Page 63

Lluvia y Ríos de Sangre

Esto nos indica que de haber continuado madurando como organización, es probable que este Movimiento hubiera desarrollado una política de emancipación más completa. Según Caicedo Licona (2002), la disolución de su movimiento fue por la falta de adherencias debida al temor que sentía el pueblo chocoano a su liberación nacional, temor que él atribuyó a la esclavitud mental causada por el colonialismo. Por otro lado, también en los ochentas, Eulides Blandón más conocido como “Kunta Kinte” figuró como un periodista revolucionario y un importante líder Negro, bastante amado y respetado por su pueblo, pero fue desaparecido por fuerzas opresoras el 5 de enero de 1991 (Díaz, 1994). Kunta Kinte, también desarrolló un pensamiento nacionalista anticolonial en la década de los ochentas. Kunta conocía bien la realidad social, económica e histórica del Chocó, como lo muestran sus artículos periodísticos, recopilados por Ventura Díaz Ceballos (1994). Kunta decía que el nacionalismo era la respuesta más beligerante contra el racismo: “[...] El Chocó es una tierra de nadie, donde la pobreza absoluta, las retroexcavadoras, las multinacionales y los colonos saqueadores se pasean como Pedro por su casa; el analfabetismo nació, se crió y echó raíces aquí [...] la mortandad infantil se presenta como una de las políticas de control demográfico; las violaciones a los derechos humanos son una constante, y las muertes y desapariciones se presentan como la única solución a nuestros problemas, mientras los que se autodenominan dirigentes no hacen nada [...] La desesperación cunde y apuesto a que unas personas piensan que la solución es anexarnos a Panamá; otros, confían todavía en los paros cívicos y un grupo más beligerante cree que la República Independiente del Chocó es una necesidad [...]” (Tomado de la revista Presente nº. 169, Marzo de 1989, p.3. Cita de Ibíd.: 110) Su visión aguda, su gran sensibilidad hacia las necesidades del Chocó, y su capacidad de síntesis hacen que sus palabras aún continúen vigentes. Kunta conocía el pensamiento nacionalista de Malcolm X y Carmichel (Ibíd.). Es bien recordada su frase: Llenemos de contenido político nuestra Negrura, que quiere decir: “[...] resolvernos y empezar a pensar para sí y no, como siempre se ha hecho, para otros, para los esclavizadores, los hacendados, los industriales, para los capataces, los amos, los ricos, para los tradicionales, los liberales, los comunistas, los conservadores o para el M-19, pero nunca para nosotros [...]” (Ibíd.: 40) Kunta llamó a su pueblo a crear un poder autónomo para la realización propia de la nación chocoana; desplegó una crítica contundente del racismo y del clasismo en el Chocó; con coraje y franqueza libró una ardua batalla contra los Negros blanqueados de su época.

63

Revista negarit n06 2010