Page 1

la voz de las regiones

piura » ₂ ₀ ₀ ₉


coordinación gener al

colabor adores

Baltazar Caravedo

Ana Cecilia Angulo José Luis Altamiza Javier Arce César Bedoya Christian Bracamonte Luis Chávez Cynthia Faura María Teresa Galindo Juan Gamarra Edwin Guzmán Henri Le Bienvenu Lilian Lezama José Luis López José Mendoza Verónica Montoya Ricardo Morel Yrasema Pacheco Judith Padilla Ximena Palacios Ivana Ponce de León Airaldi Mariel Quiroz Paul Remy Aura Rivera Cecilia Rizo-Patrón César Sáenz Carlos Silva Susana Tejada Yuri Valer Rosario Vargas Violeta Vigo Miguel Zapata Virginia Zúñiga

apoyo a la coordinación gener al

Alessandra Leverone

núcleo impulsor nacional

Luis Bacigalupo José Chueca Frida Delgado Diego de la Torre Verónica de Ferrero Ricardo Morel Paul Remy Bartolomé Ríos Carolina Trivelli Luis Vargas Fernando Villarán

coordinación arequipa

José Lombardi

coordinación cajamarca

Víctor Vargas

coordinación la libertad

Federico Tenorio coordinación piur a

Juan Russo


organizaciones de apoyo

AVINA Cámara de Comercio e Industria de Arequipa Cámara de Comercio La Libertad Cámara de Comercio y Producción de Cajamarca Cámara de Comercio y Producción de Piura Comité ISO 26000 Perú El Comercio El Taller Gestora de Negocios Gobierno Regional Cajamarca Gobierno Regional Piura Gobierno Regional La Libertad Grupo Impulsor Cajamarca Grupo RPP Instituto de Desarrollo Social Instituto de Estudios Peruanos Labor Asociación Civil Municipalidad Provincial de Piura Perú 2021 Pontificia Universidad Católica del Perú Red Pacto Mundial Perú Revista Stakeholders SASE

auspiciadores

Asociación Los Andes de Cajamarca Backus camposol cedepas Norte centrum Coca Cola copeinca Fundación Romero Grupo Telefónica Nestlé Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo Red de Energía del Perú Universidad del Pacífico

Primera edición, diciembre 2009

Seguimiento, Análisis y Evaluación para el Desarrollo Pasaje Sucre 189 - Of. 102, Miraflores, Lima Teléfono: (511) 241-6756

diseño y diagr amación

Marianella León

corrección de estilo

Jorge Cornejo

fotogr afía de car átula

Óscar Zapata Archivo Fotográfico TAFOS/PUCP 1986

impresión

Forma e Imagen de Billy Víctor Odiaga Franco Av. Arequipa 4558, Miraflores, Lima Teléfono: (511) 617-0300

tir aje

500 ejemplares

Hecho el Depósito Legal en la Biblioteca Nacional del Perú: N° 2009-15633

contactos

www.rstodos.org Teléfono: (511) 447-5304


Índice

Presentación

7

Fernando A. D’Alessio Ipinza

Responsabilidad Social: todos. La voz de las regiones

9

Baltazar Caravedo Introducción El proyecto Responsabilidad Social: TODOS Dinámica social: sistema, tensión y conflicto Sensibilización y capacitación de líderes articuladores Comentarios finales

11 17 21 47 79

Relatoría de grupos de trabajo

81

85

Agroindustria y gestión del recurso hídrico Cultura del ordenamiento territorial Fortalecimiento institucional en el desarrollo de capacidades, competitividad y trabajo Responsabilidad y sostenibilidad de las industrias extractivas (minería e hidrocarburos) Saneamiento, limpieza y salud pública Seguridad ciudadana

Anexos

91 97 103 107 113

119


Presentación Liderazgo comprometido con estrategias que fortalezcan a nuestras comunidades

U

n grupo de distinguidos profesionales y organizaciones, coordinados por Baltazar Caravedo y Alessandra Leverone, asumieron el reto de desarrollar este importante documento sobre un tema crítico en esta economía global: la responsabilidad social empresarial, más genéricamente organizacional. Labor obligatoria hoy día para toda institución privada o pública; micro, pequeña, mediana o grande; productora de bienes y/o servicios; local o global, y donde realice sus operaciones. Un compromiso de TODOS los que administran estas instituciones, quienes tienen la obligación de involucrar en estos principios a sus comunidades vinculadas, y que amerita un tratamiento especial de parte de todos los que manejando recursos, usualmente escasos, buscan incrementar la productividad de sus operaciones.

En respuesta a las necesidades imperativas del mundo actual, este excelente documento, denominado Responsabilidad Social: TODOS. La voz de las regiones, presenta una innovadora e interesante propuesta, con la cual se pretende recordar a todos que en el Perú del siglo XXI, y en especial en nuestras regiones más alejadas y olvidadas, es necesario promover y aplicar, con los líderes regionales y organizacionales, una verdadera práctica de responsabilidad social para ayudar a hacer un mejor país. Este proyecto intenta ayudar a crear las condiciones necesarias para la adopción de prácticas de responsabilidad social en las diversas regiones del país, con la finalidad de reducir los conflictos que se vienen presentando cada vez con más frecuencia, y así, por medio de alianzas perdurables, asegurar el desarrollo sostenible en tales ámbitos, contribuyendo a la gobernabilidad de la sociedad local, regional y nacional. Los principales centros de estudio y en especial las escuelas de negocios, las ONG, los medios, los empresarios y los gobiernos locales, regionales y nacionales de turno, deben estar convencidos de la necesidad de crear conciencia en nuestras comunidades y promover estas iniciativas de responsabilidad social haciendo que la población organizada participe activamente. Pero eso no es suficiente. Para lograrlo se requiere de un compromiso y decisión de los líderes y estrategas, personas transparentes con sólidos principios éticos y morales, que pongan en práctica valores y principios altruistas, que cumplan las leyes, que sepan escuchar, dialogar y tomar acciones oportunamente en beneficio de las mayorías.

7


Presentación

El presente documento advierte que en el Perú se adolece de una visión del futuro deseado, de contar con claros objetivos estratégicos y acciones que conduzcan a las comunidades a este largo plazo relacionado con el horizonte de tiempo de la visión establecida. Todavía existen caudillos paternalistas y “oportunistas”, que no saben escuchar y dialogar con su población, que carecen de vocación de servicio a la sociedad y más bien usan estas posiciones y su poder para beneficio personal, lo que deteriora aún más la débil relación de comunicación entre las partes comprometidas de esta comunidad vinculada. El correcto ejercicio de la responsabilidad social ayudará a la integración, a aceptar nuestros errores, a escuchar, a compartir, a desarrollar ideas innovadoras que permitan generar valor económico y social de manera simultánea, que permitan dejar de lado las tensiones y conflictos sociales, que lo único que han hecho es crear caos y confusión, y han evitado el tan ansiado desarrollo económico que el país aún no puede conseguir aunque cuenta con tantos recursos naturales. Si nuestras autoridades y líderes asumen su verdadero rol con responsabilidad, en los próximos años podremos asegurar a nuestros hijos un mejor futuro, y evitaremos riesgos y conflictos sociales que pongan en jaque el desarrollo y la sostenibilidad de nuestro querido Perú. Con liderazgo, estrategias coherentes, capacidad gerencial, diálogo transparente y permanente, trato humano, participación de todas las instituciones y de la población organizada, y aplicando las recomendaciones que se presentan en este magnífico documento, se fortalecerán los gobiernos locales, los regionales y los poderes del Estado, y solo así se estarán trazando políticas sociales responsables en beneficio de las comunidades. Este es un documento de lectura obligatoria, que ayudará al lector a comprender la cada vez más gravitante responsabilidad social organizacional. Felicitaciones a todas las personas y organizaciones que han hecho posible este importante libro.

fernando a. d’a lessio ipinza

Director General CENTRUM Católica Pontificia Universidad Católica del Perú

8

responsabilidad social :


Responsabilidad Social: todos La voz de las regiones

Baltazar Caravedo

9


1_


Introducción

H

ace diecisiete años1 se iniciaron en el Perú los primeros esfuerzos por generar un acercamiento consistente a la perspectiva y práctica de la responsabilidad social en el sector empresarial. Hace diez años2 se hicieron los primeros estudios sobre prácticas de responsabilidad social de empresas, investigación pionera no solo en nuestro país sino, también, en América Latina. El foco de atención inicial se ha expandido y hoy abarca todo tipo de instituciones (empresas, organizaciones de la sociedad civil, instituciones públicas). La perspectiva se ha convertido en un discurso generalizado y en una necesidad vinculada a las nuevas exigencias de los consumidores y clientes, del mundo académico y, en general, de los ciudadanos. ¿Qué ha ocurrido al cabo de todo este tiempo? ¿En qué consisten las prácticas de responsabilidad social en nuestro país? ¿Se han expandido? ¿Qué tan profundamente se han puesto en marcha? ¿Han cambiado las relaciones entre empresas y sociedad? ¿Se han modificado los vínculos entre empresas y ONG? ¿Se han transformado los vínculos entre las entidades del sector público, las empresas, las ONG y la ciudadanía? Estas nuevas formas de gerencia institucional, ¿están dando resultados? ¿Cómo? ¿Qué es necesario hacer para potenciar los impactos positivos de estas prácticas? ¿Estamos adecuadamente preparados para enfrentar las exigencias del mercado

1

internacional, cada vez más interesado en empresas socialmente responsables? ¿Qué debemos hacer? El despliegue de la responsabilidad social ha sido desigual en los distintos ámbitos o sectores de la sociedad. Responder a las preguntas formuladas en el párrafo anterior implica hacer un balance de lo ocurrido y examinar las perspectivas en cada uno de ellos. La iniciativa Responsabilidad Social: TODOS pretende contribuir a una ética nueva que ofrezca a la sociedad un camino de respeto por los otros, de integración e inclusión social, de diálogo y de crecimiento económico y desarrollo sostenible. Este documento pretende presentar el proceso de la iniciativa Responsabilidad Social: TODOS, que contiene un propósito múltiple. En primer lugar, crear las mejores condiciones para una adecuada gobernabilidad en nuestro país y generar una oportunidad para hacer una reflexión crítica que contribuya a mejorar las estrategias y políticas de las instituciones en responsabilidad social. En segundo lugar, reposicionar el tema de la responsabilidad social como una práctica que debe guiar el accionar no solo de las empresas privadas, sino del diverso tipo de instituciones que existen en nuestra sociedad (privadas con fines de lucro, privadas sin fines de lucro, públicas y, en general, organizaciones de la sociedad civil). En tercer lugar, potenciar la competitividad

Una reflexión que sintetiza las ideas centrales de ese momento se puede encontrar en Caravedo, Baltazar.

Empresa, liderazgo y sociedad (hacia una

estrategia de responsabilidad social). Perú 2021 y SASE, 1996. 2 Véase Caravedo, Baltazar. Responsabilidad social de la empresa: un eje para cambiar el país. SASE y Perú 2021, 1998; y, del mismo autor, Perú: empresas responsables. SASE y Perú 2021, 1998; y Lo social y la empresa a fines de siglo. Universidad del Pacífico, Perú 2021 y SASE, 1999.

11


Cap 1_

Introducción

del país al incorporar en las empresas y demás instituciones la responsabilidad social como estrategia de crecimiento económico y desarrollo sostenible en el marco de la globalización. En cuarto lugar, contribuir al proceso de integración, reconocimiento de la diversidad, reconocimiento del otro y diálogo, que supone el ser parte de una sociedad cohesionada y, por ello, inclusiva, en la que se pueda reducir las tensiones sociales negativas y potenciar las positivas, minimizando las oportunidades de emergencia de confrontaciones y conflictos destructivos. En quinto lugar, ayudar al proceso de compromiso ético y de transformación de los distintos actores de la sociedad peruana.

1. Condiciones para la gobernabilidad y el desarrollo sostenible

Crear las mejores condiciones para una adecuada gobernabilidad en una sociedad (nacional, regional o local) requiere de lo siguiente: una institucionalidad fuerte; un liderazgo social compartido; una capacidad de gestión de las organizaciones públicas y privadas; y un conjunto de valores sociales constructivos que se reflejen en las prácticas de todos sus componentes. Con el propósito de explicar mejor la afirmación anterior, haremos algunas precisiones conceptuales. Entenderemos por “institucionalidad fuerte” la existencia de una visión de futuro, de una cohesión interna, de un mecanismo de comunicación eficaz y de un clima interno en el que predomine en los integrantes de una organización la satisfacción de pertenecer a ella. Si todo ello se da, la propia organización podrá expresar en cada una de sus acciones, de manera coherente, sus valores y sus intereses fundamentales. Cuando estos elementos no se encuentran debidamente alineados, la práctica de la organización se hace incoherente, contradice sus postulados declarados y pierde credibilidad y confianza. Por “liderazgo” entenderemos una manera de actuar que tienen las personas que ejercen mayor influencia formal o informal dentro de una organización, en la que destaca: su capacidad para poner en acción la visión de la organización; plasmar en sus acciones

12

responsabilidad social :

sus principios y valores; reconocer el contexto en el que se ubica y su capacidad para la escucha y el diálogo; y su habilidad para conciliar e incorporar de una manera constructiva los intereses de corto y largo plazo de todos sus integrantes en beneficio de la propia organización y de la sociedad en la que actúa la referida entidad. El liderazgo, pues, implica la autoridad para reconocer la creatividad de otros; monitorear los procesos en curso; y orientar a todos los implicados en estos. El liderazgo no lo entendemos como el poder concentrado en un solo individuo o en una minoría para imponer condiciones que satisfagan sus propias expectativas y desconozcan las necesidades de los demás integrantes de la organización. Entenderemos por “gestión” la capacidad de administrar los recursos que se requieren para poner en marcha u orientar todos los procesos económicos, sociales y ambientales en los que se encuentra inmersa una organización. El liderazgo es una condición para la gestión, pero no es suficiente. La gestión supone un conocimiento que haga posible articular y concretar las expectativas de la organización manejando los recursos limitados con los que cuenta. Por “valores sociales” entenderemos las ideas fuerza que se expresan en las prácticas de las personas que forman parte de una organización o entidad. La manera como se comportan las personas expresa los valores que realmente tienen. En cada acción de las personas hay contenida una comprensión de lo que significa el respeto por el otro, el respeto por la diversidad, el respeto por las leyes, su disposición al diálogo, su transparencia. En suma, en la acción práctica se condensan y revelan la subjetividad y la actitud de las personas, y, a través de ellas, las de las organizaciones que integran. Se podría decir que la sumatoria de una institucionalidad, de un liderazgo, de una capacidad de gestión y de unos valores sociales hace posible una determinada gobernabilidad. Esa sumatoria podría producir una gobernabilidad sostenible o no. Y a través de una gobernabilidad de este tipo es factible pensar en la viabilidad de un desarrollo sostenible. Desde la óptica que adoptamos, sin un liderazgo facilitador no hay institucionalidad fuerte;


La voz de las regiones

sin una institucionalidad fuerte no hay una gestión adecuada; sin valores sociales constructivos no hay liderazgo.

2. La situación actual en el Perú y en las regiones

Siguiendo el razonamiento que hemos esbozado en el acápite anterior, podríamos hacer un intento por acercarnos a comprender la situación actual en el Perú. Por lo general, las organizaciones se forman, se sostienen y desarrollan sin que exista necesariamente una visión de futuro. Muchas veces surgen o se despliegan oportunistamente, con la finalidad de aprovechar una circunstancia en beneficio exclusivo de sus gestores o creadores, sin considerar o tomar en cuenta el foco de su acción y los impactos que podría tener no solo para la sociedad en la que actúa, sino, desde luego, para la propia organización. También es frecuente la informalidad en la constitución legal de la organización y en la dinámica interna. En tales circunstancias, el liderazgo ejercido suele ser del tipo “caudillo”, paternal-dependiente, en el que no se facilitan los procesos de escucha y diálogo; se deteriora el clima interno; y predominan sentimientos negativos que desgastan y empobrecen la calidad de la organización. La informalidad está presente también en la manera como se administran los recursos, muchas veces malversándolos, provocando pérdidas, impactos no deseados o generación de conflictos que terminan en crisis. Los valores que se practican están escindidos; es la manera de relacionarse cuando todos los demás hacen lo mismo (prácticas escindidas). Ello puede plasmarse en situaciones de informalidad y formalidad al mismo tiempo. Esta ambivalencia eleva a una situación de valor social dominante la práctica de la incoherencia, en la que lo declarado suele o puede ser absolutamente distinto de lo que se practica, sin que exista una conciencia de ello por parte de las personas u organizaciones.

El resultado de prácticas como las descritas termina por darnos una institucionalidad fragmentada y débil; un liderazgo inmediatista y oportunista teñido de caudillismo y, además, de un ánimo de confrontación; una gestión incompetente y burocrática; unos valores sociales escindidos y puestos en práctica de una manera incongruente. La situación descrita contribuye a la configuración de una sociedad altamente conflictiva, que afecta la continuidad o buena gestión de las distintas organizaciones, reduciendo los efectos o impactos positivos que se dan, lo que lleva a que se desarrolle una percepción social que reproduce la desesperanza, la desconfianza, la incredulidad, todo lo cual, además, termina por cubrir con un manto de cinismo cualquier esfuerzo que se oriente a transformar lo existente. Algunos de los elementos que dan cuenta de lo descrito hasta aquí son: el incremento de los conflictos sociales en los últimos años, que fue de más de 100% el año pasado (2008); la poca capacidad de los gobiernos regionales y municipales para administrar sus recursos o llevarlos a resultados concretos en plazos adecuados, independientemente del hecho de que existen normas burocráticas que agravan el problema; el incremento de la contaminación ambiental provocada por agentes públicos y privados; el incremento de situaciones de pobreza en zonas en las que existen actividades productivas importantes y exitosas; la manera fragmentada, parcial o disociada como se han planteado las soluciones para revertir contaminaciones o combatir la pobreza; la forma como se han hecho las inversiones sociales, descuidando aspectos de integración y favoreciendo la disgregación y la reducción de su impacto; la percepción desconfiada de las poblaciones con respecto a los demás y a su futuro; la dificultad para concretar alianzas constructivas entre organizaciones de diversa índole.

3. La responsabilidad social como un eje integrador

Hasta hace muy poco, la responsabilidad social era percibida por la mayor parte de la población como un “algo” asociado a las empresas privadas.

13


Cap 1_

Introducción

Y desde las empresas privadas, muchísimas veces la responsabilidad social ha sido entendida como una diversidad o sucesión de proyectos relacionados con las comunidades sobre las cuales se asientan. Más aún, en algunas situaciones ha sido percibida por otros integrantes de la sociedad como estrategias de mercadeo empleadas por las empresas para confundir a la población y mostrar una imagen benevolente a pesar de los daños o estragos que supuestamente pueden ocasionar. Los dueños de pequeñas empresas han visto en la responsabilidad social una actividad que solo pueden llevar a cabo las grandes empresas porque “son los únicos que pueden obtener grandes utilidades”. La confusión entre filantropía, inversión social y responsabilidad social, ha sido y es muy frecuente. La responsabilidad social es transversal a todo tipo de organización. Desde luego, alcanza a las personas, porque las organizaciones son personas vinculadas, relacionadas y en proceso constante de relacionarse. Como lo hemos sostenido en otra parte, la responsabilidad social es un paradigma, una ética y una forma de gerencia de las organizaciones, independientemente de su naturaleza jurídica o su tamaño. Un paradigma es una visión, una manera de ver el mundo; una ética es una forma de comportamiento; una gerencia es una manera de administrar las relaciones, los procesos y los recursos de una organización. Cuando afirmamos que se trata de una ética y la asociamos a un tipo de comportamiento, queremos decir que se trata de una actitud que se plasma en prácticas. Al referirnos a actitudes, queremos decir que el universo de los valores y emociones está muy presente y articulado a la conducta. En un sentido, se puede decir que la responsabilidad social es un proceso de potenciación de la finalidad y los beneficios de una organización, por medio de la integración real y subjetiva de todos sus componentes internos y de las partes interesadas de su entorno externo, a través de nuevas maneras de vincularse. Cumple, pues, una función articuladora. En la medida en que las organizaciones se articulen internamente, podrán plasmar sus objetivos más claramente y beneficiar al resto de personas y organizaciones con las cuales mantienen relaciones directa o indirectamente.

14

responsabilidad social :

Desde otro ángulo, la responsabilidad social debe acercar no solo a los integrantes de una organización, sino a todos con los cuales mantiene algún tipo de vínculo o relación; es decir, aquellos que forman el universo de sus partes interesadas o stakeholders. Una organización socialmente responsable es una entidad institucionalmente fuerte, que desarrolla un liderazgo compartido, que sabe gestionar sus recursos y procesos y lleva a la práctica valores constructivos que hacen factible la escucha, el diálogo, el respeto por el otro y la diversidad, el desarrollo económico, social y ambiental; que son factores fundamentales del proceso de la gobernabilidad y el desarrollo sostenible. En el contexto actual de la sociedad peruana, la extensión coherente de prácticas de responsabilidad social puede contribuir a la integración de la sociedad, a la reducción de la conflictividad, a la mejora de la gobernabilidad y a la potenciación del desarrollo sostenible. Por ello, en esta situación de crisis, en la que se agravan las tensiones y los conflictos sociales, la adopción de esta perspectiva en las diversas regiones del Perú puede ser un elemento que ayude a su estabilidad y las prepare para despegar cuando la crisis ceda. La economía peruana creció de manera acelerada entre los años 2002 y 2008. Sus exportaciones experimentaron un incremento muy significativo, y se quintuplicaron en el curso de la última década. Si bien asistimos en el ámbito internacional a una crisis económica desde el último trimestre del 2008, las perspectivas de nuestro país de mantener o incrementar la vinculación de la actividad productiva nacional con el mercado global, no han desaparecido. Enfrentar las necesidades del mercado internacional implica asumir una capacidad competitiva mayor. Los factores que intervienen decisivamente en el mejoramiento de la competitividad de las empresas tienen que ver con la manera como estas se relacionan con su entorno, interno y externo: buen trato y capacitación permanente a su personal para mejorar su productividad; creación y renovación del clima interno de la organización para mantener la lealtad de los colaboradores hacia su centro de trabajo; cuidado ambiental en sus procesos técnicoproductivos para evitar o reducir la contaminación en sus productos, en el medio ambiente circundante, en


La voz de las regiones

sus trabajadores o colaboradores, y en la comunidad en la que se asienta la empresa; adopción y práctica de valores que se expresen cuando se relacionen con las entidades públicas, con las organizaciones sindicales, con las organizaciones sociales, con sus proveedores, con sus clientes, entre otros. Pero potenciar las ventajas de las políticas que adoptan las empresas implica modificar las prácticas del universo de las organizaciones con las que se encuentran vinculadas. No basta que las empresas sean socialmente responsables; se requiere construir territorios cuyas dinámicas plasmen estrategias, políticas y prácticas de responsabilidad social. Se necesita que la sociedad se oriente en dirección de crear las mejores condiciones para su desarrollo sostenible. La crisis económica internacional tiene efectos sociales en todos los países. No solo se incrementan los despidos de trabajadores y se reducen las oportunidades de empleo, con las consecuencias que ello trae: disminución de los ingresos familiares y, en el caso de los sectores más desfavorecidos, aumento de sus condiciones de pobreza; también se crea un clima emocional propicio tanto para el deterioro de las expectativas como para la emergencia de frustraciones, acompañadas de fricciones y asperezas en las relaciones entre las personas, las entidades públicas y privadas, y, desde luego, en el interior de las organizaciones de la sociedad. En el caso del Perú, existe la pretensión de atenuar los impactos de esa crisis. De acuerdo a los planteamientos del gobierno, con el mayor aporte de la inversión pública y el mantenimiento de la confianza de los empresarios privados para continuar apostando por el país, se intentará que la economía peruana crezca, aunque a un ritmo menor que el de los últimos dos o tres años. No obstante, llevar adelante un manejo que aleje las consecuencias internas de la crisis global y promueva una expansión nacional que se despliegue a contracorriente, es un desafío enorme.

3

Aunque nadie puede asegurar qué pasará en los próximos dieciocho a veinticuatro meses, tiempo que se estima que tardará en resolverse la crisis, es posible que en nuestro país se aviven las tensiones y los conflictos sociales, contribuyendo a generar un deterioro del clima interno. Dado el ingreso a la segunda mitad del actual período de gobierno y la relativa cercanía de un contexto electoral prolongado (2010 y 2011), es factible que diverso tipo de organizaciones y movimientos sociales sientan que en esas circunstancias pueden beneficiarse debilitando las autoridades nacionales, regionales y locales, y otras expresiones de la sociedad. ¿Qué se puede hacer desde la perspectiva de la responsabilidad social para atenuar o alejar esa posibilidad? En la medida en que el conjunto de las organizaciones de la sociedad (públicas o privadas, con o sin fines de lucro) asuma que de sus prácticas diarias, socialmente responsables, depende el mejor manejo de la complicada situación peruana para beneficio de todos, se habrá logrado un avance. Creo que este es el momento de extender la ética y el paradigma de la responsabilidad social en las diversas organizaciones, tanto a escala nacional como en cada una de las regiones del Perú. Para asegurar su crecimiento económico, manejar adecuadamente sus recursos ambientales y humanos, y propiciar un dinamismo social constructivo, el Perú necesita cohesionar su fragmentado universo social. Además, ello permitirá disminuir el riesgo para inversionistas nacionales y foráneos, atraer sus inversiones y materializar oportunidades de mejora de la calidad de vida para todos los peruanos. Desde hace un tiempo se ha puesto en agenda la necesidad de integrar la sociedad. Este proyecto busca contribuir a crear las condiciones para avanzar en esa dirección y transformar la fragmentación y la segregación 3 en integración, inclusión social, diálogo y reconocimiento de la diversidad en la que vivimos y de la que somos parte.

Elementos que caracterizan el discurso inconsciente de la sociedad.

15


2_


El proyecto Responsabilidad Social: TODOS

1. Objetivo del proyecto

Este proyecto pretende contribuir a crear las condiciones para la adopción de prácticas de responsabilidad social en las diversas regiones del Perú, reducir la conflictividad existente, apoyar la formación de alianzas perdurables y asegurar la gobernabilidad y el desarrollo sostenible en tales ámbitos, contribuyendo además a la gobernabilidad de la sociedad local, regional y nacional.

2.3

Modificación en la percepción y creación de un nuevo clima social: confianza, solidaridad, institucionalidad, liderazgo, transparencia, gestión.

2.4

Creación y funcionamiento de espacios de diálogo entre organizaciones diversas de la región para hacer seguimiento de las agendas sociales que se acuerden.

2.5

Incremento de la tensión social positiva que contribuya a la disminución de los conflictos sociales destructivos y confrontacionales.

2. Resultados esperados

Como resultado de la acción de este proyecto, se pretende contribuir en el corto plazo a lo siguiente: 2.1

2.2

Reposicionamiento del concepto de responsabilidad social como una perspectiva que debe animar las dinámicas de todo tipo de organización y no solo de las empresas privadas. Incremento del uso de herramientas de responsabilidad social en las empresas privadas, entidades del sector público y organizaciones sin fines de lucro en el ámbito regional en el que se despliegue el presente proyecto. Es decir: mapeo de stakeholders; códigos de ética; estrategias y políticas socialmente responsables; certificaciones ambientales, laborales y sociales, según sea el caso y la posibilidad.

Como resultado de la acción de este proyecto, se pretende contribuir en el mediano y largo plazo a lo siguiente: 2.6

Fortalecimiento institucional regional (público y privado) y mejora de la gobernabilidad.

2.7

Nuevos patrones de liderazgo (público y privado).

2.8

Mejorar las capacidades para la gestión de recursos y procesos (pública y privada).

2.9

Predominancia de valores constructivos que permitan la creación de un nuevo clima social.

2.10 Nuevas alianzas entre organizaciones provenientes de diversos sectores, para impulsar el desarrollo sostenible regional.

17


Cap 2_

El proyecto Responsabilidad Social: TODOS

«Este proyecto pretende contribuir a crear las condiciones para la adopción de prácticas de responsabilidad social en las diversas regiones del Perú, reducir la conflictividad existente, apoyar la formación de alianzas perdurables y asegurar la gobernabilidad».

3. Metodología general de trabajo

Para lograr el objetivo de este proyecto, es necesario desarrollar cuatro líneas de acción. 3.1

3.2

18

Identificar la dinámica social de la región: los liderazgos percibidos, los problemas relacionados con la responsabilidad social y las percepciones que tiene la población para establecer y mantener relaciones y vínculos. El abordar esta línea permitirá recoger situaciones y casos que puedan servir para preparar la capacitación y difusión de responsabilidad social. Desarrollar un trabajo de capacitación y difusión en responsabilidad social, dirigido a líderes articuladores de los diversos espacios

responsabilidad social :

regionales. Se realizarán talleres y exposiciones para líderes articuladores de diversos segmentos y públicos. Se buscará resposicionar la responsabilidad social como una práctica de todas las personas y organizaciones. 3.3

Conformar grupos de trabajo en responsabilidad social según ejes temáticos específicos, para realizar intercambios y proponer una agenda regional de responsabilidad social. Se convocará a personas provenientes de diversas organizaciones regionales y locales para poner en marcha está acción y fortalecer instancias de diálogo para efectuar el seguimiento de los acuerdos a los que se arribe.

3.4

Publicar un documento con las relatorías de los grupos temáticos y las agendas regionales.

A las capacitaciones con líderes articuladores y a las dinámicas de los grupos de trabajo, se espera convocar a personas provenientes del universo empresarial, el gobierno regional, los gobiernos municipales, las universidades (autoridades, profesorado, estudiantes), los gremios laborales, entidades sin fines de lucro y organizaciones de base. Profesionales de la región que reúnan las condiciones se encargarán de facilitar la labor de los grupos de trabajo. Acompañará al facilitador un profesional que haga las veces de relator. Los documentos resultantes serán consultados con los participantes, y, una vez aprobados, serán publicados. Se espera obtener una agenda regional referida a la responsabilidad social, en la que existan no solo propuestas de acciones, sino, además, soluciones para abordar los problemas que se logre colocar en la agenda.

4. Actividades específicas

Para la puesta en marcha de las líneas de acción señaladas en el acápite anterior, en cada región se realizarán las siguientes actividades: 4.1

Se conformará un núcleo impulsor integrado por organizaciones provenientes de diversos


La voz de las regiones

se considera el número de entidades que, según grados (conocimiento, en proceso o aplicación), utilizan herramientas tales como mapeos, reportes de sostenibilidad o equivalentes, códigos de ética, certificaciones (ISO, SA 8000, OSHA 18000, otros ambientales).

ámbitos, segmentos y sectores de la sociedad regional. 4.2

4.3

Se identificará a un coordinador regional, quien asumirá las funciones de convocar a las reuniones de trabajo y preparar el material necesario para la realización de los grupos de trabajo. Se preparará una guía que permita identificar problemas y percepciones de la sociedad regional. Se realizarán grupos focales para descubrir las percepciones que existen acerca de las dinámicas regionales.

4.4

Se prepararán y desarrollarán los talleres de responsabilidad social con líderes provenientes de universos distintos.

4.5

Los núcleos impulsores regionales identificarán los ejes temáticos para la conformación de los grupos de trabajo e identificarán a sus integrantes a partir de los liderazgos existentes.

4.6

Los núcleos impulsores regionales convocarán a las reuniones de los grupos de trabajo, en las que se identificarán problemas, soluciones y una agenda regional de responsabilidad social.

4.7

Los materiales de los grupos de trabajo serán publicados y difundidos en la región.

4.8

Se organizarán actividades de seguimiento de las agendas de responsabilidad social acordadas.

5. Indicadores que se emplearán

Para hacer el seguimiento de los resultados esperados, se emplearán los siguientes indicadores: 5.1

4

5.2

Balance de la tensión social. Se considera el balance entre tensiones positivas y tensiones negativas que se generan en la dinámica de la sociedad4 .

5.3

Monto y distribución de la inversión social pública y privada. En este indicador se considerará el monto y la distribución temática de la inversión social en medio ambiente, educación, capacitación, cohesión institucional, empleo y salud, tanto en el sector privado como en el público.

5.4

Variación en la percepción y clima. En este indicador se considerarán las percepciones de los integrantes de la sociedad regional con respecto a: confianza mutua, solidaridad, institucionalidad, liderazgo, valores, responsabilidad social e identidad (nosotros, ellos). Los métodos empleados para este indicador serán grupos focales y encuestas.

5.5

Número de alianzas para enfrentar situaciones complejas y problemáticas. En este indicador se considerarán el número, las agendas y las acciones relacionadas con las alianzas públicoprivadas, la empresa privada y las ONG, la empresa privada y las organizaciones sociales de base y multisectoriales (empresa privada, sector público, ONG, organizaciones sociales de base).

Número de entidades que utilizan herramientas de responsabilidad social. En este indicador

Véase más adelante la definición de “sistema” y “tensiones positivas y negativas”.

19


3_


Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

P

ara adoptar una perspectiva que permita abordar la dinámica social a partir de las tensiones sociales que genera, es necesario hacer un rodeo para ubicar el enfoque más idóneo sobre los conflictos sociales. Existe la idea de que el Perú es una sociedad con una trama altamente conflictiva. ¿Cómo explicar esta situación? Existen diferentes tipos de explicaciones generales, que abordaremos más adelante. No obstante, con el objeto de introducirnos en una reflexión, vamos a simplificarlas y reducirlas a cadenas lógico-explicativas generales.

1. Primera cadena explicativa

Una de estas cadenas explicativas podría sintetizarse de la siguiente manera: la pobreza es generada por falta de educación; las malas condiciones socioeconómicas y la ignorancia que padecen favorecen que las poblaciones sean fácilmente manipuladas por agitadores que traen planteamientos o ideologías confrontacionales y/o destructivos.

dibujo

1

Se podría añadir que, desde esta lógica, la pobreza es el resultado de una inexistente, débil o inadecuada integración al mercado, obstaculizada por los bajos niveles educativos, lo que hace inviable la capacitación de esta población para que pueda acceder o mejorar su acceso al mercado y salir de la pobreza.

pobreza

falta de educación

agitadores

manipulación

Cadena lógico-explicativa 1

ideologías radicales

21


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

dibujo

2

pobreza

subordinación cultural

violencia

inviabilidad de espacios de diálogo

Cadena lógico- explicativa 2

2. Segunda cadena explicativa

3. Tercera cadena explicativa

Otra cadena explicativa se puede sintetizar de la siguiente manera: la pobreza se encuentra en poblaciones que padecen una diferencia y subordinación cultural que las coloca en desventaja en su relación con las poblaciones que forman parte del sistema cultural hegemónico; la incapacidad de comprensión de las diferencias culturales no favorece la creación de espacios de diálogo; la única manera de hacer valer los puntos de vista de las poblaciones culturalmente subordinadas es a través de una manifestación violenta.

Frente a las dos cadenas lógico-explicativas de la dinámica social, queremos abordar el tema desde otro ángulo, o, si se quiere, desde otra dimensión. El patrón de relaciones de la sociedad peruana, independientemente de la condición socioeconómica o cultural de su población, está gobernado por un universo de racionalidades y afectos que se expresan en los comportamientos de la vida cotidiana; lo denominaremos “sentido común”. Ese universo permanece, en gran medida, inadvertido, a pesar de lo cual orienta nuestros vínculos y nuestras conductas prácticas cotidianas.

Se puede agregar que, desde esta perspectiva, la pobreza no es percibida desde el punto de vista del sistema cultural hegemónico (asociada a las condiciones de acceso al mercado), sino que es considerada, en cierta medida, como parte de una cosmovisión; lo que habría es un choque cultural. En el marco de la primera cadena lógica, la reducción de la pobreza económica debería traer consigo una reducción de la conflictividad, porque no solo mejoraría las condiciones de acceso al mercado de las poblaciones pobres, sino que, por su mejora educativa, reduciría el espacio de manipulación de entidades con ideologías confrontacionales o destructivas. En el marco de la segunda cadena lógica, de lo que se trata es de generar las condiciones o espacios para que ambos sistemas culturales (hegemónico y subordinado) puedan dialogar para redefinir la forma en que se relacionan.

22

responsabilidad social :

Desde este punto de partida, la cadena lógica predominante del sentido común en nuestra sociedad es la ambivalencia, que genera un vínculo de desconfianza, que se expresa en la falta de convicción, en la ausencia de compromisos y en una actitud cínica; y, por todo ello, en la imposibilidad de establecer alianzas y acuerdos perdurables. Habría que complementar esta explicación con otra idea. En el proceso de conformación de nuestra sociedad se ha dado un mestizaje cultural incompleto que ha tendido a construir un proceso de identidad ambivalente y/o subordinada, que menoscaba la autoestima y contribuye al despliegue de prácticas o conductas cotidianas incoherentes.


La voz de las regiones

dibujo

3

cinismo

desconfianza

no alianzas y acuerdos perdurables

no convicción

Cadena lógico-explicativa 3

no compromiso

El sentido común, hemos señalado, no está conformado exclusivamente por las cadenas de los dibujos 3 y 4. También existen otras cadenas en pugna o tensión con las anteriores por tener contenidos opuestos. Esas otras cadenas son: la primera, inocencia o ingenuidad – confianza – compromiso – convicción – alianzas – acuerdos perdurables; la segunda, identidad fuerte – alta autoestima – conducta coherente. Lo que sostenemos es que las cadenas 3 y 4 son predominantes. A continuación, desarrollaremos la tercera cadena desde la lógica de los sistemas y de los efectos que puedan tener sobre la tensión social de los mismos.

dibujo

4

Identidad, autoestima, coherencia

identidad ambivalente

«Ese universo permanece, en gran medida, inadvertido, a pesar de lo cual orienta nuestros vínculos y nuestras conductas prácticas cotidianas».

baja autoestima

conducta incoherente

23


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

dibujo

5

Sistema cultural hegemónico y sistema cultural subordinado

4. Sistema y tensión social

La sociedad es una trama de vínculos entre personas en el marco de sistemas en los que desempeñan un rol, se involucran en una organización y despliegan afectos. Un sistema es un patrón de relacionamiento que se plasma en función de su sentido o propósito asociado a la hegemonía cultural del sistema, de su patrón organizativo, de su estructura de poder, y de la dinámica afectiva entre las personas.

«La sociedad es una trama de vínculos entre personas en el marco de sistemas en los que desempeñan un rol, se involucran en una organización y despliegan afectos».

24

responsabilidad social :

a a: sistema hegemónico b

b: sistema subordinado

Examinemos primero la relación entre sistema culturalmente hegemónico y sistema culturalmente subordinado. Tal como lo ilustramos en el dibujo 5, el sistema culturalmente subordinado se encuentra en el interior del sistema culturalmente hegemónico. Cada persona tiene un patrón de vínculo que difiere según el sistema en el que participa. Lo importante por destacar aquí es que tanto el sistema hegemónico como el subordinado están en interrelación permanente, y que se encuentran mutuamente contaminados, pues existe una entrada y salida de elementos desde uno hacia el otro, y viceversa. En el interior de cada sistema existe una dinámica particular. Para ilustrar esta afirmación vamos a recurrir a un par de dibujos. El sistema se puede representar como un círculo en el interior del cual diversas entidades (personas y organizaciones) se encuentran vinculadas, consciente o inconscientemente. En el dibujo 6 hemos denominado con letras a las distintas entidades (a, b, c, d). Los círculos que las representan son todos del mismo tamaño, y existen varias líneas que los conectan directa e indirectamente. Ese sistema tiene un sentido que hemos simbolizado con una flecha hacia arriba. La estructura orgánica y el poder se expresan en la conexión y el tamaño de todas las entidades; el afecto está simbolizado por la distancia entre cada entidad. En este dibujo, los círculos de las entidades son del mismo tamaño, por lo que ninguno ostenta un poder mayor que el del otro; y están todos conectados o comunicados, lo que significa que la información circula y que comparten información y afectos recíprocamente.


La voz de las regiones

dibujo

6

Sistema 1: sentido, organización, poder y afecto

a

b

d

c

dibujo

7

Sistema 2: sentido, organización, poder y afecto

a b

d

c

Pero el sistema puede darse con diferentes magnitudes y líneas de relación. En el dibujo 7 vemos a una de las entidades con un volumen mayor y conectada a otras entidades a diferentes distancias. Las tres entidades menores no se comunican entre sí. Aquí se está simbolizando diferente poder, estructura orgánica y afecto. El sentido originalmente propuesto lo hemos simbolizado con una flecha punteada en dirección hacia arriba, y el sentido realmente plasmado, con una flecha de línea continua a un ángulo de 45 grados con relación a la original. En el primer caso (dibujo 6), se trata de un sistema bien organizado, equilibrado en términos de organización, comunicación, poder y afectividad. En el segundo caso (dibujo 7), el sistema se encuentra desequilibrado en todos estos aspectos y genera una modificación en el sentido del sistema.

En todo sistema hay fuerzas centrípetas y fuerzas centrífugas. Las primeras tienden a la ruptura del sistema; las segundas, al fortalecimiento del mismo. Para simbolizar esta dinámica hemos recurrido a colocar flechas con diferentes signos (+ y -) que expresan cargas opuestas. En el dibujo 8 se puede ver un sistema en equilibrio, es decir, uno en el que las tensiones hacia la destrucción y hacia el fortalecimiento tienen la misma fuerza. En este caso, el sentido del sistema se mantiene, lo que se manifiesta por el contorno regular y la dirección. En el dibujo 9 se puede ver un sistema en el que predominan las tensiones de carga negativa, y en este caso el sistema tiene un sentido opuesto al originalmente previsto; la flecha punteada simboliza el sentido original dentro del sistema original también punteado, y la flecha de línea continua, el resultado del predominio de las tensiones negativas. En este caso el contorno y el sentido se alteran sustancialmente.

25


Cap 3_

Din谩mica social: sistema, tensi贸n y conflicto

dibujo

8

Sistema y presiones positivas y negativas

+

+ +

+ +

dibujo

9

Sistema con predominio de presi贸n negativa

dibujo

-

-

-

-

10

acciones

lenguaje

Din谩mica social: individuo (persona), inadvertido, conducta, discurso

conducta inadvertido discurso relaciones

sonidos

26

responsabilidad social :

conciencia


La voz de las regiones

La dinámica social es una práctica de relaciones que son positivas cuando mejoran la calidad del patrón de vínculos dentro del sistema; por ejemplo, cuando crecen los vínculos de confianza entre personas y organizaciones, y favorecen la identificación de objetivos comunes y el surgimiento de alianzas; esta dinámica fortalece el sistema no solo sosteniéndolo, sino modificándolo constructivamente (transformación desde el sistema). Pero la dinámica social puede también contener prácticas de relación negativas que empeoran la calidad del patrón de vínculos dentro del sistema; por ejemplo, cuando crece la desconfianza en torno a las personas y las organizaciones, se desconocen las normas de funcionamiento de los sistemas y se diluyen las alianzas o acercamientos entre personas y organizaciones; esta dinámica debilita el sistema, e incluso lo puede hacer colapsar (transformación por destrucción del sistema). Podemos sostener, pues, que en todo sistema existen presiones positivas y presiones negativas, y, más aún, coexisten. A ello lo denominaremos “tensión social”. Ahora bien, las presiones que se ejercen pueden ser inadvertidas (inconscientes) o advertidas (conscientes); es decir, no siempre, ni necesariamente, las percibimos como presiones o indicadores de presión sobre el sistema. Las personas son conscientes de menos de 5% de lo que hacen o reciben 5. Las acciones, ideas o lenguaje, relaciones sociales, sonidos u otros elementos, ingresan mayoritariamente a través del universo inadvertido de cada una (inconsciente). Lo que ingresa por la conciencia es menor, y, además, la conciencia es muchas veces guiada u orientada por el universo inadvertido predominante; lo que ingresa por la conciencia también puede influir sobre lo inadvertido. Dado el desbalance, suele ocurrir que la conducta que despliega el individuo no se produce de acuerdo a lo que la conciencia manda. Por ello, el resultado de todo comportamiento no es el ideal previsto por la conciencia (véase el dibujo 10).

5

Véase Punset, Eduardo.

«La dinámica social es una práctica de relaciones que son positivas cuando mejoran la calidad del patrón de vínculos dentro del sistema».

«Pero la dinámica social puede también contener prácticas de relación negativas que empeoran la calidad del patrón de vínculos dentro del sistema».

El alma está en el cerebro. España, 2005.

27


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

dibujo

11

Sentido común y comportamiento

b

c

d

a comportamientos

e lenguaje textos relaciones sonidos

comportamientos f

h g

dibujo

12

Sentido común y medios

medios

I

experiencia

En ese universo inadvertido reposa el sentido común, ese intrincado conjunto de ideas, afectos y prácticas con el que están conectadas la diversidad de personas que interactúan en una sociedad, región o localidad. Ese universo alimenta a cada individuo, el mismo que lo procesa según sus características y contextos particulares. A través de los comportamientos, cada individuo influye sobre los demás con los que se conecta directa o indirectamente (véase el dibujo 11).

conocimiento nuevo lenguaje textos formas relaciones sonidos

II

afectos

En la formación de ese universo inadvertido inter vienen de manera muy importante los denominados “medios de comunicación” (radio, televisión, prensa escrita), a través de los cuales se bombardea permanentemente a las personas conectadas a estos. Pero también se forma a través de los nuevos conocimientos, las experiencias y los afectos que se generan en la interacción. El sentido común va empleando nuevos elementos y se desplaza como se muestra en el dibujo 12; se pasa de la posición I a la posición II. Las nuevas prácticas introducidas en la cotidianeidad son absorbidas tanto por el mundo inadvertido como por el mundo consciente, y se expresan a través de nuevas conductas (véase el dibujo 13).

28

responsabilidad social :


La voz de las regiones

dibujo

13

nuevas conductas nuevos comportamientos

nuevos comportamientos

Nuevas prácticas, nuevo sentido común, nuevas conductas

inadvertido

conductas tradicionales

conciencia nuevos comportamientos

nuevos comportamientos

nuevos comportamientos

dibujo

14

Sistema, rol, persona

1 3

2 7

4

8 5

6 9

Los actores son las personas naturales o jurídicas que interaccionan en un sistema. Todos tienen roles diferentes. En algunos casos, contribuyen a la presión positiva, y en otros, a la presión negativa. Más aún, un mismo actor puede variar la carga (positiva o negativa) que pone sobre el sistema, y, en esa medida, pone al descubierto el tipo de recurso que es. En resumen, los actores, con los roles que despliegan, ofrecen variados recursos para la dinámica del sistema social. Contribuyen a la tensión social del sistema, y pueden influir en el sentido, la organización, la dinámica de poder y los afectos del mismo, e incluso contribuir a su transformación (véase el dibujo 14). En la acción de los actores (personas y organizaciones) en el sistema, se expresa la tensión social.

«A través de los comportamientos, cada individuo influye sobre los demás con los que se conecta directa o indirectamente».

29


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

¿Cómo se manifiestan las tensiones sociales? Se pueden expresar a través de acciones de sujetos cuyo propósito no es demandado o planeado con anticipación para obtener la satisfacción de un interés; resultan como producto de una frustración acumulada que espontáneamente se manifiesta en la interacción cotidiana. Esa frustración se convierte en intolerancia, y ello lleva a actuar sin cuidado y consideración por otros, lo que facilita la violación de normas o disposiciones legales que pretenden regular la interacción entre las personas; o, también, gatillan el mecanismo más ambivalente o cínico del sentido común. Este tipo de tensiones se expresan en accidentes de tránsito, violencia familiar y consumo dependiente de drogas, entre otros.

A continuación, vamos a ex plora r las manifestaciones de la tensión social peruana.

5. La tensión social de la sociedad peruana

5.1 La presión positiva La presión positiva de la sociedad peruana se manifiesta de diferentes maneras. a)

Información mediática Los distintos medios de comunicación emiten mensajes de contenidos variables, que impactan en el estado de ánimo de quienes se vinculan a estos. Los mensajes a los que hacemos referencia no siempre están explícitamente diseñados para impactar en tal o cual sentido. Puede ser el contenido de un espectáculo; o un programa radial o televisivo que orienta acerca de la mejor forma de enfrentar situaciones problemáticas; la forma y secuencia en que se presentan las noticias; destacar hechos como triunfos deportivos, éxitos sociales, económicos o ambientales, de una localidad, región, entidad, entre otros. Por ejemplo, se podría pensar en programas radiales o televisivos como “Era tabú”, “En familia”, “Aventura culinaria”, “Oh, diosas”, “Megaproyectos”, “Para quitarse el sombrero”; secuencias de noticieros en los que se destacan las buenas noticias; novelas radiales; y telenovelas con mensajes de integración, entre otros.

b)

Espacios de acercamiento y diálogo La creación de espacios en los cuales se trabajan temas de interés colectivo o que generan momentos para establecer acuerdos que benefician a la colectividad. Se podría pensar en espacios tales como el Acuerdo Nacional, el Grupo de Diálogo Minero, la

Igualmente, se pueden manifestar a través de acciones de sujetos cuyo propósito de satisfacción de intereses se demanda o planifica con anticipación, y que tienen un plazo de realización que va más allá de la inmediatez de la vida cotidiana. Tales podrían ser los proyectos de desarrollo; iniciativas sociales colectivas de beneficio común; conflictos laborales, medioambientales, políticos y sociales en los que se enfrentan sujetos o actores; y situaciones con un nivel de planeamiento y expectativa de resultados favorables. Ambos tipos de manifestaciones expresan conductas influidas por el vasto universo de creencias y afectos que constituyen el sentido común. En el interior de un sistema que expresa una determinada tensión social emergen conflictos y crisis sociales. Denominaremos “conflicto” a una forma particular de tensión que se expresa por intermedio de sujetos o actores que tienen intereses contrapuestos o contradictorios y en cuya relación predomina la tensión negativa. Tales conflictos se ponen en evidencia por medio de demandas mutuas por parte de los sujetos o actores dentro de un sistema. A la tensión que se incrementa al punto provocar que el sistema se paralice o deje de funcionar regularmente, la llamaremos “crisis social”.

30

responsabilidad social :


La voz de las regiones

que promueve RPP, el Premio a la Creatividad Empresarial, premios de responsabilidad social, la CADE Universitaria, entre otros.

Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza, las reuniones regionales promovidas por el diario El Comercio, grupos impulsores de iniciativas locales y regionales, etc. c)

d)

tabla

1

Proyectos de desarrollo (social, económico, ambiental) La puesta en marcha de proyectos de desarrollo que se han fijado ciertas metas o logros para alterar condiciones sociales, económicas y ambientales, a través de entidades públicas o privadas, con la finalidad de reducir la pobreza, potenciar la acción de las pequeñas empresas, formalizar entidades que operan en situación de ilegalidad, extender las buenas prácticas organizacionales mediante prácticas de responsabilidad social, entre otras. Eventos motivadores Concursos, premios y otras acciones cuyo propósito es motivar para modificar los vínculos entre las personas o animar a que se conviertan en ejemplos que impacten sobre otros para que adecuen sus comportamientos a nuevos patrones de solidaridad e integración. Se podría pensar en los concursos de buenas prácticas gubernamentales que promueve Ciudadanos al Día, el premio Solidaridad e Integración

e)

Acciones colectivas de integración Actividades académicas, culturales y festivas en las que se generan oportunidades de interacción entre personas que provienen de condiciones diferentes. Tal es el caso de conferencias, simposios, fiestas patronales, festivales de cine, musicales, exposiciones artísticas, entre otras.

5.2 La presión negativa a)

Accidentalidad Los accidentes de tránsito son provocados, mayoritariamente, por la actitud de los conductores y peatones. En este sentido, reflejan no solo la vivencia de los choferes o transeúntes individualmente, sino el vínculo que origina la trama social en la que se desarrollan. En la tabla 1 podemos ver que más de 70% de los accidentes de tránsito tienen que ver con la actitud de las personas (exceso de velocidad, ebriedad del conductor, imprudencia del conductor e imprudencia del peatón).

Accidentalidad en el Perú: causas de los accidentes de tránsito Año Exceso de Ebriedad del Imprudencia Imprudencia Total velocidad conductor del conductor del peatóN 1992

23%

10%

21%

11%

65%

1997

19%

8%

35%

10%

72%

2003

33%

9%

26%

6%

74%

2007

30%

9%

25%

9%

73%

Fuente: Dr. Celso Bambarén.

Accidentalidad en el Perú. <http://www.reeme.arizona.edu>. Unidades PNP. Elaboración: EMG-PNP/OFIEST-UP.

31


Cap 3_

tabla

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

2

Si se compara la accidentalidad de nuestra sociedad con la de otros países, encontramos que somos el país con el más alto índice de muertos y de lesionados por cada millón de vehículos, tal como se observa en la tabla 2.

b)

Violencia familiar Otro hecho que llama la atención es la violencia familiar. La organización básica de la sociedad

está atravesada por una tensión que se manifiesta en hechos de violencia física o psicológica, tal como se puede ver en la tabla 3; es necesario señalar que el total de denuncias de violencia familiar se ha incrementado en 14% entre el 2005 y el 2007.

Índice de fallecidos y lesionados por accidentes de tránsito en el mundo (año 2000) País Muertos por cada Lesionados por cada millón de vehículos millón de vehículos Alemania

150

7.460

Argentina

370

5.770

Brasil

680

12.160

Chile

800

19.220

2.410

18.900

190

9.710

Colombia Estados Unidos Japón

130

11.840

2.680

25.750

Suiza

130

5.180

Venezuela

880

5.120

Perú

Fuente: Dr. Celso Bambarén.

tabla

3

Accidentalidad en el Perú, <http://www.reeme.arizona.edu>.

Denuncias por violencia familiar Tipo de agresión

2005

2006

Física

50.020

55.029

54.265

8%

Psicológica

22.300

25.169

25.981

16%

Otros

3.935

5.949

7.046

79%

Total

76.255

86.147

87.292

14%

Fuente: Direcciones Territoriales Policiales. EMG-PNP/OFIEST.

32

2007 Variación 2005/2007

responsabilidad social :


La voz de las regiones

tabla

3A

Prevalencia de la dependencia a drogas: Encuesta Nacional de Vida 2002 Droga Número Porcentaje Alcohol

1.276.515

67,6%

Tabaco

496. 524

26,3%

Marihuana

42.889

2,2%

Pasta básica

15.714

0,83%

Clorhidrato de cocaína

23.023

1,8%

9.093

0,47%

22.114

1,16%

1.885.872

100%

Inhalantes Tranquilizantes Total

tabla

4

Situación conflictiva a septiembre del 2009 Septiembre del 2009 Número Conflictos

288

Conflictos activos

231

Acciones colectivas de protesta

32

Conflictos / conflictos activos

80%

Fuente: Reporte N° 67 de la Defensoría del Pueblo, septiembre del 2009.

c)

Dependencia con relación al uso de drogas Es necesario destacar, asimismo, el peso de la prevalencia de la dependencia a drogas. Como se puede observar en la tabla 3A, la dependencia del alcohol representa más de 67% del total de la dependencia de drogas. Las otras sustancias, si bien no tienen el peso específico del alcohol, arrastran otra serie de fuentes y efectos sociales muy presentes en la tensión de la sociedad peruana.

d)

Información mediática En los medios de comunicación tiende a desplegarse una visión negativa y fatalista que reproduce el carácter ambivalente y cínico del sentido común. Esta acción predomina sobre la presión positiva que también puede expresarse a través de los medios de comunicación.

e)

Conflictos y acciones colectivas de protesta Otra forma de entender la presión negativa se puede abordar desde la dinámica de los conflictos; en este caso utilizaremos los que registra la Defensoría del Pueblo. Desde esta perspectiva se puede sostener que hay una creciente dinámica conflictiva en el Perú. En el mes de diciembre del 2007 se registraron 78 conflictos; en el mes de septiembre del 2009 se registraron 288 conflictos; es decir, 3,69 veces más (véase la tabla 5). Si se examinan los conflictos desarrollados entre enero y septiembre en el año 2008 y en el año 2009, se puede notar que se da una expansión que fluctúa entre 10 y 11 conflictos mensuales (véase la tabla 7). Al examinar las acciones colectivas de protesta también se puede ver que en ambos años se mantienen por encima de las 30 (véase la tabla 7).

33


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

tabla

5

Evolución de los conflictos sociales Mes Número Incremento Diciembre del 2007

78

1,00

Enero del 2008

83

1,06

Febrero

88

1,13

Marzo

93

1,19

Abril

104

1,33

Mayo

116

1,49

Junio

132

1,69

Julio

147

1,88

Agosto

161

2,06

Septiembre

177

2,26

Octubre

189

2,42

Noviembre

195

2,50

Diciembre

197

2,53

Enero del 2009

211

2,71

Febrero

218

2,79

Marzo

238

3,05

Abril

250

3,21

Mayo

268

3,44

Junio

273

3,50

Julio

272

3,49

Agosto

284

3,64

Septiembre

288

3,69

Fuente: Reportes N° 43 al N° 67 de la Defensoría del Pueblo.

A partir de la información presentada se puede concluir que la nuestra es una sociedad con una tensión social en la que predomina la carga negativa, y, por lo mismo, con una tendencia a la gestación y el despliegue de conflictos y estallidos sociales que colocan en situación crítica al sistema nacional. En la base de la tensión existe una estructura de sentido común ambivalente y cínica, que se expresa en las actitudes y en las acciones advertidas e inadvertidas que despliegan las personas y las organizaciones.

34

responsabilidad social :

6. El rol del sentido común

Para examinar algunos de los elementos que se encuentran en la base de la tensión social del país, utilizaremos la información que obtuvimos con la realización de 32 grupos focales en el mes de junio del 2009 en cuatro regiones: Cajamarca, Piura, La Libertad y Arequipa. En ellos se analizó: a) dichos, refranes o metáforas comúnmente presentes en la formación de nuestro sentido común; b) percepción


La voz de las regiones

tabla

6

Evolución de las acciones colectivas de protesta Mes Número Diciembre del 2007

28

Enero del 2008

18

Febrero

31

Marzo

16

Abril

49

Mayo

48

Junio

53

Julio

74

Agosto

135

Septiembre

79

Octubre

88

Noviembre

75

Diciembre

53

Enero del 2009

46

Febrero

46

Marzo

57

Abril

39

Mayo

29

Junio

28

Julio

18

Agosto

28

Septiembre

32

Fuente: Reportes N° 43 al N° 67 de la Defensoría del Pueblo.

tabla

7

Promedio mensual de conflictos y acciones colectivas de protesta Concepto Año 2008 Año 2009 (enero-septiembre) (enero-septiembre) Conflictos Acciones colectivas de protesta

11

10

55,8

35,8

Nota: elaborado a partir de las tablas 5 y 6.

35


Cap 3_

tabla

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

8

La estructura predominante del sentido común Cinismo Desconfianza Optimismo •

El que nace para macetero, del corredor no pasa

Para hacer un largo viaje es necesario dar el primer paso

Más me pegas, más te quiero

Una manzana podrida malogra la otra

Para todos amanece el sol

En boca cerrada no entran moscas

Todo lo que brilla no es oro

Hecha la ley, hecha la trampa

No se puede tapar el sol con un dedo

Más vale un hombre haciendo que cientos por hacer

Árbol que crece torcido, ya no se endereza

Lo bueno no necesita bandera

Cielo serrano, cojera de perro y llanto de mujer, no has de creer

Que robe, pero que haga

A Dios rogando y con el mazo dando

Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca y Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio del 2009 (256 participantes).

que tiene la población sobre la fuente originaria de sus momentos problemáticos y sus momentos de éxito; c) percepciones sobre las organizaciones empresariales y sociales; d) expectativas y realidad del liderazgo nacional. El sentido común es ese conjunto de metáforas que orientan nuestras acciones o que utilizamos espontáneamente para enjuiciar una situación. Marca nuestro comportamiento, nuestros afectos, nuestra manera de actuar, pensar y sentir. No nos percatamos de su existencia hasta que tomamos conciencia del sentido de lo que hacemos o de lo que hacen otros. Se mueve en el plano inconsciente o inadvertido. Constituye la base sobre la cual se edifica nuestra ética, la que guía y expresa nuestra conducta, nuestras relaciones y, en general, nuestra cultura. El sentido común es la barrera más poderosa que se interpone entre nuestro deseo de transformar una relación social y la plasmación de ese deseo. El sentido común se encuentra en nuestra rutina diaria, en nuestra habitualidad. Contiene elementos racionales y afectivos entremezclados, imposibles de

36

responsabilidad social :

separar: nuestra racionalidad inf luye sobre nuestros afectos y nuestros afectos inf luyen sobre nuestra razón. Tomar conciencia crítica de lo que hacemos es poner al descubierto nuestro sentido común; constituye el primer paso para alterar nuestro patrón de vínculos. Nuestro sentido común está construido sobre la base de juicios que tienen diferentes contenidos afectivos. En general, se trata de ambivalencias. Los afectos pueden ser simultáneamente cínicos, realistas e ingenuos y optimistas. En nuestra identidad individual concurre todo ello. En el estudio realizado hemos encontrado una serie de frases o metáforas que hemos ordenado según la carga afectiva, tal como se puede observar en la tabla 5. Son textos recogidos de los grupos focales. Expresan el alcance de la conciencia de los grupos en el momento de hacer la dinámica. El hecho de que puedan formularse da cuenta de una mirada crítica, aunque no de todo el universo complejo. No obstante, basta para percibir lo que está en, o debajo de, nuestros comportamientos y actitudes.


La voz de las regiones

El sentido común peruano está estructurado sobre la base de una predominancia cínica, aunque contiene, también, cargas que denominamos “pesimistas” y otras que calificamos como “optimistas”. Lo que pesa un poco más es el doble mensaje, la ambivalencia, que permite pasar de una postura o actitud a otra sin ningún remordimiento, o, incluso, justificando ese tránsito. A ello lo hemos llamado “cinismo”. Somos propensos a actuar en uno u otro sentido, de acuerdo con el contexto. Por ejemplo, cuando sentimos que existe una fuerza externa superior a la nuestra, nos desplegamos en el sentido de esa fuerza; pero si la fuerza externa es percibida como débil, nos sentimos con toda la justificación para ir en contra, aunque esa fuerza débil sea de beneficio común. Los principios se aplican arbitrariamente, y, por ello, no hay principios o valores con un peso específico absolutamente mandatario. Al examinar la tabla 8 encontramos frases que se orientan en sentidos aparentemente contradictorios. Por ejemplo, la frase “Árbol que crece torcido, ya no se endereza” expresa el sentido de la fatalidad y, por lo mismo, la inevitabilidad de algo. Plantea la imposibilidad de transformar. La hemos clasificado como cínica porque apunta al conformismo, a no hacer esfuerzos para modificar una situación o a una persona en un contexto determinado. Cualquier intento de modificación es descartado, amparado en este pensamiento-sentimiento. Lleva a “no hacer nada” para impedir un proceso o transformarlo. En otra columna, en contradicción con esta frase, aparece una nueva que sostiene que “El sol amanece para todos”; en otras palabras, hay esperanza, nada es inevitable, se abre una posibilidad de modificación. Nuevamente asoma la ambivalencia.

7. Fuentes de problemas y éxitos: la autoestima

Un aspecto fundamental en nuestro despliegue como sujetos es nuestra autoestima. La identidad que tenemos se relaciona con la autoestima que poseemos. Cuanto más débiles nos sentimos, menos sujeto somos, menos autónomos y más dependientes de los que otros hagan o digan. Nos podríamos preguntar

«Nuestro sentido común está construido sobre la base de juicios que tienen diferentes contenidos afectivos. En general, se trata de ambivalencias. Los afectos pueden ser simultáneamente cínicos, realistas e ingenuos y optimistas. En nuestra identidad individual concurre todo ello».

si lo que hacemos depende de nosotros o de otros. Nos resulta difícil a los peruanos reconocer nuestras responsabilidades; o, más aún, tener conciencia de los impactos que generamos en nuestro entorno. Por ello, la fuente de los momentos difíciles y más exitosos tiende a encontrarse en “otros”. En la tabla 9 hemos ordenado los momentos problemáticos percibidos y su asociación según responsabilidad. De veintitrés tipos de momentos problemáticos, solo dos son presentados como de responsabilidad de un “nosotros”; el resto es atribuido a otros. En la percepción de los momentos exitosos tiende a crecer la fuente “nosotros” en comparación con los momentos problemáticos (véase la tabla 10). De 14 tipos de momentos exitosos, 10 son percibidos como obra de un “otros”, 4 son percibidos como obra de un “nosotros”, y, de estos, 3 expresan un triunfo luego de una confrontación o lucha. Lo exitoso tiende a reposar en lo que hagan otros, pero nos atribuimos el éxito cuando se trata de una lucha o confrontación. Se podría formular el sentimiento de la siguiente manera: los problemas los generan otros; los éxitos

37


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

tabla

9

Fuentes de problemas y responsabilidades Fuentes percibidas Momentos problemáticos Accidentales

Condiciones naturales

Desastres naturales Desastres de salud Otros Empresas

Contaminación

Contratación de personal foráneo

Explotación minero-energética

Falta de oportunidades de trabajo Financiamiento de pequeños productores Discriminación racial Trabajo infantil Gobierno Falta de previsión

Inseguridad ciudadana

Terrorismo Desorden urbano Derechos de la mujer Financiamiento de pequeños productores Trabajo infantil Organizaciones sociales

Invasiones de tierras

Financiamiento de pequeños productores

Crisis o estallidos sociales

Organizaciones delictivas Drogadicción Nosotros

Violencia familiar

Obsolescencia tecnológica

Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca y Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

38

responsabilidad social :


La voz de las regiones

tabla

10

Fuentes de éxitos y responsabilidades Fuente percibida Momentos exitosos Otros Gobierno Obras (irrigaciones, etc.)

Plataforma preventiva y rehabilitaciones para

desastres naturales

Prevención y manejo para desastres de salud

Asociación de municipalidades

Asociación de alcaldes

Empresas

Inversión minera

Nuevos cultivos Organizaciones sociales

Asociación de pequeños productores

Mesa de concertación Individuos

Premios

Nosotros Confrontacional Triunfo de lucha en Tambogrande Lucha por el canon minero

Crisis o estallidos sociales

Cultural Reconocimiento

Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca y Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

también, aunque somos capaces de obtener éxitos a través de la lucha, la confrontación o la violencia. Aquí hay una asociación entre “nosotros”, éxito y confrontación. El “nosotros” es débil y el “otros” es fuerte. Más aún, los momentos exitosos generados por terceros tienden a perdurar; los que dependen de “nosotros” son no solo esporádicos, sino efímeros, o subsisten entre la memoria y el olvido; una obra tiende a permanecer más tiempo que una acción social porque de esta solo

queda el recuerdo. La ambivalencia proviene de una baja autoestima y de una sensación de fuerza de los otros. Solo en la postura confrontacional es posible que se exprese el “nosotros”. De allí que el sentimiento se mueve entre la pasividad predominante y la violencia esporádica. Nuevamente, la ambivalencia. En la percepción de los grupos focales, los proyectos sociales más significativos aparecen en los temas de cultura y turismo, salud y alimentación, medio ambiente, laboral, vivienda y saneamiento

39


Cap 3_

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

tabla

11

Proyectos sociales Eje Promotor Cultura y turismo Gobierno Salud y alimentación Gobierno Medio ambiente

Empresa privada

Laboral Gobierno Vivienda y saneamiento Gobierno Comercialización Organizaciones sociales Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca y Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

y comercialización. De los seis ejes identificados, cuatro son promovidos desde el gobierno; uno, desde la empresa privada; y uno, desde las organizaciones sociales. Desde esta perspectiva, el “otros” mantiene su predominancia (véase la tabla 11).

8. La ambivalencia frente a las organizaciones

Al abordar la percepción que se tiene de las organizaciones, se puso énfasis en dos: las organizaciones sin fines de lucro y las empresas. Tal como se puede ver en las tablas 12 y 13, ambos tipos de organizaciones generan una ambivalencia. Por el lado de las ONG, los juicios se mueven entre el cinismo y la “ingenuidad” optimista. De un lado, se señala que suplen las funciones del gobierno, que apoyan a las comunidades, que dan esperanza y trabajo, que rescatan valores y costumbres, que facilitan procesos para empoderar. De otro lado, se las percibe como entidades que son una fachada para hacer negocio, que no tienen la información debida, que nadie vigila su labor, que no tienen resultados, que son poco transparentes, que son las entidades detrás de las protestas. El universo empresarial también es percibido de forma ambivalente. Del empresario se perciben atributos y funciones. Por el lado de los atributos individuales, los positivos son: emprendedor, visionario, trabajador,

40

responsabilidad social :

creativo, innovador, etc.; y los negativos son: egoísta, ambicioso, individualista, déspota, discriminador, explotador, etc. Por el lado de las funciones, se lo percibe desplegándose positiva y negativamente de manera simultánea: ofrece oportunidades de trabajo y abusa de su poder; genera recursos económicos para la región o para el país y contamina. Al considerarse el aporte de las empresas al desarrollo, se distingue a las nacionales de las extranjeras, y a las grandes de las pequeñas. A las nacionales se las percibe favoreciendo el desarrollo; a las extranjeras, no. Este juicio se fundamenta sosteniendo que las nacionales invierten sus ganancias en el país y pagan los tributos que les corresponde, además de generar empleo; más aún, se las vincula con la descentralización económica. En el caso de las extranjeras, los argumentos tienen que ver con que se llevan sus ganancias, no pagan los tributos que debieran (son favorecidas por las autoridades) y no generan empleo intensivo porque al traer tecnologías desplazan a la mano de obra peruana. Hay que destacar, también, que se asocia el desarrollo a las buenas prácticas empresariales (formalización, respeto a los derechos laborales, manejo ambiental adecuado, buen trato que favorece el clima interno, oposición al trabajo infantil, no discriminación por género u origen étnico, entre otras) y que ello constituye un elemento fundamental en el proceso de reducción de la pobreza. En el marco de lo señalado, si bien los empresarios nacionales son mejor percibidos, se hace


La voz de las regiones

tabla

12

Principales aspectos positivos y negativos de las ONG Positivos Negativos Suplen funciones de gobierno

Son lucrativas, es un negocio

Apoyo a comunidades Dirigen la conducta y el pensamiento de la gente Dan esperanza y trabajo No tienen información debida Apoyan el desarrollo de la región

Están detrás de los que protestan

Dan capacitación Foco de poder Desean hacer el bien a la sociedad

Si es desconocida, se mira con desconfianza

Estratégicas para las MYPE No hay quien vigile su labor Rescatan valores y costumbres No todas se registran Empoderan Representan intereses Catalizan

Poca transparencia

Facilitan procesos Nada de resultados Si es internacional, es buena

Solo asistencialismo

Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca y Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

tabla

13

Principales aspectos positivos y negativos de los empresarios Positivos Negativos Emprendedor

Egoísta

Trabajador

Ambicioso

Creativo

Individualista

Innovador Déspota Previsor Discriminador Visionario

Explotador

Informado No transparente Ofrece oportunidades de trabajo

Abuso de poder

Genera recursos económicos

Contamina

para la región y para el país Fuente: 56 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca, Arequipa, Lambayeque, Junín y Lima, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (448 participantes).

41


Cap 3_

tabla

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

14

Cuándo la empresa genera desarrollo y reduce la pobreza Concepto Norte Centro Sur Descentralización económica

Invierten ganancias en la región/país

Pagan tributos

Generan empleo

Buenas prácticas

Reducción de pobreza

Sí,

Sí,

Sí,

buenas prácticas

buenas prácticas

buenas prácticas

Fuente: 56 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca, Arequipa, Lambayeque, Junín y Lima, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (448 participantes).

«La percepción ambivalente se expresa en la estructura del sentido común, y es el resultado de la autoestima baja que responsabiliza sus logros en terceros, es decir, que no asume su responsabilidad en los procesos y, por lo mismo, no se siente sujeto que hace su propia historia; la padece».

42

responsabilidad social :

una distinción entre los grandes y los pequeños, y se percibe que los pequeños son los más comprometidos con el desarrollo.

9. Liderazgo y líderes

Con relación al liderazgo, se puede observar un marcado contraste entre lo que es el perfil deseado del líder y la realidad de los líderes regionales o nacionales. Como se puede observar en la tabla 12, frente al perfil de honesto, sacrificado, ejemplo, disciplinado, valiente, promotor, poseedor de valores, solidario, entre otros, aparecen las frases: no hay líderes, permanecen anónimos, no los conocen, son fugaces, son producto del cargo público, son resultado de márketing, o no son líderes sino caudillos. La percepción ambivalente se expresa en la estructura del sentido común, y es el resultado de la autoestima baja que responsabiliza sus logros en terceros, es decir, que no asume su responsabilidad en los procesos y, por lo mismo, no se siente sujeto que hace su propia historia; la padece. La excepción la constituye el momento de la confrontación. El triunfo producto de la confrontación violenta no resuelve el problema de fondo porque no se rompe con la ambivalencia. En este caso el “nosotros” tiende a ser fugaz, efímero. El problema es construir un


La voz de las regiones

tabla

15

Perfil y situación del liderazgo en las regiones Perfil ideal Situación Honesto No hay líderes Sacrificado

Permanecen anónimos

Disciplinado No los conocen Ejemplo Fugaces Valiente

Cargo público

Representatividad

Producto del márketing

Promotor

Caudillos

Hace Valores Guía Luchador Solidario Contagia Convence

Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca, Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

“nosotros” perdurable, y su dificultad tiene que ver con la base cínica sobre la que se levanta la cultura peruana de hoy.

10. ¿Quiénes son los actores en “tensión social”?

Cuando se analiza la percepción que se tiene sobre la tensión social, se puede observar que los sectores en los cuales se perciben los conflictos, los promotores de las iniciativas en las que se suceden los conflictos, y los actores involucrados, son absolutamente diversos (véase la tabla 16): por el lado del sector o naturaleza, podemos reconocer construcción, comercio, laboral, agricultura, pesca, gobierno municipal, límites territoriales, educación, infraestructura y familia; por el lado de los gestores de las iniciativas dentro de las cuales ocurren las tensiones sociales son gobierno, empresa privada, municipalidad, pobladores; y los actores involucrados son, igualmente, gobierno y

población, empresa y población, trabajadores y empresa, socios y empresa, agricultores y otros agricultores, regidores y alcaldes, etc. Cabe destacar que en la mayoría de estas situaciones se piensa que los conflictos eran evitables si hubiese habido diálogo. La pregunta sería: ¿por qué, si eran evitables, no se evitaron? O, mejor: ¿por qué no hubo diálogo? Se suele pensar que el diálogo es un simple “conversar”. Y sucede que cuando no hay una preparación previa, las conversaciones no pasan de ser oportunidades para dejar que fluya “el sentido común”. Ya examinamos lo que es nuestro “sentido común”. ¿Cómo llegar a acuerdos si lo que predomina es la ambivalencia? ¿Cómo construir un espacio de encuentro si la autoestima tan disminuida nos lleva a la afirmación fugaz y violenta que luego se convierte nuevamente en ambivalencia?

43


Cap 3_

tabla

Dinámica social: sistema, tensión y conflicto

16

Tensión social Sector / Gestor Actores Evitable Cómo naturaleza Construcción Gobierno

Población /

gobierno

Población / NR NR

Empresa privada

Sí Diálogo

empresa privada

Comercio Municpalidad

Informales / NR NR

municipalidad

Invasión

Pobladores

Invasores / gobierno NR NR

Laboral

Empresa privada Trabajadores /

Sí Diálogo

empresa privada

Producción

Empresa

Socios / empresa

Minería

Empresa

Población / empresa

Empresa Trabajadores / empresa

Agricultura

Agricultores /

agricultores

Sí Diálogo Sí NR

Gobierno municipal Gobierno municipal Regidores / alcaldes Pesca Gobierno

Comunidad / empresa NR NR

Límites territoriales

Comunidad /

Comunidades

Sí Diálogo

comunidad

Educación Gobierno

Profesores / gobierno

Irrigación / transvase Gobierno

Población / población

Sí Diálogo

Familia Familia

Padre / madre

Padres / niños

Capacitación

NR = no hay respuesta. Fuente: 32 grupos focales en Piura, La Libertad, Cajamarca, Arequipa, realizados entre el 6 y el 29 de junio de 2009 (256 participantes).

44

responsabilidad social :


La voz de las regiones

11. Conclusiones

Sobre la base de lo que hemos expuesto, se puede concluir lo siguiente: •

La nuestra es una sociedad cuya tensión social tiene un predominio de la presión negativa sobre los sistemas.

Su naturaleza se sustenta en el carácter predominantemente ambivalente –y, por lo mismo, cargado de un contenido cínico– de nuestro sentido común (cultura).

La ambivalencia referida tiene que ver con la autoestima disminuida que limita nuestra condición de sujetos autónomos y coloca en los “otros” la responsabilidad de nuestros padecimientos y nuestros logros.

Las organizaciones, sin distingo de su naturaleza jurídica, son percibidas con ambivalencia, y, en este sentido, también son vistas como institucionalmente débiles.

Los líderes son percibidos como inexistentes o sin las cualidades o atributos que se desea o se piensa que debieran tener.

Se percibe que la dinámica social puede reducir su tensión negativa a través del diálogo.

«Los líderes son percibidos como inexistentes o sin las cualidades o atributos que se desea o se piensa que debieran tener. Se percibe que la dinámica social puede reducir su tensión negativa a través del diálogo».

45


4_


Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

E

l objetivo del presente capítulo es presentar un ejercicio con líderes de diferentes sectores sociales, para reconocer el sistema social, las prácticas habituales y los roles en los que se desenvuelven las personas y las organizaciones, y preguntarse cómo es posible modificar sus roles y vencer el peso negativo del sentido común que los orienta.

1. ¿Por qué sensibilizar? ¿Por qué aprender? ¿Cómo hacerlo?6

Para desarrollar la fundamentación teórica de la metodología práctica que se había ideado, se solicitó apoyo a Ivana Ponce de León Airaldi, psicóloga. 1.1 ¿Qué es el aprendizaje? El aprendizaje no es solo obtener información: “Si saber fuera igual a tener información, seríamos la sociedad más sabia de la tierra; entramos a Internet y encontramos todo lo que queremos”, expresa el especialista Julio Olalla en una entrevista. Hoy en día, agrega, el rol del profesional que trabaja en una empresa es completamente distinto del que tenía un trabajador tradicional. En la actualidad, el profesional está diseñando, está relacionándose con el cliente, se le está pidiendo que decida, que tome iniciativas, y, según Olalla, los nuevos aprendizajes que esto

determina están en un espacio distinto a aquel en que nosotros estamos acostumbrados a aprender. Es por esto que, en su opinión, el aprendizaje actual tiene que incluir al “ser”, tiene que incluir a quien aprende, no solo lo que se aprende, y, en este sentido, es ontológico. De esta manera, expresa que ni la mirada solo en la acción ni la mirada solo en la información producen el aprendizaje que es necesario en el mundo de hoy. Agrega que para que un individuo, en una empresa, cambie su actitud, su capacidad de tomar decisiones, necesita un aprendizaje que integre todo el ser humano. Prepararnos para la vida, refiere, implica un aprendizaje emocional, un aprendizaje reflexivo y también un aprendizaje tecnológico (y no solo este último, que es en el que se ha venido enfocando –y en muchos casos sigue enfocándose– el sistema educativo, lo cual trae problemas a los trabajadores). Para poder hacer algo con respecto a las fallas de los enfoques anteriores, en la actualidad surgen con fuerza nuevas propuestas educativas y empresariales, como el modelo educativo “Reggio Emilia”, el método de “aprendizaje activo” y el “coaching”. 1.2 La diversión puede ser una gran herramienta para el aprendizaje: el “aprendizaje activo” Muchas personas asumen que el aprendizaje y la diversión no pueden ocurrir al mismo tiempo, lo cual no puede estar más lejos de la verdad. Como explica Alanna Jones 7, las dinámicas lúdicas son

6

Entrevista a Julio Olalla, en: <http://www.portaldelcoaching.com>; Jackson, T. Activities that Teach. Red Rock Publishing, 1993; Jones, A. 104 Activities that Build: Self-Esteem, Teamwork, Communication, Anger Management, Self-Discovery, Coping Skills, 1998.

7

Jones, op.cit.

47


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

herramientas poderosas, ya que permiten crear un equipo de un grupo de personas que están trabajando juntas; ayudan a los individuos a renovar su vida y a crecer emocionalmente y convertirse en mejores personas. Otra de las variables positivas de las dinámicas grupales es que colocan a los participantes en una posición de igualdad 8 . Además, agrega, las dinámicas lúdicas ayudan a las personas a mirar los problemas que enfrentan con una perspectiva diferente. En esta misma línea, Jackson9 explica que mediante el “aprendizaje activo” se puede enseñar información que es difícil de transmitir de otra manera.

habilidades para toda la vida. A través del proceso, el individuo internaliza información y, a la vez, asume responsabilidad por las decisiones relacionadas con elecciones personales del estilo de vida 12 . Como describe el autor, el proceso del “aprendizaje activo” consiste en las siguientes etapas: 1.

Presentación al grupo del concepto general por trabajar.

2.

Recepción por parte del grupo de la información específica que involucra el concepto.

Las observaciones han demostrado que no hay un impacto real en la manera como piensan los estudiantes en las clases calladas o en el aprendizaje de los estudiantes que se comportan bien 10 . Más aún, se ha demostrado que dentro de los métodos de aprendizaje más efectivos en cuanto a retención del conocimiento se encuentran los métodos en los que se aplica inmediatamente el aprendizaje en una situación real, los métodos en los que se practica algo al realizarlo y la discusión grupal (investigación de Edgar Dale sobre la tasa de retención en el aprendizaje11). Por todo lo anterior, la secuencia de trabajo del presente proyecto tiene relación con el método denominado “aprendizaje activo” y con un aprendizaje de tipo ontológico.

3.

Realización de la actividad.

4.

Exploración de las acciones y consecuencias durante la actividad.

5.

Discusión grupal sobre la experiencia realizada.

6.

Discusión de los principios generales.

7.

Derivación de las aplicaciones específicas de los principios generales.

8.

Internalización de las aplicaciones de vida por parte de los individuos (de acuerdo a sus necesidades y a que estén listos).

1.3 ¿En qué consiste el “aprendizaje activo”?

9.

Puesta en acción de lo aprendido por parte de los estudiantes.

Este método se caracteriza porque las personas participan en su propio proceso de aprendizaje. Según Jackson, el “aprendizaje activo” es un concepto que combina diversos modelos, y es una herramienta efectiva para enseñar no solo información, sino

Jackson además explica que mediante el “aprendizaje activo” se trabajan tanto aspectos del cerebro izquierdo (lecciones lógicas, la transmisión de información y de un conocimiento básico, el momento de la discusión

8

Jones, op. cit.

9

Jackson,

10

op. cit.

Jackson, op. cit.

11

Entrevista a Julio Olalla. En: <http://www.portaldelcoaching.com>.

12

Jackson, op. cit.

48

responsabilidad social :


La voz de las regiones

y reflexión) como aspectos del cerebro derecho (al reforzar el conocimiento y permitir la comprensión de su importancia mediante una actividad). 1.4 El giro del simple juego a una experiencia de aprendizaje, trabajo y transformación En general, los juegos tienen un valor terapéutico en sí mismo; sin embargo, nuestro interés es tomarlos como una herramienta para poder alcanzar nuestros objetivos. Es por esto que el momento a posteriori de la experiencia lúdica es fundamental. Jones13 explica que en esta etapa se puede transferir lo aprendido de la actividad al propio estilo de vida. Además, señala que cuando uno tiene la oportunidad de trabajar en su comportamiento en el presente, es más posible que pueda lograr un cambio, que pueda crecer y mejorar los comportamientos existentes. Agrega que una discusión puede ayudar a las personas a ver y comprender mejor qué es lo que están haciendo y qué necesita ser cambiado, y que el objetivo es ver cómo lo que sucede en la actividad lúdica refleja lo que sucede en la vida. A propósito de la herramienta lúdica seleccionada para el presente proyecto, las frases, concluimos la justificación de la misma con una pertinente que engloba el sentido de la metodología propuesta: “Es mejor enseñar a pescar que regalar pescado”.

la sociedad local y regional en la que viven y los de las organizaciones en las cuales laboran. Se trabajó con los mecanismos de proyección e identificación. Una vez realizado este ejercicio, se reconoció la lógica de cada sistema y el rol que cada uno desempeña en este. Para el desarrollo de este ejercicio, se contó con la colaboración de Alessandra Leverone. 2.1 Participantes Para trabajar este aspecto, se procedió de la siguiente manera. Participarán líderes articuladores provenientes de diversos sectores de la sociedad regional o local. 2.2 Líderes articuladores La persona identificada como líder articulador tenía el siguiente perfil: en primer lugar, un deseo y un compromiso de generar acercamientos entre personas que provienen de diferentes sectores y segmentos de la sociedad; en segundo lugar, una posición de influencia sobre un universo de personas y entidades dentro su radio de acción, que puede ser su organización, su localidad, su zona o su barrio; en tercer lugar, una imagen de persona integradora, responsable, comprometida y cumplidora en todo lo que se propone. 2.3 Secuencia de trabajo La secuencia del trabajo se desarrolló en tres momentos:

2. El ejercicio práctico

Para que ocurra lo expresado anteriormente, es indispensable que los participantes del ejercicio práctico visualicen y sientan cómo funcionan los sistemas de

13

a)

Primer momento: el acercamiento emocional Se utilizaron metáforas, refranes o dichos comúnmente empleados. Se trabajó en plenaria y en grupos. Se formaron dos tipos de grupos: los conformados por personas que provienen

Jones, op. cit.

49


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

de un mismo segmento y los conformados de manera mixta. Cada grupo abordó las mismas situaciones planteadas.

El propósito en esta parte fue que los participantes pudiesen experimentar vivencias al responder las preguntas: ¿cómo actúo?, ¿cómo es el sistema en el que vivo? y ¿cuál es mi rol?

b)

Segundo momento: la transformación de las organizaciones Realizados los ejercicios del primer momento, se creó el contexto para identificar qué deberíamos hacer para producir la integración de los distintos actores de la sociedad local o regional. Lo primero que se trabajó fue lo que se refiere a la rutina que desplegamos y que, sin darnos cuenta, impacta sobre nuestro entorno. Se distinguieron los impactos positivos y los negativos. Luego se abordó la pregunta que tiene que ver con la transformación de las relaciones y vínculos en beneficio de todos. La pregunta orientadora en este caso fue: ¿cómo puedo potenciar los impactos positivos que genero?

c)

Tercer momento: las herramientas En esta parte se expusieron la filosofía y la ética detrás de la responsabilidad social y las herramientas más utilizadas para asegurar estos comportamientos y prácticas en las organizaciones. Se trabajó sobre la base de casos, para facilitar la asimilación de los aspectos teóricos. Se explicó qué se entiende por grupos de interés, cómo trabajar con ellos, cuáles son los Principios del Pacto Mundial, cómo hacer reportes de sostenibilidad, y se presentó el último borrador de la norma ISO 26000.

3. Resultados de los ejercicios de sensibilización/capacitación

Para llevar a cabo la fase de sensibilización de los líderes articuladores del proyecto Responsabilidad Social: TODOS, se diseñó un programa de trabajo de dos días de duración y se obtuvo la siguiente convocatoria:

Entidad AQP LIB CAJ PIU Total Empresa

50

11

5

6

8

30

Sector público

3

6

4

4

17

Universidad

8

4

6

3

21

Sociedad civil

19

12

6

11

48

Total

41

27

22

26

116

responsabilidad social :


La voz de las regiones

«El propósito en esta parte fue que los participantes pudiesen experimentar vivencias al responder las preguntas: ¿cómo actúo?, ¿cómo es el sistema en el que vivo? y ¿cuál es mi rol?».

3.1 Primer día Durante el primer día se trabajaron cuatro preguntas: ¿cómo actúo?, ¿en qué sistema vivo?, ¿cuál es mi rol? y ¿cómo puedo transformar mi rol? Para abordar la pregunta “¿cómo actúo?” se realizaron tres ejercicios: uno, de manera individual; el segundo, por grupos homogéneos; y el tercero, por grupos mixtos.

1.

Pregunta “¿Cómo actúo?”

a)

El ejercicio individual Se entregó a los participantes una lista de 146 metáforas, dichos o refranes, que fueron recogidos a lo largo de los grupos focales en las cuatro regiones. Se leyeron en voz alta. Se les entregó una hoja en blanco y se les pidió que seleccionaran de manera individual las tres metáforas que considerasen que representaban mejor la manera como actúa el lugareño o el peruano en general. Se les dio aproximadamente 30 minutos. Luego se recogieron los papeles y se procedió a hacer una contabilidad y clasificación de las metáforas seleccionadas. En la tabla 17 se puede ver las metáforas que tuvieron dos menciones o más, según regiones. Si bien se puede encontrar diversas cargas emocionales o afectivas en cada una de las metáforas seleccionadas, llaman la atención las que obtuvieron el más alto número de menciones: “Dada la ley, hecha la trampa” (19) y “El papel aguanta todo” (10).

En la tabla 18 hemos procedido a clasificar la carga emocional o significativa de las metáforas seleccionadas de manera individual. Para ello hemos distinguido las significaciones siguientes: cinismo (cuando se justifica una acción transgresora por el supuesto beneficio que genera, o cuando se desafían los límites sociales), desconfianza (cuando una acción no genera seguridad en cuanto a los resultados que se espera de esta, y puede provocar lo opuesto a lo prometido), pesimismo (cuando la acción contiene una fatalidad), confianza (cuando la acción genera seguridad con relación a los resultados) y optimismo (cuando existe una expectativa positiva con relación a la acción que se ejecuta). En la realización de los grupos focales nos dimos cuenta de una ambivalencia en la formación de los juicios acerca del entorno a partir del uso de las metáforas. También hemos introducido las nociones de “tensión positiva” y “tensión negativa” en la dinámica de los sistemas sociales. De la lectura de la tabla 18 llama la atención el predominio de las cargas negativas frente a las positivas. Las tres columnas situadas al lado izquierdo de la tabla las hemos clasificado como negativas, y las dos de la derecha, como positivas. Se puede decir que, a pesar de la ambivalencia, predomina una forma de actuación con una carga mayor negativa en el momento de enfrentar el ejercicio individualmente. Al examinar la clasificación, de un total de 26 menciones, 18 resultaron negativas y solo 8, positivas.

51


Cap 4_

tabla

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

17

Respuestas individuales Metáforas AQP LIB CAJ PIU Total Dada la ley, hecha la trampa

6

1

2

9

19

El papel aguanta todo

2

3

3

2

10

No en vano se nace al pie de un volcán

7

7

Pueblo chico, infierno grande

3

4

7

Roba, pero hace obra

3

3

6

Querer es poder

4

2

6

Enseñar a pescar y no dar el pescado

2

3

1

6

Al mal tiempo, buena cara

3

3

6

La unión hace la fuerza

2

3

5

Para el pobre no existe justicia

4

Cuando el río suena es porque piedras trae

3

3

Cuando los perros ladran es señal de que avanzamos

3

1

3

Cuando todo va bien, algo anda mal

3

1

3

De tal palo, tal astilla

2

Sí se puede

1

3

2

1

3

A Dios rogando y con el mazo dando

3

3

Al que madruga, Dios lo ayuda

3

3

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

3

3

El trabajo en equipo es fortaleza en el logro de objetivos

3

3

Si no vives para servir, no sirves para vivir

3

3

No todo lo que brilla es oro

2

1

3

El pez grande se come al pez chico

3

3

Las palabras se las lleva el viento

3

3

Más me pegas, más te quiero

3

3

Del árbol caído todos hacen leña

3

3

A caballo regalado no se le mira el diente

2

2

Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente

2

2

2

2

La letra con sangre entra

En boca cerrada no entran moscas El que puede, puede Total

52

4

responsabilidad social :

47

2

2

2

2

30

28

27

132


La voz de las regiones

tabla

18

Clasificación de respuestas individuales

Cinismo

Desconfianza

Pesimismo

Confianza

Optimismo

Roba, pero hace obra

Dada la ley, hecha la trampa

La letra con sangre entra

Al que madruga, Dios lo ayuda

Más me pegas, más te quiero

El papel aguanta todo

Del árbol caído todos hacen leña

El trabajo en equipo es fortaleza en el logro de objetivos

El que puede, puede

Las palabras se las lleva el viento

El pez grande se come al pez chico

No todo lo que brilla es oro

Cuando todo va bien, algo anda mal

En boca cerrada no entran moscas Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente A Dios rogando y con el mazo dando

Para el pobre no existe justicia Si no vives para servir, no sirves para vivir

A caballo regalado no se le mira el diente

A mal tiempo, buena cara Querer es poder Sí se puede

De tal palo, tal astilla Caminante no hay camino, se hace camino al andar Enseñar a pescar y no dar el pescado

Cuando el río suena es porque piedras trae Cuando los perros ladran es señal de que avanzamos Pueblo chico, infierno grande

b)

¿Cómo actúo? El ejercicio por grupos homogéneos Hemos denominado “grupos homogéneos” a los conformados por personas que provienen de un mismo segmento social, según procedencia laboral o académica; así, hemos distinguido grupo “sector público”, grupo “empresarial”, grupo “organizaciones de la sociedad civil” y grupo “universidad”. Para la realización de este ejercicio se procedió con las mismas

instrucciones que el ejercicio individual. Cada grupo homogéneo debía seleccionar tres metáforas para establecer el predominio de las formas de actuación regional o nacional.

Las respuestas del grupo “sector público” se pueden observar en la tabla 19. Salvo la metáfora “Dada la ley, hecha la trampa”, ninguna de las metáforas predomina como ocurrió en el ejercicio individual.

53


Cap 4_

tabla

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

19

Respuestas del grupo “sector público” Metáforas AQP

tabla

20

Dada la ley, hecha la trampa

1

1

2

El papel aguanta todo

1

1

Querer es poder

1

1

Si no vives para servir, no sirves para vivir

1

1

Haz el bien sin mirar a quién

1

1

Papelito manda

1

1

El hábito no hace al monje

1

1

Guardar pan para mayo

1

1

Las palabras se las lleva el viento

1

1

Quien a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija

1

1

Del árbol caído todos hacen leña

1

1

Por algo pasan las cosas

1

1

Total

3

13

3

3

4

Clasificación de respuestas del grupo “sector público”

Cinismo

Desconfianza

Pesimismo

Confianza

Optimismo

Dada la ley, hecha la trampa

Por algo pasan las cosas

Guardar pan para mayo

El papel aguanta

Del árbol caído todos hacen leña

Quien a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija

todo Las palabras se las lleva el viento El hábito no hace al monje A dios rogando y con el mazo dando Cuando el río suena es porque piedras trae Cuando los perros ladran es señal de que avanzamos Pueblo chico, infierno grande

54

lib CAJ PIU Total

responsabilidad social :

Si no vives para servir, no sirves para vivir

Haz el bien sin mirar a quien

Querer es poder


La voz de las regiones

tabla

No obstante, al clasificar las respuestas, tal como se observa en la tabla 20, predominan las menciones negativas (11 en total) frente a las positivas (4 en total).

En el sector empresarial se repiten dos metáforas a las que les hemos atribuido una carga positiva, tal como se puede ver en la tabla 21. Al desarrollar la clasificación por sentido, significado o carga emocional, como se ve en la tabla 22, se puede ver que la ambivalencia también se despliega en el sector empresarial.

En la tabla 22 se puede ver que predominan las metáforas negativas (cinismo, desconfianza, pesimismo), y las positivas, aunque tienen un mayor peso que en el grupo “sector público”, están subordinadas con relación a las negativas. De un total de 17 menciones, 11 tienen signo negativo y solo 6, positivo.

21

«en el grupo “sector público” salvo la metáfora Dada la ley, hecha la trampa, ninguna de las metáforas predomina como ocurrió en el ejercicio individual».

Respuestas del grupo “empresarial” Metáforas AQP

lib CAJ PIU Total

Dada la ley, hecha la trampa

1

1

Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente

1

1

Una manzana podrida corrompe la otra

1

1

El trabajo en equipo es fortaleza para el logro de los objetivos

1

1

2

Para hacer un largo viaje es necesario dar el primer paso

1

1

2

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

1

A Dios rogando y con el mazo dando

1

1

Dios bendice lo que hacemos

1

1

En casa del herrero, cuchillo de palo

1

1

Muchas manos en un plato, causan arrebato

1

1

Más me pegas, más te quiero

1

1

Estás en la luna de Paita y el sol de Colán

1

1

Total

3

14

3

5

3

55


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

tabla

22

Clasificación de respuestas del grupo “empresarial”

Cinismo

Desconfianza

Pesimismo

Confianza

Optimismo

Más me pegas, más te quiero

Dada la ley, hecha la trampa

Del árbol caído todos hacen leña

Al que madruga, Dios lo ayuda

El papel aguanta todo

Una manzana podrida corrompe la otra

El trabajo en equipo es fortaleza en el logro de objetivos

Las palabras se las lleva el viento Muchas manos en un plato, causan arrebato

Estás en la luna de Paita y el sol de Colán

En casa del herrero, cuchillo de palo

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

Para hacer un largo viaje hay que dar el primer paso

Enseñar a pescar y no dar el pescado Dios bendice lo que hacemos

Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente A Dios rogando y con el mazo dando

«EN EL GRUPO “EMPRESARIAL” Se puede ver que predominan las metáforas negativas (cinismo, desconfianza, pesimismo), y las positivas, aunque tienen un mayor peso que en el grupo “sector público”, están subordinadas con relación a las negativas».

56

responsabilidad social :

En el grupo “organizaciones de la sociedad civil” ninguna región repite menciones de las otras, como se puede ver en la tabla 23. Al clasificar las metáforas según signos afectivos u emocionales, se puede ver, en la tabla 24, que la ambivalencia se mantiene, aunque, curiosamente, el peso de lo positivo es más elevado que el de los demás grupos. De 21 menciones, 12 son negativas y 9 son positivas. En el grupo “universidad” interactuaron personas que provenían de entidades públicas o privadas. La coincidencia de metáforas según regiones tampoco se dio en este grupo, tal como se puede ver en la tabla 25. No obstante, al clasificar las metáforas se puede ver, en la tabla 26, que el peso de lo negativo es muy superior al de los otros grupos. De un total de 10 menciones, 8 fueron negativas y solo 2 fueron positivas.


La voz de las regiones

«En el grupo “organizaciones de la sociedad civil” ninguna región repite menciones de las otras».

tabla

23

Respuestas del grupo “organizaciones de la sociedad civil” Metáforas AQP

lib CAJ PIU Total

Dada la ley, hecha la trampa

1

1

La unión hace la fuerza

1

1

Nunca es tarde para hacer las cosas

1

1

Enseñar a pescar y no solo dar el pescado

1

1

No en vano se nace al pie de un volcán

1

1

A mal tiempo, buena cara

1

1

El que puede, puede

1

1

El pez grande se come al chico

1

1

Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente

1

1

Más vale prevenir que lamentar

1

1

El que a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija

1

1

La misma chola con otro calzón

1

1

Cuando los perros ladran es señal de que avanzamos

1

1

Pueblo chico, infierno grande

1

1

El que la sigue, la consigue

1

1

De dichos y refranes hacemos mil planes

1

1

Por la calle del ya voy, se va a la casa del nunca

1

1

Roba, pero hace obra

1

1

Para el pobre no existe justicia

1

1

En boca cerrada no entran moscas

1

1

Total

3

20

6

8

3

57


Cap 4_

tabla

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

24

Clasificación de respuestas del grupo “organizaciones de la sociedad civil”

Cinismo

Desconfianza

Pesimismo

Confianza

Optimismo

El que puede, puede

Dada la ley, hecha la trampa

Para el pobre no existe justicia

Roba, pero hace obra

El pez grande se come al pez chico

El trabajo en equipo es fortaleza en el logro de objetivos

Nunca es tarde para hacer las cosas

El que a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija

La misma chola con otro calzón En boca cerrada no entran moscas

Enseñar a pescar y no dar el pescado

Cuando los perros ladran es señal de que avanzamos Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente

La unión hace la fuerza No en vano se nace al pie de un volcán A mal tiempo, buena cara Más vale prevenir que lamentar El que la sigue, la consigue

A Dios rogando y con el mazo dando Pueblo chico, infierno grande Por calle del ya voy, se va a la casa del nunca

«En el grupo “universidad” interactuaron personas que provenían de entidades públicas o privadas. De un total de 10 menciones, 8 fueron negativas y solo 2 fueron positivas». 58

responsabilidad social :

c)

¿Cómo actúo? El ejercicio por grupos mixtos Hemos denominado “grupos mixtos” a los conformados por personas de diferentes segmentos laborales o académicos. En un grupo mixto puede haber personas provenientes del sector público, la empresa privada, organizaciones de la sociedad civil y la universidad. En cada región se formaron entre dos y tres grupos mixtos. Hemos sumado todas las respuestas para obtener la tabla 27. Se mantiene la dispersión encontrada en los grupos homogéneos.


La voz de las regiones

tabla

25

Respuestas del grupo “universidad” Metáforas AQP

tabla

26

lib CAJ PIU Total

No todo lo que brilla es oro

1

1

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

1

1

Hecha la ley, hecha la trampa

1

1

Es preferible un mal arreglo que un buen juicio

1

1

Una cosa es la teoría, otra cosa es la práctica

1

1

El papel aguanta todo

1

1

Pueblo chico, infierno grande

1

1

En buen corral no falta guano

1

1

No seas nashaco

1

1

Vive la vida y no dejes que la vida te viva

1

1

Hoy por mí, mañana por ti

1

1

Nadie sabe para quién trabaja

1

1

Total

3

12

4

5

Clasificación de respuestas del grupo “universidad”

Cinismo

Desconfianza

Hoy por mí, mañana por ti

Nadie sabe para quién trabaja

Vive la vida y no dejes que la vida te viva

Pueblo chico, infierno grande

Es preferible un mal arreglo que un buen juicio

Pesimismo

Confianza

Optimismo

En buen corral no falta guano

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

El papel aguanta todo Una cosa es la teoría, otra cosa es la práctica No todo lo que brilla es oro

59


Cap 4_

tabla

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

27

Respuestas de grupos mixtos Metáforas AQP

lib CAJ PIU Total

No en vano se nace al pie de un volcán

3

3

El que la sigue, la consigue

2

2

Cuando todo va bien, algo anda mal

1

1

Caminante no hay camino, se hace camino al andar

2

2

Guardar pan para mayo

1

1

Si no se vive para servir, no se sirve para vivir

1

1

Del norte vengo y al norte voy

1

1

Quien a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija

2

2

En casa del herrero, cuchillo de palo

2

2

Es preferible un mal arreglo que un buen juicio

1

1

Muchas manos en un plato, causan arrebato

1

1

3

En boca cerrada no entran moscas

1

1

1

Roba, pero hace obra

2

2

El papel aguanta todo

1

De dichos y refranes hacemos mil planes

1

Hecha la ley, hecha la trampa

1

1

Querer es poder... si se puede

1

1

La torre más alta se erige desde el piso

1

Jóvenes a la obra y viejos a la tumba

1

1

No hay mal que dure cien años ni cuerpo que lo resista

1

1

Estás en la luna de Paita y el sol de Colán Buena madera

1

1

1

1

Las palabras se las lleva el viento

1

1

Más me pegas, más te quiero

1

1

Con tal que saque once

1

1

La unión hace la fuerza

1

1

Nunca es tarde para hacer las cosas Total

60

1

Al clasificar las respuestas de los grupos mixtos, tal como se ve en la tabla 28, se puede observar que, al igual que en los demás grupos, predomina la ambivalencia, y destacan la desconfianza y el cinismo sobre la confianza y el optimismo. De un total de 29 metáforas seleccionadas, 19 se clasificaron como negativas y 10, como positivas.

responsabilidad social :

9

7

1 13

5

1 36


La voz de las regiones

«EN LOS GRUPOS MIXTOS Destacan la desconfianza y el cinismo sobre la confianza y el optimismo» tabla

28

Clasificación de respuestas de grupos mixtos Confianza

Optimista

Cuando todo va bien, algo anda mal

No en vano se nace al pie de un volcán

El que la sigue, la consigue

Guardar pan para mayo

Del norte vengo y al norte voy

En casa del herrero, cuchillo de palo

Querer es poder

Cínico

Desconfianza

Quien a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija Roba, pero hace obra Más me pegas, más te quiero

Es preferible un mal arreglo que un buen juicio Muchas manos en un plato, causan arrebato

Pesimista

La torre más alta se erige desde el piso Buena madera

Caminante no hay camino, se hace camino al andar No hay mal que dure cien años ni cuerpo que lo resista La unión hace la fuerza Nunca es tarde para hacer las cosas

En boca cerrada no entran moscas El papel aguanta todo De dichos y refranes hacemos mil planes Dada la ley, hecha la trampa Jóvenes a la obra y viejos a la tumba Estás en la luna de Paita y el sol de Colán Las palabras se las lleva el viento Si no se vive para servir, no se sirve para vivir

61


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

d)

62

¿Cómo actúo? La interpretación de los participantes Después de examinar las respuestas individuales, por grupos homogéneos y por grupos mixtos, se abrió la sesión para recoger interpretaciones, planteamientos y comentarios. Se señaló que una frase podía tener diferentes interpretaciones, y que ello estaba relacionado con las personas que emitían los juicios y los contextos en los que se desarrollaban. Se reconocía la ambivalencia presente en la manera de actuar del peruano. Se destacó que la improvisación, que muchas veces caracteriza al peruano, podría reflejar la ambivalencia. Se dijo que si bien algunas de las metáforas seleccionadas contenían una suerte de voluntad de servicio y ayuda, predominaban el egoísmo, el desinterés por los demás y la desconfianza. Uno de los participantes sostuvo que la viveza criolla y los antivalores constituían trampas para avanzar en un proceso de cambio. Se señaló que existía voluntad de transformación; que el emprendedurismo que se había extendido en las últimas décadas lo reflejaba. No obstante, se dijo que el problema eran las resistencias para lograrlo, y que eso tenía que ver con las personas, con cada uno. También se mencionó la necesidad de asegurar el orden y la disciplina a condición de poder identificar los objetivos comunes que animan a los peruanos. Se sostuvo que la percepción individual no necesariamente es igual a la colectiva. Al tener la oportunidad de escuchar otras opiniones, se amplía la percepción, lo que da más elementos para el análisis. La agenda compartida tiene la virtud de recoger otras percepciones y/o vivencias y representa ciertos intereses que a veces tenemos temor de evidenciar. En los colectivos deberíamos manifestar y compartir intereses, porque ello contribuye a su fortalecimiento. A pesar de las diferencias en la selección de las metáforas, el sentido o afecto general se mantiene. Se destacó que la ambivalencia dificulta el compromiso, y que muchas veces este es mal entendido. Se dijo que suele ocurrir que el compromiso es entendido como una acción destructiva y no constructiva, en todos los segmentos sociales.

responsabilidad social :

Cuando se intervino para comentar los resultados de los grupos homogéneos, se puso en evidencia las diferencias con las respuestas individuales. En alguna región, las respuestas individuales eran percibidas como más optimistas que las grupales. En este caso, los miembros de los grupos que no eran organizaciones de la sociedad civil manifestaron que estas (las de la sociedad civil) estaban resignadas a que no cambie nada, por el peso más pesimista o desconfiado que manifestaron en la dinámica correspondiente. La percepción pesimista o desconfiada de las organizaciones de la sociedad civil se transformó en menos desconfiada y más positiva en otra región. Desde la visión de los integrantes del grupo empresarial, se puede percibir la idea de que los más capacitados eran los que salían adelante. Para los provenientes del sector público, un escollo tenía que ver con la manera burocrática que caracteriza al sistema en que laboran y la desconfianza que reina en ese ambiente.

En alguno de los eventos, cuando se discutió acerca de la metáfora “El papel aguanta todo”, se señaló que muchas veces se escribe todo pero no se cumple nada, solo quedan las promesas; es como si las palabras se las llevara el viento; exigimos las cosas escritas, pero tampoco las cumplimos. Estamos acostumbrados a pedir y hay falta de seriedad en el compromiso; antes la palabra tenía un valor, ahora, ni el papel.

Al abordar la metáfora “La unión hace la fuerza”, se comentó que solemos trabajar cada uno por su lado, disociados. Se hizo hincapié en que la envidia se cuela en todas nuestras relaciones. Se hizo un llamado a evitar la envidia que no nos deja avanzar. Se dijo que el ser humano tiende hacia la crítica, pero necesitamos apoyarnos en la parte positiva para construir algo nuevo. “Nosotros tendríamos que hacernos cargo y tomar conciencia [de] que también tenemos algo bueno”, se señaló, “[algo] que nos ayude a sacar lo positivo para balancear lo negativo”.

Otros elementos que surgieron en las dinámicas se refieren a la escucha: “Todos queremos ser


La voz de las regiones

«Se reconocía la ambivalencia presente en la manera de actuar del peruano. si bien algunas de las metáforas seleccionadas contenían una suerte de voluntad de servicio y ayuda, predominaban el egoísmo, el desinterés por los demás y la desconfianza».

escuchados, pero no todos quieren escuchar” se dijo; o, también: “Todos solo quieren coger su parte”. Y, más adelante: “Es muy difícil llegar a acuerdos, no hay capacidad de diálogo. No se puede encontrar soluciones comunes, por un tema de manipulación. Los objetivos comunes no son logrados porque cada quien jala para su lado. Falta un buen liderazgo”. Para algunos, el planeamiento empresarial podría ser algo que nos ayude a salir adelante. En otra oportunidad se mencionó: “Lo ideal es que nos demos cuenta, para mejorar y cambiar las cosas”. Y otra intervención sostuvo que “lo positivo debería pesar más, para lograr bloquear lo negativo”.

Con relación a la metáfora “Dada la ley, hecha la trampa”, encontramos intervenciones que sostienen que “la debilidad no solo proviene del sector público, sino que es de toda la sociedad”. Uno de los participantes sostuvo: “Dentro de la ley hay sus propias trampas, por más que uno firme un documento, igual no se reconoce. Las leyes están hechas con muchos vacíos, las oportunidades se dan, el empresario que no se pone las pilas cuando se da, ya fue”. Se dijo que “no solo es un tema legal, sino que tiene que ver con el criollismo, con darle la vuelta a las cosas para favorecer a alguien”. Otra afirmación

fue que “la cultura que tenemos los peruanos es de sacarle ventaja a la situación; cuanto más posibilidades tenemos de darle la vuelta a las cosas, lo haces; es como una ‘Marca Perú’ que, inclusive, la llevamos hasta en el plano familiar”. Se sostuvo que cuando vamos a otros sistemas (se mencionaron como ejemplos Estados Unidos y Chile), cambiamos nuestro comportamiento.

Precisamente por lo anterior, emergieron algunas ideas relacionadas con la posibilidad de cambiar las cosas: “No hay que pensar [que] las cosas están hechas de tal manera y que no se las puede cambiar; nunca es tarde para transformar, en el momento [en] que uno se da cuenta [de] que algo anda mal, uno debe tomar acción para cambiarlo. Cuando las cosas salen de contexto, nos eximimos de la responsabilidad”. Otra intervención fue: “Cuando se encuentra a algún responsable, todos le caen encima. Todo es un tema de educación, debemos buscar cambiar nuestra manera de pensar, sentir y actuar. Lo que uno hace habla tan fuerte que no se puede escuchar lo que dices; el ejemplo es lo más importante”.

63


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

2.

Pregunta “¿Cómo es el sistema en el que vivo?”

En este ejercicio se pidió a los participantes que, utilizando los dibujos que se les proporcionó para comprender lo que era un sistema (véase el acápite III), dibujaran el sistema en el que vivían e identificaran el sentido o propósito del sistema, la organización, la dinámica de poder y los afectos entre los distintos actores o componentes del sistema. Para hacerlo, se formaron grupos homogéneos. Con la finalidad de ilustrar lo que se realizó, presentamos cuatro dibujos correspondientes a cuatro grupos distintos en diferentes regiones.

El dibujo 15 corresponde a uno de los grupos provenientes del sector empresarial. Como se puede ver, se atribuye al sector público un mayor peso o poder en el interior de la región.

dibujo

15

No obstante, este no se encuentra bien integrado. El trazo firme indica un vínculo más fluido y cercano; el trazo intermitente indica un vínculo débil o tenue. Dentro del sector público, el grupo “empresas” percibe que hay una mayor cercanía y fluidez entre el gobierno central y el gobierno regional, y que la relación entre el gobierno municipal y el gobierno regional es débil. El vínculo entre el gobierno regional y las empresas es fluido; en cambio, entre la sociedad civil (que incluye en este caso a las universidades) y todo el sector público, es débil. Las organizaciones de la sociedad civil desarrollan una relación débil con el sector empresarial, pero fluida y relativamente cercana con la comunidad. El sector empresarial se percibe a sí mismo cercano a la comunidad. En esa dinámica, el propósito de la región no se cumple como sería el ideal (la flecha que apunta hacia arriba), sino que se generan nuevos propósitos o se desvían (flecha en diagonal).

Empresas

g. central

+

g. regional gobierno

soc. civil ONG

+/g. local

univ.

empresa + asociativa

comunidad

64

responsabilidad social :

-/+

micro y pequeña empresa


La voz de las regiones

El dibujo 16 muestra la percepción que tiene el sector público del sistema en el que viven. Se puede ver que se atribuye un mayor poder al gobierno regional y que este se encuentra más cerca de las empresas y de los gobiernos provinciales; el vínculo con los gobiernos distritales no es directo. Como se puede ver, las flechas son bidireccionales en los vínculos entre gobierno regional, gobiernos provinciales y empresas, lo que explica la fluidez entre ellos. La relación de las Fuerzas Armadas y el Poder Judicial con el gobierno regional es tenue (línea discontinua) y solo va en un sentido; es decir, de los órganos mencionados hacia el gobierno regional. Las universidades y las organizaciones de la sociedad civil mantienen una relación fluida con la población, lo que se refleja en las flechas bidireccionales de cada una con respecto a la población. No obstante, hay una distancia afectiva y vínculo débil entre las universidades y las organizaciones de la sociedad civil. Las universidades no tienen relación con el sector

dibujo

16

público ni con las empresas, ni con las Fuerzas Armadas o el Poder Judicial. Las organizaciones de la sociedad civil mantienen una relación más cercana con la población, y más alejada y tenue con el gobierno regional. Las relaciones entre la población y el sector público son muy débiles, simbolizadas en el dibujo por las flechas intermitentes negras.

El dibujo 17 muestra la percepción que tiene el grupo “universidades” con relación a la dinámica social de su región. Lo que más llama la atención es el nivel de marginación o lejanía en las relaciones entre universidad y el resto de las organizaciones de la sociedad. Pone en evidencia una visión autocrítica muy profunda. La influencia de la universidad es cercana a cero, por lo que el sentido del sistema se encuentra tensionado en distintas direcciones, lo que hace que el ideal de dinámica no se cumpla (las flechas diagonales hacia la derecha e izquierda).

Sector público gobierno regional

gob. provinciales empresas

fuerzas poder armadas judicial

distritales

universidades soc. civil organizada iglesias

población

65


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

El dibujo 18 muestra la percepción de las organizaciones de la sociedad civil frente a la dinámica social de la región. Se puede ver que la municipalidad provincial se encuentra más cerca de las empresas y distante del gobierno regional. Las ONG se encuentran más cerca de las organizaciones de base, del gobierno regional y las PYME, que de la municipalidad provincial y las empresas.

Independientemente de la percepción particular de cada grupo homogéneo, ninguno se encuentra satisfecho con la dinámica existente.

3.

Pregunta “¿Cuál es mi rol?”

En este ejercicio se dio a los participantes una serie de palabras que daban cuenta de la

dibujo

17

diversidad de roles posibles que se podía tener dentro de un sistema. Se les pidió que, primero, pensaran individualmente cuáles sentían que eran los roles que predominaban en sus conductas dentro de los sistemas. Luego, se les solicitó que se organizaran por grupos homogéneos y que trabajaran la pregunta “¿Cuál es el rol que mi organización desempeña en el proceso que lleva adelante?”.

En la tabla 29 se puede ver la distribución de roles autopercibidos según grupos homogéneos. La tabla 30 ha clasificado los roles según la carga que tienen en el sistema. Tal como hemos visto con anterioridad, el rol negativo corresponde al que tiende a debilitar el sistema; el rol positivo, al que fortalece el sistema. Hemos utilizado también un rol neutral, es decir, de carga cero.

Universidades

e

u

sp

66

responsabilidad social :

sc


La voz de las regiones

empresas

dibujo

18

Organizaciones de la sociedad civil org. base

ONG

GRC

tabla

29

MPC

PYME

otras munic.

grandes empresas

Roles percibidos por los grupos homogĂŠneos Rol Empresa Sector Universidad Organizaciones de Total de pĂşblico la sociedad civil menciones Promotor

3

1

1

2

7

Facilitador

2

4

6

Integrador

3

1

1

5

Impulsador

2

3

5

Optimista

1

1

2

Activo

1

1

Innovador

1

1

Dinamizador

1

1

Conciliador

1

1

Desafiante

1

1

2

Provocador

2

2

Confrontacional

2

2

Desconfiado

1

1

Inconforme

1

1

2

4

Pasivo

1

1

2

Desintegrador

1

1

Asistencialismo

1

1

Paternalismo

1

1

1

1

No inclusivo Total

16

5

6

19

46

67


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

tabla

30

Clasificación de los roles percibidos por los grupos homogéneos Rol positivo Neutral Rol negativo Promotor Facilitador Desafiante Integrador

Conciliador

Impulsador

Provocador Confrontacional

Optimista Desconfiado Activo

Inconforme

Innovador

Pasivo

Dinamizador Desintegrador

Asistencialismo

Paternalismo

No inclusivo

68

En la tabla 31 se ha identificado un mayor número de roles positivos que negativos. Si examinamos con más detalle el rol por grupo homogéneo, se podrá ver que el grupo empresarial es el que percibe más roles positivos de sí mismo con relación a los demás grupos. Más aún, si dividimos el número de menciones positivas entre las negativas, se puede constatar que el ratio del grupo empresarial es 3,7; el del grupo “sector público” es 0,25; el de la universidad es 1; y el de las organizaciones de la sociedad civil es 1. En otras palabras, pareciera que los participantes del sector público tienen una percepción muy crítica de su rol; los de universidades y organizaciones de la sociedad civil tienen una percepción de insatisfacción y, por lo mismo, crítica; y los de empresa, una percepción más condescendiente. Se hizo la pregunta de si estaban satisfechos con la manera en que actuaban, con el sistema en el que vivían y con el rol que cumplían. La respuesta general fue que no estaban satisfechos. De igual manera, se les preguntó si consideraban que era necesario transformar su rol. La respuesta general fue que sí era necesario.

responsabilidad social :

4.

Pregunta “¿Cómo transformar mi rol?”

Para abordar esta pregunta se tocaron las siguientes cuestiones: ¿en qué consiste la transformación?, ¿qué es la transformación social? y ¿qué elementos se debe tomar en consideración para lograr la transformación social? Exponemos a continuación las ideas que se trabajaron.

La transformación es la negación de lo dado. Desde un punto de vista humano, lo dado es un vínculo o una relación que se mantiene a través de las prácticas, porque tienen una significación o cumplen con un sentido. La negación de lo dado es un cambio de significación. El tránsito de una significación a otra, no es abrupto. Pasar de un nuevo concepto a un nuevo acto no es algo mecánico. La idea-sentimiento dominante (lo dado) no suele desaparecer fácilmente. Y ello ocurre así, en parte, porque a pesar de que emerjan otras ideas, estas tienen una jerarquía.

Para que se modifique la jerarquía en la que se despliegan las ideas-sentimiento de un mismo dominio, es necesario que se alteren las jerarquías del universo originario. La redefinición de las jerarquías de las significaciones (de los


La voz de las regiones

tabla

31

Distribución de los roles autopercibidos Rol positivo Número Neutral Número Rol negativo Número Promotor

7 Facilitador

6 Desafiante

2

Integrador

5

1

Provocador

2

Confrontacional

2

Conciliador

Impulsador

5

Optimista

2 Desconfiado

1

Activo

1

Inconforme

4

Innovador

1

Pasivo

2

Dinamizador

1 Desintegrador

1

Asistencialismo

1

Paternalismo

1

No inclusivo Total

tabla

32

22

1

7

17

Calificación de los roles autopercibidos Rol Empresa Sector Universidad Organizaciones de Total público la sociedad civil Positivo

11

1

3

7

22

Negativo

3

4

3

7

17

Neutral

2

0

0

5

7

3,7

0,25

1

1

1,3

Ratio positivo / negativo

69


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

«La transformación social es una transformación personal. Un proceso social es el resultado de múltiples relaciones entre personas».

mensajes) es un asunto que no depende de una fría racionalidad. Intervienen las emociones (la subjetividad); las que me permiten dotar de sentido a un vínculo. La racionalidad no está al margen o fuera. Lo que opera es el desarrollo de una razón-emoción, de una ideasentimiento. La razón siempre se desenvuelve desde un sujeto que tiene intereses, temores, aspiraciones, ambiciones, valores, necesidades.

70

La transformación social es la modificación del sentido de nuestra propia e individual existencia. La redefinición de su sentido y de sus relaciones contribuirá a transformar su entorno social. El cambio de sentido tiene que ver con la ampliación de la conciencia. Cuanto mayor volumen de elementos que antes no consideraba o que permanecían en una zona oscura o que desconocía incorpore en mi universo personal de significaciones, mayor será mi conciencia. Cambiar de sentido es reinterpretar lo dado para desplegar una nueva experiencia. Al desplegar una nueva experiencia realizamos una nueva práctica, una nueva conducta, y esta nos pone en el camino de la reinterpretación. Es el despliegue o desarrollo de esa conciencia el que hace posible que el hombre transforme su mundo social. La transformación social es, pues, un cambio de significado.

responsabilidad social :

El desafío del cambio de sentido es lograr que los medios tecnificados sean efectivamente instrumentos para construir significaciones que propendan a la libertad y el reconocimiento; es decir, sin reproducir el oscurantismo y la verticalidad de un modo disfrazado.

La transformación social es una transformación personal. Un proceso social es el resultado de múltiples relaciones entre personas. Las relaciones entre personas pueden: ser de diferente naturaleza (de poder, de liderazgo, comerciales, familiares, laborales, educativas, de aprendizaje, etc.); tener diferente duración (circunstanciales, eventuales, esporádicas, periódicas, continuas, permanentes); tener diferentes signos afectivos (indiferencia, admiración, ternura, rechazo, odio, rabia, amistad); tener distintas rutas (formales, informales, advertidas, inadvertidas); tener diferente grado de profundidad (una combinación de su naturaleza, duración, afecto y ruta).

Todo proceso social tiene una dimensión subjetiva en las personas; tiene que ver con: la conciencia y lo inadvertido, el conocimiento, la experiencia y las emociones. Todo proceso social está sostenido por la palabra y las acciones de las personas. Son los símbolos los que hacen posible las relaciones. En todo proceso social (colectivo) hay procesos personales (individuales).

Los procesos personales tienen un patrón. En la configuración de ese patrón intervienen: una identidad que las distingue; familias e historias familiares diferentes que transmiten (heredan) un discurso, una perspectiva, unos sentimientos, unas formas de actuar; experiencias de vida singulares que le dan a la “herencia” familiar una manera específica de actuar. Los procesos personales contienen, además, un uso de la simbología comúnmente aceptada y un universo simbólico propio.

Los procesos personales se desarrollan en función de un sentido, aunque este no sea siempre consciente. El sentido es una dirección, no es una ruta. Es a partir de procesos personales


La voz de las regiones

que se mantienen o modifican los procesos sociales. Cualquier proceso personal puede desencadenar un nuevo proceso social.

La transformación social es el resultado de una sucesión de procesos personales que alteran la pauta o patrón de relaciones con otros. La alteración del patrón de relaciones se puede dar porque se encuentra un nuevo significado que se manifiesta en los actos, en las acciones. El nuevo significado es posible porque se alteran los afectos que me permiten ampliar mi conocimiento y reinterpretar mi experiencia. La transformación social es la resignificación de las prácticas. Los procesos sociales (las relaciones entre las personas) producen mensajes (palabras y acciones). Son estos mensajes los que articulan o no a las sociedades. Cotidianamente recibimos una variedad de mensajes. No todos los mensajes tienen la misma jerarquía ni el mismo horizonte temporal. Hay mensajes básicos que se emiten sin resistencia y permanentemente. Son la base de nuestras relaciones. Esos mensajes se revelan al actuar, están en el mundo interior de cada sujeto. En el Perú, los mensajes predominantes son: somos enemigos; el otro no existe; la ley soy yo; tú me apoyas, yo no te represento; lo que importa es llegar, no cómo llegar. El mensaje de mayor jerarquía es: “Para vivir en este país hay que ser incongruentes”. La acción comunica mensajes; tiene fuerza educativa. Los acogemos sin darnos cuenta; es nuestra herencia; así están construidos nuestros afectos. En nuestro país hay un mensaje emergente, pero aún subordinado: queremos una sociedad democrática, diversa, integrada, competitiva y ética. El desafío que enfrentamos es desmontar el mensaje básico subordinante; no es ni fácil ni rápido lograrlo; supone un cuestionamiento individual a la propia práctica personal; supone un compromiso afectivo en esa dirección; no responde automáticamente a una capacitación, hay que posicionar sutilmente las nuevas prácticas.

¿Qué es lo que hace resistencia a la transformación social? La fuerza de lo inadvertido, la habitualidad de la que no nos damos cuenta. Para lograr la transformación social es necesaria la ampliación de la conciencia, la identificación de los hábitos que sostienen la manera incongruente de nuestras conductas y la incorporación de un nuevo hábito.

¿Qué es necesario hacer para desmontar los obstáculos o las habitualidades perturbadoras? Hay que trabajar con líderes articuladores que sean generosos, transparentes, dispuestos a ampliar su conciencia y madurar; hay que construir alianzas (juntos sí podemos); preparar la escucha (colocarnos en el lugar del otro). Sin escucha no hay diálogo; sin diálogo no hay integración. Debe haber un deseo íntimo, moral, subjetivo, inconsciente, que me dispone a ello. No hay escucha cuando hay desprecio, odio, rabia, envidia con quien interactúo. Si no escucho, no resignifico, no modifico mi patrón de relacionamiento.

¿Desde qué universos jerárquicos puedo impulsar la transformación social? Desde las empresas (redefinir el sentido de hacer negocios); desde las escuelas (priorizar individuos integrados emocionalmente); desde los medios de comunicación (minimizar la perversión, alentar los procesos constructivos); desde mi entorno inmediato.

Nuestra sociedad necesita ser socialmente transformada para salir de la pobreza, ser integrada, aceptar y asumir la diversidad, ser plenamente democrática, ser ética. Es, pues, un problema que tiene que ver con las relaciones entre las personas. ¿Cómo provocar la transformación social?: la responsabilidad social es un eje.

71


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

3.2 Segundo día Dilemas éticos A lo largo del segundo día se trabajaron los siguientes temas: ética y dilemas éticos; ¿quiénes son los grupos de interés (stakeholders)?; ¿cómo construir vínculos?; ¿cuáles son los Principios del Pacto Mundial?; ¿qué es un reporte de sostenibilidad?; ¿qué es la ISO 26000?

3.3 Evaluación de los participantes del programa de sensibilización/capacitación Concluidos los dos días del programa de sensibilización/ capacitación, se pidió a los asistentes sus comentarios, evaluaciones o sugerencias. A continuación, un resumen de las intervenciones registradas en cada una de las regiones. Trujillo

Para el trabajo de ética, se tomaron tres ejemplos de situaciones y se pidió a los participantes que tomaran una posición. Se les hizo ver que la ética es una zona gris en la que intervienen una serie de elementos de la persona y del contexto en el que se mueve. Los casos se pueden ver en los anexos. ¿Quiénes son los grupos de interés? Pautas para identificarlos y trabajar con ellos. Para desarrollar el tema de los grupos de interés, se hizo una exposición que partía de una definición de “responsabilidad social”, luego se los identificó en términos generales y, por último, se planteó una manera de trabajar para un acercamiento y consulta con ellos. ¿ Cómo construir vínculos? ¿Dónde están las resistencias? ¿Cómo abordarlas? Para el tema de construcción de vínculos, se trabajó un ejercicio que consistió en la formulación de frases que contienen algo de verdad, pero que formuladas tal como se presentaron son falsas. Se pidió a los participantes que modificaran las frases para que estas adquiriesen un sentido constructivo e integrador. Comunicar y reportar Para abordar el tema del reporte de sostenibilidad, se presentó el concepto de “sostenibilidad” y su relación con la responsabilidad social. Se mostraron los diversos tipos de reporte que existen, los indicadores que pueden utilizarse y a quiénes van dirigidos. Los Principios del Pacto Mundial y la ISO 26000 Finalmente, se hizo una presentación de los Principios del Pacto Mundial y los avances de la norma ISO 26000.

72

responsabilidad social :

Importancia del diálogo y del reconocimiento del otro.

Reconocerme y valorarme como persona y actor como parte de un sistema, y ver cómo mejorar para contribuir al sistema.

Hemos tomado herramientas que vamos a aplicar, nos van a permitir llevar esto más allá del lugar laboral.

Ha servido para analizar el rol de cada uno en nuestras organizaciones, tener una mirada más tolerante y conocer la verdadera dimensión de la responsabilidad social.

Nos ha permitido analizar profundamente algunas ideas y nos ha ayudado a elaborar una agenda en los ámbitos personal y de organización.

Como Núcleo Impulsor Regional (NIR) se nos abre un desafío y un camino que necesitará del esfuerzo de todos para lograr la tarea en el ámbito regional; las herramientas y concepto manejados estos dos días van a necesitar ser internalizados.

Es un reto y me ha dejado el “bichito” de que hay mucho que hacer; es tarea de todos, tenemos ahora las herramientas y creo que podemos redirigir el sistema, podemos cambiar este clima de ingobernabilidad; la pelota está en nuestra cancha ahora.

Me ha servido de análisis; considero que hay muchas empresas que son exitosas, pero sin


La voz de las regiones

responsabilidad social, cabe la pregunta: si no incorporan la responsabilidad social, ¿seguirían existiendo?

He aprendido bastante, me llevo una idea de lo que es responsabilidad social, va más allá del concepto primario que tenía.

Creo que el reto para el NIR es bastante grande porque parece algo utópico, pero siempre hay líderes que pueden enfrentar estos retos; el tema de responsabilidad social es una tarea de todos.

Ha servido para fortalecer nuestras capacidades. Si bien muchas entidades todavía no lo trabajan, hay muchas que sí lo hacen; pero queda todo un camino por delante.

Dos cosas fundamentales: la responsabilidad social no se reduce a un programa puntual, sino que es parte del accionar de las personas en general. La riqueza de este taller es haber logrado la interacción entre diferentes actores sociales; su riqueza consiste en que nos permite comprender la perspectiva del otro.

Son muy importantes estas actividades; no solo es la empresa, sino cada uno. A veces, uniendo esfuerzos, algo que parece pequeño puede alcanzar más impacto.

La importancia de estos espacios es inmensa para interactuar, para dar mayor valor a actitudes que sean más proactivas, constructivas y permitan dar algunos pasos para la concertación, para la mayor comprensión y, más adelante, la cohesión social.

Qué importante es escuchar las opiniones de diferentes actores de la región.

Cómo esperar o exigir que una empresa sea socialmente responsable, si la persona no lo es. La tolerancia y el diálogo son muy importantes para la solución de conflictos.

Fomentar un espacio de diálogo permite recoger experiencias de uno y otro lado; se puede hacer cosas en conjunto y ampliar nuestro panorama de la responsabilidad social y como ciudadanos.

Antes yo pensaba que la responsabilidad social le correspondía solo a las empresas, ahora pienso que es tarea de todos y que cada uno es responsable de sus actos.

Poder entender que te puedes juntar y que el tiempo es hoy día, no mañana. Esto te da la fuerza para seguir pensando que lo que estamos intentando hacer está bien.

Mucha información nueva, sobre todo para el sector público, porque estamos acostumbrados al tema de normas, pero no vemos qué más podemos hacer, cómo podemos ir más allá de lo normado por la ley. Esto es un planteamiento nuevo y un enfoque diferente para trabajar. Pienso que el empresariado es una parte importantísima de esta gestión. No se conoce muy bien la brecha entre el estándar y lo legal, digamos, pero creo que necesitamos que la segunda suba un poco para disminuir esta tensión. Hay mucho por hacer, tenemos un gran reto; los medios deben jugar un rol integrador, dar un mayor conocimiento a las personas de que la responsabilidad social no solo es de las empresas. Estoy motivado; a mayor conocimiento, mayor responsabilidad. Muy agradecido por todo esto. Creo que si queremos hacer algo para adelante con temas de responsabilidad social, debemos trabajar sobre nuestra realidad, la realidad peruana. Muchas empresas lo hacen más por negocio, pero se necesita analizar otros aspectos que puedan hacer a las empresas más competitivas.

Arequipa •

Muy interesante, muy innovador, esto se tiene que difundir más; el hecho de participar o estar presentes ya es un avance, pero no necesariamente un compromiso.

73


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

74

Ver las dimensiones de lo personal en la organización y los ámbitos en los que trabajamos. El tema del diálogo a veces lo llevamos como una bandera, pero no estamos acostumbrados a escuchar. Hemos ido aprendiendo a escuchar al otro y hemos tratado de ponernos de acuerdo. Me siento satisfecho: el taller ha servido de retroalimentación, nos ha mostrado la percepción que debemos cambiar y la información que debemos enviar a nuestras empresas. El programa de sensibilización y capacitación aclara algunas dudas, abriga y retoma la esperanza respecto al cambio en nuestro país, a si existen elementos principales y si estamos en un lugar por lograr algo en nuestra patria. Sirve para ponernos al día, para ver en qué estamos; nos permite reforzar, replicar, releer los temas teóricos. Los elementos prácticos son muy importantes también. El grupo ha crecido y es más abierto; ahora, seremos multiplicadores de la idea de responsabilidad social en los espacios en los que estamos.

Venimos de sectores tan distintos, con ideas muy diferentes. Al principio todo era como más individual, y al final hemos podido tener opiniones consensuadas.

Compartir experiencias y ponernos en los zapatos del otro, ayuda a poder entender la visión que tiene cada uno, que proviene de diferentes sectores. Podemos hacer responsabilidad social desde el gobierno, desde el club deportivo, desde cualquier organización, por más pequeña que sea. Hemos repasado el rol que jugamos en el sistema (nos corresponde ver de qué manera podemos contribuir a mejorar la sociedad).

comienzo daba cierto temor ser abierto con las personas en cuanto a la convocatoria.

Dos puntos: el cambio es hacia adentro; es bueno hacer un corte en el día a día de las personas para repensar las cosas.

La presencia de ustedes ha asumido el reto de entrar a un espacio muy plural como este; al

responsabilidad social :

Hay que hacer el esfuerzo por medir las cosas, cuando no cuantificamos puede haber distorsión.

Este taller nos ofrece una pauta respecto de la forma en que tenemos que llevar nuestro destino; no solo son las empresas, son las personas las que debemos empezar a cambiar para poder generar un cambio a mayor escala.

Si continúan los espacios de diálogo, el esfuerzo de la confianza de estos momentos, deberíamos llegar a alcanzar algún tipo de propuesta. Solos no se puede hacer absolutamente nada.

Es bueno tener clara la diferencia entre una acción filantrópica y la responsabilidad social.

Si no abrimos canales de comunicación que nos acerquen más, no podríamos llegar muy lejos.

Creo que el grupo humano que ha participado en Arequipa es muy rico. Los invitaría a continuar esta iniciativa, a continuar reuniéndose. El cambio es un proceso, y con gente como ustedes va a ser más fácil, y el crecimiento, más rápido.

Poner una semilla como la creación de este espacio de diálogo, de acercamiento, tendrá resultados que no se verán inmediatamente, pero sí a largo plazo.

Debemos pensar en los próximos pasos: darle solidez a esta red de responsabilidad social en la que hay gente de empresa, sociedad civil, ONG, y juntarnos periódicamente para compartir buenas prácticas.

Uniendo fuerzas pueden lograrse muchas más cosas. Necesitamos buscar la manera de trabajar una iniciativa con las universidades para involucrar gente joven.

Estos esfuerzos no solo deben ser de ganas, de motivación, sino hacerlos de manera responsable.


La voz de las regiones

Cajamarca •

Muy interesante el reunir a las diferentes organizaciones (pública, empresa, universidad, ONG) y conocer lo que cada una hace, y compartir y sacar ideas para quizá aplicarlas en nuestra vida diaria y nuestro trabajo. La responsabilidad social está inmersa en el sector público, pero falta la responsabilidad y el compromiso con este trabajo. Que se replique este taller con más personas, con estos veinticinco que estamos acá no vamos a poder hacer la transformación. El grupo ha tenido nuevas caras, y en ese sentido ha sido interesante. Muy analítico; soy más práctico. Esto ayuda en general, pero muchas cosas de las que hemos visto se reducen al sentido común.

Se han compartido visiones, enfoques. Se podría fortalecer esta propuesta incorporando una metodología que promueva más e instale en la persona esos cambios.

Es una formidable iniciativa, queremos que esto se expanda. El camino es bastante largo, y es bueno empezar y marcar un camino necesario, para poder entendernos en el mismo idioma.

Me preocupa de qué manera vamos a cumplir este reto. Estamos aquí para ser los líderes que vamos a llevar adelante este trabajo, pero pienso que podrían faltar herramientas. Me voy muy sensibilizado.

Me quedo con la idea de descubrir nuestro rol en la sociedad, cómo es que impactamos en ella. Cómo es que articulamos estos roles, entre todos los actores, Estado, organizaciones de la sociedad civil, universidad, empresa. Tengo que multiplicarlo en mi organización.

Es un gusto saber que no estamos solos, que hay otra gente interesada en este tema. Sería bueno que se haga un monitoreo y control.

Me pareció muy importante, cómo a manera de juego podemos describir la sociedad.

De parte de los participantes hay una buena actitud ante el tema de responsabilidad social. La responsabilidad social no es solo empresarial, es un tema que debe ser explorado y agendado por las ONG, universidades, Estado, organizaciones de base, e incluso como personas también.

Para los que a veces tenemos que tomar decisiones, tener estas herramientas nos sirve para tener otra mirada.

La universidad es amiga, no es enemiga. Solo buscamos una equidad.

Ha permitido ampliar mi visión más allá de los conceptos que teníamos de responsabilidad social, que era más un tema empresarial. Ahora lo veo como un tema integrador, participativo. Todos tenemos que asumir el compromiso. Esta iniciativa se debe replicar, se debe hacer más participativa, no solo para los líderes de las organizaciones, sino para los jóvenes también.

Tipo taller, como ayer, es más favorable. Me hubiera gustado tener a alguien de Cajamarca también exponiendo.

“Los cambios dependen del compromiso de todos nosotros”. Luego de culminado este taller, deberíamos haber logrado algunos cambios de actitudes, pero me quedo con la sensación de que seguimos viendo desde la perspectiva de cada sector y no de manera integral. Considero que alguien tiene que encargarse de armonizar este tema de responsabilidad social, y creo que debería ser el Estado. En las siguientes invitaciones deberíamos poder incorporar a los políticos.

Incentivar de manera multisectorial estas iniciativas. ¿Cómo continuamos con el proceso o replicamos esto?

Todos creemos que entendemos el tema, y a la hora que lo enfrentamos no es lo que uno

75


Cap 4_

Sensibilización y capacitación de líderes articuladores

«Respecto a las dudas que emergieron, sabemos que las empresas todavía tienen dudas también, pero yo creo que esto ayuda a comprender que este es un reto, y tener una mirada más positiva; creo que hay que seguir adelante, hay que ampliar y trabajar».

se imagina, tiene un conjunto de experiencias, teorías que solo se logrará cuajar si nos comprometemos. Ojalá podamos constituir una red para compartir ideas, dialogar, convocarlos a otras reuniones, etc. He visto mucha voluntad de parte de ustedes, y a veces eso no es fácil. Creo que de alguna manera hemos tratado de dejar nuestros temas en la puerta y eso ha facilitado el diálogo; y ha aparecido la tolerancia. Creo que hay un buen ánimo y un buen espíritu, pero necesitamos darle soporte. Cada uno de nosotros debe ser un mediador entre esto y nuestras organizaciones. Esto es una gradita, pero la escalera tiene muchas gradas todavía. Los invito a trabajar por la Región Cajamarca; el camino está por recorrer. Hay una necesidad de asumir un compromiso de parte de todos los que estamos aquí. Generar la Responsabilidad Social: TODOS en Cajamarca.

76

responsabilidad social :

Piura •

Excelente taller, nuevos conceptos, que nos corresponde a todos, no solo a empresas; hay que verlo como una estrategia.

Excelente, además de conocimientos y conceptos, ha sido muy motivacional; me parece un poco corto el tiempo para todo lo que quisiéramos compartir.

Respecto a las dudas que emergieron, sabemos que las empresas todavía tienen dudas también, pero yo creo que esto ayuda a comprender que este es un reto, y tener una mirada más positiva; creo que hay que seguir adelante, hay que ampliar y trabajar.

Nos ha permitido hacer una reflexión sobre nuestra actuación con los demás, nuestro entorno; luego hemos podido analizar nuestra sociedad, cómo nos relacionamos; y nos llevamos herramientas para poder contribuir con esta Responsabilidad Social: TODOS. Me llevo dos conceptos: el de líder, cómo liderar es empoderar a otros; y el ser humano, como ser racional y emocional.

Agradecer porque he podido cubrir mis expectativas y actualizarme en el tema para revisar el trabajo que estamos haciendo y que pueda alimentar la metodología que estamos implementando. Así que espero poder seguir frecuentando el grupo y reunirnos más adelante.

Los temas que hemos visto estos dos días, nos ayudan mucho.

Compartir la información para que cada profesional desde su perspectiva pueda aprender y compartir también. Deberíamos formar una red para poder seguir profundizando en el tema. La responsabilidad social en empresas públicas sería muy buena para mitigar el nivel alto de corrupción.


La voz de las regiones

Para qué escuchamos esto, si a las finales nadie nos hace caso; pero fue motivador escuchar lo que Elsa dijo: “No pues, para eso están los líderes, para eso estamos nosotros aquí”. La responsabilidad social tenía una orilla que era empresa/directivos para afuera, para la comunidad/población, pero luego de haber escuchado a todos, resulta que la responsabilidad social es para adentro también, con conceptos éticos y valorativos y con el tema de la sostenibilidad, lo que implica decir que las empresas deben asumir el desarrollo no solamente del bien común, que es la sociedad, sino el desarrollo de la sostenibilidad. “Lo más importante es el punto crucial que juega la RS como visión de futuro para todos”.

No conocía sobre el tema, en realidad muy sencillo, pero este taller me ha permitido involucrarme en el tema como joven, y me ha surgido un compromiso para difundir esto en mi organización y transmitir lo que he aprendido.

Acá no se nos ha dado ni recetas ni mapas, ni se nos ha resuelto el crucigrama. Ahora a nosotros nos corresponde asumir el reto y seguir adelante.

Me voy bastante satisfecha por la experiencia, por haber compartido tantas experiencias y opiniones, y simplemente nos vamos cada uno de nosotros con un “bichito” allí de que hay que hacer algo, de acuerdo al rol que nos corresponda dentro de nuestra organización, comunidad, e incluso en el ámbito familiar.

Tenía mucho interés en participar aunque sea como oyente; en realidad, el tema de responsabilidad social nos preocupa como jóvenes. Esto me ha permitido aprender muchas cosas, como que no sabía que existía una GRI (Global Reporting Initiative), por ejemplo. El tema del patrimonio cultural, por ejemplo. Que apostemos bastante por la cultura, que va a terminar reforzando los valores y es parte del desarrollo social.

Yo creo con optimismo que este grupo puede liderar el inicio del proceso de lo que es la responsabilidad social aquí en Piura.

77


Comentarios finales

N

uestra sociedad enfrenta una situación altamente conflictiva. De continuar, se pone en riesgo no solo la competitividad y la sostenibilidad de nuestra economía, sino la estabilidad y la paz social, todo lo cual hace más compleja y difícil la tarea de gobernar el país. Consideramos que una forma de contribuir a la modificación de esta situación se puede dar por medio un mecanismo de acercamiento mediante la adopción de nuevas formas de abordar las estrategias de responsabilidad social. La responsabilidad social es la nueva ética, una forma de conducirse, y le compete a cada individuo como ciudadano, al margen del estrato social o el espacio en que se desarrolla, sea como funcionario público, como empresario, como empleado, como dirigente, como poblador, como educador, como estudiante, en todo ámbito. Con esta iniciativa, se ha marcado un hito en estas cuatro regiones, se ha generado un acercamiento positivo, se ha creado un nuevo espacio de diálogo y alianzas entre distintos sectores de las sociedades regionales.

Por eso es necesario seguir compartiendo el proyecto en otras regiones, pero para lograr los resultados esperados se considera indispensable la sensibilización y capacitación de líderes comprometidos, con capacidad de influencia sobre un universo de personas y entidades dentro de su radio de acción. La buena disposición e interés encontrados en estas cuatro regiones son el principal motor para seguir replicando el proyecto en otras regiones. Los núcleos impulsores regionales juegan un papel muy importante. Son ellos los expertos en su localidad, los que pueden identificar a los líderes generadores de cambio, los capaces de articular esfuerzos para replicar la iniciativa en los ámbitos subregional, provincial y distrital, de tal manera que el concepto de responsabilidad social permee, logre el efecto multiplicador y llegue cada vez a más personas. Adicionalmente, las cuatro regiones donde se ha realizado el proyecto este año podrán medir y monitorear los resultados del mismo tomando como punto de partida los indicadores desarrollados en este documento, e incluso agregar aquellos que se adapten de mejor manera a la dinámica social de su región.

79


RelatorĂ­a de grupos de trabajo

81


Participantes

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 10. 11. 12. 13. 14. 15. 16. 17. 18. 19. 20. 21. 22. 23. 24. 25.

Agurto, César Álamo, Jorge Albañil, María Aparicio, Víctor Asencio, Fausto Cabrejos, Carlos Calderón, Washington Cárdenas, César Carnahuala, Jesús Castillo, Freddy Cavero, Enrique Charcape, Manuel Córdova, Arturo Córdova, Gladys Correa, Luigi Correa, Martha Cruz, Elautaria Cruz, Julio Espinoza, Milagros Estrada, Martín Estrada, Nancy Fiestas, Lina Fung, Elsa García, Juan Gómez, Lewis

26. 27. 28. 29. 30. 31. 32. 33. 34. 35. 36. 37. 38. 39. 40. 41. 42. 43. 44. 45. 46. 47. 48. 49. 50.

Gonzales, Jorge Grados, Luis Guerra, Edda Guzmán, Enrique Helguero, Luz María Jiménez, Jorge Kuzma, Miguel Leigh, Bryan León, Jesús María López, Rosana Madrid, Ruth Marticorena, José Mera, Nórbil Merino, Manuel Mlodzek, George Montalbán, Santos Núñez, Dennis Núñez, Pilar Núñez, Sally Pasapera, Carlos Pérez, Billy Pérez, Wilmer Pingo, Miguel Ángel Piñarreta, Hugo Pizarro, María Caridad

51. 52. 53. 54. 55. 56. 57. 58. 59. 60. 61. 62. 63. 64. 65. 66. 67. 68. 69. 70. 71. 72. 73.

Quispe, Tiffani Robledo, Cinthya Rodrich, Ruth Rodríguez, Alicia Romero, Gladys Ruidias, Karla Ruiz, Ronald Russo, Juan Saavedra, Keelman Sánchez, Carlos Santoyo, Julio Silva, Carlos Silva, María Mercedes Távara, Renata Torres, María Elena Ubillús, Lizardo Uceda, Eduardo Vicuña, Yolanda Zamudio, Roger Zapata, Jorge Zapata, Miguel Zegarra, Pablo Zeña, José del Carmen

83


Agroindustria y gestión del recurso hídrico

Facilitador:

Ing. agrícola José Zeña Santamaría

Relator:

Ing. agrónomo César José Cárdenas Bustios

Participantes:

Billy Pérez (EPT-ZEE), Bryan Leigh (Ecoacuícola), César Cárdenas (Instituto Regional de Apoyo a la Gestión de los Recursos Hídricos – IRAGER), Jorge Gonzales (Prevención de Conflictos PCM – PREVCON), José Zeña (Dirección Regional de Agricultura Piura – Dirección de Recursos Naturales y Servicios Agrarios), Juan Russo (Responsabilidad Social: TODOS), Luigi Correa (Ambiente y Recursos Sostenibles del Perú – ARPSON), Manuel Charcape (Prevención de Conflictos PCM – PREVCON), María Albañil (Equipo Técnico de Zonificación Ecológica y Económica – ZEE), Nórbil Mera (Equipo Técnico de Investigación – Zonificacion Ecológica y Económica – ZEE), Tiffani Quispe (Red Interquórum Piura – Red IQ-Piura), Wilmer Pérez (Gobierno Regional Piura – Programa de Desarrollo Sostenible – GORE – Piura).

Introducción

La jornada sobre “Agroindustria y gestión del recurso hídrico” se realizó a cabo el día 19 de octubre de 2009 en el Colegio de Ingenieros del Perú - Consejo Departamental Piura, desde las 4.00 p.m. hasta las 9.00 p.m.

85


Relatoría de grupos de trabajo

«La agroindustria y pesquería de exportación son la base de la plataforma productiva piurana, tanto por el valor agregado que generan como por la coincidencia existente entre su potencial y las oportunidades en mercados internacionales».

La mesa de trabajo contó con un universo diverso de participantes, adultos y jóvenes representativos, provenientes de entidades y proyectos públicos, de empresas y consultoras privadas, de universidades, ONG y asociaciones de la sociedad civil. Asimismo, cabe destacar la representatividad adicional que implica la participación del Instituto Regional de Apoyo a la Gestión de los Recursos Hídricos (IRAGER) en la jornada, ya que como asociación lleva quince años dedicándose al apoyo de la gestión de los recursos hídricos e involucra directamente como socios a diversas

86

responsabilidad social :

organizaciones públicas, privadas y de la sociedad civil, entre juntas de usuarios, ONG, empresas agrícolas e hidroenergéticas, municipalidades, gobierno regional y otras.

Diagnóstico situacional

Agroindustria La agroindustria es un conjunto de procesos de transformación aplicados a las materias primas de origen agropecuario y forestal, que abarcan desde su beneficio o primera agregación de valor hasta la instancia en que generan productos finales con mayor grado de elaboración. Además, hay otros dos tipos de actividades que amplían la definición anterior: los procesos de selección de calidad, clasificación (por tamaño), embalaje-empaque y almacenamiento de la producción agrícola, a pesar de que no haya transformación; y las transformaciones posteriores de los productos y subproductos obtenidos de la primera transformación de la materia prima agrícola. La agroindustria constituye uno de los subsectores de mayor relevancia para el país, pues se encuentra estrechamente vinculada con los demás sectores de la actividad económica. Según el Acuerdo Regional Piura: "La agroindustria y pesquería de exportación son la base de la plataforma productiva piurana, tanto por el valor agregado que generan como por la coincidencia existente entre su potencial y las oportunidades en mercados internacionales. La agroindustria impulsa la producción básica agrícola, pecuaria, forestal, y


La voz de las regiones

el procesamiento pesquero impulsa la pesquería y la acuicultura; ambos impulsan mayores niveles de complejidad y eficiencia en los servicios logísticos, y aseguran de manera conjunta parte importante del empleo directo e indirecto en la región”. En la Región Piura existen diversas experiencias agroindustriales exitosas que vienen demostrando un comportamiento productivo acorde con la legislación nacional internacional y en algunos casos, incluso, lideran nuevos modelos por replicar. Entre estas: la Central de Productores de Banano Orgánico (CEPIBO), Planta procesadora de mango, maracuyá y limón (AGROMAR Industrial S.A., Frutas del Perú, Agrojugos S.A., Planta Industrial del Norte, Cítricos Peruanos S.A. – AGROMAR, Cítricos Bejucal S.A., Sunshine Export, Chestnut Hill, Gestión Seis S.A., DIAGRO, Agrowest S.A. AGROMANAGROMAR-AGROPESA industrial), Planta Procesadora de Aceites Esenciales del Perú S.A.C., Planta procesadora de espárragos y frejol de palo (Agroindustria del Chira SRL), Planta procesadora de espárragos, Planta procesadora de flor marigold (Deshidratadora Tambo Inca S.A.C.), panela, caña de azúcar para etanol (Maple y Agrícola del Chira), café orgánico, Planta procesadora de aceite esencial de limón, uva para exportación (Camposol, Saturno), palta, melón, piña, ají páprika, algodón pima (Textil Piura), marigold y otras. Gestión del recurso hídrico En la Región Piura, las acciones y decisiones para el uso del recurso hídrico dependen de las ofertas y demandas anuales por cuencas. El volumen total de oferta es 5.484 MMC (millones de metros cúbicos) distribuidos en la cuenca Chira (3.280 MMC), cuenca Piura (1.000 MMC) y cuenca Huancambamba (1.204 MMC); y la demanda está compuesta por un volumen total de 2.443 MMC distribuidos en la cuenca Chira (1.431 MMC), cuenca Piura (934 MMC) y cuenca Huancabamba (78 MMC). Los mayores aportes del recurso hídrico se presentan en los meses de enero a junio, período que coincide con las épocas de precipitaciones pluviales en la región. Dichos excedentes de agua se pierden en el mar por falta de infraestructura de almacenamiento o falta de capacidad de embalse. Asimismo, las obras del

Reservorio San Lorenzo tienen una capacidad actual de 25.270 MMC, y Poechos, una capacidad actual de 500 MMC por efecto de la sedimentación, ya que su capacidad inicial de volumen útil fue de 850 MMC. Con respecto al uso del suelo, existen estudios agrológicos que demuestran un potencial de 268.627 hectáreas, de las cuales 172.184 hectáreas se ubican en la costa y 96.443 hectáreas, en la sierra. De esta área potencial son irrigables o se encuentran bajo riego 190.651 hectáreas. Lo que implica que se podría incorporar al proceso productivo agrícola 77.976 hectáreas mediante el incremento de los recursos hídricos, el mejoramiento y la ampliación de la actual infraestructura de riego, y el mejoramiento de la eficiencia de aplicación (es decir, que los usuarios sean buenos regadores). Esto constituye un programa prometedor para la agroindustria, en el cual el aspecto operativo debe compatibilizar sus rendimientos económicos con los valores de responsabilidad social y ambiental. En la Ley 29338, Ley de Recursos Hídricos, los numerales 6 y 9 del artículo 3º del “Título Preliminar”, relacionados al principio de sostenibilidad y de eficiencia, se orientan a la gestión del recurso hídrico con responsabilidad social; donde el principio de sostenibilidad se refiere al uso y gestión sostenible de los recursos hídricos, que implica la integración equilibrada de los aspectos socioculturales, ambientales y económicos del desarrollo nacional, así como la satisfacción de las necesidades de las actuales y futuras generaciones; y el principio de eficiencia se refiere a la gestión integrada de los recursos hídricos sustentada en el aprovechamiento eficiente y su conservación, que incentive el desarrollo de una cultura de uso eficiente entre los usuarios y operadores. La relevancia de la gestión del recurso hídrico también es tratada de manera especial por Acuerdo Regional Piura en el lineamiento 1.1 del eje estratégico sobre ordenamiento territorial: “Asegurar una gestión integral y equitativa de las cuencas hidrográficas del departamento, desarrollando un modelo propio de estructura institucional, que involucre a todos los actores, articulado al contexto nacional, regional y local, que permita optimizar el almacenamiento, distribución y uso del recurso hídrico, la conservación y uso racional de suelos, la rehabilitación de suelos

87


Relatoría de grupos de trabajo

agrícolas degradados, y el control de erosión e inundaciones; priorizando en el mediano plazo la recuperación de la capacidad de almacenamiento y la mejora de la eficiencia de riego, para obtener un balance sostenible entre la oferta hídrica y la demanda, para el sostenimiento de la vida y la salud, la agricultura, y la ganadería; con excedente para industria y minería”.

el país; de ahí que sea preponderante prevenir los futuros conflictos por la distribución y manejo del recurso hídrico.

Reflexión crítica

Con respecto a los gobiernos locales, estos planifican el desarrollo de sus comunidades mediante el presupuesto participativo, que les permite implementar nuevas tecnologías de riego para los productos agrícolas que producen en su ámbito jurisdiccional, lo que constituye materia prima para su agroindustria. Esto se ve limitado en algunas oportunidades por falta de voluntad política, lo que trae como consecuencia que los pequeños agricultores no estén en capacidad de mejorar sus técnicas de riego, lo cual afecta la cantidad, calidad y oportunidad del producto, posición incompatible con la responsabilidad social.

Entre los principales actores o grupos de interés vinculados a la actividad agroindustrial y a la gestión de recursos hídricos se encuentran, en primer lugar, las empresas y privados usuarios del agua, entre los que destacan las grandes empresas agroindustriales (Maple Etanol, Agrícola del Chira, El Pedregal, Camposol, etc.) y las grandes asociaciones de productores (CEPIBO, REPEBAN, PIDECAFE, CEPICAFE, etc.); los grandes proyectos de riego e hidroenergéticos dependientes del gobierno regional (Chira Piura y Alto Piura); las administraciones de los reservorios San Lorenzo y Poechos; y las entidades reconocidas que forman parte del sistema de gestión del agua: Administrador Local del Agua (ALA), la Empresa Prestadora de Servicios (EPS) Grau, juntas de usuarios, comités de regantes, la Autoridad Nacional del Agua (ANA), y la Autoridad Administrativa del Agua (AAA) y consejos de cuenca, estos dos últimos aún por constituirse en Piura. Además se debe destacar la relevancia de otros actores: universidades como la Universidad Nacional de Piura, gobiernos locales, la sociedad civil, asociaciones, institutos como IRAGER, y ONG; y las comunidades y población organizada en general. Como parte de una reflexión conjunta se determinó que existe un involucramiento, mas no un compromiso, en todos los actores involucrados en este tema. Por ello es necesario trabajar de manera conjunta con el propósito de mejorar e incrementar la producción agroindustrial de la zona, ya que la Región Piura cuenta con un potencial agroexportador importante de más de 60 cultivos con mercado nacional e internacional, así como con la mayor infraestructura de riego en

88

responsabilidad social :

Las direcciones regiona les cuentan con institucionalidad, que les otorga la capacidad y función de trabajar este tema con responsabilidad social; sin embargo, los limitados recursos económicos restringen el apoyo hacia las empresas agroindustriales.

Por otra parte, en el aspecto tecnológico, en la región existen universidades que tienen infraestructura, laboratorios y equipos, y bienes de capital para la investigación agroindustrial y de riego. Sin embargo la falta de financiamiento para dinamizar las investigaciones agroindustriales y de tecnificación de riego hace que estas sean limitadas y que los profesionales capacitados tengan que migrar a otras regiones. En lo que respecta al sector privado, en la Región Piura se vienen incrementando las investigaciones, en las que se incluyen las agroindustriales y de gestión del recurso hídrico, de acuerdo a los ámbitos jurisdiccionales de las autoridades locales de agua donde se ubican empresas con una adecuada zonificación ecológica y económica. Además, estas empresas vienen organizando el trabajo humano para mejorar su débil fortalecimiento organizacional y el liderazgo de las autoridades comunales frente a la agroindustria y tecnología de riego presurizado, mediante la capacitación y sensibilización, que incluye principios de eficiencia


La voz de las regiones

de aplicación del agua de riego, con la finalidad de minimizar futuros conflictos por el uso de agua entre las comunidades y las empresas agroindustriales. Algunas empresas vienen construyendo reservorios parcelarios para el almacenamiento del recurso hídrico en épocas de precipitaciones pluviales, entre enero y junio, y el posterior riego de cultivos mediante el sistema de riego presurizado durante los meses de julio a diciembre; situación que se encuentra normada por la Resolución Jefatural 0320-2009-ANA, publicada el 11 de junio de 2009 en el Diario Oficial El Peruano. En la sociedad civil de Piura existe interés y preocupación por el manejo sostenible de los recursos naturales por parte de todos los actores, para garantizar el desarrollo de la agroindustria para el procesamiento de la materia prima de origen agropecuario y forestal, y la generación de fuentes de trabajo en agroindustria y en el manejo tecnificado de los recursos hídricos. En cuanto a las ONG, estas vienen contribuyendo en la capacitación y formación de alianzas agroindustriales perdurables como parte de su labor de responsabilidad social, para lo cual cuentan con profesionales y expertos que manejan el tema agroindustrial y de los recursos hídricos e invierten los recursos económicos de que disponen; sin embargo, este trabajo aún es desarticulado con las demás instituciones y este problema se puede acrecentar debido a la crisis económica externa, en lo que respecta a la exportación de los productos agroindustriales. Se debe destacar los logros generados a partir de las cadenas productivas agroindustriales y de los procesos de asociatividad, como son: de mango, limón, banano orgánico, café, cacao, panela granulada, palto, ajíes, tamarindo, camote, granadilla, chirimoya, uva, alcachofa, piña, melón, maíz amarillo duro, caña de azúcar, hierbas aromáticas, productos lácteos caprinos, maderas finas y algarrobo. Todos ellos requieren una difusión prioritaria en el ámbito de la pequeña y mediana agricultura, para remediar el poco interés del agricultor rural por la competitividad agroindustrial y la tecnificación del riego, situación que se debe mejorar con capacitación, a partir de las filiaciones colectivas con responsabilidad social.

Conclusiones y recomendaciones

Piura se caracteriza por la disponibilidad de recursos naturales, especialmente de agua y tierra, como la pesca, el petróleo, el gas, los minerales, la biodiversidad de bosque seco. Tiene una ecología variada y compleja, que va desde la extrema aridez del desierto costeño hasta los bosques húmedos de sus montañas. Su clima es semitropical seco, que no favorece las enfermedades fitosanitarias, lo que ha permitido la instalación de grandes empresas agroindustriales, como es el caso de la producción de etanol a partir del cultivo de la caña de azúcar. Además de otras potencialidades, Piura tiene el recurso hídrico asegurado, la mayor infraestructura de riego del país y largas temporadas de cosecha, que se ven reflejadas en la dinámica de la región; pero si no se maneja una estrategia de responsabilidad social en este tema, las actuales tensiones pueden desencadenar conflictos más adelante. El desarrollo agroindustrial se ha visto fortalecido porque la Región Piura cuenta con una infraestructura pública en desarrollo, que incluye: buenas carreteras, dos aeropuertos (Piura, Talara), tres puertos (Talara, Paita y Bayóvar), tecnología de punta en telecomunicaciones y suficiente oferta de energía eléctrica e hidrocarburos. Es necesario reposicionar el concepto de responsabilidad social que tienen la empresa privada, la sociedad civil y el Estado, para que enfatice la búsqueda de una institucionalidad fuerte, con ética, con capacidad de gestión y liderazgo, que promueva el diálogo y la cooperación para el desarrollo. Se debe buscar mejorar la gestión y la infraestructura de los reservorios para la provisión de agua, así como mayor eficiencia en su aplicación, lo que debería contemplar la capacitación a los usuarios para que sean mejores regadores.

89


Cultura del ordenamiento territorial

Facilitador:

Juan Russo Checa

Relator:

Roger Moisés Zamudio Sánchez

Participantes:

Arturo Córdova A. (Equipo Técnico IMT), Billy Pérez R. (Equipo Técnico ZEE), Edda Guerra Soto (Equipo Técnico ZEE), Fausto Asencio (PDRS-GTZ), Freddy Castillo Palacios (PUCP), Jorge Gonzales (PREVCON), Jorge Jiménez R. (Cooperación), José del Carmen Zeña Santa María (Dirección Regional de Agricultura Piura -Dirección de Recursos Naturales y Servicios Agrarios), Juan García Montalvo (Gobierno Regional Piura), Julio Santoyo B. (PDRS-GTZ), Karla V. Ruidias Cañote (Petroperú), Lizardo Ubillús Cruz (Petroperú), Manuel Charcape Ravelo (PREVCONPCM), Miguel Zapata Zapata (CEDEPAS), Nórbil Mera Rafael (Equipo Técnico de Investigación – ZEE – Gobierno Regional Piura), Pablo Zegarra (decano del Colegio de Arquitectos), Ronald Ruiz (Gobierno Regional Piura), Washington Calderón Castillo (UNP).

Introducción

El día 12 de octubre de 2009 se llevó a cabo la jornada sobre “Cultura del ordenamiento territorial” en el Colegio de Ingenieros del Perú – Consejo Departamental Piura, desde las 3.00 p.m. hasta las 9.00 p.m.

91


Relatoría de grupos de trabajo

92

Participaron de la jornada de trabajo representantes de los sectores público y privado y de la sociedad civil. Cabe destacar la participación de los miembros del Equipo Técnico de Zonificación Ecológica y Económica del Proyecto de Ordenamiento Territorial del Gobierno Regional, que en sí tiene una composición interdisciplinaria de profesionales especialistas en la materia.

capacitación mediante los cursos-taller de aspectos básicos de zonificación ecológica y económica y ordenamiento territorial, el equipamiento de hardware y software, y el desarrollo en sí de la información: estudio de capacidad y uso mayor de suelos, estudio de hidrografía y balance hidrológico, estudio de análisis del riesgo en la Región Piura, modelamiento para ZEE e información.

La ZEE (zonificación ecológica y económica) es el primer paso y una de las herramientas principales de un proceso de ordenamiento territorial. Permite identificar cuáles son las zonas de riesgo para el desarrollo de tal o cual actividad, y su propósito es generar información, según criterios físicos, biológicos, sociales, económicos y culturales, sobre las potencialidades y limitaciones del territorio, en relación con las diversas alternativas para su uso sostenible, y servir de base para definir políticas de desarrollo y un plan coherente de ordenamiento territorial.

Este tema es considerado tan importante para Piura que figura como primer eje estratégico de largo plazo en el Acuerdo Regional, que en su lineamiento 1.4 dice: “Ordenar y articular el uso y ocupación del territorio urbano y rural para el hábitat humano y actividades económicas y sociales, sustentados en la zonificación ecológica y económica; reduciendo vulnerabilidades e incrementando su resiliencia frente a peligros naturales y antrópicos. Articular los niveles de gobierno regional y local, en el proceso de Ordenamiento Territorial”.

El proyecto “Desarrollo de Capacidades para el Ordenamiento Territorial del Departamento de Piura”, sobre la base del cual se implementa este proceso desde el gobierno regional, se inició en el 2008 y culminará en el 2010, tiene un presupuesto de S/. 1.630.000 y sus principales componentes son: el diseño e implementación de la estrategia de comunicación y educación, la asistencia técnica, la

Diagnóstico situacional

«El mayor número de conflictos sociales suele estar relacionado con el aprovechamiento de los recursos naturales de una región».

Respecto de lo primero, se considera que la ZEE es en sí misma un mecanismo de responsabilidad social del Estado en el ámbito regional, ya que como estudio científico, interdisciplinario y socialmente validado, permitirá tomar decisiones informadas para la planificación del territorio. Asimismo, esta información propicia el uso competitivo y sostenible del territorio y es una herramienta de vigilancia sobre la toma de decisiones que realicen las diversas autoridades.

responsabilidad social :

A diferencia de los otros temas por tratar en las jornadas de trabajo, pensamos que el proceso de ordenamiento territorial (OT) tiene una relación distinta con la responsabilidad social, ya que esta se encuentra íntimamente ligada, en primer lugar, a los fines y razón de ser del OT y de la ZEE; y, en segundo lugar, a la forma en que se viene implementando en Piura.

Otro impacto socialmente responsable de un proceso adecuado de ordenamiento territorial es la prevención de conflictos. El mayor número de conflictos sociales suelen estar relacionados con el


La voz de las regiones

aprovechamiento de los recursos naturales de una región. En ese sentido, el OT permite poner de manifiesto los conflictos potenciales y tomar las medidas adecuadas para prevenirlos. Asimismo, permite, sobre la base de ello, establecer las zonas de mayor riesgo ambiental, para luego promover la formación de nuevas áreas naturales protegidas o áreas de conservación regionales o municipales.

En cuanto a iniciativas concretas, existen varios espacios de colaboración entre diversas instituciones, sin embargo, estos no son entendidos con un enfoque de responsabilidad social y podrían ser aún mejor aprovechados con una mayor participación del sector privado y de la sociedad civil para el potenciamiento del proceso de ordenamiento territorial.

El OT y la ZEE también son una hoja de ruta de gran relevancia para la inversión privada, puesto que identifican las zonas de mayor potencial para el desarrollo de una determinada actividad productiva o proyecto (agrícola, forestal, acuícola, minero, hidrocarburífero, pesquero, turístico, etc.) e incluso advierten al interesado sobre zonas de riego y/o potencial conflicto. Sin embargo, la ZEE no solo brinda información al sector privado, sino a todo el que la necesita, sea el sector público, el privado o la población en general.

Reflexión crítica

Respecto de la metodología o forma en la que se implementa la ZEE, el principal vínculo de esta con la responsabilidad social está en su carácter abierto y participativo y, en principio, articulador y cooperativo entre el proyecto del gobierno regional, las municipalidades y la población organizada; lo que contribuye también a la concertación entre los diversos actores sobre el uso y ocupación del territorio.

Entre la sociedad civil, se destacan también como actores relevantes y participantes de alguna manera, las plataformas y grupos regionales como CORDA, IRAGER, la Cámara de Comercio, las agencias cooperantes y las universidades.

Los actores involucrados en el ordenamiento territorial y en la zonificación ecológica y económica son principalmente del sector público: el Gobierno Regional Piura, el equipo técnico a cargo del desarrollo del proyecto, las direcciones y gerencias regionales, el Consejo de Coordinación Regional; y las municipalidades provinciales (como Ayabaca y Huancabamba) y algunas distritales (como Morropón, Pacaipampa, Alto Frías, Montero, Sicches y Jilili).

Del proceso participan también comunidades y población organizada, aunque la mayoría no conocen

93


Relatoría de grupos de trabajo

«existe el riesgo de que debido al centralismo del país, se desconozca o no se atienda el proceso regional de Ordenamiento Territorial al tomar decisiones sobre el territorio regional (concesiones, carreteras, proyectos de inversión pública, etc.)».

el tema o no se encuentran suficientemente interesados en él. Otro actor de gran relevancia, y que debiera tener mayor participación en el ordenamiento territorial, son las empresas y, en general, el sector privado, por el alto impacto, potencialidades y limitaciones que este proceso podría generar en sus operaciones. Respecto del sector público, se destaca como principal fortaleza la eficiente labor que se viene desarrollando desde el Proyecto de Ordenamiento Territorial del gobierno regional, la voluntad política de crearlo e impulsar su ejecución, así como el capital humano del equipo técnico interdisciplinario, conformado por profesionales comprometidos en el desarrollo de este proceso. Sin embargo, también desde el sector público, la mayoría de las municipalidades provinciales, actores clave para generar conectividad y articulación entre los distintos niveles de gobierno, no se encuentran comprometidas con el ordenamiento territorial de sus espacios.

94

responsabilidad social :

La zonificación ecológica y económica tiene la gran virtud de brindar la información necesaria para la toma de decisiones más acertadas. Sin embargo, según algunos, se considera también una potencial debilidad del proyecto y de la ZEE que, al producir un informe técnico, a pesar de que pueda contener recomendaciones y de que sea validado socialmente, este no vaya a ser vinculante para la toma de decisiones políticas sobre el uso del territorio. Otros, en cambio, consideran que ello es una fortaleza en virtud de la legitimidad que le brinda al proceso para que este no sea manipulado políticamente, pues queda en manos de la sociedad civil el rol de promover acciones y generar vigilancia ciudadana sobre las sugerencias de la ZEE para la planificación regional. Existe el temor de que el OT sea considerado solo como un “saludo a la bandera” o, peor aún, que por cuestiones políticas sea mal utilizado, que lo desconozcan y terminen generando mayores conflictos. La población de la región suele estar dividida y polarizada, por ejemplo, respecto de minería/ agricultura o pesca/hidrocarburos, sin mayor apertura al diálogo o a un balance técnico entre riesgos y potencialidades, o incluso a la complementariedad sostenible de actividades económicas. Asimismo, existe el riesgo de que debido al centralismo del país, se desconozca o no se atienda el proceso regional de OT al tomar decisiones sobre el territorio regional (concesiones, carreteras, proyectos de inversión pública, etc.). Los riesgos se pueden definir sobre la base de tres problemas: la decisión política (que no todos tienen conocimiento del proceso de OT); el carácter administrativo; y que el modelo de la ZEE es técnico y toma como modelo el Tratado Amazónico. Considerando que los actores son distintos y aislados, se hizo una difusión amplia del tema y se generó empatía personal e institucional, lo que permitió superar la desconfianza de unos hacia otros. Se busca que las autoridades actúen de manera responsable (cuando son informadas), transparente, metódica, para poder tomar decisiones adecuadas


La voz de las regiones

respecto a los diversos temas que se muestran en nuestra vida diaria. Pocas organizaciones de la sociedad civil, especialmente cooperantes y algunas ONG ambientales, se encuentran comprometidas y constantemente vinculadas al tema de OT, pero la mayoría conoce poco del tema sin llegar a vincularse de manera concreta con el proceso, a pesar del gran potencial que este les podría ofrecer, como número de población beneficiada o importantes redes de trabajo. Las empresas, por su parte, tienen una gran fortaleza que no está siendo aprovechada en el proceso de OT, básicamente su capacidad técnica y logística para levantar y compartir información sobre sus áreas de influencia.

ConclusIones y recomendaciones

Emprender un ordenamiento territorial, que en la universidad se convierta en tema de investigación mayor, que apoye, que promueva.

Las ONG deben compartir información y ser canal de llegada. Los procesos distritales avanzan mejor si son apoyados por una ONG.

Las universidades deben fomentar una mayor conciencia en responsabilidad social, y orientarse también al fortalecimiento de capacidades dirigido al OT.

Durante los procesos del proyecto, se debe prever futuros impasses, como, por ejemplo tener en cuenta qué asesoría se debe dar o se está dando por parte de la ZEE a través del gobierno regional. La ZEE no resuelve conflictos, sino que transmite información.

Buscar puntos de complementariedad entre los diversos sectores para la articulación de actividades que involucren el espacio del orden territorial.

Analizar cómo generar mayor organización y sinergias, cómo involucrar las diferentes perspectivas de los actores y cómo armonizarlas para evitar los conflictos.

Por otro lado, existen diversos y/o mal interpretados conceptos sobre la responsabilidad social: •

La responsabilidad social nace porque el gobierno es débil, puesto que no se trata de que una empresa vaya y ejecute proyectos en las zonas, porque eso es competencia del Estado. Es débil porque cuando quiere negociar busca negociadores, ya que no tiene la capacidad. La responsabilidad social debe partir del Estado, incluidos nosotros, y la participación de las empresas debe ser secundaria.

Estamos cargando el desarrollo a las empresas y esto crea desigualdades, y no estamos tomando en cuenta el rol que tiene el Estado. Necesitamos un Estado más fuerte, que realice todo tipo de actividades sin desigualdades, que vea su costo-beneficio, costo social, ambiental.

Un balance de impactos para las actividades viables podría ayudar. No hay minería mala, sino gestiones y administraciones malas. Por otro lado, hace falta un compromiso voluntario que cada uno debe tener sobre la base de las necesidades de la población; no se trata de llegar y entregar cosas, sino de gestionar, promover el desarrollo de la zona.

95


Fortalecimiento institucional en el desarrollo de capacidades, competitividad y trabajo

Facilitador:

Lic. Miguel Ángel Pingo Nolasco

Relator:

Jesús María León Odar

Participantes:

César Agurto Castillo (UNOY-Sullana), Elautaria Cruz Hidalgo (Municipalidad de Catacaos), Elsa Fung Sánchez (CEPESER), Gladys Raquel Córdova Alcarza (Ecoacuícola), Jesús León Odar (Ministerio de Relaciones Exteriores – Oficina Descentralizada Piura), Julio Cruz Chunga (Expand Business S.A.C.), Keelman Saavedra (Inversión y Desarrollo), Lewis Gómez Paredes (CEPIBO), María Elena Torres Izquierdo (NER-Piura), María Mercedes Silva Juárez (Red IQ-Piura), Martha Correa Cánova (Ministerio de Relaciones Exteriores), Miguel Ángel Pingo Nolasco (CEPESER), Milagros Espinoza Valdiviezo (PRONAA), Roger Zamudio Sánchez (Ministerio de Relaciones Exteriores), Tiffani Quispe Pozo (Red IQ-Piura), Washington Calderón Castillo (UNP), Yolanda Vicuña Peridelav (San Juan de Dios).

Introducción

La jornada sobre “Fortalecimiento institucional en el desarrollo de capacidades, competitividad y trabajo” se llevó a cabo el día 13 de octubre de 2009 en el Colegio de Ingenieros del Perú – Consejo Departamental Piura, a las 3.00 p.m., con la finalidad de promover y difundir la importancia de la responsabilidad social en las instituciones públicas y privadas destinadas a la actividad materia de estudio.

97


Relatoría de grupos de trabajo

«Para una mejora en la convivencia humana y con el entorno, se requiere la práctica de valores y principios».

largo plazo en la región. En su primer lineamiento (1.1) dice: “Establecer un sistema educativo integral inclusivo con calidad, equidad y pertinencia, centrado en el ser humano, que articule educación, salud y producción, para contribuir a transformar la realidad regional y local de manera sostenible”. Adicionalmente, el tema del empleo aparece en el lineamiento 1.6, donde se establece: “Promover el acceso de la PEA regional a mejores condiciones de trabajo y de calidad de la oferta laboral, en función a competencias adquiridas y con equidad de género”. Por último, en el cuarto eje estratégico sobre desarrollo económico se trata el tema de la competitividad como punto central.

Diagnóstico situacional

Después de la elaboración de las normas para el desarrollo de la jornada, se preguntó: ¿qué sucede cuando en una familia, comunidad, empresa, institución, región o país, no existen normas? Todos coincidieron en que si no existen normas en ninguno de esos ámbitos, se produciría caos y desorden, de tal manera que tampoco existiría una autoridad capaz de conducirlas. Pero también se señaló que no solo basta con que existan normas, sino que cada una de estas se cumpla, puesto que la mayoría de los ciudadanos no nos sometemos a dar fiel cumplimiento a las mismas. Cumplir las normas es importante porque de esta manera se crean condiciones para una convivencia de paz y de respeto de los derechos de cada uno de quienes formamos la sociedad. Se hizo una breve presentación de datos estadísticos de la población de la Región Piura. Al observar un cuadro estadístico sobre actividades productivas, se concluyó que Piura es una región con grandes potencialidades de desarrollo y de crecimiento económico; existe, sin embargo, una grave problemática, como altos índices de delincuencia juvenil, lo cual se refleja en las 44 pandillas existentes, cuyo número se encuentra en aumento. El desarrollo de capacidades está contemplado en el Acuerdo Regional Piura como el segundo eje estratégico que debe ser trabajado con una visión de

98

responsabilidad social :

La responsabilidad social fue def inida por los participantes como el compromiso u obligación que los miembros de una sociedad en general asumen respecto de las actividades que desempeñan, ya sean económicas o empresariales, políticas, sociales o culturales, etc. En cuanto a las prácticas y experiencias de responsabilidad social, se reconoció que estas tienen determinadas características según el sector que las promueva: El sector público, mediante la normatividad, busca un compromiso ético con la sociedad, da políticas para fortalecer los gobiernos locales y busca la inclusión de personas con discapacidad y la equidad de género. Los programas del PRONAA se orientan a la seguridad alimentaria de los beneficiarios: madres gestantes, lactantes y niños. Para procurar el desarrollo integral del niño y el adolescente, se busca la articulación de sectores: Ministerio de Agricultura, Ministerio de Educación, Ministerio de Salud, ONG, etc. Las entidades públicas asumen que la gobernabilidad no solo está referida al Estado, sino que es una capacidad política que involucra a todos; asimismo, es de responsabilidad tanto de instituciones públicas como de privadas. Para una mejora en la convivencia humana y con el entorno, se requiere la práctica de valores y principios.


La voz de las regiones

Las empresas, en el ámbito interno e institucional, buscan mejorar la calidad de vida de los integrantes, el fortalecimiento de la organización, el bienestar en salud, el desarrollo de las sociedades productivas, la práctica de la ciudadanía y la ética. Incentivan a los pequeños productores a la exportación y les brindan la capacitación respectiva. Algunas tienen trabajo conjunto con direcciones regionales de ministerios (por ejemplo, proyectos orientados a desarrollar capacidades organizacionales de los pequeños productores). En el ámbito externo, algunas instituciones buscan cooperación internacional, apoyo en proyectos de desarrollo de capacidades, productivo y organizativo. Se interesan en el “comercio justo” como herramienta económica y de inversión en los aspectos productivo, organizativo y medioambiental. Elaboran proyectos de seguridad industrial y de administración, logística, ética, gestión y liderazgo. En algunos casos, se promueve la asociatividad con jóvenes y la protección a personas con discapacidad. La sociedad civil presenta varias formas de organización, tales como el voluntariado de apoyo para la atención de niños con capacidades diferentes, que brinda rehabilitación a niños con problemas de lenguaje, sordera, etc. Además, apoyan en la adquisición de equipos de rehabilitación, y en la construcción

de ambientes para mejorar la atención de los niños. Otras instituciones benefician a niños y personas con problemas de drogadicción. Las actividades que normalmente realizan cada año son: desayunos masivos, chocolatadas navideñas, donación de útiles escolares, jornadas médicas, etc. Algunas instituciones trabajan conjuntamente con la PNP, el Ministerio de Salud y el Ministerio de Educación. Las organizaciones no gubernamentales (ONG) administran fondos de ayuda internacional y llevan un control del presupuesto institucional. Cada ONG tiene una especialidad en el desarrollo de sus actividades. Entre algunas de sus misiones se señala que buscan educar y capacitar a las personas con el objetivo de que en el futuro estas puedan aportar a su sociedad, trabajar con ética y transparencia, trabajar con hombres y mujeres, realizar trabajo en equipo y lograr una integración. Otras instituciones se han constituido en asociaciones civiles que buscan el fortalecimiento de capacidades de sus miembros para el mejor desempeño de sus funciones en las instituciones donde trabajan o ejercen liderazgo. Realizan conversatorios, talleres de capacitación en temas de actualidad y descentralización educativa, sensibilización en derechos humanos y participación en espacios públicos.

99


Relatoría de grupos de trabajo

Reflexión crítica

Hablar de responsabilidad social significa hablar del respeto a los derechos humanos, dado que si se tuviera clara la importancia de los mismos, no se actuaría con negligencia ni indiferencia ante los problemas que afectan a la sociedad, sino, por el contrario, se contribuiría a que la comunidad tenga una mejor calidad de vida, y con ello al desarrollo de la región y, por ende, del país. Para lograr todo ello, es necesario que la sociedad en general se comprometa a asumir sus obligaciones; no se trata de que sean los representantes del Estado o un grupo determinado los únicos que la asuman: la responsabilidad social involucra a todos. Se debe evitar la reducción del presupuesto con el que cuentan las regiones, considerando, en nuestro caso, que somos una de la regiones que más aportaciones económicas realiza al país; prueba de ello son los recursos naturales que abundan en nuestra ciudad, tales como la riqueza mineral, de flora y de fauna. Se debe garantizar la calidad y garantía en las obras que se ejecutan. Cada una de las convocatorias se debe realizar de manera transparente y justa, de tal manera que a los encargados de las obras se les pueda exigir que cumplan a cabalidad con las reglas y metas establecidas, y así cumplir con los objetivos propuestos. Por otro lado, se debe trabajar con mayor celeridad y no tener que esperar varios años para llevar a cabo una obra. Se debe acabar con la burocracia interna que muchas veces retrasa los proyectos, y que actúa en contra de los intereses de Piura. Dependiendo del sector (público, empresas, sociedad civil) al que pertenecen las organizaciones, los grupos de interés, las prioridades, las fortalezas/ oportunidades y las debilidades/riesgos, pueden ser distintos. A continuación, una breve descripción por sector: En el sector público se prioriza la ejecución del presupuesto, la no reducción de presupuesto,

100

responsabilidad social :

el cumplimiento de las leyes, que los trabajadores produzcan, la calidad y garantía en las obras que se ejecutan, que haya demanda de trabajo. Pero, por el lado de los trabajadores, estos exigen el reconocimiento de los beneficios laborales, que se los convoque a los procesos participativos y que se supere la burocracia interna, la lentitud de los procesos, la normatividad muchas veces desfasada, así como la falta de solvencia técnica. Las universidades como ente principal deben brindar apoyo y potenciar la participación de la comunidad universitaria, de las organizaciones y de la sociedad en general. En algunos casos se tiene una visión inexacta de la realidad. Faltan políticas de trabajo y de promoción juvenil, más aún si se tiene en cuenta que la tercera parte de nuestra población es joven; se debería crear políticas de trabajo en las que se los involucre más activamente. Existe escasa investigación por parte de las universidades, no se siente que tengan interés por involucrarse en las necesidades de la región y difundir los estudios realizados de tal manera que estos puedan servir de guía a las autoridades locales. A ello se suma la falta de estadísticas laborales que permitan determinar las necesidades de la sociedad piurana, con lo que se evitaría la no articulación de los profesionales con dichas necesidades y la migración juvenil universitaria por las pocas oportunidades laborales en la jurisdicción a la que pertenecen. Se debe incidir más en políticas de extensión universitaria –cursos de ética y deontología– para formar a verdaderos líderes capaces de contribuir con el desarrollo de nuestra región. En cuanto a las fortalezas de las instituciones del sector público, se considera el presupuesto económico con que cuentan, pero lo más importante es la ejecución de dicho presupuesto y que ello vaya de la mano con el cumplimiento de las leyes; la ley dispone que se haga buen uso de los recursos económicos y se realicen los procesos de adjudicación y licitación de obras de acuerdo a sus designios. Se debe tener en cuenta que la fortaleza más importante es el capital


La voz de las regiones

humano, sin el cual no sería posible lo mencionado líneas arriba. Piura es una de las regiones más ricas en flora y fauna, lo que da la oportunidad de aprovechar, explotar, comercializar y promocionar sus recursos. Además, el sector público tiene la posibilidad de articularse con otras instituciones para procurar el desarrollo regional, por lo que es importante mantener las relaciones y el trabajo en equipo. En el sector público, a pesar de que existen numerosas normas legales en el país, muchas no se adaptan a nuestra realidad social. La normatividad desfasada por la cual estamos regulados es una de nuestras debilidades. Y otras son la falta de comunicación y difusión de los proyectos y políticas de trabajo de los gobiernos locales y el mal manejo de los recursos económicos. A ello se suma la falta de iniciativa para diseñar estrategias destinadas a promover la responsabilidad social y con ello crear conciencia desde nuestras propias instituciones respecto a la importancia de la misma. También es importante superar la falta de promoción y sensibilización en derechos humanos. En las empresas se prioriza al cliente como grupo de interés al cumplir normas de calidad y al brindarle productos de excelencia. En cuanto a los trabajadores, se busca pagos oportunos, salarios adecuados, buen rendimiento, lealtad e identificación con la empresa. Los socios de la empresa buscan mayor rentabilidad, y utilidades y cooperación internacional. En algunos casos se constituyen alianzas estratégicas entre instituciones. En el sector privado, una de las fortalezas más importantes es la disponibilidad de recursos y la capacidad de impulso de desarrollo económico. En el ámbito interno, este sector tiene autonomía para la toma de decisiones y puede sacar adelante cada uno de sus proyectos. El sector privado genera empleo y se preocupa por brindar seguridad a cada uno de los trabajadores, con la finalidad de que puedan tener buen rendimiento,

«es necesario que la sociedad en general se comprometa a asumir sus obligaciones; no se trata de que sean los representantes del Estado o un grupo determinado los únicos que la asuman: la responsabilidad social involucra a todos». que sean leales y que se identifiquen con la empresa. Además, procuran brindar productos de calidad y excelencia, lo cual no solo ayudará a tener mayor rentabilidad y utilidades, en beneficio de la empresa, sino a satisfacer las necesidades del público en general. Las empresas se someten a las normas legales y les dan fiel cumplimiento, evitando en todo momento causar actos que vayan en contra del orden público. En lo relacionado con las debilidades del sector empresarial, se observa ausencia del actual enfoque de responsabilidad social. Las empresas tienen la gran oportunidad de acercamiento con la escuela (alumno, profesor, familia, comunidad productiva empresarial) y de constituir alianzas estratégicas. La sociedad civil se relaciona con el público benef iciario de sus actividades, entre ellos profesionales, padres de familia, estudiantes, vecinos y autoridades. La sociedad civil es uno de los grupos más importantes en el proceso de concientización sobre responsabilidad social y para el desarrollo de capacidades, competitividad y trabajo. Las instituciones de la sociedad civil constituyen un gran grupo humano con el cual, trabajando en equipo, se puede seguir creando programas de educación en responsabilidad social.

101


Relatoría de grupos de trabajo

Conclusiones y recomendaciones

Diseñar una estrategia para promover la responsabilidad social regional.

Fomentar la capacitación de personas de todos los ámbitos institucionales (autoridades públicas y privadas) en el concepto de responsabilidad social y su importancia.

102

El fortalecimiento de capacidades, competitividad y trabajo es una tarea y responsabilidad de todos, en tanto que todos somos capaces de incidir, educar y formar valores con las personas que nos rodean: familia, centro educativo, lugar de trabajo, etc. Se debe promover un fortalecimiento institucional en el desarrollo de capacidades, competitividad y trabajo, para lo cual es importante reconocer cada uno de los derechos de los trabajadores y capacitarlos constantemente, lo que revertirá en beneficio de la institución estatal o privada. Se debe fomentar la equidad de género y liderazgo, que es justamente lo que más hace falta en nuestra sociedad; asimismo, trabajar en equipo y lograr una integración interinstitucional.

responsabilidad social :

Es necesario constituir alianzas estratégicas entre asociaciones para lograr el apoyo de la cooperación internacional en proyectos de desarrollo de capacidades, productivo y organizativo.

Se debe diseñar y ejecutar proyectos de reforestación y agroreforestería, para mejorar nuestras reservas ecológicas y con ello coadyuvar a la protección del medio ambiente y la generación de nuevos negocios.

Es necesaria la creación de programas de postgrado en gerencia de gobiernos, para que en el futuro podamos tener autoridades competentes y conocedoras de nuestra realidad social.

Las instituciones del Estado pueden promover inversiones y potenciar el turismo en Piura haciendo uso de nuestros recursos naturales.

Es necesario desterrar la corrupción (modificar las conductas) para contribuir a la equidad social y el respeto por los derechos humanos.


Responsabilidad y sostenibilidad de las industrias extractivas (minería e hidrocaburos)

Facilitador:

Eco. Miguel Zapata Zapata

Relator:

Carlos Cabrejos

Participantes:

Arturo Córdova (Equipo Técnico IMT), Carlos Cabrejos (CEDEPAS Norte), Juan Russo Checa (Responsabilidad Social: TODOS), Luigi Correa (Ambiente y Recursos Sostenibles del Perú – ARPSON), Miguel Zapata Zapata (CEDEPAS Norte).

Introducción

El día lunes 26 de octubre de 2009, se realizó la jornada sobre “Responsabilidad y sostenibilidad de las industrias extractivas (minería e hidrocaburos)” en el Colegio de Ingenieros del Perú – Consejo Departamental de Piura, desde las 4.00 p.m. hasta las 8.00 p.m. Minería e hidrocarburos La mediana y gran minería, así como las actividades de hidrocarburos, son los primeros espacios respecto de los cuales, en los ámbitos internacional y nacional, empezó a hablarse de responsabilidad social empresarial, debido a los grandes capitales manejados, a su potencial impacto en el medio ambiente y a las grandes expectativas y conflictos generados en sus espacios sociales.

103


Relatoría de grupos de trabajo

Al respecto, el Acuerdo Regional señala en su lineamiento 4.3: “Promover la minería ambiental y socialmente responsable y las actividades de extracción de hidrocarburos y gas natural, que aportan directamente vía canon a financiar la inversión necesaria para hacer realidad el acondicionamiento del territorio regional con infraestructura básica y de servicios a la producción y a la población”. Minería no metálica, metálica y artesanal La minería artesanal, por su parte, es una actividad económica tan legítima y viable como cualquier otra, pero representa un grave peligro ambiental y social en la medida en que gran parte de esta se desarrolla de manera informal, sin mayor control ni responsabilidad hacia el Estado, el ambiente o la sociedad. Sobre este tema, el Acuerdo Regional indica en su lineamiento 4.4: “Ordenar y controlar la minería artesanal, protegiendo la salud de la población, preservando el ambiente y evitando la reducción de competitividad en otras actividades económicas vitales tales como: agricultura, ganadería y acuicultura”.

«La minería metálica de oro y de cobre genera también varios intereses y temores sociales que deben ser reconocidos y atendidos o tratados de alguna manera. Se debe trabajar en difundir que estas actividades no son buenas o malas por sí mismas, sino que deben ser desarrolladas de manera responsable y sostenible».

104

responsabilidad social :

Diagnóstico situacional

En Piura, cabe primero distinguir una diferencia en el desarrollo y en la percepción social entre las actividades de minería no metálica y minería metálica. La primera, que se refiere principalmente a los avances de las concesiones del Proyecto Integral de Bayóvar en Sechura (fosfatos, potasio, calcáreos, diatomitas y yeso), parece tener una aceptación social general en sus procesos ambientales y sociales, e incluso despierta expectativa. En cambio, el ánimo generalizado respecto al desarrollo de la segunda se caracteriza por un gran escepticismo, temores y críticas, que algunos entienden como una posición “antiminera” por parte de varios actores sociales en la región. Tambogrande y Río Blanco han generado un precedente bastante negativo para el desarrollo de la minería metálica en Piura, pues en dichos casos las relaciones devinieron en conflictos sociales de envergadura, especialmente debido a las actitudes y formas en que las empresas encargadas de dichos proyectos iniciaron sus operaciones, que dejaron entre la población una grave sensación de abuso. La minería metálica de oro y de cobre genera grandes temores ambientales, principalmente por la utilización de químicos como cianuro u otros en sus procesos, por la forma de utilización del agua y el miedo de que esta sea contaminada, y por la potencial afectación de ecosistemas sensibles y de gran importancia para toda la región, como los páramos. Por otro lado, estas operaciones generan también varios intereses y temores sociales que deben ser reconocidos y atendidos o tratados de alguna manera. Entre ellos, la visión generalizada, aunque no absolutamente cierta, de que las industrias extractivas no pueden ser compatibles con otras actividades económicas como la agricultura, la forestería o la pesca. En la región existe gran polarización sobre las industrias extractivas, especialmente respecto de la minería, es decir, se está a favor o en contra. Se debe trabajar en difundir que estas actividades no son buenas o malas por sí mismas, sino que deben ser desarrolladas de manera responsable y sostenible.


La voz de las regiones

Una contradicción social es la existencia de minería artesanal informal hoy en espacios sociales y territorios (por ejemplo, Tambogrande) donde se rechazó anteriormente la existencia de minería de gran escala formal. El riesgo que existe es la imposibilidad de controlar el uso de químicos o de exigir estándares ambientales a los mineros informales. Este tipo de minería puede traer consecuencias ambientales y contra la salud bastante graves, a medida que pasa el tiempo y más personas empiezan a dedicarse a esta actividad, como sucede en Madre de Dios.

Reflexión crítica

Entre los principales actores o grupos de interés vinculados a las actividades de minería e hidrocarburos se encuentran, en primer lugar, las empresas titulares de las respectivas concesiones mineras y lotes de hidrocarburos; los entornos poblacionales y comunidades adyacentes a las operaciones de exploración o explotación, o los propietarios de los terrenos superficiales sobre las que estas se ubican; y el ambiente, como potencial afectado de las operaciones y factor de principal interés para la comunidad.

También son de especial relevancia, en el sector público, los gobiernos locales, el gobierno regional, los ministerios de Energía y Minas y del Ambiente, OSINERGMIN, INGEMMET, Perupetro y las demás entidades gubernamentales que otorgan, regulan, fiscalizan y norman estas actividades. Las organizaciones de la sociedad civil y los medios de comunicación también cumplen un papel, si bien no protagonista de la relación, muy importante en cuanto a la formación de capacidades y opinión pública. Por último, la población en general de la región es también un actor aunque no se encuentre en el área de influencia, debido a que siempre se generan en ella grandes expectativas, así como temores sociales y ambientales al respecto. En lo que respecta a la minera artesanal, los principales actores son las personas y familias dedicadas a esta actividad; junto con la Dirección Regional de Energía y Minas, que tiene a su cargo la función de ordenar y fiscalizar su desarrollo; y el ambiente, que termina siendo el más afectado.

105


Relatoría de grupos de trabajo

Conclusiones y recomendaciones

En lo que respecta a las empresas, muchas de ellas deben superar la visión limitada que tienen sobre la responsabilidad social. Esta empieza por el reconocimiento del otro, las comunidades, los pobladores y las autoridades locales, como un actor legítimamente preocupado e interesado en las actividades por realizar. Esta relación de responsabilidad social no puede ser eventual, vertical, paternalista o filantrópica, sino que debe ser construida de manera constante, coordinada y con legítimo respeto. Es importante que las empresas asuman políticas y actitudes socialmente responsables desde sus primeros contactos con los espacios sociales, es decir, desde la exploración, y no pensar que solo se debe tener una relación sostenible y responsable en las etapas de explotación. Para ello, uno de los puntos claves en la relación empresa – comunidad es la comunicación permanente. Es necesario generar herramientas, canales de comunicación y transparencia, así como talleres de capacitación, que contribuyan a informar todo lo que pasa y a absolver dudas e inquietudes. Si se está informado, se puede negociar; la desinformación o mala información genera desconfianza, y la desconfianza puede generar conflictos. Las empresas deben tomar siempre en consideración, como parte de sus políticas y decisiones, las percepciones, los temores e intereses de las comunidades y poblaciones interesadas. Si bien las empresas extractivas deben necesariamente cumplir con sus obligaciones legales y someterse a ellas, deben entender que es vital ir más allá de estas. Una clara muestra de ello, por ejemplo, es que siempre existe gran expectativa de que la riqueza que ellas generan sea compartida con las comunidades y poblaciones que habitan esas zonas, pero no porque se espere alguna especie de filantropía (aunque esto también pueda suceder), sino porque estas consideran que ese es su derecho como habitantes y/o propietarios de las tierras donde se encuentran los recursos.

106

responsabilidad social :

Las actividades tanto mineras como de hidrocarburos, deben ser sostenibles; incorporar tecnologías y procesos que no generen mayores impactos al ambiente, así como adecuados planes de contingencia, mitigación y reparación (de acuerdo a las normas nacionales e internacionales) en caso se produzca algún impacto negativo; e involucrar tanto a sus trabajadores como a sus proveedores en estos objetivos. Una forma de generar confianza, de autorregularse y comprometerse en materia ambiental y social, es la certificación de sus procesos de producción y gestión: ISO, Pacto Mundial, OHSAS, AA1000, etc. En cuanto a los otros actores, el Estado y las entidades públicas cumplen un rol de promoción muy importante respecto del trabajo de las industrias extractivas, pero ello implica necesariamente también cumplir un rol activo de vigilancia, control y sanción en caso sea necesario. La presencia y real interés del Estado respecto de estos asuntos, permitiría mayor confianza de todos los actores sobre el correcto proceder de la empresa, y asegurar que los derechos de todos están siendo protegidos, lo cual podría facilitar el proceso de relacionamiento entre los principales interesados. Las organizaciones de la sociedad civil, ONG, medios de comunicación, plataformas y frentes sociales, líderes de opinión, Iglesia, etc., también tienen una gran responsabilidad que asumir. Deben ser conscientes de las opiniones, percepciones y conductas que promueven entre la población, y, por su amplia legitimidad social, ser los primeros facilitadores de estos procesos, buscando espacios de diálogo y comunicación entre los diversos actores, siempre con una visión y una actitud positivas y propositivas, orientadas hacia el relacionamiento constructivo. Por último, y quizás lo más importante, las comunidades, las poblaciones y demás actores involucrados deben también asumir sus responsabilidades en generar procesos de entendimiento y relacionamiento constructivos, sin radicalización ni polarización.


Saneamiento, limpieza y salud pública

Facilitador:

Ing. Dennis Núñez Morante

Relatora:

Sally Núñez Morante

Participantes:

Dennis Núñez Morante (Expand Business Consulting), Enrique Guzmán Díaz (Ecoacuícola), Juan Russo (Responsabilidad Social: TODOS), Manuel Merino Hinostroza (EPS Grau), Ruth Rodrich Sarango (EPS Grau).

Introducción

El día 20 de octubre de 2009 se realizó la jornada sobre “Saneamiento, limpieza y salud pública”, en el Colegio de Ingenieros del Perú – Consejo Departamental Piura, a las 4.00 p.m. El saneamiento básico es un asunto de vital importancia para la región, y esto se reafirma en el Acuerdo Regional Piura, que en su lineamiento 5.5 de Desarrollo Social afirma que es necesario: “Asegurar la calidad de servicios [...] básicos (agua, desagüe, electricidad), promoviendo la modalidad técnica y social más adecuada en cada caso, para garantizar su operación y mantenimiento”. En el lineamiento 1.5 sobre Asuntos Ambientales, se pone atención al tema de la limpieza pública y el manejo de residuos sólidos, y se destaca la necesidad de: “Asegurar el tratamiento adecuado de residuos sólidos, aguas servidas, y efluentes industriales y hospitalarios”. Por último, en el 1.6 se destaca el tema de las aguas pluviales y se señala la importancia de: “Asegurar la evacuación sin interrupciones de aguas pluviales en zonas urbanas y cauces naturales o artificiales”.

107


Relatoría de grupos de trabajo

«En nuestra región, el Estado juega un papel importante en el desarrollo y ejecución de obras de saneamiento básico en beneficio de la población. La ejecución de estas obras en las zonas que carecen del servicio disminuiría los índices de morbilidad existentes».

Los integrantes del grupo consideraron necesario separar los temas de la mesa para la sección del diagnóstico situacional, pero plantear conclusiones y recomendaciones integrales.

Diagnóstico situacional

Saneamiento El servicio de saneamiento básico (agua y redes de alcantarillado) en provincias como Piura, Talara, Sullana, Morropón y Paita, está a cargo de la Empresa Prestadora de Servicios Grau (EPS Grau). En las otras provincias está a cargo de las municipalidades, pero en las zonas rurales donde no existen redes de alcantarillado, solo pozos percoladores, se capacita a operadores para el mantenimiento de las instalaciones de las redes de agua potable. En nuestra región, el Estado juega un papel importante en el desarrollo y ejecución de obras de saneamiento básico en beneficio de la población. La ejecución de estas obras en las zonas que carecen del servicio disminuiría los índices de morbilidad existentes. Entre los proyectos que se desarrollan en estas zonas se encuentran:

Nombre del proyecto Aguas Superficiales – Lote 1 – Subsistema de Producción de Aguas Superficiales para Piura – Castilla. Aguas Superficiales – Lote 2 – Contrato de préstamo: Refuerzos al Sistema de Distribución de Agua Potable para Piura y Castilla. Aguas Superficiales – Lote 3A – Contrato de préstamo: Rehabilitación del Sistema de Desagüe, Redes Secundarias de Agua y Conexiones Domiciliarias de Agua y Desagüe de Piura y Castilla. Aguas Superficiales – Lote 3B – Contrato de préstamo: Sistema de Tratamiento de Desagües para Piura y Castilla.

108

responsabilidad social :


La voz de las regiones

Limpieza y salud pública Para tratar este tema, es imprescindible mencionar el Plan Integral de Gestión de Residuos Sólidos (PIGARS), herramienta de gestión ambiental que en el caso de las municipalidades provinciales tiene la condición de obligatoria para que el Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP) pueda aprobar proyectos ambientales. En el caso de la Municipalidad Provincial de Piura, se cuenta con un PIGARS que para ser implementado necesita la voluntad política y el compromiso de su máximo representante (el alcalde). Cabe señalar que el PIGARS tiene una estructura de gastos por ejecutar tanto a mediano como a largo plazo, y su monitoreo es clave para conf irmar el cumplimiento de los objetivos planteados.

Reflexión crítica

Los principales actores involucrados en el tema de saneamiento, limpieza y salud pública en la región son las entidades del sector público, que tienen bajo su responsabilidad brindar y regular estos servicios en beneficio de la población. Entre estas destacan la EPS Grau y los gobiernos locales, provinciales y distritales.

Por otro lado, y especialmente en las zonas rurales, donde la concentración poblacional es baja y el servicio de agua no es brindado por una EPS, las juntas de administración de servicios y los operadores de servicios cobran gran importancia, y son ellos los que desarrollan esta función y velan por el mantenimiento de la infraestructura respectiva. En estos espacios también adquieren protagonismo las ONG y programas sociales del Estado como PRONASAR. Las instituciones involucradas directamente con la actividad cuentan con la experiencia de profesionales y técnicos para poder implementar proyectos y monitorearlos en las distintas etapas de su desarrollo. Además, mantienen informada a la población de las políticas de la empresa y son reguladas por la SUNASS. Tal es el caso de la EPS GRAU, por ejemplo. Sin embargo, el aporte de las ONG en el fortalecimiento de capacidades es considerado muy importante. Existe también presencia del sector privado en la ejecución de obras de saneamiento básico, como las empresas constructoras, los trabajos desarrollados por la Universidad de Piura en la zona de Lancones y los proyectos en zonas alto-andinas financiados por USAID.

109


Relatoría de grupos de trabajo

«los usuarios también son actores claves por la responsabilidad que deben asumir en hacer un uso adecuado del agua y de los sistemas de desagüe, alcantarillado y manejo de residuos». Si bien las entidades señaladas son las principales responsables de brindar y mantener este servicio y su infraestructura, los usuarios también son actores claves, no solo por ser los beneficiarios directos, sino por la responsabilidad que deben asumir en hacer un uso adecuado del agua y de los sistemas de desagüe, alcantarillado y manejo de residuos. Se puede diferenciar a los usuarios entre la población de viviendas y usuarios en general y las empresas con gran consumo de agua. Al respecto, es preciso señalar el desconocimiento de la población en general sobre la importancia de los servicios de saneamiento básico, así como la falta de compromiso e interés por cuidar la infraestructura vinculada a estos por parte de varias empresas usuarias (por ejemplo, las pollerías). La EPS Grau fue reconocida por la SUNASS por su buena práctica en educación sanitaria dirigida a la población. Se considera que esta práctica debería ser reforzada y replicada por otras organizaciones, de manera que se generen sinergias que la potencien, principalmente con un enfoque hacia los niños, a quienes se puede educar con una nueva cultura de respeto al medio ambiente y a su entorno. El principal objetivo de un sistema exitoso de saneamiento básico, que involucre a todos los actores

110

responsabilidad social :

señalados, es la eficiencia en la gestión del agua como servicio básico, tomando en consideración a los usuarios y su adecuada disposición a favor de la salud y el medio ambiente. En este sentido, el Estado tiene limitaciones presupuestales y una carga burocrática que no le permite tener una reacción adecuada, lo que genera limitaciones operativas en la atención de la creciente población demandante de servicios básicos. En el caso de la EPS Grau, esta se encuentra a cargo de una junta de acreedores, por la falta de compromiso de las autoridades para resolver los problemas importantes para los que la sociedad civil en su conjunto exige solución. Por ello creemos que es necesario encontrar una plataforma de entendimiento y de compromiso futuro entre los sectores público y privado, para que puedan desarrollarse proyectos de impacto social que disminuyan considerablemente la carencia de servicios básicos y mejoren la calidad de vida de la población. Queda como tarea para el Estado tratar de dinamizar la participación del sector privado mediante legislación y normas que busquen una solución salomónica que favorezca a los involucrados y beneficie a las grandes mayorías. El reto de una adecuada gestión del sistema de saneamiento básico en Piura es trascendental debido a la gran amenaza que representa el fenómeno El Niño en la región. De allí la importancia de contar con la infraestructura y las capacidades adecuadas no solo para sobrellevarlo, sino incluso para aprovecharlo. En cuanto a la limpieza, el servicio de recojo de basura tiene grandes limitaciones operativas, a pesar de que en nuestra región, y puntualmente en la ciudad de Piura, la producción de basura per cápita oscila entre 0,35 kg y 0,50 kg por persona. Actualmente existen también grupos de personas, como los recicladores, que ayudan a limpiar la ciudad, pero los niveles de recojo de basura son mínimos en comparación con la cantidad producida.


La voz de las regiones

Una gran oportunidad vigente en lo que respecta a estos temas es el desarrollo de nuevos “negocios ambientales” en la gestión de residuos sólidos aprovechando el mercado nacional e internacional de subproductos: compostaje; reciclaje; nuevas empresas prestadoras de servicios; aprovechamiento de mermas de producción industrial, agrícola y acuícola (por ejemplo: cabezas de langostino), etc.

Conclusiones y recomendaciones

La Región Piura, que alberga a más de 1.676.315 habitantes (Censo 2007, INEI), necesita del esfuerzo y compromiso conjunto de todas las instituciones públicas y privadas, para poder cumplir las expectativas de la población y brindarle una mejor calidad de vida a través del servicio de saneamiento y el acceso a la salud pública. Esto no quiere decir que se esté a favor del paternalismo del Estado, que en muchos casos atenta contra la dignidad de la población beneficiada, sino que en la ejecución de obras de este tipo se dé a la zona rural la misma importancia que a la urbana y periurbana. Por otro lado, pensamos que es necesario unificar los esfuerzos de la sociedad civil, a través de sus agentes representativos, para canalizar las solicitudes de proyectos para acceso a servicios de saneamiento, limpieza y salud pública, ante las instituciones que cuentan con el presupuesto para desarrollarlos. La responsabilidad social debe ser asumida como una conducta personal, empresarial y organizacional, incluso como doctrina, con la finalidad de generar un efecto multiplicador de la conceptualización y, de esta manera, mejorar las relaciones entre las instituciones involucradas y los beneficiarios.

111


Seguridad ciudadana

Facilitador:

Keelman Saavedra Vidangos

Relator:

Eduardo Uceda Marchand

Participantes:

Eduardo Uceda Marchand (administrador de la empresa Inversión y Desarrollo), George Mlodzek O. (coordinador ejecutivo de la empresa Olympic – Proyección Social Empresarial), Jesús Carnahuala A. (estudiante de Historia y Gestión Cultural de la Universidad de Piura), Juan Russo Checa (coordinador regional de Responsabilidad Social: TODOS), Keelman Saavedra Vidangos (asesor externo de la empresa Inversión y Desarrollo), María Caridad Pizarro Nieves (estudiante de Historia y Gestión Cultural de la Universidad de Piura), Santos Montalbán Castillo (Federación Regional de Rondas Campesinas de Piura – Ronda Campesina de Frías), Washington Calderón (docente principal de la Universidad Nacional de Piura).

Introducción

La jornada se desarrolló el martes 27 de octubre de 2009 con un grupo de trabajo que combinaba, por un lado, jóvenes integrantes con experiencia en acciones de intervención social, tanto recientes como pasadas, y, por otro lado, miembros de más experiencia con diversas gestiones implementadas.

113


Relatoría de grupos de trabajo

«La seguridad ciudadana es un tema que está íntimamente vinculado con la gobernabilidad en la región, y es entendida como una condición necesaria para el proceso de desarrollo».

La seguridad ciudadana es un tema que está íntimamente vinculado con la gobernabilidad en la región, y es entendida como una condición necesaria para el proceso de desarrollo. En ese sentido, el Acuerdo Regional Piura establece como uno de los lineamientos del Eje Estratégico de Gobernabilidad (3.12): “Dar prioridad a la formulación de un Plan Integral Concertado de Educación y Seguridad Ciudadana; propiciando las condiciones jurídicas necesarias para su implementación a fin de garantizar

114

responsabilidad social :

condiciones de confianza y tranquilidad ciudadana, para el desarrollo regional”. Como primer paso, los miembros del grupo reconocieron la necesidad de una aproximación conceptual a lo que significa “seguridad ciudadana”, para luego abordar el tema en el contexto y situación actuales del distrito o región de Piura, pero desde una visión de responsabilidad social. Al intentar lograr una definición de “seguridad ciudadana”, nos dimos cuenta de su complejidad. Por un lado, al tratar de plantear una definición que englobe en el término ‘ciudadana’ (relativo a cuestiones urbanas) mecanismos no urbanos de justicia comunal –incluyendo seguridad–, como es el caso de las rondas campesinas en sectores rurales de la región; y, por otro lado, al tratar de definir lo que se entiende por “seguridad” y/o cuál es el estándar aceptado para sentirse “seguro”. Esto indica que la “percepción de seguridad” no tiene relación directa con las cuestiones objetivas de seguridad como índices de criminalidad, etc. Por esta razón, consideramos oportuno aclarar algunos puntos: En el tema rural, es necesario mencionar que aparte del reconocimiento constitucional y legal que las organizaciones de los espacios rurales ostentan, se debe tomar en cuenta que, por un tema de jurisdicción, estas no podrían considerarse dentro del concepto de “seguridad ciudadana”.


La voz de las regiones

En cuanto a las juntas vecinales, si bien se agrupan y “rondan” de noche los barrios y asentamientos humanos, se trata de entes propios de las ciudades y barrios, pues no tienen potestad jurisdiccional reconocida, como sí corresponde a las rondas campesinas14 . Las juntas vecinales nacen y se desarrollan – formalmente– gracias a que aparecen en la Ley del Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana 15 ; en cambio, las rondas campesinas o rurales nacen como consecuencia de su reconocimiento de orden constitucional. Actualmente, las rondas agremiadas en la Federación Regional pasan por un proceso de reorganización y capacitación de sus miembros, pero no tienen mayor participación en los espacios formales del aparato institucional de la seguridad ciudadana. Adicionalmente, se ha tergiversado o satanizado su labor comunal, y ahora tienen en contra no solo a quienes alteran la paz y el orden en las comunidades, sino también a un sector social y estatal que no ve con buenos ojos su trabajo.

cuenta con la presencia de dos alcaldes de los distritos más poblados de toda la provincia. •

En el ámbito distrital: por el Comité Distrital de Seguridad Ciudadana (CODISC), que es la célula fundamental del sistema nacional de seguridad.

Se explicó que la conformación de estos espacios es básicamente una réplica del Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana (CONASEC), que además cuenta con una Secretaría Técnica de Seguridad Ciudadana 16 .

Diagnóstico situacional

Muchas veces se relaciona la seguridad ciudadana con temas de pandillaje y jóvenes en riesgo, pero en el camino nos damos cuenta de que no es solo eso: es un tema más complejo que implica la participación y el compromiso de diferentes estamentos y actores.

Por todo lo antes mencionado, el grupo decidió considerar los espacios formales de actuación en materia de seguridad ciudadana, y optó por el Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana (SINASEC), constituido por:

Lamentablemente, en materia de seguridad ciudadana el Estado ha reducido su actuación y considera que, legalmente, esta se limita a la actuación del aparato estatal, que ya no incluye la sensación de bienestar y tranquilidad.

En el ámbito regional: por el Comité Regional de Seguridad Ciudadana (CORESEC).

En el ámbito provincial: por el Comité Provincial de Seguridad Ciudadana (COPROSEC), que

Sin embargo, existen experiencias positivas de trabajo con vecinos y líderes comunales, e incluso se podría decir que el apoyo que estos brindan a los diversos proyectos es muy distinto de lo que la percepción general parecería indicar.

14

Ley de Rondas Campesinas, Ley 27908: “Artículo 1.- Personalidad jurídica: Reconócese personalidad jurídica a las Rondas Campesinas, como forma

autónoma y democrática de organización comunal, pueden establecer interlocución con el Estado, apoyan el ejercicio de funciones jurisdiccionales de las Comunidades Campesinas y Nativas, colaboran en la solución de conflictos y realizan funciones de conciliación extrajudicial conforme a la Constitución y a la Ley, así como funciones relativas a la seguridad y a la paz comunal dentro de su ámbito territorial. Los derechos reconocidos a los pueblos indígenas y comunidades campesinas y nativas se aplican a las Rondas Campesinas en lo que les corresponda y favorezca”. 15

Ley 27933, que en febrero del 2003 conformó el Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana (SINASEC).

16

Ley 27933: “Artículo 7.- El Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana está integrado por: El Ministro del Interior, quién lo presidirá, el Ministro de

Justicia o su representante, el Ministro de Educación o su representante, el Ministro de Salud o su representante, el Ministro de Economía y Finanzas o su representante, un representante de la Corte Suprema de Justicia, el Fiscal de la Nación o su representante, el Defensor del Pueblo o su representante, dos Presidentes Regionales o sus representantes, el Alcalde Metropolitano de Lima o su representante, los Alcaldes de las dos provincias capitales de departamento con mayor número de electores o sus representantes”.

115


Relatoría de grupos de trabajo

Las iniciativas de mejoramiento de espacios públicos –para lo cual se gestiona la participación vecinal– son bien recibidas, al igual que otras gestionadas desde las universidades y dirigidas a adolescentes en riesgo. La parte negativa de esto es la poca continuidad que el sistema estatal brinda a este tipo de iniciativas participativas, lo que acaba desanimando a la población de involucrarse.

Reflexión crítica

¿Cómo estamos gestionando nuestra seguridad? ¿Cuál es nuestra gestión del riesgo en la ciudad?

Por otro lado, las leyes existentes están desfasadas o son normas con poca o nula trascendencia, pues no están en la mente de quien delinque. Se considera entonces que en Piura predominan las intervenciones de control antes que de prevención, así como iniciativas vecinales de “prevención situacional”18 , que no tienen que ver con las causas del delito, sino que tratan de evitar que este se concrete o realice. Si bien para todos los presentes en esta parte de la reflexión va quedando claro que la responsabilidad social fomenta e impulsa la seguridad ciudadana, también se advierte lo complejo de la tarea pendiente, así como la necesidad urgente de iniciarla.

Sobre este tema es prioritario destacar que es responsabilidad de todos empezar por identificar a los diferentes actores del sistema, fomentar su actuación y promover un adecuado manejo de los recursos existentes. Se recuerda que solamente el presupuesto de la Gerencia Municipal de Seguridad Ciudadana (Municipalidad de Piura) supera los S/. 10.000 diarios, con lo cual se podría implementar varios programas socialmente responsables.

¿Cómo lograr una necesaria articulación entre las personas o instituciones que deseen involucrarse en este tema?

Asimismo, se destaca la necesidad e importancia de realizar acciones de prevención del delito, de responsabilidad y previsión frente a la situación de inseguridad del distrito, no simplemente intervenciones represivas. Esto puede incluir acciones simples, como visitas a las comunidades en días especiales –como son las fiestas patronales–, o empezar a organizar a personas sin empleo17 o que tengan uno informal y riesgoso, para brindarles la posibilidad de asesorarlos con el propósito de que se capaciten o formalicen y puedan acceder a modalidades de microempresas monitoreadas por los gobiernos locales. “Si los ayudamos a generar trabajo, bajaremos las posibilidades de que cometan delitos por necesidad”.

¿Las acciones de prevención meramente situacionales existentes en Piura, son socialmente responsables? 19

17

Para esto es necesario identificar quiénes pueden aportar al proceso, en qué medida y desde qué espacios. Se cuenta, por ejemplo, con el enorme potencial de los grupos juveniles, desde organizaciones de labor social y voluntariado, hasta los de las diversas iglesias.

Se resalta la necesidad de pasar de simples acciones efectistas y campañas temporales, a la formulación y formalización de políticas públicas sobre seguridad ciudadana, previa identif icación de los actores involucrados así como de los interlocutores válidos –legitimados, no simplemente legales–, además de ver quién se encargaría del monitoreo y quiénes son los interesados en que estas políticas no trasciendan ni logren resultados.

Nótese la marcada preferencia del grupo por acciones de prevención social del delito, que atiendan a las personas, sus carencias y posibilidades de

desarrollo, con una vocación más inclusiva y socialmente responsable. 18

La Teoría de la Prevención Situacional no busca incidir en –ni resolver– las causas del fenómeno delictivo, sino operar sobre la realización del acto

mismo (por ejemplo: videocámaras, garitas de control, alarmas electrónicas, cercos eléctricos, etc.). No centra su atención en el delincuente como sujeto, sino en el delito como acto. 19

Sobre ello, cabe resaltar “la implementación de medidas de seguridad –del tipo situacional y por parte de algunos vecinos– que imprimen una cuota

de exclusión y aumento de la brecha social, pues tal oferta de seguridad (barrios enrejados, vigilantes en la puerta, alarmas electrónicas, etc.) no está en función a la capacidad adquisitiva de los sectores populares”.

116

responsabilidad social :


La voz de las regiones

La policía no tiene tampoco toda la culpa, pues esta institución tiene sus propias carencias y entrampamientos internos. Existen varios comisarios que realmente se involucran en acciones de prevención y sensibilización de la población, pero son esfuerzos aislados que terminan pasando desapercibidos y son poco o nada valorados por la ciudadanía. En este sentido, es necesario rescatar el componente “persona”, y, en esto último, se debe considerar las funciones de algunas instituciones como la Defensoría del Policía 20 , por ejemplo. A lo largo de esta reflexión se va visualizando, entonces, que la responsabilidad social en el tema de seguridad ciudadana requiere hacer efectiva una participación de todos los involucrados en el sistema, así como asegurar su real funcionamiento. Fortalezas, oportunidades Como aspecto positivo queda en claro el noble trabajo que realizan instituciones de la sociedad civil, sea en el rubro de responsabilidad en función de algún componente de seguridad ciudadana, o en otras intervenciones sociales relacionadas. En cuanto a las oportunidades, es tarea pendiente articular iniciativas desde el campo universitario para hacer posible, por ejemplo, que el servicio de SECIGRA aporte a los diferentes espacios del sistema local de seguridad21, o que las organizaciones juveniles sumen voluntarios en una propuesta técnica.

Conclusiones y recomendaciones

Partiendo del hecho de que es prematuro esbozar “conclusiones”, se podría plantear lo siguiente: •

Empezar a incorporar la responsabilidad social en temas de seguridad ciudadana.

Asumir la responsabilidad de mantener espacios de diálogo y discusión para que –desde la sociedad civil o el sector empresarial, por ejemplo– se empiece a sensibilizar y concientizar sobre cómo podemos ser socialmente responsables en este tema.

Proponer iniciativas de responsabilidad social con un alto componente de involucramiento interinstitucional y social.

Elaborar un sistema de indicadores de gestión que permita medir los avances.

Fomentar la participación ciudadana en los espacios formales del sistema de seguridad local.

Rescatar los valores institucionales, así como a los líderes sociales existentes.

Debilidades, riesgos El problema de seguridad ha sido –de algún modo– manipulado en instancias municipales y políticas; se admite también que existe un manejo más mediático que técnico del tema. Así, entonces, al emprender o promover una iniciativa de responsabilidad social, se debe diferenciar tanto desde qué espacio se promueve como el objetivo y dirección de la misma.

20

La Defensoría del Policía se creó en el año 2002, para garantizar los derechos humanos del personal policial; en el 2003 fue incorporada a la propia

estructura del MININTER, para velar por la defensa y atención de pedidos y quejas formulados por la policía frente a la vulneración o violación de sus derechos humanos por situaciones de abuso, discriminación o dilación injustificada de trámites o procedimientos. 21

Al respecto, véase más en la investigación “Seguridad ciudadana. Aproximación crítica y análisis prospectivo 2005-2008”. Facultad de Derecho, UNP.

117


Anexos

119


La voz de las regiones

Anexo 1

Anexo 2

Fortalecimiento de los líderes articuladores

Herramientas para medir el avance de los resultados del proyecto

Los líderes articuladores con los cuales se ha trabajado la sensibilización/capacitación se constituyen en un equipo promotor de la responsabilidad social en todo tipo de organización en sus regiones. Para lograrlo, se plantean las siguientes actividades: 1.

Participación activa en los grupos de trabajo según eje temático acordado por el núcleo impulsor regional.

2.

Revisión de los resultados durante la fase de sensibilización/capacitación, para tomar conocimiento y analizar críticamente algunos aspectos que pueden ser desarrollados localmente.

3.

Participar en una segunda capacitación para profundizar los conocimientos adquiridos durante el primer programa.

4.

Colaborar con el núcleo impulsor regional para reproducir las dinámicas, con los ajustes y modificaciones necesarios, en otras localidades, distritos o provincias de la región.

5.

Difundir y capacitar en responsabilidad social a las organizaciones de sus propios entornos.

6.

Desarrollar y ajustar las herramientas para levantar información para medir el avance de los resultados del proyecto, de acuerdo con el anexo 2.

Las tablas que a continuación se presentan son pautas de herramientas para realizar el seguimiento de los efectos o impactos que produce el proyecto Responsabilidad Social: TODOS. Se busca recoger información acerca del uso de herramientas de responsabilidad social por los diversos tipos de organizaciones. La información puede ser recogida bajo la responsabilidad de los núcleos impulsores regionales en alianza con una amplia diversidad de entidades: universidades, ONG, empresas, organizaciones del sector público. Su aplicación se puede iniciar al empezar el año, y se puede repetir el ejercicio cada año.

121


Anexos

tabla

1

Uso de herramientas de responsabilidad social

Herramientas de responsabilidad social

Empresas

Universidades

Organizaciones sociales

Código de ética No tiene En elaboración Sí tiene Difunde Lugares visibles de la empresa Lugares visibles de la comunidad Espacios para interacción con sus colaboradores Mapeo de grupos de interés No tiene Sí tiene Espacios de interacción con los grupos de interés Solo para informar Solo para escuchar Para empoderar Reportes GRI Principios Pacto Mundial SA 8000 SG 21 Otros Presenta a sus grupos de interés: A colaboradores A accionistas A la comunidad Al gobierno A proveedores A clientes A otros GRI: Global Reporting Initiative. SA 8000: norma creada por la Social Accountability International, orientada a la promoción de buenas prácticas laborales. SG 21: norma orientada a un sistema de gestión ética.

122

responsabilidad social :

ONG

Entidades del sector público


La voz de las regiones

tabla

2

Balance de la tensión social en la región Tensión negativa

Número

Ocurrencias Accidentes de tránsito Denuncias por violencia familiar Prevalencia de la dependencia del alcohol y otras drogas Desempleo Nivel de ingreso familiar Enfermedades/epidemias Eventos Acciones colectivas de protesta Huelgas Conflictos Actos terroristas Titulares de acciones destructivas Prensa escrita Radio Televisión

Tensión positiva

Número

Ocurrencias Número de voluntarios Donaciones de sangre Donaciones de órganos Construcción de escuelas Donaciones en dinero a través de empresas comerciales Actos constructivos colectivos

Construcción de escuelas

Capacitaciones a las organizaciones de la población

Campañas de bien común

Eventos Ferias Conferencias públicas Festivales Premiaciones Titulares de acciones constructivas Prensa escrita Radio Televisión

123


Anexos

tabla

3

Monto y distribución de inversión social en soles Área

Educación N° de proyectos Monto Medio ambiente N° de proyectos Monto Capacitación laboral N° de proyectos Monto PYME N° de proyectos Monto Emergencias N° de proyectos Monto Otros N° de proyectos Monto

124

responsabilidad social :

Empresas

ONG

Municipalidad

Gobierno regional

Donaciones individuales


La voz de las regiones

tabla

4

Número de alianzas Tipo de alianza

Número

Duración

Sector público – empresa privada Empresa – gobierno regional Empresa – gobierno municipal Empresa – gobierno central Empresa privada – empresa privada Construcción de obra pública Proyecto de beneficio social Empresa privada – ONG Capacitación Medio ambiente Educación Emergencias Empresa privada – organizaciones sociales Campañas Acciones de voluntariado Emergencias Empresa privada – sindicato Campañas Defensa de derechos Emergencias Empresa privada – sector público – ONG

125


Anexos

Anexo 3

Dilemas éticos

Primer caso: ¿A qué grupo apoyar?

Los dilemas éticos se presentan y trabajan uno a la vez. Se proyectan en dispositivas y se leen en voz alta. Si se considera necesario o si los participantes lo piden, se vuelve a leer. Se advierte que todas las respuestas son válidas y que no hay respuestas correctas o incorrectas. En la interacción pueden darse una variedad de posiciones, argumentos o énfasis. Lo que es necesario es que todos los participantes perciban que la variedad de elementos empleados por cada participante para fundamentar difiere. El facilitador puede ayudar a identificar las características de los razonamientos empleados y mostrar los aspectos emocionales involucrados en cada argumentación. Se enfatiza que somos personas que razonan desde su identidad, contexto, intereses; que no se puede desligar los aspectos racionales de los emocionales.

Una organización que compra y vende papel desechado se acerca a una ONG que ha colaborado con campañas para cuidar el medio ambiente, y le propone lo siguiente: 1.

Cada semana, se acercarán a la oficina para llevarse papel, periódicos, revistas y similares que se descartan.

2.

Ese material lo venderán y con los ingresos obtenidos colaborarán con el financiamiento de un proyecto que apoya a niños con VIH.

3.

La organización está integrada por jóvenes adictos en situación de riesgo, que, como parte de su rehabilitación, se han incorporado al proyecto.

4.

Los jóvenes actúan sin la supervisión especializada de un profesional porque se encuentran en una etapa avanzada de su rehabilitación.

La misma ONG ha sido requerida por otra entidad, con el propósito de recolectar el mismo material y venderlo a una pequeña empresa que ha incursionado en la producción de papel reciclado con el que se publican libros sobre calentamiento global, destinados a contribuir a una campaña internacional para producir un cambio de actitud en las organizaciones (privadas y públicas) y minimizar los riesgos de la sostenibilidad de la vida en la Tierra. La ONG solo puede trabajar con una de las dos organizaciones. El Consejo Directivo de la ONG debe tomar una decisión con respecto a con quién trabajar. ¿Qué hacer? ¿Por qué?

126

responsabilidad social :


La voz de las regiones

Segundo caso: ¿Pedir un crédito o incorporar a un accionista mayoritario? Una empresa ha decidido que debe modificar su proceso de producción para generar productos menos contaminantes y poder acceder a nuevos segmentos de mercado (consumidores), mejorar su posicionamiento y sus oportunidades para incrementar sus utilidades. Para innovar su proceso productivo, sus propietarios deben adquirir nuevas máquinas, y para ello necesitan endeudarse. Han solicitado un crédito al banco y este les cobra intereses que consideran muy elevados y que podrían afectar su punto de equilibrio. Por otro lado, existe un inversionista que desea apoyarlos haciendo un aporte de capital, lo que les evitaría pasar por el endeudamiento bancario y asegurar una rentabilidad interesante. No obstante, este les plantea adquirir el 60% del accionariado. Los actuales propietarios no están seguros de la vocación ambiental del inversionista, aunque no tienen ningún indicio de su oposición o rechazo a ello. ¿Qué hacer? ¿Por qué?

Tercer caso: ¿Hay que denunciar al asesor? Un alto funcionario del gobierno regional ha descubierto que el asesor principal, brazo derecho del presidente de la región, estuvo vinculado hace muchísimos años en un juicio a propósito de un delito de narcotráfico. Luego de ese hecho, se cambió de nombre. Sin embargo, en el curso de los últimos quince años, el asesor del presidente de la región viene sosteniendo una sistemática campaña en contra de la corrupción. Gracias a su intervención se han logrado desactivar algunos mecanismos de corrupción en el sector público y ha contribuido a la elaboración de un código de ética que es aplicado en distintas instancias de la región con relativo éxito. Investigando más a fondo el caso, el alto funcionario pudo establecer que el involucramiento del asesor en el delito mencionado se debió a que la madre de este se encontraba sumamente enferma y debía ser tratada en los Estados Unidos para salvarle la vida. No contaba con recursos. Fue contactado por un amigo que le ofreció la posibilidad de hacer algo de dinero en una transacción ilícita; accedió, fue descubierto y apresado. No pudo concretar el negocio y su madre murió al no recibir atención médica. ¿Debe denunciarlo? ¿Qué hacer? ¿Por qué?

127


RS_Todos_Piura  

la voz de las regiones piura » ₂ ₀ ₀ ₉ Federico Tenorio José Lombardi colaboradores Víctor Vargas coordinación cajamarca coordinación genera...

RS_Todos_Piura  

la voz de las regiones piura » ₂ ₀ ₀ ₉ Federico Tenorio José Lombardi colaboradores Víctor Vargas coordinación cajamarca coordinación genera...

Advertisement