus propósitos durante la contienda electoral. Sacar al PRI de Los Pinos. Hacer crecer la economía del país al 7.5% anual. Y hacer “una revolución educativa”. Pero si los enunció como candidato, como Presidente saliente no habría podido hacerlo, excepto por el primer propósito. En efecto, sacó al PRI de Los Pinos y ahí se fue a vivir él y su familia, pero de los otros dos propósitos acaso ni él mismo se acordaría. Se esfumaron como palabras dichas al viento. Se evaporaron en el trajinar de la política cotidiana, los arreglos coyunturales, las negociaciones, y en la difícil administración cotidiana de las enormes instituciones del Estado mexicano. Durante los últimos tres años, yo me he sentado ante varios de los Secretarios del actual gobierno y les he preguntado las tres preguntas, siempre al final de una entrevista de 45 minutos. ¿A dónde te propusiste llegar al tomar el cargo? ¿Cómo lo lograste? ¿Cuándo lo lograste? A menudo el Secretario se ha desviado a la retórica de altos vuelos y amplia ambición, para referirse al país entero y sus problemas históricos. O ha confundido la Secretaría con su persona, creyendo que le pregunto sobre dónde él o ella querían llegar. No, por favor no, suelo intervenir, dime tres propósitos para tu Secretaría, tres cómos y tres cuándos. O en su defecto, dime un propósito para tu Secretaría, un cómo y un cuándo. Reporto mi estupefacción: ningún Secretario de la presente administración me ha contestado con brevedad y claridad este ABC. Reporto otra estupefacción no menor: en el último año también he tenido la oportunidad de preguntarles ese ABC a los ahora candidatos oficiales a la Presidencia de la República y a la Jefatura de Gobierno de la capital del país, (corrijo, a todos no: a cinco de los seis candidatos sí), y ni uno solo me ha respondido con cla-

ridad y presteza qué se propone lograr si asume el puesto, ¿cómo?, ¿y cuándo? Si acaso me han respondido una miscelánea de asuntos menores y mayores, sin distinguir entre proyectos amplios y programas cortos, entre buenas intenciones y resultados netos, entre estados de ánimo (lograr que la gente tenga esperanza u optimismo) o asuntos de gobierno o de disposición personal (que reine el amor), ni distinguir prioridades, ya no digamos métodos y tiempos para ejecutarlos. Si no se piensa, no se hace, esta es una verdad del maestro Perogrullo. Si no decido ir a La Meca, no emprendo el camino a La Meca y por tanto nunca llegaré a La Meca. No se llega sin premeditarlo a La Meca, por azar, sino en sueños. Y los sueños, sueños son, nos avisó Calderón de la Barca. La ciudadana que esto escribe se teme que el 1 de abril, cuando suene el silbato que dé comienzo a la carrera presidencial, nos diluviarán encima lemas de eufonías afortunadas, jingles que envidiarían las papas fritas, anuncios de televisión con calidad de primer mundo, y muchas descalificaciones tremendas de los contrincantes de quien lanza la bomba, repletas de evidencias estruendosas, que nos dejarán los tímpanos zumbando. La ciudadana que esto escribe invita a quien esto lee a que no lo permita. Que no se distraiga en los jingles de campaña ni se distraiga en las razones por las que cualquiera de los candidatos sería ya en el poder Hugo Chávez o Hitler o el mismo Satán encarnado. Lo que debiéramos preguntar, una y otra vez, es: ¿qué propósito le darías a las instituciones del Estado mexicano a cuyo mando estarías si ganaras?, ¿cómo lograrías alcanzar ese propósito?, ¿cuándo lo lograrías? Así o en plural: un propósito o dos o tres. Y a lo que deberíamos atender, como electores, es a las respuestas de estas tres preguntas, para considerar su viabilidad y el tamaño de sus consecuencias para el país. Suena simple. Pero resulta que no lo es. Nuestra historia reciente demuestra que a la generación de políticos de la así llamada Transición les ha sido imposible articular luego de 12 años y hasta el día de hoy un para qué usar el Poder que les otorgamos los ciudadanos. Por eso el tren de la Transición no ha transitado a otro México bien distinto al del siglo XX: porque nadie ha tendido las rieles hacia un futuro. No es casual entonces que a muchos, según las encuestas a cada cinco de 10 ciudadanos, les parezca más promisorio dar reversa y deslizarse al pasado. Al México del PRI. Esta ciudadana reporta otra vez su estupefacción. O

No al “Día del Niño por Nacer”

H

ace unos días los diputados panistas María Joann Novoa, Paz Gutiérrez Cortina y Óscar Saúl Castillo Andrade hicieron la propuesta de que se instituya en México el 25 de marzo como el Día del Niño por Nacer. Al final de sus consideraciones queda claro que su objetivo es que se reconozca el derecho a la vida desde la concepción, para impedir que se realicen interrupciones legales de embarazos. Al igual que la propaganda antiaborto de los grupos fundamentalistas, los diputados panistas que suscriben la iniciativa a favor de los “no nacidos” no distinguen entre un óvulo fecundado, un embrión y un feto, ni reconocen que todas esas formas de vida humana requieren de la mujer para desarrollarse y para que nazca un ser humano. Si realmente les preocuparan las criaturas por nacer, los diputados panistas deberían proponer que los gobiernos estatales otorguen suplementos alimenticios para las embarazadas, así como servicios perinatales de calidad, incluyendo partos sin violencia. La celebración que impulsan tiene un tinte acendradamente antiaborto, como en todos los países donde se ha instaurado. Vale la pena recordar qué fue El Salvador el primer país latinoamericano donde El Vaticano logró que se instituyera ese Día en 1993. A esa celebración aparentemente inocente le siguieron reformas dirigidas a cancelar el derecho de las mujeres a decidir sobre sus cuerpos. La legislación de El Salvador permitía el aborto cuando el embara-

zo era producto de una violación sexual, cuando la vida de la mujer estaba en riesgo y cuando se detectaba una malformación grave en el feto. En abril de 1997, por la presión de grupos católicos de derecha, se derogaron esas excepciones al aborto, aumentaron las sanciones por abortar y se introdujo el delito de “inducción o ayuda al aborto”. El retroceso no quedó ahí. En febrero de 1999, como producto de una campaña masiva liderada por la Iglesia católica salvadoreña, se aprobó una reforma constitucional en la que se reconoce como persona al óvulo fecundado desde el momento de la concepción. Y también se introdujo la tipificación penal de “lesiones en el no nacido”, que penaliza a quien “cause lesiones o enfermedad a un feto, perjudicando su desarrollo o provocando una grave tara física o psíquica”. Así, lo que empezó como una celebración del “Día del No Nacido” desembocó en la eliminación de derechos. La absurda estrategia antiaborto de El Vaticano está centrada en América Latina, donde se encuentra su mayor clientela. Durante la IV Cumbre Iberoamericana en Cartagena (junio 1994), el entonces presidente de Argentina, Carlos Menem, propuso a los presidentes latinoamericanos firmar una condena al aborto. Eran vísperas de la IV Conferencia de Desarrollo y Población de El Cairo, y el Vaticano tenía como objetivo impedir que se acepta-

ran los señalamientos formulados en las reuniones preparatorias sobre no penalizar los abortos. Aunque Menem fracasó en su propósito, recibió una carta de Karol Wojtlya agradeciéndole su iniciativa y poco después instauró el “Día del No Nacido” en Argentina. Esta celebración, fijada el 25 de marzo –día en que la Iglesia católica celebra la “Anunciación” a la Virgen María–, ya ha sido declarada oficial también en Costa Rica, Chile, Guatemala, Nicaragua y República Dominicana. La bioética impide llamar “persona” a lo que nos plazca, y obliga a reconocer las etapas del desarrollo del embrión. De ahí se derivan, justamente, las reglamentaciones basadas en plazos. Los plazos límite para la realización de un aborto voluntario varían de las 12 semanas (como en la Ciudad de México) a las 20 semanas de muchos países, e incluso algunos fijan las 24 semanas; además, muchos países tienen regulaciones para abortos de tercer trimestre, cuando está en riesgo la vida de la mujer. Bajo la estrategia de hablar de “niños por nacer” para referirse a embriones subyace la concepción del óvulo fe-

cundado como un sujeto con derechos. El sentido último de dicha visión es impedir que las mujeres interrumpan embarazos no deseados y que la investigación científica experimente con embriones. Afirmar que, desde el momento de la concepción, el embrión tiene el mismo estatus (jurídico y moral) de un ser humano es un despropósito que tiene consecuencias negativas en las vidas de millones de mujeres. Por último, hay una manera totalmente opuesta de interpretar la Anunciación y de celebrar el 25 de marzo. Mientras que la que proponen los diputados panistas niega la capacidad de decisión de las mujeres, la organización Católicas por el Derecho a Decidir ofrece una interpretación distinta del momento de la Anunciación. Ellas dicen que no hay que olvidar que primero el Ángel le pregunta a María si quiere ser madre. Justo ese detalle hace toda la diferencia. Por eso concluyen que decidir la maternidad es un derecho de toda mujer. Esta organización imprimió un cartel con la estampa del Ángel preguntándole a María y la leyenda: María fue consultada para ser madre de Dios. Decidir es derecho de todas. Aunque no me convence celebrar una creencia religiosa en el marco de nuestro régimen laico, de entrada prefiero que el 25 de marzo se vuelva el Día del Derecho a Decidir en vez del Día del Niño no Nacido o por Nacer. O


A N ÁLISIS AXEL DIDRIKSSON

Ineficiencia educativa

C

on un candidato presidencial que presume hasta de su ignorancia, cobijado por los monopolios que le prometen el cuidado de su imagen televisiva, y con una candidata que fue tan débil durante la mitad de este sexenio que hizo hasta lo imposible para entregar la educación nacional en charola de plata al grupo cerrado que comanda el oprobioso sindicato magisterial, es ignominioso lo que de política aprenden las actuales generaciones de niños y jóvenes. En cuanto a la educación primaria, lo que aprenden no sirve para el 40% de los niños porque no les permite continuar con sus estudios de secundaria. De los que logran ingresar a este segundo nivel, lo que memorizan o repiten tampoco sirve a la mitad de ellos para continuar con sus estudios de bachillerato. Los más necesitados de ambos niveles (una minoría del 10%) optan por los estudios técnicos o terminales de educación media superior, pero muchos de quienes consiguen ingresar a un bachillerato propedéutico no pueden aspirar a continuar con sus estudios superiores, debido a sus deficiencias en habilidades básicas en lectura, en razonamiento lógico y matemático, y en sus capacidades para comunicarse de forma verbal o escrita, así como para construir conceptos que permitan analizar los avances de una disciplina determinada. A la injusticia social que reproduce el sistema educativo, que va segregando y expulsando a millones de personas, primero por la vía de la reprobación (uno de cada tres reprueba al menos una materia

entre cada ciclo escolar) y luego por desidia o insatisfacción cuando esa persona alcanza la extra-edad respecto de su cohorte escolar, ahora se han agregado una verdadera ineficacia pedagógica y mala calidad de los procesos académicos y educativos, para no hacer referencia a las condiciones físicas en las que se desarrollan los aprendizajes. En general, en lectura, matemáticas y ciencias los alumnos mexicanos están 20% por debajo de sus pares urbanos de unos 30 países, y se llega al extremo de la ineficacia entre la población rural o indígena, que se halla en el verdadero abandono. La mitad de los alumnos en educación media superior cuentan apenas con niveles elementales de lectura (el nivel de Enrique Peña Nieto), mientras que el 46% no pueden resolver ejercicios básicos y simples de matemáticas. Y luego exigen pasar pruebas y más pruebas, cuando no han podido garantizar que se aprenda en forma adecuada. Ocurre tal y como lo reseña William Ospina para el caso de Colombia, país con el que vamos encontrando muchos parecidos: “Pretende estar poniendo a prueba los conocimientos y la idoneidad de los estudiantes, cuando en realidad está encubriendo su escandalosa ineptitud para ofrecer cupos a todos los graduados y para garantizar la continuidad del proceso. A muchos de los que logran sobrevivir a la contienda todavía los espera, al final de su experiencia universitaria, la frustración posterior de no encontrar oficio y descubrir con asombro, después de lustros de

supersticiones académicas, que se ganan mejor la vida los traficantes y los contrabandistas que los jóvenes letrados con sus laureles todavía verdes sobre sus sienes”. (La escuela de la noche, editorial Norma, Bogotá, 2008, página 195.) La educación es el futuro, repiten incansablemente los candidatos de la superficialidad y la ignorancia, pero ellos han sido quienes la han desacreditado y desechado en el pasado, mientras que en el presente siguen siendo reproductores de lo que sólo es materia imprescindible de su demagogia. Primero tendrían que ser educados ellos mismos, y deberíamos hacerles pruebas de que saben de lo que están hablando, sobre todo cuando se refieren a lo que se enseña y aprende en la vida y en la escuela, porque, a partir de lo que dicen, se ve que no saben qué es la educación ni tienen conciencia de que la falta de ésta es el problema más grave para el desarrollo del país. No habrá avance en la reconstrucción del tejido social, que se ha vulnerado y resquebrajado por todos lados, si no se entiende que la educación debe cambiar sustancialmente, que debe ser transformada de raíz y contar con leyes, políticas y mecanismos harto distintos a los actuales. Por supuesto que esto es más que válido para las personas que han estado malbaratando la educación, volviéndola una mercancía para el lucro desmedido, o haciendo de ésta un botín para su entero beneficio. Esas personas de plano deberían hacerse a un lado de forma definitiva, sólo por educación. O


PROCESO 1846: CASO FLORENCE Y MACIEL  

PROCESO 1846: CASO FLORENCE Y MACIEL

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you