Issuu on Google+

Queridísimo y estimadísimo y guapísimo novio que se llama Gera: Aló amor, espero que estés muy bien y tu cabello en su lugar. Pues en los últimos tres días me aventé dos libritos, “Cuernos, no me caso con un loser” y el de Marcos Schultz. Muy simpaticones los dos, sobre todo el de Marcos y me hizo ver que, en efecto, no somos unos novios normales jaja. Pareciera que vamos en contra de todas las recomendaciones que dan los líderes para mantener la “santidad y pureza” de los jóvenes. Pero en fin, todas las recomendaciones son escritas por padres con hijas a quienes les encantaría tenerlas en una cajita de cristal hasta el día que dicen “sí, acepto”. Bueno, tal vez nos hemos tomado algunas libertades medio escandalosas pero pues no era para hablar de nuestra relación física por lo que te escribía. Me llamó mucho la atención que de todo lo que decían los libritos mentados, pues lo cumplíamos, ya sabes lo de la visión y esas cosas y lo único que no encajaba era un detalle que es pequeñito pequeñito casi insignificante que es mi edad  En uno decía que no había prisa para casarse y así, en otro que uno de los errores más comunes era el de casarse muy jóvenes, etc. Me puse a pensar y a filosofar (casi no me cae) en este detalle. Yo también la pensaba mucho cuando iba a salir contigo pues por eso de mi edad y así pero de repente todo demonio de duda salio de mí :D Pues supongo que es parte de, que además no somos muy normales, y lo mas locochon de todo es que el casarme tan joven es algo que nunca jamás en la vida pero jamás de los jamases pero nunca así de que jamás me imaginé. Ya sabes, casarme yo, pues era como mi último recurso, lo miraba como algo extremadamente lejano, completamente inalcanzable, pero pues eso me pasa por bocona (y mira que no lo digo con amargura, nara nara de amargura, de hecho salió una sonrisa en mi rostro cuando lo escribí, ahh que pasa conmigo) ¿Por qué te digo todo esto? Pues porque ahora y últimamente me he dado cuenta que eso ya no es algo lejano, que de hecho está mucho más cercano de lo que había pensado… Cuando me dijiste todo eso de que no pues que cuando cumplas 18 y wachuwa, pensé voy a estar pequeña, pero bueno todavía falta buen rato  Pero no es cierto, ni siquiera falta tanto, ya casi se acaba este año y luego ¿qué mas? Antes la cuenta sumaba días, ahora parece que se van restando… Y no te lo digo con arrepentimiento, ni siquiera poquito, y eso es lo que me llama mucho la atención de mí  ¿Qué me has hecho para que de repente todo aquello que había construido en mi mente en años se esfumara por completo quedando en mí como único anhelo el servir a Dios a tu lado? La verdad no tengo idea, ya no me importa lo que va a decir mi familia, si mi nana va a decir que soy una tontona (así dice mi nana), no sé, es extraño lo que sucede conmigo, pero ¡me encanta! Y quiero que siga sucediendo, quiero seguirme perdiendo entre tus brazos, entre tus besos, entre tus caricias, quiero seguir agradeciendo a Dios cada día por ponerte en mi camino, por arruinar mis planes, por no permitirme vivir mi vida a mi modo, por permitirme estar a tu lado  Vaya, todo esto es una locura, es aquí cuando me doy cuenta que no te puedes encerrar en un estereotipo de cómo deben de ser las cosas porque a Dios le encanta cambiarlas (y que bueno, si no esto sería muy aburrido). Debo aceptar que a veces me da un pocon de miedo esta situación, supongo que es normal, es miedo a lo desconocido, y sobre todo, si no sabes cocinar y tu novio es medio medio pero casi nada delicado jaja ya pues no diré nada de ti  Pero luego pienso, seremos misioneros que se vaya acostumbrado  jeje te amo :D Acéptalo amor, será divertido  ¿Por qué Dios habrá permitido esta relación poco convencional? Pues tal vez sólo tú eres capaz de soportarme y sólo yo soy capaz de soportarme. Tal vez porque soy la única que te apoyaré en tus planes raros y eres el único que se comerá mi comida rara  jaja n.n Sólo sé que Dios no juega a los dados con el universo, y tampoco lo hace con


nosotros y no quiero perderme el final de esto, no importa que tenga pasar, esto va para largo, eso lo sé  Bueno amor, lo único que quiero que sepas que no me importa cómo, cuándo, dónde, voy a estar el resto de mi vida, sólo me importa el quién, y ese quién eres tú, nadie nadie más  No importa si es con lujos o una simple al día donde ayunes a fuerzas, no me importa si es aquí o en el medio oriente, no me importa, sólo quiero cumplir la voluntad de mi Dios a tu ladito.


alo amor