Issuu on Google+


Directora de trabajo de grado Gloria Elena Merino Lozano


Rector: Moises Wasserman Vicerrector sede Bogotá: Julio Esteban Colmenares Decano de la Facultad de Artes: Rodrigo Cortés Director de la Escuela de Artes Pláticas:  Nelson Vergara       Luis Eduardo Garzón Directora del trabajo de grado: Gloria Elena Merino Lozano Director asignatura Trabajos de Grado de la Escuela de Artes: Gustavo Zalamea Traba Diseño, maquetación y diagramación: Gris libros&cartillas © 2011  J. Cristina Ayala Arteaga Trabajo de grado con apoyo de Semilleros de Creación de la (dib) División de Investigación sede Bogotá Universidad Nacional de Colombia DIB, división de investigación sede Bogotá Facultad de artes Impreso en Bogotá por Salavarrieta Impresores en enero de 2011


A Sara...


En memoria de mi Abuela… Lilia Duran, por enseñarme que La muerte es el inicio de una verdadera vida. (Ojalá en donde estés, seas muy feliz).


“…los celos son verdes. Mis ojos son verdes. Pero son verdes tan oscuros que en las fotografías salen negros. Mi secreto es tener los ojos verdes y que nadie lo sepa.” CLARICE LISPECTOR


“La perspectiva no es más que la visión de un lugar a través de un cristal liso y completamente transparente, sobre cuya superficie quedan grabadas todas las cosas que están detrás de aquel. Los objetos llegan al punto del ojo en forma de pirámide y estas se entrecortan en el plano del cristal.” L eo n ar d o Da V i n ci Cuadernos de notas

este texto es un mapa de mí misma. Se configura con mis sensaciones y mis sueños; reúne mis pensamientos más íntimos, esquemas y palabras que aparecieron en el tiempo, estos hablan sobre la construcción de las imágenes, de mí. También contiene los procesos de pensamiento y los momentos de sueño profundo que configuraron las palabras y las formas, trastocando mi cuerpo y sus relaciones con los espacios reales y virtuales. Este mapa redefine las posturas que existen sobre el cuerpo y las conexiones que se establecen entre las historias propias y las historias del otro. Situarme en las prácticas contemporáneas de las artes, significa para mí, observar al individuo como base de la sociedad misma y su construcción como sujeto. Ubicarme en el camino narrativo de la autobiografía como práctica artística, me permite acceder a los

11


procesos en los que como individuó reconstruyo mi identidad desde los fragmentos que tomo del adentro y del afuera para así, hablar de mí. El lugar de partida y el objeto de estudio es mi cuerpo; el cuerpo del cual hablo se construye en mis sueños, el cuerpo que me inquieta toma vida a través de las imágenes construidas en medio de mis sueños. Este cuerpo está inserto en territorios virtuales, reales, construidos, soñados, imaginados en encuentros suscitados e “inventados” a lo largo de la investigación. Me propongo construir un nuevo cuerpo a partir del mío, articulando lo que he llamado mis (imágines corpográficas) como una instalación que contiene siete objetos escultóricos, estas piezas de diferentes áreas estas hechas en vidrio de cuatro milímetros, cada placa de vidrio está impresa en fotografía vinilica y serigrafía, la unión sucesiva de esas placas forma cada una de las imágines, ellas contienen los “sueños” que construyo; mi cuerpo y mis sensaciones, evidenciando con ellos mis relaciones entre lo virtual y lo real, entre mi cuerpo físico y el astral. Este texto, es la puerta abierta a los detalles más íntimos que dieron vida a las “imágines corpográficas” que traje de los sueños y que aun hoy no me dejan dormir.

12


El texto lo encontrará dividido en tres partes que construyen el cuerpo final del proyecto. El primer recorrido será por el cuerpo como lugar de partida, allí encontrará anotaciones, pensamientos, rutas y mapas que hablan del cuerpo y el sueño dándole lugar y forma a la idea; es en este espacio donde nacen las tensiones entre el interior y el exterior, entre lo virtual y lo “real”. Todos los recuerdos, sensaciones y situaciones están allí, justamente en la relación entre mi cuerpo y mis sueños es donde él, mí cuerpo pierde su carne, forma y masa. Encontrará pequeños esquemas sobre el lugar de instalación; anotaciones y mapas mentales, conceptuales y sinópticos sobre el sueño y la escritura de los territorios corporales y mentales que dan lugar a las piezas; es en este lugar en donde lo virtual inicia su mutación y se convierte en la realidad del mundo del cual hablo, el adentro y el afuera desdibujan sus límites. En seguida, verán la construcción del yo y las narrativas autobiográficas que componen gran parte del proyecto; las experiencias sensoriales y las diferentes disciplinas que me ayudaron a construir el cuerpo del trabajo su relación con el deseo, y las referencias que indudablemente hacen parte de los dos tipos de cuerpo propuestos: el astral y el físico, en relación directa con el mundo los sueños. Posterior a esto, verán como las problemáticas de la percepción construyen el cuerpo, los sueños, los objetos y los espacios, un pequeño recorrido que remite a la historia del arte, pasada y reciente, por medio del concepto, los referentes, las experiencias y la observación. Por último, en todo el texto verán referencias a fragmentos de textos y trabajos de otros que alimentan el mundo de mis ideas y hallaran pequeños textos e imágenes que hablan de mis sensaciones, de mis anécdotas. Estas redes exponen mi deseo de posibilitar que este encuentro pase a ser colectivo y así, sea la experiencia de los otros la que hable ahora. 17


“A los mayores les gustan las cifras. Cuando se les habla de un nuevo amigo, jamás preguntan sobre lo esencial del mismo. Nunca se les ocurre preguntar: “¿Qué tono tiene su voz? ¿Qué juegos prefiere? ¿Le gusta coleccionar mariposas?” Pero en cambio preguntan: “¿Qué edad tiene? ¿Cuántos hermanos? ¿Cuánto pesa? ¿Cuánto gana su padre?” Solamente con estos detalles creen conocerle.” A n to n ie d e sai n t – E x u p é r y El Principito.

Antonie, de Sarlt – Exupery, El principito, 6ta Ed.,(Barcelona: Salamandra, 2000), 31.


Observaci贸n.


Los textos que conforman el cuerpo de este proyecto no son necesariamente el origen primario ni la solución a las preguntas que me llevaron a iniciar la investigación, cada relato corresponde a momentos particulares que se suscitaron en medio del tiempo, mutan y se transforman con los nuevos descubrimientos. Se relacionan con las nuevas inquietudes.Es la superficie en donde confluyen las imágenes y la palabra, es el territorio en donde las sensaciones se materializan y toman forma de trazo, imagen de hoja. Finalmente este escrito es un recorrido por mi mente y pensamientos, pone en palabras e imagines lo indecible… las sensaciones.

21


CUERPO… de mi cuerpo Sobre mí: Digo que paso mucho tiempo mirando mi cuerpo, perdida en mis propios pensamientos, estoy verdaderamente enamorada del instante en el que vuelo para perderme en mí. Me encuentro aquí cerrando los ojos, disfruto hacerlo; pasar mucho tiempo observándome me parece muy valioso, un interés que radica específicamente en lo que percibe la mente, mis recuerdos desdibujan por completo la carné, ver mi “cuerpo” desprovisto de piel y huesos, entenderlo como una secuencia de imágenes transformadoras me motiva, entablar una estrecha relación con lo que está más allá de lo que se puede tocar, escudriñar en lo que se siente y piensa. Lo que los otros ven de mí es borrado por mi cerebro, una constante búsqueda de un “cuerpo interno”: reconocerme en esa búsqueda se ha hecho urgente. Mi “cuerpo físico”, escucha más de los otros que de mi propio yo; este cuerpo ajeno me asecha todos los días: cuando me baño, al sentir hambre, frio, calor, etc. Es en aquellos instantes cuando las imágenes son más dicientes: son fragmentos de historias que yo tomo, decido cuáles son interesantes, cuáles me conocen. Ellas cuentan más de lo que mi carne puede parecer decir.

22


“Quien toma conciencia de la verdad del cuerpo llega a conocer la verdad del universo” De R at n asara Texto tántrico. India. El universo del cuerpo, India, el macrocosmos del cuerpo. Fragmentos para la historia del cuerpo humano, parte III, 1995. pag.212


“…El cuerpo más que una estructura física es una instancia vivida que condiciona la experiencia cognitiva. La cognición, por tanto, no es una representación independiente de nuestra actitud corporal y perceptiva, por el contrario, es acción corporizadora. Si me desplazó cambio la construcción que tengo sobre el objeto, es decir, la percepción contribuye a “inactuar” o hacer emerger el mundo circundante. Un cambio de postura ante un estimulo sensorial idéntico, altera las respuestas neuronales, demostrando que lo motor está en consonancia con lo sensor, (…) lo importante no es el objeto separado del sujeto, ni el sujeto al margen del objeto, si no la experiencia que los correlaciona…” JAV I E R G I L El hilo que viste

Javier, Gil. El hilo que viste (Colombia: cuadernos grises, universidad de los andes, 2006), 12.

24


Acá vendrían unas imágenes que tu vez como te parecen mejor acompañando el texto. Nombre carpeta: Bocetos Nombre imagen: boceto021

25


Sensaciones:

Bitácora – Grafismos / Encuentros-Relaciones

Situaciones:

Construcción de los objetos / Historias contadas / Narrativas visuales

Espacios:

- Encontrados - Construcciones en el sueño / Espacios desde lo real - Adaptados

Cuerpos:

Principales-reconocidos Factor: Contribuye Configura

Historias 26


Recopilado por: Michel Feher con Ramona Naddaff y Nadia Tazi, Mapas del cuerpo, fragmentos del cuerpo humano, parte tercera.�


vertirse en cuerpo

Con

Ya son muchas las noches en las que me pregunto sin descanso por los sueños de mi cuerpo. Son las sensaciones vividas a lo largo de su transformación las que constantemente se apoderan de mis sueños, creo con firmeza que mi cuerpo me habla a través de ellos y sólo allí soy prisionera pero también libre. La relación con mi cuerpo físico me incomoda: su tamaño, forma, peso, en algunas ocasiones hasta sus deseos, porque él desea sin pedir autorización a mi cerebro. Sentir que no obedece me inquieta. Tener que pensar tanto cómo me ven los otros… Creo cierto que al pasar el tiempo la materia cambia y aún hoy no he podido entender porque me cuesta tanto aceptar la nueva carne que vino acompañada de la maternidad, un cuerpo físico nuevo que trajo consigo pesadillas, cambios de vida y nuevos sueños. Un cuerpo robusto que no es el mío —hablan mis deseos a veces— es como si comprará unas gafas sin preguntarme cómo se me verán o peor aún, como si alguien a quien amo con todo el corazón me las regalará, las recibo y ya no puedo deshacerme de ellas, no las 29


puedo botar y tampoco puedo dejar de ponérmelas. No queda más, sólo llevarlas allí, sobre mí rostro. Y las veo en los reflejos de los vidrios, en los espejos, sobre el agua, las siento todos los días. Y es aquí, en este punto cuando los otros ya no recuerdan como me veía sin ellas, sólo pueden recordarme con ellas puestas. Creo que no es importante, me silencio con un suave pronto pasará, pero a medida que transcurre el tiempo ya me he acostumbrado tanto a ellas que ni siquiera me pregunto por qué las llevo sobre mí y en qué momento pasó todo, sólo están, presentes. En el día son tantas las ocupaciones que ya no necesito acordarme de ellas, y llega la noche,… mi cerebro jamás olvida, es así cuando llegan los sueños y me perturban; llegan ellos con sus pasos, pesados y agigantados… parecen acompañados de miles de personas, aquellas con las que todos los días tengo que hablar, las que me ven. Y me envuelven, pero esas gafas son tan pesadas que no me las puedo quitar, son tan mías, es imposible desprenderse de ellas. Lo más difícil de soportar es que ya no sé cómo vivir sin ellas, ¡ya no sé si los otros me reconocerán! Pasa la noche, la memoria y el recuerdo hacen de las suyas. Me estrechan sus manos borrosas, me atan fuertemente, y sin saberlo cada día que pasa, cada sueño que recorre mi cuerpo trastoca mi vida, la vida que tengo por definición como “real”.

30


“el cuerpo y sus experiencias son un condicionamiento que focaliza la percepción” N ATA L I A G U T I É R R E Z Arte y percepción

Natalia, Gutiérrez. Arte y percepción (Colombia: uniandinos, 2005), 19


Imagen Nombre carpeta: Bocetos Nombre imagen: mapa_2 ____ Nombre imagen: fragmentos_para_la_historia_del_cuerpo_humano009 Nombre carpeta: ser_craneo_imagenes


Recopilado por: Michel Feher con Ramona Naddaff y Nadia Tazi, Mapas del cuerpo, fragmentos del cuerpo humano, parte tercera.�


“Ella trataba de verse a sí misma a través de su cuerpo. Por eso se miraba con frecuencia al espejo. Como le daba miedo que la sorprendiera su madre, sus miradas al espejo tenían el cariz de un vicio secreto. No era la vanidad lo que la atraía hacia el espejo, sino el asombro al ver a su propio yo. Se olvidaba de que estaba viendo el tablero de instrumentos de los mecanismos corporales. Le parecía ver su alma, que se le daba a conocer en los rasgos de su cara. Olvidaba que la nariz no es más que la terminación de una manguera para llevar el aire a los pulmones. Veía en ella la fiel expresión de su carácter. Se miraba durante mucho tiempo y a veces le molestaba ver en su cara los rasgos de su madre. Se miraba entonces con aún mayor ahínco y trataba, con su fuerza de voluntad, de hacer abstracción de la fisionomía de la madre, de restarla, de modo que en su cara quedase sólo lo que era ella misma. Cuando lo lograba, aquél era un momento de embriaguez: el alma salía a la superficie del cuerpo como cuando los marinos salen de la bodega, ocupan toda la cubierta, agitan los brazos hacia el cielo y cantan.” M I L A N K UND E R A La insoportable levedad del ser

35


“Hacer emerger es crear, esa creación se vincula con la acción percepción, o sea con el cuerpo”.


“la esencia, el contenido, la unidad cualitativa de una cosa, nunca puede comprenderse mediante un proceso de medición –paso a paso-, sino sólo por una experiencia global y directa o –visión-… una ciencia basada en el análisis cuantitativo… tiene que estar necesariamente ciega a la infinita fructífera polifacética esencia de las cosas. Para tal ciencia, lo que los antiguos llamaban la forma de una cosa (es decir, su contenido cualitativo) no desempeña prácticamente ningún papel. Ésta es la razón de que la ciencia y el arte, en la era prerracionalista eran más o menos sinónimos y ahora estén completamente separados el uno del otro. Y la belleza, para la ciencia moderna, no proporcione ni el mínimo camino hacia el conocimiento.” BU R KHAR DT ALC H EMY Stuart and Watkings

Burkardt, Alchemy, Stuart and Watkings (Londres: Taurus, 1967), 61.

37


Estado… del micro al macro:

El cuerpo como laboratorio experimental de la percepción: Mí “cuerpo” vive de imaginar; es aquí cuando las realidades simultáneas y la programación mental se convierten en estrategias para elegir, construir mi vida y “realidad” a través de los intereses particulares que datan del consciente, subconsciente e inconsciente. Ellos reposan resguardados bajo estructuras que defino como materiales e inmateriales; sistemas mediados por ordenes que el cerebro da al “cuerpo” a través de ondas eléctricas que configuran la percepción de mí ser y el entorno. Construyo mi “cuerpo” desde la materialidad y la in-materialidad, a estos dos conceptos los llamaré respectivamente como: materialidad (soñar con el cerebro despierto), in-materialidad (imaginar y vivir con el cuerpo dormido). En la inmaterialidad reposa mi yo imaginativo, está condensa la “realidad” construida a partir de la materialidad. Cómo desde aquí construyó las imágenes, estos los he identificado como imágines de dos tipos Tangibles e Intangibles:

43


In - tangibles:

imágenes que pertenecen a un mundo digital, estas están ligadas directamente con la capacidad de mi aparato perceptual (cerebro) para abstraer la información de los datos del mundo externo a través de las vías sensoriales, gracias a la capacidad de resaltar los fragmentos y captar lo esencial de los objetos para así deshacer o rehacer información que resulte esencial, compleja o difusa, es en este campo donde el yo soñador juega su papel más importante, esta información es almacenada en una memoria rom.

Recopilado por: Michel Feher con Ramona Naddaff y Nadia Tazi, Mapas del cuerpo, fragmentos del cuerpo humano, parte tercera.”

44


Ta n g i b l e s :

son aquellas que pertenecen a un tiempo prolongado, ellas las relacionĂł, con estĂ­mulos fĂ­sicos que se impulsan desde lo percibido por los sentidos externos al torrente nervioso, por lo general el cerebro las almacena en un disco ram.


En algunas ocasiones mi mente abandona mi cuerpo… dos materias que se suponen indisolubles. Parece que el entorno no existe, solo aquello que tiene terreno en la mente, (…) huyó de un mundo externo que me agobia, las sensaciones y los pensamientos ni en los sueños encuentra descanso. El desgaste del cuerpo y la soledad del alma no se hacen esperar; las palabras escasean como suele suceder a veces cuando puede más mí mente. Él, mi cuerpo, mutilado intenta gritar sin éxito. Las palabras y las imágenes, se dilatan estallando entre mis manos, Las presiones cesan, y aquello que se interpone entre el pecho y la espalda, quiere salir… transcurre el día y no queda más que correr. Llega la noche y el cuerpo espera que duerma para gritar, llorar y me asfixia. Un 23 de abril nací yo, mujer; que más podría decir después de haber vivido los 23 años más intensos que alguien pueda imaginar(…) sólo a través de las palabras de otro, apropiándome de ellas como mías puedo describir la experiencia de vivir atrapada en mi propio cuerpo.

51


“El mundo de la ilusión, el sueño. Es tan sólo como un humo que nos impide ver lo que realmente somos –lo que realmente somos es luz- soñar es la función principal de la mente y ella sueña veinticuatro horas al día”

MIGUEL RUÍZ Los cuatro acuerdos

Miguel, Ruíz, los cuatro acuerdos, (Chile-Colombia: Ediciones Urbano, 1998), 3-5-6.


Ver d贸nde poner esta imagen.

Aca va una imagen Est谩 en la carpeta general Nombre imagen: chakras


“La cebolla no es una caja, En ella El continente se identifica exactamente con lo que está contenido, según una paradoja particular que ofrece, con seguridad una imagen predilecta para el geómetra, el filosofo y el artista…” GEORGES DIDI-HUBERMAN Ser cráneo; lugar, contacto, pensamiento, escritura

Georges, Didi-Huberman, Ser cráneo, (Colombia, colecciçon sin condición, 2008), 16.


SER SUEÑO “El peligro está allí, donde está el cuerpo” Á LVA R O M U T I S

El Shi o Prana son energías que según algunas culturas orientales sobrecargan el cuerpo en los estados de sueño, este exceso de energía conforma otro cuerpo energético que habita el mundo de los sueños y este “nuevo cuerpo” es llamado por ellos como el cuerpo astral. Es aquí donde me busco, es mi cuerpo astral aquel que se escapa entre mis dedos el que huelo… dentro de mí, camino en la noche; me toco pero se escapa. Yo necesito de él. Y la carne no me dice nada. Mi cuerpo necesita de su alma, porque mi alma es mi cuerpo,… las carnes mi secreto.

59


De ser sueño, hablo ahora; tal vez porque decidí huir del mundo que se descubre ante mí, cuando mi mamá abre las cortinas y me arranca las cobijas, bajo la premisa de “se hizo tarde”. Porque algunas veces es bueno escapar del ruido y del caos, así ese lugar que habito en las noches o tardes de sueño, esté lleno de terrores y miedos que no me dejan despertar, de alguna manera sé que cuando abra los ojos tengo la oportunidad de cambiarlos o si me lo propongo puedo transformarlos. En esos espacios algunas veces llenos de luz y otras oscuros, enfrento mis miedos más profundos, sin temor. Allí, también me encuentro con mis más ardientes deseos, soy yo, nadie me juzga, soy yo, soy como quiero ser, ahí nadie me ve, veo sólo a quien quiero ver, hago lo que quiero hacer, es aquí donde realmente siento a mi cuerpo libre así él esté prisionero. En mis sueños, la desnudes de la imagen es la que más me perturba y me enamora, aquí he descubierto que yo soy yo y que no puedo ser otra; la figura de quien se es no se puede cambiar jamás. En mis sueños puedo tener una muerte secreta, una muerte ficticia, virtual, para así despertar y volver a la vida… porque soy orgánica, mi vida es una constante sustracción de mí misma. Quizás al sueño se refería Klee cuando se sentía penetrado por el universo, mirado por él.

60


“Es necesario que la mujer se escriba porque es la invención de una escritura nueva, insurrecta lo que, cuando llegue el momento de su liberación, le permitirá llevar a cabo las rupturas y las transformaciones indispensables en su historia, al principio en dos niveles inseparables: - Indudablemente: al escribirse, la mujer regresará a ese cuerpo que, como mínimo, le confiscaron; ese cuerpo que convirtieron en el inquietante extraño del lugar, el enfermo o el muerto, y que , con tanta frecuencia, es el mal amigo, causa y lugar de las inhibiciones. Censurar el cuerpo es censurar, de paso, el aliento, la palabra.” CLARICE LISPECTOR La escritura del cuerpo y el silencio

Clarice, lispector, “La escritura del cuerpo y el silencio” Revista Anthropodos, huellas del conocimiento (Barcelona), 23 de junio de 1997, Pág. 11.q 63


Recopilado por: Michel Feher con Ramona Naddaff y Nadia Tazi, Mapas del cuerpo, fragmentos del cuerpo humano, parte tercera.�


(El sueño es como un reflejo de la vida real, los hechos que parecen ocurrir en él, siguen generalmente, incluso en su incoherencia, ciertas leyes cronológicas coherentes con la secuencia normal de todo hecho verdadero. Si consigo establecer de modo terminante que la voluntad conserve durante el sueño la fuerza suficiente para dirigir la trayectoria de la mente a través del mundo de las ilusiones y las reminiscencias (como durante el día dirijo mi cuerpo a través de los acontecimientos del mundo real), puedo deducir que cierto hábito de ejercer esta facultad, unido al de tomar conocimiento, en sueños, de mi verdadero estado, llevarán, poco a poco, al que persista en el esfuerzo, a resultados concluyentes. No sólo reconoceré, primeramente la acción de su voluntad consciente en la dirección de los sueños lúcidos y tranquilos, sino que pronto descubriré la influencia de esta misma voluntad en los sueños incoherentes y apasionados. Los sueños incoherentes se coordinarán notablemente bajo esta influencia; en lo que respecta a los sueños apasionados, llenos de deseos tumultuosos o pensamientos dolorosos, el resultado de este conocimiento y esta libertad de espíritu adquiridos será la facultad de ahuyentar las imágenes desagradables).

Este texto, se construyo y baso a partir del libro: Jodorowsky, Alejandro., (2005). Psicomagia. Madrid, España: ediciones Siruela, “capitulo EL ACTO ONIRICO”. 65


Ahora me remitiré a las fases del sueño: La ciencia para poder identificar el comportamiento humano mientras duerme encontró que el sueño se divide en ocho (8) partes: a estas, las llamaron fases del sueño. Estas fases son estudiadas a partir de unos exámenes que miden las frecuencias cerebrales ritmos cardiacos, velocidad de respuesta corporal entre otros. Los exámenes médicos por los cuales se hacen estos estudios son: * Electroencefalograma (eeg ): este hace una relación de la actividad eléctrica cerebral * Electroculograma (eog ): medida de los movimientos oculares, rapidos. * Electromiograma submentoniano: medida del tono muscular, y de las velocidades de respuesta del cuerpo (físico). * Respiración: medida del flujo de aire inspirado y cantidad de movimiento muscular torácico-abdominal * Oximetría: cantidad de oxígeno en sangre Con estos estudios se puede determinar cuál es la calidad del sueño en cada fase y sobre todo que tipos de sueño se tienen en cada una de ellas. ºyo , en la tarea de ver cuáles de estas fases identificaba, descubrí que podía diferenciar muy bien siete (7) de estas fases del sueño en mí.

66


Esas fases son:

Fase I:

sueño ligero. Percibo todos los estímulos sensoriales “sonoros, táctiles…” Mi cuerpo se encuentra atento a las órdenes externas.

Fase II:

Mí cuerpo se empieza a bloquear. Algunas extremidades sobre todo las bajas dejan de responder con rapidez, mí cuerpo esta pesado. Mi cerebro bloque las vías de acceso de la información que va del exterior al interior. Él sufre desconexión casi total.

Fase III:

Se intensifica el bloqueo sensorial, mi cuerpo entra lentamente en un sueño profundo, las imágenes estáticas son recurrentes.

67


Fase IV - V:

Total profundidad, mi actividad cerebral es lenta. Los sueños que corresponden a imágenes se hacen más nítidos; son lugares comunes, rostros y colores que puedo reconocer, todo sucede en medio de ráfagas de luz, colores muchos colores.

Fase VI:

en esta fase vienen a mí los sueños típicos, aquellos que se presentan en forma narrativa. Mi actividad eléctrica cerebral se hace rápida. Ya presento Atonía muscular o parálisis.

Fase VII:

en algunas ocasiones se presentan alteraciones, y son las pesadillas las que se toman mis recuerdos, se elimina la atonía muscular. A partir de esto trabaje las piezas, enfocando las imágenes y esfuerzos en las sensaciones y resultados reales que arroja mi cuerpo, un cuerpo que es laboratorio. Mi cuerpo ahora es un campo de batalla, es un experimento. 68


“La pantalla es una extensión del ojo” A ND R É S B U R B A N O Subliminal

Andrés, Burbano, Subliminal (Colombia, cuadernos grises, 2005), 48.


UNIVERSIDAD NACIONAL DE COLOMBIA, centro de publicaciones y Divulgacion facultad de artes. Georges DidiHuberman, G,. (2008). ser cr谩neo, Lugar, contacto, pensamiento, escultura. Bogot谩, Colombia: colecci贸nsincondici贸n.


UNIVERSIDAD NACIONAL DE COLOMBIA, centro de publicaciones y Divulgacion facultad de artes. Georges DidiHuberman, G,. (2008). ser cr谩neo, Lugar, contacto, pensamiento, escultura. Bogot谩, Colombia: colecci贸nsincondici贸n.


Cohesión, PERCIBIRRRRRR De la mano conmigo

MISMA

“Soy de la familia de los batracios. La percepción del mundo me llegó a través de la barriga, de las vísceras y de las manos. No tengo memoria, mis recuerdos siempre están relacionados con percepciones pasadas aprehendidas por los sentidos.” LY G I A C L A R K

Lygia, Clark, Lygia Clark (España, Barcelona: Fundación Antoni Tapies, 1997)176. 87


Ahora la pregunta es ¿desde dónde mirar?, mirar es elegir, observar es construir; escoger es un paso determinante en la construcción del objeto percibido, señalar con la palabra, con el pensamiento y el cuerpo; hacen parte del proceso contribuyendo en la transfiguración del objeto observado. Mi cuerpo, es una geografía de formas inesperadas que muta como estrategia para camuflarse entre las multitudes, me encuentro atenta… percibo las formas, las llevo a mis sueños. Mis sentidos son la fuente primaria del deseo, ellos se encargan de alimentar la despensa que abastece mis pesadillas, mis recuerdos y por supuesto mis sueños. Los sentidos, mis sentidos acechan veloces, se esconden por debajo de la ropa. El verdadero cuerpo que contengo se prolonga en la velocidad del discurso, en la rapidez de un pensamiento, de la voz, transformo arbitrariamente lo que observo a través de la misma observación,

ahora YO soy

88

selección.


“si no tienes un rostro, las manos dirán por quien eres. Si no tienes corazón, las manos hablarán por ti, Si no tienes cabeza, ellas harán por ti una, pero si tú no las tienes a ellas, puedes esconderte detrás de tú rostro.” LY G I A C L A R K

Lygia, Clark, Lygia Clark (España, Barcelona: Fundación Antoni Tapies, 1997)191, 192.


Portillo, institutionum geometricarum, 1525. Alberto Durero.

“Redescubrir el sentido del gesto, en el fondo el objeto ya no es importante. El pensamiento, el sentido que se le da al objeto, lo que va dentro de nosotros al objeto.�


Cuando pienso en mi cuerpo (Cuerpo físico), puedo dibujarlo, imaginarlo y/o construirlo sin problema, pero cuando hablo de lo que mi cuerpo contiene (cuerpo astral), la tarea es más compleja, tengo que detenerme, silenciar los sentidos, cerrar los ojos,… ¿puedo disminuir en un mismo plano todas perspectivas habituales? Merleau Ponty dice, Volviendo a situar el objeto en la experiencia corpórea como uno de los polos de esta experiencia, lo despojamos de lo que constituye justamente su objetividad. Tan sólo la experiencia convierte a mi propio cuerpo en objeto, un objeto móvil, que no determina el sentido del objeto (sueña, imagina).


“Ni siquiera puedo conservar para mis ojos o mis oídos un poder de conocer a base de convertirlos en instrumentos de mi percepción, ya que esta noción es ambigua; mis ojos u oídos sólo son instrumentos de la excitación corpórea, no de la percepción en sí. No hay un término medio entre en-sí y para-sí y no siendo, al ser muchos, yo mismo, mis sentidos solamente pueden ser objetos.” M. MERLEAU – PONTY Fenomenología de la percepción.

M. Merleau-Ponty, Fenomenología de la percepción (Sin datos: Ediciones península, 1998), 219.


NOMbrar - HomBRE “El mundo real no existe… el mundo real se construye” Z E N A I D A O S O R I O

Señalar, nombrar y de paso designar territorios a estos “objetos”… “cuerpos”; mis carnes di ambulantes buscando lugares de paso., recuerdos sosegados, olivados, reconstruidos, inventados, M I C U E R P O. Uno transparente, líquido y borroso, para llegar a él, debo dormir, recuesto sobre un rollo de espuma mis huesos… un contenido solido, silenciarlo. Luchar con el cansancio y los pensamientos que no cesan si no les pongo cinta… gruesa, mucha. Soñar. De nuevo pensar, en mí, en otros… ¡en mí! encontrarme con migo, un yo dispuesto a volar a imaginar, un cuerpo sin carne, un cuerpo de luz, sin reglas. A mi carne la llamo humo, a mi alma yo.

93


“Tú cuerpo es un campo de batalla” BARBARA KRUGER


Todo es medido a través de mi escala, ella me acompaña desde el comienzo de mi tiempo, entiendo el espacio que me contiene y el que yo contengo en relación con mi área, con mis carnes y con mi capacidad de soñar. Sólo puedo ver lo que el ángulo amplio de mis ojos dejan al descubierto, sólo puedo sentir lo que mi piel toca en su extensión “Hay que desplazarse”, solo puedo oler cuando las mucosas lo permiten, la rinitis lo impide pero el pañuelo deja libre el paso, sólo puedo oír lo que mis oídos dejan o soportan… ¿pero soñar? Soñar puedo siempre… solo debo acostarme, silenciar el cuerpo, dejarme llevar. 103



Ahora mi cuerpo pide a gritos ser transformado; algunas preguntas han encontrado respuestas, no sé si he encontrado mi alma, sólo sé que en esa búsqueda me encontré con pensamientos, palabras, momentos e imágenes que me han llevado a conocerme mejor… el camino queda abierto, nuevas preguntas se abren pocas se cierran, las búsquedas hallaron nuevos rumbos y mi cuerpo se abre aun mas a nuevos sueños, a imaginar. 105


Le digo señor que mis sueños Visten sus colores, Que usted es el sueño azul Cuando lo invade la poesía. Que a veces en su rostro, Encuentro amarillos y naranjas Cuando se pierde…

Pero también a veces señor usted Es el sueño verde brillante Lleno de vida al asomarse a la ventana Del futuro,

Y es también ese sueño que me contagia Con su rojo cuando lo arremete la sangre y los impulsos, Y que termina seduciéndome cuando es espuma, 106


Arroyando mis agrestes playas, Bajo el compas de las olas sobre las rocas. Yo le digo señor que me gustan sus colores, Me gustan los paisajes que con ellos dibuja, Me gusta cuando me habitan los sueños, mis sueños, Me hacen sonrojar,… Yo le digo señor, que me gusta soñar, Acurrucadita en medio de colores, de poesía. ANONIMO

107


A Él; ELLAS,

ellos… A Todos a nadie

a ninguno

A Mí.


A Sara, por su sonrisa… a mi mamá, que levantó mis cobijas en medio de la madrugada, y me dio café caliente todos los días sin descanso durante largos 23 años, por apurarme y alentarme, por amarme de forma incondicional; a mi papá quien entregó su tiempo, amor y dinero por la causa…por su amor, por las tardes de espera, por su entrega… por creer en mí; a Giovanni, quien con ternura y comprensión pasó tardes enteras lavando mallas, recogió mis pasos en el centro cargando sobre su espalda la pesada maleta de un día agotador de compras… por su amor, por escuchar en las madrugadas mis paginas atiborradas de palabras, bajo el susurro desalentador de mi mala lectura; a mis hermanas, Marcela y Catalina quienes con cariño acompañaron los retratos,… relatos y las imágines, días, tardes y noches… siempre; Para Ana Milena Quintero, por su compañía en el pequeñísimo taller, porque sin ella esta experiencia no hubiera sido la misma; a Bernardo Tovar, Ingrid Torres, Laura Wiesner, Julieth Galvis, Laura Rodríguez Leiva y Neila Gutiérrez… por el amor la escucha atenta, la colaboración el compromiso… por su amistad. A los que olvidé o los que ya no están, a los que vendrán… A Gloria Merino por su compromiso, por creer y confiar en mí sin conocerme, gracias por escucharme y acompañar mi proceso durante este año y medio… a Marta Guevara, por su incondicional ayuda, a Dioscórides Pérez por sus palabras afortunadas y amorosas, a Gustavo Zalamea, gracias y a Trixi Allina. A todos ustedes, mil GRACIAS, por hacer parte del mundo que decidí vivir, por alimentar mis ideas… por entregarse. Por todo y por nada. A la escuela de artes plásticas y visuales y a la Universidad Nacional de Colombia por hacerme ver el mundo a través de sus ojos… por dejarme como recuerdo, la mejor experiencia de mi vida.

109


Acreditados Ana milena quintero /

Colaboración fotográfica, Asistencia luminotécnica, Montaje, producción, vestuario y Escenografía y compañía constante.

Laura Wiesner, Julieth Galvis, Giovanni Bohórquez, Carolina Borrero y Neila Gutiérrez / Asistencia fotográfica, ánimos y porras.

Ingrid Torres /

Edición, texto (Hermes), tiempo y dedicación.

Bernardo Tovar /

Escucha, ánimos y porras.

110


Bibliografía: ASOCIACIÓN COLOMBIANA EN EL AVANCE DE LA CIENCIA, Revista Innovación y ciencia, percepción y ensueño el lenguaje eléctrico de las neuronas, Bogotá, Colombia. 1992, volumen 8, Numero 4. Barthes, Roland., (1989) Nota sobre la fotografía, Barcelona, España: Ediciones Paidos. Bourriaud, Nicolas., (2001, c). Estética relacional, Buenos Aires, Argentina: Ediciones A Hidalgo. Bourriaud, Nicolas., (2004, b). Post producción, Buenos Aires, Argentina: Ediciones A Hidalgo. Bourriaud, Nicolas., (2009, a). Radicante, Buenos Aires, Argentina: Ediciones A Hidalgo. CABALLERO, Alberto, Universidad Nacional de Colombia, Maestría en artes plásticas y visuales, “La escritura, el cuerpo y la performancia”, Bogotá, Colombia: Notas de clase, Coloquio, 2001 112


Cadena, Dario., (1984). Manual de anatomía humana; tomo segundo, “3ra Edicion”, Colombia: Editorial Feneral. Claramonte, I., (2001) Modos de hacer arte crítico (1 Edi), salamanca. España: Ediciones Universidad de salamanca. Debray, Régis., (1992). Vida y muerte de la imagen; historia de la mirada en occidente, Barcelona, España: Ediciones Paidos. Fecher, Michel. naddaff, Ramona y Tazi, Nadia, (1989) Fragmentos para la Historia del cuerpo humano “parte segunda”, Nueva york, Estados Unidos: Editorial tauros. Fecher, Michel. naddaff, Ramona y Tazi, Nadia, (1992) Fragmentos para la Historia del cuerpo humano “parte tercera”, Nueva york, Estados Unidos: Editorial tauros. FUNDACIÓN ANTONI TAPAIES, Lygia Clark. Barcelona, España: 1997 Jodorowsky, Alejandro,. (2005). Psicomagia. Madrid, España: Ediciones Siruela, S.A. Kundera, Milan,., (1999). La insoportable levedad del ser. Francia: Fabula Tusquets editores. Letourneau, Joselyn., (2007). La caja de herramientas del joven investigador, guía de iniciación al trabajo intelectual. Medellín, Colombia: la carreta editores 113


López, Antunez L., (1995). Anatomía funcional del sistema nervioso. México: Editorial Limusa. Merleau – Ponty, M., (1998). Fenomenología de la percepción, España: Ediciones península. Morin, Edgar., (2008). Nuevos paradigmas, cultura y subjetividad, La noción del sujeto, Barcelona, España: editorial Al punto. Pauchet, Victor y Dupret, S., (1983). Atlas Manual de Anatomía, Barcelona, España: Editorial Gustavo Gilli S.A. PONTIFICIA UNIVERSIDAD, Javeriana, Facultad de filosofía, el cuerpo fabrica del yo, Bogotá, Colombia: Javeriana Editores, 2005 Revista Anthropos huellas. “Clarice Lispector” la escritura del cuerpo y el silencio, (extra2), Barcelona, España: Consulado general de Brasil, y en el centro de Estudios Brasileros de Barcelona, SolerE, Wagner Novaes M, 1997 Skimner, James E., (1995). Neurociencia manual de laboratorio, México: Editorial Triallas. TESIS, para optar por el título de Maestro en Artes plásticas y visuales de la Universidad Nacional Autónoma de México, Desarrollos fundamentales de la presentación bidimensional. Un análisis de las técnicas y estrategias empleadas por los artistas a partir de la antigüedad clásica. Ponente RODRIGÉZ DORINIG, Arturo, México D.F.: Marzo de 2009. 114


UNIVERSIDAD DE LOS ANDES, facultad de artes y humanidades, Bogotá, Colombia: cuadernos grises Num1 “arte y percepción”, 2005 UNIVERSIDAD NACIONAL DE COLOMBIA, centro de publicaciones y Divulgacion facultad de artes. Georges Didi-Huberman, G,. (2008). ser cráneo, Lugar, contacto, pensamiento, escultura. Bogotá, Colombia: colecciónsincondición.


Texto, trabajo de grado, Escuela de artes plásticas y visuales Universidad Nacional de Colombia Este texto se termino de escribir bajo los días lluviosos del mes de Noviembre del año diez; algunas veces bajo las cobijas otras sobren el taburete incomodo de mi mesa de dibujo… en mí casa. Se imprimieron ____ libros firmados y numerados en arábigo por la artista En papeles: Propalcote de 90 grs, Propalibros de 70 grs y pergamino de 60 grs. Universidad Nacional de Colombia cristina.artega.ayala@gmail.com


Imágines Corpográficas